Jakob Lorber

El Gran Evangelio de Juan

Tomo 10

Obra recibida mediante la Voz Interior

(Traducido del portugués al español)

ÍNDICE

1. Propuestas para la rápida divulgación de la Doctrina

2. Fallas de una divulgación obligatoria

3. El romano convierte a sus amigos

4. Persas e hindúes son salvados por Rafael

5. Viaje del Señor a Genezareth

6. Una comida en casa de Ebahl

7. La comida se ve interrumpida por el romano

8. Un milagro del Señor calma a los romanos

9. La Resurrección de la carne

10. Preguntas filosóficas del Capitán

11. Consideraciones negativas

12. El constante celo de Dios por las criaturas

13. El capitán pide orientación acerca del globo terráqueo

14. Rafael, profesor de astronomía

15. Relación entre los planetas y el Sol

16. Condiciones para la conquista de la sabiduría

17. Rafael positiva su poder

18. La matanza de animales

19. Propósito de la lucha en la Naturaleza

20. Diversidad en la Creación del Mundo

21. La materia psíquica y su liberación gradual de la materia

22. Composición del alma humana

23. Alejamiento de la Doctrina pura

24. Propuestas para desenmascarar a los falsos profetas. Advertencia para la época actual

25. Condiciones actuales de la vida espiritual en la Tierra

26. Los falsos profetas de hoy

27. Imposibilidad de más guerras religiosas

28. El futuro de la iglesia ceremonial

29. Futuro de Europa y América

30. El orden de la evolución

31. Dudas de los seguidores del Señor

32. La Oración del Señor

33. El Señor en Pella

34. El Señor en la escuela de Pella

35. La cena en el albergue

36. El Señor y el capitán romano

37. Verónica agradece al Señor

38. El rabino es advertido por el Señor

39. Los habitantes de Pella son doctrinados

40. El señor y el capitán observan la aurora

41. Los apóstoles en busca del Señor

42. El capitán consuela a los apóstoles

43. El almuerzo de Verónica

44. La gran importancia de la Doctrina en relación a los hechos del Señor

45. Objeciones del ayudante del capitán

46. La importancia de la verdad

47. La obsesión

48. Los poseídos son traídos ante el Señor

49. Pelagius sana a un poseído

50. El Señor cura al otro poseído

51. Naturaleza de los cinco espíritus expulsos

52. Historia de los diecisiete espíritus

53. El Señor amonesta al jefe de los espíritus expulsos

54. El riesgo con los alimentos impuros

55. Viaje a Abila

56. El Señor en casa de las 10 familias judías

57. El anciano da testimonio del Señor

58. Interpretación espiritual de la restauración del castillo destruido

59. El castillo de Melquisedec

60. Ocurrencia de los tiempos del Rey de Salem

61. La cena en el antiguo comedor

62. Alboroto delante de la casa judía

63. La verdadera consagración del sábado

64. Enseñanza para paganos supersticiosos

65. Método de enseñanza

66. La visita del Prefecto de Abila

67. El comandante convierte al prefecto

68. Amor y paciencia, las principales virtudes del hombre

69. Almuerzo y despedida del Señor

70. Llegada a Golán

71. Curación de la esposa e hijas del judío

72. El Poder Milagroso del Señor

73. El Reino de Dios

74. El hospedero y el comandante son orientados en la Doctrina

75. Presagio de un temporal

76. Noche de tormenta

77. La bonanza

78. En busca de Dios

79. Buenos propósitos del vecino pagano

80. Efectos de la tormenta y el terremoto

81. Analizando el poder del Galileo

82. De regreso al albergue

83. Actitud ante los sacerdotes

84. La importancia del Amor

85. Los sacerdotes paganos defienden su actitud

86. El vacío de la ceremonia pagana

87. Ponderaciones de los colegas templarios

88. Decisión de los sacerdotes

89. Agradecimiento de los sacerdotes

90. Actitud de los verdaderos discípulos del Señor

91. Salida para Aphek

92. El hospedero romano de Aphek

93. Opinión del hospedero respecto del Señor

94. El Señor cura a los enfermos del albergue

95. El Señor analiza la trayectoria educacional del sacerdote

96. La decadencia de la Humanidad

97. La forma correcta de buscar a Dios

98. El Señor ejemplifica la justa búsqueda de Dios

99. Razones del sacerdote para justificar una vida mundana

100. Las primeras revelaciones del Señor

101. Observaciones del capitán acerca de las bellezas naturales

102. Petición y promesa del sacerdote

103. Milagro interpretado por los sacerdotes

104. Discurso de Andreas acerca de la Obra del Señor

105. El desayuno milagroso

106. Liberación del paganismo

107. Amor al prójimo

108. Promesa y advertencia del Señor

109. La Omnipotencia del Señor y su limitación

110. La pregunta sobre el infierno

111. Utilidad de la destrucción de la forma externa

112. Finalidad de las enfermedades

113. La difícil conversión de almas desencarnadas

114. Educación inútil de un tirano

115. Promesa del Señor sobre el Fin de los Tiempos

116. Entorno espiritual del Señor

117. Los ciudadanos de Aphek

118. Salida de Aphek

119. El Señor en camino a Betsaida

120. El Señor se dirige a la caravana

121. El Señor en un albergue en Betsaida

122. Motivo de la ausencia de los hijos del hospedero

123. Fe y confianza del hospedero

124. El Señor pregunta sobre el Mesías

125. El Señor da testimonio de Sí

126. El ágape feliz

127. Omnipresencia y Gracia del Señor

128. Divulgación de la Doctrina

129. El Señor explica el Cosmos

130. La astrología

131. La prudencia es indispensable en la enseñanza

132. La zona bendecida

133. Segunda misión de los apóstoles

134. Organización de los apóstoles

135. El estanque de peces del hospedero

136. Explicación sobre la transformación de la zona

137. Conocimiento de los huéspedes

138. Confesión del anciano

139. Quién es el prójimo

140. La parábola del agricultor

141. Predicción sobre la Pasión del Señor

142. El viaje continúa

143. El albergue pobre de la ciudad de Basalto

144. El milagro

145. La hospedera y los empleados

146. El amor hacia los creyentes de otras religiones

147. El porqué de la miseria y decadencia humanas

148. Motivo de la enfermedad del hijo del hospedero

149. Los dos forasteros de Nínive

150. Condiciones religiosas en la patria de los forasteros

151. Los Procesos de Dios y Sus Efectos

152. Consecuencias de la divulgación del Evangelio. El regreso del Señor

153. El despertar de los fieles en el día del Juicio Final

154. El Señor explica Su Gracia

155. La idea de eternidad

156. El Juicio Final

157. Orientación del Señor para Juan y Mateo

158. Hechos históricos de la ciudad de Basalto

159. La naturaleza del Sol

160. El Señor predice la recepción de los forasteros por el Rey

161. La difusión de la Doctrina en Babilonia

162. El Señor bendice la zona desértica

163. El Señor en la ciudad situada en el Monte Nebo

164. El milagro del vino en el albergue romano

165. Conjeturas sobre el milagro

166. Conversión de los fariseos

167. Predicción hecha a Bernabé

168. Testimonio de fe del delegado

169. Crítica materialista

170. Prueba del Señor

171. El efecto de las fuerzas

172. Intercambio con desencarnados. La visión interna

173. Aparición de un alma

174. Experiencia en el Más Allá

175. Evolución en el Más Allá

176. El infierno y sus demonios

177. Los ídolos en la casa de acogida

178. En el Monte Nebo

179. La singular aurora

180. Falsedad de la doctrina judía

181. Destrucción de los ídolos

182. Causas de las enfermedades

183. La lucha en la Naturaleza

184. Propósito de la lucha en la Naturaleza

185. Ejemplo de unificación animal

186. Aparente privilegio de los paganos

187. El Amor de Jesús hacia el pueblo judío

188. Indicaciones en relación a los falsos profetas y a los milagros

189. Las dificultades para enseñar

190. El sacerdote de Apolo pregunta por el Señor

191. La verdadera adoración

192. El surgimiento del paganismo

193. El origen de la veneración de Apolo

194. El Amor y la Paciencia en la divulgación de la Doctrina

195. Omnipresencia y Omnipotencia del Señor. El proceso de la visión

196. La evolución humana

197. El subir y bajar de los ángeles

198. Aparición de los ángeles

199. El trabajo de los ángeles

200. Una prueba del poder de Rafael

201. La zona transformada del Monte Nebo

202. Velocidad de Rafael

203. La piedra luminosa del Sol

204. Milagros de Rafael

205. Los elefantes son amaestrados

206. Región de la Bienaventuranza de los espíritus perfectos

207. Lo impensable de la Creación

208. El milagro de la comida en el albergue

209. Proceso digestivo en el cuerpo humano

210. Los alimentos más importantes para el hombre

211. El Señor como Creador Todopoderoso

212. Confesión de Pedro. La parábola del sembrador

213. La predicación del Evangelio a todas las criaturas

214. El significado de varias parábolas

215. La justa aplicación del amor el prójimo

216. El mayordomo injusto

217. La explicación de la parábola del mayordomo injusto

218. La parábola de la cizaña en medio del trigo

219. Identificación del falso profeta

220. La acción milagrosa

221. La conversión a través del milagro

222. Almas prematuras por la coerción y almas completamente maduras

223. Judas Iscariote

224. Advertencia contra la pereza

225. La economía

226. Un “buen día” de las grullas. El aura

227. Suministro de agua para las aves

228. El vuelo de los hombres

229. El Señor con sus seguidores en el Valle del Jordán

230. El hospedero mal educado

231. El Señor anuncia la llegada de una caravana

232. Comentario del hospedero acerca de los judíos

233. Continúa la conversación entre el Señor y el griego

234. El Señor da testimonio de Sí y Su Misión

235. La aparición del Mar Muerto

236. La aparición del Mar Caspio

237. Motivo de la destrucción de Babilonia y Nínive

238. La plaga espiritual del ocio

239. Crítica a la alimentación indicada por Moisés

240. Orientación sobre la alimentación

241. La imperfección del conocimiento humano

242. La tolerancia de los romanos

243. Las malas intenciones de los fariseos

244. Críticas del hospedero contra el sacerdocio judío

Información

EL SEÑOR EN LOS ALREDEDORES DE CESAREA DE PHILIPI (Continuación)

1. PROPUESTAS PARA LA RÁPIDA DIVULGACION DE LA DOCTRINA.

1. Nuevamente salimos, es decir, a la playa donde ya estuvimos por la mañana. Después de algún tiempo sin cruzar palabras, el romano me habla, "Señor y Maestro, Único y Verdadero, lleno de puro Amor, Sabiduría y Poder Divinos, vino a mí en este momento un pensamiento extraño. No puede haber algo más sublime y deseable para las criaturas de esta Tierra que la rápida difusión de Tu Doctrina, lo que a mi modo de ver, no sería tan difícil.

2. Eres Todopoderoso, y un simple Pensamiento Tuyo y cargado por el Poder de Tu Voluntad, sería suficiente para la extinción de los templos e ídolos paganos. Ellos son los principales pilares de las antiguas supersticiones, y si fuesen exterminados de una vez en todos los rincones de la Tierra, las criaturas comenzarían a meditar sobre el significado de este acontecimiento.

3. Luego, los innumerables conocedores de Ti y de Tu Reino deberían acercarse a aquellos que hayan quedado impresionados con el fenómeno para comenzar a doctrinarlos en Tu Nombre y, en el caso que estuvieran enfermos, curarlos, como ya hicieron Tus discípulos con los hombres enfermos de Jope que están presentes aquí ahora. Y pienso que de esta manera extraordinaria Tus Enseñanzas serían esparcidas de la forma más rápida y segura a todos los hombres. Los hombres no pueden hacer eso, porque no tienen los medios, pero Tú tienes el poder para realizar rápidamente un gran trabajo. Sería adecuado tal proceder o sería contrario a Tu Sabiduría y Orden?

4. Digo Yo: "Amigo mío, si fuese Yo un simple hombre, pensando y juzgando a tu modo, podría actuar de esa manera; sucede que Yo veo y juzgo diferente, y como Maestro Eterno de todo ser y vida, no puedo aceptar tu propuesta.

5. Si destruyese todos los templos e ídolos hechos por los hombres de forma repentina, sería necesario primero barrer de la Tierra a todos sus sacerdotes; pero son también seres humanos, dotados de libre albedrío y destinados a desarrollarse fundamentalmente en la vida espiritual; entre ellos hay muchos que ya desde hace largo tiempo personalmente buscan en secreto la verdad de la vida del alma en el Más Allá. Por consiguiente, no sería justo eliminarlos sólo por ser sacerdotes paganos.

6. Ahora, si todos los templos paganos fuesen destruidos junto a sus ídolos, y los sacerdotes pudieran seguir, ellos explicarían al pueblo tal fenómeno como ira de los dioses, y obligarían a la gente a hacer impracticables y crueles ofrendas. En muchos lugares, los sacerdotes ya están haciendo eso, destruyendo uno u otro templo durante la noche, cuando el pueblo no entrega ofrendas como antes, y proclaman fuertemente la ira y venganza de un dios ofendido, con lo que las masas se vuelven más ignorantes, supersticiosas y menos accesibles a la conversión.

7. Además, los milagros y señales son recursos poco indicados para la conversión, sobre todo para un pueblo un tanto retrasado. Seducen con rapidez e influencian al hombre a creer lo que es obligatorio; siempre hubo y habrá en el futuro toda clase de magos entre los sacerdotes, que hagan hechizos de mistificación. Ante esto, ¿quiénes serían las personas de comprensión y criterios claros, capaces de diferenciar los milagros falsos de los verdaderos?

8. Si yo te otorgase el don de hacer pruebas reales entre los paganos, y los sacerdotes también las produjesen como los antiguos esenios, aunque falsas - ¿cómo convencerías a la gente que sólo los tuyos son verdaderos? "

9. El romano responde: "Señor y Maestro, tienes razón en todo, sólo la Verdad luminosa facilita al hombre la conquista de la verdadera libertad interior. En cuanto a las pruebas y milagros realizados por Ti delante de los paganos ignorantes, son necesarios para la confirmación de Tu Divinidad. La Doctrina trasmitida por Tus discípulos, tan pura como la recibieron, seguramente será aceptada como Verdad Pura y Viva venida de los Cielos, y la mayor prueba se dará con el cumplimiento de sus promesas. Naturalmente llevará mucho tiempo para que Ella sea llevada a todos los hombres de la Tierra. Tú, Señor, sabrás mejor, cuál es el pueblo preparado para recibir Tu Verbo. “Respondo: Eso es, amigo Mío. Ahora juzgaste más acertadamente.

2. LA FORMA CORRECTA DE ESPARCIR EL REINO DE DIOS PARA LA EVOLUCIÓN DE LOS HOMBRES

1. (El Señor): "La semilla dejada en el suelo también necesita de algún tiempo para germinar y convertirse en fruto maduro. Queda como prueba de paciencia para el agricultor el estar obligado a esperar medio año para poder cosechar lo que sembró, y ciertamente preferiría sembrar hoy y cosechar mañana. Dios podría fácilmente realizarlo, sin embargo, la formación espiritual del hombre sería peor que nunca. El egoísta estaría sembrando y cosechando constantemente; el flojo caería en creciente inercia, lo que es fácil de entender. Por esto, el Orden determinado por Dios para los hombres de esta Tierra es lo mejor posible y de mayor utilidad para el desarrollo espiritual.

2. Lo que necesita surgir rápidamente de vez en cuando, no necesita de medio año entre el momento de su origen hasta su estado completamente efectivo, como por ejemplo, el viento, el rayo, la lluvia y otros fenómenos que, siendo indispensables, tienen que aparecer inmediatamente por la Voluntad de Dios. Otras cosas destinadas a la ocupación del hombre, tienen su tiempo, por lo tanto, igualmente Mi Doctrina, exclusivamente traída por Mí para las criaturas de esta Tierra de hoy y del futuro.

3. El romano dice: "Lo comprendo perfectamente. Sabiendo ya que se consigue la Vida Eterna del alma por el cumplimiento de Tu Doctrina e imaginándome el perjuicio de millares de seres humanos que la desconocen, yo habría deseado una divulgación rápida.

4. Digo Yo: "Esto honra a tu corazón y alegra al Mío! Es bien cierto que Soy Yo la Puerta para la Vida Eterna del alma de todos, y quien cree en Mí y actúa según el Evangelio, la recibirá.

5. Ayer, sin embargo, viste y hablaste con el alma de tu padre y de varios amigos, y pudiste observar su manera de vivir en el Más Allá. Te aseguro que recibieron igualmente la transmisión de Mi Evangelio por parte de muchos ángeles. Quien quiera oírlo, y aceptarlo como norma de conducta, llegará a la Bienaventuranza, aunque no tan fácilmente como en esta Tierra, donde el hombre traba verdaderas batallas con el mundo, con su carne y muchas otras cosas, con toda paciencia, resignación, mansedumbre y humildad.

6. Por lo tanto, no te aflijas por quien quiera que sea en el Gran Más Allá; El Amor, la Sabiduría y Misericordia de Dios actúan también allá. Quien a ellas se aferra y cambia, no se perderá; quien no lo hizo en esta vida, y tampoco lo hace en el Más Allá, no debe quejarse del mal que atrae para sí. Estas satisfecho con esta explicación?

7. Él contesta: "Sí, Señor y Maestro, pues responde a todas las necesidades del sentimiento razonable y está lleno de consuelo para nuestras almas. Todo amor y gratitud a Ti, hoy y siempre. "

3. EL ROMANO CONVIERTE A SUS AMIGOS

1. Aquí se presenta un empleado de Marcos, trayendo un mensaje al romano por parte de varios amigos interesados desde el sanatorio, al que debería volver como incurable, de acuerdo con la opinión de ellos. Luego me pregunta cómo proceder, pues no quería delatarme ante los invitados.

2. Yo respondo: "En cuanto a tus amigos y conocidos, puedes hablar de Mí en privado y explicarles confidencialmente cómo se dio tu cura. Si lo creen, mejorarán; de lo contrario, continuarán con sus enfermedades. Si exigen ellos hablar Conmigo, hazles una contra- propuesta en lo que el empleado de Marcos te ayudará. Sin embargo, si ellos insisten en querer verme, déjalos venir; pero delante de los judíos, los fariseos y otros sacerdotes, nada hables de Mí. Puedes volver al sanatorio, para no atraer la atención a tu larga ausencia. "

3. Una vez allí, el romano es rápidamente abordado por los amigos que lo bombardean con preguntas. Él entonces dice: "Cálmense, obsérvenme con atención y díganme lo que ven”

4. Todos lo miran largamente y un romano de Tiro dice: “Pareces estar perfectamente sano. Qué sucedió si ayer tu estado de salud no prometía cura tan pronta? Acaso descubriste en casa de Marcos un médico mejor que los tres del sanatorio, o encontraste otra fuente curadora? Cuéntanos los detalles para sanarnos nosotros también. "

5. El otro, entonces, relata todo lo que vio y de lo que fue testigo. Los amigos se encogen de hombros, y el primero dice: “Amigo, eso es más difícil de creer que las fábulas del politeísmo. Ya oí hablar de los extraños hechos de Tu Dios que, igual a todos, nació de mujer y también morirá como cualquiera; sin embargo, veo confirmada mi antigua creencia sacada de los libros acerca de hombres importantes y célebres.

6. La divinización de tales hombres es un hecho remoto, y entre nosotros circula el dicho, no hay un gran hombre sin soplo divino. Lo mismo seguramente se da con tu Dios, de quien se dice, es galileo.

7. Está dotado de talento y habilidades muy especiales, adquiridos tal vez en alguna vieja escuela y hace ahora cosas fabulosas, por lo que merece toda alabanza; pero presentarse por esto como dios, es algo ridículo y nunca agradará a personas inteligentes. Con mucho gusto dejaría que me curase por medio de un pago acordado, pero considerarlo dios debido a la cura, no es posible, aunque reconozco que sus Enseñanzas son la verdad más pura. Quien quiera aceptar lo que acabas de contar, que lo haga y viva feliz en esta creencia hasta morir; por mi parte, difícilmente participaré de tal felicidad”.

8. Dice el juez romano: "Ustedes son hombres de diferentes experiencias y deberíais estar mejor preparados en la aceptación de la Verdad. En todas partes, las criaturas creen en uno o varios dioses, pero nadie puede afirmar que ha visto a tal o cual entidad, para poder llegar a una conclusión propia como yo.

9. Si no sois capaces de creer que un hombre a quien obedecen todas las fuerzas y elementos, y que es servido por los ángeles celestiales, es realmente Dios – comprendo cuán difícil será la divulgación de Su Doctrina Pura.

10. ¿Acaso ya visteis un dios más real, para poder juzgar si Éste, de Quien os hablé, es Verdadero, o no?. Podéis creer lo que queráis - pero yo continuaré con mi fe hasta el fin de mi vida y recibiré la Vida Eterna, tan cierto como la siento ahora, y sin duda lograré acentuar ese sentimiento sublime.

11. ¿Quién podría ser verdadero Dios: uno inventado como tenemos tantos, todos muertos, de los que nadie hasta hoy sintió el menor efecto, - o un hombre real, ante cuya Palabra y Voluntad poderosa se inclinan todos los elementos de Cielos y Tierra?

12. En mi opinión, este Hombre es Dios, de quien todos los sabios judíos y otros profetas profetizaron Su encarnación en esta Tierra, restituyéndoles lo que perdieron por el odio, el amor mundano y el dominio terrenal.

13. Él está aquí, doctrina y actúa según las profecías. ¿Acaso no debería yo creer en aquello que vosotros no lográis por razones triviales? Lamento por todos cuyos ojos de la fe no se dejan abrir."

14. A estas palabras del juez, sus amigos no saben qué contestar, porque Yo había inspirado el corazón de él. Sólo en el tercer día le fue posible despertarlos a la fe, llevándolos a Mí, y así recibieron su curación. Muy agradecidos, se quedaron un día más con nosotros, y Rafael tuvo la oportunidad de hacerse profesor. En el quinto día partieron después del desayuno, llenos de fe y gratitud, regresando a Tiro, otros a Sidón, en perfecto estado de salud.

4. PERSAS E HINDUES SON SALVADOS POR RAFAEL

1. Durante los cinco días que pasé en compañía de los romanos convertidos en casa de Marcos, no ocurrió nada más importante. Dimos pequeños paseos por los suburbios, donde curé algunos enfermos, y en el segundo día, Marcos llevó a cabo una gran pesca. Siguiendo Mi consejo, obtuvo, de este modo, resultados muy abundantes.

2. En el sexto día, se aproximó temprano en la mañana, un barco. Como siempre, estábamos reunimos en la playa antes del desayuno, mirando los paisajes matutinos; Rafael explicaba las causas de los fenómenos, para la alegría de todos, excepto de Judas.

3. El mencionado barco traía persas e hindúes, y enfrentaba ciertas dificultades debido a las enormes olas. Los barqueros eran de Gadara, conocedores de las orillas peligrosas, razón por la que maniobraban a unos cien metros, a fin de descubrir un punto más apropiado para atracar.

Como el fuerte viento continuaba sin cesar, hacían señales pidiendo socorro.

Marcos entonces pregunta qué hacer, si por algún motivo Yo no quisiese operar un milagro.

4. Respondí: "Hasta que tomemos el desayuno, los persas y los hindúes podrán soportar las olas, incluyendo sus mascotas y sus pertrechos de magia; cuando volvamos a la playa, veremos cómo les proporcionaremos la ayuda necesaria". Inmediatamente, entramos para tomar el desayuno.

5. Una hora más tarde, nos dirigimos hacia la orilla donde el barco estaba en la misma situación. Entonces, hice un guiño a Rafael, a fin de no llamar la atención de los recién llegados, le indiqué que tomara un bote y se acerque rápidamente a la nave.

6. Los barqueros, admirados de su valentía, le preguntan: "¿Qué quieres aquí, frágil muchacho? ¿Acaso tienes la intención de ayudarnos? Entonces la situación no será promisoria, porque no tienes cuerda ni gancho. ¿Cómo quieres enganchar nuestra nave pesada a tu bote y llevarlo a la playa? "

7. Rafael le responde: "Será mi tarea. Si queréis y confiáis en mí, podré socorreros; si me hayáis muy débil para hacerlo, pedid socorro de algún otro.”

8. Dice un marinero: "Demuéstranos tu arte y fuerza, pues necesitamos de ellos con urgencia, de lo contrario ocurrirá una desgracia". Inmediatamente, Rafael amarra una viga que sobresalía del buque y lo conduce rápidamente a la playa; esta maniobra respaldada por su voluntad, impulsa grandes masas de agua hacia la orilla, de manera que la nave no toca la marea baja, por lo tanto, no sufre daño.

9. La tripulación y los pasajeros quedaron admiradísimos con la fuerza incomprensible del joven que manejó la furia de los elementos como si fuesen gotas de rocío tocadas por la suave brisa de la mañana.

Cuando se encontraron en tierra firme, comenzaron a alabar la habilidad de Rafael, que rayaba lo milagroso, y le preguntaron cuánto debían pagarle.

10. Él dice: "No necesito su pago; si encontráis algún pobre, más necesitado que vos, dádselo con amor y misericordia. "Todos se maravillaron, y los mismos extranjeros reconocieron que era un joven extraordinario.

11. El hecho había ocasionado gran revuelo y todos los empleados de Marco se acercan para saber lo que pasó. Una vez enterados, dijeron: "Cuando el Cielo y la Tierra se unen en el Señor, los milagros casi se vuelven hechos naturales, pero tan pronto como regrese por encima de todas las estrellas, habrá gran escasez de tales eventos extraordinarios en la Tierra. "

12. Luego, los pasajeros llevan sus equipajes a tierra y se informan cómo podrían seguir su viaje hasta alcanzar el mar abierto. A mi instrucción, Rafael los encamina para ello, sin delatarse que es más que un simple mortal. Llegando a Tiro, les llama la atención sobre Quien los había salvado tan milagrosamente. Naturalmente, quieren volver para conocerMe en Persona, por lo cual ofrecieron grandes sumas de dinero. En eso, Rafael desaparece ante sus ojos, y se encuentra entre nosotros.

5. VIAJE DEL SEÑOR A GENEZARETH

1. Así nos acercamos al octavo día de descanso en la casa de Marcos; él y sus discípulos, entonces Me preguntan por qué había pasado tanto tiempo en completa calma, situación nunca vista.

2. Les explico: "Hace dos años y medio que trabajamos día a día, sin interrupción, de manera que Mi Doctrina ya fue difundida por todas partes; por lo tanto era necesario respetar un verdadero descanso de sábado, dándoos tiempo para hacer anotaciones.

3. En este momento se terminó el descanso. Alcanzaremos el tiempo justo de las grandes tempestades y en menos de medio año se presentará el mayor temporal que someterá al Pastor, y muchas ovejas de su rebaño se dispersarán por todo el mundo, y serán perseguidas por causa de Mi Nombre de un punto a otro del mundo. Cuando esto suceda, comprenderéis perfectamente por qué ahora descansé por varios días. "

4. Mis Palabras entristecen a todos, y María dice: "Señor, Te fue dado todo Poder, incluso sobre Satanás, no permitas que las tormentas logren alcanzarTe. "

5. Yo respondo: "Sólo Yo entiendo estas cosas, por lo tanto, nada más habléis al respecto. Es necesario que la muerte y el juicio del mundo y de su materia sean vencidas para siempre. "Todos guardan silencio y Marcos, para animarMe, Me propone traer más vino.

6. Sin embargo, digo, 'Amigo, déjalo por ahora, estamos abastecidos de sobra. Manda a preparar un buen barco, porque dentro de una hora tengo que partir para Genezareth, donde está mi amigo Ebahl. Quien lo desee podrá acompañarMe. Mis discípulos, Kisjonah, María y Philopoldo deben venir Conmigo. "

7. Todos se ponen de pie y en una hora nos fuimos. El cruce del Mar de Galilea duró cerca de tres horas y atracamos en la caleta conocida como Lago Genezareth. Allá encontramos a los pescadores de Ebahl que, a pesar de estar ocupados desde temprano, pocos peces habían capturado, debido a la marea alta.

8. Al pasar cerca, hago detener nuestro barco y les pregunto por el resultado de la pesca. Los pescadores responden: "Amigo, hay días en que el lago está inquieto y, en este caso, la pesca nada promete. Los depósitos del patrón están vacíos y se ve obligado a mandar a buscar peces de otros lugares, para poder satisfacer a sus numerosos huéspedes. Si sois de Genezareth, veréis la enorme dificultad. "

9. Digo Yo: "tirad las redes una vez más al mar, que tendréis motivo de satisfacción. "En este momento, varios Me reconocen y exclaman:" Toda gratitud y honor a Ti, Señor! Perdona nuestra ceguera, porque deberíamos reconocerTe desde el primer momento, ya que nos bendijiste con Tu Santa Presencia hace un año. Con Tu Palabra Poderosa, sin duda que haremos una rica pesca, y Ebahl sabrá inmediatamente Quién fue el Gran Pescador.”

10. En seguida tiran sus redes al mar y la pesca es tan abundante que con dificultad puede ser almacenado en barcos y botes. Terminada la tarea, su alegría es inmensa, tomando la vanguardia de nuestra flota hacia Genezareth donde los espera Ebahl con su personal, en la expectativa de una buena pesca, sobre todo porque su hija Yarah tuvo un sueño en el que Me veía con Mis discípulos y amigos llegar por mar. Cuando Ebahl observa la abundante pesca, levanta las manos al Cielo y dice: "Mi hija, esta alma tan pura, tuvo una visión real. Es una bendición del Señor, nuestro Dios! Toda alabanza y honor Le sean dados. "

11. En seguida pregunta a los pescadores si no Me vieron en una nave o en alguna playa. Señalan los barcos todavía a cierta distancia y dicen: "He ahí que viene con todos los amigos. ¡Qué gran beneficio sucede a este lugar con Su llegada. "

12. Inmediatamente Ebahl ordena a familiares y empleados preparar el gran comedor, donde Yo y aquellos que él determinara pudiéramos entrar.

El mismo toma un bote en compañía de Yarah, para ir a nuestro encuentro. Enorme es la alegría de ambos cuando se dan cuenta que a Mi lado están María, Rafael, Kisjonah, Philopoldo, Juan, Pedro, Jacobo y el viejo Marcos. Ebahl y Yarah pasan a Mi bote, entregando el otro a los marineros.

13. En pocas palabras relato los hechos principales de Mi acción durante el viaje doctrinario. Mientras tanto, llegamos a la orilla, donde los pescadores aún se encuentran ocupados en guardar los peces en los depósitos.

14. Ebahl luego dice: "Señor, perdóname por haber olvidado darTe las gracias por este gran regalo!" Agrego:" No es necesario; sabes lo que es considerado por Mí en la criatura. Continúa como eres, que siempre tendrás motivo para alegrarte de Mi Amor, Misericordia y Amistad. Vamos a la nueva sala para abordar otros temas "

6. UNA COMIDA EN CASA DE EBAHL

1. Todos admiran la magnificencia de la sala, cuya construcción la había realizado un arquitecto griego. Tomamos asiento a la gran mesa que contiene a unas cien personas, y Ebahl hace servir pan y vino, mientras la comida se preparaba.

2. Yarah firmemente a Mi lado, habla con la Madre María y el Arcángel Rafael; a éste le pregunta ciertas explicaciones de sueños vivos, y María se sorprende de su inteligencia y la trata con todo cariño. Ebahl, a Mi derecha, pide que le de los nombres de algunos discípulos que no conocía.

3. Mientras tanto, los hijos y sirvientes traen los platos y Me agradecen por la consideración de Mi nueva visita. Yo los bendigo, y vuelven a sus quehaceres. Había gran número de huéspedes extranjeros, pues desde Mi primera estadía, la antigua Genezareth poco saludable se había transformado en un lugar de curación, sobre todo, el prado que Yo bendije especialmente. En seguida, Ebahl pregunta cuál es Mi plan para la tarde.

4. Respondo: "Amigo Mío, dentro de poco se presentará bastante trabajo que nos ocupará hasta la noche, y tú mismo Me alabarás sobremanera. Por ahora nos quedaremos en esta sala, pues la tarea vendrá a nosotros, sin necesidad de ir a buscarla. "

5. Durante media hora los discípulos hacen conjeturas sobre el problema mencionado, pensando que se trata de un caso fariseo, y si no era eso, entonces Herodes había enviado a sus esbirros, para capturarMe o a los seguidores de Juan.

6. En eso, entra un empleado con expresión confusa, por lo que Ebahl se acerca a él y dice: "Benjamín, mi viejo, que me traes? Tus ojos no anuncian algo agradable. "

7. Él dice: "Patrón, realmente el hecho no tiene nada de agradable para ti y tus invitados. Conoces el nuevo capitán romano, transferido aquí hace pocas semanas. Es una escoba nueva que desea excederse para aumentar su prestigio. A través de sus fiscales, sabe de la llegada del distinguido grupo, que naturalmente debió serle declarado, es decir, su origen y propósito de la visita, y si cada uno puede legitimarse. Esta declaración fue olvidada por causa de la gran alegría con la llegada del Salvador, razón por la que el romano está alterado y te espera allá fuera.”

8. Irritado, Ebahl contesta: "Es de verdad extraño que no haya en esta Tierra un día enteramente feliz, incluso para un hombre honrado y piadoso, pues pronto se presenta un diablo tratando de envenenarle la vida. "

9. Digo Yo: "Amigo mío, no te enojes. Si no estuviese esta Tierra destinada por Dios para lugar de prueba, en el cual el hombre tendrá que ejercitarse en la paciencia, mansedumbre, humildad y amor, en el camino de la completa renuncia hasta alcanzar el pleno renacimiento espiritual, Yo no hubiera venido Personalmente para precederos con el ejemplo más real y verdadero. Si quieren las criaturas de esta Tierra volverse hijos de Dios para toda la Eternidad, como fue demostrado por Rafael, tiene que soportar las pruebas determinadas por Dios para tan sublime finalidad.

Ahora ve y ocúpate del romano, para que seas el primero en convencerte de la enorme tarea que nos espera. "

7. LA COMIDA SE VE INTERRUMPIDA POR EL ROMANO Y SUS SOLDADOS

1. Cuando Ebahl va en busca del capitán, es rápidamente recibido con expresión enojada, acompañada por las siguientes palabras: "¿Qué manera son esas de considerar mis órdenes? Tal vez ignoras las consecuencias de su no cumplimiento? Por qué dejaste de enviarme la declaración inmediata de la llegada de los viajeros y si podían ser aceptados por determinado tiempo?

2. Ebahl responde: "Señor y soberano, desde que ejecutas tus órdenes en esta ciudad, con severidad poco común, nunca recibí una amonestación por no considerar tus ordenes; por esta vez dejé de hacer las declaraciones, no por mala voluntad, sino porque olvidé cumplir con mis deberes, debido a mi gran alegría por la llegada de mis mejores amigos, y creo no pedir en vano, si peca condescendencia.

3. Dice el capitán: "La ley hace caso omiso de consideraciones. Infringiste mi orden, por olvido o mala voluntad, lo que no viene al caso, por lo tanto, estás sujeto a castigo. Por ser el primer ciudadano, transformaré el castigo corporal en una multa. Si no cumplieres mi exigencia, haré apresar a tus hijos como rehenes hasta que decidas pagar el importe. La multa asciende a mil libras de oro y diez mil libras de plata, y debe ser pagada en un plazo de tres horas. Finalizado el tema contigo, iré a concluir mi función con tus amigos. Vamos."

4. Ebahl queda perturbado por la multa inescrupulosa, cuyo importe va más allá de

sus finanzas, pero confía en Mí. Por esto, conduce al capitán y sus subalternos a la sala, que él hace rodear con soldados. Todavía estábamos felices en la mesa, cuando el romano entra lleno de odio y dice con arrogancia: "Es cada uno responsable de sí mismo, o hay un líder para todos, como sucede entre viajeros?

5. Digo Yo: "Soy Señor Único y Verdadero para todos. ¿Qué más deseas de nosotros, después de la multa inhumana que has aplicado a nuestro querido amigo Ebahl y no especificada en ninguna ley de Roma? Tienes la intención de aplicarnos castigos semejantes? "

6. Él contesta: "Los que dependen de ti, están exentos; pero tú que pareces tener poco respeto por la autoridad, pues proferiste mal criterio acerca de mi sentencia, tendrás que pagar la misma suma que Ebahl, dentro del mismo plazo. Ejemplificaré entre los judíos las leyes de Roma.”

7. Le digo: ”Pero ¿qué sucederá si no podemos y quisiéramos cumplir con tu exigencia injusta? Dónde está escrito que un capitán romano tenga el derecho de hacer extorsiones en países amigos como si fuesen enemigos?

Preséntame el poder otorgado por el propio emperador o por su Alcalde Cirenio. Si no lo tienes, enfrentarás a Alguien que ostenta en Sí, la Máxima Autoridad. Si no la tuviese, no hablaría de este modo contigo. Eres un mandatario orgulloso, duro y casi insoportable; sin embargo, existen otros por encima de ti, con los cuales los oprimidos encontrarán mayor justicia que contigo. Muestra tus prerrogativas a Mí o a Cirenio, de lo contrario, Yo presentaré las Mías.”

8. Algo impresionado por el rigor de Mis Palabras, dice el capitán, después de una reflexión: "No tengo ningún poder por escrito, porque mi cargo lo dispensa; cada capitán está sujeto al juramento de fidelidad hacia el Emperador y el exclusivo bien de Roma. Manteniendo mi actitud dentro de estos dos puntos, nadie me puede pedir cuentas.

¿Dónde está, por tanto, tu prerrogativa? "

9. Respondo: "No quieras conocerla antes de tiempo!"

10. Dice él: "¿Crees que un romano es un conejo tímido que sin demora huiría ante un judío zorro y astuto? Jamás! Un romano es león para darle caza a todos los animales!“

En eso, él da una señal a un empleado, que abre la puerta por la que se precipitan unos treinta soldados armados hasta los dientes. Ellos rodean nuestra mesa, mientras el capitán dice con una voz estentórea: "Mira, judío plenipotenciario, aquí está mi verdadero poder que os prenderá hasta que hayáis cumplido mi exigencia. Conoces este poder?”

11. Respondo: "Sí, romano arrogante y todavía muy ciego, como tus secuaces y soldados; hace mucho que conozco ese poder. Pero esta vez poco resultado te dará. Por haber mostrado la agudeza de tus armas, también te haré demostración de Mi Omnipotencia, sólo del tamaño de un átomo y te darás cuenta que no eres tú Mío, sino Yo, por siempre Tu Señor.

12. Esta habitación es muy amplia y alta, y siete hombres no alcanzan el techo, por su longitud de 20 y su ancho de 12 hombres. Quiero que flotéis con las armas pesadas en el centro del salón, y ya veremos de qué os sirve vuestro poder severo cual león. Mientras no desistas de tu exigencia injusta, hecha a Ebahl y a Mí, no pisarás suelo firme. Que se haga lo que dije!

8. UN MILAGRO DEL SEÑOR CALMA A LOS ROMANOS

1. Cuando termino de hablar, todos los romanos se encuentran flotando en el centro de la habitación, y como perdieron la base sólida y el equilibrio, pronto se encuentran de cabeza para abajo, debido a los movimientos de reacción; un fuerte viento que entra por la gran ventana, los lleva de una pared a otra, sin que puedan ayudarse. Algunos tratan de disparar sus armas contra nosotros, pero también quedan suspendidas.

2. Después de media hora, mientras el capitán y sus secuaces pasan en esas posiciones incómodas, le pregunto: "¿Qué opinión tienes de Mi Omnipotencia? ¿No crees que el león de Judá es más poderoso que tu poder romano?, que llamaste también león para darle caza a todos los animales, y que no huía cual liebre delante de un zorro ladino de Judea?

3. Exclama él desde arriba: "Te ruego, jefe de todos los magos o semidios, o completo Dios que nos liberes de esta posición inaguantable, que anularé el pago de la indemnización; veo claramente que todo el poder terrenal no podría sostener una competencia contigo. De ninguna manera os molestaré y este asunto lo silenciaré cual pirámide egipcia. Podéis permanecer en esta ciudad el tiempo que os agrade, que no seréis molestados.”

4. Respondo: "Analizo tu corazón y veo que no eres del todo sincero con tus promesas. Conociendo Mi Poder mejor que tú conoces el tuyo, atenderé tu solicitud y el suelo será vuestra base firme.

"Todos reciben la posición de pié, y lentamente descienden al suelo.

5. El capitán despacha a sus soldados y ordena que los guardias vuelvan a las tiendas

de campaña, mientras él se sienta con sus dos ayudantes más importantes en una pequeña mesa a servirse un poco de pan y vino. Luego se vuelve hacia Ebahl, diciendo: "Tú y tu amigo omnipotente podéis darnos esto, a cambio de la anulación de la multa. Si me hubieses contado algo del poder de este hombre especial, no habría hecho la amonestación. Quién podría adivinar que entre tus supuestos amigos se encontraba un mago tan poderoso?

6. Sentí un gran temor y merezco este consuelo; además, no tenía voluntad para entrar en conversación amistosa con él." Cuando los romanos se reconfortan, toman coraje al punto de que el capitán quiere dirigirse a Mí. Sus empleados, sin embargo, se lo impiden, porque no es aconsejable alternar con magos especiales sin que éstos lo deseen.

9. LA RESURRECCIÓN DE LA CARNE

1. Como ya habíamos pasado suficiente tiempo en la mesa entreteniéndonos con temas útiles, los discípulos preguntan si podrían ir afuera. Respondo: "Por hoy, el trabajo que nos espera por su parte más difícil, es más importante que el aire libre poco agradable de Genezareth. Aun así, si tenéis ganas de tomar aire fresco, podéis hacerlo. Yo quedaré aquí. "

2. Ellos responden: "Señor, vamos a estar donde estés Tú. Sólo en Tu compañía hay bienestar; sin Ti, solo hay juicios, perdición y muerte.”

3. Digo Yo: "Entonces quedaos donde impere El Reino de Dios y Su regla de la Vida Eterna del Espíritu; pues Yo Mismo Soy la Verdad, el Reino de Dios, la Resurrección y la Vida Eterna. El que cree en Mí, recibirá la Vida Eterna, pues lo despertaré en su día más reciente. Quien se quede en Mí por la fe y el amor, Me tendrá a Mí también consigo, y por lo tanto ya tiene la Vida Eterna y nunca verá, sentirá ni saboreará la muerte. Quedaos aquí Conmigo, y por vuestro amor, en Mí.”

4. Pregunta Ebahl "Señor y Maestro, la mayoría de los judíos cree también en una resurrección de la carne en el Valle de Josafat. Eso lo encuentro algo extraño. En primer lugar, porque son pocos los enterrados en aquel Valle y, en segundo lugar, qué sucederá con los cuerpos de los que nunca oyeron hablar de él, que han muerto en otros lugares, o que han sido quemados o enterrados? En tercer lugar, qué sucederá en aquel día con los que fueron tragados por las aguas, o destrozados por animales feroces? Cuándo vendrá el día del Juicio Final, tan tristemente descrito por los fariseos?.

5. Como ves, Señor, tales cosas no pueden ser aceptadas por la lógica humana. Sólo la más oscura superstición y la nula capacidad de raciocinio de los judíos ignorantes y paganos pueden considerar tales absurdos. Perjudican al investigador y le debilitan la fe que puedan tener en una Revelación puramente divina, en la inmortalidad del alma y en la resurrección de la carne en el Día del Juicio Final. Cómo debemos comprenderlo?”

6. Digo Yo: No consideréis las enseñanzas de los fariseos. El cuerpo, dado al alma como instrumento de acción externa, no será despertado en el Valle de Josafat ni en ningún otro lugar de esta tierra para unirse a la psique el día del Juicio Final. En cuanto a la resurrección de la carne, ella representa las obras hechas por el alma a través de su cuerpo.

7. El Valle de Josafat se refiere al estado de calma interior del alma, cuando su conducta fue siempre justa. En esta calma, no perturbada por el amor al mundo, ni deseos ni pasiones, pero semejante a un espejo de agua, en el cual puedes ver los reflejos de zonas distantes o cercanas, existe el inicio del verdadero y más reciente Día del alma, su despertar por Mi Espíritu dentro de ella, para la Vida Eterna, a través de la resurrección.

8. En este estado, el alma se da cuenta de los buenos frutos de sus obras y comienza a iluminarse aún más con ellos; en esta percepción consiste la verdadera resurrección de la carne.

9. De hecho, consta: Es dejado en el suelo un cuerpo mortal y perecible, que resucitará inmortal e inmutable. Si relacionas esto a tu cuerpo físico, caerás en gran error; pero, si lo relacionas con las buenas obras del alma, como cuerpo real, llegarás a la Verdad. Toda y cualquier buena obra hecha por el alma a través de su cuerpo en beneficio del prójimo, pasa como todo en esta Tierra y muere después de la acción, pues si alimentaste a un hambriento, saciaste a un sediento, vestiste a un desnudo y liberaste a un preso, tales acciones solamente perduran por algún tiempo. En seguida caen en el olvido tuyo y de quien las recibió, por lo tanto, fueron llevadas a la tumba y, como mortales y perecederas, sembradas en el suelo del olvido. En el Día verdadero y más reciente del alma, la buena acción será despertada por Mi Espíritu dentro del alma, no en forma transitoria, sino en la del fruto de duración eterna.

10. ¿Cuál será su aspecto? Un área para la vida del alma en el Más Allá, maravillosa y dotada de todo, en la cual ella se elevará de grado en grado en un perfeccionamiento bendecido. Según sean las obras de un alma en la Tierra, servirán ellas en el Más Allá, como zonas habitables. Es la Verdadera resurrección de la carne. Cree y cumple tales normas, pues la Verdad es ésta.”

11. Considera Ebahl: "Esto suena muy diferente de lo que hablan los fariseos ignorantes ante el pueblo, y así el intelecto también puede estar de acuerdo recibiendo un conocimiento nuevo y grandioso. De la carne que sirvió al alma en la Tierra, no habrá un átomo que con ella resucite en El Más Allá? "

12. Yo respondo: "Como sustancia del alma eternamente viva por Mi Espíritu, no, porque ella misma se ha convertido en puro espíritu. En cuanto a la silueta de su forma, especialmente en lo que respecta a la vestimenta, las partes etéreas del alma dentro del físico se unirán con ella en la pureza espiritual. Del cuerpo burdo, ni un átomo. A él le compete lo que corresponde a toda materia telúrica, que igualmente será disuelta en elementos más evolucionados, así como desde el inicio ella fue formada a partir de elementos de la naturaleza mucho más bajos y de menor grado.

13. Los elementos ya desprendidos de la materia bruta pueden con el tiempo llegar a convertirse en almas humanas. Más detalles de esta esfera comprenderás sólo cuando tu alma se encuentre en el ya mencionado Valle de Josafat. Por esto, ahora demos por terminado este asunto.” El capitán y sus ayudantes, asistieron a esta explicación con mucha atención, sin que entendieran algo; por lo que nos importunarán con su sabiduría griega, obligándonos de este modo, a tener mucha paciencia.

10. PREGUNTAS FILOSÓFICAS DEL CAPITÁN

1. En el mismo instante, el romano se levanta y se dirige amablemente a Mí: "Maestro poderoso en tu esfera oculta de artes y ciencias, en las cuales, sometes a todos los poderes de la naturaleza a tu voluntad! Asistí con mucha atención a vuestra controversia, y deduje que pertenece al culto judío, que contiene sus pros y contras, en los cuales los sacerdotes se enredan mucho más perjudicialmente que nosotros.

2. De todos modos, pareces ser más entendido que el amigo culto Ebahl. Yo no entendí tu afirmación según la cual, dijiste que eres tú el principio básico de todo ser y vida, que tú eres la Verdad y la Vida Eterna, y que el que creyese en ti y te amase, jamás sentiría y vería la muerte. Por otra parte, serías tú el indicado para despertar las almas a la Vida Eterna, en el Día del Juicio Final, y otras cosas más. Acaso ese es tu modo de hablar o eres realmente quien aseguras ser? No soy ignorante en la sabiduría griega, y podrías hablarme para así conocerte más de cerca".

3. Yo digo: "Siéntate con tus subordinados a esta mesa, y veremos vuestro grado de comprensión. En seguida, proseguí: "Habla de forma abierta y específica lo que deseas saber. No toques el tema ventilado con Mi amigo Ebahl, porque tu raciocinio no lo asimilaría".

4. Un poco avergonzado, el capitán no sabe qué preguntar. Después de un rato dice: "Maestro poderoso en qué escuela concluiste tus estudios? "

5. Yo respondo: "En la Mía Propia, y desde eones, pues antes de que existiese un ser en el Espacio Infinito, yo existía con Mi Espíritu llenando el Infinito Eterno. "

6. Mirando con ojos sorprendidos, él replica: "¿Acaso es mayor tu interior que tu cuerpo? Hablas sin sentido. ¿Cómo se entiende? ¿Qué pretendes decir con eso? "

7. Respondo: "La plena Verdad, pero como en ti aún no es realidad, no puedes entender la Verdad fundamental. Te revelaré algunos detalles. Al inicio de todo inicio y antes de que existiera cualquier ser, era el Verbo. Este Verbo estaba con Dios, porque Dios Mismo era el Verbo, y todo lo que existe y llena el espacio infinito, del cual vuestros sabios ya hablaron, fue creado por el Verbo y no existe nada que no haya sido creado por Él.

8. La Palabra Eterna, aceptó ahora la carne y vino como Hombre junto a los hombres de este mundo, y ellos no Lo reconocen. También eres un hombre y no descubres El Verbo Eterno en Mí, porque eres ciego de corazón. Nunca leíste lo que escribieron los profetas de los judíos? "

9. El romano responde: "Sí, como también otras cosas más; pero quién entiende eso? Ni vuestros sacerdotes, mucho menos yo. Escribieron tan incomprensiblemente como ahora hablaste de ti. Me doy cuenta de que no puedo lograr algo de claridad contigo, y si te agrada, pasemos a otro tema. En qué país naciste y cuál es tu nacionalidad? "

10. Respondí: "He aquí Mi madre, conversa con ella." Se dirige entonces a María, quien le relata en detalle la concepción y todo lo que se refiere a Mí, milagrosamente, hasta los doce años.

11. Los tres romanos están perplejos y no saben cómo clasificarme. No tienen fe en los dioses, y mucho menos en el Dios judío; seguían la filosofía de Epicuro, y un dios para ellos era absurdo. Aquí descubren predicados divinos en Mí, pero no saben cómo éstos pueden relacionarse con un hombre mortal. Por ello, el capitán dice, "Gran Señor y maestro, morirás físicamente o vivirás para siempre? "

12. Yo respondo: "Falta poco tiempo para que Yo, como estoy ahora, de nuevo vuelva al lugar de donde vengo, donde los Míos estarán Conmigo para siempre. "Él pregunta: "¿Quiénes son ellos y dónde está el lugar para donde volverás pronto?"

13. Yo digo: "¡Los Míos son aquellos que creen en Mí, Me aman y cumplen Mis Mandamientos, el lugar no es terrenal, sino el Propio Reino de Dios, fundado por Mí entre los hombres y en sus corazones. A este Reino de la Vida Verdadera y Eterna, no se llega por las carreteras cómodas del mundo, sino por un estrecho camino que se llama humildad, paciencia, renuncia a todos los placeres mundanos, y abandono total en la Voluntad de Dios, Único y Verdadero. "

14. Él dice: "¿Cómo se conoce la Voluntad de Dios, y cuáles son tus Mandamientos seguidos por los tuyos? "Respondo:" Mi Voluntad es la Voluntad de Dios, y Mis mandamientos son los de Dios. Quien ejecuta Mi Voluntad y guarda Mis Mandamientos, recorre el camino correcto que lo llevará sólo al Reino de Dios. "

15. En esto, el capitán se levanta y se dirige a un discípulo para escuchar su opinión respeto a Mí. Este responde: "Todos nosotros Lo consideramos por lo que Él dice de Sí Mismo. Él es el Señor, nosotros, Sus discípulos. En Él habita la Plenitud de Dios. No hay otro fuera de Él". Nuevamente, el romano volvió junto a Mí.

11. CONSIDERACIONES NEGATIVAS

1. Sentándose junto a sus ayudantes, el capitán les pregunta su opinión sobre Mi Persona, tras haber escuchado las declaraciones anteriores. Uno de ellos respondió: "Es difícil formarse un criterio. Del Poder Extraordinario de Su Voluntad, ya tuvimos una experiencia real y no necesitamos otra. Sucede que por años nos hemos mantenido al margen de la idea y de la fe en un Ser poderoso, ya que nuestros dioses son sólo nulidades para cualquier mente lúcida. Y ahora nos enfrentamos a un dios verdadero en la figura de hombre y no sabemos qué deducir.

2. Muchos son los comentarios que hemos escuchado en Belén y Jerusalén sobre este hombre y pensábamos que era un dios, o tal vez, un mago importante, como surgen de la escuela esenia. Pero lo que vemos aquí excede a todo lo visto hasta hoy. Termina cualquier tipo de magia para presentarse un poder divino. Añádase a esto la verdadera historia que su madre nos relató en relación a su nacimiento y su vida, durante la cual él nunca necesitó aprender algo, pues vino a este mundo dotado de la sabiduría máxima. Esa es nuestra opinión, y creo no estar equivocado."

3. Responde el capitán: "No puedo contestarte, sin embargo, tengo mis objeciones. Si este hombre me convence de algo diferente, voy a aceptar tu opinión. "Volviéndose hacia Mí, él prosigue: "Gran Señor y Maestro, estoy casi dispuesto a aceptarte como lo hacen los demás, sin embargo, hay algunos inconvenientes. Si logras eliminarlos, me habrás convencido.

4. Si en tu interior habita la plenitud del Único Dios, ¿por qué has dejado a las criaturas abandonadas durante tanto tiempo? Afirmas que sólo los Tuyos, que creen en Ti, Te aman y cumplen Tus mandamientos recibirán la vida eterna en Tu Reino Celestial. Si es así, y todo lo que existe fue creado por Tu poder, incluidos los hombres que nunca te conocieron por causas ajenas a su propia voluntad - ¿cuál será su destino? No conociéndote, no podían amarte y tampoco cumplir Tus Mandamientos -¿cómo será su estado después de la muerte? "

12. EL CONSTANTE CELO DE DIOS POR LAS CRIATURAS

1. Yo digo: 'Amigo, adquiriste algunos conocimientos a través de los filósofos de Grecia, pero nunca te interesaste por los antiguos libros de los egipcios y, en cuanto a las Escrituras de los judíos, leíste sólo algunos párrafos, pero no los entendiste.

2. El que ahora por Mí te habla, también habló a la primera Pareja terrenal, dándoles los mismos mandamientos que repito, porque se han olvidado de las leyes del Dios Verdadero; los hombres dotados de libre albedrío, se dejaron seducir por el mundo y sus tentaciones, abandonaron a Dios, y se entregaron a los placeres. De este modo, oscurecieron sus almas y bloquearon sus corazones.

3. En todas las épocas envié mensajeros de los Cielos para que instruyesen a los hombres; sólo algunos los tomaron en cuenta, pues la gran masa de seres humanos nada quería oír. De tiempos en tiempos, inspiré a hombres y jóvenes para que enseñaran al pueblo y se esforzaran por conducirlos a la antigua Verdad. Sólo algunos prestaron oídos, por cuanto a la mayoría los persiguieron, torturaron, martirizaron y hasta los asesinaron.

4. Por otra parte, no dejé de provocar aflicción en la gente, casi en su totalidad demasiado pervertida, a través de grandes y pequeños castigos y pruebas. El resultado fue temporal y sólo en algunos; muy pronto el espíritu del mal ocupaba Mi lugar. Cuando Moisés en el Monte Sinaí transmitió bajo el relámpago, el trueno y el fuego, las Leyes dadas por Mí, el pueblo al principio escuchó con temor y miedo las palabras oídas a gran distancia; pero tan pronto como se acostumbró a la revelación, le dio poca importancia. Por otra parte, se cansó de las constantes enseñanzas y Me pidió que Yo sólo revelara a Moisés Mi Voluntad para el pueblo total que habría de seguirlo. Mientras tanto, los judíos se alejaron del Monte Sinaí, donde los acontecimientos los atemorizaban, para levantar sus viviendas en un valle lejos de aquél.

5. Después de muchos ruegos, se les concedió tal petición. No pasó mucho tiempo, y la gente empezó a olvidarse de Mí y de las hermosas vivencias en el Sinaí; fundieron un becerro con mucho oro traído de Egipto, bailaron alrededor de él y le presentaron culto divino.

6. Advertí de esto a Moisés y lo envié al pueblo, completamente olvidado de Mí, y lo hice castigar como se describe por medio de Moisés. Volvió de nuevo a Mí, sin embargo, siempre hubo muchos que se dejaron seducir por las tentaciones mundanas, rompiendo Mis Leyes y pecando contra Mi Orden. Moisés tuvo que imponer sanciones temporales para mantener a la gente dentro de Mi Orden.

7. Cuando el pueblo más tarde fue reconducido a la Tierra Prometida tomando posesión de ella como si la hubiera recibido de Mis Manos, se volvió culto a través de un sistema de jueces sabios que se encontraban en constante unión Conmigo, y de este modo, creció y se hizo poderoso, y su abundancia fue la más alta entre todos los pueblos.

8. Aquí el pueblo se hizo soberbio y comenzó a observar la pompa de otros pueblos dominados por gobernantes mundanos. El antiguo brillo material lo deslumbró, y quiso entonces, usufructuar de estos mismos beneficios; insatisfecho con Mi Régimen, solicitó por medio de Samuel, lleno de Mi Espíritu, un soberano, cometiendo el pecado más pesado.

9. Cayó, por lo tanto, cada vez más profundamente, a pesar de que Yo nunca dejé de llamarlos al arrepentimiento y de indicarles las consecuencias a que llegarían por su terquedad. Actué así hasta ahora, y en este momento vine en Persona para permanecer junto a este pueblo. Observa la cantidad de judíos que, en lugar de aceptarme y amarme por la fe, pues siempre Me presenté tal cual Soy, a través de milagros que nunca habían presenciado antes, Me odian y Me persiguen tratando de tomarme prisionero y matar Mi Cuerpo.

10. Si de Mi parte siempre hubo el mayor celo para la educación espiritual de los hombres, - ¿cómo puedes preguntarme la razón por la que sólo ahora me acerco a las criaturas con el fin de establecer el Reino de Dios, es decir, el Reino de la Vida Eterna, entre los pocos que reciben y aceptan Mi Doctrina? Indaga en los países que tú conoces, cuyos habitantes todavía son capaces de aceptar Mi Doctrina, e infórmate si, aún en esa época no se les instruyó acerca de Mi Venida y Mis Hechos.

11. En otros países desconocidos por ti, algunas personas de inclinación espiritual tienen visiones de lo que sucede aquí ahora. Sólo en los escondrijos clandestinos ocupados por hombres brutos, de cualidades casi animales, la noticia de Mi Llegada no puede penetrar, porque están lejos de ser capaces de aceptarla; con el tiempo también serán encaminados a la Verdad. ¿Ves allí, que tu pregunta ha sido tonta? Si tienes la intención de continuar averiguando, aborda otros temas más útiles para tu evolución".

13. EL CAPITÁN PIDE ORIENTACIÓN ACERCA DEL GLOBO TERRESTRE

1. El romano queda pensativo, incluso sus ayudantes, y pasa tiempo para que uno de los presentes dirija una palabra al prójimo. Yo también quedo en silencio; pero la atención está centrada en Mí. De repente, un fuerte viento rompe el silencio, y el Capitán pregunta a Ebahl si aquello fue un trueno.

2. Ebahl responde: "A lo largo de la costa, especialmente en esta ensenada, estos fenómenos son comunes; en cuanto a este golpe de viento, semejante a un trueno, podría tener otro significado. Debido a la presencia del Señor en todas las cosas en el Cielo y la Tierra, sólo Él puede decirnos de qué se trata realmente.”

3. Animado, el capitán se volvió hacia Mí: "Señor y Maestro, según lo que antes me dijiste, deduje que en Tu Persona habita el Espíritu de la Divinidad Suprema. Sin Tu Voluntad nada puede suceder, aparecer, actuar, permanecer o desaparecer; y cuando algo sucede, la razón que motiva tal o cual acontecimiento, siempre está en Tu Conocimiento. ¿Cómo, por lo tanto, surgió esta ráfaga de viento y cuál es su propósito? "

4. Yo respondo: "Mi amigo, llevará tiempo para que puedas comprender el origen y la finalidad del viento, porque, mientras tus ideas sobre la forma y naturaleza del globo terráqueo sean erróneos, no comprenderás el origen básico de los fenómenos. "

5. El romano replica: "¿Quién, aparte de Ti, podría revelarme la verdadera forma del planeta? Conoces nuestras nociones acerca de esto. Busqué orientación junto a los escribas, cuya respuesta fue de veras, muy confusa. La explicación recibida de los esenios, acerca de la Tierra, la Luna, el Sol y las estrellas, no aumentó mi conocimiento. Por lo tanto, mis colegas y yo, te pedimos una explicación exacta sobre el tema, si es Tu Voluntad. "

6. Yo digo: "El sol está a punto de desaparecer, y el tiempo sería corto para satisfacer vuestro deseo. " Él insiste: " Señor y Maestro, si no te disgusta, prestaríamos la mayor atención durante toda la noche. "Yo les digo: -Muy bien. He aquí que este adolescente, que desde hace mucho tiempo es Mi siervo muy eficaz, podrá satisfacer vuestra exigencia. De su acción y manera de hablar percibiréis que Mi Poder está dentro de él. "

7. Inmediatamente, Rafael aborda a los tres romanos, diciendo: "Para los demás, el asunto no necesita ser repetido. Vamos entonces, al aire libre con el fin de estudiar el problema. "

14. RAFAEL, PROFESOR DE ASTRONOMIA

1. Rafael conduce a los tres romanos a un gran campo, donde los militares acostumbraban a hacer sus ejercicios durante el día, pero que abandonaban por la noche. Una vez allí, les dice: "El camino por el que se desea alcanzar un conocimiento mayor e importante, siempre es doble: el primero es largo, agotador y difícil a través de explicaciones interminables; el segundo, corto y eficaz consiste en ejemplos, y será el que yo usaré con ustedes. "

2. Acepta el capitán: "Va a ser algo difícil que nos des un ejemplo de aquello que ignoramos por completo y no tenemos ni la más mínima idea. "Responde Rafael: "Eso me compete a mí, porque tengo el poder dado por el Señor para hacerlo; prestad atención a todo. Les mostraré el planeta en su totalidad, esto es, su superficie en tamaño adecuado para que puedan fácilmente abarcarlo con la vista. "

3. De repente, flota un planeta de circunferencia correspondiente el tamaño de tres hombres, ante los ojos atónitos de los romanos. Su propia luminosidad ofrece una visión clara, y puede ser observado en su totalidad. La esfera gira alrededor de su eje, naturalmente, de forma muy rápida a fin de proporcionar un análisis rápido. Todos los continentes, innumerables islas, mares, lagos, ríos, montañas y valles eran claramente visibles y fácilmente reconocidos por los romanos.

4. Después de una hora de estudio reflexivo en el que Rafael explica todo en palabras concisas, los tres romanos exclaman: "¡Qué ignorantes son los hombres y qué nociones absurdas tienen en cuanto a la Tierra que los sostiene y alimenta. "

5. Rafael concuerda: "Ahora que han alcanzado una idea cabal del orbe total a través de este ejemplo, les demostraré su relación con la Luna, el Sol y otros planetas. Se ubicará más arriba y con la correspondiente distancia la Luna aparecerá como su acompañante." Apenas termina de hablar, surge la Luna, primero la parte visible a la Tierra, y en seguida, el lado opuesto, dando las explicaciones necesarias.

6. Expresa el capitán: "¡Qué mundo triste en comparación con nuestra Tierra. Los que habitan sólo la parte que para nosotros desde la Tierra es visible, no pueden alcanzar un conocimiento mayor, debido a sus viviendas tan pobres y además, disponen de poco tiempo por el orden diferente de la Tierra en cuanto al día y la noche, para poder estudiar, comparar y deducir las experiencias necesarias. Deben tener semejanza con los simios. "

7. Rafael le responde: "Estás muy equivocado, aunque dé esa impresión a tu razonamiento. No intentes llamar a un habitante de la Luna para una discusión porque llevarías la peor parte. Los hijos de esta Tierra tienen muchas experiencias y conocimientos externos, sin embargo, carecen de los de la vida interior, que son mucho más importantes.

8. Los habitantes de la Luna se encuentran en una fuerte introspección, por lo que conocen también a los de la Tierra, y sienten poco agrado hacia vosotros, por haberos alejado demasiado de la Verdad Interior, debido a vuestra inclinación y celo por las cosas materiales. Afirman que sois almas muertas. En este caso se encuentran en grado superior a los simios de la Tierra. "

9. Dice el capitán: "Si es así, retiro mi opinión y te pido mil disculpas. "Rafael continúa:

“Volvamos al tema. Sabemos que la luna (descripción completa en "La Tierra y la Luna") antes de entrar en las explicaciones sobre la relación de la Tierra y la Luna con el Sol, os diré el nombre de los planetas. Hay algunos que son parte de este Sol, y reciben toda su luz y calor. Me voy a limitar a aquellos que ya conocéis por el nombre, haciendo que aparezcan ante vuestros ojos. Aquí está Mercurio, el planeta más próximo al Sol"

10. Inmediatamente, los romanos visualizan este planeta y se admiran de su semejanza con nuestra Tierra, y Rafael les da las explicaciones necesarias. En seguida aparece Venus, y después, Marte visto con cierto temor. Al darse cuenta de que se trata de un planeta similar a la esfera terrestre en lugar de un dios guerrero, pronto se acostumbran. Luego viene Júpiter con sus cuatro lunas, causando gran admiración a los romanos. Rafael da las explicaciones necesarias y luego hace surgir a Saturno, que suscita una mayor admiración, lo que lleva al arcángel a extenderse en sus explicaciones.

15. RELACIÓN ENTRE LOS PLANETAS Y EL SOL

1. Rafael continúa: "No basta sólo con conocer los diferentes conceptos de los planetas que expliqué anteriormente, sino que es necesario entender las relaciones entre los planetas y el Sol. Haré que aparezcan en tamaño pequeño y veréis una esfera bastante grande rodeada por un fuerte brillo lechoso; no podréis ver toda su fuerza de luz, por lo tanto, será suficiente que ustedes sepan que esa esfera representa al Sol.

2. El brillo luminoso es la propia atmósfera de ese planeta que lo envuelve en todas las direcciones. En el propio Sol, millones de veces más grande que esta tierra, su luminosidad es mucho mayor. Haré disipar por momentos esa luminosidad para que veáis cómo es realmente el sólido cuerpo solar, dándoos cuenta que ha sido creado por el Señor para otras múltiples finalidades, y no sólo para iluminar y dar calor a los demás planetas.”

3. Los romanos se acercan a la parte revelada del planeta y observan con gran atención el astro-rey, recibiendo al mismo tiempo las explicaciones del arcángel. Cuando había pasado un cuarto de hora se enteraron de su organización, habilidades, función, efecto y relación, junto a los demás planetas, cuya organización correspondiente está en determinados anillos solares, Rafael dice: “Ahora viene el punto principal, prestad atención. Si lo comprendéis, podréis liberaros del concepto erróneo por el cual pensáis que la Tierra es el centro en cuyo derredor todo se mueve, es decir, el Sol, la Luna y las estrellas estarían obligados a hacer diariamente el viaje por el mar, de un polo del cielo a otro. He ahí la esfera solar, y ahora le daré la correcta posición a los planetas que vosotros conocéis, en tamaños y distancias correspondientes, en línea recta y fuera de la esfera.

4. De esta manera los romanos ven primero, a Mercurio, Venus, la Tierra y los otros planetas, a cierta distancia y tamaño, en lo que son obligados a caminar buen trayecto a la orilla del mar hasta llegar a Saturno. Además de este, perciben a gran distancia algunos puntos luminosos y piden a Rafael explicación sobre ellos.

5. Y Rafael dijo: “Ya os dije que existen otros planetas, además de los mencionados. No os diré nada de ellos, porque en el futuro serán descubiertos y descritos por hombres especializados. Existe también gran cantidad de puntitos luminosos ente Marte y Júpiter que tampoco os interesan; serán igualmente descubiertos con el correr de los tiempos. Si queréis una explicación más detallada, dirigíos a los discípulos del señor, ya iniciados en todos los secretos del cielo estelar. En Kis, donde vive el gran publicano Kisjonah se encuentra un griego llamado Philopoldo, que con algunos dignatarios romanos, también se orientan en todo. De él podéis aprender mucho. Volvamos a la esfera solar para demostraros el movimiento de los planetas con relación al Sol”.

6. El arcángel, entonces, hace subir el Sol hasta tal punto que todos los planetas pueden girar alrededor de él, en la relación que le corresponde a cada uno de ellos, aunque en un tiempo limitado. Rafael divide el espacio de una hora, de tal forma que Saturno sólo necesita de una hora para su rotación total, y todos los demás planetas se mueven en tiempos matemáticamente menores, incluso las lunas, acompañantes de sus planetas. El espectáculo es ciertamente excepcional para los romanos, más aún cuando Rafael da explicaciones precisas y rápidas.

7. Cuando Saturno vuelve al punto de partida, el arcángel hace que todo desaparezca, diciendo: "No necesitamos más de ejemplos porque ya nos prestaron buenos servicios. Si fuisteis capaces de comprender y asimilar este asunto, podemos volver a la casa del buen Ebahl.” Al llegar al comedor ellos encuentran a todos ya cenando. En seguida, los romanos Me agradecen por todo, y Yo les digo: “Sentaos y después que hayáis cenado, conversaremos.”

16. CONDICIONES PARA LA CONQUISTA DE LA SABIDURÍA

1. Terminada la cena, el capitán pregunta por Kisjonah y Philopoldo, y Yo respondo: "Son los que están a Mi derecha. Aún tendrás oportunidad de sobra para conversar con ellos. Conociendo Yo el problema que deseas abordar, será mejor esperar para otra ocasión. Hoy aprendiste lo suficiente para terminar con tu antigua superstición; medita un poco para que perdure en la memoria y en el corazón y no lo pierdas al retomar tus asuntos de Estado.

2. Lo que tú y tus colegas aprendisteis ahora, era del conocimiento de los hombres de la antigüedad; cuando sus descendientes se inclinaron cada vez más hacia las cosas mundanas, y se volvieron orgullosos y dominantes, en poco tiempo se olvidaron de la antigua sabiduría, por considerarla innecesaria para la subsistencia de la vida. Era más que suficiente que sólo ciertos sabios tuviesen conocimiento al respecto; al pueblo, que se ocupaba del ganado, de los campos, huertas y de la caza, se les perdonaba que no se ocuparan de asuntos astronómicos. De este modo, el pueblo y sus dirigentes se embrutecieron y se volvieron supersticiosos como todavía hoy lo son, temiéndole a la Verdad y huyendo de su Luz.

3. Se puede atender las necesidades físicas al mismo tiempo que los conocimientos elevados; en cuanto al alma y al espíritu de la Vida dentro de ella, debería ser el problema más importante de cada criatura; porque nadie fue puesto en el mundo para comer, beber o enorgullecerse, sino sólo vivir según el orden revelado por Dios, finalidad única dada por Él. Si aquí reconquistaste la Verdad que habías perdido en asuntos de los Cielos, trata ahora de digerirla con el alma; una vez firme en este asunto, podrás tratar sobre otros, junto a Philopoldo.”

4. Dijo el romano: "Señor y Maestro, tienes razón en todo, y percibo la inmensidad de aquello que Tu Gracia me concedió por intermedio del joven. Tan pronto como haya asimilado todo y haya hecho esbozos de mi memoria para enseñar a otros, buscaré mayores conocimientos.”

5. Digo Yo: "Está bien; lo mejor de todo es lo primero, buscar el Reino de Dios y Su Justicia, según la práctica dentro de Mi Doctrina. Quien lo haya alcanzado recibirá todo el resto por añadidura. El espíritu de la criatura es de Dios; cuando se haya vuelto soberano en su interior, en una hora enseña al alma de un modo mucho más eficaz que en la tierra en mil años, por medio de profesores muy sabios.

6. Mi Rafael, espíritu purísimo, os demostró el corto espacio de tiempo necesario para enseñaros asuntos que los hombres con toda su astucia, celo, investigación y meditación, ni en mil años podrían lograr con esta claridad y realidad. Puede el alma aprender del propio espíritu mucho más en un momento, que los hombres con su intelecto natural. Considera esto y actúa en consecuencia.”

7. Dice el capitán: "Señor y Maestro, conozco los principios de Tu Doctrina: es necesario creer en Ti, reconocerte como Dios Único y Verdadero, amándote por encima de todo y al semejante como a sí mismo, siguiendo los mandamientos de Moisés. En cuando a Tus Leyes, son fáciles de cumplir. Moisés, sin embargo, transmitió unas cuantas leyes y determinaciones, difíciles de guardar, comprender, y cumplir. Será necesario que todos los dispuestos a recibir Tu Espíritu, también cumplan tales leyes? ”

8. Yo respondo: "Si reconoces en Mí al Dios Único y Verdadero, en Él crees, Lo amas por encima de todo y al prójimo como a ti mismo, cumplirás todo lo que Moisés y los demás profetas enseñaron; no difieren de Mis pocas Palabras referentes a los deberes de los hombres con relación a Dios, aunque ellos hayan utilizado muchas más palabras.

9. Por lo tanto, le compete a un capitán romano no exigir por propia iniciativa, una suma en oro y plata de un tal Ebahl, debido a una falta inocente, valor que con excepción de Jerusalén y del Templo no sería posible recaudar en Palestina, Samaria y en Galilea. Con tal exigencia no trasunta la menor chispa de amor al prójimo ni de la Justicia del Reino de Dios en el hombre, y tampoco la jurisprudencia romana, lo que prueba que estás mal orientado en sus principios.

10. Si quisieras adoptar Mi doctrina, tendrás que modificar tus órdenes extremadamente rigurosas; pues con ellas estarías lejos del verdadero amor al prójimo, por lo tanto, también del Reino de Dios, al cual el tener conocimiento astronómico solamente, no te elevaría. Todo lo que el Espacio visible presenta ante nuestros ojos físicos, sólo tiene valor para el Reino de Dios en el hombre, cuando por él es considerado e iluminado espiritualmente. Por sí sólo, no tiene como materia valor para el hombre perfecto, sino sólo para el cuerpo perecedero. Que esto te sirva de aclaración.”

11. Dice el romano: "Te agradezco Señor y Maestro por este consejo real y justo, que seguiré en la medida de lo posible. En apariencia tendré que ser severo, pero en el corazón habrá otro régimen el que por cierto aceptarás.”

12. Estoy de acuerdo: "Claro, respeta las leyes de Roma, dotadas de muchos atenuantes para pequeños delitos. Un juez condescendiente en este mundo será en el otro mundo tratado por Mí con condescendencia, y el misericordioso encontrará misericordia Conmigo. En resumen, tu misma medida te será aplicada.”

13. Él lo promete, y Yo le digo a todos: “Terminamos la difícil tarea anunciada en el almuerzo y podemos contar con tres nuevos discípulos. Ya es tarde y conviene que descansemos.” Me Levanto con los apóstoles, igualmente María y Yarah. Los demás continúan conversando sobre Mí, sobre Mi Doctrina y Hechos.

17. RAFAEL POSITIVA SU PODER.

1. El grupo, del cual Ebahl, Kisjonah y Philopoldo no se habían apartado, continúa con Rafael en la mesa, y Jacob, el mayor, hacía de orador, pues Me conocía desde el nacimiento y siempre estuvo Conmigo. El arcángel, a su vez, daba explicaciones acerca de los milagros.

2. Al amanecer, el capitán se dirige a Rafael diciendo: ”Querrías explicarnos cuál es tu propia naturaleza y cuál es la materia usada en la formación del Cosmos que empleaste, para mayor entendimiento nuestro.”

3. Rafael le responde: "Soy, primero, hombre como tú, sólo con la gran diferencia que yo puedo transformar este cuerpo visible, en mi ser espiritual; segundo, hace casi cuatro mil años, antes del diluvio, viví en la Tierra, por muchos años fiel a Dios. Actualmente, soy ciudadano de los Cielos de Dios y Su siervo para siempre. Mi poder es el Poder de Dios; por eso puedo realizar todo lo que El Espíritu en mí quiere. Así informado sabrás de qué materia están formadas las cosas del Cielo visible delante de vosotros.

4. En todo el Infinito no existe otra sustancia que la Voluntad de Dios. Todo lo que ves, oyes, sientes y percibes son Pensamientos de Dios, que cuando El Quiere, toman forma. Lo que a Dios es posible como Espíritu Original, es igualmente posible al espíritu divino en el hombre. Dios es en Sí el Amor Purísimo, por lo tanto, también es el más Puro Fuego Vital, la Luz más pura y clara, la Sabiduría más elevada, luego, también es el Poder y la Fuerza en su máxima potencia.

5. El más Sabio Orden de ese Poder y Fuerza, es la Ley Eterna, por la cual, todas las cosas se tienen que guiar; tal ley rige igualmente lo físico humano. Al alma le fue dada la libre voluntad, y la ley le es dada para que la acepte a través de la acción, alcanzando así la plena semejanza divina, razón por la cual fue creada.

6. Al alma le fue confiada solamente una parte muy pequeña de la Ley del Orden Divino, para su educación en este mundo; haciéndose fiel en esta parte diminuta recibirá tareas mayores, pero sólo cuando haya adquirido la mayor destreza como si fuera propia de ella, con respecto a la Ley y dentro de aquello que le fuera confiado. Sin esa capacidad no podría alcanzar la conciencia interior de una emancipación, tampoco la percepción viva de aquello que la Voluntad de Dios puede dentro de ella.

7. Omitiré daros otras pruebas del Poder Divino dentro del hombre; cuando hayáis alcanzado gran capacidad en el cumplimiento de la Voluntad de Dios y en la renuncia de las cosas mundanas, percibiréis que el Poder llegó a vuestra alma.

8. Sólo la práctica hace al maestro; por un ejercicio menor el hombre será un eterno remendón y no podrá ser aprovechado para las cosas más importantes y extraordinarias. Podrías, como capitán romano y experto en ciencias bélicas, entregar a un subalterno una responsabilidad importante antes de convencerte de sus conocimientos?

9. Dios no necesita pruebas para convencerse de las capacidades de un hombre; El sabe perfectamente el grado de evolución en el perfeccionamiento de cada alma. Ella misma debe analizarse en cuanto a su progreso en la renuncia de las tentaciones del mundo y en qué grado se ha unificado a la Voluntad de Dios. Tal vez en ella aún reine la incompetencia, o en ese momento ya se manifiesta algo magistral, y Dios, el Señor, no dejará de revelarle Su Omnipotencia..

10. Observa la mayoría de los discípulos del Señor. Si quisieran hacer algo a través de la Voluntad de Dios, que ya se volvió poderosa dentro de ellos, uno u otro haría cosas que te sorprenderían tanto como aquello que hice. Su justo amor al Señor y su verdadera humildad los hace considerar: somos aún discípulos muy débiles! Esperando hasta que Él les diga: Id a los cuatro rincones del mundo, revelad Mi Voluntad en las escrituras y actuad en Mi Nombre! Entonces serán capaces, si fuera necesario, de hacer las mismas pruebas que el Señor Mismo hace y también yo, a través de la Voluntad de Él en mí.

11. El Poder de la Voluntad de Dios no está dado al hombre, como se da la leche al hijo; es preciso conquistarla con la violencia y a través de su propio esfuerzo, enteramente libre. Es fácil verificar tal situación porque el Señor, a Quien todas las cosas Le son posibles, constantemente enseña y demuestra a los hombres lo que deben hacer para apoderarse de Su Voluntad.

12. Lo que los discípulos escogidos por Él deben hacer para alcanzar la completa semejanza divina le cabe también a todos los hombres, en caso que quieran alcanzar el poder de la Voluntad Divina en su alma. Les demostré cuál es la sustancia que yo utilicé en la formación de las cosas del Cielo visible; ved, por lo tanto, que con el tiempo también seréis lo que hoy soy yo. Ahora descansad un poco, pues la aurora no se hará esperar.”

13. Los tres romanos agradecen y vuelven a la casa, donde encuentran todo en orden; ninguno consigue dormir porque la mente aún está ocupada y ellos no saben cómo unir su profesión con Mi Voluntad. En esas conversaciones llega la mañana, y el capitán tiene que emitir sus órdenes. Los soldados se sorprenden íntimamente de su manera amable y dócil, y piensan que ha sucedido algo especial, sin embargo, no dará explicaciones al respecto.

18. LA MATANZA DE ANIMALES

1. Antes de salir el sol, estando Yo con algunos apóstoles al aire libre y también Rafael, no pasa mucho tiempo y aparecen los demás, y muy poco después, los tres romanos. Fuimos a la orilla del lago y observamos el vaivén de las olas; entonces los discípulos lavan sus manos y pies con el agua limpia. Ansiosos los romanos se acercan a Mí y a Rafael con la intención de hacerme algunas preguntas. Sin embargo, les digo: “Quedan todavía diez horas enteras, durante las cuales habrá tiempo para responder muchas preguntas; pero ahora tranquilos disfrutaremos de la mañana.”

2. Satisfechos, ellos también se lavan la cara con el agua del lago para refrescar sus ojos, que por alguna razón, no habían dormido por la noche. Así que nos quedamos completamente en paz cerca de la orilla del lago por más de una hora y fuimos después a una pequeña meseta que permitía una buena visión al poniente. En la orilla, bastante cubierto con juncos se veían algunos pájaros acuáticos en busca de su alimento en el agua y que también comían ávidamente..

3. Ahora el capitán no pudo guardar silencio por más tiempo. Rápidamente fue hacia Rafael y dijo: “Escucha sabio y poderoso ciudadano de un mejor mundo que esta Tierra. En general estoy plenamente satisfecho en cuanto a la organización maravillosa de nuestro planeta en relación a su forma y flora, pero en lo que concierne a los animales en cuanto a sus condiciones de vida y actuar entre sus pares, absolutamente no. Todos los vegetales son nutridos por el suelo terrestre, por el agua, por el aire y por el calor del Sol, y así pueden excelentemente florecer; solamente los animales y en gran parte también nosotros, seres humanos debemos cazar animales, matarlos y comer sus carnes a fin de alimentar nuestro cuerpo.

4. Este hecho embrutece el corazón y el alma de la criatura. Esto es lo que observé en Roma con ocasión de las corridas de toros y otras luchas con fieras, dentro de jaulas especialmente construidas para eso; tales luchas se realizaban en Roma y en otras muchas ciudades para despertar en los hombres la tendencia bélica llena de coraje e intrepidez, especialmente a los soldados y los ciudadanos. De quién habrán aprendido los hombres el salvajismo de la guerra en la que no se halla ningún vestigio de amor a Dios y al prójimo?

5. Ve aquí en el agua. ¿Qué hicieron esos pobres peces para ser devorados por miles por esas aves voraces? No podrían todas las especies de animales alimentarse de vegetales, como hacen los animales caseros?. Es necesario que las fieras busquen su alimento entre las manadas pacíficas, incitando de esta forma a los hombres a luchas salvajes por medio de crueldades permitidas por la Omnipotencia de Dios?.

6.El hombre se vio obligado a inventar armas especiales para poder luchar contra las bestias salvajes. Con esto aprendió a luchar, a matar y conquistar; pero ganaría con esto algo para ennoblecer su corazón y su alma?, como Dios lo aconsejó?. Mucho he pensado respecto a este asunto, sin recibir aun ni la mitad de una solución satisfactoria de ninguna persona sabia para este verdadero enigma. Siempre se decía: Los sabios dioses saben por qué lo permiten.

Sí, esto es verdaderamente así, pero ganaron los hombres algo con eso para su corazón y su intelecto? Sí, para la caza, lucha, y dinero de guerra ganaron mucho, y luego para establecer leyes para reglamentar al pueblo y para ser de vez en cuando tan cruel como una hiena en su justicia, en relación a aquellas personas que pecaron contra sus leyes. Pero para el resto, realmente no muchas cosas buenas surgieron del hecho de que aprendieran a luchar, primero contra los animales salvajes y muy pronto después, también entre ellos mismos.

Tú eres sabio y poderoso por el Espíritu de Dios en Ti; dame una explicación justa para este asunto tan importante para mí.”

19. PROPÓSITO DE LA LUCHA EN LA NATURALEZA

1. Rafael dice: "Abordaste verdaderamente una cuestión muy importante, y podría darte una buena respuesta en este momento, pero debido a que no has penetrado lo suficiente en la esfera del espíritu puro, no serías capaz de asimilar toda la verdad. Te aseguro que los discípulos del Señor están totalmente centrados en este asunto, como muchos otros judíos y gentiles y también tú serás llevado a una comprensión más clara, incluso tendrás la oportunidad de alabar la Sabiduría y el Amor del Señor en este problema.

2. ¿Puedes creer que precisamente El se dirigió a este cerro para que durante la observación de la voracidad de los pájaros surgieran reflexiones en tu interior acerca del Amor, Bondad y Sabiduría de un Ser realmente Divino?. La vida misma es una lucha. ¿Quién podría como hombre bueno y bendecido pasar a la vida sublime y libre del espíritu sin haber luchado por ella con todo rigor? ¿Y cómo debería el hombre aprender a luchar con los peligros que lo rodean por todos lados? Fueron dados y permitidos por Dios a esta Tierra con el fin de que el hombre los reconozca y los enfrente hasta vencerlos. Después del desayuno proseguiremos.”

3. Después de la segunda comida, volvimos al aire libre, escalando otro cerro más alto, que no sólo domina la bahía de Genezareth, sino también gran parte del Mar de Galilea. En esta cumbre, los romanos tenían una especie de fuerte que les permitía avistar todo en las inmediaciones. La guardia romana colocada allí no permitía visitas a menos que fuesen acompañadas por el capitán y sus ayudantes.

4. Hay varios campamentos y bancos prontamente puestos a nuestra disposición por el capitán. Todos se acomodaron en ellos y observamos las escenas en el mar y en la ensenada. De repente, él divisa a un gran cóndor que vuela desde la sierra hacia la playa; por esto dice: “Ved ahí que se acercan, como siempre a esta hora, algunos invitados no deseados en busca del abundante desayuno. Las aves acuáticas siguen siendo rapiñas que se alimentan de peces y gusanos, sin embargo, su aspecto no es tan impactante como la de un cóndor, que se tiran cual flecha de lo alto sobre su presa, lo prende con sus garras para destrozar después a su víctima.”

5. Cuando termina de hablar, el cóndor se precipita en las cañas de la orilla donde atrapa a un ganso salvaje, saturado de peces. Los gritos del ave presa son espectaculares. No se demoran mucho y otros cóndores imitan al primero, causando que el romano se rebele, porque Me dice: Señor y Maestro, ¿no viste o no quisiste impedir que los voraces cóndores se apoderen de estas aves pacíficas, de manera tan repugnante? ¿Acaso tales horrorosas escenas podrían calmar el corazón humano e incitarlo a la misericordia?

6. Prefiero aceptar el principio de un sabio de Grecia, que oí hace unos pocos años en Alejandría: la Tierra es un nido de buitres, y un valle de sufrimientos para el hombre bueno; todo lo que ve esta agravado por la maldición eterna de los dioses. ¿Cómo podría un hombre martirizado constantemente llevar una vida elevada y honrar a esos mismos dioses maledicentes? Por lo tanto, tiene que imitar a las bestias y descargar su venganza en el prójimo. Que trate de convertirse en regente para gobernar esta corta vida en detrimento de los dioses.

7. Señor y Maestro, lejos de querer yo afirmar que los sabios han pronunciado un argumento a favor de los hombres, ya encontré junto a ti otro axioma por el que viviré. Pero dime Tú Mismo, si el hombre natural podría llegar a otros principios a través de sus constantes experiencias diarias. Consideremos por ejemplo el caso de los países abundantes en animales salvajes: los hombres, a fin de que no sean devorados por estos, se ven obligados a cazarlos. ¿Cuál es entonces su carácter? Semejante al de las bestias salvajes.

8. Observemos, por comparación a los armenios. En su país, un sabio rey había ordenado exterminar a todos los animales salvajes, sin escatimar halcones y cóndores y el pueblo mantenía animales caseros y útiles, y era el trabajo en la agricultura, su principal ocupación. ¡Qué pueblo apacible y tranquilo! ¿A quién debe su carácter dulce y bueno? Al sabio rey que supo limpiar su territorio de los animales salvajes. A Ti, Señor y Maestro, te sería mucho más fácil estabilizar todo el orbe, y los hombres no tendrían que competir contra las bestias salvajes, con alguna enseñanza pronto se asemejarían a los armenios.”

20. DIVERSIDAD EN LA CREACIÓN DEL MUNDO

1. Yo digo: "Mi amigo, dentro de tu raciocinio mundano tienes razón; en cuanto a las relaciones de alma y espíritu, por ahora totalmente desconocidas para ti, estarías pidiendo algo totalmente contrario a Mi Orden en esta Tierra. En un planeta, en el cual las criaturas tienen la finalidad de hacerse hijos de Dios, por el alma y el espíritu, todo tiene que ser como ahora está. Aunque tus ojos vean y tu mente pueda percibir nada más que juicio, persecución, robo, asesinato, muerte y descomposición, las cosas no son como tú las imaginas, sino totalmente diferentes.

2. En primer lugar, el ocio es inevitable compañero del juicio del cuerpo. Para el alma cada vez más despierta, única forma por la que podrá alcanzar la plena semejanza del Espíritu de Dios dentro de ella; es realmente su mayor enemigo y cuanto más tórridos los países buscados por los hombres, tanto más son amenazados por este importante adversario.

3. Si no existiesen en esos países, plagas de animales dañinos y la subsistencia no fuese imprescindible, el hombre no se complicaría con la educación de las fuerzas síquicas. En poco tiempo se asemejaría a un pólipo o a la raíz de un árbol, por no hacer nada más que absorber los elementos nutritivos del agua, de la tierra y del aire. He ahí el motivo principal porqué fueron dados al hombre toda clase de incentivos para acciones diferentes: primero del cuerpo y después del alma, siendo esta última, de importancia vital.

4. En cuanto al otro motivo, cualquier pensador lo descubrirá. Imagina la Tierra como una esfera totalmente uniforme. En su superficie aparecerían sólo arroyos, lagos y mares, unos parecidos a otros y sin que existan montañas. Con excepción de las ovejas no habría otro animal; aparte de la gallina, no habría otra ave; por todas partes, las mismas especies de peces. Del suelo crecería un solo tipo de hierba, para el alimento del carnero; solamente, una especie de cereal para la nutrición del hombre y de la gallina; solamente una clase de árboles frutales; una sola clase de piedra, un solo metal para confección de instrumentos caseros. Pregúntate a ti mismo, hasta qué punto llegaría el desarrollo de las ideas, conocimientos y fantasías humanas, en un planeta de ese orden.

5. No es necesario exponerte una imagen de razonamiento e intelecto destinado a la evolución; sólo llamo tu atención al estado de educación psico-espiritual de las criaturas de este planeta, que habitan zonas desprovistas de montañas, cubiertas por aquí y por allá sólo con hierbas y arbustos comunes, a la orilla de arroyos monótonos y lagos pantanosos.

6. ¿Conoces zonas como esas. ¿Cuál es la cultura espiritual de sus habitantes? La mayoría de ellos son salvajes, porque por la carencia de algo más, no pueden alcanzar la ampliación de sus conceptos, ideas y fantasías, tan necesarias para la formación del pensamiento y el intelecto.

7. Observa a los que dotaron a sus territorios de toda clase de variedades, que son realmente reconfortantes, y verás si son inteligentes, si bien, no en la esfera de la vida interna del alma y del espíritu, sin embargo, sí en la de inteligencia externa, de la razón y la fantasía, indispensables si el hombre quiere ingresar en la formación de su vida espiritual. Si quisieras subir una montaña, para disfrutar del paisaje, es necesario que haya una, y en tal caso no te puedes conformar con subir la mitad de la montaña, sino que debes esforzarte por alcanzar la cumbre más elevada de ella.

8. Del mismo modo, las criaturas poseedoras de inteligencia e imaginación no deben satisfacerse en este punto de evolución, sino buscar los máximos totales. Entiendes bien el sentido de Mis Palabras, y con ellas el segundo motivo por el cual Dios dotó a esta Tierra de tan enorme variedad de cosas, seres y fenómenos de los cuales por ahora no conoces ni la primera línea del Alfa, no obstante tu buena educación alejandrina.”

21. LA MATERIA PSIQUICA Y SU LIBERACION GRADUAL DE LA MATERIA

1. (El Señor): "La tercera razón, que ya es conocida por Mis discípulos y que llegarás a conocer en forma más detallada en el futuro, mejor de lo que ahora sería posible explicarte, porque tu razonamiento interior no lo comprendería. Sólo puedo adelantarte que todo, y aún más de lo que contiene la Tierra desde su centro hasta su más alta región atmosférica, es sustancia del alma. Pero esa substancia permanece en su estado por cierto tiempo hasta que es liberada en muy diferentes condiciones de juicio, desde lo duro o sólido a lo suave o blando. Debido a esto llega a ser para el ojo físico tanto como para los sentidos del hombre en este mundo, visible y tangible, como materia completamente muerta, más dura o más blanda. A estas pertenecen primeramente toda clase de piedras, minerales, diferentes suelos, agua, aire y toda materia todavía no consolidada.

2. Luego está todo el Reino vegetal que existe en el agua y en el suelo, juntos con su paso al Reino animal. En ese reino el juicio es más suave y la substancia del alma se encuentra ya en un estado de cierta liberación, comparada a su anterior condición de Juicio. La substancia del alma que anteriormente era como caóticamente mezclada, es ahora, por el bien del desarrollo de la inteligencia, ordenada y formada como entidades independientes, y así se puede ver una gran variedad en este segundo reino.

3. Si bien la sustancia psíquica tiene que pasar por una mayor clasificación en el segundo reino debido a su actual desarrollo de inteligencia, debe ser llevada a una cada vez mayor unificación de las inteligencias separadas en el tercer reino de los animales, que tiene una mucho mayor diversidad con el fin de llegar a una inteligencia individual más clara y más libre. Es por ello que en ese reino animal, partículas de sustancias anímicas innumerables de todo tipo de animales pequeños se combinan para formar un alma animal mucho más grande, por ejemplo, la de un gusano más grande o un insecto.

4. Innumerables almas de insectos de varios tipos, cuando son liberados de su envoltorio material que los mantenía, se unen en un alma animal mayor, de especie más perfecta. Y esto continúa hasta alcanzar después a animales grandes y más perfeccionados que son en parte salvajes, en parte de carácter suave; y sólo después de esta más reciente unificación de esas almas de animales, surgirán las almas humanas, provistas con todas las capacidades de inteligencia posibles.

5. Cuando una criatura nace en este mundo tiene que llevar un cuerpo para el bien de su completa liberación, entonces es en extremo sabiamente arreglado por Dios para que él, como alma completa no pueda recordar todos sus estados de existencia temporales anteriores y aislados, necesarios y que él en su transición tuvo que pasar. Él puede recordarlos sólo muy poco, tanto como tu ojo puede ver y distinguir separadamente las gotitas del mar. Porque si esto se le permitiera a un alma humana, no podría resistir la unificación de tan diferentes partículas síquicas e inteligencia, sino que ocasionaría con ello su rápida disolución, tal como una gota de agua se disuelve en un fierro incandescente.

6. Con el fin de preservar el alma del hombre, es necesario borrar cada recuerdo de formas anteriores de existencia a través de la organización del cuerpo que la contiene, hasta el momento de su completa unión interna con el Espíritu del Amor de Dios; porque ese espíritu es como el mortero por el que las partículas infinitamente variadas del alma se consolidan en una entidad eternamente indestructible. Luego ellas brillarán al reconocerse y comprenderse entre ellas con total claridad, y glorificarán y alabarán el amor de Dios, Sabiduría y Poder, como un ser perfecto semejante a Dios.

22. COMPOSICIÓN DEL ALMA HUMANA

1. (El Señor): "Pero que un alma y su correspondiente cuerpo, aún al comienzo muy torpe, son puestos conjuntamente, cualquiera que piense y sienta profundamente podrá más

o menos asumir a partir de los muchos indicios, qué puede descubrir por él mismo. Toma las muchas grandes nociones e ideas que un alma puede desarrollar fuera de él con sólo un pequeño entrenamiento, y que también pueda imaginar correctamente o menos correctamente, que es por el momento lo mismo, si no se hubieran puesto como una unidad que contiene todo en él mismo, sería menos capaz que un buey o un burro para diseñar la construcción de un castillo real y construirlo de acuerdo a ese diseño.

2. Si observas los diferentes animales, tanto del aire, como los de la superficie sólida de la tierra, y aquellos del agua, descubrirás en la mayoría de ellos, que poseen una capacidad constructiva propia de su especie. Basta con mirar las abejas y otros insectos similares. Mira los muy diferentes nidos de las aves, de las hormigas y otros insectos del suelo, las arañas y las orugas. Además de todo tipo de ratón; el castor que construye su choza real; los zorros, lobos, osos etc., y todavía un gran número de animales, y ve cómo construyen sus viviendas de manera muy eficiente, por sí solos. Mira además, los diferentes animales del mar, especialmente los crustáceos. Entonces podrás ver en ellos tan grande capacidad constructora que a menudo sorprenden y despiertan la admiración de los mejores arquitectos.

3. Cada animal, del más pequeño al más grande, posee sólo una capacidad constructora muy propia de la simple inteligencia de su alma animal; además conoce el material que utiliza y siempre lo usa a su manera y estilo. Pero en un alma humana existe un gran número de estas capacidades constructivas de inteligencia animal, a partir de las cuales el hombre, como si fuera una conciencia silenciosa, puede organizar numerosos conceptos e ideas, creando formas nuevas e importantes.

4. Entonces, el hombre de cierta educación puede inventar todo tipo de viviendas de diversas formas y otras cosas más, realizándolas con su voluntad, inteligencia y dedicación. Acaso podría hacerlo, si no existiesen en su alma todas esas innumerables aptitudes? Por supuesto que no; porque el animal más inteligente no tiene fantasía, y tampoco tiene el don de una composición completa.

5. En tu interior preguntas: ¿Por qué era necesario que un alma alcanzara esas capacidades por un camino tan largo? Respondo: El más sabio y experto Constructor de todas las cosas y los seres, sabe mejor por qué organizó de esta manera el camino para la educación de un alma perfecta, por lo que puedes estar satisfecho. Cuando estés más perfeccionado y evolucionado, asimilarás también la razón de tu larga y poco agradable trayectoria.

6. Romanos, griegos, fenicios y egipcios creían en la transmigración de las almas y todavía hoy lo hacen, como los persas, hindúes, sihinitas más allá de las montañas en el lejano Levante, incluyendo otros pueblos que viven en enormes islas y muchos otros pueblos de esta inmensa Tierra. Poco a poco, la Verdad fue en todas partes desvirtuada después por los doctrinadores y posteriores sacerdotes y ambiciosos gobernantes. Por cierto que la metempsicosis no les trajo utilidades e intereses, por lo que decían que sus almas humanas volverían a los animales donde sufrirían, de cuyo sufrimiento únicamente ellos podrían aliviarlos, entregándoles a cambio grandes ofrendas.

23. ALEJAMIENTO DE LA DOCTRINA PURA

1. (El Señor): "Preguntas íntimamente ¿Cómo puede la gente ya esclarecida en la Verdad, dejarse cegar de esa forma por los sacerdotes, malos y fraudulentos? - Nada más fácil que esto. Los antiguos sabios desaparecieron del escenario cotidiano de la vida, e incluso, durante su existencia ya habían surgido ciertos hechiceros y adivinos que valoraban más sus enseñanzas con toda clase de “milagros” respaldados por un espíritu maligno. Tales tretas eran aceptadas por los ignorantes como pruebas divinas. De esta forma, fue fácil desviarse de la Verdad; los hombres siempre inclinados hacia las cosas milagrosas, los influenciaban para creer lo que los falsos sabios enseñaban en beneficio de ellos mismos.

2. Muchos de estos magos, que pronto surgieron como sacerdotes y falsos profetas, sabían y aun hoy saben modificar la voz, hasta el punto de dar la impresión de venir desde cierta distancia, de un árbol o un animal. Imitaban el timbre de la voz de un difunto, el dialecto, como si surgiese de una planta, roca, hoyo o animal, tan perfectamente que cualquier asistente se veía obligado a decir: Es realmente el alma de ‘fulano’, por lo demás, hombre bueno y honesto. ¿Cuál sería su pecado que llevó a su alma a sufrir dentro de un camello?

3. El sacerdote fraudulento no se dejaba molestar, porque así los oyentes percibían una frase que salía del animal, como: Yo estaba obstinado en querer continuar la doctrina de los patriarcas, con toda mi familia, y desprecié los sabios y profetas recientemente inspirados por Dios. Con eso pequé y Fui entonces hecho prisionero en este animal desde hace diez años, y he soportado hasta el día de hoy un gran sufrimiento. Creed en los nuevos profetas de Dios y entregadles una ofrenda de mis tesoros dejados en la Tierra, para el perdón del error que cometí. A través de ellos, cuya oración se elevará hacia Dios, pronto seré liberado de este gran sufrimiento, y también vosotros, después de la muerte.

4. A tal respuesta del camello, se entenderá por qué los ignorantes abandonaron la antigua Verdad y comenzaron a creer en la doctrina de los falsos profetas. Lo mismo sucederá después de Mi muerte, si en la difusión del Evangelio no se aplica toda prudencia.

5. Así surgió el politeísmo, el paganismo y la creencia errónea en la metempsicosis y en tantos otros errores horrendos. Aun cuando Dios siempre enviase doctrinadores verdaderos al pueblo cegado por la mentira, de nada serviría, pues la libre voluntad del alma de esta tierra tiene que ser respetada, de lo contrario, ella se convertiría en animal. Se debe tener mucha paciencia para mantener la Humanidad, aunque ciertamente, la mayoría de las almas de esta tierra conseguirán un mejor conocimiento en el otro mundo.

6. ¡Ay de los falsos doctrinadores, sacerdotes y profetas que bien conocen La verdad antigua y pura, y que sin embargo, la mantienen oculta ante el pueblo a causa de su tendencia a la codicia y el ansia de dominio. No escaparán de Mi futuro Juicio. En esta tierra, ellos también poseen el libre albedrío y pueden hacer lo que quieran, por un tiempo. Sobrepasando los límites, Yo Mismo esparciré Mi eterna Luz de la Verdad, cual rayo sobre los hombres de este planeta, como ahora lo enseño y demuestro Personalmente. Será entonces cuando los falsos doctrinadores, sacerdotes y profetas comenzarán a llorar, buscando cómo ocultarse de la faz de los inspirados por Mí, y del Poder de Mi Luz. Tal tarea y sus grandes esfuerzos serán infructuosos. Como si fueran animales salvajes serán aventados con látigos incandescentes, de un punto a otro de la Tierra, y no podrán encontrar nunca más un punto donde permanecer. Y, de este modo, su dominio y reino de oscuridad tendrán su fin para siempre. Acabas de recibir, amigo, además del tercer motivo, aún otras explicaciones que todos podrán meditar y considerar.”

24. PROPUESTA PARA DESENMASCARAR A LOS FALSOS PROFETAS.

1. El romano Me agradece sobremanera por la paciencia y el trabajo aplicado por Mí, y dice: “Si todo lo que acabas de explicar aún no me está muy claro como a alguno de Tus discípulos, por lo menos, penetré en el espíritu de la Verdad, de tal forma que ahora considero esta Tierra de otra manera, distinta a como lo hacía antes. Sólo hay un punto que considerar: Si esos hombres inescrupulosos comenzaron a trabajar a la gran masa de gente, una prueba extraordinaria venida del Cielo sería el medio más eficaz para hacerlos callar para siempre. Si, por ejemplo, el camello fraudulento fuese enfrentado por el alma del desencarnado a quien tratan de imitar, dando así una prueba contundente y evidente del fraude, dudo que los falsos profetas insistiesen en seguir haciendo lo mismo.”

2. Yo digo: "Añadiré algo, aunque sin mayor importancia, porque el recurso que propones, siempre fue aplicado en todos los pueblos, con resultados diferentes. Mientras un pueblo se mantenía fielmente en la antigua Verdad, una parte de él, sin embargo, se inclinaba hacia los tesoros materiales, alejándose de ella; así tu recurso funcionó durante dos o tres generaciones. En la cuarta, todavía más influenciada en la búsqueda de los tesoros mundanos, ingresando por su libre y espontánea voluntad en el amor propio, tales medios pasaron a ser sólo leyenda, y pocos creyeron en ellos.

3. Si más tarde fueron utilizados de nuevo, poco efecto tuvieron y fueron ridiculizados y burlados por la clase de prestigio, y los mistificadores entendidos en hacer milagros en beneficio de aquellos, ya disfrutaban de sus ventajas. Durante siglos, la caída de los pueblos era evidente, y provocada por su propia culpa.

4. En la actualidad, la acción propuesta por ti para el exterminio de todos los engaños entre las criaturas, vino por Mí, de los Cielos más elevados, actúo hace mucho tiempo junto a los judíos aún entendidos en la antigua Verdad, y en varias ocasiones operé milagros sólo posibles a Dios, en Jerusalén y muchas otras ciudades y aldeas. Trata de saber cuántos se convirtieron por este medio sublime.

5. Si el recurso más elevado consigue un efecto tan débil a causa del libre albedrío, ¿qué se puede esperar de un espíritu del Más Allá? Aparte de esto, es tarea muy ardua para un espíritu feliz, aparecer de nuevo en este mundo. Si alguno así lo quiere, le será por Mí permitido, pero nunca será inducido para hacerlo.

6. Para un espíritu menos perfecto no es fácil volver al mundo, especialmente en medio de criaturas puramente mundanas, así como te prepararías para volver al vientre materno, mundo primitivo y más estrecho de todos, para allá organizar algo. De esta forma, tú puedes hacer una comparación de las condiciones de vida de los espíritus en la vida del Más Allá y los peregrinos de esta Tierra. Un pequeño grupo se acomoda en un espacio pequeño; a la inversa, difícilmente. ¿Entendiste? Todos meditan sobre esto, mientras Yo descanso.

7. Nos quedamos en la colina durante dos horas después del mediodía; muchos temas son abordados y demostrados por Rafael a los romanos, que los anotan más tarde. Al volver a casa, tomamos una comida. Por la tarde seguí reposando. Los discípulos se entretienen respondiendo varias preguntas del capitán. Juan y Mateo están ocupados con la escritura; incluso Jacob, el mayor, tomó apuntes solamente organizados con el correr de algunos años.

8. En Genezareth permanecí durante ocho días, donde llegaron muchos forasteros de Damasco y otras ciudades, que conversaron Conmigo y aceptaron La fe en Mí. No es necesario mencionar todo lo que fue doctrinado y ejemplificado, porque ya fue demostrado en lo que las criaturas fueron enseñadas por Mí y Rafael. No solamente en asuntos concernientes al Reino de Dios en la Tierra, sino también en los fenómenos naturales, con el fin de librarlos de la superstición. De este modo, se creó en breve tiempo, una importante comunidad en Damasco y otros lugares, donde Mi Nombre fue alabado.

ADVERTENCIA PARA LA ÉPOCA ACTUAL

25. CONDICIONES ACTUALES DE LA VIDA ESPIRITUAL EN LA TIERRA

1. Con el correr de los tiempos, con respecto a lo relatado sobre lo que Yo hice y enseñé en todo el reino de los judíos durante Mi Tiempo de vida corporal en esta Tierra, la mayor parte cayó ya en el olvido quinientos años después de Mi Vida en la Tierra, en especial todas las explicaciones relativas a las cosas y los fenómenos del mundo natural, pero en gran parte también Mis Enseñanzas fueron mezcladas con las viejas absurdidades de tal manera que ya nadie podía descubrir la Verdad pura.

2. Si bien se hicieron muchas copias fidedignas que fueron realizadas mayormente por los griegos y romanos, en parte en las diez ciudades a lo largo y ancho del valle de Jordán (entre las cuales debe entenderse bien las sesenta ciudades que eran habitadas mayormente por griegos y romanos durante Mi Tiempo, también antes de Mí y después de Mí, incluso más allá del tiempo de la destrucción de Jerusalén y de sus alrededores) , en parte hechas en la región de los Esenios (región de la cual no hay ninguna huella desde hace ya mil doscientos años, porque esta orden fue extremadamente perseguida por los cristianos romanos paganos); pero en gran parte fue guardada en la gran biblioteca de Alejandría.

3. Pero observa todas las guerras y las grandes migraciones de pueblos que afectaron más de la mitad de Asia, del Norte de África y casi toda Europa, y esto sucedió porque los hombres, principalmente los jefes de comunidades comenzaron a tergiversar Mi Doctrina y a mezclarla con las viejas absurdidades, y porque esta Doctrina, como la Verdad purísima venida de los Cielos, les reportaba a ellos poco lucro. Todo esto lo mostró ya el profeta Daniel y también, poco después de Mí, Mi Apóstol Juan en la isla de Patmos con la revelación de Apocalipsis dada por Mí.

4. Y entonces de Mi Parte dije: ¡Bien pues, ya que preferís la suciedad mundana, oscura y vieja en vez de Mi Oro puro venido del Cielo, y ya que cada vez os parecéis más a los perros que regresan a lo que han vomitado, y a los cerdos que con gran rapidez retornan al lodo en el cual se han ensuciado demasiadas veces y por sobre todas las medidas, entonces que os sea quitado por mucho tiempo el Oro del Cielo, y que languidezcáis en todo tipo de tribulación, oscuridad y emergencia, y que nuevamente sea la muerte un gran pavor en la Tierra!

5. Y así ha sido todo esto también hasta este tiempo. Casi todas las ciudades y lugares, en donde se encontraban con frecuencia las copias que relatan Mis muchos Hechos y Doctrinas, han sido destruidos y desolados; solo los pequeños Evangelios de Juan y Mateo han sido conservados como documentos genuinos de Mi pasaje en esta Tierra, como enseñanzas morales para los hombres de buena voluntad. Estos Evangelios pueden ser considerados como documentos auténticos sobre Mis Hechos y Doctrina y son más o menos correctos idiomáticamente, y también los escritos de Lucas y Marcos (todo lo referente a lo que escucharon de Pablo y escribieron en pocas palabras), y del mismo modo también varias cartas (epístolas) de los apóstoles, de las cuales muchas se perdieron, y la Revelación (Apocalipsis) de Juan, pero claro que también contiene algunos errores idiomáticos, hecho que no le quita la parte importante para aquél que es guiado por Mí.

6. De las demás enseñanzas que hablan sobre las cosas y fenómenos y su origen, fueron conservadas secretamente sólo unas pocas y están escondidas por aquí y por allá; y los escritos del tiempo de los romanos y griegos que se encontraron, fueron capturados por los monasterios, de los cuales nunca se ha anunciado ni una letra a la Humanidad, que languidece en la oscuridad.

7. Las explicaciones verdaderas de los eclipses solares y lunares, los cometas y todos los otros fenómenos completamente naturales no le reportaron nada a los sacerdotes; pero los convirtieron prontamente en presagios y anunciadores de los castigos de Mi parte contra la Humanidad, de tal manera que los hombres atemorizados peregrinaron a los templos ( que en poco tiempo se multiplicaron como los hongos en la tierra) en grandes multitudes y pusieron a los pies de los sacerdotes muchos bienes en señal de sacrificio.

8. En las catacumbas y los castillos de los curas de España e Italia, y aquí y allá, y también en el reino alemán se encuentran aun ahora algunas copias importantes de Mi Tiempo; pero la codicia, y la adicción al brillo y al dominio de la prostituta de Babilonia no permite que nada de esto se difunda entre los hombres, y esto por el miedo y la gran preocupación que tiene ella a traicionarse a sí misma y después de ser llevada a un juicio severo por parte de todo el mundo por haber privado a los hombres de la Verdad por tantos siglos. Ya que el motivo malvado es evidente por sí mismo para cualquier hombre pensante, entonces no es necesario aclararlo más minuciosamente.

9. Hace cuánto tiempo nomás estaban prohibidos estrictamente para el pueblo, y en muchos países están aún, los cuatro Evangelios y los Hechos de los Apóstoles de Lucas, las cartas de los Apóstoles y la Revelación de Juan? Y en varios países aún son prohibidos? ¡Cómo se resisten contra la Luz de Mi Rayo de la ciencia clarificadora, que desde el creciente hasta el poniente empezó a iluminar de nuevo todo lo que está sobre la Tierra, y esto ya desde hace trescientos años, ciencia cuya luz ahora ilumina cada vez más y más, y esto de tal manera que en este tiempo saca a la luz del día más claro hasta los cubículos y aposentos más secretos y escondidos de la prostituta de Babilonia que en el pasado fue grande y poderosa!

10. Con todo derecho se pregunta y se dice: Bueno, y ¿cuánto tiempo más esta prostituta de Babilonia podrá hacer sus maquinaciones?

11 Y Yo digo: ¡Qué pregunta tan simple! ¡Mira la Luz de Mi Rayo que cada día se vuelve más clara y poderosa en todo el mundo! ¿Cuánto tiempo más podrán soportar los oscuros, viejos y falsos milagros del paganismo babilónico y todos sus engaños que ahora están siendo iluminados hasta en sus junturas y pliegues más pequeños por las miles de verdades que provienen de todos los campos científicos y artísticos, verdades que ahora están demostradas con mucha precisión matemática y están a la libre y abierta disposición de todos los hombres?

12. ¡Mientras aún vivan algunas necias y supersticiosas mujeres a la antigua y pegadas a los tiempos pasados, y algunos beatos hipócritas, y mientras éstos se sigan dejando engañar por los curas, y mientras aquellos gobernantes poseedores de los medios para proteger el trono de la prostituta de Babilonia, - hecho que solo puede durar y durará un tiempo muy corto, para esto ya se han puesto las bases para que tales gobernantes se queden sin los medios, así como ya se les ha quitado a muchos, y, quedándose sin países y sin pueblos, ellos puedan ver cómo sus esfuerzos antiguos y obras oscuras se convierten en humo y vapor!

13. Dime: ¿Puede acaso la noche en la Tierra ejercer su dominio en algún lugar en donde el sol ha salido ya y está muy arriba por encima del horizonte? ¡Así también pasa ahora sobre la Tierra! La Luz se ha vuelto poderosa, y los gobernantes que antes rendían homenaje a toda oscuridad y que estaban motivados por sus tronos y la indescriptible vida cómoda, empiezan a darse cuenta de su gran impotencia ante el poder invencible de esta Luz, y ahora ellos, si es que quieren subsistir, deben poner buena cara a la Luz que antes odiaban demasiado; y si ellos quieren conducir de nuevo y en forma imperceptible hacia la oscuridad antigua, entonces el pueblo los reconoce y no les presta obediencia y los lleva hacia grandes apuros y también les quita sus tronos de dominio como ahora se ha visto ya en muchos ejemplos.

14. ¡A Mi Voluntad no se le puede ofrecer resistencia! ¡Si bien es cierto que Yo dejo que los hombres, individualmente, vivan dentro de su libre albedrío, a nivel general Yo Soy el Señor y no tomo consideración ante los poderosos de esta Tierra! El tiempo de la Luz ya está aquí y no puede ser detenido más por ningún poder terrenal de los hombres.

26. LOS FALSOS PROFETAS DE HOY

1. Ha llegado también el tiempo de la piedra angular rechazada por los constructores, especialmente por los de Babilonia. Quien en ella trabaja será diezmado, y quien fuere alcanzado por ella, será enterrado como pronto les ocurrirá a todos los que, queriendo de esta forma halagar a la prostituta de Babilonia, desprecien la piedra angular. ¡Cómo van a llorar y se lamentarán, pero la piedra angular rechazada, no les proporcionará ayuda.

2. He observado con gran paciencia el juego de los cerdos desde hace mucho tiempo, como en Mi tiempo hacían los pastores de Gadara con sus cerdos. Pero había dos obsesionados por las antiguas tumbas de basalto, pues Gadara era una antigua ciudad de sepulcros. ¿A quién se parecían los dos prisioneros con cadenas y cuerdas dentro de las tumbas, que a Mi llegada todo arrebataron y Me dijeron: Qué tenemos que ver contigo, antes de tiempo? Ambos se parecen el antiguo espíritu de la ganancia mundana, en la que se oculta una legión de otros demonios.

3. Debido a que estos espíritus conocían Mi Voluntad rigurosa, Me pidieron permiso para entrar en los cerdos, liberando así a los hombres que Me alabaron, aunque los gadarenses me rogaron más tarde que los dejara a merced, porque sentían un gran temor de Mí también. De igual modo, el justo espíritu del mundo y su celo comercial Me alabó, porque fue liberado por el Poder de Mi Luz, de la legión de sus espíritus egoístas que se dirigieron a los cerdos, que, encontraron finalmente su exterminio en el mar.

4. Al grupo de los cerdos pertenecen todos los siervos de más allá de la frontera de la prostituta de Babilonia, a causa de sus tendencias sucias, egoístas y dominantes, que se manifiestan abiertamente en el mundo por sus convenios, misiones, breves y excomulgaciones. Esto es lo que ocurre desde la época de dominio de la prostituta de Babilonia sobre los pueblos y gobernantes, representando la integración de legiones de malos espíritus en los mencionados cerdos que comenzaron a tirarse al mar, precisamente en esta época, razón por la que es seguro su exterminio.

5. El mar, es la obstinación en querer permanecer en la antigua ignorancia, pues buscan cómo perseguir la Luz que Yo permito sea esparcida sobre todos los ramos de la ciencia y el arte. He aquí el mar en que los cerdos serán conducidos por los espíritus que durante mucho tiempo permanecieron en ellos y donde encontrarán su exterminio total.

6. Hicieron un hoyo para Mi Luz Original, con el fin de ocultarlo ante los ojos de los hombres, manteniéndolos en la ignorancia en beneficio de ellos. Yo liberé la Luz, y ellos se lanzan en la misma tumba para sofocar y exterminar la Luz. Si esto sucede ante todo el mundo atendiendo a todas las peticiones hechas, es inútil preguntar cuándo ocurrirá esto.

7. Se entiende que no se puede dar esto de un momento para otro, como tampoco puede escapar la noche ante el pleno día. Todo tiene su tiempo en este mundo y ni el más talentoso podría convertirse en artista y filósofo de un día para otro, ni un fruto madurar de repente. Cuando los árboles en primavera empiezan a convertirse en jugoso follaje, y los brotes comienzan a hincharse, es prueba evidente de ser bendecidos el próximo verano. Algunas heladas causarán poco daño.

8. Lo que fue predicho por Ezequiel en el capítulo 14 con referencia al castigo de Israel y Jerusalén, está relacionada con los falsos profetas actuales que deben y serán exterminados. En qué consisten y quiénes son los fariseos de hoy, no necesitan ser indicados para una criatura inteligente. Todo el mundo conoce a los enemigos de la Luz de la Verdad y del Amor que os llega a través de Mí.

9. Si Yo Mismo les dije a los apóstoles que no deben condenar, maldecir ni juzgar a nadie, para que no le suceda lo mismo partiendo de Mi, ¿quién les había otorgado el derecho de juzgar, condenar, y lanzar el castigo (anatema)-sobre los que influenciados por Mi Espíritu, buscaron y aún buscan la Verdad Pura? Por ello, serán tirados a la fosa que ellos mismos cavaron para millones de inocentes, donde sus malas obras serán juzgadas implacablemente y sin piedad, y recibirán así su salario.

10. Observa todos los continentes de la Tierra y descubrirás cuánto es odiado el falso profetismo de la prostituta de Babilonia, entre los pueblos más cultos, y cuál la consideración recibida por sus misioneros! No como los jornaleros a su servicio lo describen. Solamente entre pueblos rudos y salvajes se podrán mantener durante algún tiempo. Basta que demuestren sus tendencias egoístas y dominantes, o sea, el lobo en piel de cordero, y habrá llegado el fin del efecto de su misión y les convendrá huir para salvar su pellejo.

11. Cuántos ya han sido enviados a China y Japón, donde hay mucho oro, plata y piedras preciosas!. Mientras no descuidaban su piel de cordero, eran tolerados, consiguiendo así muchos adeptos para la supuesta doctrina de paz celestial. Tan pronto como aquella indumentaria se les hacía demasiado incómoda, creyendo poder actuar según su verdadera naturaleza, sus intenciones eran descubiertas y recibían el premio merecido.

12. Cuando la noticia llegaba a Babilonia, eran rápidamente santificados con gran pompa, aunque mucho Yo enseñara que sólo Dios es Santo. A tales santos sólo les digo: No os conozco y nunca os conocí! Alejaos de Mí y buscad vuestra salvación y salario en quienes en cuyo nombre doctrinasteis y actuasteis. Nunca predicasteis y actuasteis en Mi Nombre. Desde vuestra infancia jamás practicasteis un acto de caridad al prójimo, enseñado por Mi, abusando de Mi Nombre sólo para vuestro lucro material, por lo tanto, no tenéis que aguardar recompensa ni misericordia. Dirigíos a quienes servisteis y pedidles el premio.

27. IMPOSIBILIDAD DE MÁS GUERRAS RELIGIOSAS

1. Y este es también el caso en este mundo. En la así llamada “ciudad santa” ya hay una multitud de santos y no saben qué hacer con ellos y qué pequeño paraíso podrían darles en esta Tierra, porque aparte de sus tratos o negocios actuales, no pueden dominar mucho más que unas pocas millas cuadradas. Ni gobernantes, ni pueblos más esclarecidos aceptarán órdenes que salgan de aquella metrópoli.

2. ¿Qué más les queda a aquellos santos perezosos y hambrientos, sino darles la espalda a su santidad y buscar y aceptar otros servicios, que antes no eran para ellos lo suficientemente santos, para no morirse de hambre como tales? Piensa que la situación actual ciertamente seguirá con guerras religiosas? Ese sería el caso si el responsable en Babilonia aún poseyese el antiguo poder sobre gobernantes y pueblos, y la mayor parte de la Humanidad fuese tan tonta e ignorante como hace trescientos años atrás. Los actuales partidarios de la antigua y de la tan poderosa Babilonia están muy reducidos, y los hombres se encuentran bastante esclarecidos. Ni el más simple campesino cree que la máquina a vapor en el mar y en la tierra es impulsada por un alma proscrita al demonio, y que los cables telegráficos el diablo los salta de punta a punta, para transmitir a los habitantes de todos los países, a los hombres prominentes y los simples las noticias deseadas.

3. ¿Cuántos son los que aún creen en las estatuas milagrosas? Cuál el país en que se queman a los magos como brujos, arrastrando a los lectores de la Biblia y otros libros espirituales ante el interrogatorio de un tribunal implacable martirizándolos hasta la muerte? Cuál sería el hombre de cierta cultura que todavía conceda alguna importancia a la remisión de los pecados, a todas esas llamadas ceremonias religiosas vacías y no espirituales, el agua bendita, el incienso, estampitas, relojes y campanas, velas de cera, reliquias, misas de réquiem y funerales caros, los días de ayuno y aún mucho más de esas cosas?

4. Ellos siguen en este tipo de cosas por el bien de la ley externa, que ya se hizo muy débil porque de 1.000 sólo 10 creen en ella, y no tan grave como esto fue por desgracia el caso durante mucho tiempo en otro período oscuro de la superstición Si las cosas están en este pie, cómo se podría pensar en una gran guerra religiosa general?

5. Aquellos que están realmente en la oscuridad quisieran levantarse contra los iluminados (esclarecidos), pero hay muy pocos de aquellos, y si fueran atacados los iluminados, saben que sin duda siempre saldrán victoriosos sobre esos pocos y completamente impotentes ignorantes. Sin embargo, a pesar de eso, habrá todo tipo de batallas y guerras pequeñas, para la humillación de muchos dictadores que quieran oponerse a Mi Luz. De aquí en adelante no voy a tener más paciencia o consideración con todos esos dictadores. Esto podéis creerlo porque lo anuncio Yo Mismo.

6. Ve el país en que vives. Todavía tiene fuerte tendencia babilónica, especialmente en lo que concierne a los dictadores, y esto por determinadas razones que puedes deducir fácilmente. Ahora deben reunir todo su poder y ayudar a su “santo padre” en el viejo trono, si es que pueden y quieren hacerlo.”. Si aún dudan en proporcionar a los súbditos lo que por Mi es justo, ya que según Mi Verbo la Verdad Pura hará y deberá liberar a todos y es Lo que sólo deben seguir, ellos también compartirán el destino de quien esperan su salvación hasta ahora. Ellos no disponen de recursos financieros para una ayuda más potente. Y si todavía confiaran en la ayuda supuesta de un altar y su imagen siete veces consagrada, y su imagen que realiza milagros, pronto perderán el resto de su poder. Sólo hay que contemplar las consecuencias de su concordato oscuro, y cualquier extranjero responderá: Si te uniste tan fielmente al enemigo común de la luz y del amor al prójimo, es imposible establecer una conexión amistosa contigo. Que te ayude quien te favoreció, pues le otorgaste la mitad de tu poder en tu propio perjuicio.

7. Piensa un poco si en tu país las consecuencias muy amargas de una acción impensada no repercutirán por todas partes? Es urgente reparar tal error, de lo contrario se declarará un incendio mortífero y total. Si en una casa todos los recursos comienzan a fallar, y los amigos y los mejores compañeros le dan la espalda, no queriendo más oír o saber nada para preservar dicha casa, que ha sido descuidada por tan largo tiempo, entonces, cómo esa casa podrá presentarse como una casa fuerte, aun cuando sea en su viejo estilo?

8. Podría fortalecerse por sí misma y llegar a ser fuerte nuevamente, pero para lograrlo sería necesaria una voluntad inquebrantable para deshacerse de lo anticuado y dejar una base nueva y sólida, y edificar rápidamente la casa completa con ayuda de operarios buenos y conscientes, e incluso el tejado a fin de que todos vean la construcción, diciendo: Ahora el viejo edificio completamente desvalorizado adquirió su valor real, y se podrá confiar en sus cimientos, paredes y techos. Si el asunto se emprendiese de esta forma, no le faltará toda clase de buenos amigos desde afuera y menos aún desde adentro. Pero, quién confiará en una casa que nadie sabe quién dictó la ley al señor de la casa, de tal forma que él pueda continuar viéndose como un Señor de la casa por cierto tiempo?

28. EL FUTURO DE LA IGLESIA CEREMONIAL

1. (El Señor): ¿De qué sirve pegar un parche nuevo en una chaqueta vieja y rota, para cubrir y proteger el cuerpo contra el viento? Un pequeño torbellino sería suficiente para romper fácilmente el parche, incluso una parte sana de la chaqueta. ¿Quién va a proteger la piel desnuda contra el frío? Es por eso que debes ponerte un abrigo nuevo y resistente, mientras todavía dispongas de algunos recursos y no los desperdicies en un parche nuevo para una chaqueta vieja, pues aunque viniesen tormentas, no podrían hacerte daño.

2. ¿Cuál sería el lagarero que ponga vino nuevo en odres viejos? ¿Qué pasará con ellos cuando el vino comience a fermentar? Se romperán, y el lagarero imprudente quedará desprovisto de los odres y sin el vino. Lo mismo tendrá que esperar un gobernante imprudente que quisiese incluir una nueva constitución en una antigua. Una de ellas es infaliblemente el fin de la otra; por esta imprudencia el gobernante perderá todo: constitución, país y pueblo, como ya hay muchos ejemplos en Europa y aún habrá más.

3. Te digo con franqueza: ¡Quien busque homenajear y lisonjear al hombre que se dice beato, durante la constante proyección de Mi Luz de los Cielos, que pronto será abandonado y quedará solo. Quiero terminar con la prostitución de Babilonia; ha permanecido por demasiado tiempo. A partir de entonces todo tendrá que renacer con una fuerza y poder nuevos y continuar así hasta el final de los tiempos de esta Tierra. Todos deben bañarse y calentarse en la Luz de Mi Doctrina Celestial, y Mis verdaderos seguidores y amigos, entrarán en constante comunión con Mis ángeles, por lo tanto, Conmigo, como era en épocas remotas.

4. Interiormente Me preguntas qué va a pasar a tu país, en el caso que se rompieran los viejos odres, por la presión del vino y éste fuera derramado. Te digo que la situación será mil veces mejor que ahora, en que casi todos los hombres, por miedo al efecto de sus actitudes por tanto tiempo vacilantes y costosas, no confía más en el hermano honesto, y dice: Nadie sabe cómo se desarrollarán las cosas!

5. En el momento de un posible rompimiento de los odres, con el tiempo los grandes consumidores y el Estado se esforzarán por asegurarse de que nada les falte a aquellos que sirvieron a él y al pueblo, a través de su intelecto y cultura. Los vagos y perezosos, que sobrepasan el cuarto de millón, en su mayor parte, padres, ya no recibirán más sus enormes sueldos y pensiones; por el contrario, serán mantenidos rigurosamente dentro de la deuda del Estado, a fin de que ningún hermano pueda presentar una queja contra otro.

6. En todas las circunstancias, Me hago cargo, y no puede haber desorden, en perjuicio de los que creen en Mí. Durante este año Tendré un poco de paciencia con el país cuya jurisprudencia respetas. Pasando este período, no tendré más condescendencia, aun cuando allí vivan muchos de Mis antiguos amigos, con su amor y fidelidad. Los Míos y los recientemente inspirados deben permanecer, los demás, castigados.

7. Conjeturas lo siguiente: Es todo verdadero, pues cuando el gobernante de un pueblo se pone flojo e inepto, es necesario reemplazarlo por otro, que esté a la altura de las necesidades materiales y especialmente, espirituales. Mientras permanezcan los viejos templos paganos que se hacen llamar Casas de Dios o Iglesias, con sus siervos, pudiendo divulgar entre los ignorantes el formidable efecto de su servicio eclesiástico, especialmente en los lugares de peregrinación y claustros, un nuevo régimen político de constitución buena y favorable, o un nuevo gobernante, siempre correrá peligro de caer nuevamente en la antigua ignorancia, más aun cuando los sacerdotes fueren obligados a vivir del orden eclesiástico. Si fuese necesario permitirles que continúen como doctrinadores del pueblo, que sean entonces pagados como funcionarios públicos. De parte del Ministerio eclesiástico y de ningún otro deberían exigir ni aceptar una remuneración, y de esta manera, se levantaría una barrera muy eficaz para los sacerdotes falsificadores y succionadores del pueblo, terminando a su vez, con las peregrinaciones, estampas y otras aberraciones religiosas, y diferentes otros abusos.

8. En parte tienes razón, y la situación podría mejorar durante un tiempo, porque el sacerdote se concentraría más en la educación popular por la cual se le paga, que en las ceremonias religiosas que no le dan ganancia alguna. Pero si él realizase su oficio a cambio de ninguna remuneración, el pueblo ignorante comenzaría a atribuirle un mayor mérito ante Dios, aumentando así la vieja superstición. Aquello que daría un aspecto formidable y pomposo, de ningún valor para Mí, empoderaría a la masa en su insensatez, construyendo un nuevo trono para la prostituta de Babilonia, cuyo final está muy cerca.

9. Por lo tanto, deja que los sacerdotes exploten a la gente. Deja que los todavía ciegos hagan sus romerías o peregrinajes y paguen sus misas dispendiosas. Deja que confiesen y manden a celebrar acompañamientos carísimos para los difuntos. Que busquen testamentos o donaciones, que vendan perdones e indulgencias. En pocas palabras, deja que los babilonios se extralimiten, que hasta el más ciego se dará cuenta y dirá: Esta religión debe ser solamente un fraude, pues ellos, que debieran estar convencidos de la Verdad Pura de la Doctrina de Cristo, demuestran que no la consideran para nada en lo que hacen; no creen en Dios, y son falsos profetas sólo preocupados de llenar su estómago. Acaparan con los engaños, y cuando éstos no les surten efecto, emplean una especie de coacción permitida por el Estado, y de su robo real no entregan ni un vaso de agua a un alma sedienta. Fuera estos falsos profetas! Fuera con los lobos vestidos con piel de cordero, y fuera con todo lo que martiriza, elude y roba al pueblo pobre e ignorante! Acabemos con los templos, los altares, las estampas, reliquias y campanas y todos los utensilios que no tienen ningún valor. Desde ahora en adelante, nosotros mismos analizaremos la Doctrina de Cristo, pidiendo que un doctrinador inspirado por Dios la explique, para poder aplicarla correctamente, y el justo doctrinador no tendrá que sufrir las necesidades, cualquiera que éstas fueran.

29. FUTURO DE EUROPA Y AMÉRICA

1. Así es como están hoy las cosas en Italia, que permanecía todavía en la ignorancia hasta hace poco. Lo mismo sucedió hace muchos años en Alemania, como antes en Inglaterra y América del Norte, que a través de duras batallas se purifica, aún más ahora de todas las tendencias contrarias a Mi Doctrina. He aquí lo que muchos exclaman: Pero, Señor, ¿Cómo puedes permitir a los confederados que quieren mantener a los esclavos, ganar victorias importantes contra los muy humanos sindicalistas?

2. Mi respuesta: No todo es vicio en los confederados, y en los otros, no todo es virtud. Ambas partes ven astillas y troncos en los ojos del otro y barren la vereda de la puerta del otro que, según Mi Doctrina, no debiera suceder. Sin embargo, cuando cada uno de ellos libere sus propios ojos de la basura y troncos y barra la basura de su propia puerta, ambos se entenderán con facilidad.

3. Tales desacuerdos, grandes y pequeños, entre pueblos y también entre personas individuales, son siempre consecuencia del incumplimiento de Mi Palabra. Nadie debe decirle al vecino: "Ven acá, para que yo pueda sacar la astilla de tu ojo! Y el vecino responde: Qué te importa la astilla de mi ojo, si veo en el tuyo una mota completa? Limpia primero el tuyo para que puedas ayudarme a limpiar el mío.

4. Estos conflictos siempre han existido y siempre existirán, mientras los hombres no acepten realmente Mi Doctrina Pura. Pero el caso de los americanos no durará por mucho tiempo. En América del Sur, donde la Babilonia está representada de la peor manera que en cualquier otra parte del mundo, un gran Juicio pronto se desatará, porque la Babilonia debe transformarse en una Nueva Jerusalén y los cerdos de los chancheros paganos encontrarán su propio exterminio en la tumba de su noche.

5. He hecho una gran revelación para este tiempo y quienquiera que pueda de alguna manera contar, fácilmente llegará a darse cuenta cuál es la situación y por qué está sucediendo, y que pronto necesariamente deben producir su resultado. No debes preguntar en qué año, ni día ni hora, porque todas estas cosas están ya muy claras para todos, y cada uno deberá ver el cercano fin de la noche cuando en el horizonte aviste pequeñas nubes

alumbradas por el Sol.

6. Sólo dejad que los hombres, dotados de algún poder de una forma u otra traten de prohibir al pasto y todas las hierbas que no aparezcan más ni crezcan en primavera, y para prevenir todo esto, ordenar al viento y prescribir el camino del rayo, para que se convenzan cuán grande es su impotencia como resultado de su locura. Lo que digo y quiero sucederá tan cierto como cuando el Sol tiene que salir por la mañana e irse por la noche. No necesito decirles nada más, aunque puedo ver dentro de ti una pregunta referente a Francia, como a lo que ese Reino, que es hoy en lo que concierne a la vida terrenal, muy poderoso, hará en relación a la actual irradiación de Luz general. Sólo te digo: Para ir en contra de Mi Voluntad, será en verdad difícil e imposible.

30. EL ORDEN DE LA EVOLUCIÓN

1. Que Francia se presenta a la vista de todos como el protector de Babilonia, mientras que en el interior es adversario de la misma, es muy cierto. Con esto permite abstenerse a otros estados y gobernantes de cooperar con su poder unificado en el sentido de que la vieja oscuridad suba al trono superior, para someter aún más a los pueblos. Poco se nota entre los antiguos gobernantes una buena y libre voluntad en beneficio de sus pueblos; todo lo que hacen en favor de la gente está motivado por las circunstancias. Si fuera posible liberarse por medio de cualquier recurso favorable, no dudarían en mudarse de escenarios, y las criaturas se verían obligadas a bailar nuevamente al viejo estilo de la inquisición española, lo cual seguramente no lo desearía nadie nunca más.

2. Destruir de un solo golpe todas las situaciones actuales pendientes entre buenas y malas, sería lo mismo que devastar países y pueblos. Por eso, todo en este mundo debe tener su tiempo. Mientras el vino nuevo aún no esté completamente fermentado, y haya expulsado todas las impurezas por sí mismo, no llegará a ser un vino puro y espiritual.

3. Quien quiera construir una casa nueva y buena, no debe demoler la vieja casa mientras la otra no esté completamente terminada, porque si así hiciere, donde viviría y qué lo protegería contra la intemperie durante la construcción nueva? Es más prudente usar un traje viejo y remendado hasta que el nuevo esté listo, para no andar desnudo. Por lo tanto, dentro de Mi Orden una cosa debe surgir de la otra, si lo que se pretende hacer debe tener durabilidad y consistencia.

4. Cuando en la Tierra comencé a doctrinar a los hombres, el paganismo se extendía en todas direcciones en el mundo en todas sus formas y apariencias, y el Verbo era sólo una Estrella Matutina en la gran noche pagana. La Estrella de la Mañana pronto llegó a ser tan cubierta por las nubes cargadas de los paganos, que los hombres sólo podían localizarla con dificultad. Unos decían: ahí está; Otros: Allá está la estrella. Y sucedió que tomaron otra estrella por la Estrella de la Mañana, y la honraron grandemente. Fue, por tanto, fácil para el paganismo antiguo tan poderoso, adoptarla para sí, y cuando el pueblo les preguntó por la estrella de la mañana, acerca de la cual habían oído repetidamente, la presentaron como la única, verdadera antigua estrella de la mañana.

5. La Estrella de la Mañana, ocultada y tergiversada de esta manera, también realizó milagros ante la ceguera del pueblo sólo en nombre de Zeus, como si fuese ese Mi Nombre el pueblo quedaba satisfecho, mientras el antiguo paganismo continuaba con muy pocas modificaciones. Mi Doctrina también se mantuvo intacta y pura entre pocos, a pesar de todas las persecuciones. La buena semilla que caía en suelo fértil, dejó raíces buenas y fuertes, produjo buenos frutos, aunque en secreto y desapercibidamente de la prostituta de Babilonia.

6. De la Estrella se hizo un Sol que aparece en todo su esplendor, y las nubes del paganismo no podrán ocultarlo nunca. Esto, de tal forma que un hombre con muy poca visión no confundirá más el día con la noche. La Luz de Mi Reino se tornó poderosa y jamás será alejada por la noche pagana. Es lo que acabo de demostraros.

7. Así que termino con la advertencia amorosa a Mis amigos, de no sólo leer esta Revelación, sino tomarla muy seriamente y creer que He sido Yo Quien les ha dado esta Luz, para consuelo de sus corazones e iluminación del intelecto, pidiéndoos nada más que vuestro amor puro y fe viva. Quien pueda hacer algo especial por este siervo siempre pobre y ya anciano, por amor a Mí, recibirá recompensa muy pronto. Amén. Esto digo Yo, El Señor de la Vida Eterna y La Verdad.

Prosigamos con la lectura del Evangelio.

En Genezareth permaneceremos medio día más, para después peregrinar por las diez ciudades.

31. DUDAS DE LOS SEGUIDORES DEL SEÑOR

1. Como ya se mencionó, quedé en Genezareth desde la mañana hasta una hora después de mediodía. Bendije especialmente a los amigos presentes, Marcos, Kisjonah y también a María, que había llegado a Kis en compañía de éstos y Philopoldo, donde permaneció durante algún tiempo para después volver a Nazaret. Allí relató a Mis hermanos todo que oyó y vio acerca de Mi Misión, con lo que se sorprendieron en gran medida, incluso otros amigos y conocidos de José, de María y de los tres hermanos que eran carpinteros y cuidaban de la casa.

2. A pesar que creían en Mí, varios se encogieron de hombros, diciendo: "El hace realmente cosas grandiosas y su Doctrina es perfectamente pura y buena. Si se presenta contrario a los templarios de Jerusalén, sucumbirá, pues las intenciones contra Jesús y Sus adeptos, son las peores que puedan haber. Entre los paganos cuenta con muchos amigos fieles y creyentes. Entre los judíos, pocos que Lo consideran profeta, porque no aceptan que es el Hijo de Dios, aunque se cumpla en El lo que los profetas anunciaron.

3. En caso que se repita con El lo que sucedió con Juan Bautista, los pocos judíos le darán la espalda para volver al templo y perseguir a Sus adeptos. Hasta ahora Él se mantiene fuerte contra los perseguidores, y esperamos poder terminar la obra iniciada con ayuda de Su Naturaleza Divina. Pero el mundo es falso y malo, sus hijos son malvados e ignorantes, no entienden nada de lo que los profetas revelaron, y todo lleva a creer que la maldad de los fariseos terminará con la justa preocupación de nuestro hermano”. Con este pensamiento muchos concuerdan, a excepción de María y algunos amigos.

4. Finalmente, uno opina: “Si Él lo quiere y permite, es posible que los malvados pongan sus manos sobre Él, pero no en beneficio de ellos, sino para su condenación, según se lee en todo lo que han dicho los profetas. Por eso nos preocupamos sin razón, pues El sabe mejor lo que tiene que hacer en beneficio real de las criaturas. En todas circunstancias debemos creer y confiar en Él, como Hijo de Dios”

5. Con esto todos están de acuerdo y continúan la conversación sobre Mi Persona, llevando a muchos en Nazaret a creer más positivamente, pues Mis propios hermanos, no Me consideraban Aquel que debían esperar, razón por la que no visitaba a menudo esa ciudad y respondiera a su pregunta, de dónde el hijo de José había recibido tal sabiduría y poder: Un profeta, en parte alguna vale tan poco como en su propia patria. Con esto seguí viaje y no volví más a Nazaret. Después de la conversación con María, la fe se afirmo más y muchos comenzaron a alabarme como el Mesías e Hijo de David.

32. LA ORACIÓN DEL SEÑOR

1. Acompañado por Mis discípulos, Ebahl, Yarah y los tres romanos Me dirigí a las diez ciudades, o más bien, sesenta ciudades que estaban dispersas en el valle del Jordán y en las colinas y montañas circundantes.

Al alcanzar una considerable colina fuera de Genezareth, Me dirijo a los compañeros y digo: “Hasta ahora me habéis acompañado llevados por el amor puro, conociendo y creyendo en Quién os habla. Permaneced en Mi Amor, que también quedaré con vosotros, y todo lo que pidiereis al Padre en Mi, os será dado. No prefiráis las cosas del mundo, sino los tesoros eternos del Reino de Dios. Todo lo demás indispensable para la subsistencia os será dado sin que lo pidáis.

2. Dice el capitán: "Señor y Maestro, cómo debemos entender que pediremos dentro de tu agrado, y no debiéramos pedir en vano por algo justificado? Pues el hombre puede tener diferentes tipos de situaciones de necesidad y se quiere dirigir únicamente a Ti, ¿Cómo debe hacerlo?.

3. Respondo: "En todas las aflicciones y miserias pedid con palabras simples en el corazón que no habréis pedido en vano. Pocas palabras sin ceremonia alguna, pero en silencio, se deben dirigir a Mí de la siguiente forma:

4. Nuestro querido Padre, que estás en el Cielo, Tu Nombre sea eternamente alabado! Tu Reino de la Vida, de la Luz y de la Verdad, venga a nosotros y se quede con nosotros. Tu Voluntad Santa y Justa se haga entre nosotros en la Tierra y entre Tus ángeles perfectos en Tus Cielos. Danos el pan de cada día. Perdona nuestros pecados y debilidades, como también los perdonaremos a los que nos ofendan. No permitas que vengan tentaciones sobre nosotros que no resistiéramos y libéranos de todo mal en que la criatura pudiera caer, como consecuencia de las tentaciones del mundo y de su espíritu de maldad. Tuyo es todo el Poder, toda la Fuerza y Gloria, y todos los Cielos son plenos de los mismos, de Eternidades en Eternidades!

5. De esta manera, todos deben pedir en el corazón, que tal pedido será atendido si es deseo verdadero del corazón y no solamente, con los labios. Dios es Espíritu Purísimo, por lo tanto, debe ser adorado en Espíritu y Verdad rigurosa. Si lo comprendisteis, actuad de acuerdo a ello y viviréis como todos los que así lo hacen”.

6. Todos Me agradecen y Yo los bendigo nuevamente, despido a Rafael que cual rayo poderoso, desaparece en el Espacio. Los romanos se asustan y continúan viendo el cielo esperando volver a ver al ángel. En seguida despido a quienes Me acompañaban, y Sigo con los apóstoles por la colina que daba inicio a una llanura fértil, y después de algunas horas, llegamos a una ciudad pequeña y antigua, cuyos habitantes eran en su mayor parte griegos y romanos. Entre ellos vivían unos pocos judíos, que iban completamente cuesta abajo y languidecían. Tenían una pequeña posada para ellos que tenían que usar también de sinagoga.

33. EL SEÑOR EN PELLA

1. Cuando nos detuvimos en el albergue, el dueño aparece pidiendo disculpas por no poder recibirnos. Dice que su posada es demasiado pequeña para acomodar a todos y además, sus provisiones son muy pocas, así que no podría servirnos comida, y que en el centro de la ciudad se puede encontrar un albergue griego en el que podríamos hospedarnos cómodamente.

2. Respondí: "Esto lo sabía desde mucho antes que nacieras. Vine aquí no debido a los paganos, sino por los judíos. Si no Me quieres recibir en absoluto, Yo sabré qué hacer. Así que muéstranos el espacio con que cuenta tu posada, y también tu sinagoga. "Sorprendido, dice: "Amigo, ¿quién eres realmente, para hablarme con esa autoridad?"

3. Respondí: "Si supieras Quién soy, dirías: Señor, tengo un hijo que sufre de gota, por lo que muchos médicos han experimentado su ciencia en él, y sólo me han llevado a la pobreza, mientras que él sufre cada día peores dolores. Ayúdalo, porque todo Te es posible. Como lo ignoras, te lo acabo de decir. "Al oír estas palabras, el posadero piensa: ¿Cómo puede este extraño, que nunca antes conoció la montaña de la ciudad de Pella, saber que mi hijo sufre de gota y que su sufrimiento aumenta día a día? Volviéndose a Mí, dice: "Señor, ya me doy cuenta que no eres un hombre común. Si puedes curar a mi hijo, haré cualquier cosa para mostrarte mi gratitud. "

4. Yo digo: "Llévame a él, que mejorará." Dentro del recinto se encuentra el joven enfermo, rodeado de familiares que pedían a Dios lo liberara de su enfermedad. El hospedero entonces dice: "Dejad de llorar. Aquí está un médico extranjero que ayudará a nuestro hijo, y yo tengo fe que sólo Él puede hacerlo. "

5. Madre y hermana dicen: "Si es así, Dios respondió a nuestras oraciones." Añado: "Sí, Él les respondió, y ahora exclamo con el Poder y Fuerza que viven en Mí: Quiero, hijo mío, que sanes y no peques más. Tus debilidades secretas fueron la razón de tu sufrimiento”.

6. En el mismo instante el joven es curado y quiere levantarse de la cama, pidiendo algo de comer. Yo dije a la madre que debía preparar algo para el enfermo recuperado, pero debía ser algo fresco y puro. Así lo hizo, y el posadero y su hijo no saben cómo agradecerme y adorarme. Por esto digo: "No perdáis tiempo buscando palabras de gratitud. Tengo en cuenta sólo el corazón y sé lo que en él está sucediendo. Ahora, muéstrame tu albergue y la pequeña sinagoga. "Él nos lleva al recinto del albergue, el cual finalmente es suficientemente grande para acomodarnos a todos, y después nos sirve a todos.

34. EL SEÑOR EN LA ESCUELA DE PELLA

1. Luego fuimos a la sinagoga en la que algunos niños judíos eran enseñados por un viejo rabino. Me dirijo a él, diciendo: "Enseñándoles de esa forma, sólo harás paganos de esos pequeños, en lugar de judíos. Si entiendes tan poco de las Escrituras, ¿cómo podrían aprender de ti? Deja la enseñanza y haz otra cosa, para darle tu lugar a otra persona que sea competente. "

2. Irritado, él responde: "fui designado por la Comunidad, y está contenta conmigo, y no tienes nada que ver con la enseñanza que hago. Vivimos entre paganos, y tengo que aprender, además de nuestras Escrituras, sus costumbres y hábitos en el mundo que tenemos de servir al lado de Dios, que ya no hace llover maná del cielo. "

3. Contesté: "Al igual que los judíos como tú, se olvidaron cada vez más de Dios y comenzaron a servir al mundo cuando el Señor mandó el maná de los Cielos; él entonces, permitió que cayesen en el servilismo. Ganando desde entonces el escaso pan con su propio sudor, se volvieron más infieles que los paganos. Dios les quitará la poca luz que tienen para dársela a los gentiles. ¿Cómo puedes ser rabino del agrado de Dios, si hoy enseñas a los niños judíos a la manera de los padres, y mañana aceptas a paganos, entregándoles conocimientos paganos, dejándote pagar por esto? "

4. Responde el rabino que comienza a tomarme como un pequeño profeta, porque le reprendo algunas cosas que, a su modo de ver, un hombre común no podría saber: "Que Dios me dé lo suficiente para no necesitar del pago de los paganos, y dejaré inmediatamente este trabajo.

5. Yo digo: "Hace diez años eras un judío muy rico en Efrén, nada te faltaba. Por qué en aquella época le dabas preferencia a los paganos? Por haber hecho eso sin necesidad, Dios permitió tu caída y te proporcionó el oficio de profesor pagano. Además de esto, hace algunos años te hiciste rabino, lo que fue obra de los paganos amigos y no de los judíos pobres, que rechazaron al antiguo rabino.

6. Esto no puede continuar. Conviértete en un judío íntegro, como eras, de lo contrario, serás expulsado de esta ciudad para dar paso a uno más indicado. Yo vine aquí para barrer esta ciudad de manera que sea un refugio seguro para los que llamaré Mis seguidores, cuando dentro de 50 años la ciega Jerusalén sea arrasada por los romanos y destruída hasta la última piedra. Toma en cuenta lo que digo, pues tengo el poder para decirlo"

7. El rabino intenta contestar, pero el hospedero lo llama a un lado y le cuenta lo que le hice a su hijo. Entonces, se despide de los alumnos, se va a la casa y deja la sinagoga. Luego visita al joven curado, de lo cual se sorprende mucho para luego visitar todas las casas conocidas, tanto de judíos como de gentiles y relata lo ocurrido. En poco rato, muchos de estos vecinos se dirigen al albergue, a fin de convencerse de la verdad.

35. LA CENA EN EL ALBERGUE

1. Cuando vieron al hijo del hospedero completamente sano sabiendo que había estado tan enfermo, se apodera aún de los gentiles un gran temor de Mí, al punto de no atreverse a preguntar por Mí. Un militar romano hasta llega a decir: “En ese médico y sus ayudantes deben esconderse seres sobrenaturales, pues a los hombres no les es posible hacer eso”. Yo Me encontraba ya en la posada con Mis discípulos, y ese día, nadie de los que vinieron a la posada pudo verme, y eso que ya había caído la noche. Cuando la gente retornó a sus hogares, completamente sorprendidos y también en parte por miedo de Mí, el hospedero vino hacia nosotros y dijo: “Gran Señor y Maestro, todo estaría bien ahora, si tuviera suficientes provisiones de alimentos para todos vosotros. Vino no tengo en absoluto, pero pediré que nos sea provisto desde la posada griega. Tengo algo de harina de trigo y pan de cebada, y también algo de cordero ahumado. Si vosotros os conformáis con eso por hoy, me sentiré muy feliz. Me preocuparé de todo mañana con lo mejor de mis habilidades.”

2. Yo digo: “Amigo, no vinimos aquí para comer y beber, pero estaremos satisfechos con lo que tienes. No te preocupes por el vino, y no hagas gastos innecesarios, pero anda a la bodega donde encontrarás los cántaros repletos. Quien puede curar a tu hijo, también sabrá llenar los odres de vino. Ve con tus hijos a buscar varios cántaros llenos”.

3. Lleno de sorpresiva fe, el hospedero en seguida tomó varios odres, los limpió, llamó después a sus hijos y a su esposa y les dijo lo que Yo le había dicho. Entonces. Corrieron rápidamente a la bodega y tan grande fue su sorpresa que encontraron sus viejos sacos vacíos, llenos con excelente vino. Después los odres fueron traídos a nosotros y nuevamente el hospedero, su esposa y sus hijos no sabían cómo agradecerme lo suficiente por esto. Por otro lado, el milagro era lo menos importante para ellos ahora, sino más aún Mi Voluntad, porque quería hacerlos felices, pues después de la curación de su hijo, ellos no dudaron por lo menos, que todo era posible para Mí, siempre que Yo lo quisiera, pero les dije lo mismo que después de la curación de su hijo: Que Yo sólo miro el corazón de las criaturas, y después ellos dejaron el salón llenos de alegría. La esposa del hospedero obtempera: “Este hombre debe ser un gran profeta, tal vez Elías que debía volver. Por esto tenemos que tratarlo con mucha veneración y respeto”.

4. El marido responde: "Preocúpate de la mesa. No viene al caso si es Elías, alguien mayor, o tal vez el propio Mesías, sino que nos corresponde satisfacer a estos maravillosos huéspedes”.

Después todos fueron a preparar la comida, y el hospedero nos trajo pan y nos pidió que comiéramos de él, lo que también hicimos. Pronto después el bien preparado alimento fue traído a la mesa, como también varias lámparas, por las que el comedor estuvo muy bien iluminado.

Cenamos con alegría y los apóstoles conversaron entre ellos sobre la historia de los israelitas, de la primera vez que vinieron del desierto a este país, y acerca de las guerras que tuvieron que ganar contra los moabitas, y más tarde contra los filisteos. El hospedero a su vez, cuenta algunas cosas que supo del origen de la ciudad de Pella, y de las situaciones vividas en la ciudad. Pero Yo descansé y hablé poco. Después de un par de horas que ya habían pasado, dije al hospedero quien Me trajo una buena cama para descansar: “No te preocupes, pues permaneceremos aquí en la mesa y tomaremos nuestro descanso nocturno también aquí”. Esto le pareció muy bien al hospedero, por cuanto él estaba pobremente provisto de camas, y él mismo no quiso dejarnos solos, y permaneció la noche completa con nosotros en la mesa. La noche estuvo muy calma, y nadie fue interrumpido en su descanso.

36. EL SEÑOR Y EL CAPITAN ROMANO

1. Temprano en la mañana, todo el personal está en pie para la preparación del desayuno. Nos levantamos y fuimos al frente de la casa para apreciar el bello paisaje del Valle del Jordán y la cordillera. Al querer entrar, la hospedería estaba bloqueada por muchos paganos, incluso el capitán mencionado y el rabino. Vienen en busca de los detalles de la curación del joven, y son informados de todo. El romano, finalmente, conjetura: “Un hombre capaz de realizar tal cosa sin recursos materiales, es un dios. He presenciado muchos milagros, pero siempre pude descubrir de qué manera los hacían. Quién podría encontrar algún vestigio en esta curación?”

2. Algunos entonces opinan que yo tengo muchos acompañantes, hecho semejante en los magos y no sabían la razón de aquello. El romano no se deja perturbar y dice: “Sus amigos, por cierto, no serían capaces de aumentar el efecto de Su Palabra y Voluntad, pues en esta curación nada se consigue por medio de combinaciones y entendimiento secreto. Todos nosotros podríamos dirigir nuestra voluntad en el sentido de curar a mi hija, que sufre una enfermedad incurable, sin lograrlo. Si El lo quisiese, mi hija quedaría inmediatamente sana”.

3. Así conversaron delante de la casa, mientras Yo y los apóstoles estábamos en la mesa: pues volvimos por el fondo de la casa y los empleados y familiares recibieron orden de no decir nada con respecto a Mí. Cuando terminamos, le digo al anfitrión: “Haz entrar al capitán con sus ayudantes, al viejo rabino y al hospedero griego, pues necesito hablarles”. Una vez en la sala, el romano pregunta por Mí y el hospedero indica hacia Mí diciendo: “Siempre me he de inclinar ante Este que ocupa mi asiento”.

4. El capitán agrega: "Yo también, mi amigo". Volviéndose hacia Mí, continúa: “Gran Maestro, un milagro sin precedentes le otorgaste a toda esta familia, dándome prueba de que eres realmente un dios. Concédenos la Gracia de decir cuál es la situación de nuestra creencia. Estudié el politeísmo, los sabios de Egipto, de la Grecia y de Roma. Más tarde profundicé en la doctrina judía y sus profetas, difícilmente comprendidos debido a su lenguaje místico. Conversé con hombres de la Europa, acerca de hechos sobrenaturales y de la supervivencia del alma. Cuál fue el resultado? Todo, menos lo que buscaba, es decir, la Verdad convincente y comprensible. Existe la creencia en uno o varios dioses, pero qué diferentes son unos de otros. No hace falta mencionar la confusión que originan todas esas fantasías sobrenaturales de la gente relacionadas con el concepto de Dios y la continuidad de la vida del alma después de la muerte del cuerpo; pero lo que interesa aquí es saber en cuál de esas doctrinas está la Verdad. Tienen acaso la razón aquellas personas que creen en muchos dioses, en diferentes maneras, o aquellas que creen en un solo Dios?

5. Observando nuestras leyes de Estado, que son buenas en muchos aspectos, y así las más útiles para la subsistencia de las comunidades delos pueblos y aún naciones, la doctrina más adecuada parece ser el politeísmo, que está por supuesto, bastante distorsionado, pero que finalmente ha fundamentado nuestras sabias y rigurosas leyes de estado. Pero la religión judía de un solo dios, que tiene mucha similitud con la doctrina egipcia inicial, parece, sin embargo, acercarse mucho más a la Verdad de la vida, aunque está mucho más distorsionada entre los judíos que entre nosotros, porque uno solo tiene que ver de cerca a los ateos extremos y las acciones inescrupulosas de los sacerdotes judíos en Jerusalén para darse cuenta y reconocer que ellos son mucho más ignorantes y malvados que nuestros sacerdotes.

Ciertamente, podrás esclarecernos sobre este tema en pocas palabras”.

6. Yo digo: "Mi amigo Pellagius, capitán de Pella, Abila, Golán y Aphek, vine especialmente por ti, porque sé que buscas la Verdad hace casi treinta años, sin encontrarla. Es este el motivo por el que Vine, como la Eterna Verdad, de manera que la encontraste, y Mi Luz te iluminará de tal forma que serás el farol para muchos. Pero tu hija Verónica, está enferma; si tienes fe y lo quieres, ella mejorará”.

7. Sumamente conmovido, el Capitán responde: “Si Señor y Maestro, creo como tal vez pocos en toda la Judea, y quiero la salud de Verónica más que mi Vida. Sin embargo, no merezco que entres en mi casa, pues mi alma me dice, que eres un Dios a Quien todo le es posible. Creo, por lo tanto, en la curación de mi hija, si manifiestas Tu Voluntad”. Digo Yo: “Fe igual a la tuya aún no he visto en el pueblo de Israel. Que se haga según tu fe en Mí. Manda traer a tu hija para que se fortifique con este pan y este vino!”.

37. VERONICA AGRADECE AL SEÑOR

1. Contentísimo el romano envía un empleado a buscar a la joven que, a pesar de estar acostada, se siente perfectamente sana, y sin más demora quiere levantarse. Su madre se lo impide, pensando que este fenómeno es la última sensación de vida de Verónica, después de la cual, vendría el inevitable desenlace.

2. El empleado le cuenta la curación instantánea del hijo del hospedero, quien ahora estaba completamente fuerte y saludable, y que sólo unos momentos antes, por la solicitud de fe del capitán, ese mismo maravilloso y poderoso doctor también sanó a su hija de todos los sufrimientos sin medicación alguna y sólo por su incomprensible Palabra Poderosa. Le dijo a la madre que sólo debía creer y debía permitir a su hija salir de la cama y traerla inmediatamente a la hospedería judía, donde se hospeda el maravilloso doctor con varios de sus compañeros y también el capitán. Dijo que la hija debería tomar allá algo de vino y también alimento para fortalecerla más. Verónica así lo hizo, rápida como una flecha se vistió tan hermosa como pudo, porque quería aparecer ante Mí tan pura y hermosa como si tuviera que presentarse ante un Rey. Cuando estuvo completamente vestida y arreglada, tomó también una copa de oro con ella para honrarme a Mí con eso.

Así fue como ella llegó hasta nosotros, acompañada por su madre y el empleado; y su primera pregunta fue: “Dónde está mi Salvador, Mi Dios, Mi Señor”?

3. Respondo: "Soy Yo! Ven y fortalece tu corazón con este pan y este vino que mandé traer de los Cielos”. Cuando oyó esto que dije, cayó sobre sus rodillas y dijo: “Oh, Mi Buen y Divino Salvador, cómo puedo yo, una pobre pecadora pagana agradecerte por la inmensa y eterna Gracia inmerecida. De qué manera puedo demostrarte mi gratitud que sea agradable a Tu Divino Corazón”?

4. Respondo: "Levántate y siéntate a mi lado, come y bebe, para que tu corazón y tu alma se hagan más fuertes todavía. Después hablaremos en todo el amor y la ternura de los Cielos, de la única gratitud que es agradable a Mí." A esto, la ahora hermosa Verónica se levantó y puso la copa de oro delante de Mí y dijo llena de emoción: "Oh, Tú, El más Glorioso de todas las glorias, Señor de todos los señores, Rey de todos los reyes, Dios de todos los dioses, no rechaces esta joya mía. Siento en mi alma que no está a la altura de Tu Dignidad; sólo toma en cuenta que es ofrecido por un corazón amoroso y curado por Ti, por favor no lo desprecies"

5. Yo digo: "Acepto lo que ofrece ese corazón y tomaré el vino de esa copa, y ahí tienes tú Mi copa, de la cual Yo bebí. Bebe tú el vino de ésta.” Entonces, Verónica tomó Mi copa que estaba hecha de greda, bebió de ella y dijo: "Oh, cuántos reinos más valiosa es esta copa que la que Te ofrecí yo. Y ahora no sólo siento haber bebido el vino más fortificante para mi cuerpo, sino que también el poder de la Vida Eterna de mi alma. Tomad todos vosotros de esta copa, si aún dudáis de la Vida eterna de vuestra alma, para fortaleceos y convenceros de ella”.

6. Ella llena la copa y le da a su padre, quien no había probado todavía de nuestro vino. Él la vació completamente, después besó la copa y la puso nuevamente ante su hija, mientras me daba las gracias. El capitán estaba realmente sorprendido por la excelente calidad del vino y dijo que también él ahora era consciente que tenía un alma que sentía una subsistencia de la vida en él mismo y que estaba muy feliz por eso. Sintiendo ese efecto maravilloso, él invita a su esposa, a sus ayudantes y al hospedero griego, a tomar el vino. Inmediatamente, éste se dirige a su colega judío, diciendo: “Dónde lo compraste?. Nunca he tomado un vino semejante. Para huéspedes especiales tengo buen vino en la bodega, y en varias ocasiones te serví cuando fue necesario, y puedes decir si alguna vez te ofrecí algo malo, pero yo nunca tuve esta clase de vino. Dime dónde lo encontraste, para que yo también lo pueda comprar?

7. Responde el hospedero judío: "Será difícil, amigo, porque este vino no nace en ningún lugar de esta Tierra. ¿No oíste lo que dijo el Gran Salvador a la hija de nuestro capitán? Vino del Cielo, de Dios, no de vuestro dios de fantasía, Baco, sino del Verdadero y Único Dios, cuyo emisario debe ser este Salvador. Si quieres mayores aclaraciones, dirígete al Maestro, pues soy espiritualmente ciego, y nada de esto conozco ni entiendo”. El hospedero griego, entonces, se calla.

38. EL RABINO ES ADVERTIDO POR EL SEÑOR

1. El viejo rabino, que no se ha atrevido a probar el vino, me pidió permiso para hacerlo.

Respondo: "Eres más pagano que todos los demás paganos, pues no reconoces que es imposible servir a dos amos adversarios entre sí, que te obligan a hacer todo lo que ambos exigen. Acaso, sería posible servir a Dios y al dinero, a la vez? Aun así, lo estás haciendo desde hace mucho tiempo. Transforma tu corazón y toma el vino de la Verdad para que tu alma se ilumine”.

2. El rabino se sirve una copa llena y da rienda suelta a grandes elogios sobre su aroma especial y Mi Poder. En seguida exclama: “Eres realmente Aquél que todos los judíos esperamos desde hace mucho. Salve Hijo de David, y salve también a todos los hombres de esta Tierra!”

3. Le digo: "Tu discurso fue bueno. Pero si le repitieses un grito a los dioses de Roma, la muerte no estará lejos de ti! Es bueno y justo ser amigo de todas las criaturas, ya sean judías o paganas, ya que esa es Mi Voluntad, porque irradio Mi Sol en la misma medida sobre todas las criaturas. Positivar a quien se encuentra en error y dejarlo decaer en su ignorancia, en lugar de llevarlo al Sendero de la Luz Original, es peor que la actitud de un ladrón o un asaltante. Recuerda esto, viejo profesor, que acostumbras a enseñar a los judíos el Dios de Abraham, Isaac y Jacob con celo ferviente, y luego inmediatamente cuando vas a la escuela de los paganos, hablas bajo y desdeñosamente cuando te refieres al Dios de Abraham, Isaac y Jacob y Lo ridiculizas. Sé un judío perfecto, o te haces pagano, si encuentras en el paganismo más comodidad para tu vacilante alma. "

4. Él dice: "Señor, ten compasión de este pecador y perdona mis muchos pecados. "Mi respuesta fue:" De Mi parte te son perdonados. Trata que estas criaturas también te perdonen, porque gran daño has causado a sus almas por causa de tu egoísmo. "

5. El capitán se dirige a Mí: "Señor, se reparará el mal hecho por él, y ahora habrá comprendido lo que tendrá que hacer en el futuro. Pero pienso que no necesitaremos un sacerdote pagano en lo sucesivo. No importa si nuestros hijos están a cargo de profesores paganos o judíos en la enseñanza de la lectura, escritura y números, y el rabino podrá continuar enseñando en otras áreas. Sin embargo, en lo que concierne a religión, cuidaré de eso yo mismo que nuestro antiguo politeísmo sea cambiado tan pronto como sea posible, en un monoteísmo. Pero ahora te pregunto, Divino Maestro y Señor, y desde ahora en adelante nuestro Dios, que debieras mostrarnos quienes eran los gentiles hasta ahora, el camino correcto que debiéramos seguir en el futuro, porque hasta hoy todavía estamos parados en la vieja oscuridad."

6. Empecé a doctrinar acerca del Reino de Dios en la Tierra a estos gentiles en todas las cosas de la misma manera como lo había hecho en otros lugares. Esta Enseñanza duró 7 horas completas, así, casi tres horas después del mediodía. Y todos ellos creyeron en Mí, también aquellos que estaban fuera de la casa, ya que ellos oyeron Mis Palabras a través de las ventanas abiertas. Sólo después de haber terminado Mi Enseñanza, se sirvió el almuerzo en el cual todos tuvieron que participar, también aquellos que habían llegado a creer afuera.

39. LOS HABITANTES DE PELLA SON DOCTRINADOS

1. A continuación, inicié un paseo por la ciudad, en compañía del capitán, curé muchos enfermos y gran cantidad de personas me acompañó. Mientras tanto, los apóstoles enseñaban a los judíos en el albergue. Por la noche volví allí, dándome cuenta de que los judíos todavía no entendían por qué Vine al mundo con tanta sencillez. El gran rey David había dicho: Haced las puertas más anchas y las puertas más altas para que entre el Rey de la Gloria! ¿Quién es este Rey de la Gloria? " Es El Señor, Jehová, Zebaoth!

2. Ellos, los judíos de Pella, que no sabían que a Mi llegada alguna puerta hubiese sido ampliada. Mis enseñanzas y milagros concordaban con lo que Isaías y Ezequiel habían predicho del Mesías. Mi Presentación entre los seres humanos no estaba de acuerdo, por lo que los apóstoles tienen dificultades para el adoctrinamiento. Cuando entro, acompañado por aquellos que me siguieron por toda la ciudad, los judíos se callan para descubrir algo especial en Mi Persona.

3. Entonces les digo: "La paz esté con vosotros! Lo que buscáis en Mí no se presenta con adornos ni pompa externa, pues está dentro de la criatura. Los judíos deberían abrir las puertas de sus corazones con Mi Llegada y elevar las puertas de sus almas. Sin embargo, desde hace mucho desconocen la invitación de David. Por eso cayeron en la prisión babilónica, convirtiéndose en esclavos de los paganos, y de tal esclavitud no se liberarán si no se produce un cambio en la naturaleza de cada uno. He aquí, a los paganos: dilataron los portales del corazón y elevaron las puertas de su alma por encima de las estrellas. Por tal motivo, la Luz les será retirada a los judíos, y entregada a los gentiles."

4. Esas palabras molestan a algunos judíos, mientras que los paganos se regocijan con gran alegría. Entonces el capitán dice a los judíos: "¿Por qué permanecéis aquí analizando los Hechos del Señor? Volved a vuestros hogares oscuros y no ocupéis esta pequeña habitación. "Ante tal orden, los judíos incrédulos van al frente de la casa, mientras que otros desean hablar con los apóstoles.

5. Intervengo, diciendo: "Ya oísteis la Verdad Plena por parte de Mis discípulos, y no existe otra. Creed y actuad como se os enseñó, que seréis más intensamente iluminados, en el corazón y el alma. Averiguad entre los paganos cuántos fueron curados hoy en la tarde, para que seáis iluminados a través de ellos, y no a la inversa. Si bien la Luz surgió de los judíos, fueron los paganos los que la percibieron antes. De esta forma, la Luz quedará con ellos, si es que ellos así lo quieren. Dejaos por lo tanto, esclarecer por los paganos.”

6. Inmediatamente se van en busca de los paganos entusiasmados con la Doctrina, alabando a Dios de Abraham, Isaac y Jacob, y de este modo, la mayoría se convierte y van a sus hogares, donde comentan todo, comenzando a comprender los salmos de David. Mientras tanto, nos servimos la cena recordando los acontecimientos de la tarde.

40. El SEÑOR Y EL CAPITAN OBSERVAN LA AURORA

1. Después de la comida, el capitán, su esposa e hija Me agradecen por todo lo que les había entregado. Yo les digo, entonces: "Vuestra fe os ayudó, incluyendo el amor a Mí y a Aquel que habita en Mí, y que iréis conociendo mejor, cuando Mi Espíritu de la Verdad Eterna y Sabiduría plena sea esparcido sobre vosotros. Ahora, id a casa y descansad hasta la mañana; más tarde tendremos oportunidad de abordar varios asuntos.”

2. Todos vuelven a sus hogares, comentando incluso durante horas todo lo que había sucedido. El viejo rabino y el hospedero griego quedaron en nuestra compañía hasta cerca de la medianoche, especialmente comentando la incredulidad de los judíos, quienes debieran estar más cerca que otros de la Verdad.

3. Finalmente el rabino dice: "Se confirma el dicho de los profetas: será oculto a los intelectuales y entendidos, pero revelado a las criaturas más sencillas. Los antiguos hijos de la Luz siempre se vieron abastecidos con el Pan de la Luz Celestial, y no necesitaron pasar hambre. Precisamente este motivo hizo que se olvidaran de su Sublime Valor, interesándose por el alimento abyecto del mundo, como hasta yo mismo hice.

4. Los paganos, ávidos de conocimiento, lo percibieron y se apoderaron de abundante alimento espiritual; con mucho cuidado leyeron nuestros libros, haciéndose mucho más fuertes que nosotros, por haber aceptado al Señor. Pero Él será también reconocido por nosotros”. Ambos hospederos dan la razón al rabino y se entregan al sueño. Yo y los apóstoles quedamos sentados a la mesa hasta la mañana siguiente.

5. Me levanto al amanecer y me dirijo solo hacia el lado opuesto de la ciudad. Sólo un empleado del capitán me vio caminando por las calles y rápidamente, advirtió al jefe. Este se viste rápidamente y me encuentra en la cima de una colina. Con respeto se acerca a Mí, preguntándome cuál era el motivo por el cual caminaba sólo, sin que alguien Me acompañara.

6. Respondo: "Espera con paciencia y ya sabrás la razón. Cuando salga el Sol sobre el horizonte, te daré una explicación. "Nos acomodamos en un bloque de basalto desde donde podía ver las escenas de la mañana. Pocas nubes con brillos dorados flotan sobre el horizonte que, desde nuestro punto de vista, no muestra elevaciones significativas. Esto aumenta la belleza de la aurora ya que el Sol aparece como un abismo de color sanguinolento y comienza a colorear las crestas de la cordillera oriental, lo que llevó al capitán al éxtasis. A continuación, pregunta cómo podía Yo, a quien todas las maravillas de los cielos estaban disponibles, encantarme con las bellezas de la Tierra.

7. Respondo: "Amigo, si el propio Maestro no se alegra con Sus obras, quién debería hacerlo? ¿Crees que Él las hubiese creado si no las hubiere visto en Espíritu, dándole ya una gran alegría? Ciertamente comprenderás ahora el motivo de Mi agrado." Él dice:" Señor y Maestro, meditando sobre Tu respuesta, me sorprende mi propia ignorancia, porque sé positivamente con Quién tengo la inmensa Gracia de hablar.”

8. Concluyo: "No te preocupes. Todo en este mundo fue por Mí organizado de tal manera que al rayar el día, el desarrollo de la flora, la fauna y, por último, del hombre, todo finalmente, tiene que surgir de forma gradual. Sabrás, por lo tanto, por qué no todo puede ser tan claro, lo que posteriormente sucederá, cuando Mi Espíritu se esparza dentro de ti. Entonces, comprenderás todo aquello que hoy se presenta enigmático. Continuemos observando la aurora.”

41. LOS APÓSTOLES EN BUSCA DEL SEÑOR

1. Luego explico las diversas manifestaciones de la aurora, y el capitán no puede contener su satisfacción, porque aún alimentaba cierto misticismo desde la adolescencia. Mientras tanto, los apóstoles echan de menos Mi Presencia y se quejan ante el hospedero. Pedro, finalmente dice: “Ya sabéis que Él se levanta muy temprano y acostumbra pasar la aurora al aire libre. En tiempo oportuno volverá, y no necesitamos temer algo por Él”.

2. Conjetura Jacob: "Tienes razón. Nadie mejor que yo lo sabe, pues siempre he estado al lado de Él, que a veces se esconde para después alegrarse cuando Sus amados lo encuentran. Vamos a buscarlo inmediatamente.” Judas Iscariote intenta oponerse, pero Juan lo interrumpe con rigor; “fuiste, eres y serás un discípulo que ni una chispa de Verdad ha asimilado. Te crees inteligente, mientras te mientes a ti mismo y a los demás. Es mejor que te calles, y dejes hablar a los que saben expresarse según su espíritu.”

3. Él se calla y sale de la casa, y se encuentra con algunos judíos que preguntan si Yo estoy allí. Judas responde: "Buscadlo vosotros mismos. No he recibido órdenes para hablar de Él. "Y así continúa Iscariote su paseo por la ciudad, cuyas casas estaban hechas de basalto negro, porque no había madera allí.

4. Los apóstoles están de acuerdo con Jacob para ir en mi búsqueda. En ese momento, viene otro empleado del capitán, a instancias de Verónica, para saber si su padre se encuentra con nosotros. Entonces, Jacob exclama: "Ahora sé lo que está pasando! El capitán salió muy temprano y, desde luego, encontró al Señor. Cualquier otro empleado del capitán podrá informarnos. "

5. Todos se dirigen a la casa del romano, donde hablan con el empleado que les informa de la dirección tomada por Mí. Rápidamente se encaminan por la dirección indicada, pero como estábamos sentados en un bloque cuya pared nos oculta, no logran encontrarnos. Por eso, suben a una colina más elevada, y se sienten felices de verme junto al capitán. Solo Simón Juda se acerca, diciendo: “Pero, Señor y Maestro, cómo estuvimos afligidos y tristes porque ignorábamos Tu paradero. Si al menos hubieses avisado, te habríamos acompañado. Te pedimos que no lo vuelvas a hacer en esta zona tan extraña. Si Tu Sabiduría quiere que vayas Solo a algún lugar, basta con que nos digas y quedaremos sin reticencias. Te amamos por encima de todo y nos afligimos con Tu ausencia.”

6. Respondo: "Así lo habría hecho si ignorase que Me habríais de encontrar. Por otra parte, ninguno de vosotros se dañó por haber Yo fortalecido vuestro amor por Mí. Tuve que conversar a solas con este amigo, por eso vine aquí.

7. Esta ciudad y sus alrededores servirán de refugio a los que en la época de gran humillación crean en Mí, y es necesario fundar una comunidad en Mi Nombre por intermedio de este amigo.

He aquí el motivo de Mi Permanencia con el capitán. Si Mi Ausencia de algunos minutos os afligió tanto, qué haréis cuando os deje físicamente por tiempo prolongado?”

8. Simón Judá responde por todos: "Señor y Maestro, ya sabemos el significado de Tus Palabras. Si es necesario, de acuerdo a Tus Designios, soportaremos Tu Ausencia en la esperanza de que se cumplirá todo lo que nos contaste. Sabrás descubrir en nuestros corazones que ninguno de nosotros desea que sea pronto. Que se haga Tu Santa Voluntad.”

42. EL CAPITAN CONSUELA A LOS APÓSTOLES

1. Se expresa el romano, a quien Yo había preparado para los acontecimientos futuros de Jerusalén: "Amigos, yo también sé lo que entristece vuestros corazones. Siendo esta la única manera de romper la vieja terquedad de los no creyentes y hacerles sentir la Verdad, no puedo dejar de alabar cada vez más a nuestro Señor y Maestro, en Dios. Esto sólo lo puede soportar el Amor más Puro y Sublime de Dios hacia sus criaturas, lo que a nuestro sentir, sería totalmente imposible.

2. Por otra parte, Él volverá con nosotros después de tres días, para consolarnos con su Poderoso Espíritu, para así quedar con los Suyos hasta el fin de los tiempos de esta Tierra. Pienso que sólo tenemos motivo para alegrarnos. Los desvariados bien se pueden apoderar del Cuerpo del Señor, y hasta matarlo, si Él lo permite para la mejoría de los ignorantes. Pero, quién sería capaz de matar la Divinidad Eterna y Poderosa, dentro de Su Cuerpo?. Ella Lo vivificará, y en el tercer día estará nuevamente entre nosotros, para la alegría de todos.

3. Si fuera posible para mí alimentar la menor duda al respecto, dentro de un par de semanas haría marchar sobre Jerusalén más de cien mil guerreros sin miedo, y pronto no habría una piedra sobre otra. El Señor quiere operar el mayor Milagro en la ciudad atea, de manera que aún hay tiempo para el aniquilamiento total. Si los hombres no se convierten con la mayor prueba, prefiriendo continuar en su egoísmo feroz, los romanos vendrán para hacerles una prédica del reino del demonio y de todas sus furias.

4. Entonces, no se dirá más: La paz esté con vosotros! Sino: La muerte venga sobre vosotros, porque no quisisteis aceptar el momento en que Dios Mismo, Nuestro Señor, se acercó a vosotros. Por lo tanto, estemos contentos, porque todo lo que Él desea, hace y permite, es Infinitamente Bueno. Podemos volver a casa y tomar un buen desayuno, si lo permites, Señor ".

5. Yo respondo: "Ciertamente, pues los siervos de nuestro anfitrión hicieron todo con ese propósito. Tu esposa y tu hija participaron en la preparación de la comida. Vamos a dar una pequeña vuelta para no despertar la atención de los residentes, que nos seguirían en masa.” En el camino, los discípulos se sorprenden de la inteligencia del romano, y Simón Juda dice: “Esto le fue dado por El Señor, de manera mucho más profunda que a nosotros, desde que Lo acompañamos. Él sabrá por qué.”

6. Digo Yo: "Por haberme ofrecido más que vosotros, desde nuestra convivencia. Después de Mi Transfiguración, Mi Espíritu colmará vuestros corazones y seréis llevados a toda Sabiduría.” Los apóstoles se satisfacen con esa promesa. Mis discípulos se alegraron con las palabras del capitán pues hicieron muy buena influencia en ellos, y que duró bastante tiempo, pero después, paulatinamente nuevamente fueron perdiendo su efecto. Mientras tanto, ya llegábamos a la hospedería, donde Judas conversaba con algunos judíos. Cuando nos vio, entró de prisa, porque sintió el aroma de la comida. Los judíos quieren acompañarlo; el dueño de casa, sin embargo, les dice: “Conocéis el espacio reducido de mi albergue. Quedad en el patio, si queréis serviros algo. Después del desayuno habrá tiempo para expresar vuestro pedido.” Entonces los judíos acceden a quedarse en el jardín y piden contra pago algo de pan y vino.

43. EL ALMUERZO DE VERONICA

1. Fuimos a la cafetería donde la hija del capitán nos dio la bienvenida, agradeciendo por la Gracia de poder verme. Yo la elogio y me sirve varios peces en vajilla de oro, pan blanco y la copa llena de vino. Para los demás había un ternero asado. El romano, su esposa e hija se sirven carne cocida con salsa moderada. Todos están satisfechos, y Verónica pregunta si los peces están sabrosos.

2. Dije: «Ve si dejé algo en el plato. Toda comida Me es sabrosa cuando está hecha por amor. Preparaste estos peces de la mejor calidad del Mar de Galilea, con el fuego de tu amor, razón por la que Me gustó tanto. Por cierto, no necesito tomar comida para Mi Cuerpo como los hombres, pero lo hago por amor a ellos. No pueden darme algo que no hubiesen recibido de Mí; así acepto todo con amor y alegría como si lo hubiesen ofrecido de su propia posesión.

3. El mismo valor tiene aquello que pudieres hacer a un necesitado, por amor a Mí, pues lo acepto como si fuera hecho a Mí, y Yo te recompensaré aquí y en el Mas Allá. Guarda en tu corazón estas Palabras Mías, y aplícalas en tu vida, que podrás contar siempre con Mi Amor Pleno. Sin embargo, tú misma ya apreciaste esos peces; por qué no preparaste algunos para ti?”

4. Verónica responde, un poco avergonzada, "Lo habría hecho, pero había sólo cuatro en el depósito, que deben haber aparecido por milagro. Nuestro empleado había dicho que no había peces en casa; como se fue a verificar mi pedido, encontró los cuatro, por lo que es un verdadero milagro.”

5. Le digo: "Verónica, hija Mía, en parte puede haber sido como piensas, porque son Mi Dádiva, aunque no milagrosa. El depósito de peces es muy antiguo y tiene varias grietas, donde esos peces se esconden por mucho tiempo. Llega el día en que aparecen, como sucedió ahora. El hecho que se hayan escondido hasta esta fecha, fue Mi Voluntad. Siendo reconocedora de tal calidad, manda a buscar en el depósito, y el resultado alcanzará para todos.

44. LA GRAN IMPORTANCIA DE LA DOCTRINA EN RELACION

A LOS HECHOS DEL SEÑOR.

1. Cuando Verónica, sus padres y sus empleados oyeron lo que dije, se fueron sin gastar palabras al estanque de peces que había cerca de un manantial en la tierra que el capitán había arrendado al posadero, dado que el dueño de alguna manera, nunca tuvo peces, y encontraron que la pecera estaba completamente llena y con los peces más nobles. Sorprendidos, vuelven rápidamente y dicen: "¡Oh Señor y Maestro en Tu Espíritu ya desde Eternidades! Este es un milagro perfecto y nos convencemos que nadie Te puede dar algo que no haya recibido de Ti. Eres el dador de todas las dádivas, y por esto Te damos toda alabanza, amor y gratitud. "

2. Les digo: “Bien, aunque esto es bueno y justo, no hagáis sensaciones delante de la gente. "Observa el capitán:" Señor, jamás haremos algo en contra de Tu Voluntad, pero permíteme enviar una carta secreta a la gran cantidad de amigos más brillantes en Roma, pues tienen derecho a saber de tales maravillas. "

3. Yo digo: "Roma ya ha sido considerada, y tu amigo Agrícola y varios compañeros Me conocen mejor que tú en estos momentos. Puedes hacerte cargo de esta Comunidad que he confiado a tí, que Mi recompensa, no se hará esperar. No les hables demasiado de Mis milagros extraordinarios, sino de Mi Doctrina por medio de la cual todos están destinados para la Vida Eterna en Mi Reino. Sólo por los Milagros nadie se vuelve feliz, pero sí creyendo en Mí y viviendo de acuerdo a Mi Palabra.

4. A través de los milagros la criatura puede ser llevada a una fe bajo coacción, de poca utilidad para el alma. Quien Me reconoce por Mis Palabras, cree y vive por la Doctrina, con libre y espontánea libertad, se encuentra en Mi Reino, muy por encima de la coacción influenciada por las evidencias. Guardad y recordad todos vosotros esta enseñanza y no hagáis gran alboroto sobre ellos. Donde el Espíritu de la Verdad prevalece, fácilmente se reconocerá la Verdad de Mis Palabras sin pruebas o evidencias externas, y la Verdad liberará y alejará cualquier yugo que os oprima.

5. Mi Doctrina permanecerá por siempre. Todas las pruebas o milagros efectuados y los que aún serán operados, se conservarán como cualquier hecho histórico que va de boca en boca, y en tiempos futuros muy poca aceptación encontrarán. De la Verdad Pura de Mi Doctrina percibirán igualmente en tiempos lejanos, Quién se la dio a los hombres. Haced poca ostentación de Mis acciones, a excepción de las de Mi Amor. "El efecto de Mis Palabras es muy positivo en los romanos que pudieron apreciar hechos espectaculares, pero cambian de opinión.

45. OBJECIONES DEL AYUDANTE DEL CAPITAN

1. Un asistente, muy culto, después de alguna meditación, dice: "Señor y Maestro, acepto la Verdad de Tu Sabio Consejo, sin embargo Me veo obligado a hacer una observación. Si en la difusión de Tu Doctrina y acciones sólo posibles a Dios no debemos hacer alarde, serás considerado como un simple profesor de pueblo, como siempre los ha habido en todos los pueblos, sin ser dioses.

2. Estos maestros sin duda fueron inspirados por Tu Espíritu, pero no eran el Mismo Dios, por lo que sus enseñanzas, claramente, no fueron consideradas como palabras divinas, y sirvieron sólo como consejos prácticos en la observación de la Naturaleza.

3. El minero llegó a conocer y trabajar los metales; el agricultor, a preparar el terreno para la siembra, el jardinero, a incorporar injertos en huertas y viñedos. El pastor cuida de sus rebaños; se comenzó a levantar mejores construcciones y finalmente, se construyeron las grandes ciudades, y se perfeccionaron también las vestimentas.

4. Sin esas ventajas, podríamos compararnos con los monos, que habitan en árboles, ya que no tienen lenguaje, ni conocimiento de Dios. Entre ellos, ciertamente nunca surgió un sabio profesor, haciendo así poca diferencia con los animales salvajes. Incluso si aparece uno que enarbola axiomas de vida espiritual, sería acaso como Tú, Dios, capaz de curar a las personas sólo con la Voluntad, llenar odres del mejor vino y estanques de buenos peces?

5. Los hombres no sólo deben recibir Tu Doctrina de Máxima Sabiduría, sino saber que ella no les está siendo entregada por boca de un mortal. Dios aceptó la Naturaleza Humana, demostrando por acciones solamente posibles a Él, Quién realmente es. Con este fin, sería imposible ocultar Tus acciones milagrosas, sino que deben ser dadas a conocer junto con Tu doctrina, sobre todo las principales. Si las generaciones posteriores las consideran sólo como leyendas históricas, poco daño ocasionarán a la Verdad."

46. LA IMPORTANCIA DE LA VERDAD

1. Yo digo: "No necesitabas decir tantas palabras, porque sin ellas también habría notado tu buena voluntad y tu pensamiento claro. Pero fue bueno que lo dijeras para los demás, porque te expresaste bien. De ninguna manera dije que el divulgador de Mi Doctrina no debería hacer mención de Mis Acciones, sólo que no convenía hacer ostentación de ellas y, además, mencionar preferentemente aquellas que operé en el amor puro como Médico y Salvador de las criaturas que sufrían.

2. Las acciones que - aunque también hechas con amor – las realicé para llevarlas más rápidamente a la Verdad, que sólo es necesario en estos momentos y no en los tiempos futuros en que Mi Palabra hará los milagros, no deben ser destacadas con ostentación. Esto haría que los hombres estén cada vez más ávidos de milagros que el efecto real de Mi Doctrina. Son más fácilmente desviados de la verdad interior que los que tratan de analizar todo y conservar sólo lo bueno y lo real.

3. A todos los que se mantengan firmes y activos dentro de La Doctrina, les daré la potestad de realizar varias pruebas de amor puro, en Mi Nombre. Será el Mismo Verbo el que actuará milagrosamente, factor mucho más útil que vuestro relato de miles de milagros obrados por Mí.

4. Si recibiereis el don de los milagros, a través del Espíritu de Mi Verbo, es necesario que no os excedáis. En tal situación traeríais perjuicio a la Buena Causa. Toda y cualquier coacción no despierta el espíritu en el alma, y si lo consigue, solamente lo hará en parte. Sólo la Verdad, libre y aceptada sin coacción, en cierto sentido, la Luz y la Vida de Mi Espíritu de Amor en el alma de la criatura, puede lograrlo. Por esta razón, efectuad milagros lo menos posible a criaturas sedientas de la Verdad, si no queréis hacer muñecos de fe, medios muertos.

5. Después de haber realizado algún milagro delante de los hombres entendidos en la ciencia, no olvidéis demostrarles la razón por la que realizasteis tal hecho, a fin de que su fe en Mí se torne viva. La razón Soy siempre Yo, y sin Mí, nadie podrá hacer algo verdadero.

6. La forma en que debe explicarse este asunto a la gente inteligente y de firme voluntad no debe preocuparos. Si es preciso, todo os será depositado en la boca. Para los que Me aman y guardan Mis Mandamientos, Personalmente voy a venir a través del Espíritu de toda Verdad para revelarme a ellos. Escucharán por Mí Mismo lo que enseñé y realicé en esta época.

7. Si quisieseis anotar todo, con todos los detalles y circunstancias, sería necesario contar con más de un millar de escribientes durante cien años. Y si todo fuese anotado en tantos libros, quién los leería y, además, actuaría dentro de la Doctrina la cual no alcanzaría a leer sino superficialmente, por varios siglos? Por lo tanto, deducid porqué no quiero que vosotros hagáis alarde de Los milagros operados por Mí. La Verdad actuará por sí sola. Si lo habéis comprendido, vamos afuera, que os fortaleceré para los acontecimientos de hoy”. "Todos se levantan y Me acompañan a una colina cercana a la ciudad de Pella.

47. LA OBSESION

1. Después de llegar a la colina, desde donde se avista parte de Mar Galileo, las ciudades Abila, Golán y Aphek, impongo Mis manos en todos ellos, otorgándoles el poder de sanar a los enfermos y expulsar a los malos espíritus, en Mi Nombre. Después de esta escena, el capitán dice: "Señor y Maestro, vi varias veces criaturas que se comportaban completamente desvariadas. Había momentos en que se mantenían calmadas y respondían con bastante juicio, sin que demostraran insania, y de repente eran poseídas de una fuerza invisible, se contraían enfurecidas y maldecían a las personas incluso hasta las bondadosas, contra los dioses o el Dios de los judíos, etc. y cuando se les trataba de reprimir amarrándolos, se desataban con una carcajada horrible, y quien se acercaba, lo pasaba mal.

2. En la ciudad antigua de Gadara encontré dos hombres con los que una legión de soldados romanos habría logrado nada al respecto. Se mantenían en las viejas catacumbas y eran una verdadera plaga para los viajeros y para los que vivían allí. Cuando fueron detenidos y encadenados, la ira se apoderó de ellos, destrozaron todo, y los soldados fueron repelidos con piedras de tal forma que tuvieron que escapar rápidamente para evitar ser heridos de gravedad. Si les disparaban flechas, se reían, porque ni el más experto tirador podía alcanzarlos. Seguro que estaban poseídos, Señor? ¿Quiénes eran y por qué se les permitió que la gente buena y a veces hasta los niños inocentes fueran martirizados?

3. Yo respondo: "De todo esto, Mis apóstoles y muchos de tus amigos en Roma y en otros lugares están informados, y con ellos te podrás orientar a su debido tiempo. Por ahora es suficiente que también hayas recibido el don de expulsar los malos espíritus, a través del Poder y la Fuerza que obra en Mi Nombre. La razón de tu pregunta la sabrás de los que vayas a sanar, y mucho te dirán Mis discípulos, que fueron testigos de la cura de algunos poseídos en Gadara. "

4. El capitán y los demás Me agradecen por la Gracia recibida, con excepción de Judas que recorría la ciudad en busca de propinas con aquellos que Yo había curado, ocupación común en este discípulo, porque siempre fue prestamista y ladrón. Nadie preguntaba por él, demostrando así que no hacía falta.

48. LOS POSEÍDOS SON TRAÍDOS ANTE EL SEÑOR

1. En esto, algunos ciudadanos de la colina se acercan, uno era un hospedero griego; el otro, un herrero romano, que en ocasiones se dedicaba a la curación de animales y hombres, especialmente semi-locos y epilépticos. Precisamente esta mañana, habían sido llevados al albergue del griego, dos hombres jóvenes de entre veinte y treinta años, de la ciudad de Abila y, a juicio el herrero, sufrían de epilepsia triple. Inmediatamente experimentó todos los recursos. De nada sirvieron, porque los jóvenes comenzaron a gritar y maldecir también al hospedero, amenazándolo de dañarlo de cualquier forma.

2. Asustado, el hospedero se volvió hacia el herrero: "Aún debe estar en esta zona el gran Señor y Maestro, sin duda lleno de todo Poder y Fuerza, de lo contrario no habría curado a tantas criaturas incurables. Averigüemos en la taberna judía." Así llegan junto a nosotros y Me relatan lo ocurrido.

3. Yo digo: "No se trata de personas epilépticas, sino de hombres tremendamente poseídos. En el más joven se hallan cinco espíritus malignos, y en el otro, diecisiete. Manda traerlos para que sean curados. "Conjeturó el hospedero: "Esto va a ser difícil porque ellos son tan fuertes que ni veinte hombres pueden sujetarlos. "Insisto:" Deben ser traídos por quienes los llevaron ante vosotros. "

4. El hospedero y el herrero entregan el recado a los hombres que trajeron a los poseídos desde Abila a Pella quienes prontamente tratan de ejecutar Mi Orden. En el mismo instante se oyen varias voces de la boca de los dos: ”Qué tenemos nosotros que ver con el Hijo del Altísimo? Por casualidad tenemos que dejarnos martirizar por el Poder de Su Voluntad y Palabra, antes de tiempo?”.

5. El hospedero responde: "Si no queréis acompañarnos, seréis obligados por Su Omnipotencia, y de nada les sirve reaccionar en contra”. Braman todos los espíritus a un mismo tiempo: “Eso lo sabemos, sin embargo, le oponemos reacción mientras sea posible. Responde el judío: “Malos espíritus, que os atrevéis a desafiar la Omnipotencia del Señor!. El Señor quiere que nos sigáis ahora mismo”. Amparados por Mi Voluntad, las palabras del hospedero hacen que los poseídos se levanten y sigan para llegar hasta Mí.

49. PELLAGIUS SANA A UN POSEIDO

1. Aquí el hospedero dice: “ Señor y Maestro de Eternidades!. Obedecieron sólo al Poder de Tu Voluntad”. Respondo: Es necesario que conozcáis la diferencia entre los locos, epilépticos y los realmente poseídos. Estos pertenecen a los verdaderos poseídos y sólo pueden ser liberados por los hombres a través de oraciones y ayunos. Aquí obviaremos ambos recursos.

2. El más joven, invadido de sólo cinco espíritus, puede ser curado por cualquiera de vosotros, pues recibisteis el Don para hacerlo. El mayor está acometido por diecisiete espíritus, nadie podría socorrerlo sin Mi especial Voluntad, pues la fe de todos vosotros aún posee poco poder verdaderamente Divino. Os será dado cuando fuereis compenetrados de Mi Espíritu. Pellagius, te encargo a ti el más joven. Imponle las manos en Mi Nombre y dile: “En Nombre de Jesús, el Señor, ordeno que abandonéis visiblemente para todos, este hombre, en la forma de vuestra maldad. Ve y haz lo que te mandé”.

3. El capitán obedece y en el mismo instante se liberan los cinco espíritus en forma de serpientes vaporosas y dotadas de alas de murciélagos, sobrevolando nuestras cabezas. Una voz que parte de ellos se hace oír: “Señor Omnipotente, cuando llegará el día de la salvación para nosotros, prisioneros?”.

4. Respondo: “Cuando vuestra voluntad cambie. Si conocéis la Verdad y la Luz de la Vida no os es extraña, por qué estáis presos hace más de mil años en la vieja mentira y sus obras de tremenda terquedad?. Cambiad vuestra voluntad y rogad Gracia y Misericordia a Aquel que es el Señor de todo desde Eternidades y siempre Lo será, que la salvación vendrá”.

5. Dicen los espíritus: “Señor, lo queremos. Danos una voluntad diferente y mejor y danos Tu Gracia y Misericordia. Líbranos del antiguo mal de la mentira y sus obras, pues también somos descendientes de Abraham, si bien del tronco de Esaú”.

6. Digo Yo: “Que se cumpla vuestra voluntad. Id a donde os impulsen el amor y la voluntad”. Ellos contestan: “Señor, no sentimos amor ni voluntad. Haz en nosotros Tu Voluntad, según Tu Gracia. Estamos cansados de nuestra voluntad e inclinación al mal”.

7. Respondo: “Elevaos a aquella región de la Tierra, donde espíritus más puros os conducirán”.

En cuanto termino de hablar, los cinco espíritus toman forma humana, como constituidos de vapores más claros, se juntan y flotan en una pequeña nube cirro, cada vez más transparente hasta desaparecer completamente.

8. El joven se acerca y dice: “Oh Señor y Maestro, Te agradezco por haberme liberado de tan grande sufrimiento. Como pagano confieso no creer más en nuestros dioses, pues Tu eres Dios de todos los dioses y de las criaturas, y los mismos demonios se inclinan ante Tu Nombre. Si hay en algún lugar un Dios superior contra el cual hubiese pecado con mi confesión, que me mate con la furia de un rayo.”

9. Sus compañeros, todavía paganos, se asustan con el juramento, esperando que Zeus se ofendiese y lo aniquilase. Como nada de esto sucedió, el joven se vuelve hacia ellos, y les dice: “Por qué esperáis castigo de donde no podrá venir?; pues no existe Zeus, y mucho menos un rayo en poder de sus manos.

10. Este ante Quien me arrodillo es el Verdadero y Poderoso Zeus. Si dijese que en este instante miles de rayos se proyecten de la Tierra, tal cosa acontecería para la destrucción de aquello que El haya determinado.”

11. Yo digo: "Levántate, hijo mío, y continúa con tu fe reciente que jamás te dañarás. Vamos a liberar a tu hermano de sus diecisiete espíritus torturadores.”

50. EL SEÑOR CURA AL SEGUNDO POSEIDO

1. Todos se sienten invadidos de un gran temor con Mi Orden, pues los cinco espíritus les impusieron un gran respeto. Me levanto rápido, y me acerco al poseído y digo, con la mano erguida: “quiero que dejéis en forma visible las vísceras de este hombre que no tenéis derecho de atormentar”.

2. Ellos sacuden unas pocas veces, hasta tirar a la víctima al suelo, que se levanta cuando los espíritus son expulsados en forma de cocodrilos pequeños y negros. Como son más compactos, se arrastran por el suelo y finalmente, abren el hocico y con voz estruendosa, reaccionan: “Quién eres tú? No te conocemos y nunca hemos actuado contra tus órdenes. Con qué derecho nos quieres castigar? Por qué nos expulsaste con tu poder de esa habitación que habíamos conquistado tan difícilmente?”

3. Respondo: “No fuisteis testigos cuando en el Monte Sinaí entregué Las Leyes? Quién de vosotros incitó a desafiarme, ridiculizar y hacer un becerro de oro para adorarlo en Mi lugar? Fuisteis los principales líderes de la rebelión y desviasteis a un gran número de personas. Cómo alegáis que Soy completamente extraño para vosotros y que nunca os di Leyes por las cuales tendría derecho para daros órdenes?

4. Aquello que os sucedió cuando Moisés descendió de la montaña y que con justa ira quebró las Tablas de la Ley, se repite en este momento! Alejaos de aquí, pues lejana está la época de vuestra salvación”. Los reptiles se arrastran rápidos cerro abajo en dirección a una zanja pantanosa y cubierta de hierbas venenosas, donde se entierran silbando horriblemente.

5. Aquí el comandante dice: “Esa zanja será dañina para los habitantes de esta zona, si no la purificas de esos archi demonios. Hasta yo mismo sentí pánico”. Respondo: “Espera un poco hasta que termine el asunto con los curados, después veremos cómo sanear la zanja.” En esto se arrodilla de igual forma el segundo curado, agradece la ayuda y hace el mismo acto de fe que su hermano. Finalmente, pide que Yo no deje de considerar la solicitud del romano, pues también se asusta con la zanja.

6. Repito: “Un poco más de paciencia, porque antes quiero ver si alguno de los diecisiete espíritus quiere volver bajo otra forma para discutir Conmigo. Tales elementos también tienen libre albedrío.” Pregunta el comandante: Por qué se presentan bajo la forma de animales tan repugnantes? Los primeros se transformaron finalmente, mientras que los otros se alejaron en la misma forma. Por qué sucede esto?

51. NATURALEZA DE LOS CINCO ESPIRITUS EXPULSOS

1. Yo digo: "Tales formas corresponden a su tendencia malvada. La serpiente alada puede interpretarse como cierto grado de precaución, comparable a la astucia de un mariscal de campo. El análisis de tal prudencia, demostrará muy poco de amor al prójimo, pero sí un enorme egoísmo, dominio y una arrogancia desmedida. Esta organización psíquica se presenta, según Mi Luz de la Verdad Suprema, de esa manera.

2. Imaginaos una serpiente alada, de las que aún existen en África y durante la época de los filisteos también las había aquí, en los años de mucho calor, que ya resulta difícil enfrentarse a una simple serpiente, debido a su astucia, frente a la cual la huida del hombre común, es el mejor medio de reacción.

3. En cuanto a la serpiente con alas, escapar no sirve de nada, sino sólo con una vestidura dura como el bronce y una fuerte espada en la mano de un luchador valiente. La vestidura perfecta, es, en este caso, Mi Fuerza de Amor dentro de vosotros, la espada es Mi Palabra, y la Verdad de Mi Palabra que todo vence, es el combatiente entrenado, o sea, un verdadero héroe de todos los héroes.

4. De esto puedes concluir la razón por la que los cinco espíritus tenían que aparecer delante de Mí en forma de serpientes aladas. Durante las guerras de los judíos, fueron astutos mariscales de campo y sólo buscaban sus propios ingresos, beneficios y honores. Cada cual trataba de fundar un reino para sí.

5. El hombre martirizado por ellos durante años, es un descendiente de su estirpe. En él descubrieron un gran talento bélico, en estado latente, se infiltraron en sus entrañas con el fin de despertar el sesgo por el cual querían llevarlo con el tiempo, hasta el trono de Roma. Sin embargo, nada de eso consiguieron, pues las capacidades latentes en el alma de éste se debilitaban, debido a la manera en que ellos aplicaron sus influencias sobre él. Se les permitió la experiencia de su voluntad en la naturaleza de él, para convencerlos de su intención absurda y totalmente infructuosa por la astucia oscura que los impulsaba. Debido a que últimamente habían comenzado a perturbarlo demasiado, había llegado el momento de liberarlo.

6. Todo esto estaba previsto, y con buenos resultados para él y también para los cinco espíritus. De esa manera Él Me encontró a Mí, y la Vida Eterna de su alma. Ellos fueron curados de su locura antigua y codicia desmedida, y ya se encaminaron hacia a las escuelas de humildad de los espíritus bien intencionados. Es, en resumen, lo que se refiere a ese grupo.

52. HISTORIA DE LOS DIECISIETE ESPIRITUS

1. (El Señor): "En cuanto a la naturaleza de los diecisiete espíritus, ésta corresponde a la voracidad insaciable de los animales que pudisteis ver. Cuando dicté a Moisés en el Monte Sinaí las leyes para el pueblo de Israel bajo rayos, truenos, fuego y humo, el profeta pidió para él templanza justa, en virtud de Mi Presencia, para poder capacitar a las almas con las verdades que les fueron pronunciadas desde la montaña.

2. A través de Moisés, el pueblo pidió permiso para ir a un valle lejano debido al gran temor de los fenómenos naturales, sin embargo, se comprometió a mantenerse sobrio, mientras Moisés y su hermano estaban combinando Conmigo las órdenes que debían cumplirse.

3. Como gran parte del pueblo insistiese en esta petición, les fue concedido dicho permiso y, así se dirigieron con todas sus cosas materiales a un valle bastante alejado. Por algunas semanas todo pasó de acuerdo a las exigencias de Moisés. Como él demoraba en aparecer, los israelitas comenzaron a olvidarse de él y de Mí, sacrificaron terneros y ovejas y volvieron a satisfacer su gula sirviéndose comida tras comida.

4. Uno de los diecisiete espíritus, entonces, tentó al pueblo. Con la ayuda de otros moldeó un becerro de oro le pidió a la muchedumbre que lo armen, y dijo: Aquí está nuestro alimento principal, pues a él le agradecemos nuestra subsistencia en este desierto, en el que los rebaños apenas encuentran algún alimento. Adoremos este símbolo tan valioso. Mandad preparar banquetes en gran cantidad, para que nos entreguemos a la alegría gracias a este símbolo. Luego deberéis nombrarnos como vuestros líderes y entonces podremos conduciros a un país muy fértil, más rápido que Moisés, que nos ha olvidado completamente con su Arca. Aprendimos en Egipto con los astutos cocodrilos cómo actuar para conseguir una buena presa; seguidnos que no os faltarán festines abundantes. De este modo, muchos se dejaron tentar, haciendo lo que los amotinadores les aconsejaron.

5. Sin embargo, cuando una gran multitud bailaba alrededor del becerro de oro, Mandé a Moisés donde ellos se encontraban. Instado por Mí, él se inflamó de una ira de celo, y rompió las Tablas de la Ley. En seguida después, serpientes aladas vinieron como si ardieran, lo que correspondía justificadamente a la ira de Moisés y golpearon a los renegados, y el principal que fue golpeado, tuvo que morir. Los primeros de ellos fueron nuestros 17 espíritus, que querían adquirir tierras fructíferas y buenas carnes de res, con la astucia y avaricia. Y por esta razón ellos aún tenían que aparecer aquí en la forma que corresponde a sus caracteres. Este hombre no descendía exactamente de ellos, pero desde la infancia se acostumbró a la intemperancia, convirtiéndose en un verdadero glotón, dando entrada a los diecisiete espíritus en sus entrañas. Sin embargo se benefició. Aún así se benefició. Como estos espíritus desde el comienzo lo incitaban a la gula cada vez más acentuada, su estómago perdió la capacidad digestiva, hasta el punto de no poder casi comer, preocupando consternación a sus familiares. Por medio de esta situación su intemperancia terminó, y su alma se volvió más espiritual y fuerte. Volviendo su cuerpo y alma a entrar en el justo orden, llegó el tiempo de liberarlo de sus torturadores.

6. Por otra parte, esta obsesión ocasionó otro gran beneficio, es decir, entre los abilenses casi en su totalidad sin fe, en que la mayoría se inclinaba a la filosofía de Diógenes, así estoicos en el más alto grado, no creían en la supervivencia del alma.

7. Estos doblemente perturbados despertaron, por tanto, a buena parte de la fe en la inmortalidad del alma después de la muerte del cuerpo, aunque no completamente, pero con certeza, la mitad. Después de lo que experimentaron estos dos poseídos y lo que sus familiares vieron, será fácil liberar completamente a los habitantes de Ábila, de su ya profundamente arraigado estoicismo. Por ello, para todo lo que es permitido por Mí, no hay nada que no sirva para el bien de los hombres, y tú y los demás ciertamente comprendéis muy bien, tanto como los demás que aquí están presentes. Ahora que vosotros ya conocéis la situación de los 17 espíritus, esperaremos, por eso, si alguno de ellos quiere volver."

53. EL SEÑOR AMONESTA AL JEFE DE LOS ESPÍRITUS EXPULSOS

1. Cuando termino de hablar acerca de las posesiones, por lo cual los presentes Me agradecen fervientemente, surge de repente una neblina negra de la ya mencionada zanja, que se acerca en dirección a nosotros. Encontrándose a diez pasos distantes de nuestro grupo, digo con voz fuerte: "Hasta ahí y no más allá! Revélate en tu forma verdadera. "He aquí que se destaca claramente una forma humana cuyo color es similar a los moros, trayendo en sus brazos un becerro de oro, como si quisiese demostrar con ello, que es el símbolo, su dios y su inclinación.

2. Entonces con un gran ruido permití que un fuerte rayo descendiera desde el cielo en forma de serpiente alada, que golpea al becerro de oro y lo destruye en el instante. La figura entonces, comienza a moverse, a torcerse y finalmente consigue pronunciar las siguientes palabras: "Señor, ¿por qué no nos dejas disfrutar de lo que nuestro amor ansía? Nunca pedimos que fuésemos creados para atormentarnos por miles de años según Tu Voluntad y por toda la eternidad. Si nos creaste sin nuestra voluntad y nos inspiraste una tendencia y libre albedrío, por qué nos castigas si actuamos de acuerdo a nuestro amor y nuestra voluntad?”

3. Dije nuevamente con voz muy fuerte: “Quién en el Infinito podría prescribirme, el Único Señor, lleno de todo Poder y Fuerza? Mi Amor Eterno Me dice cómo actuar, y Mi Sabiduría Infinita es el Siervo y Organizador de la Omnipotencia de Mi Voluntad y pone todo en orden!

4.Por medio de Mi correcto ayudante Moisés os liberé de la pesada esclavitud de Egipto, cuando teníais que matar a vuestros primogénitos. Os alimenté en el desierto y ninguno pasó hambre ni sed, a excepción de algunos que en el país de las crueldades estuvieron demasiado apegados a la intemperancia, tan perjudicial para el alma humana. A ellos advertí que debían ser moderados, para beneficio de sus cuerpos y, especialmente, para la salvación de sus almas.

5. Por qué quisisteis separaros de Mí, cuando en la Montaña del conocimiento Yo quería transformaros para que llegaseis a ser Hijos Míos? Simplemente porque no os atrevisteis a volver a la gula estando bajo Mi Luz. Preferisteis alejaros para saciar vuestra intemperancia y adorar, en vez de hacerlo a Mí, como vuestro Padre, a un becerro de oro,muerto, hecho por vuestras propias manos.

6. ¿Quién os inspiró esa tendencia? Yo, Ciertamente no, sino vosotros mismos por el libre albedrío, sin el cual seríais semejantes a los animales, y nunca podríais desarrollaros para llegar a ser hijos Míos. Si os alejasteis de Mi por la libre voluntad, por qué entonces no os eleváis nuevamente a Mí, por vuestra voluntad, que es todavía libre?

7. ¿Creéis que Yo os hago sufrir!? De ningún modo. Cada demonio se martiriza a sí mismo, debido a su terquedad y perversidad, cuando reacciona en contra de Mi Sabio Orden y piensa que puede cambiarlo, de acuerdo a su amor de maldad.

8. Soy y Seré eternamente El Señor, Único e Inmutable sobre el mundo material y espiritual. Con un amor puro hacia Mí y desde Él, por su prójimo, cada hombre y espíritu puede alcanzar todo Conmigo y recibir todo de Mí, pero nunca, por la violencia y el orgullo. Yo Soy El Más Violento de todos los violentos, y Omnipotente por encima de todos.

9. Al mismo tiempo, Soy el Más humilde de todos los humildes, El Mejor y El Más Misericordioso de todos los buenos y misericordiosos. Quien se acerca a Mí con verdadero amor y arrepentimiento, pidiendo misericordia, la recibirá. Si habiéndome reconocido aun así vuelve al antiguo pecado, jamás alcanzará la salvación, porque se sentirá en una infelicidad cada vez mayor!. Esto debe ser considerado por todo espíritu malo y por todos los demonios. Yo Soy El Señor, y aparte de Mí no existe otro!.Y ahora, aléjate!

10. Cuando hube dicho eso, el espíritu se fue inmediatamente y pronto luego se ve que salen de la zanja, diecisiete grupos de neblina, impulsados por un viento en dirección al Norte. Entonces dije al capitán: "Con eso también se cumplió vuestro deseo, porque esas nubes oscuras eran los diecisiete espíritus demoníacos. El que estuvo aquí transmitió a los 16 restantes lo que oyó aquí, así que decidieron abandonar estas regiones para siempre y buscar los desiertos del Norte para establecer su actitud futura. En estas regiones ellos estarían muy enojados por una cierta influencia correspondientea las cosas materiales de este mundo, y los harían incapaces de reflexionar y descubrir su propia maldad pecaminosa. Así que algún día ellos también mejorarán, pero antes que ese tiempo llegue, muchos veranos tendrán que desterrarlos inviernos en esta Tierra. "

54. EL RIESGO CON LOS ALIMENTOS IMPUROS

1. Dice el capitán: "¡Oh Señor y Maestro, dinos dónde suelen establecerse estos espíritus, para que podamos evitar tales sitios sombríos. Si nos acercamos a esas zonas, cayendo en la tendencia de un demonio, fácilmente podríamos sufrir daño. "

2. Respondo: "Amigo, quien activamente cree en Mí y Me ama cumpliendo con lo que Mi Amor en él le muestra, no tiene que temer nada al respecto. Pero los hombres que se encuentran aun grandemente apegados a la superstición pagana, deben temer a tales espíritus por todas partes y en todo momento, y se sienten también más o menos rodeados o incluso poseídos por ellos, porque todas las bajas pasiones de las criaturas son alentadas e influenciadas por espíritus que anteriormente, durante toda su vida fueron dominados por las mismas pasiones impuras, y quien se acercare a estas con lujuria y codicia.

3. Espíritus inmundos en parte, espíritus que ya vivieron en este mundo, pero en su mayoría espíritus de la naturaleza que nunca encarnaron en un cuerpo humano, existen en todas partes: en el aire, sobre y dentro de la tierra, en el agua y en el fuego, en las piedras, metales, plantas, animales, y también en la sangre y en la carne humanas, razón por la que las criaturas no deben comer la carne de animales asfixiados o impuros. Aunque en caso de necesidad, también se puede comer la carne de los animales impuros, pero primeramente debe ser bien limpiada, marinada con sal y buenas hierbas, secas por el fuego y después ahumada con buenas hierbas, para así liberarla de los espíritus impuros. La carne de animales salvajes es perjudicial para los seres humanos, aun con todas las medidas de precaución que os mencioné, porque los espíritus impuros nunca pueden ser expulsados completamente de las carnes que los contienen.

4. Del mismo modo, no se debe beber el agua de fuentes sucias y es conveniente mantener limpios los pozos, como estrictamente prescribió Moisés a los israelitas en Mi Nombre. Los que vivan de acuerdo a las instrucciones del profeta, se preservará de la posesión de espíritus malignos e impuros, en la medida que crea en Mí y en Mi Protección Paternal, empezando y terminando todo en Mi Nombre. Quien así no lo haga, estará expuesto a miles de peligros de todo tipo, desafortunadamente, como resultado de su propia flojera, ignorancia y necedad.

5. Si Yo no enviase ángeles para proteger a las criaturas que ya desde la naturaleza, tienen una mejor actitud y voluntad más amable, muy pocas serían las personas en esta Tierra que no fuesen poseídas. Sin embargo, los hombres no deben dejarse estar en esa seguridad, porque Mis ángeles no imponen límites a la voluntad del hombre. Esto es también algo que vosotros debéis considerar." Cuando termino de hablar, todos Me agradecen y alaban Mi Sabiduría y Poder, y los abilenses piden que Yo visite su ciudad, porque me harían anunciar.

6. Respondo: "Podéis hacerlo, sin embargo, no digo la fecha y hora precisas cuando determine ir a visitaros. Pero Yo también iré a veros. Mientras tanto, podéis volver a vuestros hogares, pero primeramente servíos algo de pan y vino con vuestro hospedero. Y coman la carne de cerdo solo después de haberla preparado como os advertí. "Una vez más Me agradecen, para en seguida dirigirse a la ciudad, en compañía del hospedero y el herrero.

7. Nos quedamos un poco más de tiempo en la colina, y el capitán y también los otros romanos Me preguntaron muchas otras cosas, y aclaré sus dudas. Así llegó el mediodía y entonces se acerca un siervo del hospedero para anunciar el almuerzo, al que seguimos todos sin demora.

55. VIAJE A ABILA

1. Cuando llegamos a la taberna, encontramos frente a la casa a una gran multitud, ansiosa de verme y hablarme otra vez, después de haber sido testigos de Mis Actos y también conocedores de Mi Palabra. Les recomiendo al comandante Pellagius de quien podrían recibir orientación completa de toda Mi Doctrina. El comandante les promete que los instruiría en todo. Las gentes quedaron satisfechas con eso, y se dispersaron lentamente. Nosotros entramos a la hospedería, donde ya estaba el almuerzo sobre la mesa. Nos servimos de la comida mientras nos llenamos de buenos recuerdos. Habiendo terminado prontamente el almuerzo y anuncio a todos los que estaban presentes que en una hora partiría con Mis discípulos a Ábila, el capitán Me preguntó si él con sus suboficiales y Verónica podrían escoltarme hasta esa ciudad y también a otros lugares y ciudades que estuvieran bajo su jurisdicción.

2. Lo permití con agrado, por lo que se alegraron mucho, él inmediatamente comenzó los preparativos para el viaje, y así partimos después de una hora, acompañados por el hospedero, su hijo, el hospedero griego y el herrero. Al despedirlo desde las afueras de la ciudad, le transmito al herrero el poder de expulsar los malos espíritus de las criaturas, por lo que él no deja de agradecerme y alabarme. En seguida, continuamos rápido nuestro camino hacia Ábila. Una hora antes de la puesta de sol alcanzamos esa ciudad, que no era tan pequeña.

3. También este pueblo estaba formado principalmente por paganos, con sólo diez familias judías que llevaban una vida de sumisión y dependencia; vivían pobremente, y tenían que servir a los gentiles y vivir de ellos. Estas 10 familias vivían en una vieja casa casi en ruinas, por consiguiente, en esta ciudad no tenían su propia posada ni sinagoga. Acercándonos ahí, le digo al Comandante: “Ve delante de nosotros y diles a los judíos que alojaré en su hogar. Lo demás se aclarará más tarde por sí solo." Cuando el capitán oyó lo que dije, se encamino inmediatamente con sus subalternos, antes que nosotros, fue directamente a los judíos y les dijo lo que podrían esperar.

4. Sin embargo, los judíos tan pobres dijeron al capitán: "Oh, alto gobernante en el nombre del emperador, todo estaría bien, pero ¿cómo podríamos proporcionar acogida razonable a todos vosotros que sois más de 40, en esta casa deteriorada? Hay muchas salas en ruinas, pero quién sería capaz de habitarlas? Ahí hay sapos, serpientes, lagartijas y escorpiones, así que no es posible acomodar personas allí. En cuanto a nuestras habitaciones, escasamente sirven para que nosotros podamos vivir en ellas, especialmente de noche, y con mayor razón sería difícil utilizarlas para unas pocas personas más. Y no podríamos atenderlas porque somos extremadamente pobres. Tratad pues de persuadir al Gran Señor y Maestro, de cuyos hechos milagrosos ya hemos oído hablar, para que no se aloje con nosotros, porque existen varias hospederías bien equipadas en esta ciudad.

5. Entonces, el capitán responde: "Yo le informaré de vuestra miseria, de la cual Él seguramente ya sabe, pero también sé que no podré convencerlo, porque una vez que ha decidido y dice algo, sucede. Desde hace tiempo sabrá de vuestra difícil situación y de vuestras necesidades y ciertamente quiere venir a vosotros para ayudaros y traeros verdadero consuelo y no para aumentar vuestra pobreza. Someteos de buen agrado a Su Voluntad, que encontraréis gran amor y Gracia con Él."

6. Exclama el más anciano de las familias: "Sí, sí, que venga según Su Voluntad, porque así podrá verificar todo lo que os he dicho. Estamos muy contentos que Él quiera venir a nuestra casa., pero estamos tristes por no poder ofrecerle algo para corresponder a Su Gracia."

7. Mientras el capitán está aún conversando con el anciano, Yo ya estaba con Mis discípulos frente a la casa judía, que era un castillo en ruinas y estaba ubicado fuera de los muros de la ciudad. El capitán me vio en seguida; vino rápido a Mi lado para contarme la situación de la casa judía y sus moradores. Yo le digo: 'Amigo, ahorra tus palabras; hace mucho tiempo que sé todo referente a ellos; Vine, como les dijiste acertadamente, para socorrer a esas criaturas. Vamos a buscar al más anciano de la casa."

56. EL SEÑOR EN CASA DE LAS DIEZ FAMILIAS JUDIAS

1. Acompañado por el comandante, me dirijo al más anciano, que se encontraba con otros jefes de familia, quienes se preocupaban y nos miraban para ver qué podríamos hacer después de ver que la casa era una vieja ruina. Me recibe con las siguientes palabras: “Sé bienvenido Señor y Maestro en nuestra humilde y pobre vivienda, que bien habla de nuestra miserable situación."

2. Yo digo: "La Paz sea con vosotros! Yo lo sé todo, pero vosotros mismos tenéis la culpa de vuestra miseria; A través de la ociosidad y la ausencia total de confianza en Dios, Único Dador y Señor de todas las dádivas, no hay quien pueda llegar a tener abundancia en esta Tierra.

3. Cuando disponíais de los medios y fuerzas, no hicisteis nada para reparar los daños de la casa antigua y poco os relacionasteis con Jehová, prefiriendo las enseñanzas de los ciegos sabios griegos, con lo que vuestra situación llegó a ser más miserable que nunca antes. Hasta ahora sois esclavos de los paganos, y estáis obligados a mendigar de ellos un poco de pan por servicios pesados, sin que podáis decir: Ganamos el pan con el sudor de nuestra frente. Porque es difícil servir a quien no cree en algún Dios ni en la supervivencia del alma después de la muerte del cuerpo, y debido a esto, tampoco creen en la recompensa en el gran Más Allá, de tal forma que tampoco sienten amor por el prójimo, y son enemigos hasta de su propia vida.

4. Cuando la situación llegó a ser demasiado penosa, comenzasteis a recordar del antiguo Jehová y a pedirle socorro, lo que Me movió a ayudaros, frente a los muchos paganos muy ciegos, que por su Diógenes, también perdieron la creencia en sus dioses. Esto lo hago para que ellos también puedan ver que el Antiguo Dios está vivo y que ayuda a los que creen en Él, quien cumple Sus Mandamientos, y espera, en una verdad irrenunciable de que recibirán la ayuda de Él. Mostradme vuestra vieja casa y casi en ruinas, para ver si podemos pernoctar en ella, y si podemos reparar lo que está averiado. En seguida, revisaremos las despensas, para ver qué cantidad de alimentos queda aún.”

5. Dice el anciano: "¡Oh, gran Maestro y Señor, esta casa sin duda contaba con muchas habitaciones grandes y pequeñas, pero sólo pudimos ocupar 7 de ellas, aun cuando éstas están también con serios daños. El resto está lleno de bichos de toda especie y no podrán ser nunca ocupados por humanos. También nuestras despensas están por ahora en estado miserable. Sólo una puede ocuparse en su mitad, pero ahora está completamente vacía, descontando algunas cortezas de pan. Pero haremos Tu Voluntad e iremos a ver, de tal forma que Tú, Señor y Maestro, puedas ver con Tus propios ojos que esta es nuestra situación en la tierra de Gad y Rubén, de quienes somos descendientes."

Recorrimos todos los recintos de la gran mansión, confirmando las palabras del anciano.

6. Sin embargo, cuando estuvimos en la sala más exterior y última, dije: "Ahora vais a conocer el Poder de Dios en Mí, Que Soy también Hijo del hombre, en lo que concierne a Mi Cuerpo. Ved, penetramos a través de los restos de muros, partes de columnas, espinas y toda clase de insectos hasta llegar a esta sala, y ahora regresaremos caminando por salas ricamente decoradas, provistas de todo lo necesario y donde será un placer pasar la noche. Así lo quiero y así sea! "

7. Apenas dije esto, la casa se transforma completamente y cuando entonces caminamos por todas las salas y cámaras, en ninguna parte podía descubrirse algún daño anterior. Los judíos, entonces, levantan sus manos por sobre sus cabezas y gritaron con gran gozo: "Esto es sólo posible para Aquél que creó Cielos y Tierra. Por lo tanto, Toda alabanza a Ti, Señor, que diste al ser humano tan grande poder! Después, recorrimos las despensas que también se encontraban abarrotadas con todo lo que los hombres necesitan para aliviar su hambre y sed. La admiración aumenta, y de puro asombro no pueden hablar por mucho rato.

57. EL ANCIANO DA TESTIMONIO DEL SEÑOR

1. Después de un rato, el anciano dice: "Esto no tiene precedentes. Moisés y Elías, los dos más grandes profetas hicieron muchas cosas que iban más allá de la comprensión del hombre. Pero qué representan todas esas maravillas hechas por estos dos profetas con la Voluntad de Dios, de Cuyo Espíritu de poder estaban plenos, comparadas a esta Obra Milagrosa? Todos los profetas decían: Así dice El Señor, y así quiere!–Pero Tú, Gran Señor, dijiste: Yo lo quiero y así será! Por lo tanto, eres más grande que Moisés y Elías.

2. Tu Yo es el Señor Mismo en plenitud, y yo, como un anciano, vi la salvación y me siento libre para decir: ¡Oh, Señor, permite que tu viejo siervo entre en paz en la otra vida. Tú eres Aquél por Ti Mismo Prometido. Tu Espíritu Eterno habló por la boca de los profetas y anunció Tu Venida a la Tierra. Al igual que la Verdad Eterna y Lealtad Personificada, cumpliste Tu Palabra viniendo a nosotros en un cuerpo de carne y sangre para elevarnos a nosotros, tanto a judíos como a paganos, que también son hijos de Noé y que alguna vez formaron un pueblo con los ascendentes de Abraham, bajo la regencia del gran Rey y Sumo Sacerdote Melquisedec de Salem. Por esto, todo el honor y la alabanza sean dirigidos a Ti, oh Señor, Señor, Señor! "

3. Yo digo, "Es bueno y correcto. Es comprensible que vuestra fe se haya levantado a través de Mi Acción, tan bien como Me reconocisteis sin demora. Necesario es que esta fe sea vivificada por las obras de amor al prójimo, de lo contrario no tendría ningún valor para la vida de vuestra alma. Me acerqué a vosotros por Mi Inmenso Amor por las criaturas, de modo que también llegaréis a Mí como Mis hijos, a través del Amor a Mí y al prójimo, lo que debéis recordar muy bien.

4. Es Verdad que la fe en Mí es una Luz viva de los Cielos, pero sólo a través de obras de amor. Así como una luz encendida en la noche se apaga si no es alimentada constantemente mediante la adición de aceite, la fe más firme se extingue sin obras de amor. A través de este milagro, que fue para Mí fácil de realizar, no solamente levanté vuestra fe completamente perdida en vuestra alma, sino también estimulé el amor por Mí. Y en la luz de esa Verdad, llama eterna de vida, vosotros, fácilmente percibisteis Quién en Mí se acercó a vosotros. Si esto os está siendo dado sin gran esfuerzo y adoctrinamiento, haced que continúe con vuestros descendientes, en Mi Nombre y en la fe viva por las obras de amor. "

5. Dice el anciano: "¡Oh Señor, este milagro causará gran revuelo en todas las sesenta ciudades, tanto entre los judíos como entre los gentiles. ¿Qué vamos a decir, si personas curiosas vienen aquí constatando que esta ruina ha sido transformada en castillo real? "

6. Yo digo: "No os preocupéis por eso, porque cuando debáis hablar de Mí y Mi Acción, las palabras que necesitéis decir os serán puestas por Mí en vuestra boca. Los más insistentes pueden ser dirigidos al comandante y sus subordinados que vieron la obra y pueden dar una explicación correcta, pues estos hombres Me conocen ya muy bien y saben que para Mí todo es posible. "

58. INTERPRETACIÓN ESPIRITUAL DE LA RESTAURACIÓN DEL CASTILLO DESTRUIDO

1. (El Señor): "A fin de que entendáis por qué erigí de nuevo este viejo castillo donde una vez habitaron soberanos, prestad atención a lo que diré: Su reconstrucción corresponde principalmente a la renovación de la antigua fe en un Dios Único y Verdadero.

2. Si bien todavía resisten algunos vestigios de fe del antiguo castillo de fe, dañados y descompuestos, no se prestan para ser una vivienda vital de Mi Amor y Misericordia para las almas de mis hijos, como era en la época del Rey de Salem, sino sólo para las criaturas cuyas almas se ven como los bichos, que continuamente habitaron este castillo desde hace mucho tiempo y en muchas formas.

3. El castillo es, por tanto, una copia fiel de la situación de la fe en Dios y del cumplimiento de Sus Leyes, y esto en Jerusalén y sus alrededores. Si no hay un cambio completo y no vuelven a Mí, castigaré esa ciudad y todos los que estén allí, aún más terriblemente que cuando visité Sodoma y Gomorra en los tiempos de Lot. Con esto quiero señalaros la segunda razón del por qué reconstruí este viejo castillo y lo abastecí con todas sus provisiones.

4. Cuando Mi Juicio tenga lugar sobre los incrédulos en Jerusalén y todos sus alrededores, y Mis pocos fieles huyan, ellos también vendrán a este lugar. Cuando suceda, es necesario que ellos sean acogidos, vivificando así vuestra fe recientemente despertada, por las obras de amor en Mi Nombre. Aunque los ancianos de esta ciudad, no experimentarán físicamente el juicio que vendrá sobre la ciudad de Jerusalén, lo que será permitido, los jóvenes que ahora están entre vosotros, y sus hijos lo vivirán. Y cuando suceda, recordad entonces lo que ahora os dije. "

5. Lleno de respeto el anciano responde: "Oh Señor, grande y sublime es Tu Nombre! Hace unos meses vimos en la noche un extraño fenómeno de luz en el firmamento, cuyas figuras nos causaron mucho miedo. Al principio surgieron enormes columnas de fuego, que parecían alcanzar las estrellas. Las columnas se juntaron de una manera milagrosa y ascendieron, y como no vimos nada nunca más, pensamos que era un muy raro fenómeno de fuego, pero aun así, de un tipo natural. Pero pronto después de eso, el cielo entero se tornó completamente incandescente. Vimos la ciudad de Salomón y grandes ejércitos que sitiaban la Metrópolis, y que finalmente destruían todo, incluso el Templo.

6. Más tarde, ya casi en la mañana, se vio nuevamente un fenómeno de luz hacia el Oeste. Nadie supo descifrar su significado. La aparición central se identificaba con lo que anunciaste respecto a Jerusalén. Tendría realmente relación con Tu Predicción de ahora? ". Le contesto:" Sí, Mi amigo, pero no hablaremos más de eso ahora. Es mejor que te preocupes de la cena. De lo demás, ya Me encargué Yo. "

7. Pide el anciano: "Señor, sería conveniente que nuestro comandante en la tierra, el sabio capitán, pueda proporcionarnos alguien que conozca el arte culinario. Porque por muchos años no hemos cocinado. No tenemos fuego, tampoco leña para hacerlo. Por estas razones, es casi imposible ofrecer una comida para Ti y quienes están Contigo, aun cuando las despensas se encuentren abarrotadas de todo, a través de Tu Gracia. La leña y el fuego fueron también probablemente provistos por Tu Gracia, pero ¿de qué sirve todo eso, si ninguno de nosotros puede cocinar y preparar alimentos? "

8. Yo digo: "Anciano, tu honestidad Me agrada, porque en lo que concierne al arte de cocinar has hablado la pura verdad. Pero el comandante ya ha dado instrucciones a su hija y a dos de sus subalternos, para preparar para nosotros y todos vosotros, una buena comida en la gran cocina, donde hay también un estanque para peces que está ahora lleno de ellos.

59. EL CASTILLO DE MELQUISEDEC

1. (El Señor): "Este castillo posee una espaciosa bodega y hecha de piedras de basalto. ¿O acaso no os habéis dado cuenta? "

2. El anciano y dos de sus sobrinos, que eran casi tan viejos como él, dijeron: "Sí, debe haber existido una cava llena del mejor vino, y también debe haber habido varios tesoros ocultos en ella, pero ninguno de nosotros se atrevió a bajar a las cavernas para realizar investigaciones entre bichos y otros elementos malos, así que ninguno de nosotros conoce realmente la entrada exacta a dicha bodega. ¿Por dónde y cómo podríamos entrar?. Supongo que por Tu Poder, como todo el resto, estará ahora en excelentes condiciones.”

3. Yo digo: "Si lo crees, sin duda. Pero como ninguno de vosotros conoce la entrada, seguidme y os llevaré a la vieja bodega.”. "El anciano y otros diez miembros de su familia Me acompañan con una de las muchas antorchas que había en la cocina, y también la encendimos allí. Un pasillo nos condujo desde la gran cocina hasta una gran puerta hecha de un bloque de basalto. Les demostré cómo se abría la grande y pesada puerta con facilidad, y Yo Mismo abrí la gran puerta. Cuando la puerta estuvo abierta, fueron visibles largas escaleras por las que fácilmente se podía entrar a la muy espaciosa gran bodega.

4. Allí encontramos una gran cantidad de vasijas de piedra de diversos tamaños y un mayor número de tazas hechas de piedra, cerámica, plata y también oro, por lo que los pobres judíos nuevamente estaban, por supuesto, muy impresionados, y ellos no sabían si estas cosas habían sido creadas de manera milagrosa por Mí, o si estaban desde tiempos remotos, lo que podía suponerse por su apariencia.

5. Por esto los esclarezco: "Todos estos objetos provienen de la época de gran Rey y Sumo Sacerdote de Salem. Este era su castillo en la Tierra, que, como las montañas dotadas de grutas y cavernas, generalmente extraordinarias, no fue hecho por manos humanas, sino por el mismo Poder que ahora lo reconstruyó, pues Yo únicamente Soy el verdadero Rey de Salem y Sumo Sacerdote Melquisedec, desde Eternidades! - Llenad vuestros cántaros con el vino que se encuentra en grandes cantidades en los grandes contenedores"

6. Entonces, los pobres judíos se sentían muy felices y tomaron las vasijas, pero no sabían cómo sacar el vino de las grandes tinajas, herméticamente selladas con losas pesadas y lisas. Les mostré en el fondo de las tinajas un orificio saliente y cubierto por un tapón. Ellos sacaron fácilmente el tapón, y en seguida fluyó vino viejo y formidable, que con su fuerte aroma especial certificó a todos los que estaban presentes, también al capitán y uno de sus subalternos que éste era un excelente vino añejo.

7. Cuando todas las vasijas se encontraban llenas, y una tras otra fueron llevadas al gran comedor y puestas sobre la mesa, y quienes sirvieron el vino estaban con nosotros mientras permanecimos en la bodega, digo al anciano: "Este vino fue elaborado con uvas de esta zona, pero es casi tan viejo como el castillo. Este es el vino del diezmo, que todos los reyes bajo la gobernanza del rey de Salem, le ofrecían, y tuvo que ser conservado hasta esta época para que Yo, el Mismo Rey, de él bebiese con todos los que creen en Mí, y Me siguen.

8. Mientras el castillo exista en Mi Nombre, el vino no se acabará. Sin embargo, 300 años después de Mi Ascensión, este castillo y gran parte de esta ciudad será tan destruida por la fuerza de nuestros adversarios, que nadie reconocerá el lugar donde estuvo erigido. Pero eso no es importante, pues Yo estoy construyendo un nuevo castillo para Mí en los corazones, y una vez que esté fuertemente establecido, no será destruido nunca jamás. Todas estas construcciones remotas deben desaparecer, para impedir que los hombres cometan idolatría. Sin embargo, unos trescientos años después de Mi Ascensión, el castillo todavía existirá y el vino brotará, sirviendo como refugio y consuelo para todos los que huyan de Jerusalén."

60. OCURRENCIA DE LOS TIEMPOS DEL REY DE SALEM

1. En esto, el anciano pregunta lleno del máximo respeto: "Señor, por lo que consta, el Rey de Salem vivió poco después que Noé dejara el Arca, y se dedicó a la agricultura. Sus descendientes no pudieron haberse multiplicado tan rápidamente para que en los tiempos de ese misterioso rey pudiese haber habido tantos pequeños reyes para traerle sus diezmos como ofrenda. La historia es, como muchas otras cosas en nuestros libros, bastante mística y no se puede entender por la simple lógica.

2. Por otra parte has hablado de Tu Ascensión. ¿Cuál es Su sentido? ¿A dónde subirás, y cuándo? Danos mayor explicación para poder entregar a nuestros descendientes lo que nos transmitiste en el Espíritu de la Verdad, Amor y Vida, para que nos crean cuando les contemos que Tú Mismo fuiste Aquél que nos reveló estos hechos tan extraordinarios.”

3. Yo digo: "En cuanto a la época del Rey de Salem, ya existía Él desde Eternidades, antes que cualquier criatura, por lo tanto, antes de Noé. Con referencia a la época terrenal en sí, en que enseñó Personalmente, en la figura de un ángel de los Cielos, enseñó a los hombres acerca de Él Mismo y la finalidad de la existencia de los hombres en la Tierra, estuvo allí de tiempo en tiempo durante la vida de Noé y habló con él. Pero el sistema de un Rey y Sumo Sacerdote, se estableció sólo unos doscientos años terrestres después que Noé dejó el Arca, y Noé mismo y sus tres hijos vivieron esa época. La Tierra ya estaba nuevamente bastante poblada y los representantes de un tronco familiar de pequeños pueblos eran calificados de reyes, quienes llevaban anualmente sus ofrendas a Salem, donde eran guiados por el gran Rey.

4. Pero cuando los pueblos se habían extendido sobre la Tierra, se olvidaron del Rey de Reyes, y se alejaron de Él. Incluso los que habían vivido muy cerca de Él ya no fueron a Salem. He aquí que Él abandonó el castillo y raras veces visitó a algunos patriarcas que permanecieron fieles a Él, como por ejemplo, Abraham, Isaac y Jacob, y más tarde, todos los grandes y pequeños profetas y ahora en carne y sangre también a ti.

5. En cuanto a Mi Ascensión, tiene dos significados. El primero, desde ahora en adelante, se cumplirá en menos de un año. El segundo, sin embargo, se cumplirá en cada persona que cree en Mí, porque el Espíritu de Mi Amor ascenderá en su corazón y guiará la mente de esa persona, para que por su razonamiento llegue a toda Sabiduría de los Cielos. Mi Ascensión Personal se producirá cuando después de tres días de Mi Muerte de Mi Cuerpo a manos de enemigos de Dios, habiendo resucitado de la tumba, retorne a Mi Individualidad Divina.

6. Como ya has oído que Elías subió al cielo de forma visible en un carro de fuego, así también será visible Mi Ascensión ante muchos de Mis amigos desde el suelo material de la Tierra al Cielo visible, y desde entonces, no caminaré como ahora lo hago Personalmente visible en medio de la gente, buenos y malos, y les enseño, sino sólo en Espíritu, muy perceptivamente y repetidamente también visible, caminaré en medio de ellos, y enseñaré y guiaré a aquellos que creen en Mí y a quienes Me aman por sobre todas las cosas y a sus prójimos como a ellos mismos. Porque en el corazón de esas personas construiré para Mí el mencionado Nuevo Castillo, donde viviré para siempre.

61. LA CENA EN EL ANTIGUO COMEDOR

1. (El Señor): " Me oirán aquellos en cuyos corazones tomé morada. Serán enseñados y guiados por Mí Mismo, y como justos amantes tendrán también la Vida Eterna. Aquellos que se apartan de Mí, como en los tiempos antiguos lo hicieron los reyes por el simple amor al mundo, dejando de ofrecer al Rey de Salem lo que debían, verán a sus pueblos sentirse abandonados por Mí. Se dará entonces lo que sucedió en la época de Aquél cuando salió de esta ciudad con todos los ángeles, apareciendo muy pronto toda clase de conflictos, envidia, disgustos, y debido a eso, las guerras. Un pueblo se levantará sobre otro para dominarlo.

2. Quien continúa en Mi Doctrina y Amor, sentirá Mi Presencia al punto de hacer chorrear Agua Viva, y todos los que en ella beban, nunca sentirán sed. Mi Doctrina y la Sabiduría Divina que contiene, es justamente El Agua Verdadera y Viva. Aquellos que la beban sentirán su alma inundada de toda Sabiduría, saciándose para siempre, sin sentir hambre ni sed de mayores conocimientos y sabiduría.

3. Acabo de esclarecer, Mi viejo judío, lo que te parecía incomprensible y místico. No pienses que has sido llevado a toda Verdad y Sabiduría. Esto será cuando Yo, en Espíritu de toda Verdad y Sabiduría haya resucitado también en tu corazón, ascendiendo en el Cielo de tu vida psíquica. - Vamos a salir de este sótano y tomar la cena en el comedor. "

4. Este se encuentra iluminado con un centenar de lámparas, aunque hasta hace poco representaba una ruina que ni remotamente permitía sospechar su propósito. Dos mesas de piedra enormes y colocadas encima de columnas están cubiertas con linos puros y abastecidas de pescados, pan y vino. Gran cantidad de cómodas sillas la rodean.

5. Durante la comida, muchos temas son ventilados, y el capitán Me pregunta cómo se debe explicar este milagro delante de romanos y Griegos. Yo digo: "Puedes decirles la Verdad, recomendando confidencialidad, y que de ninguna manera deberían denunciarme en otros lugares. Con el fin de que el hecho no despierte la atención, la modificación de la ciudad sólo será interna, por lo tanto, no hagáis mucho alarde de la misma. Mañana visitaré a algunos paganos en Golán, una hora después del mediodía, y tú podrás acompañarme. Cuando vuelvas, divulgarás Mi Palabra entre estos paganos, sirviéndote del milagro ocurrido aquí, para que reconozcan Quien lo hizo, y viviendo según Su Voluntad. "El comandante promete seguir estrictamente Mis Instrucciones.

62. ALBOROTO DELANTE DE LA CASA JUDIA

1. En este momento se oye un gran alboroto en la calle. Varios trabajadores, volviendo a sus casas, ven la vivienda de los judíos pobres completamente iluminada e insisten por saber la razón. Dirigiéndome al capitán, dije: "Ve y enfréntalos para que se callen."

2. El comandante obedece, y en compañía de un subordinado se dirige a los turbulentos, "Qué tienen que ver con los judíos pobres, si yo estoy aquí como jefe militar? Acaso no debería permitir la iluminación de la casa? "Pidiendo disculpas, los trabajadores se alejan. No obstante, todos cuentan a los amigos lo que vieron, dando pie para diversas suposiciones, sin atreverse a averiguar el por qué.

3. Cuando regresó junto a nosotros, el comandante observa que sin duda sería importunado por los griegos desde temprano en la mañana, deseando que se pudiera impedir. Yo digo: "No te preocupes por eso. Habrá un medio eficaz para alejar a los curiosos de la casa. Vamos a descansar. Estaré en la mesa mientras podáis encontrar una cama, si es de vuestro agrado. "

4. Todos en Mi mesa prefieren hacerme compañía. Los judíos van en busca de los recintos antiguos, por supuesto, ahora restaurados. Las lámparas quedan encendidas durante toda la noche, para evitar la aproximación de inoportunos.

63. LA VERDADERA CONSAGRACIÓN DEL SABADO

1. Temprano en la mañana, el anciano se acerca a Mí para saber si Yo y Mis discípulos consagrábamos el sábado estrictamente como Moisés lo instituyó. Yo respondo: "Es bueno y justo santificar ese día, según la Ley de Moisés. A partir de ahora, todos los días serán santificados mientras se haga el Bien, según Mi Doctrina. Por lo tanto, no es necesario cambiar vuestra actitud respecto al sábado.

2. Toda persona siente necesidades igualmente en un sábado, las que deberían ser satisfechas, siempre que sea posible. Sólo debe abstenerse del trabajo material pesado para obtener un lucro material. Si se puede ser útil a otros, aun con trabajos materiales, el hombre no deshonrará el sábado, sino que recibirá Mi Bendición. Si no hay tal razón, es aconsejable descansar en tales días para tratar los asuntos del espíritu. Durante los trabajos materiales, el alma no está en condiciones de pensar sobre temas espirituales y elevarse a Dios; con este fin fue que Moisés instituyó este día.

3. Absurdo es no comer y beber después de la salida y también antes de la puesta del Sol, no hacer un beneficio a un necesitado, como hacen los fariseos en Jerusalén e igualmente enseñan en las sinagogas de otros lugares. Con esto prueban que nunca han entendido la enseñanza del profeta, dando motivos para una controversia espiritual mayor de la Ley de Moisés y los profetas. Haced lo mismo que hicisteis hoy, que jamás habréis vilipendiado el sábado y los profetas.

4.No hay necesidad de proporcionar a los paganos un servicio por un pago miserable, ni hoy ni en un día cualquiera. Tan pronto como hayan aceptado Mi Doctrina, considerándoos como semejantes a ellos, podréis prestarle un buen servicio con todo vuestro amor y amistad fraternal, para que reine la paz y la unidad entre todos. Eso es todo lo que se refiere a la verdadera santificación del sábado.

5. Hay paganos inteligentes que dicen que es más aconsejable servir a un semejante que visitar un templo para honrar a un dios que dispensa préstamos humanos. Del mismo modo, el Dios Uno y Verdadero no necesita de servicios de los hombres, sino sólo de su amor aplicado a sus semejantes.

6. El amor es el verdadero elemento vital del alma, para lograr La Vida Eterna; y Dios creó al hombre para que pueda precisamente unirse a la Vida Eterna. El verdadero servicio religioso consiste principalmente en el ayudarse mutuamente las criaturas dentro de Mi Amor, y por Él nunca podría ser vilipendiado el sábado.

7. Además, dado el siguiente dicho de un profeta, cuando los judíos comenzaron a considerar sólo el culto externo, como lo hacen los fariseos: Mira, esta gente Me honra con los labios pero su corazón está lejos de Mí - Servidme, por lo tanto, sólo en el corazón y desistid de las ceremonias muertas, que habréis santificado el sábado, todos los días. Has entendido? "

8. El viejo judío responde: "Sí, Señor, por eso hemos de considerarlo según Tu Voluntad”. Inmediatamente se dirige a su familia para esclarecerla al respecto. Luego viene a preparar el desayuno en el que Verónica le presta ayuda.

64. ENSEÑANZA PARA PAGANOS SUPERSTICIOSOS

1. Mientras tanto, nos dirigimos a la cima de la montaña más alta, desde donde se despliega un bello panorama. Se ve gran parte del valle del Jordán en el Este, las llanuras del Éufrates, vastas montañas y pueblos distantes. Si no hubiese niebla, tendríamos la vista de Jerusalén. Entonces, el comandante observa: "Señor y Maestro, esta niebla parece caracterizar al pueblo, pues su corazón e intelecto son todavía más oscuros que este paisaje. "

2. Respondo: "Así es Mi amigo. Por eso muchos encontrarán la muerte dentro de la niebla densa de sus engaños y pecados derivados de todo tipo. Dejemos de lado estas observaciones para poder disfrutar de la hermosa aurora. "

3. Todos guardan silencio y se regocijan con las escenas matutinas en constante cambio. En esta zona, las mañanas son siempre más bellas, debido a su extensión hacia el Este, donde muchos meteoritos se forman allí, antes de la salida del Sol, los que se originan debido al extenso suelo volcánico. Los supersticiosos paganos tomaban tales fenómenos por compañeros semi-divinos de la Diosa Aurora, siempre dispuestos a allanar el camino para Apolo.

4. Era el momento de alejarlos de tal engaño y explicar el verdadero motivo de esas apariciones, por lo que el comandante y sus subordinados comienzan a comprender la razón de nuestro paseo en este monte elevado. Tras agradecer por la enseñanza, un oficial dice lo siguiente: "Será difícil liberar a la gente de la superstición, porque por la educación de los sacerdotes ven en cada nube, niebla, humo, quema de leña, nada más que espíritus y duendes, esperando de su acción, felicidad o desgracia.

5. Al final, hay algo espiritual en todas las apariciones, pues sin motivo interno, jamás podría surgir algo externamente. Tal motivo básico fue interpretado por los antiguos sabios como origen espiritual de este fenómeno. Es difícil que esas personas se convenzan de que lo que viven no sea lo que piensan, y que se trata sólo de la aparición necesaria de una causa interna e invisible. Queda por saber si no será mejor liberarlos poco a poco de la superstición, ya que nada reciben para reponer su pérdida, y podrían caer en el peor materialismo, del cual los habitantes de esta ciudad no carecen. Qué dices al respecto, Señor y Maestro? "

65. MÉTODO DE ENSEÑANZA

1. Yo digo: "Sólo voy repetir lo que dije a Mis discípulos. Antes de todo, enseñad el conocimiento del Dios Único y su Reino de Amor y Eterna Verdad, dando el ejemplo de la Doctrina recibida de Mí. Así serán llevados por Mi Espíritu a toda Verdad y Sabiduría.

2. En Pella ya os demostré que hay razones de orden interno y espiritual en todos los fenómenos de la tierra y del hombre mismo. Al principio, no es recomendable entregar esta explicación a los alumnos, sino hacerlos conocedores de la cuestión Principal que ya conocéis. Cuando ella haya echado raíces, todo lo demás será fácil de hacer.

3. Por cierto, no os dediquéis en un principio a dar explicaciones de los fenómenos telúricos. Aún no estáis lo suficientemente preparados y, además, no depende de ellos la verdadera salvación del alma. Enseñad sólo la fe viva en Mí, y la acción según Mi Voluntad. De todo lo demás, Yo Mismo Me encargaré. Quien cumple Mis Mandamientos y Me ama verdaderamente por encima de todo, será visitado por Mí, y recibirá revelaciones en la medida de su capacidad de asimilación.

4. Los talentos fueron dados por Mí diversamente para que cada uno sirva al prójimo dentro de sus propias capacidades. Por ahora, nada tenéis que hacer para el desarrollo de los talentos individuales y sí, preocuparos de la divulgación de la Enseñanza Principal. El resto, lo haré Yo.” Satisfecho, el oficial Me agradece.

5. Mientras tanto, el sol se había elevado por encima del horizonte. Un empleado viene a invitarnos a desayunar, y cuando llegamos a casa, ésta se encuentra aparentemente sitiada por un gran número de ciudadanos. Ni bien reconocen al comandante y sus subordinados, inmediatamente se retiran del lugar. En seguida tomamos el desayuno y nadie más se alteró con la casa de los judíos. Allí el alcalde de la ciudad busca y espera al capitán, quien me pregunta si está bien permitirle entrar. Le respondo: Puedes recibirlo, pues debe volverse un buen instrumento para Mí.”

66. LA VISITA DEL PREFECTO DE ABILA

1. Después de esto en el gran comedor, el comandante pregunta sobre el motivo de la visita del otro. El prefecto, inteligente y con mucha experiencia, que bien conocía la casa de los judíos, dice admirado: "Oyendo de tu paso por negocios por Abila, se vuelve un deber sagrado hacerte una visita y preguntarte si necesitas de mis servicios. Muy admirado me doy cuenta que nada precisas. Conseguiste transformar las ruinas de los judíos en un verdadero palacio, sin siquiera darme conocimiento y siento que mis servicios no son necesarios. En caso que necesites algo, estoy a tu disposición, incluso con mi vida. "

2. Dice el comandante: "Puedes quedar, porque habrá razón para pedirte ayuda. Por ahora disfruta de una copa de vino antiquísimo encontrado en una bodega subterránea.” Cuando prueba el vino, el otro exclama: "Perdónenme si hago una pequeña observación. Si este vino fue obra tuya, es más divino que humano. Del mismo modo es la transformación de esta ruina en un palacio de un momento a otro, que sólo es posible a los dioses. Los más entendidos constructores habrían tomado más de diez años para hacerlo. "

3. Respondió el comandante: "Tu observación es correcta, pero no se aplica a mi persona. Pronto sabrás a Quién me refiero y entonces estarás a mi entera disposición. Ahora, toma el vino. " Después de haber bebido el constructor formidable de la ciudad, el judío propone: "Si es de tu agrado, tendrías la voluntad de convencerme que todos las habitaciones se hallan en la misma situación que este comedor, antes ocupado por toda clase de serpientes.”

4. El romano dice: "Ciertamente que no, si fuera la voluntad de Alguien de nuestro medio”. Digo Yo: “cierto. Los paganos y especialmente los estoicos, como fue nuestro prefecto, sólo pueden ser convertidos a la Existencia de Dios Verdadero, Señor de Cielos y Tierra, a través de grandes pruebas.”

67. EL COMANDANTE CONVIERTE AL PREFECTO

1. Todos nos levantamos de la mesa y nos dirigimos a las habitaciones grandes y pequeñas, a la enorme bodega, y el alcalde difícilmente puede hablar de tal veneración. Cuando volvimos al comedor, pasadas algunas horas, dice: "Ahora creo en la existencia de Dios Eterno, quiero decir, en el Dios de los judíos, que mantienen una fe un tanto débil, teniendo en cuenta al Dios Único, sólo en determinado día de la semana. Oh, capitán, háblame acerca de ese Dios! "

2. Dice: "Observa al Hombre que a mi derecha habla con mi hija, a quien Él sanó milagrosamente en Pella. Por ahora sólo eso puedo decir. "

3. El otro empieza a mirarme con mucha atención y luego se dirige al romano, en voz baja: "Externamente, parece Judío de Galilea. Debe ser hombre muy devoto al Gran Dios judío por haber recibido poder tan excepcional." Respondió el romano: "En parte tienes razón. Con el tiempo todo te será claro. "

4. He aquí, que me dirijo al romano, diciendo: "Ya puedes esclarecerlo. Es capaz de asimilarlo. "Y el comandante comienza a adoctrinar al prefecto, dejando a los mismos discípulos admirados, mientras que el otro no alimenta la más mínima duda sobre Mi Persona.

5. Al darse cuenta con quien estaba tratando, el prefecto se levanta y dice con todo respeto: "Señor, es en Ti en Quien creeré junto a los míos. Dime qué tengo que hacer para que mi fe se trasmita a los corazones de otros. No me siento feliz cuando no participan de mi felicidad. Todos los medios Te son conocidos y fácilmente podrías guiarme. "

68. AMOR Y PACIENCIA, LAS PRINCIPALES VIRTUDES DEL HOMBRE

1. Yo digo: "Amor y paciencia son las dos virtudes más importantes para todas las cosas de este mundo y también en el Universo. No careces de amor, razón por qué Me dejé descubrir por ti. En cuanto a la paciencia justa y coherente con el amor, estás aún débil.

2. Haz hoy, en Mi Nombre, sólo aquello que te sea posible, que el día siguiente te dirá qué hacer para lograr un propósito noble.

En este mundo inmenso y destinado para los hombres, nada se consigue a la fuerza. De lo contrario, no habría Yo aceptado carne y sangre, como hombre físico, para enseñaros Personalmente los asuntos de Mi Reino, con toda paciencia y dedicación.

3. Toda persona tiene libre voluntad indiscutiblemente respetada. Por lo tanto, no es conveniente llamar la atención sobre Mis Milagros junto a personas estoicas que no han expresado su interés por la doctrina. Es necesario que sean esclarecidos sobre Mi Existencia, sin principio y sin fin espiritual, quiero decir, sobre Dios Único y Verdadero. En seguida, conviene trasmitirles Su Voluntad, y que quien la cumpla, habrá logrado la meta final.

4. Aceptando las enseñanzas sin coacción externa - física o moral - y viviendo según manda La Doctrina, podéis relatar Mis Pruebas y Mi Presencia Individual, con lo que fortificaréis la fe y la acción. Podréis convertir a los estoicos endurecidos a través de Mis milagros. Los despreciadores de la vida y deseosos de la muerte y del no-ser, resisten un golpe más fuerte, sin sufrir perjuicios en la libertad de su voluntad.

5. Sin embargo, no llaméis la atención con este milagro. Viven en la ciudad dos criaturas curadas por Mí en Pella, cuyos detalles son conocidos por el comandante y sus subordinados, que Me darán justo testimonio. Haced lo que os digo, con amor y paciencia, que alcanzaréis una abundante cosecha de almas para el Reino de la Vida.

6. Hubo un dueño de una gran viña que contrató a dos trabajadores a través de una buena recompensa, y ambos dividieron el terreno para cumplir con sus servicios. Uno de ellos quería mostrarse activo y dedicado delante del patrón para tal vez recibir una bonificación especial por el trabajo constante y sin descanso. En poco tiempo terminó el servicio que, debido a la prisa con que lo realizó, no fue fructífero y dio pequeña cosecha.

7. El segundo reflejó el tratamiento individual de cada vid, para obtener buenos frutos. Naturalmente, le llevó más tiempo. A final de la cosecha, su viña estaba llena de maravillosas uvas. Cuando llegó el dueño, elogió al segundo trabajador y le dio un bono extra, mientras que el primero, nada especial recibió, puesto que había causado perjuicio más que beneficio. Lo mismo debéis tener en cuenta durante el trabajo en la viña humana, si queréis obtener utilidad real en la difusión de La Doctrina.

8. Las criaturas son las vides, y deben ser tratadas de acuerdo a su naturaleza y carácter. Por encima de todo, enseñad la Verdad que las liberará de los errores a los cuales sus almas se hallaban encadenadas, y vosotros mismos sentiréis la alegría de la mayor libertad en vuestros corazones.

69. ALMUERZO Y DESPEDIDA DEL SEÑOR

1. Todos Me agradecen por la enseñanza, y el prefecto se levanta de la mesa cuando se da cuenta que el anciano manda servir el almuerzo. Lo invito a participar del mismo, y al ver los buenos pescados, pregunta al comandante, si eran de Genezareth o de Gadara. Este respondió: "Amigo, estos peces son producidos por el Señor, a Quien todo es posible, como ya te habrás dado cuenta, de manera que constituyen pruebas de Su Poder y Gloria. Harás bien si te sacias con ellos. "El alcalde no se hace de rogar, constatando el sabor especial de los platos.

2. Durante la comida, se ventilan algunos asuntos, inclusos los sueños, y Yo Mismo explico el mundo intrínseco de los mismos y demuestro la fuerza psíquica aún no desarrollada, sin embargo, divinamente creadora que, por la acción según Mi Doctrina puede alcanzar la máxima perfección. El griego y el comandante romano se alegran muchísimo con esto, y el primero de ellos dice: “Qué ignorantes y tontos son los hombres, cerca de Ti, Señor."

3. Agrego: "Vine a este mundo sólo para señalaros el camino por el cual vosotros podéis alcanzar tal perfección en todo, Inmutable Posesión Mía, desde Eternidades. Soy Todo en todo, y todo está en Mí y viene de Mí. Así también vosotros, hijos Míos, debéis estar Conmigo.

4. Yo digo: No hay quien pueda ver, oír o sentir lo que son las Bienaventuranzas reservadas para aquellos que Me aman y cumplen Mis Mandamientos. Sed moderados, celosos en el Bien y la Verdad y activos con todo amor y paciencia para que Mi Espíritu despierte, crezca y muestre en la Luz clarísima el Mundo de Dios en el corazón de vuestra alma. En Él se oculta el Infinito más feliz, imperceptible a los ojos de la criatura física. Solamente Yo conozco el camino para allá y os lo demuestro con claridad. Seguid por ese mismo camino para alcanzar el Mundo Divino dentro de vosotros.”

5. Añade el griego: “Es una sabiduría profunda, aunque no la comprendí enteramente por ser aún un hombre materialista. Haré todo lo posible para despedir a este hombre externo, a fin de comprender más claramente lo interior. Ayúdame en esta tarea difícil, Señor. A partir de este momento me siento alegre de saber por Tu intermedio que no existe la muerte y te ruego me conserves esta alegría, pues un hombre triste no puede sentir voluntad para trabajar.”

6. Yo digo: "Haciendo lo que os cabe, haré lo que Me compete. No acumuléis exceso de alegría mientras caminas en la Tierra. Por ella, el alma se pierde en el mundanismo y materialismo, y difícilmente encontrará el camino a la Vida, en su perfección.

7. Interpretad la alegría y el sufrimiento según Mi Voluntad y con paciencia y sumisión justa, que seréis cumulados con la corona de la vida en Mi Reino. Llegó el momento de Mi Partida para seguir a otro lugar, donde hay muchos muertos que deben ser resucitados. Si quisieres, comandante, puedes acompañarme a Golán.”

8. Él responde: "¡Oh Señor y Maestro, si fuese de Tu agrado te acompañaría más allá, pues dispongo de tiempo en esta época. De cualquier forma, iré Contigo a los lugares sujetos a mi mando, en compañía de un subalterno y de mi hija.”

9. En esto, se acercan los judíos para agradecerme por la caridad recibida, pidiendo que Yo no los abandone con Mi Gracia. Les prometo Mi Ayuda Espiritual si permanecen en Mi Doctrina, y el comandante les garantiza protección, junto con el alcalde.

70. LLEGADA A GOLAN

1. Partimos para Golán, haciendo una pequeña vuelta fuera de la ciudad para evitar llamar la atención innecesariamente. El alcalde nos acompaña pues también quería huir de los comentarios innecesarios. En el camino de Golán, el romano nos deja para visitar a un viejo amigo.

2. Llegamos al atardecer a la puerta de la ciudad, y encontramos varios judíos que solamente después de la puesta del sol se atreven a salir en día sábado. Cuando nos avistan, un anciano se nos acerca y pregunta por nuestra procedencia y si ignorábamos el vilipendio por un paseo innecesario, ya que el sol todavía brillaba en el Cielo.

3. El romano se enfrenta a él con rigor, diciendo: "No todos aquí son judíos, pues el grupo contiene romanos prominentes. Vuestras leyes no nos interesan, y si quisiésemos, los judíos tendrían que hacer en este día lo que nosotros determinemos. No tienes derecho de detener a un hermano de fe en nuestra compañía, para saber por qué hace o deja de hacer esto o aquello. Soy plenipotenciario del emperador y llevo la espada de la justicia en mi mano. Quien se atreva a actuar contra ella, sea judío, griego o romano, experimentará su agudeza, en cualquier día.”

4. Asustados, los judíos piden disculpa por no haberlo visto en el grupo. También ellos eran fieles súbditos de Roma, cuyas leyes respetan. Dice el comandante: “Por esta vez seréis perdonados. En el futuro evitad preguntar a los judíos que llegan aquí en un sábado. La ocurrencia de este caso será severamente castigada. Podéis continuar vuestro paseo.”

5. Suponiendo que el romano tenía un pelotón en la retaguardia, los judíos prefieren volver a sus hogares. Mientras tanto, el comandante pregunta en qué albergue deseo permanecer.

6. Respondo: "En el otro extremo de la ciudad hay un albergue judío. Allá quedaremos esta noche y mañana resolveremos lo demás.” Dentro de poco llegamos a destino, donde el hospedero nos aborda preguntándonos qué deseábamos.

7. Yo digo: "Cuando los viajeros se detienen delante de un albergue es para que sean acogidos; lo mismo se da con nosotros. El dice: “Sois, al menos, unos cuarenta, que difícilmente podrían ser alojados en mi casa. Allá, hacia el cerro existe un gran albergue griego, donde podréis ser alojados con toda comodidad. Además, tengo a mi compañera enferma, y mis dos hijas también se hallan indispuestas, de manera que el arte culinario está mal acondicionado. Todo lo que tengo es poco, mientras que el griego os proporcionaría de lo mejor.

8. Respondo: “Esto lo sé desde hace mucho tiempo. Justamente por eso quiero quedarme contigo, para suplirte de todo lo que necesitas. Permítenos entrar.” Así, entramos en el comedor no muy espacioso y lleno de mesas, bancos y sillas. El hospedero manda traer lámparas, y se admira mucho cuando descubre al conocido comandante Pellagius. Nuevamente se disculpa por su albergue, a lo que el romano responde: “Si quisiese comodidad, podría haber buscado el castillo que está siempre a mi disposición.

9. Apreciando mucho más este grupo que el lujo del mundo, quedaré con mi ayudante y mi hija. Después de todo, aquí estoy porque el Señor y Maestro ha expresado el deseo de visitar este albergue. Sin embargo, sabrás Quién es y cuál es la felicidad acontecida para todos los tuyos. Manda a traer pan y vino.” Nos serviremos a voluntad, en lo que el judío, hombre honesto y bondadoso, nos acompaña.

71. CURACIÓN DE LA ESPOSA E HIJAS DEL JUDIO

1. Después que nos hemos confortado un poco, el posadero se encoraja y Me dice: "A juzgar por Tu vestimenta pareces ser galileo. ¿Entonces, cómo puedes ser Señor y Maestro, a juicio del comandante? "

2. Yo digo: "Manda a traer a tu esposa e hijas, que las curaré como hice a su hija. Si no puedo sanarlas, no hay médico que lo haga. Obedece, que verás el Poder y la Gloria de Dios en el hombre. "

3. Él contesta: "Yo soy judío íntegro, y cumplo la ley, pero en la fe propiamente tal, no soy fuerte. Los profetas predijeron ciertas ventajas para nuestro pueblo, especialmente de un Mesías que vendría con un gran Poder y Gloria a levantar el reino destruido y corrupto, para siempre. Hasta hoy se ha cumplido sólo el lado malo, mientras que los beneficios se hacen esperar. Con estas experiencias, es difícil mantener la fe firme.

4. Por otra parte, nos vemos obligados a vivir entre paganos, que se burlan de nosotros tan pronto como empezamos a hablar de Un Solo Dios. Son filósofos, no creen en dioses o en la inmortalidad del alma, y siempre saben demostrar la nulidad de las cosas espirituales. Consideran solamente las fuerzas de la Naturaleza, que crean constantemente según las leyes en ella contenidas. Así puedes ver que nuestra fe es bastante débil, sin embargo, quiero creer que Tú puedes sanar a Mi esposa e hijas. "

5. Pronto, los empleados trasladan a la enferma en su propia cama, acompañada por las hijas, y el camarero dice: "He aquí el Señor y Maestro que os curará de una manera milagrosa. Tened fe y pedidle." Ellas lo hacen con gran emoción, ante lo cual digo: "Vuestra fe os ayuda, por lo que, quiero! Levantaos y caminad! "Al instante, las tres mujeres se curan y Me agradecen con fervor, y el hospedero se une a su gratitud.

72. EL PODER MILAGROSO DEL SEÑOR

1. Después de algún tiempo, el judío se dirige a las mujeres: "Es necesario que demostréis vuestro reconocimiento con acción. Id a la cocina y haced la mejor comida posible" Y ellas obedecen inmediatamente. Yo, sin embargo, le digo: “Podías haber ahorrado ese trabajo a las mujeres, pues nos satisfacemos con pan y vino. Ya que mandaste a preparar una comida, podrán hacerla.”

2. En este momento, la mujer llega al comedor y dice con alegría al marido: "¿Qué pasó durante mi enfermedad que duró casi medio año, sin que lo supiese? Las despensas están repletas de lentejas, frijol, trigo, aceitunas, frutas, uvas, miel, pescado fresco y ahumado, pan, leche, mantequilla, queso, huevos, etc. Les pregunté a las hijas y los empleados de dónde llegó todo eso, sin que sean capaces de responder. ¿Cómo sucedió esto? "

3. Su marido, igual de sorprendido, respondió: "Si es así, comienzo a creer en los antiguos milagros, como la lluvia de maná y de perdices. Estoy seguro que el Señor y Maestro sabe quién llenó nuestras despensas." Dice la judía: "Cuando él me sanó, vi una luz fuerte proyectarse desde Su frente y todo Su Cuerpo estaba envuelto en una irradiación de luz.

Tal vez se esconde algo grande en Él, tal vez el profeta Elías, o el Mismo Mesías"

4. Agrega su marido: "Tienes razón. Quién puede hacer esto por la simple voluntad, debe estar en unión con el Espíritu de Dios. No podemos agradecerle a las alturas, sin embargo, preparad la cena de la mejor manera posible. "

73. EL REINO DE DIOS

1. Volviendo a la cafetería, el judío Me mira de pies a cabeza y dice: "Mi esposa debe estar en lo cierto. Eres el Mesías Prometido en Persona, pues nadie podría hacer milagros tan grandes como éstos. Tu Cuerpo, Señor y Maestro, es igual al de cualquiera, pero Tu alma está llena de Fuerza y Poder Divinos. Por esto, seas alabado! "

2. Yo digo: "Bienaventurados tú y los suyos, por haber percibido eso en Mí. Bienaventurados solamente aquellos que cumplen la Voluntad del Padre en el Cielo, que Me envió a este mundo. Yo y el Padre somos Uno. Quien Me ve y oye, ve y oye también al Padre. Sin Mí, no hay quien vea y oiga al Padre. Quien, por lo tanto, cree en Mí, y actúa de acuerdo con Mi Doctrina, recibirá la Vida eterna. "

3. Dice el judío: "¿Cuál es Tu doctrina?. Qué se necesita para recibir de Ti la Vida eterna? ", Le contesto:" El que cree en Mí, y se siente bien Conmigo, cumpliendo los mandamientos dados por Moisés, ya posee la Vida eterna. No os doy otra Ley, sino la que Moisés recibió de Mí para trasmitirla a los hombres.

4. Reconoce y ama a Dios por sobre todo y al prójimo como a ti mismo, que cumplirás toda la Ley y, con ella, la Voluntad de Quien ahora habla contigo. El efecto será mostrado en tu alma. Has entendido? "

5. El judío responde: "Sí, Señor y Maestro; siempre cumplí la Ley de Moisés, a pesar de la debilidad de mi fe, pero a partir de ahora, la cumpliré aún mejor. Se dice que el Mesías fundará un Verdadero Reino de Dios en la Tierra, el que jamás tendrá fin. ¿Cómo y dónde? Tu Trono estará en Jerusalén? Y cuándo será fundado? "

6. Yo digo: "Mi Reino no será un imperio terrenal, pero sí Divino, sin ninguna pompa, no hay nada externo, sino que se halla en lo íntimo de la criatura. Mi Ciudad, Mi Morada sólida en su interior, es el corazón puro que Me ama por encima de todo. Eso es lo que se refiere a la fundación del Reino en esta Tierra.

7. Los que esperan un nuevo Reino de Dios en la Tierra, con pompa externa se verán traicionados en sus esperanzas. Nunca un Reino así se fundaría en la Verdad Plena. Habrá falsos profetas que afirmarán esto en Mi Nombre, sin embargo, no habitaré ni reinaré en tal reino. Esta es la Verdad Plena en cuanto a la fundación de Mi Reino en esta Tierra. Has comprendido?.”

8. El judío responde: "Sí, Señor y Maestro. Muchos aún atrapados por el mundo no lo entenderán, y seguirán esperando un reino material, y de este modo, continuarán en el antiguo juicio y ceguera espiritual. Señor, Sé Misericordioso con los ignorantes, y no abandones a los que ya descubrieron Tu Reino Verdadero, y buscan seguir Tu Voluntad”. Le digo: “Tu petición es justa y será atendida. Aquí viene la cena; vamos a sentarnos. "

74. EL HOSPEDERO Y EL COMANDANTE SON ORIENTADOS EN LA DOCTRINA

1. Después de servirnos la comida en compañía de la familia del anfitrión, su esposa e hijas nuevamente Me agradecen por la Gracia recibida. Algunos discípulos se molestan con tal repetición y aseguran que ya hicieron lo suficiente.

2. Al darme cuenta de la impaciencia de los apóstoles, les digo, "¿Cuántas veces realicé milagros y os sacié en Mi mesa, sin haber recibido ninguna manifestación de reconocimiento? Dejad que estas hijas expresen su alegría. Prefiero el murmullo de un hijo a las palabras sabias de un intelectual, en las que el razonamiento se alegra sin ninguna ventaja para el corazón. De cierto os digo: Quien Me acepta ante el mundo, será por Mí reconocido delante del Padre. Dejad, por lo tanto, que Mis hijos se alegren.”

3. Los discípulos se contienen y Yo bendigo a la familia del judío, que se retira a la cocina. Allí, cerca de la medianoche doy orientación al hospedero en varios asuntos, que también es presenciada por los demás. El comandante, finalmente se expresa: "Señor, grabaré en mi memoria lo que hablaste en Pella y Abila. Confieso que acabas de hacer manifiestas ciertas cosas jamás soñadas, y Te las agradezco mucho. Entregaste una enseñanza mucho más profunda acerca de los secretos de la Creación.”

4. Yo digo: "Amigo mío, muchas cosas tendría que deciros y mostraros, pero aún no estáis en condiciones de soportarlas. Tan pronto como Yo os envíe el Espíritu Eterno de la Verdad y habiendo Él penetrado en vuestras almas, seréis llevados a la Sabiduría total.

5. El hecho de que Yo haya podido abordar ciertos temas con el judío se debe a su conocimiento de las Escrituras, aunque aún no las había asimilado. Cuando hayas leído toda la Biblia con la atención adecuada, se pondrán al descubierto muchas cosas extrañas que el intelecto no sabía cómo interpretar en el sentido espiritual. Esto se dará con la Ayuda del Espíritu enviado por Mí.

6. Si deseas más aclaraciones sobre los fenómenos de la Naturaleza, podrás visitar a tu colega en Genezareth, quien está bien informado al respecto. Yo enseño a las criaturas según su capacidad de asimilación, y en asuntos que ya despertaron en ellas su reflexión, sin que hayan podido alcanzar la Verdad. Así que les presento en todas partes algo nuevo y extraño; Sin embargo, no se trata de novedades, puesto que ya existían sin que hayan sido descubiertas y comprendidas. "

7. Todos entienden Mi explicación, incluso los discípulos, que se dan cuenta de la razón más profunda por la que en diferentes lugares les disertaba sobre asuntos nuevos, adicionales a la Doctrina en sí.

75. PRESAGIO DE UN TEMPORAL

1. Cuando terminé de hablar, el anfitrión se dirigió a Mí: "Señor, por favor hazme saber cuándo alguien esté dispuesto a quedarse, porque Ya pasó la mitad de la noche. "

2. Yo digo: 'Amigo, deja estar. Quedaremos, como siempre, sentados a la mesa. Depende de ti que busques tu cama. Por otra parte, os aconsejo que esta noche no os entreguéis al sueño. La zona está expuesta a tormentas y terremotos, y pronto vendrá un temporal, y conviene comprobar su dirección. "

3. Dijo el judío: "Pero, Señor y Maestro, Eres Soberano sobre el poder del mal, sobre todo procedente de elementos del infierno, y sólo basta que pronuncies Tu Palabra para evitar la tormenta que se acerca. "

4. Yo digo: "Has hablado cierto, según tus conocimientos de los fenómenos naturales. Es cierto que este tipo de tormentas son a veces asistidos por los demonios, sin embargo, no pueden el Amor y Sabiduría Divinos impedir que se desencadenen los elementos. En la Tierra existe un sinnúmero de elementos de la Naturaleza que con el tiempo tendrán que alcanzar su salvación. Como esta zona es rica en elementos brutos de toda especie, se encuadran en el orden que los elementos maduros puedan irrumpir para alcanzar una existencia más libre. Es conveniente permitirles la expansión en diversas ocasiones, antes que conservarlos por mucho tiempo. Muchos grupos explotan y provocan grandes devastaciones que se presentan como desiertos, donde por largo tiempo nada germinará, ¡Comprendes por qué tiene que expandirse el temporal?. Es necesario que nadie le tema, aunque conviene estar despierto."

5. Aquí se aproxima Simón Judá, y dice, "Señor y Maestro, cuando en cierta fecha nos encontrábamos en medio de un temporal en el Mar de Galilea, dentro de una embarcación bastante frágil, estabas dormido, y nos vimos obligados a despertarte para no sucumbir. Inmediatamente amenazaste al temporal , que se calmó a tal punto que todos aseguramos: “Quién será este hombre que le obedecen vientos y mares?. Comprendo que es mejor estar despierto durante un temporal; pero por qué dormías justamente en aquella ocasión?”

6. Respondo: "Sólo para probar su fe y fortalecerla. Por otra parte, no dije al judío que fuera aconsejable también para Mí quedar despierto. Mi Consejo no sirve como norma de vida para Mí, sino para vosotros, a fin de que alcancéis la perfección. Si quisiese, podría entregarme al descanso por no haber dado la advertencia a Mi Persona. Velaré en virtud de vuestra falta de fe.”

7. Atentos, todos aguardan la tormenta. El hospedero que, no obstante Mi Presencia, siente crecer el temor, dice: No conviene despertar a los que ya duermen? Respondo: “Es suficiente con que nosotros estemos vigilantes. El mismo temporal despertará a los residentes de la ciudad, que buscarán el aire libre. En esta ocasión, tendremos bastante trabajo.”

76. NOCHE DE TORMENTA

1. En este momento, un viento fuerte se manifiesta, acompañado de un leve temblor. Entonces se oye un fuerte rugido, y a media hora después, aumenta cada minuto. Dentro de unos momentos, la furia del viento llega a la ciudad, despertando a muchos residentes que, aterrorizados, buscan escapar al campo por temor a ser enterrados bajo los escombros de sus casas.

2. Muchos, al pasar por nuestro albergue, se admiran por nuestro coraje y calma, y algunos vecinos entran en la cafetería para aconsejar al dueño de casa que salga al aire libre. Deben haber estado sueltos todos los demonios judíos y las furias paganas, de lo contrario, no se comprende por qué surgió esta noche tan tempestuosa, después de un día tan sereno.

3. Responde el hospedero: "Amigos, mi casa es antigua y ha pasado por muchas pruebas similares, y soportará seguramente esta noche sin daños. Entrego todo a Dios, el Señor, lleno de Amor y Poder, Quien no permitirá que mi familia se vea afectada por los demonios judíos o paganos. "

4. Dicen los dos vecinos, "Déjanos en paz con los dioses, sean cuales fueran. Qué ventaja tendrían por martirizarnos? Nosotros, romanos, lloramos por todos ellos, y algunos sacerdotes están gritando, incluso los judíos en la ciudad. La tormenta y el terremoto no cesan, y deberían salvar al menos la piel. "

5. El judío responde: "Por supuesto que tienes que ayudarte personalmente, siendo tan débil vuestra fe y confianza en Dios. Para mí, Dios Verdadero me demostró que esa tormenta llegaría a esta zona por razones muy sabias y que no debería temer nada.

6. Los romanos se vanaglorian con la siguiente afirmación: Aunque el planeta zozobrase, los valientes tendrían que cargar las ruinas! ¿Dónde está la aplicación de los mismos? Yo, un judío creyente en el Dios Único y Verdadero, vivo en el justo temor, que sólo me da más coraje que vuestra arrogancia. Si pensaseis como yo, podríais quedar en casa sin que algo os sucediese"

7. Responden los Romanos: "En el fondo, tenéis razón. Pero no tenemos culpa por no participar de tu creencia y en tiempo oportuno hablaremos al respecto " Al darse cuenta de que en el cuarto hay otros huéspedes, los romanos hacen intento de preguntar por ellos. Sin embargo, fueron llamados por los familiares que los buscaban en la calle, y así, se alejan.

8. Mientras tanto, el hospedero Me preguntó cuánto tiempo duraría el temporal, y contesto: "Una hora más, sin embargo, nadie sufrirá daño alguno. Hablaste bien a tus vecinos, así que van a volver aquí mañana. Ahora podemos descansar porque desde temprano trabajaremos mucho"

77. LA BONANZA

1. Cuando nos despertamos por la mañana, un tanto nebulosa, los discípulos Me preguntan si quiero ir afuera. Respondo: "Tantas veces hemos visto Mañanas como ésta y siempre he ido al aire libre, por lo tanto, también lo haré hoy. Quiere dar a los paganos, una prueba, para que se conviertan más fácilmente a Dios, Único y Verdadero. Quien quiera quedarse en casa, que se quede.

2. Todos responden: "No te dejaremos, Señor, porque queremos estar siempre Contigo. "Yo digo:" Entonces, vamos!. "Al llegar a la calle, encontramos gran multitud acampada en la acera porque temían pasar la noche en casa. Mientras la tormenta había pasado, todos temían que pudiese volver. En el grupo estaban también los dos vecinos del hospedero, que felicitan al mismo, sobre todo al comandante y sus subalternos, por haber pasado ilesos.

3. Consultados por el romano si habían quedado la noche al aire libre, ellos respondieron: “Hasta que irrumpió la furia, estábamos en casa. Pero cuando la tierra comenzó a temblar, todos huimos a la calle. Si fuesen nuestras casas construidas de madera, no habríamos escapado. Las piedras de los edificios son muy frágiles, por eso es aconsejable abandonarlos en situaciones como ésta.”

4. Dice el capitán: "Y la protección de los dioses, de la que todos los paganos se vanaglorian? Por mi parte, me entregué a la protección del Dios Único, y quedé dentro del albergue, sin el menor temor. Sólo él llena a la criatura de coraje para enfrentar lo que fuera. Quien no tiene fe y confianza en Dios, está expuesta a toda clase de sufrimientos y vicisitudes, sobre todo en la última hora de su vida. "

78. EN BUSCA DE DIOS

1. Dice un vecino: "Vemos que tienes razón, y bienaventurados son todos aquellos capaces de una fe fuerte y confianza viva, que les permitirán soportar todos los embates de la vida. Pero, ¿dónde conseguirlas? Allá, en la cima, en la parte más ancha de la calle principal, se hallan nuestros sacerdotes, y no lejos de ellos, algunos rabinos judíos. Ambas castas demuestran cuán poco esperan de un auxilio verdadero.

2. Cuando termine todo el peligro de la tormenta, los nuestros comenzarán a predicar respecto de la ira de los dioses, debido a nuestra débil fe y las ofrendas pequeñas; si continuamos con esta actitud, los dioses podrían exterminar el país completo. Habrían hecho, por lo tanto, gran alarde en el Templo, si no temiésemos la repetición de otro temporal.

3. Lo mismo sucede con los sacerdotes judíos. Podrían estar ya dentro de la sinagoga para exhortar a los fieles a entregar ofertas mayores, si la nubosidad no los retuviese. Estas son las mayores estafas de los sacerdotes paganos y judíos, que muestran claramente que son ellos los primeros en huir, probando con ello que tienen su fe y confianza débiles. De esta manera, es difícil llegar a la convicción de una creencia cualquiera, y se entiende nuestro lema que cada uno debe socorrerse a sí mismo. Sin embargo, hablaste palabras buenas y sentidas, y tal vez exista un Dios como lo describiste. Pero, dónde está? Cómo llegar a Él?

4. Dice el capitán: "Esto no es tan fácil para un materialista que pudiera decir: «Si realmente hay uno o más dioses, deben dejarse encontrar por los hombres, si quieren que sean considerados; si así no es, sin duda no existen.

5. Digo, tal cosa no sucede. En primer lugar, sólo hay un Dios desde Eternidades, que desea ser encontrado, reconocido y amado, a través del cumplimiento de Sus Leyes. Segundo: Debe el hombre buscarlo pero no de un día para otro, sino dedicarse a Él con fervor creciente y anhelo, que Dios Se manifestará, como ya les ha sucedido a varios. Entonces, expresará Su Voluntad a tales criaturas, según la cual continuarán en Su Amor y Gracia, y pueden de esta manera despertar su alma para la Vida eterna.

6. En tal situación, no habrá temores ni debilidad durante las luchas en la vida, sino sólo la manifestación de la paciencia y completa entrega a la Voluntad Divina, que todo conduce al bien de la criatura. Siendo éste el mayor tesoro humano, vale la pena buscarlo.

7. Cómo se cansan los hombres en la búsqueda de tesoros y bienes materiales. Unos perforan las montañas para encontrar oro, plata y piedras preciosas. Otros, sumiéndose en las profundidades del mar para encontrar algunas perlas. Un tercero, navega por mares muy revueltos y difíciles en frágiles embarcaciones, para vender sus productos en países extranjeros, por el lucro de algunos dracmas. Así, cada uno trata de mejorar su posición en la vida. Por qué nadie se da el trabajo de buscar el tesoro más sublime, a sabiendas de que en todas las épocas hubo hombres que realmente Lo encontraron? "

79. BUENOS PROPÓSITOS DEL VECINO PAGANO

1. Responde uno de los vecinos: "Realmente tienes razón con tu discurso, pues sirve como guía para encontrar ese tesoro. Hasta hoy, esto no ha sido posible. Por un lado, los sacerdotes nos dominaban; por el otro, hemos tenido oportunidad de observar el judaísmo, donde nos enfrentamos a una mayor confusión y superstición que en el politeísmo. Preferimos caminar entre ambos; observamos la Naturaleza y vivimos según sus leyes, aunque cumplimos externamente con las del gobierno. Ahora, acabamos de recibir de ti, un medio seguro y con él nos dedicaremos a la búsqueda del mayor tesoro de la vida, del cual depende la inmortalidad del alma.”

2. He aquí que Me manifiesto: "Una voluntad rigurosa para un trabajo que promete un destino sublime, es en sí, tanto como la Obra. Esta sigue, en su magnitud, a la voluntad tanto más rápidamente que la rigurosidad en el desarrollo. El comandante mostró el camino correcto y entregó los medios apropiados.”

3. Responde el vecino: “Amigo, pareces haber encontrado tal tesoro sublime, porque hablas como el comandante. A juzgar por la ropa, eres galileo, y tus compañeros, también. No importa si los galileos son considerados no creyentes. Puede haber entre ellos, algunos que hayan encontrado aquello que pretendemos poseer."

4. Yo digo: "Has juzgado correctamente, pero en este sitio no podemos continuar en el tema, porque la gente se aglomera alrededor de nosotros. La presencia del comandante despertó la curiosidad y es conveniente que vayamos a una plaza fuera de la ciudad, donde habrá oportunidad de conversar.”

80. EFECTOS DE LA TORMENTA Y EL TERREMOTO

1. Cuando llegamos a una colina donde se ve una vieja ruina que anteriormente servía de fortaleza a los filisteos, observamos en dirección al Oeste, elevarse una humareda y algunas llamas en diversos puntos. Después de cierto tiempo de observación, el comandante se vuelve hacia Mí: "Señor y Maestro, los elementos antes mencionados de la Naturaleza no se calmaron y, según mis experiencias, tales llamas y humos después de un temporal, perduran; a veces, durante semanas y hasta se perciben algunos temblores. Por qué sucede eso?”

2. Respondo: "Amigo, en Pella, donde en realidad vives, posees un lago que te costó mucho dinero. En caso que pretendas criar buenos peces, tendrás que limpiarlos de vez en cuando. Para tal fin, es necesario vaciarlo. Cuando se abre la cañería principal del lago, el agua se precipita con fuerza por la abertura; poco a poco disminuye y, finalmente, sale solo en gotas, y puedes recién comenzar la limpieza. Por qué no acondicionaste una cañería que facilitase la salida del agua, en el momento?

3. Todo en el mundo se da dentro de un cierto orden, y si algo pasa fuera de él, la consecuencia es la destrucción equivalente. Si vosotros, criaturas ignorantes, consideráis un cierto orden en las acciones y trabajos, para que se alcance un fin determinado, lo que indica que un servicio rápido de nada sirve – ¿debería Dios, el Eterno Creador de Sus Inmensas Obras, actuar de un modo menos prudente? Deja, por lo tanto, que todo siga como está ahora, que todo está correcto. "

4. Satisfecho, el comandante agradece por la enseñanza. Los dos vecinos del hospedero también habían escuchado Mis Palabras, de manera que dicen: "Según nos parece, ese galileo es algo más inteligente que el romano. No entendemos bien de qué se trataba, sin embargo, dio la impresión que le parecía demasiado tiempo esta escena de la Naturaleza. El judío, entonces demostró el Orden respetado por Dios, y por qué. ¿Quién será Él?, porque el comandante lo trató de Señor y Maestro ¿Cómo puede expresarse de esta manera ante un judío?

5. Responde el hospedero, "Por ahora no lo entiendes, pero tiempo vendrá en que vuestra comprensión será clara.” Estas palabras despiertan aún más curiosidad en los dos vecinos, sin que se atrevan a hacer preguntas. En ese momento comienza a soplar un fuerte viento del Este y sin demora, empezamos a sentir un olor desagradable de azufre y alquitrán. Algunos de los presentes, incluyendo algunos apóstoles, Me piden ordenar al viento que lleve los vapores hacia otra dirección, o entonces, deberíamos protegernos en casa.

6. Yo digo: "Vean cómo se dirige una cantidad de curiosos hacia aquí a fin de averiguar sobre nuestras acciones. En la vanguardia marchan los sacerdotes paganos, dos rabinos y algunos judíos que se acercaron a nosotros a nuestra llegada. Todos ellos Me son más desagradables que el olor pestilente. Precisamente, por eso hice que se levantara un fuerte ventarrón. Ya hacen mención de volver por temor a enfermarse por los venenos"

7. Alrededor de la colina había algunas personas que nos siguieron, y el comandante hace mención de echarlos con un subordinado. Sin embargo, le digo: "Ellos son hombres de buen carácter, y deben quedarse para dar testimonio."

8. Mientras tanto, los vecinos quedan aún más perplejos y, finalmente, dicen al hospedero: "¡Qué hombre tan raro! Parece haber dado orden al viento para ahuyentar a los visitantes no deseados. Y ahora, acaba de dar órdenes al propio jefe militar, que fácilmente obedece. Por otra parte, conoce de lejos el carácter de las criaturas, manteniendo junto a él, a las buenas. Estamos realmente curiosos por ver qué más va a suceder "Dijo el judío: "Reflexionad sobre aquello que os dije hace poco, que pronto descubriréis la situación real."

81. ANALIZANDO EL PODER DEL GALILEO

1. Mientras tanto, los curiosos habían regresado a la ciudad. Como el área estaba libre de toda perturbación, ordeno en voz alta, de manera que todos Me oigan, que el viento se lleve los vapores de azufre y alquitrán hacia los desiertos del Éufrates. De inmediato, éste cambia de dirección y nos quedamos libres de ellos.

2. Al darse cuenta de ello, los vecinos del hospedero dicen: "Es evidente que este Galileo está en estrecha unión con el Dios Verdadero, confiando en Su Poder. ¿Cómo podría un hombre llegar a este punto? Finalmente, tienen razón los judíos por creer en Un Solo Dios, que por el Poder de Su Voluntad haya creado todo lo que existe. Pero, cuál será el motivo por que los propios judíos se interesen tan poco por adquirir más conocimiento de este Dios, para amoldar sus acciones según Su Voluntad, como hizo el galileo?

3. Si conocéis la manera de conquistar el tesoro más grande que existe, pero no tratáis de alcanzarlo a causa de la codicia por los dones de la materia, sois, evidentemente, más tontos que los paganos. No os enmarcamos en la fila de esos judíos conocidos en la ciudad, sin embargo, sabemos que no estabais libres de dudas acerca de vuestra Divinidad. Especialmente los sacerdotes que predican con el fin de dar la impresión de que la Actitud Divina depende de la determinación de ellos, sin dar prueba de fuerza alguna; es un enigma, porque vimos que el Galileo está en contacto directo con Dios. "

4. Dice el hospedero: "Amigos, tenéis razón. Pero si hablamos al respecto, los más entendidos en el asunto se callan. Vamos a callarnos para oírlos” En esto, el comandante se vuelve hacia Mí: "Señor y Maestro, los hombres al pie de la colina no saben qué actitud tomar y qué pensar respecto de Ti. No sería prudente que yo les envíe a un oficial para que los ilumine un poco? "

5. Respondo: "No todavía. Daré una prueba y luego volveremos al albergue. Ellos irán para la ciudad para relatar con entusiasmo lo que vieron, dando así, pie para muchas conjeturas. Entonces será tiempo para demostrarles Quién fue Aquél que ordenó a los elementos. Ahora transformaré la mañana cubierta y calmaré los elementos de la Naturaleza. Ya se ha liberado en buen número de ellos."

6. Impongo Mi Voluntad a las neblinas sobre la Tierra, y a las nubes densas en el aire, permitiendo que el Sol resplandezca. Y así fue. La mañana se presenta radiante, facilitando una visión perfecta. De las grietas que se produjeron durante el terremoto nocturno, de tanto en tanto se ve chispas de fuego a cierta distancia, algo desagradables para los paganos sorprendidos, no obstante el panorama maravilloso. Transcurrida media hora, emito también Mi Orden a los espíritus del fuego, para que se apaguen de inmediato. El viento también se calma, y el suelo aparece barrido de todos los escombros.

82. DE REGRESO AL ALBERGUE

1. El asombro es general, y los paganos comenzaron a preguntarse quién Soy Yo, de dónde provengo, y cuál es la conexión entre el comandante y Yo, porque no Me visto como él. Algunos más entendidos con la religión judía, Me toman por un profeta. Otros, un gran mago vestido como Galileo. Otros, sin embargo, cuestionan estas hipótesis, porque no descubren señales de magia, ni vara. Por lo tanto, las opiniones son variadas, sin que alguien se atreva a subir a la colina y preguntar directamente.

2. Mientras tanto, nos levantamos para volver al albergue. Al darse cuenta de nuestra intención, los paganos se llenaron de gran temor y vuelven rápidamente a los hogares donde son esperados por sus familias. Al pasar por la ciudad, vimos a los sacerdotes paganos en plena actividad, anunciando que los hombres les debían a ellos el haber quedado a salvo del cataclismo de la metrópoli. La mañana nublada se había convertido en un día radiante a través de sus oraciones y las promesas a los dioses de que los residentes de esa, así como de otras ciudades, se aprontan a hacer ricas ofrendas al templo.

3. No menos intensa es la acción de los sacerdotes judíos en el tratamiento de los fieles en la sinagoga. Sin embargo, no existe un gran entusiasmo por parte de ambos representantes de la fe en el sentido de las obligaciones. Nos detuvimos por un tiempo delante del albergue, viendo la conmoción cuando los vecinos del posadero conjeturan: "¿Acaso nos equivocamos al predecir la actitud de los sacerdotes? La mañana se transformó por la Voluntad Poderosa del Galileo, y aquí nos encontramos con el engaño más flagrante.

4. Si los representantes de los dioses o de un solo dios - en cuyo caso no hace ninguna diferencia - son los primeros en huir ante un peligro; cómo podría un hombre más inteligente creer? Vemos que son precisamente los sacerdotes los que socavan la fe popular. ¿Quién estaría indicado para seguirla? Sólo a través de señales convincentes podría volver a renacer la fe en una deidad.

5. Entendemos por qué no huyeron durante la noche, pues el que tiene en su casa un hombre al que obedecen todos los elementos, fácilmente puede creer y confiar. Él debería demostrar a los sacerdotes orgullosos, Su Poder Divino, y despertaría nuestra fe viva. Incluso los dos rabinos podrían cambiar de opinión y tal vez puedan retomar la religión de los patriarcas".

6. Digo "Id con las familias a nuestro albergue, y dejad que los sacerdotes continúen con sus lloriqueos. De los ricos no conseguirán nada, y los pobres que estuvieron en nuestra compañía, sabrán contar a Quién obedecen los elementos de la Naturaleza. Así que habrá oportunidad de impedirles el viejo tráfico." De este modo, todos nos servimos el desayuno bien preparado.

83. ACTITUD ANTE LOS SACERDOTES

1. Cuando el vino afloja las posturas, los vecinos paganos relatan cosas que causan admiración a los mismos apóstoles. Mientras tanto, uno de los rabinos entra en el comedor, para llamar la atención al hospedero, de hacer ofrendas al Dios de Abraham, Isaac y Jacob, pues había resguardado sus pertenencias, a través de las oraciones hechas por los sacerdotes del Templo.

2. Tal osadía irrita a un vecino que se levanta y dice al rabino: "Amigo, no habría uno de vuestros patriarcas y profetas profetizado en qué ocasión ya no sería necesario soportar a los sacerdotes mentirosos y perezosos? No te da vergüenza, realmente, en venirnos a lanzar una mentira de tal magnitud, a la cara? Cuándo habrías orado a Dios por la conservación de las pertenencias de este amigo mío?

3. Te vimos a ti y tu colega, temblando de miedo en la gran plaza, de la cual escogiste el punto más seguro. ¿Por qué no os quedasteis en la sinagoga, donde Dios debía atender vuestras oraciones? Acaso habéis hecho oraciones en la plaza, en beneficio del pueblo?

Os conocemos muy bien. Por lo tanto, fuera de aquí!, de lo contrario, podría venir Alguien para obligaros a hacerlo! " Notando la presencia del comandante, el rabino sale del albergue.

4. Entonces el vecino dice: "Gracias al Dios de los judíos, nos liberamos de uno de los más pequeños ateos. " Agrega el comandante: “Huyó cual ladrón, y su colega difícilmente nos buscará, ya que los sacerdotes paganos vendrán aquí tan pronto como sepan que yo estoy presente. Cómo actuaré siendo militar romano? Debo ser protector de los sacerdotes, en nombre del emperador?, pero, ¿Cómo puedo serlo, si conozco el Único y Verdadero Dios, a Quien amo por encima de todo, y odio el politeísmo?

5. Yo digo: "No hagas eso. Los sacerdotes de vuestros dioses, que de hecho nunca existieron, salvo en la imaginación de los hombres dominantes, son menos culpables en el paganismo que los predicadores que en épocas remotas comenzaron a convertir a los creyentes de un solo Dios, al politeísmo.

6. Si es así, convendrás que vuestros sacerdotes son objetos de piedad y no de odio. Trata de llevarlos al camino de la Verdad y cuando en él comiencen a caminar, procura darles trabajo. Para el emperador no hace diferencia si se trata de un judío o de un pagano, sólo bastará que le den lo que le interesa. Nada temas por parte de Augusto, por la conversión al Dios de los judíos de algunos sacerdotes de Zeus y Apolo.

7. Por otra parte, los gobernantes de este país hace algunos años se unieron al verdadero judaísmo por Mi, tales como: el Prefecto Cirenius, su hermano más joven Cornelio, el político Agrícola en Roma y muchos otros. Si Todos ellos no tuvieron ningún problema con el Emperador, no tienes nada que temer, puesto que Yo te garantizo Mi Protección Especial, si continúas fiel a Mi Doctrina. Te daré, además, la capacidad para curar a los enfermos en Mi Nombre, y liberar a los poseídos de los malos espíritus. Por ahora, no necesitas nada más. "

8. Muy satisfecho, el comandante dice: "Señor de mi vida! Que todo honor, alabanza, y gratitud Te sean tributados por esta Gracia inmerecida. Que Tu Voluntad se cumpla en nosotros, como es ejecutada en los ángeles celestiales, y Tu Nombre sea loado hoy y siempre.”

84. IMPORTANCIA DEL AMOR

1. Las palabras del militar provocan gran admiración por parte de los vecinos del hospedero judío, de tal forma que le dicen: Te agradecemos por confirmarnos aquello que sentimos y que no nos atrevíamos a decir. Este hombre, a quien tomamos por galileo, es el Dios Único y Verdadero, no sólo de los judíos, sino de todas las criaturas. Es El Espíritu Original y Eterno, que se presenta cual Hombre a los humanos, para demostrarles que es solamente Él, Señor desde Eternidades. Cuán felices somos por esta Revelación! Que vengan nuestros sacerdotes para que yo les indique El Verdadero Dios.”

2. Los dos romanos intentan ponerse de rodillas delante de mí, queriendo adorarme. Les ordeno ponerse de pie y escuchar Mi Doctrina. Así, les transmito Mi Voluntad y los esclarezco sobre varios asuntos. De esta manera, se convierten en Mis siervos.

3. Ambos Me agradecen con efusión, y uno de ellos, buen orador, dice: "Esta explicación, Señor y Maestro, explica grandes pruebas de Tu Personalidad Divina. Esto nos ha convencido mucho más que los milagros, que no obstante nunca antes vistos, tienen semejanza con los hechos por magos y sacerdotes comunes. Aún así Te agradecemos igualmente por las pruebas y el día maravilloso, que surgen a través de Tu Omnipotencia. Somos testigos de Tu Fuerza y Poder y tendremos coraje para enfrentarnos a las fuerzas del mal, en lo que sin duda nos ayudarás. "

4. Yo digo: "De eso podéis estar seguros, Mis queridos amigos, y os transmito el poder de curar a los enfermos haciéndolo en Mi Nombre, y también para expulsar a los malos espíritus de los poseídos. Así equipados, podéis entrar en lucha contra el poder de la mentira y el engaño dañino para alcanzar la victoria final.

5. Todo lo que hiciereis deberá ser hecho por amor, para despertarlo en los corazones de aquellos que pretendáis conquistar para Mi Reino. Haciéndose el amor en ellos, fuerte y lleno de vida, y queriendo retribuiros algún favor, aceptadlo con gratitud; pues solamente el amor recíproco produce y vivifica una vida enteramente nueva.

6. Al principio tendréis que actuar con el Amor recibido de Mí en toda plenitud. Si un hombre que desea casarse busca a los padres de la elegida y sólo se limita a informarse de sus riquezas, sin dar siquiera una demostración de amor, acaso podría despertar algún sentimiento en la joven y en los padres? Difícilmente cumplirá su deseo. Quien no tiene amor, no lo encontrará. Quien busque el amor con amor, obviamente lo encontrará. Si esto se da así, no debe negarlo cuando ha sido recibido por él activamente.

7. Tomad como ejemplo Mi Actitud. He venido espontáneamente, sin ser llamado, por puro amor, y todo lo hago sin exigir recompensa. Habiéndome descubierto y recibido con todo amor, Yo lo acepto de Corazón alegre y no Me niego a sentarme a vuestra mesa con Mis discípulos. Si no lo hiciese así, acaso vuestro corazón se sentiría feliz? Por cierto que no. Por eso, aplicad vuestro amor sin esperar recompensa. Si las criaturas os recibieran con todo amor, aceptad en la justa medida lo que os ofrecieren.

8. Actuando como Yo, muy pronto habréis propagado Mi Reino en esta Tierra, y no sufriréis más. Así como el orgullo, envidia, avaricia, codicia y demás vicios despiertan lo mismo en el prójimo, el amor puro y desinteresado incentiva el mismo sentimiento de amor puro en el semejante. Haced todo por amor, que sembraréis el amor en los corazones de las criaturas, y dentro de poco, dará una abundante cosecha ya en esta vida, y mucho más en la Vida Eterna del alma, a través de Mi Espíritu de Amor dentro de ella.” Todos entienden el sentido de Mi Enseñanza y prometen aplicarlo en la Verdad Plena.

85. LOS SACERDOTES PAGANOS DEFIENDEN SU ACTITUD.

1. Mientras se entretienen respecto a Mis Palabras, llegan algunos sacerdotes paganos para saludar al capitán, cuya presencia les fue transmitida por varios pobres que por la mañana habían rodeado la colina. El principal objetivo de su visita se relaciona con el hombre vestido de Galileo, a Quien se le atribuía la obediencia de los propios elementos de la Naturaleza.

2. Al entrar en la cafetería, se reverencian respetuosamente ante el militar diciendo: "Perdona, noble plenipotenciario del Emperador, elegido por los dioses y sus siervos más diversos. Si tuviereis cualquier ley recién venida de la ciudad de Roma, ten la bondad de transmitirla para que podamos seguirla. "

3. El comandante responde: "Nuestras leyes son invulnerables y no se les hace agregados de ningún tipo. Sin embargo, supe de un hecho que no me agrada. ¿Por qué engañáis y mentís al pueblo, queriendo extorsionar con sacrificios en favor de vuestro bienestar? Aducís que ello se debe a vuestra intervención ante los dioses enojados para no dejar convertida toda la región en un desierto y que la mañana radiante es gracias a vuestras oraciones! Así predicáis ante la multitud, que vio vuestra fuga desenfrenada durante la tempestad y el terremoto. Pretendéis de esta forma hacer acrecentar la fe popular? Cómo es posible que como sacerdotes vengáis a mentir tan descaradamente?

4. Dice uno de los sacerdotes: "Perdón, noble señor. Tu criterio en este asunto no es del todo justo. Es cierto que un sacerdote tiene que demostrar el mayor coraje y confianza en la ayuda de los dioses, a fin de despertar la fe en el pueblo. Pero en ocasiones especiales no debería tener recelo en mostrar temor a los dioses, si muestran su ira a través de los elementos desatados.

5. El sacerdote es un intermediario entre los dioses y los hombres. Nunca, un hombre inmortal como los dioses. Mientras demuestran su presencia y poder a través de los relámpagos, truenos, vientos, lluvias, etc., puede el sacerdote entregar tranquilidad a las personas y mantener su fe. Manifestándose el poder de los dioses a través de terremotos, la fe del sacerdote tiene derecho a tambalear.

6. Se le da derecho a aplacar la ira de los dioses a través de oraciones, pero también es posible demostrar su lado débil como mortal, temeroso como cualquiera. Por lo tanto, no estábamos del todo errados por haber mostrado nuestro temor a los dioses. Como se dejaron aplacar por las promesas hechas por nuestros sacerdotes, conviene que el pueblo sepa lo que le corresponde hacer junto a nosotros, para evitar que en otra ocasión, los dioses no atiendan nuestras oraciones. Solamente siete veces tienen ellos complacencia con los mortales. De esta forma, pienso haber justificado nuestra actitud, señor.”

86. EL VACÍO DE LA CEREMONIA PAGANA

1. Dice en seguida el comandante: "Has hablado bien, y dentro de la lógica. Sin embargo, no tiene ningún valor para mí, porque el significado de lo que dijiste y la verdad están en polos opuestos. No tienes la menor fe ni confianza en los dioses, lo que podría probar según mi experiencia. Mi afirmación no es una amenaza para ti ni tus colegas. Sólo te aclaro que vuestra actitud, aparentemente inteligente, dará un resultado negativo y perjudicial ante el pueblo, que en parte ya conoce vuestra conducta engañadora, mayormente en esta época en que se comienza a entender entre los judíos la Existencia de El Dios Único, y la forma en que debe ser venerado.

2. Seguro que tenías conocimiento al respecto, y me pregunto por qué no intentaste comprobarlo, prefiriendo insistir en la terquedad malvada? Si os habéis convencido de la nulidad de los dioses, y ya no podéis alimentar en ellos fe alguna, tratad pues, de descubrir la Verdad. Tan pronto como vosotros la hayáis encontrado, no la solapéis delante del pueblo sediento, que así os volveréis más útiles. Transformad los templos paganos en refugios para los pobres y enfermos, y no despreciéis al extranjero. Así, encontraréis la Gracia real del Dios Único y Verdadero, más útil y necesaria que todos los tesoros de la Tierra con que procuráis extorsionar al pueblo.”

3. El sacerdote respondió: "Noble señor, has hablado la pura verdad. Pero, ¿dónde tenemos que ir para encontrar aquello que sería para nosotros más útil que todos los tesoros del mundo? Y qué responderemos a los sumos sacerdotes al llamar nosotros la atención por la conversión de la gente? "

4. Dice el comandante, "te mostraré el camino más corto para alcanzar la Verdad viva y pura para que podáis conocer a Dios Único y Su Verdad. He aquí a mi derecha El Hombre, capaz de demostrarla en toda plenitud. Él es El Mismo a Quien obedecen todos los elementos y Fuerzas de la Naturaleza. Cuando hayáis entendido y asimilado lo que acabo de revelar, sabréis qué decir a vuestros jefes.

5. Por cierto, los romanos son muy condescendientes con respecto a las diferentes religiones y no obstaculizan a nadie, quienquiera que sea. Esa fue la política romana en las conquistas de los pueblos de Asia, África y Europa, construyendo un templo a los dioses extranjeros. Acabo de mostrarte el camino a la Verdad Pura y Viva, y podéis hacer lo que os agrade.”

87. PONDERACIONES DE LOS COLEGAS TEMPLARIOS

1. Cuando el comandante termina de hablar, los dos sacerdotes comienzan a mirarme de pies a cabeza, y uno de ellos dice: "¿Quién eres tú, pues el jefe militar nos dio testimonio de Tu Persona, la única viable a un dios? Acaso eres Aquél de quien hablan los pobres, y el que mandaba a los vientos, nubes, fuego en el monte Talbi? "

2. Respondo: "Sí, soy Yo Mismo! El testimonio del capitán es verdadero y conviene mantenerlo de vuestra parte. Todo lo demás que vosotros y el pueblo necesitáis, os será transmitido por el posadero y sus vecinos. Si vivís dentro de la fe, despertaréis la vida eterna dentro de vuestras almas, conservándola para siempre. Yo Mismo - aunque Hijo del hombre - Soy el Camino, la Verdad y la Vida Eterna. Quien cree en Mí, y aplica Mi Doctrina, gozará la vida eterna del alma, aun cuando muriese mil veces.

3. El contenido de Mi Doctrina – fácil y comprensible - lo aprenderéis por estos amigos. Ahora podéis volver junto a vuestros compañeros y relatarles lo que oísteis. No deben continuar en la extorsión de sacrificios para el apaciguamiento de los dioses. Si persistís en este absurdo, nuevamente se expandirán las fuerzas de la Tierra, y podréis ver lo que sucede".

4. Los dos sacerdotes nada responden, hacen una reverencia con respeto y se reúnen con sus colegas, aún entretenidos en la divulgación de fábulas de los dioses, por lo que recibirán algunas monedas. Cuando ven a los otros, preguntan qué pasó con el comandante y cuál es su opinión respecto a Mí. Responden ellos: "El caso es muy importante y sólo puede abordarse entre cuatro paredes. El hombre de quien nos hablaron los pobres, parece ser más que un simple humano. Según su consejo, deberíamos dejar de recolectar ofrendas, de lo contrario sufriríamos cosas peores que las que vivimos durante la noche. Volvamos a nuestro castillo.

5. Cuando llegan allí, acompañados por algunos residentes importantes, uno de los primeros sacerdotes dice: "voy a resumir lo que vi y oí en el albergue judío, sobre todo por parte de aquel peculiar hombre que, según mi modo de ver, debemos seguir a toda costa. Ninguno de nosotros vio que uno de nuestros dioses hubiese hecho un milagro. Todo lo que fue hecho como milagroso, bajo citación de un dios cualquiera, era simple obra de mago sacerdotal. Sin tal recurso, ni el Pontífice Máximo conseguiría realizar algún hecho excepcional.

6. Si el mencionado hombre ordena a los elementos por la simple declaración de Su Voluntad, Él debe ser Dios. Esta es la introducción para el relato prometido. Antes de iniciarlo, decidme cuál es vuestra opinión acerca de aquel personaje.” Responden todos: “Continúa en aquello que presenciaste. Oiremos con mucha atención, y aceptaremos como Verdad lo que por ti haya sido aceptada como tal.”

88. DECISIÓN DE LOS SACERDOTES

1. El orador hace un relato detallado, despertando gran admiración por parte de todos, que al final, exclaman: "Si es así, no nos queda más que creer que Él es el Dios Vivo, y no podemos venerar a otro cualquiera. Tan pronto nos hayamos integrado a Su Doctrina y Voluntad, será nuestra norma de vida.

2. Nuestras fábulas y estatuas paganas serán abolidas, y los niños recibirán la nueva enseñanza. A los sacerdotes les corresponderá la divulgación de esa Nueva Doctrina, que deberá ser cumplida rigurosamente. Ahora es el momento de presentar nuestros respetos al Hombre-Dios, incluso la gratitud por haberse demostrado.” Todos concuerdan y se encaminan hacia el albergue, donde el comandante, ya informado de todo por Mí, pregunta si debe recibirlos fuera de la casa.

3. Le digo: "Dejad que vengan a Mí todos los que estuvieren cansados y abrumados por la oscuridad, que los saciaré. Se debe abrir la puerta para los que Me buscan, pues encontrarán a Aquél hace mucho tiempo deseado, pero que no podían descubrir dentro de su sabiduría mundana. Donde Yo estoy, siempre hay lugar para todos los que Me aman y buscan.”

4. A esta explicación Mía, el comandante personalmente va a abrir la puerta, donde los dos sacerdotes preguntan si les estaría permitido entrar en el albergue, para dar honor y darme las gracias por todo, incluso por Mi visita a esta ciudad, permitiéndoles reconocerme como Dios.

5. El soldado respondió: "El Señor se complace con vosotros, porque conoce la decisión que habéis tomado, por lo tanto, podéis entrar sin temor. "Todos entran en el comedor y se inclinan con el máximo respeto, y los dos oradores expresan su gratitud en nombre de todos.

6. Yo Me levanto y los bendigo, diciendo: "Bendito aquel que viene a Mí y Me reconoce como vosotros lo habéis hecho. Quien Me reconoce, recibe mucha Luz de Mí para creer vivamente en Mí. Esta Luz es por ahora una pequeña chispa en vuestra alma. Cuando hayáis recibido Mi Doctrina y la hayáis seguido estrictamente, vuestra Luz se transformará en Sol, entregándoos con ello, la capacidad para penetrar en la Verdad total de toda vida y existencia, despertando la Vida Eterna dentro de vosotros.

7. El hospedero os guiará al respecto, y sus vecinos y empleados serán testigos justos y os contarán muchas cosas desconocidas por vosotros. Así informados, asimilaréis claramente Quién Soy. Ahora, saciaos en aquella mesa, para que en seguida resolvamos otro asunto.”

Los sacerdotes paganos y muchos otros ciudadanos de Abila se sientan a una mesa aparte y se sirven pan y vino.

89. AGRADECIMIENTO DE LOS SACERDOTES

1. Después que el vino les ha aflojado las lenguas, empiezan a conjeturar acerca de los sabios de la antigüedad, hasta llegar a los profetas judíos. El primer sacerdote tenía conocimiento de Moisés e Isaías, de los cuales no apreciaba el lenguaje oculto, generalizándolo como fracaso de los profetas, debido al cual muchos engaños se habían infiltrado entre la gente.

2. Mientras confabulaban así, doy una señal a Jacob para que les dé un esclarecimiento adecuado, pues él era entendido en las interpretaciones espirituales. Los paganos aceptan la explicación, alaban al apóstol y Me agradecen por haber dado tanta comprensión a los hombres.

3. Entonces, el comandante también se aproxima y transmite sus experiencias Conmigo, despertando gran satisfacción entre ellos. Al mismo tiempo, él les explica la verdadera formación del planeta, su movimiento y el tamaño, y los demás planetas, etc.; finalmente, uno de ellos se expresa, diciendo: “Cuántos errores existen entre los miles de criaturas, y cuándo se hará la Luz entre ellas?”.

4. El romano responde: "Amigos, entreguemos ese asunto al Señor. Él sabe perfectamente en qué momento deberá ser dado un mayor conocimiento a un pueblo. A partir de ahora, la Verdad será llevada rápidamente a todos los hombres de buena voluntad, y nosotros mismos no descansaremos en esta tarea.”

5. Todos exclaman: "Así es, porque sabemos lo que tenemos que hacer. Toda gratitud al Señor y Dios Único por haberse anticipado a hacerse carne para salvarnos de las ataduras de la ignorancia y de la muerte. Un hombre que se encuentra equivocado con respecto a todo lo que le rodea, es finalmente, tanto como un irracional.

6. Sólo después de despertar en el espíritu, él resucita y emerge a través de su conocimiento y el amor a Dios por encima de todas las criaturas. Nuestro estado aletargado terminó por la Gracia de Dios y vivimos en la realidad pura. Qué felicidad sentiremos cuando encontremos la Vida verdadera, que jamás podremos perder si permanecemos con Él en el justo amor, fuente de la Vida Original, sin comienzo ni fin. Que todos los hombres puedan ser despertados del sueño profundo a la Vida Verdadera.” El orador se emociona con sus propias palabras, al punto que casi no puede hablar.

90. ACTITUD DE LOS VERDADEROS DISCIPULOS DEL SEÑOR

1. En esto, Me levanto y dirijo las siguientes palabras a los recién llegados: “Si propagarais en Mi Nombre Mi Luz y Mi Reino por medio del amor verdadero y desinteresado a los hermanos que aún se encuentran enterrados en la densa oscuridad, recibiréis mayor conocimiento y perfección, y entonces, os serán reveladas muchas cosas que estáis muy lejos de soñar. Continuad fieles a vuestro propósito y no lo dejéis apagar por los placeres del mundo, que así quedaréis en Mí y Yo en vosotros.

2. Tratad de vencer, en primer lugar, el mundo dentro de vosotros, y será entonces fácil vencerlo en vuestro prójimo. Nadie podrá dar lo que no posee. Quien quiera despertar el amor en el próximo, deberá rodearlo de amor, y quien pretenda incentivar la humildad, él mismo tendrá que practicarla. De tal forma que, la mansedumbre despierta la mansedumbre, la paciencia despierta la paciencia, la bondad despierta bondad, y la misericordia despierta misericordia.

3. Tomadme a Mí como ejemplo. Yo soy el Señor sobre todo lo que existe en el Cielo y en la Tierra. En Mí está todo Poder, Omnipotencia y Fuerza, sin embargo, Yo estoy con todo Mi Corazón lleno de Amor, Humildad, Mansedumbre, Paciencia, Bondad y Misericordia. Haced lo mismo, y fácilmente se percibirá que sois realmente Mis discípulos.

4. Amaos los unos a los otros como hermanos y haceos el Bien recíprocamente. Que ninguno se eleve por encima de sus semejantes, queriendo ser el primero. Sólo Yo Soy El Señor; vosotros, simples hermanos. En Mi Reino sólo será primero quien, siendo el más simple, esté pronto a servir constantemente a su prójimo.

5. En el Infierno terrenal y espiritual, quiero decir, en el mundo de los demonios y de todos los malos espíritus, el espíritu más orgulloso, altivo, egoísta y dominante, es el primero, para el sufrimiento de los otros, a fin de que permanezcan en una especie de humildad, obediencia y sumisión.

6. Observad a los potentados en sus tronos que gobiernan los pueblos. ¿Quién podría acercarse, sino con la más profunda sumisión? Si alguien se atreviese a enfrentar a un gobernante con una actitud de mando, ¿cuál sería su destino? He aquí el orden en el infierno.

7. Los gobernantes se dejan importunar hasta que atienden un petitorio planteado como un favor especial. Vosotros no debéis esperar hasta que os pidan un favor. Solamente a Dios, Señor y Padre de Eternidades, podéis pedir todas las cosas, que las recibiréis. Los hermanos entre sí, no deben esperar a expresar sus necesidades.

8. Un pobre y humilde que aborde a un rico haciéndole alguna petición, no debe dejar de ser atendido; pues una actitud de dureza, despierta otra, y Mi Reino no está con ella. Qué ganaría un hombre con confesar en su interior: Señor, Dios de Cielos y Tierra, creo indudablemente que eres Tú el Creador Único de todos los mundos materiales y espirituales, y que todos los seres viven , piensan y quieren a través de Tu Poder.

9. Esto no ayuda a la salvación de su alma, sino solamente lo que fue hecho con toda alegría y lleno de fe. Alguien que practica Mi Voluntad, hace con un poco, diez veces más que aquél que se deja implorar y finalmente se vanagloria con su obra de caridad.

10. Actuad como os expliqué, y sentiréis que Mis Palabras son realmente Palabras de Dios. De esta forma despertaréis Mi Espíritu dentro de vosotros, y os llevará a toda Sabiduría Celestial, purificándoos y transformándoos para ser verdaderos hijos de Dios. Conocéis lo necesario para la conquista de la Vida Eterna de vuestra alma. Lo demás, os será transmitido por nuestro hospedero y sus vecinos. La perfección surgirá por medio de Mi Espíritu de Amor. Comprendisteis?.”

91. SALIDA PARA APHEK

1. Responde el orador: "Señor y Maestro de Eternidades, entendimos bien lo que dijiste en lenguaje claro y puro. Sin embargo, comprendemos también que estamos muy lejos de alcanzar la meta justa de la vida, y que tendremos que enfrentar muchas luchas internas y externas."

2. Yo digo: "Tú lo has dicho bien, porque en Mi Nombre tendréis que soportar persecuciones y difamaciones en el mundo. No perdáis la paciencia ni el coraje. Luchad con amor y dulzura contra los enemigos de la Verdad y la Luz Celestial, que así conquistaréis la corona de la victoria.

3. Jamás debéis renunciar al amor justo en el corazón. Él soporta todo y, finalmente, vence sobre todo. Si actuáis y camináis en el amor Conmigo, podréis pasar encima de serpientes, salamandras, y escorpiones, que no podrán haceros daño, y si tomarais veneno por obligación de otros, nada sufriréis físicamente. Yo, el Señor, digo Amén, y así es y será con todos los que persistan en Mi Amor.

4. Pero, quien ya estando al lado de Mi Amor de vez en cuando se enamora del mundo, no estará a salvo ante los venenos dañinos. Los que verdaderamente Me aman y cumplen con Mis fáciles Mandamientos, será visitado por Mí, si lo desea de corazón. Me revelaré a él y le daré mucha fuerza y poder para luchar contra los malos espíritus del mundo y del infierno, que no podrán dañarlo. Ahora sabéis de vuestra situación estando a Mi lado. Quien no Me deje, no será abandonado por Mí; y quien luche Conmigo contra el mundo y el infierno, podrá tener la seguridad de la victoria.”

5. Los sacerdotes agradecen por la Enseñanza y la Promesa, y se levantan con la intención de difundir Mi Doctrina entre los paganos. Yo, sin embargo, les digo: “Amigos, mañana aún habrá tiempo para vuestra tarea. Por ahora, quedad y participad de nuestro almuerzo. Más tarde partiré con Mis discípulos, y entonces podréis prepararos con el hospedero y sus vecinos, a fin de que podáis iniciar mañana vuestra divulgación en esta ciudad y sus alrededores.”

6. El hospedero manda a llamar a su familia y empleados para recibir Mi Bendición, que naturalmente extiendo a todos los presentes. En seguida, digo al comandante: “Partiremos para Aphek por un atajo, para que no despertemos la atención de los residentes en la carretera principal.” Y así lo hicimos, y cerca del anochecer llegamos a la ciudad de Aphek.

92. EL HOSPEDERO ROMANO DE APHEK

1. Cuando nos acercamos a la ciudad, el comandante dice: "Señor y Maestro, aquí no hay judíos radicados y no hay ningún albergue. Tengo una buena vivienda, y si es Tu Voluntad, podrías pernoctar en mi castillo.”

2. Respondo: Es verdad que posees un confortable castillo, pero tus despensas están vacías. Todos estamos algo cansados y necesitamos alimentarnos. Sé lo que piensas en tu corazón y digo que tienes razón, que todo Me es posible. Sin embargo, no vinimos aquí para fortalecernos milagrosamente, sino a divulgar Mi Reino de la Vida entre los paganos. Por eso, tomaremos el camino para llegar a un albergue romano, donde tendremos la oportunidad de lograr nuestro objetivo.”

3. Cuando llegamos a la puerta de la ciudad, somos abordados por una guardia romana. El comandante se adelanta y manda a llamar al oficial de guardia, que lo reconoce, y le da libre paso a todos. Al oscurecer, alcanzamos la taberna, y nuestro militar manda a llamar al dueño, quien prontamente es consultado si nos puede dar alojamiento a todos.

4. Él responde: "Os daré lo que tengo. El servicio para tantas personas será difícil, porque más de los dos tercios de los empleados se encuentra enfermo. El gran susto que pasaron durante el temporal y el terremoto de anoche, y además, el temor de una repetición afectó principalmente a las mujeres.

5. Los sacerdotes hicieron todo lo posible para ayudarlos, pero no tuvieron éxito, y creo que el tiempo será el mejor médico de mi personal. Entramos hace apenas una hora, pues temíamos el derrumbe de la casa. Te informo, Señor, que están más de las tres cuartas partes de los habitantes, al aire libre. Es nuestra situación, y comprenderás que no estamos preparados para recibir huéspedes.

6. La mayoría de la población es pobre y no está en condiciones de satisfacer las exigencias de los templarios, en el sentido de aplacar la ira de los dioses, de manera que temen una repetición de esta desgracia, razón por que no quieren volver a la ciudad. Esa es la situación doméstica y general. Si queréis entrar, veremos lo que hay para comer.”

93. OPINION DEL HOSPEDERO RESPECTO EL SEÑOR

1. Así, entramos en el albergue y nos lleva a una cómoda sala que es inmediatamente adornada con varias lámparas. El anfitrión, entonces se da cuenta de que somos todos judíos, a excepción del comandante, y le pregunta cómo es posible eso, si los judíos son un horror para los paganos.

2. Él responde: "No te preocupes, pero con pan, sal y vino, todo se aclarará a su debido tiempo. "El hospedero manda a traer lo necesario y nota que la hija del comandante llena la copa de oro que Me ofreciera en Pella y Yo de ella bebo su vino, mientras que los demás, lo hacen desde las jarras de porcelana.

3. Después que nos hemos confortado, le digo a él: "Amigo, Gracia Especial llegó a tu casa. La mayoría de los griegos y romanos no está informada de las Escritura de los judíos, en las que consta que debe surgir un Mesías del Verdadero y Único Dios, Creador de Cielos y Tierra. Esa promesa fue hecha desde el comienzo de la Humanidad por medio de los profetas.

4. Precisamente, Soy Yo El Prometido y vine también a los paganos, para fundar entre ellos el Reino de Dios, Vine de los Cielos, enviado por El Padre, El Amor Eterno, y Mi Corazón es el Trono del Amor. Yo estoy en Él y Él en Mí. Por consiguiente, habita en Mí todo Poder, Fuerza y Omnipotencia en el Cielo y en la Tierra. Yo Soy la Vida, la Luz, el Camino y la propia Verdad Eterna.

5. El que cree en Mí, Me ama más que todo en el mundo, vive según Mi Doctrina y ama a su prójimo como a sí mismo, recibirá de Mí La Vida Eterna, y Yo lo despertaré en el día final. Hace un rato Me analizaste de pies a cabeza y pensaste: En este hombre debe ocultarse algo grandioso, de lo contrario, el comandante no lo veneraría tanto. Pensaste bien. A fin de que veas la veracidad de Mis Palabras, manda a traer a los enfermos, que los curaré. Me crees?”

6. Él responde: "Señor, Tus Palabras penetraron profundamente en mi alma y despertaron una sensación jamás sentida. Debe ser verdad todo lo que dijiste, por eso, creo que puedes salvar a los enfermos.” De esta manera, son llevados al salón, muchos enfermos, entre los que había epilépticos, aquejados de la gota, ciegos y mudos, que habían perdido el habla debido al susto ante el gran terremoto, y otros, acometidos de fiebre maligna.

94. EL SEÑOR CURA A LOS ENFERMOS DEL ALBERGUE

1. Entonces el anfitrión se dirige a Mí, diciendo: "He aquí los enfermos, treinta personas en total, y si quieres curarlos, creeremos en Ti, Te amaremos y alabaremos.”

"Yo digo:" ¡Que así sea!" Instantáneamente todos son curados y se sienten tan bien dispuestos, como si nunca hubiesen padecido. Sumamente agradecidos, se arrodillan delante de Mí, preguntándome si Yo era Júpiter, u otro dios, para honrarme.

2. Yo respondo: "No soy Júpiter ni otro dios pagano que nunca existió. Tratad de vestiros y comed algo. El resto, quiero decir, lo que se refiere a Mí, os será revelado mañana.” Después de haberse reconfortado, algunos se dirigen a los sacerdotes, acomodados en otra habitación, y les relatan cómo fueron ayudados por un judío de poder divino, pues los curó a través de Su Voluntad.

3. Sin saber opinar sobre el milagro, los sacerdotes deciden mandar a un colega, un romano entendido en artes y ciencias, para averiguar qué había de cierto. Con ese objetivo, él se dirige al comandante preguntando por Mi Persona. Éste, responde con aspereza: Está a mi lado Aquel Cuyo Nombre no sois dignos de pronunciar” Un poco más humilde, el otro Me dice: “Perdona si me tomo la libertad de preguntar con modestia, cómo te fue posible curar a los enfermos sin remedio alguno? Tengo algo de conocimiento y sé lo que puede un hombre dotado de poderes ocultos. Sin embargo, no hubo hasta hoy mago capaz de hacer algo sin recursos especiales. En tu caso, pareces actuar con la simple voluntad, prescindiendo de cualquier medio.

4. Cómo puede un hombre alcanzar tal fuerza de voluntad? Es cierto que hay diferencias en el campo mental; uniendo la fuerza de voluntad al poder de la Naturaleza, con la práctica necesaria, debe él alcanzar cosas excepcionales. Pero, cómo se puede adquirir tanto poder?

95. EL SEÑOR ANALIZA LA TRAYECTORIA EDUCACIONAL DEL SACERDOTE

1. Yo digo: "Ya estudiaste en Roma las Escrituras de los judíos, y más tarde en Tebas, cuando fuiste ordenado sacerdote de Zeus, Marte, Minerva y Mercurio, por el emperador Augusto, entonces te iniciaste en los antiguos misterios. Dedicaste la máxima atención a Moisés y a los cuatro grandes profetas; como continuaban incomprensibles para ti, buscaste secretamente un escriba cinco años después, cuando fuiste trasladado aquí. Como él no pudo esclarecerte al respecto, dejaste de lado las Escrituras, como también lo hiciste con vuestra mitología.

2. Al recordar la lectura de las Escrituras, las acciones de Moisés, Aarón, Josué, Elías y otros profetas deben haberte demostrado que ellos pudieron realizar tales cosas solamente con la ayuda del Verdadero Dios, porque no había otra persona que actuara con tal poder. Si Me visteis actuar de esa forma, ciertamente lo hago con Dios y por Dios. No aseguran los romanos que no hay sabio sin soplo divino? En este caso, Yo fui insuflado por Él.”

3. Dice el sacerdote: "Sí, debes tener razón. Estás más profundamente orientado en los misterios de vuestras Escrituras, que aquel escriba que se decía sabio. Cómo puedes estar en conocimiento de mi vida si nunca te vi? Siempre oculté aquello que emprendía para obtener más conocimiento.”

4. Respondo: "Con la Ayuda de Dios, Único y Verdadero, Omnipotente desde Eternidades, sin principio ni fin.”

5. Opina el sacerdote: "No discuto, pero me resulta extraño que tu Dios Único, tan raramente se deja descubrir por los judíos. Confieso que no creo en cualquier divinidad. Cuanto más se va en su búsqueda, más se distancia, haciéndose más útil para el hombre no querer levantar el velo de Isis. Es preferible continuar ciego y tonto como un simio, que averiguar por una divinidad que existe sólo en la fantasía humana.

6. Tú, con seguridad ya encontraste a tu Dios. Cómo y dónde, esto lo mantendrás sólo para ti mismo, como hicieron los antiguos, ocultando sus conocimientos en la oscuridad. Porqué no me fue permitido acercarme a Dios, que cuento ya con 70 años, y este privilegio es solamente tuyo, entre tantos judíos?”

96. LA DECADENCIA DE LA HUMANIDAD

1. Yo digo: "En tu discurso señalaste que ciertas deidades surgieron de la fantasía de los hombres, inclinados a dominar a los demás y usufructuar los beneficios del trabajo de su semejante.

2. En el comienzo de las criaturas de esta Tierra, la situación era diferente. Todos conocían al Único y Verdadero Dios y fueron enseñados por Él, guiados y protegidos. Recibían demostraciones básicas para que no se dejaran llevar por las tentaciones, porque atraerían al alma al juicio de la materia y su muerte, haciendo que se vuelvan mudos, ciegos e insensibles a las cosas divinas y puramente espirituales.

3. Así como Dios les dio a todos la plena libertad de la voluntad para seguir Su Consejo ó la tentación del mundo, muchos se dejaron encandilar por el mundo y perdieron de vista a Dios, porque el amor dañino del mundo había cegado su visión interna. Entonces, comenzaron a inventar varios dioses que deberían ayudarlos en las tribulaciones venidas de Dios, para su posible alejamiento del mundo. Los sacerdotes exigían ricas ofrendas, y dentro de muy poco tiempo, se volvieron orgullosos y déspotas.

4. El rescate, sin embargo, no apareció. Dios Único y Verdadero no los podía ayudar para no positivarlos en su ceguera y ateísmo. Si Dios les hubiese dado la ayuda que esperaban, después de sus peticiones a los dioses falsos e inexistentes, los sacerdotes habrían tenido un verdadero triunfo, obligando a la criatura ayudada, a hacer ofrendas para evitar el enojo de los sacerdotes y dioses.

5. Debido a que los judíos, como pueblo elegido - por haber presentado sus ancestros la mayor lucha contra el mundo por amor a Jehová, con el tiempo se han alejado del Verdadero Dios, dedicándose al mundo como los paganos, se volvieron sordos y ciegos, peores que aquéllos. Esos comenzaron a buscar la verdad y muchos ya la encontraron.

6. La mayoría de los judíos no tiene intención de buscar la Verdad Eterna y se siente cómodo en su noche negra. Si bien sienten su carácter ateo, nada dejan transparentar para no perder las ofrendas y se convierten en los enemigos más feroces de los que dan justo conocimiento al pueblo y le muestran el camino correcto a Dios, para encontrarLo. A esos judíos les será retirada la poca luz que poseen ya atrofiada, y dada a los paganos para que vean vivamente.”

97. LA FORMA CORRECTA DE BUSCAR A DIOS

1. (El Señor): "Dijiste que no te interesaste más por buscar cualquier deidad porque nunca se manifestó, a pesar de tu incesante búsqueda. Debes darte cuenta que tu búsqueda ha sido un tanto egoísta, porque querías estar seguro, como gran amigo de la vida, que existe un Dios verdadero y que el alma continúa viva después de la muerte. El pueblo debería continuar en el sufrimiento de la antigua ceguera y locura y entregando ofrendas a los sacerdotes.

2. Para Dios Verdadero, el sacerdote no goza del más mínimo privilegio, porque ignora las clases sociales. Para él, el emperador y el mendigo están en el mismo nivel. Sólo tiene privilegio aquél que Lo reconoce en Verdad, Lo ama por encima de todo, y a su prójimo como así mismo, cumpliendo los Mandamientos de Dios. Por otra parte, debe ser humilde y jamás exigir algo injusto para la Orden y la Voluntad Divina, sea por la fuerza o astucia. Todo esto es un horror para Dios.

3. Vosotros, sacerdotes, siempre mentisteis al pueblo y lo engañasteis, de manera que comprenderéis por qué Dios, Único y Verdadero no se manifestó, no obstante toda búsqueda.

Sabía que habíais dejado al pueblo en la misma ceguera, debido a las ponderaciones mundanas, como aconteció con muchos sacerdotes egipcios.

4. Ellos sabían muy bien cuál era su situación ante Dios, mientras que el pueblo debería creer lo que le inculcaban. Por actuar ellos así, Dios los castigó con la ceguera que aún hoy alcanza a vosotros hasta que decidáis renunciar al mundo y buscar a Dios, Su Reino de los Espíritus y Su Justicia, dentro de la justa Verdad.

5. Quien no Lo busque con todo amor, honradez, humildad, paciencia y renuncia completa de sí mismo, no Lo encontrará como el máximo Tesoro de Vida. Y quien no Lo busque y halle de este modo, no debe esperar ayuda especial por parte de Él.

6. Dios cuida de todos por causa de Su Amor Infinito, como también lo hace por todos los seres en el Universo, de acuerdo a Su orden Eterno e Inmutable. De modo especial Él lo hace solamente con los que Lo reconocen verdaderamente, hacen Su Voluntad revelada, amándolo por encima de todo, a través de la acción.

7. En realidad, buscaste al Dios Verdadero durante mucho tiempo y con gran celo; pregúntate si lo hiciste conforme a lo que acabo de explicar. Te aseguro que no encontrará a Dios quien diga: Señor, Señor, dónde estás? Si te busco como criatura tuya y Te llamo desde las profundidades de mi noche de tinieblas, por qué no Te dejas encontrar y por qué no respondes, diciendo: Aquí estoy?

8. Leíste a todos los profetas y descubriste la Voluntad de Dios dentro de los Diez Mandamientos; tanto te agradaron que dijiste: No hay leyes más útiles y ponderadas para la verdadera felicidad de las criaturas, y se puede admitir que sean dadas por un Ser Divino.

9. Si así hablabas, - ¿por qué no se te pasó por la mente practicarlas personalmente? Si lo hubieses hecho, habrías encontrado a Dios. Razones mundanas te llevaban a admirarlas sin ponerlas en práctica. Permite que ahora se transformen en acción e indemniza el mal causado al semejante, con voluntad firme, que encontrarás fácilmente, a Aquél que buscaste en vano.”

98. EL SEÑOR EJEMPLIFICA LA JUSTA BUSQUEDA DE DIOS.

1. Ante este discurso Mío, el sacerdote dice: "Maestro tan sabio y entusiasta de Dios! Poseo una gran fortuna y quisiera saber si actúo bien en aplicar tres cuartas partes en beneficio de aquellos que fueron perjudicados por mí como seguidores de las Leyes de Moisés y el resto en otras obras de caridad? "

2. Respondo: "Amigo, es más que suficiente; pues Dios es en Sí, el Amor Purísimo. Te daré un ejemplo para entenderlo mejor. El hombre que sintiera que necesita una compañera, y que la buscase no por amor sino por el intelecto frío, crees que llegue a encontrar una mujer llena de amor por él? Una tonta sí, que se case con el dinero de él, para gastarlo con otros. Quien quiera encontrar una criatura llena de amor, debe buscarla con amor.

3. Del mismo modo, cualquier persona que quiera encontrar a Dios, Amor puro, debe hacerlo con amor puro en su corazón, no como el que se aferra al más pequeño rayo de amor mundano. De este modo, lo encontrará.

4. Cuando joven, tuviste la buena oportunidad de enamorar a la hija de un patricio muy rico, y también sentiste gran afecto por ella y con placer te habrías casado con ella, si tu sentimiento hubiera sido completamente puro. Ella, en aquella época, llamada la perla de Roma, amándote mucho, sin que esto lo percibieses más allá de lo necesario, trató de informarse respecto de tu persona, y descubrió que mantenías otros lazos amorosos. Desde ese entonces, se alejó y nunca más te dio señal de alguna simpatía. Entristecido, buscaste nueva aproximación y fácilmente habrías tenido éxito. Pero no pudiendo liberarte enteramente de las pasiones, perdiste la perla definitivamente.

5. Hecho semejante se da con Dios, Puro Amor. Lo encontrarás solamente con amor puro y desinteresado, para poder verlo, honrarlo y de Él recibir la Vida Eterna. Es muy difícil purificar el corazón lleno de cosas triviales. Una voluntad firme es un buen trabajador y facilita mañana lo que hoy aún le parece imposible. Una vez iniciado este propósito, el llevarlo a cabo se hace más liviano. Habrás entendido íntimamente lo que expliqué?.”

99. RAZONES DEL SACERDOTE PARA JUSTIFICAR UNA VIDA MUNDANA

1. El sacerdote dice: "Todo lo entendí y confirmé aún más, que tienes a tu favor la ayuda de un dios vivo y poderoso, ya que conoces tan claramente mi pasado. Considera, sin embargo, las circunstancias humanas para adherir a la casta sacerdotal al Gobierno.

2. Cada criatura venida a la tierra sin voluntad y conocimiento, está obligada desde que nace, a reconocer, que es realmente un ser miserable. Una vez crecida lo suficiente para diferenciar el día de la noche, etc., comienza a determinar su educación. Una vez adquirida, es necesario que busque una profesión que le proporcione los medios de subsistencia vital. Nadie quiere vivir mal, por lo tanto, el hombre escoge un puesto que le de libertad, independientemente de las leyes del estado. Por esta razón, me hice sacerdote, aunque mi trabajo se basase en mentiras y engaños.

3. Naturalmente, se presentaron variadas necesidades que prontamente fueron satisfechas dentro de las normas legales, sin que alguna divinidad haya protestado. En tales circunstancias, el corazón y el alma sólo podían estar llenos de amor material e impuro, porque no había ningún estímulo de algo espiritual. En la vejez, las preguntas sobre la verdad, se manifestaron de manera más potentes.

4. Comencé a buscar e investigar, y no encontré nada hasta hoy. Cómo podría buscar una entidad superior, con puro amor, si ella nunca se reveló? No se puede amar lo que no existe, ya sea un dios u otro objetivo. No me cabe culpa si amé lo que se veía accesible dentro de mi vida. Dedicarse a situaciones de la propia fantasía, es idéntica a la actitud de un tonto. Sea como fuere, en este momento estoy todavía lleno de cosas del mundo y ahora se presenta un Verdadero Dios y exige que deje mi mundo anterior. Esto no será tan fácil a mi edad y espero tu orientación. "

100. LAS PRIMERAS REVELACIONES DEL SEÑOR

1. Yo digo: "Tienes razón sólo en parte, debido a que acusas a la Divinidad, de abandono y total indiferencia en relación a los hombres, y esto, mi amigo, no es verdad aunque te parezca.

2. Dios siempre Se ha revelado a los hombres, por lo tanto, también a ti, en Roma, y más vivamente en Tebas. Y cuando cierto día te encontrabas a orillas del Nilo, oíste una gran voz, que te dijo: Lee a Moisés y vive dentro de Sus mandamientos, que encontrarás lo que buscas.

3. Nuevamente volviste a tomar la lectura de los profetas. Pero dejaste de vivir de acuerdo con sus leyes, por diversas razones. Un año más tarde pasaste por el mismo lugar del río y oíste la misma voz, y pensaste mucho al respecto. Tu actitud, sin embargo, no cambió. Eras sacerdote romano y no pretendías contrariar las leyes de Roma, porque podría acarrearte un perjuicio material, aunque sabías que no estaba prohibido adoptar los Mandamientos de Moisés, y aquella voz, finalmente, la consideraste una ilusión y que si fuese realmente algo espiritual, debería volver a repetirse.

4. De esta manera, buscaste y averiguaste sin realmente actuar, asemejándote a un constructor que se ocupa constantemente de los planos; pero que tan pronto debe iniciar la obra, se asusta con el esfuerzo y los gastos. Pensar, sopesar, juzgar, investigar y buscar, no son acciones reales, sino solamente el propósito para lograrla. No siendo la Vida el propósito para la acción, sino la propia existencia activa, es necesario que el propósito se transforme en acción, con el fin de alcanzar la meta.

5. Lo poco que emprendiste de vez en cuando, no fue suficiente para dar otra orientación a tu alma, de manera que continuabas en el mismo punto. Ahora, tomaste, por primera vez, la firme voluntad de transformarte según la Voluntad de Dios Único y Verdadero expresada en Mí, y has de encontrar lo que siempre has querido. De cierto modo, ya lo encontraste. Pero es comparable a un hombre dentro de un bosque, que no sabe dónde está, debido a los árboles existentes.

6. El sacerdote responde: "¿Cómo debo entenderlo, sabio, Maestro?" Respondo: "He aquí una taza vacía. Quiero que se llene, y debes tomar el vino. Ahora, prueba si esto lo puede realizar un mago.”

7. Después de haber probado el vino de aroma especial, el sacerdote dice: "Esto nunca fue hecho por criatura humana. Debes estar en unión poderosa con el Dios judío, pues parece estar tu voluntad completamente unida con la de tu Dios. Quien alcanza ese punto, ciertamente será capaz de inmortalizarse.

8. De haber nacido yo judío, habría alcanzado un alto grado de unión con Dios, porque tengo voluntad y dedicación. Como pagano, no podía encontrar el camino correcto. Pero ahora esto cambiará. Permite que me dirija a mis colegas, y les transmita lo que recibí, pues ellos también sienten como yo, lo que les falta“ Digo Yo: “Puedes ir a hablarles la Verdad.”

101. OBSERVACIONES DEL CAPITAN ACERCA DE LAS BELLEZAS NATURALES

1. Entonces, el sacerdote fue donde sus colegas que con ferviente deseo esperaban su regreso. Cuando les contó todo lo que había visto y vivido en medio de nosotros, quedaron completamente asombrados. Uno de ellos, el anciano griego, dijo: ¿Qué más necesitamos? Ese hombre es Dios. Haremos lo que Él nos pide, entonces viviremos. Y así, esa tarde los sacerdotes gentiles fueron Mis discípulos en la ciudad de Aphek, pues sus compañeros, después de estar informados de todo, fácilmente aceptaron Mi Doctrina. Al día siguiente prestan su profesión de fe. Por la mañana temprano, Me encontraba con los discípulos al aire libre disfrutando del bello panorama desde una colina, cuando finalmente, el comandante declara: "Señor y Maestro, no se puede criticar el hombre por haberse vuelto materialista; todo lo que ve, lo amarra poderosamente con las manos esposadas y no hay enseñanzas espirituales que lo liberen de un día para otro. Para que pueda mantenerse alejado de todas las tentaciones del mundo, es necesario el más alto grado de renuncia.

2. Creo que la gente de las zonas menos agradables, están más accesibles a los conceptos espirituales y trascendentales. Observo a Egipto con bastante tristeza, pues aun cuando no era culto, allá existían hombres muy inteligentes. No bien se comenzó a embellecer la naturaleza desértica de aquel país, se perdió el elevado sentido de la raza, atribuyendo a la Naturaleza, derechos que hacían surgir toda clase de situaciones y dioses. La tendencia espiritual se desvaneció completamente, y el propio Moisés tuvo que mantener al pueblo israelí durante 40 años en el desierto más árido, a fin de despertarle la inquietud espiritual. Así, opino, que la mayor parte del orbe es muy tentadora para la educación espiritual de los hombres. Me agrada esta mañana, pero siento el efecto encantador en un alma nueva y sana.

3. Yo digo: "En parte tienes razón. Si Yo no hubiese puesto las criaturas en esta Tierra equipadas de tal forma que por su libre voluntad pudiera desarrollar su intelecto y razón y tuvieran que buscar Mi Espíritu dentro de sí, podría haberlos dejado descansar cuales pólipos en el oscuro fondo del mar, pero esto no es así, porque el hombre es un ser completamente libre y tiene que desarrollarse.

4. Toda la inmensa Naturaleza es sumamente necesaria para la evolución el hombre; sin ella, los pensamientos y sentimientos humanos serían muy precarios, y mal se elevarían por encima del reino animal. Estando la Tierra tan ampliamente organizada con los variados seres, el hombre está obligado a observarla con gran placer, pasando de tales observaciones y comparaciones a través de los reinos terrenales y el constante cambio de las estaciones y del mundo estelar, a meditaciones más profundas que lo lleven a buscar el origen de todo. En este estado de auto-educación, Yo Me acerco a él para revelarme de manera profunda y constante.

5. Se justifica, por tanto, que sea esta Tierra, en la cual los hombres están destinados a ser hijos de Dios, tan bella y maravillosamente organizada. Naturalmente, el hombre no debe apegarse demasiado a ella, ni comprometer sus sentidos con la Naturaleza. Si lo hiciera, su alma se volvería materialista, y se alejaría de su meta espiritual por la ceguera y maldad en su vida de prueba.

6. La experiencia de todos los tiempos nos dice lo difícil que es llevar a tales criaturas al buen camino de la Vida, y tú mismo ya viviste y aun vivirás muchas otras experiencias. Mira, aquí se acercan algunos sacerdotes, en compañía del orador de ayer. Quieren averiguar personalmente lo que pasa Conmigo, pues su colega los hizo pensar profundamente y les despertó alguna idea espiritual. Dejemos que se acerquen, para que encuentren lo que están buscando: la Verdad de la Vida."

102. PETICION Y PROMESA DEL SACERDOTE

1. El grupo nos saluda amablemente y el primer sacerdote le dice a sus colegas: "Este es el gran hombre milagroso, de Cuya Voluntad todo depende y Su Palabra contiene la Verdad más Profunda. A Él le sean tributadas la mayor honra y alabanzas. "

2. Yo digo: "Amigos, no vine a este mundo para dejarme honrar y alabar por los hombres, sino únicamente para que encuentren por Mí y en Mí, a Aquél que perdieron por su propia culpa. Quien quiera honrarme y alabarme, que acepte Mi Doctrina y viva de acuerdo a ella. Mientras honréis ídolos de piedra o madera, no llegaréis a la Verdadera Luz de la Vida de Dios, tampoco, por tanto, Lo reconoceréis en Mí, sin participar de Mi Reino que Conmigo vino a los hombres de esta Tierra.”

3. Opina un sacerdote politeísta: "Fácilmente podríamos renunciar a los dioses. Pero, ¿qué diría el pueblo, si fuimos nosotros quienes propagamos el politeísmo, obligando a las masas a su veneración?

4. Respondo: "Todo depende de vuestra voluntad. La verdad es comprendida hasta por un niño, con mayor facilidad que una mentira. Cuanto más un adulto lo recibirá con amor. Depende solamente de vuestra voluntad, que Mi Voluntad os ayudará a realizar buena obra en Mi Nombre.

5. No esperéis una coacción de Mi parte. Toda persona tiene libre albedrío y puede hacer lo que quiera. Pero ¡ay de aquellos que conocen La Verdad, sin embargo, la desechan en razón de las ventajas terrenales y no vive de acuerdo a sus principios, y en última instancia, la persigue a sangre y fuego. Sería mejor que esta criatura fuese atada a una piedra y arrojada al mar más profundo.

6. Claro está que no hay nada real en vuestros dioses y sus imágenes, especialmente conforme los consideráis. Lo que todavía tenía un sentido espiritual y de vida dentro de la antigua interpretación, desde hace mucho tiempo fue transformado en el peor absurdo y más grosera mentira.

7. Si Yo os traigo toda la Verdad sobre la existencia de Dios Único y Verdadero, y también transmito Su Voluntad, desistid de vuestros dioses e imágenes para que aceptéis la Verdad. Cuando la hayáis aceptado, os consideraré junto a los que desde hace mucho la anhelan como objetivo de Vida y de esta manera serán vuestros amigos.

Si no os persiguieron cuando los perjudicasteis, mucho menos lo harán haciéndoles el bien en esta vida, y mucho más aún para la vida del Más Allá, en Mi Nombre. Quién Soy y cómo Me llamo, lo sabréis dentro de poco.”

8. Obtempera un sacerdote, "Maestro Excepcional en Voluntad y Acción: Estamos dispuestos a creer que Te asiste el poder de un ser sobrenatural, pues oímos comentarios con respecto a la curación de los enfermos de nuestro hospedero. Quisiéramos una prueba de tu poder, e inmediatamente destruiremos todos nuestros dioses, para entregar nuestras ofrendas en el Templo judío."

9. Yo digo: "Dios Único de todos los pueblos, no sólo del judío, no necesita de tales sacrificios. En todos aquellos sacrificios, Yo estoy representado en sentido espiritual, incluso el Reino de Dios, que ahora estoy fundando, no para el cuerpo físico, sino para las almas y el espíritu de las criaturas de esta Tierra.

10. Si ahora camino delante de todos en Persona, se cumplió la Escritura, y nada más se necesita para representarme en sentido espiritual. El sacrificio nuevo y de Mi agrado, consiste para todos los tiempos, que los hombres crean en Mí, amen a Dios por encima de todo, y al prójimo como a sí mismos, por medio del cumplimiento de Mis Leyes.

11. No quiero que construyáis templos de madera, piedra, oro o plata, para que Me honréis con ceremonias tontas, con las cuales nunca Me deleitaré. Que el verdadero templo de adoración sea vuestro corazón amoroso. Quien se sacrifique por obras de amor para Conmigo en beneficio de sus semejantes, recibirá el justo premio de la Vida Eterna y Feliz en Mis Cielos.

12. Tampoco debéis considerar días conmemorativos o feriados en honor a Mí. Todos los días son Míos, en los que debéis recordarme y hacer el Bien al prójimo. Si deseáis pedirme algo, buscad vuestro recóndito y pedid secretamente, que atenderé vuestra petición. Alejad de vosotros, los templos, ídolos, días conmemorativos y ceremonias vanas. Edificad templos agradables en vuestros corazones y ofrecedme sacrificios de amor desinteresado. Reparad el mal hecho a los pobres, a los ignorantes, y los engañados por vosotros, que podéis estar seguros de recibir la Gracia de Dios.”

103. MILAGRO INTERPRETADO POR LOS SACERDOTES

1. (El Señor): "Pedisteis la realización de un milagro y Yo os satisfaré. No os volveréis felices por causa de él, sino por causa de vuestra fe. Sobre esta colina, totalmente escarpada y árida, hay una higuera vieja y seca, hace ya treinta años. En aquel tiempo se desató aquí un violento temporal. Fuertes lluvias cayeron al suelo y se llevaron la poca tierra desde la superficie rocosa, y en poco tiempo, todo se secó.

2. La situación de este cerro, de los extensos suburbios y también de la higuera, es idéntica a vuestra comprensión sobre El Dios Único y Verdadero. Si para el hombre carente del verdadero conocimiento respecto al Dios Vivo, todo está muerto, desierto y abandonado, por no recibir alimento para su alma y espíritu, y la tempestad de las tentaciones humanas de él, barrieron el suelo alimenticio y vivificador, como es la Palabra Viva de Dios, tampoco este árbol y la hierba y su rededor pueden prosperar. No hay suelo que sirva para alimentar, y solamente por el Poder de Dios será posible crear un nuevo suelo, dotado de lo necesario para la flora. Y de este modo, quiero que toda la zona, incluso esta colina se cubra con dos varas de tierra fértil! Que así sea.”

3. Toda la extensión mencionada se cubre con tierra fértil, causando pavor entre la sacerdotes paganos, llevando al primer orador a la siguiente exclamación: " Por fin encontramos a Aquél que buscábamos hace tanto tiempo! Eres realmente el Único y Verdadero Dios, y te rendimos todo amor, honor y gratitud. Perdónanos los pecados, cometidos contra Ti y nuestros semejantes, debido a nuestra ignorancia. Haremos lo que sea necesario para reparar los daños causados. Sin embargo, igualmente contamos con Tu Gracia y Misericordia, mi Dios y Señor!”

4. Yo digo: "Has hablado bien, influenciado por el Espíritu de Mi Palabra que tu alma aceptó. Asimismo, te volviste espiritualmente cubierto de suelo fértil y que hasta ahora estaba desierto y vacío, incapaz de producir algún fruto para la vida, comenzará a reverdecer y dar frutos en todos los sentidos, como alimento y saciedad del alma para la Vida Eterna.

5. Mantente firme en tu propósito, que surgirás para la vida de muchos, así como la zona de la colina entera florecerá en beneficio de los demás. Hombre hasta ahora espiritualmente muerto, serás vivificado a través de Mi Palabra Viva, aceptada por la buena voluntad. Lo mismo le sucederá a la higuera, muerta hace treinta años, cuyo tronco aún tiene algunas ramas y raíces. Quiero que todo se vuelva próspero para que fructifique abundantemente, y esta higuera vieja y seca, se vuelva viva, produciendo frutos sabrosos para hombres y aves. Que así sea!” En el mismo instante se hace evidente el milagro, delante de todos.

104. DISCURSO DE ANDREAS ACERCA DE LA OBRA DEL SEÑOR

1. Dándose cuenta de Quién estaba delante de ellos, los sacerdotes quedaron en silencio. El propio hospedero, a pesar de haber visto el milagro curador, solamente ahora se convence que no era Yo un simple profeta provisto de Poder Divino, pues actuaba independientemente y en este sentido, se expresó para el comandante.

2. Este, entonces responde: "Amigo, eso yo ya lo sabía desde Pella, donde también doctrinó y dio pruebas maravillosas de Su Poder. Hecho como éste, nunca había visto. Aunque asegure: Fui enviado por el Padre a este mundo!, es Él el Mismo que Se envió por el amor a las criaturas, para volverse Dios y Padre Visible y Comprensible, Señor y Dios Único. En Él habita el Ser Primario de todo ser, la Fuerza Fundamental de toda fuerza, el Poder de todos los poderes, la Más Pura Conciencia de todas las conciencias creadas en el Infinito, lleno de Sus Obras. Todo esto no sólo lo creo como resultado de mis investigaciones, sino que estoy convencido y dispuesto a dar mi vida por esta convicción.”

3. El anfitrión dice: "Yo no puedo penetrar tan profundamente en este secreto sublime. Creo y espero que toda mi familia se adhiera a esta Verdad. Por lo tanto, todas las alabanzas y gratitud a nuestro Dios Único y Visible. "

4. Entonces un sacerdote se acerca a Andreas y le pregunta si Yo ya había realizado milagros similares. El discípulo respondió: "Ve a todas las zonas de Galilea, Judea, Samaria y otros países de Norte, Sur, Oeste y Oriente y pregunta al respecto, y los hombres te mostrarán lo que El Señor ya realizó.

5. Muchos fueron los milagros parecidos a éste, y todas las tierras están llenas de Su Honor, porque no hay otro como Él. Sin embargo, no es Su voluntad que se hable de las pruebas que dio, para positivar en los hombres la Verdad de Su Doctrina. Las pruebas pasarán con el tiempo, como todo lo que es perecible en esta Tierra, y si los relatáramos desde hoy a muchos años más, nadie las aceptará. Sus palabras no desaparecerán, sino que quedarán como Verdad de todas las verdades, en todos los Cielos, en la Tierra y en el gran mundo de los espíritus.

6. Él sólo desea que la Palabra Viva venida de los Cielos, se predique a todos los hombres para que reciban la fe viva y actúen de acuerdo con la Doctrina. Si lo hacen, serán despertados y fortalecidos por Él , al punto de poder también realizar milagros, como nosotros ya lo hemos hecho por la aplicación del pase a los enfermos que inmediatamente se han curado. Para vosotros mismos, este milagro se volverá útil si actuáis de acuerdo con Su Doctrina.

7. Por supuesto, se considera dicha prueba como milagro excepcional, mientras los asistentes no se sientan suficientemente informados acerca del autor. Tan pronto como lo hayan reconocido, deja de ser un milagro, pues perciben que para Dios Todopoderoso, no hay nada imposible.

8. ¿Qué es la Tierra, sino la Palabra y la Voluntad del Señor, procedentes de Su amor y Sabiduría? Que vienen a ser el Sol, la Luna y las estrellas con todo lo que conforman, la mayoría mucho más grandes que nuestro planeta?

9. Si Dios, desde Eternidades, puede crear obras gigantescas por medio de Su Voluntad, simultánea o sucesivamente, según Su Amor y Sabiduría, fácilmente puede cubrir una pequeña zona de la Tierra con un suelo fértil, y fructificarlo de acuerdo con las necesidades del país y dentro de Su Orden Inmutable.

10. Si esto lo comprendéis, como romanos inteligentes y dotados de muchas experiencias, os daréis cuenta que los Milagros del Señor no son lo primordial para las criaturas, sino Su Palabra y Su Doctrina, que nos demuestran el camino a la Vida Eterna. La Palabra venida de la Boca de Dios, es Todo en todo, y por Ella viviremos eternamente donde Él está, y actuaremos por el Verbo y Su Voluntad en nosotros.”

11. El sacerdote respondió: "Amigo, penetraste profundamente en la Justa sabiduría del Señor y no me sorprende que los discípulos se comporten tan indiferentemente ante un milagro. Grabaré en mi corazón lo que acabas de decirme, como si El Mismo Señor lo hubiese dicho, y te agradezco por la amistad y paciencia.”

105. El DESAYUNO MILAGROSO

1. Mientras tanto, se acerca un empleado curado por Mí para avisarnos la preparación del desayuno. Todos Me siguen, inclusos los sacerdotes, que sienten una fuerte atracción y amor por Mí. Cuando Me ven tomar la comida, el principal de ellos dice: "Oh Señor Todopoderoso y Sabio! He aquí otro milagro, tú tomas alimento material, porque todo lo que existe es también Obra de Tu Palabra y Voluntad. Podrías decir: Que la mesa se llene de manjares celestiales, e inmediatamente se realizaría lo que quisieras. Nuestra comida pagana es impura para un judío, sin embargo, la saboreas a gusto con Tus discípulos. "

2. Yo digo: "Para el puro, todo es puro, por lo tanto, también lo es para Mí. Las criaturas de buena voluntad, y en la mayor parte de corazón puro, ofrecen alimento igualmente puro, pues Yo Mismo los purifico, para que de esta forma, ninguna sea dañada. Creyentes de que Yo puedo mandar servir una mesa con alimentos de los Cielos a través de Mi Palabra y Voluntad, sentaos más cerca, que sucederá lo que creísteis. Saciaos sin temor, pues este alimento y bebida os fortificarán y os darán coraje en la lucha contra el príncipe de las tinieblas, de la mentira y del engaño, ante paganos y judíos.”

3. Los sacerdotes se sientan a la mesa indicada, cubierta de fino lino y servicios. La vajilla y vasos aún se encuentran vacíos delante de los huéspedes impresionados. Entonces, les digo: “He aquí una mesa puesta con alimentos y bebidas purísimos de los Cielos, aunque ahora no los veáis. Quiero que el alimento espiritual se envuelva de materia y podáis comenzar a desayunar.” Los sacerdotes no dejan de expresar alabanzas y honras a Mi Nombre.

4. Entonces ellos comieron, y no podían dejar de alabar el buen sabor de los alimentos, que fueron todos preparados a la costumbre romana. Y también el vino fue para ellos tan excepcionalmente bueno que dijeron no haber probado nunca un vino como ese. Nuestro hospedero se manifiesta también muy deseoso de probar algo de la comida milagrosa en la mesa de los sacerdotes. Sin embargo, le digo: "Amigo, lo que comes en nuestra mesa tiene el mismo origen, sabor y efecto, pues estos alimentos también son Mi palabra y Voluntad. "

106. LIBERACION DEL PAGANISMO

1. Cuando todos ya nos habíamos saciado, los sacerdotes agradecen y concluyen: "Señor y Dios Único, creemos indudablemente en Ti y tomamos la firme resolución de convertir también a otros paganos. No será fácil esa tarea, mayormente porque el pueblo se halla preso del paganismo. En esta ciudad no debe haber ni una casa siquiera que no esté repleta de imágenes de protectores de los hogares, dioses y semi-dioses. Terminar de un golpe con tales fantasías a través de doctrinas y enseñanzas Tuyas, será tarea ardua. Para Tu Persona, sería facilísimo, pues basta con que lo quieras, y no existirá más el politeísmo.”

2. Respondo: "No hay duda de que podría hacerlo. Con eso no facilitaría vuestro trabajo para Mí y para Mi Reino en esta Tierra, sino que lo volvería mucho más penoso. Un alma obtusa y supersticiosa, y la libre voluntad del hombre no se pueden alterar por pruebas y milagros. Si los milagros operados en Jerusalén hubiesen tenido ese efecto, todos los fariseos y escribanos serían Mis discípulos. Como no es así, continúan siendo malos y obtusos, odiándome y persiguiéndome como un miserable rebelde popular.

3. Podría destruir en un momento el Templo y sus templarios. De nada serviría por su terquedad, e incluso los haría más ciegos y malvados. Por lo tanto, dejo que el templo, el orgullo y el dominio de sus subordinados y seguidores continúen en su maldad hasta su reacción contra Roma, lo que pondrá fin a Jerusalén, sus templos y sus habitantes.

4. Dejad la situación como está entre los habitantes bondadosos de esta ciudad, hasta que sean iluminados por vuestro conocimiento, al punto de percibir la inutilidad de sus imágenes, y los más comprensivos os ayudarán en su extinción. Por ahora, es suficiente que el paganismo sea destruido en las almas; logrado esto, el resto se hará por sí solo.

5. Querer empezar a destruir los monumentos de la antigua fe y sólo a continuación, iluminar las almas y los corazones sacudidos, sería idéntico a la acción de un hombre que demolió su casa antes de hacer el plano para su nueva residencia. ¿Dónde va a estar viviendo hasta que termine la construcción? Concluida ésta, recién entonces podrá demoler la vieja.

6. Si Yo, por el Poder de Mi Palabra y Voluntad, destruyese en un momento todos vuestros ídolos, se levantaría una revolución que difícilmente se aplacaría, aunque divulgaseis la ira de los dioses ofendidos. El pueblo finalmente, preguntaría indignado ¿cómo puede pecar contra los dioses, si siempre se prestó para hacer sacrificios? Llegaría a apuntaros de codiciosos y culpables de una posible desgracia. Sería mejor restaurar las estatuas, de lo contrario, seréis víctimas de su ira. En tales circunstancias, sería difícil divulgar Mi Doctrina y creencia en Mí, entre los paganos.

7. Tratad primero de hacer la construcción nueva para ellos, que os ayudarán a destruir la antigua. En cuanto a los ídolos en sus casas, hechos en su mayor parte de oro y plata, conviene fundirlos, vender el metal y distribuir el dinero entre los pobres.

8. El Reino ahora fundado por Mí en esta Tierra, es un Reino de Paz, y no de contienda, persecución ni guerra. Conviene propagarlo en paz y no hacer uso de espadas. Cuando Mi Doctrina sea divulgada por medio de la espada, habrá en poco tiempo una gran miseria sobre la Tierra. Correrán torrentes de sangre, y todos los mares tomarán su color. Por esto, sed trabajadores pacíficos en Mi Nombre, y evitad discusiones y peleas. Actuad sólo por el amor en vuestro corazón. En el amor reside la mayor fuerza y poder.

9. Aunque el paganismo sea un viejo árbol hueco y sin vida, contiene muchas partes aún vigentes, y raíces casi petrificadas, y no se deja abatir de un solo golpe. Con el tiempo, con paciencia, prudencia y persistencia, tendrá que ceder a los múltiples golpes. El fuerte golpe dado por Mí, es la Verdad, ante la cual toda resistencia ignorante y dura tendrá que ceder. Esta es Mi Voluntad. Seguidla, que ganaréis muchos frutos para Mi Reino, por Mi Amor en vosotros.”

107. AMOR AL PROJIMO

1. Los sacerdotes agradecen Mi orientación, y se reúnen en su recinto aparte con el propósito de definir su situación. El primer orador quedó en nuestro grupo, y se dirige al comandante en relación a la fundición de los ídolos, pues desconocía que hubiere interesados en la compra de metales. Éste responde: “Haré todo lo que sea de la Voluntad del Señor y Maestro, por eso, oigamos primero cuál es Su Opinión."

2. Yo digo: "Actuad de acuerdo a vuestro criterio. Lo principal es que los ingresos sean llevados a los necesitados de manera útil, lo que seréis capaces de juzgar a través de Mi Espíritu dentro de vosotros. Tratad de reparar todo el mal que por ventura hicisteis al semejante, que seréis llenados con Mi Gracia. Si no hubiera un medio de reparar la injusticia practicada, tened al menos la buena voluntad para hacerlo, dirigíos a Mí, que no dejaré de atender vuestra petición. Guardad bien en vuestro corazón que nadie puede entrar en Mi Reino, si no ha indemnizado el menor daño hecho a alguien.

3. Si sufriereis una lesión por parte de alguien, perdonad y haced una advertencia con toda suavidad. Si él mejora, tendréis vuestro beneficio. Si no mejora, no debe ser condenado. Dirigíos a Mí, en el corazón, que asistiré a vuestra justa petición. Haced todo por amor, en Mi Nombre, para que seáis hijos de Dios y herederos del Reino Celestial, donde tendréis vuestra felicidad por siempre.

4. Si lo entendisteis bien, actuad de este modo y enseñad al prójimo a hacer lo mismo. Por este medio divulgaréis Mi Reino más eficientemente, por lo que recibiréis gran premio en el Más Allá, pues aquello que prometo, es y será Verdad Eterna.”

5. Dice el capitán "Señor y Maestro, asimilo la Verdad inmensa de todas Tus palabras y Enseñanzas, y siento que debe ser como lo explicaste. Existen entre judíos y paganos, hombres perversos, ladrones, asaltantes, asesinos, adúlteros y violadores de ambos sexos, y tenemos rigurosas leyes para castigar a tales ejemplos horrendos. Para tales criminales habría quizás, oportunidad de regeneración, si no fuesen alcanzados por la pena capital. Podrían ser educados sobre lo que sea bueno, verdadero y justo, extendiendo tal medida a infractores menos pesados.

6. Pero mientras rigen leyes estrictas, ese deseo sigue siendo problemático. Si yo mismo hubiera acarreado con alguna culpa, quedaría satisfecho si me aplicasen las medidas de más arriba, y no que me condenen sin clemencia. Soy juez en esta zona, bien conocida por Ti, Señor y Maestro, y fui obligado a mandar varios criminales a la cárcel. Debería aplicarles amor en vez de severidad?”

7. Digo, "Procederás correctamente, cuando esto sea posible. Quien libera los prisioneros, física y espiritualmente, de las cadenas del demonio, debe ser igualmente liberado de los lazos de la muerte eterna. Quien fue juez y aplica juicio suave y justo sobre criaturas ciegas, podrá esperar la misma medida de Mí. Quien fue misericordioso, encontrará Misericordia Conmigo. Un juez severo, debe esperar de Mí un Juez Inclemente, pues justamente el rigor al prójimo será su juez. Cada uno traza su propio juicio dentro de sí. Es una orientación para tu gobierno, Mi amigo Pellagius.”

108. PROMESA Y ADVERTENCIA DEL SEÑOR

1. Esta vez nos dirigimos hacia el lado opuesto de Aphek, donde también existe una colina, aún más alta que la otra, y también cubierta con suelo fértil y hierbas aromáticas. Todos se admiran, y el hospedero dice: “Cómo se extiende la Fuerza y el Poder de Dios! En la mañana vimos que la parte oriental se hizo próspera a través de Tu Palabra, Señor. Por haber considerado también este lado, más pedregoso, te rendimos toda alabanza y gratitud.

2. Raras veces era buscado por los habitantes de la ciudad, específicamente nunca durante el verano, pues las rocas negras se calentaban tanto que hacían imposible atravesar. Todo esto se transformó en un verdadero Elíseo; pero vamos a hacer un ruego. Toda esta zona es muy pobre en agua. No sería posible providenciarnos algunas fuentes? "

3. Yo respondo: "A su debido tiempo. Por ahora haré surgir una fuente poderosa en esta colina de tu propiedad, hospedero. Esta fuente suministrará a la ciudad, agua en abundancia. En cuanto a los suburbios mismos, el invierno, que no está tan lejos, se encargará. Tratad de no secar en vuestro corazón la fe en Mí, y el amor hacia Mí y al prójimo. Si esto sucediera con vosotros, o con vuestros descendientes, estas fuentes se secarán también y la zona quedaría más desierta que hoy.

4. Antes esta colina era tan fértil como ahora, cuando fue entregada a los israelitas, en tiempos de Josué y de los Jueces, y permaneció así hasta los primeros Reyes. Cuando posteriormente se hicieron evidentes la envidia, el disgusto, la persecución y las guerras entre las tribus de Israel, y comenzaron a olvidarme, hice que grandes tormentas devastaran las tierras, y en vano aumentó una mayor preocupación humana para fertilizar de nuevo.

5. Acabo de transformarlas nuevamente, y allá en la cima ved que nace una fuente rica, cuyas aguas deben ser llevadas por vosotros a los necesitados de este lugar. Continuad en Mi Amor, y no abandonéis vuestra fe en Mí, que estaré con vosotros con Mis Bendiciones. Lo que pidáis al Padre en Mi Nombre, os será dado, si eso fuese provechoso para la salvación de las almas, y donde dos o tres estuvieren reunidos en Mi Nombre, llenos de fe, estaré en medio de ellos, en el Espíritu de Mi Amor, Poder y Fuerza.

6. Si pidiereis cosas fútiles, nada recibiréis, así como no entregáis un cuchillo a un niño, sólo porque quiere jugar con él, porque sois inexpertos en asuntos espirituales, y solamente Yo sé lo que necesitáis para la conquista de la Vida Eterna. Por esto, buscad antes que todo, Mi Reino y Mi Justicia, que todo lo demás que necesitéis os será dado. Si alimentáis algún deseo, pedidme solamente algo justo, bueno y verdadero.”

109. LA OMNIPOTENCIA DEL SEÑOR Y SU LIMITACION

1. El anfitrión dice: "Oh Señor, una petición de riego para esta área no habría sido injusta y perjudicial?" Respondo: "De ninguna manera. Pero si en el futuro Me pedís sólo cosas materiales, eso no sería justo, bueno y real, por tratarse de ventajas terrenales perjudiciales al alma.

2. No vine al mundo para beneficiar el cuerpo, sino el alma. Por esto, pedidme, antes que todo, que os dé beneficios eternos a vuestra alma. De qué serviría al hombre si conquistase todos los tesoros del mundo, y tuviera que sufrir el mayor daño en su alma?. Cómo podría salvarla de la muerte y del juicio de la materia telúrica?

3. Ellos dicen: Señor, todas las cosas Te son posibles, incluso la materia telúrica es Tu Obra. Tienes razón. Sin embargo, atestiguo, no todo Me es posible en relación al hombre. Si así fuese, no necesitaría venir Personalmente a este mundo para doctrinaros de Mi Propia Boca. Di al hombre el libre albedrío y le demostré a su intelecto, la Verdad y el Bien, al lado de la mentira y del mal, a fin de que analice, juzgue y se eduque en el sentido de volverse realmente humano y no un irracional, sujeto a la Ley imperativa, que lo obliga a vivir dentro de Mi Omnipotencia, sin tener libertad, determinación propia, ni independencia.

4. Más allá de lo físico, el hombre no tiene otra ley imperativa dada por Mí, pero sí una voluntad libre y raciocinio ilimitado por medio del cual puede averiguar, analizar, comprender, conservar y adoptar como norma de vida todo lo que descubrió de verdadero y bueno. Por eso, analizad también vosotros, todo lo que os he demostrado, y conservad y aplicad lo que de verdadero y bueno descubristeis, que así os volveréis hijos muy queridos y libres, independientes como Yo.

5. Si de esta forma os hubieseis apoderado de Mi Voluntad, y os volvieseis también fuertes por la fe viva en Mí, todos los seres os serán sumisos. Jamás os levantaréis contra Mi Orden Eterno, como base de todo ser y existencia. En esto consistirá la Vida Eterna y Bienaventurada de vuestra alma, y donde Yo estuviera, estaréis vosotros, como hijos Míos, actuando como Yo.

6. Con el fin de que el hombre alcance tan sublime bienaventuranza, debe orientar su vida según Mi Voluntad, a través de su libre albedrío, inteligencia y raciocinio ilimitados; y Yo no puedo intervenir con Mi Omnipotencia y obligarlo a otra actitud, como lo hacen los irracionales. De esta forma, no todo Me es posible en relación a los hombres, si deben continuar eternamente humanos dentro de Mi Orden Inmutable y Eterno.

7. Comprenderéis, por lo tanto, cuáles serán las peticiones justas ante Mí, que os serán satisfechas en la medida de vuestro beneficio. Sólo pedid lo que sea útil para vuestra alma, y raras veces una ventaja para el cuerpo.

8. No estáis por esto, prohibidos de pedir socorro en aflicciones de orden material. Digo más: Si prestáis beneficios materiales al prójimo por amor a Mí y en Mi Nombre, seréis recompensados con bienes espirituales en beneficio de vuestra alma, y si continuares en las obras de amor y en la fe viva en Mí, recibiréis la fuerza necesaria para curar a los enfermos por el pase y liberar a personas endemoniadas de sus malos espíritus, tan comunes en esta época. De esto seréis capaces solamente por la fe plena y viva en Mí. En resumen, todo Conmigo lo podéis realizar; sin Mí, nada. Continuad siempre Conmigo por el amor y por la fe, que permaneceré en vosotros con Mi Amor, Verdad, Fuerza y Poder.”

110. LA PREGUNTA SOBRE EL INFIERNO

1. Todos Me agradecen por esta larga explicación y prometen ponerla en práctica, aunque les cueste una lucha desenfrenada. "Bueno", dicen, "Cualquier cosa buena para la vida del hombre sólo puede lograrse mediante lucha. Aquí, se trata de la conquista del tesoro más sublime, por lo que no debemos temer ningún sinsabor. Los romanos son valientes y siempre vencieron a sus adversarios. Así también esperamos pronto lograr el dominio sobre nuestras debilidades, y te pedimos que no permitas que seamos tentados por encima de nuestras fuerzas. "

2. Respondo: "El Cielo y la Tierra y todo lo que los conforman desaparecerán. Mis Palabras y Promesas, nunca. Nunca dejaré de atender vuestras peticiones, si son justificadas. Pero en esta época, el Reino de Dios necesita de violencia y sólo lo poseerán los que lo conquisten con violencia. Por eso se requiere para la conquista o realización total, una lucha interna y externa. No temáis a los adversarios que son capaces de matar el cuerpo, lo que no tendrá perjuicio para el alma. Temed a Dios, que puede expulsar al alma malvada al infierno."

3. Se adelanta el comandante y dice: "Señor y Maestro, como hiciste mención del infierno en el que, según afirmaciones de los judíos, las almas son para siempre martirizadas por los peores demonios, y los paganos consideran como tal, un lugar llamado Orkus; querrías explicarnos dónde está y quién entra allí después de la muerte? Si nos informaste acerca de las Bienaventuranzas que esperan a los que viven según Tu Doctrina, es también necesario conocer el destino de los malvados, principalmente los que en la Tierra fueron Tus peores adversarios, a fin de convencerlos del bien."

4. Yo digo: "Mi amigo, es difícil contestarte racionalmente, porque tu espíritu todavía no ha entrado de lleno en tu alma. Sin embargo, daré a todos una pequeña orientación. Al igual que el Cielo está por todas partes, donde se encuentran las criaturas buenas y agradables a Mí, el infierno existe también en todas partes, donde se hallan los ateos, enemigos del bien y de la Verdad, mentirosos, traidores, ladrones, asaltantes, asesinos, avarientos, dominantes, adúlteros y fornicadores.

5. Si queréis ver el aspecto de un infierno, basta que observéis el alma, la tendencia a la maldad y la mala voluntad de esa criatura en la cual actúa el infierno, y concluiréis cuál es el aspecto del infierno, obra del propio individuo. Allá, cada cual quiere ser el primero, soberano, superior y absoluto. Poseedor de mayor poder y fuerza, y que es atendido por todos los que deben trabajar para él, por la peor recompensa.

6. Imposible esperar una verdadera luz de tal locura de maldad, ciega y egoísta, en la que un tirano dominante jamás se convence de la injusticia que aplica de un modo cruel, y tampoco estaría dispuesto a abandonar su trono de oro para practicar la justa penitencia y procurar reparar el mal causado. Tratad de convencer a tal desvariado, y os daréis cuenta de qué manera os enfrentará.”

111. UTILIDAD DE LA DESTRUCCIÓN DE LA FORMA EXTERNA

1. El Señor: "Donde nada se puede lograr con la Luz más clara de la Verdad - ¿Cómo convencer a estos hombres sin poner trabas a su libre voluntad, pero quitándoles su autoestima? Exterminar tal sentimiento pervertido sería idéntico a matar a la criatura en sí, lo que no puede suceder, en virtud del Orden Eterno e Inmutable. Todo, desde el más pequeño hasta el más elevado - ya sea bueno o malo en el concepto humano - es indestructible como Dios, la Fuerza, Poder, Amor y Sabiduría Eternos, de donde todo surgió.

2. Transformaciones de lo imperfecto a lo perfecto son posibles, porque Dios quiere dar independencia a Sus Pensamientos e Ideas, - hablando en términos humanos. Estas transformaciones no son exterminio, sino destrucciones visibles en el ámbito de la Naturaleza. Sólo son formas materiales, en las cuales se esconde un ser de energía vital y espiritual, aislada por cierto tiempo de la Omnipotencia Total; son destructibles, sin afectar su integridad interna.

3. Las formas externas tienen que ser destructibles, ya que sin la destrucción no habría ninguna mejoría espiritual en relación a la emancipación individual. Lo que viene a ser para vosotros, criaturas atrapadas en una forma material y finalmente, el mundo físico, pero pensamientos e ideas concentrados por Mi Voluntad, que puedo modificar cómo y cuándo quiera, dentro de Mi Amor y Sabiduría.

4. No lo hago por simple capricho para satisfacer cierto placer dominante al estilo humano, sino en virtud de una necesidad eterna como corresponde a Mi Orden de Amor, para dar a Mis Pensamientos e Ideas una independencia plena, libre e individual. Si fuera esto posible por otro medio – que no existe ni puede existir – habría preferido lo que consideráis monótono y aburrido. De esta forma, el camino por vosotros conocido, es el único posible, por lo tanto, el único verdadero y mejor, porque Mis Intenciones pueden ser enteramente realizadas.

5. Si las criaturas de esta tierra no se quieren someter a Mi Orden, y quieren crear otra organización, mejor y racional, según su intelecto y libre voluntad, lo que sucede aquí constantemente y en el Más Allá, son ellas mismas las culpables, cuando ingresan en situaciones cada vez peores, recurren a atajos y se cansan, hasta finalmente comprobar que no existe otro recurso para acercarse a él, sino por los sufrimientos que se han provocado ellos mismos.

Tales estados permanecen hasta que el alma se da cuenta y comprende que nunca podrá mejorar reaccionando contra Mi Orden. Mi amigo Pelagius, la constante reacción contra Mi Orden es el infierno mismo con todo su mal, tinieblas, maldad y atroz sufrimiento.”

112. FINALIDAD DE LAS ENFERMEDADES

1. El Señor: "Observa a un hombre con salud de hierro. Comete los peores abusos a través de los gozos desmedidos y acciones innecesarias. Un amigo con experiencia lo aconseja que no practique tales abusos, pues fácilmente podrían terminar con su vida. Pero él no acepta consejo alguno, y continúa con la misma forma de vida.

2. Después de algunos años, es alcanzado por una enfermedad muy grave y se altera como un loco, llamando a los médicos. Estos consiguen curarlo, si bien, no completamente. Pero no dejan de advertirle que no siga con la norma de vida que estaba llevando, de lo contrario, tendría una recaída de la cual difícilmente se salvaría. El sigue el consejo por cierto tiempo, sin embargo, no tarda en ser tentado y comienza nuevamente a vivir desordenadamente. Aunque sentía los síntomas de la enfermedad, no les da la atención debida y continúa pecando contra su naturaleza ya debilitada.

3. Repentinamente, cae en cama con dolores atroces. Vienen los médicos y tratan de sanarlo, sin conseguirlo tan fácilmente, por eso le aconsejan tener paciencia. Como no respetó el consejo, fue él mismo el responsable de haber caído en una enfermedad peor y más prolongada.

4. Sufre más de un año y queda completamente desanimado. Sin embargo, consigue mejorar un poco, y jura por todo lo que le es sagrado, aceptar el consejo de los facultativos, incluso, de otros amigos. Esta segunda experiencia amarga lo hizo más prudente y cuidadoso, y así comienza a fortalecerse. Ni bien se siente curado, piensa: ah! Mi único placer no va a perjudicarme! – Como no sucediese nada malo, él repite el desatino varias veces.

5. Esta vez, la enfermedad lo deja postrado en cama por varios años, sin que pueda ayudarlo médico alguno. Después de esta época de amargo sufrimiento, se siente mejor con la costumbre de la enfermedad, y reconoce que ha sido una Gracia de Dios, por la cual se curó de su voluptuosidad, volviéndose psíquicamente más puro. El sufrimiento físico hizo que el alma se tornara humilde, paciente, serio y adquiriese fuerzas para dominar los sentidos de la carne.”

113. LA DIFÍCIL CONVERSIÓN DE ALMAS DESENCARNADAS

1. El Señor: "Así como el alma de ese hombre se hizo más sobria, paciente, modesta, pura, fuerte, rigurosa y profunda a través del sufrimiento causado por la vida libertina, las almas en el Más Allá son también purificadas por diversos sufrimientos, penas y dolores, causados por ellas mismas por la vida equivocada que llevaban, lo que les produce una aversión por esa conducta desordenada, aversión que aumenta a medida de su cambio en el pensar, amar, querer, entrando de este modo en el propio espíritu, hasta alcanzar una existencia más feliz. En el Más Allá, esto se hace más complicado, y para muchas almas demasiado pervertidas, pasarán largos períodos hasta que encuentren el camino que los lleve a Mi Orden Eterno e Inmutable.

2. En esta Tierra, todo hombre tiene bases sólidas y diversos caminos, buenos y malos consejeros, guías y profesores. Así fácilmente puede decidir por el bien, después de algún discernimiento, transformando su amor y voluntad, con la aceptación de Mi Orden, que se manifiesta cada vez más claro dentro de él. En la otra vida, el alma se posee sólo a sí misma, y es creadora de su mundo, semejante a un sueño. En tal esfera no puede haber otros caminos, sino los que el alma trazó con su amor, voluntad y fantasía.

3. Si su amor y voluntad se justifican dentro de Mi Orden, al menos en la mayor parte, dentro de poco se decidirá por el camino correcto, debido a algunas experiencias amargas. Continuará por este camino y pasará de su vida fantasiosa a una existencia verdadera y real, donde todo le será más claro y comprensible lo que nunca se le pasó por la mente.

4. En poco tiempo progresará por la purificación de sus tendencias. Mientras que otro, en cuyo mundo de sueño y fantasía a veces no existe ni medio camino o la cuarta parte de él dentro de Mi Orden, puesto su amor y voluntad en desequilibrio, difícilmente se decidirá por volver a retomar primero un camino ordenado, para después de largo tiempo dirigirse al camino correcto que conduzca a la verdadera Luz de la Vida.

5. ¿Qué pasará en el otro mundo con un alma que ni una cuarta parte del camino de Mi Orden ha recorrido, por lo tanto, no lo encontrará? Es el infierno mismo. Tal psique caminará por todas las veredas de maldad en su oscuro mundo de sueño y fantasía, queriéndose sobreponer por encima de Mí.

6. Como nada consigue por este medio, y por el contrario, pierde cada vez más, se hace ella más enojada y vengativa, malvada e impotente. Imagina innumerables atajos desordenados en el mundo inerte de tal mente. Cuándo terminará de pasar por todos ellos para comenzar a presentir que toda su acción, cuidado y esfuerzo fueron vanos e inútiles y así le despierte cierta ansia de preferir obedecer, antes que dominar por encima de todo?

114. EDUCACIÓN INÚTIL DE UN TIRANO

1. El Señor: "Supongamos que quieras invadir las tierras de un tirano cuyas intenciones y objetivos se centran en la conquista del mundo entero, en dominar a todos los otros soberanos y hacerse adorar cual dios. Después de haber vencido su resistencia y hayas logrado apresarlo, dirás: tonto orgulloso y vanidoso, que pretendías hacer esclavos a los reyes vecinos, ahora estás en mi poder! Voy a ser misericordioso y justo, si te humillas al punto de querer el bien al prójimo y reparar el daño causado. Quedarás bajo mi observación. Si cambias, podré devolver tu reinado, en beneficio de los pueblos.

2. El prisionero aceptará todo, por tu promesa. Crees que ha cambiado por completo? Sólo aparentemente, porque una vez recuperado el trono hará todo lo posible para vengarse. La humillación de un rey orgulloso y arrogante como caer por debajo del cayado de la mendicidad, sería lo mismo que hacer de él un demonio perfecto, al cual jamás se podría ayudar en el reino de las sombras.

3. Este hombre, ya sea rey o esclavo, preso de la ira y la venganza máximas imperdonables, no es susceptible a la conversión. Lo mejor es apoyarlo con la paciencia y advertirle oportunamente, como lo hice Yo Mismo a través de la boca de los profetas.

4. Si no cambia, - como suele ocurrir - se lleva a duros castigos, con los cuales tendrá que sentir su propia culpa; persistiendo en su maldad, debe ser borrado de la Tierra, lo que atañe solamente a Mí, pues veo nítidamente cuando la medida de tal hombre se ha completado.

5. Reflexionando sobre la naturaleza del infierno, sabrás dónde está y cómo se presenta. Así como el hombre religioso y virtuoso dentro de la Voluntad de Dios traza dentro de sí el Cielo y el Reino de Dios, su oponente carga el infierno en su corazón, porque es su amor y voluntad constante, por lo tanto, su vida. Has entendido? "

115. PROMESA DEL SEÑOR SOBRE EL FIN DE LOS TIEMPOS

1. Pellagius dice: "Señor y Maestro, todos nosotros Te agradecemos por este conocimiento, aunque, es probable que no alegre a un corazón bondadoso. Sin embargo, es justo que el malo se condene y se separe del bueno. Si pudiésemos enviar poderosos ángeles al lado de aquellos hombres para demostrarles su injusticia, no cambiarían? "

2. Yo respondo: "Mi amigo, tal pensamiento honra a tu corazón. El deseo que expresas ya fue por Mí muchas veces efectuado, tanto en éste como en el otro mundo y tuvo buen efecto y duradero para los que aún están dispuestos a su salvación.

3. Lee la historia de Sodoma y Gomorra. Ángeles verdaderos descendieron de los Cielos para estar con Lot, y cuál fue el resultado? Lee lo que ocurrió en los tiempos de Noé. Quién se interesó por aquello, a excepción de Noé y su familia? Lo que hizo Moisés ante la tiranía del Faraón, que se volvió cada vez más soberbio y malvado, que no cesó de perseguir al profeta y los israelitas, hasta que el mar lo tragó a él mismo? Ve la Historia de Jericó. Grandes fueron las señales bajo el gobierno de Josué, y excluyendo una prostituta, nadie cambió. Estudia la historia de todos los profetas, grandes y pequeños, y podrás ver el débil resultado que se produjo entre los pecadores contra la Orden de Dios.

4. Dejemos de lado lo que en esta Tierra fue tragado por el tiempo, y observemos la época actual, buena y nueva. Ve a Mis discípulos. ¿Quiénes son? En la mayoría, pobres pescadores. Hay algunos de Jerusalén que Me acompañan hace algún tiempo. Pero ¿dónde están los líderes de esa ciudad que también escucharon Mi Palabra, y donde Yo Personalmente realicé los más grandes milagros, acompañado de uno de los mayores ángeles? De qué sirvió? Quieren perseguirme y matarme a toda costa!

5. Al final, les permitiré que maten Mi Cuerpo, para resucitar al tercer día. Después de eso, visitaré a todos Mis amigos para su consuelo y tranquilidad. Los reticentes no cambiarán por esto, sino que perseguirán a Mis amigos hasta que hayan completado la medida de sus crueldades, y Yo los barreré de la superficie de la Tierra.

6. Hasta el Fin del mundo enviaré Mis mensajeros celestiales, para evitar que Mi Palabra sea tergiversada y destruida por los malos hijos. Mas, también aquellos serán perseguidos en Mi Nombre, hasta la época en que volveré cual rayo de un polo a otro, iluminando todo lo que hubiere en la Tierra, Bueno o malo. Haré, entonces, una gran selección sobre todo el orbe, y conservaré sólo los buenos y puros.

7. De esto concluirás que siempre hice lo que acabas de desear, y así haré hasta el Fin de los Tiempos. La voluntad libre de los hombres siempre será respetada, y todos tendrán que encarnar como prueba de su libertad, a fin de que renuncien a todos los deseos carnales, haciéndose humildes y pacientes, manteniendo y perfeccionando Mi Reino dentro de sí. Quien quiera venir a Mí, tendrá que hacerlo tan perfecto como Yo. Para que esto le sea posible, vine Personalmente a este mundo para mostrar el camino a todos.

8. No os dejéis seducir y deslumbrar por el mundo, su materia y los deseos de la carne, de tal forma que el juicio del mundo, su materia, y la carne no despierten en ti y con ello, el propio infierno, que es la segunda muerte del alma.”

116. ENTORNO ESPIRITUAL DEL SEÑOR

1. Mis palabras producen una fuerte impresión en el alma de los romanos, que conjeturan íntimamente: Él tiene razón en todo, y nosotros, humanos, somos muy importantes para Él, y no simples distracciones o juguetes de Su Omnipotencia. En seguida el comandante se dirige a Mí: "Señor y Maestro, dijiste en Tu Discurso que durante mucho tiempo un ángel perfecto Te acompañó y atestiguó fielmente que hayas venido a la Tierra. Tal acontecimiento había sido prometido a través de los profetas, de manera que los paganos también estaban informados. Sería posible que llames al ángel para que podamos verlo?”

2. Respondo: "¿Por qué no? Aunque la aparición de un ángel no sirve para hacer más positiva vuestra fe en Mí. No necesito llamar al ángel para que se presente como pensáis. Donde estoy, se presenta el máximo Cielo con todos los seres angelicales que siempre Me rodean. Abriré vuestra visión por unos momentos para que veáis Mi entorno. Que así sea.”

3. Inmediatamente, todo el mundo ve, como si formasen grandes círculos, muchísimos ángeles de pie, sentados y arrodillados, dirigiendo sus miradas hacia Mí y alabándome. La visión dejó estupefactos a los romanos, que pedían que Yo cerrara nuevamente los Cielos, porque sus ojos aún eran impuros para observar tal maravilla. Hago cerrar su visión interna, a excepción de la presencia de Rafael, que quedó entre nosotros con su apariencia ya conocida, vestida de carne y hueso. El comandante pregunta, asombrado por su belleza, quién es y de dónde vino tan inesperadamente.

4. Yo digo: "Es precisamente el ángel que siempre Me acompaña, como ahora, en caso que sea necesario para despertar la fe, enseñando y realizando grandes milagros. Si quieres, puedes hablarle directamente.” El romano se dirige a Rafael y pregunta si siempre estuvo junto a Mí para servirme. El arcángel responde: “El Señor no necesita de nuestros servicios, sin embargo, Le servimos con todo amor, para ayudar a los hombres según Su Voluntad, para protegeros de las persecuciones malvadas del infierno.

Cuanto mayores son las tareas en esta Tierra y en los otros cuerpos celestes del Espacio Infinito, tanto más felices somos. Haced lo mismo, que haréis lo que hago.”

5. Dice el romano: "Sé quién eres, pero ignoro lo que puedes hacer." Rafael le responde: "Todo lo que el Señor Mismo puede, yo puedo. De Mí mismo, puedo tan poco como tú. Por la Voluntad del Señor que llena todo mi ser, puedo hacer todo. Acepta la Voluntad de Él, que podrás realizar lo que yo hago. "Con esto, Rafael desaparece y el comandante graba sus palabras en el fondo de su corazón. –En ese instante, viene un empleado para anunciar el almuerzo, y volvimos al albergue.

117. LOS CIUDADANOS DE APHEK

1. Después que tomamos nuestra comida, a la que asistieron los sacerdotes paganos, llegan algunos habitantes de la ciudad, que no Me conocen, y dicen admirados al anfitrión: “Sabes ya que los alrededores de la ciudad están completamente floridos? Habrá sido el efecto del terremoto, o se habrán apiadado los dioses, debido a nuestras oraciones y ofrendas?”

2. Responde el hospedero: "No hay novedad en eso y también estamos muy felices. Sabemos también otro factor sorprendente. Sube a la colina de la muralla de la ciudad y verás una fuente extraordinaria, que puede abastecer a todos los habitantes de la misma. Tan pronto como sea posible, comenzaremos a hacer la canalización y también supliremos a los rebaños para que no tengan que buscar su alimento en cuevas y valles.”

3. Cuando los ciudadanos encuentran la fuente, quedaron estupefactos, y uno, aún bastante creyente en los dioses, dice: "Debemos buscar a los sacerdotes para la construcción rápida de un templo en beneficio de Neptuno, para agradecerle por tanta gracia. Además, debe haber un sacerdote aquí instalado, en honor a nuestro protector. "

4. Así, vuelven a la ciudad, donde relatan el gran milagro. La multitud corre hacia allá y analiza el fenómeno. Habiéndonos dejado en paz, podemos hacer los preparativos para el viaje. Antes de irme, advertí al comandante y los sacerdotes de los comentarios hechos por los ciudadanos en la fuente, y que ahora deberían estar preparados para evitar que el paganismo eche sus raíces aún más fuertes.

5. Responde el romano: "Señor y Maestro, podremos impedirlo con Tu Ayuda. En cuanto a la tierra, soy Jefe de la zona y sujeto únicamente a las órdenes del Coronel Cornelio, que actualmente reside en Cafarnaúm, y al Prefecto Cirenio, generalmente en Tiro y Sidón. Siendo ambos Tus amigos y seguidores de Tu Causa, poco tenemos que temer en la tarea que va en beneficio de la humanidad. "

6. Respondo: "Sin reacción de los hombres, el trabajo para Mi Reino difícilmente se podrá hacer. Si en algunas ocasiones enfrentas pequeños o grandes problemas, no pierdas el coraje, la confianza y fe en Mí, que no habrás trabajado en vano. Como ya he dicho, en este tiempo, en que el poder del infierno se ha hecho demasiado fuerte, Mi Reino necesita de violencia y gran celo, y sólo los que empleen violencia, lo conquistarán.

7. Vendrán ciertas pruebas y tentaciones sobre vosotros, pero recordad que os advertí al respecto. Sed valientes, luchad con prudencia y con todo amor contra los embates del mundo dentro y fuera de vosotros y así cosecharéis con Mi Ayuda, frutos dorados por el trabajo del Cielo, y la alegría será grande e inmortal.

8. Todo trabajador competente merece recompensa, y cuanto más pesado es el trabajo, tanto mayor y especial será el premio. Quien no quiera trabajar por encontrar que es demasiado sacrificio, no necesita esperar recompensa, pero pasará hambre. Si el hambre físico ya es doloroso, mucho peor será el hambre espiritual para quien ya se sació del Pan Celestial, sin esforzarse por acumular para el sustento eterno de su alma. El verdadero Pan y el Néctar Real de los Cielos Soy Yo en la Verdad Eterna de todo lo que os enseño. Recibisteis grandes reservas. Tratad que no disminuyan. Para evitarlo, es necesario que seáis siempre activos en Mi Nombre. Que Mi Amor os fortalezca y Mi Sabiduría os guíe”. Todos Me agradecen emocionados por la enseñanza y los grandes beneficios materiales.

118. SALIDA DE APHEK

1. Después de las manifestaciones de reconocimiento, el comandante pregunta si Yo le permitiría acompañarme al siguiente distrito. Le respondo: "Amigo, Pellagius, tú y los tuyos han hecho mucho; continúa en tu comarca y profesión y en todo lo que organicéis para el futuro. Al volver a Pella encontrarás mucho trabajo. Queda por algunos días más y ayuda a los sacerdotes en su empresa, que será algo difícil en el comienzo. Cuando lleguen algunos forasteros y judíos, no hagas gran alarde sobre Mi Persona y Mis Hechos.”

2. Les hago una seña a los discípulos para que abandonen el albergue y Me esperen fuera de la ciudad, a excepción de Juan, que Me acompaña. Quedo un rato más para consolar a Verónica, llena de tristeza por Mi Partida. Después sigo por la colina, donde el comandante se despide, y seguimos en dirección al Oeste hacia otra ciudad, cuyo nombre no tiene importancia.

3. Alguien podría preguntarse cuál es el efecto posterior entre los paganos de Aphek, y cuánto tiempo llevó para adherirse a la fe en Mí. Respondo que, en el transcurso de un año no había paganos en la ciudad y alrededores. En el inicio hubo corrientes contrarias. Habiendo sido instruido por los sacerdotes y el comandante, el pueblo en poco tiempo reconoció sus engaños y aceptó feliz el conocimiento de la Verdad Pura, y Yo no dejé de acompañar a los fieles seguidores, en Palabra y Acción, con Mi Fuerza. Después de Mi Ascensión, visité especialmente aquellos lugares y transmití a los conversos, el consuelo pleno y la justa fuerza para que actúen en Mi Nombre.

4. Con ocasión de las grandes tribulaciones en Jerusalén y en Judea, la ciudad de Aphek sirvió de refugio para los judíos convertidos a Mi Doctrina. El comandante fundó una comunidad, sin pompa, que mantuvo su nombre, después que Yo lo llamara junto a Mí. Vivió más de treinta años después de Mi Ascensión, y fue nombrado jefe de las diez grandes ciudades, entre las cuales había gran cantidad de otras pequeñas. He aquí el resumen relativo a la situación de aquellas zonas, en lo que dice relación a Mi Doctrina.

119. EL SEÑOR EN CAMINO A BETSAIDA

1. Continuamos nuestro viaje después de la salida de Aphek, cuando a dos horas de distancia de la ciudad encontramos una caravana de gran tamaño que venía de Damasco, para vender sus productos en las ciudades costeras. Estando frente a la zona transformada, el jefe cree haber perdido el camino. Por ello, se dirigió a mí, diciendo: "Buen amigo, somos comerciantes de Damasco y viajamos dos veces al año a las ciudades costeras para facilitar la venta de nuestros productos. Siempre el camino nos condujo a través de Aphek, Golán, Abila, Pella y Genezareth y conocemos todos los accesos. Debemos estar cerca de Aphek, situada en un desierto que tenía rocas de basalto negro. Ahora, nada de esto se ve. Todo es verde y en la entrada florecen árboles frutales de diversas especies. Ciertamente hubo una equivocación de nuestra parte y necesitamos que nos des orientación precisa".

2. Yo digo: "Si este camino lo habéis hecho varias veces, debería llevar a Aphek. "

3. Responde el jefe de la caravana: "Debes estar en lo cierto, porque toda la zona parece ser la misma. Sucede que a veces hay dos similares, aunque sean distintas, como están a orillas del río Éufrates. Creo en tu información de que nos encontramos en el camino correcto para llegar a Aphek. ¿Pero, qué hicieron sus habitantes para transformar el desierto en un oasis, en tan corto tiempo? En el caso de que lo hayan hecho, dónde habrán encontrado el suelo fértil para cubrir el basalto?

4. Si fuesen judíos devotos, podría argumentarse que apareció un profeta como Moisés o Elías, capaz de hacer milagros. Son, sin embargo, fanáticos paganos y enemigos de los judíos, jamás merecedores de una Gracia por parte del Señor. Perdona si os retenemos en este lugar y quisiera que nos cuentes si conociste esta zona cuando estaba desierta. Según veo, no estáis sorprendidos con la transformación. "

120. EL SEÑOR SE DIRIGE A LA CARAVANA

1. Yo digo: "En Aphek podréis conocer detalles acerca de la transformación de este antiguo desierto. Sabemos de la forma en que se dio, y conocemos la razón principal. Como el día ya termina, no hay tiempo para esclareceros. Os aseguro que si el faraón se hubiese convertido con las advertencias de Moisés, al igual que los habitantes de Aphek que se adhirieron al judaísmo puro, no habría sufrido las plagas, y los desiertos de Egipto habrían comenzado a reverdecer.

2. En el gran albergue podréis convenceros que los habitantes de Aphek volvieron a reverdecer como rama vieja y seca del tronco de Abraham. El Dios de Abraham, Isaac y Jacob es el Mismo y todas las cosas Le son posibles. Quien puede crear el orbe y todos los seres a través de Su Voluntad, sin duda será capaz de transformar un pequeño desierto en suelo fértil, plantas y árboles frutales. Siendo vosotros judíos, naturalmente que comprenderéis el sentido de Mis Palabras.

3. No hay duda que vuestro judaísmo se ha volcado en mayor parte al mundanismo, y los hechos remotos de los cuales tenéis alguna noción extraída de las Escrituras, fueron desterrados al reino de las fábulas religiosas. Sin embargo, la situación es muy diferente de la que vuestro raciocinio os induce. Con respecto a los hechos materiales sobre los que el espíritu no está participando, el intelecto puede juzgar y resolver. En cuanto a eventos espirituales, sólo decide la fe viva en Dios y el amor para con Él y el prójimo.”

4. Dice el jefe de la caravana: "Amigo, eres judío íntegro, tal como los que hay entre nosotros en número reducido; a pesar de tu gran fe, nuestra ciudad no parece merecer una atención especial de parte del Señor. "

5. Respondo: "Él se preocupa de los damascenos en la medida que ellos se interesan por Él”. "Habla el jefe:" Nosotros enviamos todos los años, nuestras ofrendas prescritas a Jerusalén y el templo está satisfecho." Digo Yo: "prestáis honra a Dios con palabras y rebaños de ganado, pero vuestro corazón está lejos de Él. No existe en vuestro interior el amor a Él, de modo que dentro de vosotros y del templo, todo se ha convertido en desierto, como sucede en vuestra gran ciudad. Ni el mayor esfuerzo hará de Damasco, un paisaje de zona fructífera. Tal hecho tampoco es necesario, porque mantenéis el comercio con el mundo entero y podéis abastecer a la ciudad con pan y otras riquezas materiales; de esta manera os vais alejando cada vez más de Dios. Si os habéis hecho tan inteligentes, prudentes y poderosos en cuanto al suministro material, Dios, El Señor, no necesita preocuparse de vosotros en especial.

6. Seguid para Aphek, entonces, tal vez allá vuestra alma pueda comenzar a ver, y este desierto transformado no os dará la impresión de haberos equivocado de camino. Quién no se encuentra en el camino justo, tampoco encontrará el camino verdadero en este mundo."

7. Al oír estas palabras el jefe respondió: "Perdóname, por haberos detenido en vuestro andar. Todos nos beneficiamos mucho con esto. Eres escribano de verdad, y si fueras a Damasco, todo tendría que florecer. La situación de nuestros escribas es muy precaria, por eso, la fe es débil. Donde no hay profesores buenos, no puede haber discípulos correspondientes. Os agradezco en nombre de la caravana por la paciencia y atención dispensada. Ven a visitarnos en Damasco, que serás bien recibido".

8. Respondo: "En lo personal, será difícil llegar a Damasco. Sin embargo, enviaré a un discípulo especial, muy pronto". Agradeciéndome de nuevo, el jefe se aleja con la caravana.

121. EL SEÑOR EN UN ALBERGUE EN BETSAIDA

1. Seguimos nuestro camino, y antes de la puesta del sol llegamos a una aldea cerca de Betsaida, donde ya había doctrinado y realizado milagros. Sus moradores eran en su mayoría pastores y pescadores, pues todos los pueblos recorridos a partir de Genezareth, se situaban cerca del Mar de Galilea en las inmediaciones de Galilea y la desembocadura del Río Jordán. Poca importancia hay en el nombre de estas ciudades, pero sí en aquello que allí enseñé e hice. Mis Hechos, con el tiempo cayeron en su mayor parte en el olvido casi absoluto, dado que lo transmitido de boca en boca fue tergiversado de tal forma que no contenían ni siquiera una jota de verdad. Pero eso no es tan importante, o para este tiempo, no importante en absoluto, porque como dije, sólo la enseñanza, la Verdad de todas las verdades que fue fielmente guardada, es lo más importante para la vida.

2. Tuvimos una recepción muy amistosa por parte de la mayoría de estos muy pobres de este pequeño lugar, al cual llegamos, como se dijo, antes de la puesta del sol. Había un pequeño albergue que tenía muy poco de todo lo que una hospedería pudiera necesitar. Allí no podríamos pedir pan ni vino; había sólo pescado seco, algunas raíces, higos, calabazas, avellanas y queso de leche de oveja y cabra. El dueño del albergue, griego por nacimiento, hombre bueno y paciente, tenía una familia numerosa, de la cual, tres hijos con más de veinte años emprendían semanalmente un viaje al Mar Galileo, que se encontraba a un día de viaje desde ese lugar, a fin de proveerse del sustento necesario. Así lo habían hecho hace dos días, sin que hubieran vuelto, como de costumbre. Es natural que los padres estuvieran afligidos, pensando que algo les hubiera podido suceder, al tiempo que se disculpa por no tener otro alimento que ofrecer.

122. MOTIVO DE LA AUSENCIA DE LOS HIJOS DEL HOSPEDERO

1. Yo calmo al anfitrión, diciendo: "No te preocupes. Dentro de una hora, tus hijos llegarán aquí con una abundante carga. La pesca fue tan abundante, que apenas pudieron transportarla con los animales de carga. En Betsaida solicitaron dos más, y pudieron así continuar su viaje más rápido".

2. Dice el anfitrión, quien se había adherido al judaísmo, "Quiera el Dios de Abraham, que hayas dicho la verdad.” Contesto: "Amigo, no lo habría dicho si no lo supiese. Pongo la Verdad por encima de todo, y Soy enemigo de toda mentira. "

3. Observa el judío: "¿Acaso eres vidente?, ya que pareces saber cosas imposibles de saberlas por medios naturales. Vienes de Aphek, más arriba de la boca del Jordán, mientras que Betsaida está ubicada al pie de las montañas, cuyas laderas forman la orilla del mar, de modo que no puedes conocer el paradero de mis hijos. Para sacarme de la duda, dime cuántas ovejas y cabras tengo".

4. Yo digo: "Si Me conocieses, te diría que no es aconsejable que tú Me pongas a prueba; pero como no Me conoces, te responderé. Tienes 30 ovejas, 2 machos y 28 hembras, de las cuales, sólo 14 dan leche. El motivo por el cual las restantes no dan leche, ciertamente lo sabrás, ya que eres el dueño de la tierra. Con las cabras ocurre lo mismo. Estás ahora más convencido de que Yo puedo saber cómo se encuentran tus tres hijos?”

5. Él responde: "Sí, ahora creo en todo lo que puedas decir. Eres vidente y sabio judío. Yo y mis pocos vecinos vinimos aquí hace treinta años y nos establecimos con el permiso del gobierno romano, porque esta zona estaba completamente despoblada. Hace unos 50 a 60 años unos pocos judíos necesitados debieron haber vivido aquí, pero como no pudieron obtener nada de este suelo tan pobre, a excepción de algunas raíces, abandonaron el lugar, y deben haberse instalado en algún lugar cerca del mar de Galilea. Lo que les haya pasado después, lo sabrá mejor el Dios de los judíos.

6. Nosotros fuimos y aún somos griegos, y vinimos desde Tiro, donde trabajamos el negocio de la pesca, y con eso obtuvimos un cierto capital. A nosotros también nos hubiera gustado establecernos en un terreno mejor, pero nuestro capital era muy pequeño para eso. Con nuestro entusiasmo y esfuerzo pudimos cultivar parcialmente este suelo, suficientemente bueno para alimentarnos, pero solo pobremente.

En Betsaida conocimos a un anciano judío muy sabio, que era también muy rico, y nos ayudó muchas veces. Nos contó que este territorio había sido de los más fértiles. Cuando los judíos comenzaron a olvidarse del Dios Verdadero, Él les quitó Sus Bendiciones, e hizo venir enormes tempestades que en poco tiempo se llevaron el suelo fértil, y las partes rescatadas fueron devastadas por repetidas guerras. De esta forma, todo se volvió desierto, y continuará de esa manera, mientras los hombres no se conviertan a Dios. Los paganos nada bueno debían esperar, pues sus dioses son solo imágenes de fantasía creadas por los hombres y por tanto, no los podían socorrer; y no conocen al Único, Verdadero y Misericordioso Dios de los judíos, por lo tanto, tampoco pueden confiar en Él, guardar sus muy sabios Mandamientos, y pedirle en Verdad como buenos hijos a su Padre Su ayuda y Gracia. Como estas cosas no pasa a los gentiles, bien pueden imaginar que no deben esperar bendiciones especiales.

123. FE Y CONFIANZA DEL HOSPEDERO

1. (El anfitrión): "A esta revelación del viejo judío, obsté: Nosotros, Griegos, que somos calificados por ustedes los judíos como gentiles carentes de Dios, no somos muy allegados a nuestros dioses, y ya nos iniciamos en la doctrina judía en Tiro, y seguimos la Ley de Moisés tanto como nos es posible, con la sola excepción de la molesta circuncisión en la que no vemos realmente mucho beneficio para los hombres.

2. El anciano estuvo de acuerdo en que la circuncisión tenía sólo beneficio si los judíos cumplen con las Leyes de Dios. En cuanto a los paganos, era suficiente que desistan de la adoración a los ídolos, crean en El Dios Verdadero, cumplan con Sus Mandamientos y Lo amen por sobre todas las cosas, y al prójimo como a sí mismos. A los paganos, Dios no pide ningún sacrificio que no sea el verdadero amor en el corazón.

3. Con esta información, algunos vecinos y yo decidimos una conversión interna, continuando exteriormente griegos, para que no nos transformemos en súbditos de los sacerdotes codiciosos. Ciertamente, sabrás que he dicho la verdad, y no debéis tener miedo de nosotros, griegos, aunque seamos pobres, porque somos también judíos".

4. Yo digo: "Esa fue la razón que Me trajo aquí y, además, quiero traeros el justo consuelo y hacer más fuerte vuestra fe. Como desde hace cierto tiempo alimentáis la fe justa en Dios, alabándolo y honrándolo, Él ciertamente os bendijo en vuestras necesidades, como premio de vuestra confianza en Él.”

5. El griego respondió: "Nunca pudimos verificar alguna prueba en este punto, sin embargo, nuestra fe no decayó. Aunque sufrimos un poco, jamás pasamos hambre y sed o carencia de ropas o un techo bajo el cual vivir. Los pequeños rebaños continuaron sanos y nos suministraban leche en abundancia. Las huertas bien cultivadas, siempre nos abastecieron abundantemente con las Bendiciones de Dios.

6. Por supuesto, no hemos salido ilesos de tormentas ocasionales, aceptándolas como pequeñas pruebas de amor a Dios, Quien nos compensaría por el daño sufrido, lo que siempre sucedía. De hecho, esta zona muy raramente es visitada por intemperies, y si ocurrieran grandes temporales en las cordilleras, poca influencia tendrían en este valle.

7. Por lo tanto, estamos satisfechos con las Bendiciones de Dios, lo que no deja de ser Bendición especial. ¿De qué serviría poseer todo, si Dios nos castigase con insatisfacción corroedora, que en poco tiempo se volvería una fuente para toda clase de vicios? Y acaso, aumentaría nuestra felicidad? Nuestra aparente pobreza, que podría calificarse como falta de Bendición de Dios, no es así. Las Bendiciones internas e invisibles valen mucho más que cualquier paraíso visible. A quien Dios proporciona satisfacción y paciencia, le habrá dado la mayor Bendición que a quien, debido a su fe, fidelidad y virtudes, le proporciona un reinado completo con enormes tesoros. Tengo razón?”

124. EL SEÑOR PREGUNTA SOBRE EL MESÍAS

1. Digo Yo, extendiendo la Mano al griego: "Amigo, por toda Israel no encontré fe y sentimientos tan puros; por eso, la Luz les será quitada a los judíos y entregada a los paganos. Tú y tus vecinos os encontráis en el camino correcto, y Yo vine para aumentar las Bendiciones Divinas y demostrar que vuestra fe y fidelidad ante Dios, han sido buenas, verdaderas y justas. Sobre este asunto, aún habrá tiempo para hablar. No oíste comentar algo respecto del Mesías esperado por los judíos, y cuándo es esperado?"

2. El griego respondió: "El viejo de Betsaida me leyó muchas cosas de los profetas, dándome explicación de ellas. A mi ver, El Mesías, es decir, Dios Mismo, no podría venir junto a los judíos, que se encuentran actualmente absortos en los bienes materiales. Si Él se presenta, no será reconocido. Su actitud será de completa humildad, amor y paciencia, por lo tanto, contraria al gusto de los judíos orgullosos. Nosotros poseemos al Verdadero Mesías en el corazón, y de no ser así, inútilmente esperaríamos por Él creyendo que vendrá con ropas adornadas de oro."

3. Yo digo: "Has juzgado bien, porque la situación es tal como lo dices - Pero he aquí, que vienen tus hijos, cargados de pescados. Manda a alguien a ayudarlos. Algunos vecinos que oyeron Mis Palabras, van al encuentro de los pescadores y pronto están entre nosotros, y todos se admiran de tanta abundancia.

4. En todo el vecindario, sólo el hospedero tenía una fuente y un pequeño lago artificial que servía de bebedero para los animales. Cuando los pescadores traían peces vivos, eran arrojados al lago. Si no era así, especialmente en el verano, los peces eran limpiados, salados y ahumados en fuego moderado. La mayor ventaja de esta zona era un bosque de cipreses y mirtos que proveía de leña, indispensable para ello, facilitando de esta forma, la preparación de los peces. Por esta vez, no había ni un pez muerto, no obstante haberlos transportado en sacos. Esto fue un motivo más de estupefacción. Después de haber sido todo bien ordenado, volvimos al recinto principal.

125. EL SEÑOR DA TESTIMONIO DE SI

1. Una vez sentados a la mesa hecha de piedra, en compañía del hospedero y algunos amigos, él dice: "Eres galileo y sabio a tu manera. Según nuestros escasos conocimientos de la doctrina judía, recuerdo que no surge profeta alguno de Galilea, sin embargo, eres profeta. Cómo debo entenderlo?"

2. Digo Yo: "He vivido principalmente en Galilea, pero nací en Belén, y en el octavo día fui circuncidado en Jerusalén, como la ley ordena. Por esta razón podría ser un profeta. Sin embargo, no Soy profeta, sino precisamente Aquél de Quien los profetas hablaron que vendría para liberar a todos los que creyeran en Él, de las cadenas de la antigua superstición, de la noche del pecado, del juicio, del infierno y de la muerte eterna.

3. Soy, por tanto, El Señor y el Maestro Mismo, y no siervo. Mas, a este mundo vine para servir a todos los de buena voluntad con Mi Amor, Sabiduría y Poder y darles la Vida Eterna. En Verdad os digo, todos los que creen en Mí y viven enteramente según Mi Doctrina, no verán ni sentirán y probarán la muerte, siendo transfigurados inmediatamente después de la muerte física, y estarán Conmigo en el Paraíso, y su felicidad no tendrá fin. Ahora sabes, Mi amigo, de Mi Propia Boca a Quién acoges en tu hogar. Éstos son Mis discípulos, con excepción de uno que todavía dirige su mirada al mundo, aunque sepa y crea Quien Soy, lo que doctriné e hice. Qué Me dices?"

4. Responde el griego, "Señor y Maestro, ¿qué podría decir un pobre pecador? ¡Eres el Señor de todas las cosas y de nuestras vidas, por eso, Sé Misericordioso con nosotros. Después de habernos favorecido con Tu Gracia, esperamos que continúes con nosotros para bendecirnos como Tus hijos. "

5. Estoy de acuerdo: "Si continuáis en la fe en Mí, y en el amor a Mí, quedaré con ustedes con Mi Gracia. - Cambiemos de tema. No tenéis campo de trigo, ni viña, y os alimentáis de queso y pescado seco. Por eso, transformaré la zona, y en el futuro cosecharéis cebada y trigo para la preparación del pan. Por ahora, vuestras despensas deben estar provistas de cereales y pan sabroso.

6. En lugares apropiados conviene que plantéis también la vid, que producirá uva para la preparación del vino. Id a llenar los odres con agua limpia, que se transformará en vino, para que percibáis que Estoy con vosotros, en virtud de vuestra fe y justo amor a Mí, y Mi Gracia, Amor y Bendición permanecerán en medio de vosotros. Como ya os dije, no encontré fe semejante entre los judíos, aunque desconocíais Quién Soy. Haced lo que os dije.”

126. El AGAPE FELIZ

1. De inmediato, todos ponen manos a la obra, y pronto todos los recipientes y odres están llenos de agua, y cuando la prueban, constatan admirados, que se trataba del mejor vino. Así que todos alaban el Poder de Dios en Mí y todo el vecindario es abastecido de pan, trigo, harina y vino. No sólo eso, sino que después de haber probado el vino, descubren en sus despensas, gran cantidad de productos alimenticios, y el hospedero encuentra incluso, varios tipos de legumbres y hortalizas, de las que es gran amigo. Después de un rato, todos quieren comenzar con la alabanza de gratitud.

2. Protesto amablemente: "Dejad de lado esas expresiones de labios, porque la gratitud interior es más de Mi Gusto que el Cantar de Salomón entonado por toda Israel, pero de corazón mudo. Es preferible que traigáis pan y vino en una cantidad moderada, para fortalecernos.”

3. Todos me acompañan a la mesa, cuando la esposa y las hijas del hospedero se presentan, y ella pregunta si puede servir algunos pescados preparados a la griega. A esta sugerencia, respondo: “No debes temer a los judíos. En muchas ocasiones saboreamos platos griegos y romanos, sin que nos enfermemos. Lo que entra en el estómago, en la medida justa e higiénicamente preparado, no perjudica a la criatura, mas, únicamente lo que sale por la boca, como la maldición, difamación, mentira, conversaciones obscenas, insultos y burlas perjudican al hombre. Puedes mandar a servir tus pescados.”

4. Cuando Me sirvo en un plato de barro, lo que imitan los apóstoles, los discípulos de Juan y los griegos se retraen, causando admiración al dueño de casa, quien pregunta si ellos desconocen Quien Soy. Respondo: “Bien saben Quién Soy y tampoco son férreos adeptos de Moisés. Alimentan ciertas costumbres oxidadas, prefiriendo no saborear los pescados preparados a la manera griega. Pero cuando tengan bastante hambre, no se negarán a hacerlo.

5. Ahora Soy un Verdadero Novio, y estos son mis novias e invitados. Mientras esté con ellos, no sufrirán hambre ni sed. Tan pronto como el Novio les sea alejado, tendrán que soportar hambre y sed de vez en cuando, y si entonces os buscan, encontrarán vuestros pescados muy sabrosos.”

127. OMNIPRESENCIA Y GRACIA DEL SEÑOR

1. Al oír Mis Palabras, los adeptos de Juan y los de Jerusalén se sirven, encontrando excelente el sabor de los pescados. En seguida, agradecen por todo, confirmando que, no obstante la inmensa Luz recibida de Mí, aún se encuentran enterrados en el lodo fariseo, sin que puedan librarse de él.

2. Yo digo: "Eso sucederá cuando Yo no esté más en Persona entre vosotros. Estáis muy habituados a Mi Persona, y ha dejado de ser Mi Presencia un hecho extraordinario para vosotros. Cuando no esté más en medio de vosotros, la tristeza os invadirá, haciendo que sintáis más perfectamente Quién Fui, Soy y Seré, eternamente. Continuaré estando espiritualmente con vosotros, no visible a los ojos de la carne, pero sí por el justo amor que sentiréis en vuestro corazón.”

3. Todos meditan sobre Mis Palabras, sin atreverse a decir algo. El hospedero, entusiasmado por el buen vino, se dirige a Mí y dice: Oh! Señor y Maestro, sé bien que no quedarás en medio de nosotros con Tu Personalidad Santa hasta el fin de nuestra vida, como tampoco que ella nos abasteció de todo hasta llenar nuestras despensas, pues fue Obra de Tu Omnipotencia. Nuestra pecaminosidad no permite que Te quedes viviendo entre nosotros; pero no nos dejes sin Tu Gracia, Tu Amor y Tus Bendiciones.

4. Aunque somos paganos, hemos buscado al Dios Verdadero y Único dentro de las Escrituras de los judíos, y encontramos en ella plena satisfacción de nuestro anhelo. Así cumplimos Sus Mandamientos y en poco tiempo percibimos que Él se hacía sentir en nuestro medio, dándonos la idea de abandonar la pesca y establecernos en este desierto.

5. No fueron riquezas y mundanismo lo que encontramos aquí, como sucede en las grandes ciudades, donde se practica el comercio, robo y asalto. Conseguimos simplemente lo necesario para la sobrevivencia y, antes que todo, la paz del alma y oportunidad de mantenernos fieles a las Leyes Divinas y transmitirlas a los hijos.

6. El resultado maravilloso fue Tu Presencia Personal, trayéndonos con Ella, la certeza de no haber sido vano nuestro esfuerzo. Así que esperamos, Señor y Maestro, que no nos abandones más con Tu Amor, Gracia y Bendiciones, porque seguiremos más rigurosamente Tu Voluntad. Por cierto que estaremos tristes por Tu Ausencia Personal. Cuán mayor sería ella, si nos dejases sin Tu Gracia Especial. No permitas que seamos tocados por pruebas dolorosas, por las cuales podríamos debilitarnos en la fe y en el Amor por Ti. Tu Voluntad Santificada esté con nosotros, actuando hasta el fin de nuestros días y en el mismo Más Allá.” Digo Yo: “Quien ora como tú en el corazón, será atendido plenamente. Ahora, cambiemos de asunto.”

128. DIVULGACIÓN DE LA DOCTRINA

1. (El Señor): "Todos vosotros, incluyendo a los residentes de esta aldea, manteneos firmes en Mi Doctrina, ya que realmente os dais cuenta de que todas las Leyes y los profetas involucran que, el hombre, una vez que ha reconocido a Dios, Lo amará por sobre todas las cosas y a su prójimo como asimismo. Quien actúe así, cumplirá Mi Voluntad que siempre he revelado a los hombres, y Mi Espíritu despertará su alma, llevándola a toda Sabiduría, lo que pronto habréis de experimentar en vuestro interior.

2. Sin embargo, se trata de un punto más. Todas las criaturas deben ser enseñadas en este conocimiento, a fin de que puedan pensar, querer, actuar y vivir según su espíritu. Si el hombre desconoce esta enseñanza, no podrá hacer de ella su norma de vida. En realidad, no es cosa fácil convertir a las criaturas cuya convicción está basada en toda clase de ideas equivocadas y a aquellas que saben cómo conseguir ventajas mundanas de ello, porque todos tienen voluntad completamente libre, y pueden pensar, decidir, actuar y vivir como quieran. Será difícil disuadirlo de sus grandes errores, cuando éstos, como ya dije, les darán grandes ventajas materiales.

3. Imaginad cuántos aún siguen viviendo en la Tierra en completa oscuridad espiritual. ¿No sería deseable que fuesen , cuanto antes, llevados a la Luz que ahora se esparció sobre vosotros? Veo que alimentáis Mi Propio Deseo. Pero, cómo realizarlo? Acaso sería conveniente que iniciéis vuestra tarea, comenzando a divulgar Mi Doctrina, por todas partes?

4. Eso sería factible si justamente en esta época, en que el infierno total con todo su poder e influencias perniciosas se ha establecido sobre el mundo entero, no opusiesen grandes obstáculos. La Tierra es enorme, y un hombre que pretenda divulgar Mi Doctrina en el Asia, Europa y África, necesitaría de mil años para conquistar a sus habitantes en forma individual.

5. Creéis que esto es completamente imposible, aunque el tamaño del orbe fuese el único obstáculo. Si hubiera muchas personas iluminadas dentro de la Palabra, podrían ser enviadas en todas direcciones, y no sería necesarios mil años para su divulgación necesaria.

6. Calculasteis bien, considerando sólo las dificultades naturales. ¿Cómo enfrentarse a los obstáculos del infierno, los numerosos sacerdotes que son el elemento más temido y, que debido a las supersticiones y falsas doctrinas, consiguieron riquezas fabulosas? Eso sería absolutamente imposible hasta para Mí Mismo, si lo hiciera por caminos naturales, para la salvación de los hombres, tanto como a vosotros mismos, aunque seáis de buena voluntad.

7. Actuar con Mi Omnipotencia, sería igual que exterminar a los hombres y de ellos hacer seres irracionales, que no necesitan de enseñanzas para su vida natural y actúan según el instinto, que Mi Sabiduría y Poder en ellos despiertan y mantienen, por lo tanto, son incapacitados para perfeccionarse individualmente. Solamente algunos animales caseros pueden ser educados a través de la inteligencia y la firme voluntad del hombre, al punto de prestarles servicios rudos y dirigidos. Si de esta forma, Yo tratase a todos los hombres, enraizados en miles de errores, qué diferencia habría entre ellos y los irracionales?. Qué hacer para divulgar La Doctrina, traída Personalmente por Mí desde Mis Cielos?

8. Es necesario no dejar de considerar nunca el tiempo y la paciencia, acompañados de una firme voluntad de confesar a los hombres en toda ocasión propicia, sean las creencias cuales fueren, Mi Nombre y Mi Voluntad. Quien Me confiesa sin miedo ni recelo, a fin de iluminar a las criaturas para su salvación, será por Mí recomendado en el Cielo ante el Trono de Dios, o sea, el Amor Eterno y Purísimo en Mí.

9. Por este camino que une de Este a Oeste, anualmente transitan muchas personas. Raras veces vienen a buscar otra cosa que no sea agua, y siguen para Aphek. Si dentro de poco vuestras tierras comenzaran a producir varios frutos y las manadas también aumentaran en virtud de Mi Bendición, podréis acoger a tales viajeros. Si sois consultados sobre la transformación del desierto, aprovechad la oportunidad para demostrar al ignorante, la Luz de la Verdad Celestial, hablando en Mi Nombre.

10. Si aceptan ellos la Luz y creen, bendecidlos en Mi Nombre, pues tal Bendición la sentirán, y podrán convertir en su patria, a amigos y parientes, volviéndose de este modo, predecesores de Mi Doctrina de los que oportunamente enviaré a tal localidad. Actuad de esta forma con personas de Betsaida y sus alrededores, que también han de sentir el efecto de la Bendición en Mi Nombre.

11. La Bendición consiste en imponer las manos a los creyentes, diciendo con fe y confianza en Mí: Dios, el Señor, Que vino junto a nosotros en Jesús, y probó por el Poder de Su Voluntad y Palabra que es el Mesías Prometido, esté con vosotros y por Él, la paz de los hombres en esta Tierra que en Él creen, cumplen Sus Mandamientos y son de buena voluntad. Si habláis así, percibirán el efecto de la Bendición, y se harán amigos vuestros. A quienes duden, aplicadles la Bendición sólo cuando se hubieren afirmado en la fe, pues una fe dudosa no está en condiciones de recibir Mi Bendición.

129. EL SEÑOR EXPLICA EL COSMOS

1. (El Señor): "Vamos a abordar otro asunto, referente a la cosmología, porque el más mínimo error en esta ciencia conlleva a cantidad de otros errores. Si pretendéis no caer en los antiguos errores y supersticiones de los astrólogos que dicen leer el destino de los hombres por medio de los astros, es necesario que conozcáis la Tierra, su tamaño, etc.

2. De igual manera debéis saber lo que son la Luna, el Sol, y los otros innumerables planetas. Vuestra comprensión acerca de este asunto, especialmente el movimiento de los planetas, de las estrellas fijas, de los eclipses y demás fenómenos en el Cielo, en el aire y en el agua, es completamente errónea.

3. Por eso os quiero orientar con seguridad. Como no es posible hacerlo sin recursos visuales, os haré una demostración que proviene de Mi Poder, y pido que pongáis la mayor atención posible.”

Así, como en otras oportunidades, hago surgir un globo terráqueo en tamaño pequeño, sin embargo, suficiente para poder explicar su constitución, de manera fácil y rápida. Lo mismo repito con los otros cuerpos cósmicos, demuestro la naturaleza de las estrellas fijas, de los Soles centrales, de los enjambres globulares, los cometas y los fenómenos relativos a ellos. La explicación se extiende por algunas horas más allá de la medianoche, y como había facilitado la penetración del espíritu en el alma, todos asimilan las explicaciones y se admiran sobremanera de la Inmensidad de Mi Sabiduría y Poder.

4. Finalmente, el anfitrión manifiesta: "Señor y Maestro, esto sólo lo puede saber y transmitir el Eterno Creador de esta Obra tan maravillosa. Si comparo mis antiguas nociones con lo que oímos ahora de Ti, me sorprende cómo fue posible que los hombres inventaran conceptos tan absurdos. Moisés y los demás sabios de la antigüedad debieron tener una comprensión exacta al respecto, sin embargo, crece la mayor ignorancia justamente entre los judíos, donde griegos y romanos buscaron sus conocimientos de los antiguos egipcios, a pesar de que estos consideraban al Sol, un planeta que giraba alrededor de la Tierra.”

130. LA ASTROLOGIA

1. Digo Yo: Amigo, tanto los egipcios como Moisés y otros sabios estaban en conocimiento de ello, y él escribió incluso un gran libro al respecto, que se conservó hasta la época de los reyes. Al sacerdocio, ávido por el lucro material, tal conocimiento le traía perjuicios. Por eso, se apoderó de la astrología egipcia, prediciendo a los ignorantes cosas buenas y malas, haciéndose pagar siempre que era posible.

2. A través de maniobras secretas, lograba llevar a cabo la realización de sus predicciones. Los que recibían presagios favorables pagaban con agrado más de lo estipulado. Los otros, infelices, se veían obligados a pedir ayuda a los sacerdotes para que intercedieran en su favor. En compensación, tales hombres tenían que traer las ofrendas exigidas, de manera que los sacerdotes nunca salían en desventaja con los anuncios de cosas buenas o malas. Aun así, lo malo se presentaba mucho más frecuentemente que lo bueno, porque esto les proporcionaba una ganancia mayor.

3. De esto podréis deducir cuál es el motivo por el que precisamente los sacerdotes transformaron las ciencias naturales en errores y mentiras. Suponían que no tenía tanta importancia el conocimiento de los hombres sobre la cosmología, pues no era posible que se convencieran personalmente de la veracidad. Era suficiente que creyeran en Dios y cumplieran Sus Mandamientos, en cuanto al resto, era preferible que no tuvieran conocimientos básicos. No tomaban en cuenta que un pequeño error, en poco tiempo llevaría al hombre a errores mayores, de donde sólo podía surgir la más completa ignorancia.

4. El conocimiento que tenéis con respecto al estado ignorante del individuo, prueba que es general en todos los pueblos. Tan pronto como reciban revelación real de todas las cosas terrenales, los sacerdotes codiciosos no podrán presentar nunca más sus antiguas tonterías como verdades, lo que pondrá fin así a su malvada ignorancia.”

5. El hospedero dice: "Está claro, sin embargo, percibo la enorme dificultad cuando se quiere enseñar a un hombre educado en conceptos erróneos. No disponemos de recursos adecuados, como ahora tienes Tú a Tu disposición, y además, el laico preguntará por el origen de nuestro conocimiento. Naturalmente, nosotros le informaremos sobre Tu Persona. Pero antes de poder aceptar Quién Eres en Verdad, tendrá que hacerse mucho. Solamente con mucha paciencia y tiempo y en Tu Nombre, se podrá realizar algo fructífero. No podrías, al menos, proporcionarnos los medios necesarios con los cuales fuese más fácil convencer a las criaturas con respecto al Cosmos?”.

6. Respondo: "Nada es más fácil, pero no de esta calidad, sino de arcilla y en menor tamaño. El resto tendrá que ser hecho por la inteligencia y el razonamiento. "

131. LA PRUDENCIA ES INDISPENSABLE EN LA ENSEÑANZA

1. (El Señor): "Tened cuidado de no ser abordados por enemigos de La verdad, auténticos lobos en piel de cordero, que quieran que les prestéis el mundo de arcilla, a fin de evitar que sea divulgada la Verdad entre los hombres, porque les reduce el lucro de los sacerdotes.

2. Si enseñáis que Yo Soy el Verdadero Mesías, poca influencia producirá entre los judíos, quienes dirán: Dejemos que los paganos crean lo que quieran. Aquí en Jerusalén, seguiremos siendo lo que somos y nada aceptaremos de los gentiles. Vuestros sacerdotes alegarán: Pero realmente son hombres bastante útiles, aunque crean en dioses. Tenemos un verdadero ejército de filósofos, y nos conviene que aceptemos criaturas creyentes y más sumisas para las ofrendas.

3. No obstante, si comenzáis a explicar la formación de la Tierra con todos los fenómenos, la luna, el sol, los planetas y otras estrellas, y os escuchan los sacerdotes que en su mayoría viven de la adivinación, os enfrentareis con ellos. Sed precavidos y enseñad sólo a quienes tienen la fe firme y amor hacia Mí, y repetid lo que os enseñé. Si siguen vuestro ejemplo, tendrán un camino fácil. Os digo que antes que los conocimientos naturales de esta Tierra se transmitan a la gran masa, pasarán más de mil años. De tal conocimiento no depende la Vida Eterna del hombre, pues ésta les será dada por la fe en el Dios Único y en el fiel cumplimiento de Su Voluntad. Sin embargo, es de gran utilidad para el alma y el espíritu, cuando sea purificado de la antigua superstición, pudiendo entonces comprender cada vez más a la Divinidad, y amarla más intensamente,”

4. A estas Palabras Mías, todos responden: "Aunque nos imaginemos dentro de nuestro pensamiento algo más claro, sólo Tú, Señor y Maestro, tienes razón en todo. Somos plenamente conscientes de los problemas que se suscitarán en la divulgación de las ciencias naturales y tendremos la precaución adecuada sobre eso; sin embargo, te pedimos que nos proporciones los recursos necesarios para que glorifiquemos Tu Nombre."

5. Dirigiéndome al hospedero, digo: Si no hay en tu casa un lugar apropiado para guardar tales objetos, sólo Me queda proporcionarte un recinto. Ya fue realizado, y podemos atravesar el pequeño cuarto contiguo para pasar por una puerta grande a dicho compartimiento.”

6. Todos se levantan, con excepción de algunos apóstoles adormecidos, y Me acompañan a la sala de astronomía y geología, cuatro veces más grande que el comedor. Nuevamente hago demostración al hospedero, satisfecho con la utilidad de los instrumentos. Más tarde volvimos a nuestro recinto, donde esperamos sentados, el despuntar del día.

132. LA ZONA BENDECIDA

1. Al amanecer, el dueño de casa oyó a algunos vecinos conversar en su puerta. Se levanta con cuidado para no despertar la atención y va a ver cuál es el motivo. Impresionado, exclama: "Pero - ¿Qué es esto? La casa es mía, pero el entorno es totalmente extraño. No se ve una piedra o roca - todo está florido! En la roca en que ni un arbusto podía crecer, surgió un bosque de árboles frutales, incluso cargados de frutos maduros. Quisiera subir para asegurarme de todo, pero esto es un milagro del Señor, del que solamente haremos uso cuando nos dé permiso."

2. Los vecinos están de acuerdo y todos dan una vuelta alrededor de la casa, desde donde perciben un verdadero edén en todas direcciones, y no se cansan de alabarme. Finalmente aparezco, antes de la subida del sol, y todos caen de rodillas dando gracias por la Bendición.

3. Yo los calmo y les aconsejo que Me acompañen al lugar de la antigua roca para apreciar la salida del sol y nos aseguremos en la naturaleza de la veracidad de la Explicación que les di en la noche. Es muy agradable el panorama, pues en dirección al Este se veían los muros de Betsaida, incluso la zona de Aphek.

4. Después de haberse saciado con la inspección de la huerta, el anfitrión dirige su atención hacia el amanecer y dice: " Ahora me doy cuenta que el sol está quieto, mientras que La Tierra se mueve de Poniente a Oriente." Todos se alegran con la enseñanza práctica de astronomía. Después de una hora, se ve en el camino a Damasco, algunos viajeros, comerciantes llevando utensilios caseros a la espalda. Acercándose al lugar donde estábamos, por el cual pasaban dos o tres veces por año y vendían sus mercaderías en las sesenta ciudades, se detuvieron dudosos por el camino.

5. Un judío fanático, finalmente dice: "Si la zona es la misma que conocemos, se dio aquí evidentemente un milagro. Un profeta asegura que este país comenzaría a reverdecer con la Venida del Mesías, y se dice que ha aparecido un hombre del linaje de David, que hace cosas milagrosas.

6. Actualmente no se puede dar importancia a estos hechos porque estamos verdaderamente asediados por los magos. Mientras los judíos poseían dichas tierras, más allá de Damasco, los magos no tenían acceso. En posesión de los romanos, ellos pueden entrar y ejecutar sus trabajos de magia, a menudo bastante impresionantes. Tal vez pasaron por aquí para beneficiar a esta pobre gente. Lo mismo ocurrió en Damasco hace algunos años, donde proporcionaron a un rico, un prado florido en una zona rocosa.” Con esta observación siguen su camino.

7. Relato el caso al hospedero, y añado: "Cuando lleguen cerca de Aphek, van a orientarse mucho menos que aquí, pues allá se repitió este milagro, en proporción mucho mayor. Cuando vuelvan, vuestra tarea será fácil. En Aphek recibirán esclarecimiento con respecto al “hombre de Galilea”, de manera que no habrá errores.” En seguida, saboreamos algunos frutos y regresamos al albergue.

133. SEGUNDA MISION DE LOS APÓSTOLES

1. Al entrar, todos los apóstoles se encuentran dispuestos y piden disculpas por haber dormido más de lo suficiente. Yo les digo: "No os preocupéis, pues esa fue Mi Voluntad. Habiéndonos servido la comida, me dirijo a ellos nuevamente diciéndoles: “En el inicio de Mi Misión Doctrinaria, os envié a varias aldeas para anunciar Mi Presencia y Mi Reino, y también os di potestad para poder curar por el pase y exorcizar demonios y malos espíritus. Debéis recordar dónde y cuándo os hice volver junto a Mí. Aquella Misión tuvo un buen resultado posterior.

2. Estamos en el gran pueblo de Hauran, que constituye el límite montañoso partiendo casi de la boca del Jordán, hasta su desembocadura en el Mar Muerto. En esta zona, anteriormente muy bendecida, se hallan las diez grandes ciudades, algunas de las cuales visitamos con buen resultado, es decir, Pella, Abila y Golan, y quedan aún siete grandes ciudades y una gran cantidad de pequeñas, y Mi Tiempo se acaba.

3. Durante dos años y medio trabajé casi Solo, sin descanso, y quiero, en este lugar favorito, descansar durante siete días. Juan, Jacobo y Mateo, nuestro Secretario, deben permanecer Conmigo. Los demás os dividiréis en dos grupos. Uno debe seguir para Hippos, no lejos de Aphek; otro para Edrei, ciudad pequeña, a la cual se llega en pocas horas.

4. En estas ciudades encontraréis sobre todo griegos y romanos. Hay varios hospedajes cuya hospitalidad podréis aceptar y comer lo que os ofrecieren. Si actuáis en Mi Nombre, seréis bien recibidos en todas partes. Al entrar en un albergue decid: La paz sea con vosotros! Vinimos aquí para revelar la gran Luz de la Vida que proviene de los Cielos, del Dios Único y Verdadero, a fin de que Lo conozcáis. Quien en Él cree, podrá sentir Su Poder Divino en nosotros, que fuimos enviados por Él. Si ante tales palabras fuereis aceptados, transmitidles en Mi Nombre Mi Doctrina.

5. Encontraréis un gran número de enfermos en ambas ciudades y otros pueblos pequeños. Deben ser curados en Mi Nombre, sin aceptar de ellos ningún dinero. Mientras Yo esté en esta Tierra, no necesitáis de este medio de subsistencia. Si alguien os ofrece algo por puro amor, aunque sea dinero, podéis aceptarlo. En todas partes hay pobres que de él necesitan. Después de siete días, volved aquí para poder continuar el viaje. Id, pues. "

134. ORGANIZACIÓN DE LOS APÓSTOLES

1. Pedro dice, entonces: "Señor y Maestro, no sería conveniente elegir un líder para cada grupo? "

2. Respondo: "Cuando se tiene el Amor más puro y la Verdad más clara de los Cielos, hay necesidad de líderes? Si el Amor y La Verdad en su pureza y perfección, son lo más sublime en sí, es imposible pensar en algo superior. Si ese Amor y la Verdad, vienen de Mí, se halla dentro de vosotros, pues los envío en Mi Nombre, - quién así habría de querer conducir a su hermano? ¿Cómo podrías otorgarte un liderazgo, si crees y aseguras que Soy Yo únicamente El Señor y todos los demás te acompañan en esta afirmación? Quién de vosotros podría ser el primero?

3. Si un matemático prueba que tres objetos agregados a tres idénticos, hacen seis, concordando con el cálculo de otros matemáticos, quién sería el más importante? ¿Y quién de ellos debería ser nominado líder?

4. Sólo Yo Soy el Señor! Vosotros todos sois hermanos y no puede haber diferencia. Toda y cualquier distinción, por pequeña que sea, despertaría en el alma de un líder, la tendencia satánica del dominio, que pronto distorsiona el Amor puro y la Verdad que está llena de vida, como sucedió al comienzo de los reinados y ahora se produce en el Templo de Jerusalén.

5. Si alguien de vosotros quisiera ser el mayor entre Mis apóstoles, que sea el último y más simple de todos, es decir, un siervo de los hermanos. He aquí el Orden en Mis Cielos entre Mis ángeles. En Verdad, os digo, todos los que en la Tierra se dejan nominar en el sentido contrario al que les indiqué, enfrentarán una situación difícil en el Más Allá. La tarea más penosa para un ser orgulloso, lo que finalmente se da con todos los jefes, es la humillación de su alma. Por esto, continuad todos iguales, y que ninguno quiera tener la más mínima ventaja sobre los demás. De esto, todos comprobarán que Mis apóstoles son verdaderamente, hermanos entre sí. Si lo comprendisteis dentro de la Verdad, seguid vuestro camino y actuad según Mi Voluntad.”

6. Los apóstoles Me agradecen por la orientación, y cumplen su misión durante siete días, convirtiendo a muchos paganos y sacerdotes. Sólo con Judas, el grupo tiene un problema en Edrei, debido a su avaricia incorregible. Tomás consigue impedirle tal debilidad, de manera que el éxito predominó en esta misión. Qué hice Yo durante ese tiempo, en compañía de los tres apóstoles? Como ya lo dije, descansé físicamente, pues Mi Cuerpo, es también de carne y sangre. Sin embargo, no pasó este tiempo en completa inactividad.

135. EL ESTANQUE DE PECES DEL HOSPEDERO

1. En el día de la partida de los discípulos, fui en compañía de los tres que quedaron Conmigo y de los residentes del lugar, a inspeccionar las tierras, consideradas propiedad de ellos por parte de Roma y por las cuales no pagaban tributo a Herodes, igualmente arrendatario de los judíos. Durante el paseo, el hospedero dice: “Señor, el territorio que se extiende más allá de los límites de nuestras tierras, no trae beneficio a nadie, por ser completamente árido. Sería incorrecto si fuésemos a cultivarlo en nuestro beneficio?”.

2. Respondo: "De ninguna manera. Lo que sea cultivado por vosotros, puede ser aprovechado, si no hay quién os lo reclame. El trabajo será muy pesado y la cosecha, poca. En este sentido os daré una ayuda más. Pero, por ahora, estad satisfechos con lo que ya Bendije en vuestro beneficio. En poco tiempo, vendrán muchos viajeros que os darán mayores ganancias y así podréis también preparar este territorio, asegurando la subsistencia de los descendientes. Por ahora no os preocupéis con el problema.”

3. Todos quedan conformes, y entonces, nos dirigimos al conocido estanque de peces, repleto de varias especies para satisfacción de los residentes, aunque era de propiedad del hospedero. No obstante formar una comunidad y llevar una vida amistosa, sus terrenos eran demarcados por Roma de manera individual.

4. El estanque y el pozo eran propiedad del hospedero. El agua se destinaba al uso de la comunidad, mientras que el estanque y los peces eran propiedad exclusiva de él. Por esto, digo: De la gran cantidad de peces especiales que sean capturados en el Mar de Galilea, por medio de Mi Poder y Voluntad, y sean traídos frescos, y que se puedan procrear para uso de la comunidad, entonces, cada hogar debe tener derecho de tomar lo suficiente. Vamos a agrandar el estanque para dejar espacio para la futura crianza.”

5. Cuando termino de hablar, el estanque se presenta modificado en grandes proporciones, y todos los residentes Me alaban y Me agradecen. En seguida, volvimos al albergue, tomamos una comida y nuevamente subimos al monte conocido. Cuando el sol está presto a desaparecer, el anfitrión percibe algunas personas que vienen de Betsaida en dirección al lugar, pero que constantemente se detenían, sin saber si debían continuar. Sin demora llegan a la hospedería y el dueño Me pregunta cómo debería proceder.

6. Yo respondo: "Si son judíos amigos, puedes decirles lo que sucedió. Mientras tanto, volveré con Mis apóstoles y hablaré Personalmente con los recién llegados.”

136. EXPLICACIÓN SOBRE LA TRANSFORMACIÓN DE LA ZONA

1. Inmediatamente, el hospedero se encamina con los vecinos hacia su casa y recibe a los tres personajes que los abordan con preguntas referentes al formidable estado de la aldea y su vegetación. El aclara: “Si os dijese que esto ha sido un milagro divino, no me creeríais. Sin embargo, están ahí los testigos. Con seguridad nunca hubo cosa semejante en esta Tierra, y se produjo, sin embargo, en la época actual en que el Mesías Prometido vino junto a nosotros, en carne y hueso. La gran promesa fue dada, no sólo a los judíos, sino a todos los habitantes del planeta, incluyendo, por lo tanto, a los paganos.

2. De esta forma, el Mesías, Dios en Persona, Se dignó a visitarnos y Se compadeció de nuestra pobreza material y espiritual, transformando nuestro desierto en tierra fértil. Además de esto, nos proveyó de todo para la subsistencia física.

3. Nos esclareció respecto de la naturaleza del mundo, de la atmósfera terrestre y del Cosmos, liberándonos de la antigua superstición pagana. En cuanto a esto, no podemos entrar en detalle, porque aún estáis sumergidos en nociones muy equivocadas y sólo oportunamente podremos retomar este asunto. Acabo de esclareceros dentro de la Verdad, respecto de la transformación de la zona y si quisierais, los testigos podrán responder personalmente.”

4. Contesta un escriba de Betsaida, conocido del hospedero: ”estamos obligados a creer, porque de modo natural, tal hecho sería imposible debido a la esterilidad del suelo. De dónde habría sido posible traer tierra fértil para cubrir la zona arenosa que, con respecto a vuestra parte representa más de mil acres, y dónde podríais buscar cantidad tan grande de árboles frutales plantándolos de tal modo que dieran la impresión de tener unos treinta años de existencia?. No queda dudas que ha sido un milagro perfecto, y quien lo hizo debe ser El Mesías Prometido o, por lo menos, un gran profeta. Cuándo estuvo aquí y cuánto tiempo se demoró?”

5. Responde el hospedero: ”Llegó ayer por la noche con Sus apóstoles, a quienes envió para difundir Su Doctrina. Sólo tres quedaron aquí en compañía de Él, y quiere permanecer en este lugar durante siete días. Dentro de poco Él estará aquí y podréis hablarle personalmente.”

137. CONOCIMIENTO DE LOS HUESPEDES

1. A esta información del hospedero, los tres judíos se intimidan, sin saber qué contestar ni si debían irse o quedarse. Después de un rato, el anciano se dirige al anfitrión, quien se ocupaba de servirles pan y vino. “Cuál es Su aspecto, para que podamos saludarlo?”

2. Él responde: "Servíos primero, y si Él entra, no será difícil reconocerlo. Si nosotros, siendo paganos Lo descubrimos, cuánto más fácil será para vosotros, que sois auténticos judíos.” Ellos no se hacen de rogar, reconocen el especial sabor del pan y el vino, y preguntan el origen, sabiendo que el hospedero nunca tenía alimentos semejantes para ofrecer.

3. Él responde: "Ya os he dicho, que es El Mesías Quien nos proveyó de todo. Quien es capaz de hacer florecer una estepa sólo por Su Voluntad, ciertamente tendrá medios para darnos pan y vino. Estáis saboreando verdadero pan del Cielo, así como tampoco el vino es de esta Tierra.”

4. Dice el anciano: "Moisés recibió de Dios, el maná para los israelitas, y de la roca, tocada por su cayado, brotó agua pura y dulce. Sin embargo, no se pueden comparar a este pan y este vino. Debe haber actuado alguien más importante que Moisés, Aarón, Josué, Elías y todos los profetas.”

5. En este momento entro en la posada con los apóstoles y digo: "La paz esté con vosotros! No os turbéis con nuestra presencia y fortaleceos con este pan y vino que no existen en Betsaida ni Gadara.” Los tres se levantan y se inclinan respetuosamente, diciendo: “Señor, Eres Tú El Gran Mesías, a Quien todo Le es posible, el nuevo Rey de los judíos, que fundará un Reino que perdurará hasta el fin de los tiempos!, imposible de ser abatido por el enemigo. Salve Gran Hijo de David.”

6. Yo respondo: "Realmente estoy fundando un Reino Infinito, un Reino verdaderamente Divino para el alma y espíritu de los hombres, que subsistirá eternamente. En él, todos tendrán la Vida Eterna, cuando crean en Mí y vivan según Mi Doctrina. Entendéis sólo las Escrituras a través de las letras, sin asimilar el sentido espiritual de la Verdad, pues pensáis que vine a la Tierra como Mesías, el Eterno Hijo de Dios Eterno, a fin de fundar un reino perecible, para los judíos.

Toda esta Tierra y el Cielo visibles, desaparecerán. Cómo, por tanto, sería posible fundar un reino eterno para los judíos? Fortificaos para poder asimilar mejor el sentido espiritual de las Escrituras.”

7. Los tres quedan perplejos. Entonces el anciano contesta: "He aquí un lenguaje distinto al del Templo. Allá se encuentran fariseos, escribas y sumos sacerdotes que leen y explican las Escrituras por la letra. Pero nunca hicieron florecer un desierto o cubrir el suelo pedregoso con tierra fértil. Este maestro enseña de modo diferente y demuestra que no hemos entendido jamás las Escrituras en su espíritu, y sus planteamientos contradicen a aquellos del templo, pero por Su Palabra y Voluntad, el desierto ha florecido y las piedras se han recubierto con un buen suelo. Sabemos que la Verdad plena se encuentra únicamente con Él. Daremos las espaldas al Sinedrio para seguir al Maestro. Un brindis para todos los presentes!” Los tres judíos alzan sus copas y se sirven el vino hasta la última gota.

138. CONFESIÓN DEL ANCIANO

1. Completamente feliz, el viejo se vuelve hacia mí: "Señor y Maestro, seguramente ya habéis estado en Jerusalén. ¿Los templarios Te reconocieron como nosotros? Qué dicen de Tu Aparición en este mundo? "

2. Respondo: "La ceguera enorme y egoísta de los judíos en Jerusalén no aceptará la Luz Divina, por lo que les será quitada, y entregada a los paganos. En varias ocasiones, doctriné y operé milagros en el Templo, pero de todos los que se creen importantes y que se dejan venerar por los demás, ninguno Me dio crédito. Por esto, se dará cumplimiento de aquello que consta al respecto, es decir, Mi Luz les será retirada y dada en gran profusión, a los gentiles.

3. Dejad a estos paganos y dirigíos a otros, de ciudades y pueblos distantes, y pedidles su opinión sobre Mí. En verdad, recibiréis grandes explicaciones. En cambio, podéis quedar impresionados por la mala fama de Mi Persona, en Jerusalén y otras ciudades judías. No obstante, enseñé en todas partes la Misma Verdad de la Vida y operé grandes milagros. Qué haré con esta generación? Responde el anciano: “Señor y Maestro, aplícales lo mismo hecho a los sodomitas.” Digo Yo: “Todavía no. Entre ellos viven algunos que son justos. Pero no pasará mucho tiempo, porque los pocos justos en Mi Nombre serán de tal forma perseguidos por parte de los materialistas ignorantes y atrevidos, que ninguno justificado en Mi Luz, podrá mantener en esa ciudad. Entonces, la medida de ellos se habrá completado y pasarán mucho peor que los sodomitas y gomorritas. Dejemos este asunto de lado y tratemos otro.

4. Decidme si alguna vez habéis oído hablar de Mí y de Mis Acciones. Hace algunos años estuve en Gadara y liberé a dos endemoniados de los malos espíritus que invadieron una manada de cerdos, precipitándolos al mar. Ninguno os relató el hecho de que Yo haya alimentado en las proximidades de Betsaida a millares de personas, con algunos panes y peces, de manera que aún sobró lo suficiente para llenar varios canastos?”

5. -Contestó el viejo: "En realidad, hubo muchos comentarios y tomamos al autor, hijo del carpintero José, que conocí personalmente, y que se llama Jesús, por mago, un alumno de los esenios. Esa fue la opinión de las personas y no podíamos estar en desacuerdo, porque la actitud del hijo del carpintero, sin duda, buscaba ganar popularidad para fines egoístas. Si hubiésemos sido testigos de Tus Acciones, otra habría sido nuestra opinión, aunque fueses diez veces hijo de José. Ahora somos testigos presenciales de Tu Acción, sólo posible a Dios. Y si fueras, y ciertamente lo serás, hijo de José, nada nos impide que creamos en Ti, que Eres y Serás el Mesías Prometido. Acepta nuestra confesión, y no nos prives de Tu Bendición.”

139. QUIÉN ES EL PROJIMO

1. Yo digo: "Para ello os protegerá vuestra fe viva en Mí. Y si aplicáis vuestra fe en Mí a través de obras de verdadero amor al prójimo, sentiréis que Yo Soy El Mesías Prometido y encontraréis pruebas de esto en las Escrituras.”

2. El anciano contesta: "Señor y Maestro sería muy fácil, si supiera quién es realmente nuestro prójimo”. Explico: “Vuestro prójimo es todo aquél que necesita de vuestra ayuda, sea amigo o enemigo. Se sub-entiende que no es posible darle ayuda a quien actúa contrario a las Leyes de Dios. En ese sentido se comprende el verdadero amor a los semejantes, lo que garantiza un gran premio en el Cielo.

3. Si sois abordados por pobres que se quejan de su miseria, ayudadlos en la medida de vuestras fuerzas y bienes. Lo que hiciereis a ellos, lo consideraré como hecho a Mí, recompensándoos en esta vida y mucho más en Mi Reino Eterno. Si un adepto y profeta os visita en Mi Nombre, debe ser recibido con cariño, brindándole atención. De esta manera Me habréis aceptado a Mí, y podéis entonces aguardar la recompensa que se concede a un profeta.

4. Dentro de poco vendrán en Mi Nombre muchos falsos profetas, doctrinando a las gentes para su propio sustento y confundiéndolas a través de falsos milagros aprendidos de los magos. No los aceptéis, aunque gritasen: Mirad, aquí o allá está el Mesías, el Ungido de Dios!, y demostradles con cariño y rigor que están actuando contra Mí. Si Desisten de su falsedad, podéis considerarlos amigos. Si no es así, alejaos de la comunidad. Será fácil descubrir a los doctrinadores y falsos profetas por medio de sus obras egoístas, pues de los cardos no se cosechan higos, ni de los espinos salen las uvas.

5. Sed llenos de amor, dulzura, humildad, misericordia, justicia y verdad para todos, que Yo Seré lo mismo en relación a vosotros. No seáis duros y sordos con la voz de la pobreza, tanto espiritual como material, que Mi Actitud será idéntica para con vosotros, si por ventura vuestra voz se dirige a Mí en cualquier aflicción. Vuestra medida aplicada con los demás, os será retribuida.

6. Si disponéis de gran fortuna y la prestáis a buenos intereses solamente a los que puedan devolverla dentro del plazo estipulado, no dejasteis de practicar cierto amor al prójimo, sin embargo, no es por Mí considerado aquello que os dio buenos intereses. Si prestáis, sin intereses, a necesitados, sabiendo que no está garantizada la devolución, Yo haré de Pagador de los intereses y del capital, de manera que nadie salga perjudicado.

7. He aquí que los residentes de este pueblo, otrora pobres, apenas tenían para su propio sustento. Cuando eran abordados por otros necesitados, prontamente los recibían y los suplían de lo que necesitaban, sin cobrarles nada. Sabiendo esto, Vine como el Mejor Recompensador, y no habrá uno que diga que Yo haya venido fuera de tiempo. Haced lo mismo, que seré vuestro Recompensador en tiempo oportuno.

140. PARÁBOLA DEL AGRICULTOR

1. (El Señor): "Los fariseos usureros, prestan su oro y plata por elevados intereses a otros grandes agentes estatales y usureros, y derrochan los intereses con prostitutas, pero si los abordan pobres y afligidos, responden: Dirigíos a Dios que os ayudará, porque nosotros también somos pobres y obligados a mendigar! . Estos, por su actitud ante el prójimo, se verán mal delante de Mí.

2. Estos falsos servidores de Dios al predicar al pueblo su amor a Dios y al prójimo, sin haberlo jamás practicado, son ante Mí los peores pecadores y criminales, que recibirán en el Más Allá su paga con el príncipe del infierno. Adúlteros, usureros, etc., verdaderos difamadores de Dios, no entrarán en Mi Reino. No sigáis, por tanto, su ejemplo.

3. ¿Quién podría aconsejar al prójimo: Dirígete a Dios en una aflicción, pues estás obligado a amarlo por sobre todas las cosas, y Él, con seguridad te ayudará, si tal persona no cree en Dios, y mucho menos Lo ama?. Si no ama al pobre, a quien ve, cómo amará a Dios por encima de todo, si no puede verLo?. El amor a Dios por parte de los hombres, se condiciona con el amor al prójimo. Mucho se engaña quien dice ser feliz en el amor a Dios, cerrando corazón y puerta ante el pobre. Amad al prójimo, pues es como vosotros, hijo de Dios. De este modo habréis amado al Padre.

4. Había una vez un agricultor rico que poseía grandes tierras, que proporcionaba una vida cómoda a toda su servidumbre. Sus hijos, a quienes mucho amaba, frecuentaban escuelas del mundo, a fin de ganar experiencias diversas. Les daba, sin embargo, solamente lo necesario para su estadía en esas escuelas superiores, a fin de evitar sus excesos, perjuicio e incapacidad para la posterior administración de la hacienda.

5. Debido a esto, los hijos no lo pasaban con holgura, por el contrario, a veces se veían obligados a recurrir a la caridad pública. Uno de ellos, al ser preguntado en ese sentido, respondió: Ahora, que tienes un padre tan rico, pídele a él, que te ayudará, con toda seguridad, y nada les dio. Otros, más bondadosos, pensaban: Sabemos que el agricultor es un hombre bastante rico y fácilmente podría ayudar a sus hijos en los estudios, si no tuviese sus razones para no hacerlo. Sin embargo, nos condolió su miseria, que trataremos de aliviar. Y así hicieron.

6. Después de cierto tiempo, el agricultor fue a la ciudad y trató de saber quién había prestado ayuda a sus hijos. Ellos, entonces, lo llevaron a todos los lugares donde habían recibido pruebas de amor, y el padre centuplicó el dinero que habían entregado, y llevó a sus benefactores a su propia hacienda, tratándolos igual que sus hijos.

7. He aquí delante de vosotros el Agricultor. Los pobres en este mundo son hijos Míos. Los ricos son generalmente hijos del mundo. A fin de impedir que Mis hijos se excedan en esta escuela dura de la vida, sin embargo, muy saludable, les dejo pasar necesidades que deben externalizar ante los acomodados. Lo que éstos hicieren a Mis hijos, será hecho por Mí, compensándolos muchas veces en la Tierra e infinitamente más en Mi Reino. Quien disfruta del amor de los hijos a través de ese sentimiento, habrá conquistado el Amor del Padre y el Premio eterno. Habéis comprendido lo que es “amar a Dios por encima de todo?.

141. PREDICCIÓN SOBRE LA PASIÓN DEL SEÑOR

1. Responde el anciano: "¡Oh Señor y Maestro, Verdadero Padre de los hombres, ahora entiendo por primera vez lo que es amar a Dios sobre todas las cosas. Quien ama a Sus hijos y reconoce Su Sabiduría, ama a Dios sobre todo. Como el amor al prójimo es la mayor virtud en este mundo, nos esforzaremos por practicarlo, según nuestras fuerzas. "

2. En ese momento viene la esposa del anfitrión para anunciar la cena, y él pregunta si debe mandar a servir en una mesa no arreglada, a lo que respondo: “Cuando en el desierto suplí a algunos millares con unos pocos panes y peces, no había mesa puesta. Por qué no podría repetirse lo mismo? Puedes mandar a servir.”

3. Me expreso de esta manera debido a los tres judíos, celosos de una mesa bien puesta, pues, según sus leyes, no pueden tomar una comida caliente si la mesa no es cubierta con un mantel limpio, lo que permitiría que el judío no se manchase. Por eso, los tres Me miran como si estuviesen haciendo la siguiente pregunta: No consideras todas las indicaciones de Moisés?.

4. Dirigiéndome a ellos, les digo: "¿Cuál es vuestra opinión? Poseían los israelíes mesas puestas en el desierto, cuando comían el maná? Responde el anciano: “Ciertamente que no, Señor y Maestro.” Prosigo: Entonces, también podemos saborear peces fritos en una mesa no puesta. Lo que es puro para Mí, debe serlo también para vosotros. Consta también que no está permitido comer pan sin lavarse las manos, sin embargo, así lo hicisteis, sin haberos vuelto impuros delante de Mí.

Si es así, quién os podría indicar una difamación? Tal vez un fariseo ignorante en el Templo de Jerusalén?. Hospedero, manda a traer la comida.”

5. De esta manera, todos se satisfacen con el buen ágape. Los tres judíos pasaron tres días en Mi Compañía y recibieron de los apóstoles varios conocimientos de las Escrituras, en cuanto a la Creación, y los profetas Isaías y Ezequiel. En el cuarto día, siguieron según Mi Consejo, para Aphek, para asegurarse de lo que Yo había hecho en beneficio de los creyentes paganos. Antes de despedirse, el anciano pregunta si también deberían dirigirse a Jerusalén, donde podrían abrir los ojos de los fariseos en cuanto a Mi Persona.

6. Respondo: "Dejad eso. Si Me oyeron Personalmente y no creyeron, no obstante las múltiples pruebas, mucho menos os darán atención, sin embargo, emitirán orden de arresto, donde podríais ser azotados. Es más conveniente que prediquéis Mi Evangelio en vuestra comarca, dando luz a los gentiles, sin agregar ni omitir nada. Yo os di el Evangelio en forma gratuita, y así deberá ser entregado a todos los que tengan hambre y sed. Sólo a los puramente materialistas, no quiero que entreguéis estas perlas.

7. Por Pascua, iré una vez más a Jerusalén y entonces Me sucederá lo que os expliqué detalladamente en los libros proféticos; no os molestéis al recibir tal noticia, y recordaos de Mi Predicción, con la que se cumplirá hasta la última coma de la Escritura.

8. Cuando el tercer día resucite de la muerte física, volveré junto a vosotros, así como ahora Me veis, y seréis fortalecidos con Mi Espíritu. Por poco tiempo no nos veremos, pero en seguida nos reencontraremos para vuestro consuelo.” En seguida, bendigo a los tres judíos, que parten para Aphek. Se entiende que cuanto más se acercaban a la ciudad, tanto mayor era su asombro ante el gran milagro, y cuando llegan al albergue mismo, donde son amablemente recibidos, las exclamaciones de gratitud y alabanza son profusas.

9. Mientras tanto llegaban viajeros a nuestra posada, buscando informaciones respecto a la repentina fertilidad de la zona. Algunos son esclarecidos. Tratándose generalmente de negociantes desinteresados de las cosas espirituales, ninguno de nosotros se esforzó por iniciarlos en las Verdades de la vida, y los residentes comprendieron que no era posible tirar perlas del Evangelio a los incrédulos. En el séptimo día vuelven los apóstoles enviados en misión, contando que habían hecho un buen trabajo en Mi Nombre. Digo, entonces: “Debéis saber que Yo conozco vuestro trabajo, y merecéis el premio de discípulos. Ahora descansad y tomad algún alimento.”

142. EL VIAJE CONTINÚA

1. Por la mañana continuamos nuestro viaje, después de haber bendecido a toda la región. El anfitrión y algunos residentes nos acompañan un buen trecho, y volvieron después en cuanto alcanzamos al anochecer otra ciudad en la que encontramos buena acogida en un viejo albergue. Allí quedamos por algunos días, y enseñé a los gentiles sobre el Reino de Dios en esta Tierra, acompañando Mi Doctrina con algunas pruebas útiles.

2. La mayoría de los sacerdotes paganos se convirtieron al judaísmo. Sólo unos pocos judíos, los partidarios de los saduceos ponen dificultades. Después de unos días, continuamos el viaje, alcanzando a llegar a otra ciudad al anochecer. En la mitad del camino, algunos discípulos comienzan a sentir hambre y sed, pues en este viejo camino había sólo una vieja cisterna y pocos albergues, habitados por pastores pobres, que sólo tenían queso y un poco de leche para ofrecer.

3. Por esta razón, los discípulos Me piden que haga un milagro, para beneficiarlos en sus necesidades. Respondo: “Podría hacerlo, si fuese estrictamente necesario. Si Yo puedo ayunar, acaso no se da lo mismo con vosotros? Dentro de algunas horas estaremos en otra localidad, donde habrá mucho trabajo, y conviene que allá lleguemos con sobriedad. Más tarde tendréis bienestar físico.”

143. EL ALBERGUE POBRE DE LA CIUDAD DE BASALTO

1. Dentro de una hora llegamos a esa ciudad, donde un viejo judío nos da la bienvenida y nos ofrece pan y algo de vino de uvas silvestres, apropiado para calmar la sed. Dándose cuenta que algunos discípulos no lo aprecian, se disculpa, diciendo: “Lamentablemente no tengo vino mejor y no dispongo de medios para abastecerme de bebida más pura. Agradezcamos a Dios por habernos dado al menos éste, más indicado para calmar la sed que los vinos finos de las ciudades. Somos más pacientes, sanos y contentos que los ricos, ansiosos en matar el tiempo, sin que se acuerden de Dios.”

2. A esta buena observación, los discípulos elogian la fidelidad del judío, y se sirven con agrado. En seguida, él pregunta si somos negociantes, y cuántos días queríamos quedarnos allí. Respondo: “Amigo, somos una especie de mercaderes en negocios con producto invisible, de manera que podrías suponer que Yo quiero jugar contigo. Sin embargo, es como te dije. Mi Mercadería es invisible y de valor más elevado para quien Lo acepte de corazón puro y buena voluntad. Para que veas en qué consiste, manda a traer a tu hijo ciego e inválido, que lo curaré.”

3. Responde el judío: "Tu mercancía es el arte de curar? Si es así, harás aquí los mejores negocios, porque hay muchos enfermos incurables. Voy a buscar a mi hijo. "Cuando el niño se encuentra frente a Mí, porque fue transportado en su cama, Yo le pregunto si quiere sanarse. Él respondió: "Maestro, si eso te es posible – en lo que no dudo, te ruego me des esa Gracia.” Contesto: “Quiero que veas y puedas caminar!”. Inmediatamente se produce la curación.

4. Cruzando las manos sobre el pecho, el padre exclama: "Esto es una cura excepcional. Debes haber actuado por el Espíritu del Señor, por lo que eres un gran profeta." Observa el hijo, entendido en la Escritura, especialmente en los profetas: “Padre, que yo sepa, los profetas nunca dijeron: Yo quiero que esto o aquello suceda, sino: El Señor así habló, y es Su Voluntad que tal cosa suceda, si el pueblo de Israel no desiste de sus pecados.

5. Si este Salvador me curó por el poder de Su Palabra y Voluntad, es evidentemente mayor que un profeta, y me recuerdo de las palabras importantes de uno que decía, inspirado por el Espíritu de Jehová: Cuando venga el Gran Héroe, El León de Judá, El Rey de los Reyes, El Señor de todos los ángeles a este mundo, los ciegos verán, los sordos oirán, los tullidos se enderezarán y podrán saltar cuales venados, y todo esto lo hará Él con Su Propio Poder , y fundará un Reino que no tendrá fin.

6. Esto es concordante con la forma de hablar y actuar de este milagroso Salvador, y, ciertamente, no cometo error al afirmar que se esconde en Él el Mesías Prometido a los judíos. Su primer acercamiento cuando todavía me hallaba ciego y lisiado en la cama, me despertó de tal manera que no pude dudar de Su Poder, por lo tanto, Lo acepto como El Prometido. El futuro dirá si me equivoqué. "

7. Dice el padre del muchacho: "Puedes tener razón, porque yo también tuve esa idea. Sin embargo, no nos vamos a apresurar, el Buen Salvador no dejará de esclarecernos en cuanto a Su Persona.” Digo Yo: “Así haré, para vuestra inmensa alegría. Ahora, sería conveniente que confirméis si tenéis algunos peces en la despensa, los que podríais preparar según vuestra costumbre, y tú y tu hijo participaréis de la comida.”

8. Muy triste, el hospedero responde: "Milagroso Salvador, hace mucho tiempo que no tenemos peces, pues vivimos muy lejos del Mar Galileo, del Río Jordán y del mismo Éufrates. Los pequeños riachuelos que nos abastecen de agua para los animales caseros, no sirven para la crianza de peces. Hace tiempo, había en las cercanías de esas ciudades, grandes lagos de agua dulce y ricos en peces. Debido a los terremotos que se producen casi todos los años, se secaron, incluidos los peces.”

9. Obsto: "En el patio de tu casa tienes un pozo junto al gran lago labrado en piedra y puedes reservar agua. ¿Por qué no reproduces peces en él?" Responde: "¿Dónde podría encontrar peces vivos para la crianza?. Se justifica, por lo tanto, mi carencia dentro de la despensa.” Insisto: “Si tienes fe, puedes verificar si no hay allí suficientes peces para la cena. En cuanto al futuro, tu lago los tendrá en cantidades.”

144. EL MILAGRO

1. Cuando él entra en la despensa, acompañado por su familia, encuentra una cesta de pescados buenos y limpios, y manda a prepararlos. Su mujer no se conforma con el hecho, a lo que él responde: "No pienses en eso: Si al Hombre de Dios le fue posible curar a nuestro hijo, sólo por Su Voluntad, ciertamente será capaz de llenar la despensa. Urge la preparación de la comida.”

2. Al regresar junto a nosotros, lleno de gratitud, Yo le pregunto: " Entonces, ¿qué pasa con los pescados? ", Responde él: "Maestro Milagroso, todo está en orden. Pero los peces no son de agua corriente, sino creados por Ti. Veo que mi hijo tiene razón al haberte considerado El Mesías. No eres siervo de un Ser Supremo, sino el Mismo Altísimo en Persona, y si caminas en carne y hueso entre los mortales, actúas sólo según Tu Voluntad.

3. Si bien consta que no es posible ver a Dios y continuar vivo, debe tener otro significado. Abraham, Jacob y otros vieron y hablaron con Dios, y Moisés vio la espalda de Jehová, sin perder la vida, así como nosotros ahora te vemos y continuamos vivos. En mi opinión, no puede el mortal ver a Jehová, en Su Origen Eterno, y continuar vivo, pues el finito no puede comprender lo Infinito, ni medir la Eternidad. Tengo razón?”

4. Respondo: "Has pensado correctamente, sin embargo, está asegurada La vida eterna a todos los que cumplen con los Mandamientos de Dios. Mientras el hombre viva en esta Tierra dentro del espacio y tiempo, no podrá abarcar ni comprender lo eterno e infinito del Espíritu. Pero, cuando el Espíritu de Dios, que es Puro Amor, penetra en el alma purificada, iluminándola y vivificándola con la Vida Eterna, el hombre se vuelve Uno con Dios, pudiendo entonces el hombre penetrar en Sus Profundidades Eternas e Infinitas, y su comprensión es precisamente aquello que dice: puede el hombre perfecto ver en Espíritu a Dios, frente a frente. Dejemos este asunto, pues ahí traen los peces preparados”. Después de habernos satisfecho todos los presentes, el anfitrión pregunta si debe guardar los que sobraron. Respondo: “Quien los preparó podrá saborearlos. Manda a llamar a tus familiares para que se sacien con lo que quedó.”

145. LA HOSPEDERA Y LOS EMPLEADOS

1. Cuando la familia se prepara para comer, entran los empleados para recibir su parte de la cena. Mucho se sorprenden al ver los peces, y preguntan por su procedencia. Responde la dueña de casa: “Aquí llegaron algunos forasteros trayendo peces. Es todo lo que se. Como queda tanto, cada uno tendrá su parte.” De esta manera, los veinte jóvenes y mozas, cenan con gusto, sin poder terminar el resto. Por eso, dicen: “Debe ser una Bendición especial de Jehová. Pusiste junto al pan pequeños pedazos de peces y no pudimos comerlo todo, aunque está muy sabroso.”

2. Dice la patrona: "Continuad fieles a nuestra casa, que la Bendición del Señor permanecerá con nosotros." En seguida, ella viene a la sala y nos dice el milagroso aumento de los peces en la cocina. El marido, entonces, dice aparte: "Al Todopoderoso todo es posible, y los hombres sólo deben alabarLo y cumplir Sus Mandamientos. Como siempre creemos en Dios y guardamos lealtad entre los gentiles, Él se acordó de nosotros. Continuemos así, que Él quedará con nosotros por medio de Su Gracia.”

3. Digo Yo: "Eres judío íntegro y esclarecido como debieran ser todos. Tienes, sin embargo, un pequeño defecto que consiste en tu reserva contra los extranjeros, no judíos, e íntimamente eres enemigo de los paganos, a quienes estarías dispuesto a exterminar, si eso te fuera posible. Sé que por tu naturaleza, en el justo celo serías capaz de enfrentar a los enemigos del pueblo de Dios, con el arma en ristre. Eso no puede continuar, porque todos los paganos deben recibir Mi Evangelio, en lo que se cimentará el Reino de Dios en esta Tierra. Tiempos vendrán y ya llegaron, en que muchos paganos estarán más cerca de Dios que muchos judíos, que alaban a Dios con los labios, mientras que sus corazones están lejos de Él.

4. En la actualidad muchos paganos buscan la Verdad que los hijos de Dios, a partir de Adán, tienen hasta el día de hoy. Y si la encuentran, están dispuestos a reconocerla y aceptarla de corazón bondadoso y fe viva. Es la Voluntad del Señor que los paganos, que desde hace tanto tiempo se encuentran languideciendo sin culpa en la peor tiniebla y superstición bajo la tiranía de los sacerdotes egoístas y dominadores, se vuelvan felices por la fe en el Dios Único y Verdadero.

146. EL AMOR HACIA LOS CREYENTES DE OTRAS RELIGIONES

1. (El Señor): "Cuando hace cerca de treinta y tres años, nací en Belén en un establo, de una virgen pura y devota llamada María, hija única de Joaquín y Ana, que siempre trabajó en el Templo durante la vida del viejo Simeón, fueron precisamente los paganos quienes de lejos reconocieron que había venido al mundo algo excepcional en Mi Persona. Me ofrecieron oro, incienso y mirra, y todos los potentados de Roma en Judea, Asia y África Me fueron devotos con todo amor, protegiéndome de Herodes, que mandó a matar a todos los hijos menores de 2 años, sabiendo que había llegado por Mí un Rey de los judíos. Así, Mi madre carnal y Mi Padre adoptivo con los cinco hijos del primer matrimonio, tuvieron que huir Conmigo a Egipto, y en esta huida mucho Me ayudaron el comandante Cornelio y su hermano Cirenio, quienes se preocuparon que Yo tuviera una buena acogida en el país extranjero.

2. Esto fue hecho por los paganos, tan odiados por los judíos, mientras que éstos, es decir, los poderosos, querían matarme por miedo a perder su trono arrendado de Roma, cuando Yo alcanzase la mayoría de edad. Habiendo sido así, se justifica plenamente que Yo demuestre el mismo Amor a los paganos, demostrado por ellos desde Mi Infancia. Durante los dos años y medio de Mi Adoctrinamiento, encontré más fe y amor entre ellos que con los judíos que Me califican como falso profeta, traidor, revolucionario y hechicero que trabaja bajo la influencia de Satanás, y tratan de matar a quienes Me dan crédito.

3. Por esta razón, digo que La Luz de la Verdad Eterna les será quitada a los judíos, y entregada a los paganos. Los otros serán dispersos por todo el mundo, sin que jamás puedan tener un país propio, pero tendrán que soportar todo maltrato y persecución por parte de los gobernantes paganos, como testimonio de su incredulidad y completo desamor. Ellos siempre van a esperar al Mesías Prometido, pero en vano. Yo Lo Soy, y ningún otro por toda la Eternidad.

4. He aquí por qué también debes cambiar tu antigua opinión sobre los gentiles, y de esa manera se convertirán en amigos tuyos, y entrarán fácilmente en tu fe verdadera. La mayoría de ellos ya no cree en los dioses, pero mucho aprecian las enseñanzas filosóficas; y así se han vuelto astutos pensadores y oradores, de manera que por parte de ellos recibirás enseñanzas que nunca esperaste.

5. Hombres prudentes y exigentes en cosas terrenales, pronto lo serán en asuntos del espíritu, de la profundidad de la sabiduría y de la vida. Depende de cómo sean tratados. Quien pretenda tratarlos con la espada y palos por el antiguo odio, ciertamente que hará malos negocios. Si son tratados con dulzura y amor, será cargado con cariño, y recibirá toda clase de favores.

6. Ese es el error que debes abolir, si quieres hacerte un judío perfecto y hombre de valor como Yo. Sin duda, ya viste que Dios permite al sol iluminar tanto a los gentiles como a los judíos. Si Él, Señor de todo lo que existe en el mundo y en los Cielos, el Padre Eterno no hace diferencias, un judío íntegro debe imitarlo. Con esto no necesitas ayudarlos en la construcción de templos para ídolos, pues tal cosa no sería amor al prójimo y no tendría valor ante Mí. Liberar a los paganos de sus antiguos errores y darles la antigua Luz de la Verdad con cariño, es por Mí considerado de gran valor.

7. Si un pagano pobre llama a tu puerta pidiendo ayuda y tú no lo atiendes por no ser judío, nada habrás hecho para la Vida Eterna. Si le das lo que necesita, habrás hecho una obra de caridad que te recompensaré cien veces en vida, y en el Más Allá, infinitamente más. El verdadero amor al prójimo en el corazón, sea judío o pagano, es el elemento de vida verdadero y espiritual, por el cual todo el mundo visible y todos los Cielos se mantienen. Quien practica el verdadero amor al prójimo, vive en el justo Orden de Dios, y crea dentro de sí, la vida eterna de su alma.

8. Alimenta el justo amor hacia los paganos y judíos, que serás despertado por Mi Espíritu para la Vida Eterna, y podrás penetrar en Mis Profundidades Divinas. De esta forma Me amarás a Mí, Dios por encima de todo, y es lo que puedo exigir de los hombres en la conquista de la Vida Eterna. Quien practica este amor, no tiene pecados ante Mí, dejando de lado las oraciones judías, largas e inútiles, y no necesita practicar ayunas ni penitencias. Comprendiste?.”

147. EL POR QUÉ DE LA MISERIA Y DECADENCIA HUMANA

1. El anfitrión dice: "Totalmente, Señor y Maestro, y soy consciente con Quién estoy tratando. Mi hijo, curado por Tu Gracia y Poder, Te reconoció desde el principio. En cuanto a mi defecto antiguo, lo aboliré y cambiaré mi actitud con respecto a los gentiles. Es difícil realmente comprender la razón por qué el Bien y la Verdad deban siempre ser ignorados, y aparecen sólo cuando el mal o el error comienzan a digladiar. Cuántas criaturas padecen en la peor miseria, ignorancia y angustia, sin que puedan ayudarse a sí mismas. Nosotros, aunque seguros de la Verdad Original, sólo podemos sentir pena, y no tenemos tampoco los medios para ayudarlos. Logramos saciar a un hambriento y sediento, vestir a un desnudo, y en caso de necesidad, consolar al prójimo de luto. Sólo Tú, Señor, que conoces a fondo la miseria humana en esta Tierra, podrías poner término a sus necesidades físicas y espirituales, tan rápidamente como curaste a mi hijo. Sin embargo, no lo haces, o muy raramente. Por qué? Estarían casi todos destinados a morir y pocos los que resuciten?”

2. Yo digo: "De ninguna manera. Si cada hombre se convierte en un verdadero hombre por el uso del libre albedrío, con el fin de ejercitar, analizar y determinar su actitud, sucede que se deja seducir por los placeres materiales, donde se oculta el reino de Satanás. No obstante todas Mis Advertencias, los hombres se olvidan de Mí y de Mis Mandamientos, pasando del amor al prójimo, al egoísmo; se vuelven perezosos, preocupándose sólo de los medios para obligar a los demás a trabajar para ellos.

3. Para esto se inventan toda clase de malabares que practican en público, presentándose ellos mismos como profetas inspirados por Dios. Los demás comienzan a darles crédito, tomándolos por criaturas excepcionales y se sienten felices en ofrecerles algo y, finalmente, piden la protección de esos fraudulentos.

4. Con esto logran su propósito. Se vuelven más importantes y dominantes, aprovechan Mis Revelaciones en su propio beneficio, se manifiestan como señores de los ignorantes a los cuales darán leyes que los obliguen a trabajar, y en caso necesario, empeñen sus posesiones y vidas por los tiranos. En este aspecto, el pueblo está constantemente advertido a través de los profetas realmente inspirados por Mí, como aconteció en tiempos de Samuel, cuando el pueblo judío quería tener un rey como los pueblos paganos vecinos.”

148. MOTIVO DE LA ENFERMEDAD DEL HIJO DEL HOSPEDERO

1. (El Señor): "Estudia la Historia de Samuel y de los Jueces, y verás cómo Yo advertí al pueblo judío de lo que significaba un régimen como esos. De qué sirvieron Mis Advertencias? De Nada. Él insistió y recibió el justo castigo por su testarudez. Podrías reprenderme que no quise ayudar a los judíos, dejando que pereciesen? Verás que ese nunca fue el caso. No puede quejarse quien actuó con el libre albedrío, y no Me cabe culpa si debido a la nula consideración de Mis Advertencias y sólo disfrutando de las delicias carnales, se lanzó al abismo y también sus imitadores.

2. ¿No vine Personalmente a este mundo, enseño a los ignorantes y hago milagros imposibles a quien quiera que sea? Ve a Jerusalén y a otras ciudades de Judea y Galilea, y pregunta a los judíos lo que piensan de Mí. Quieren tomarme preso y matarme porque les reprendo sus pecados más oscuros. De manera alguna quieren renunciar a su amor al mundo, filosofía y comodidades.

3. Acaso Soy responsable de su incorregibilidad? Piensas que Yo puedo exterminarlos en un momento. Pues no. Sucede que son igualmente Mis hijos, y Mi Amor tiene Paciencia para esperar si uno u otro no retorna a Mí. Comprenderás que Yo, el Máximo Amor y Paciencia, no puedo tomar otras medidas, así que cuando llegue el gran juicio sobre los hombres, no tendrán excusas diciendo que tuve poca paciencia y consideración con ellos. Digo más: Si Jerusalén continúa en su maldad y tal vez aún la aumente, no pasarán cincuenta años y el país sufrirá mucho peor que otrora Sodoma y Gomorra.”

4. El anfitrión dice: "¡Oh Señor y Maestro, siento que sólo Tú eres Sabio y tienes razón en todo. Los hombres son los únicos culpables de sus sufrimientos físicos y psicológicos. ¿Quién sería responsable que mi hijo, de buen carácter y muy devoto, se haya quedado ciego e inválido? "

5. Yo respondo: "Había tres razones principales. La primera fue tu especial predilección por él. Bastaba el menor dolor de cabeza para que llamases a los mejores médicos que, debido a los remedios fortísimos, llevaron un catarro cerebral a sus ojos, provocándole la ceguera.

6. Segundo: Una vez ciego, los médicos aplicaron duros procedimientos internos y externos, pero totalmente equivocados, que provocaron la parálisis del cuerpo. Tercero: Sabiendo que esto ocurriría, Yo lo permití por el siguiente motivo: Comenzaste a dedicar mayor atención y amor a los otros hijos, cambiando su educación. Además de esto, te diste cuenta que un judío verdadero siempre debe tener mayor confianza en Dios que en los médicos ignorantes, pues donde no pueden ayudar existe aún el recurso divino. Así preví Mi visita a tu casa, para darte una prueba de que Yo Soy El Señor a Quien todo es posible.

7. Esa es la explicación de la ceguera y la parálisis temporal de tu hijo. Sin embargo, hay un motivo oculto, interno, espiritual y totalmente incomprensible para tu entendimiento, que vas a concebir sólo en el Más Allá. De Mi Propia Boca te aseguro, que ni tú ni él, son, psíquicamente hablando, de esta Tierra, sino de lo alto, es decir, de otro cuerpo cósmico. Todo lo que ves en la bóveda del cielo son cuerpos cósmicos y no hay uno que no tenga seres racionales semejantes a vosotros. Mis hijos sólo encarnan en la Tierra. Nada Me preguntes al respecto. Cuando seas perfecto en espíritu, tu visión interna se elevará a un conocimiento mayor.”

149. LOS DOS FORASTEROS DE NINIVE

1. En ese momento, dos desconocidos llaman a la puerta del albergue y el dueño Me pregunta qué debe hacer. Respondo: "Consulta a tu corazón dentro del principio del verdadero amor al prójimo, y te dirá qué hacer. "Recordando Mi enseñanza referente a su gran defecto, se levantó de la mesa y mandó hacer entrar a los hombres. Consultados de su procedencia, uno de ellos, que mal conoce el hebreo, responde: “Venimos de lejos, haciendo dos días de viaje bajo condiciones miserables, desde más allá del lugar donde otrora existía la grande y potente ciudad de Nínive.

2. Había una deuda de nuestra parte con el tirano rey, de algunas monedas de plata por brutales impuestos que no podíamos resolver en el plazo de siete días. Pedimos prórroga de la deuda, en vano. La respuesta fue la siguiente: Si hay condescendencia para uno, el pueblo en masa se presentará ante el trono del rey, en el día del pago de sus impuestos, para obtener también condescendencia.

3. A fin de garantizar su pago, los recaudadores se apoderaron de nuestros bienes, no perdonaron a las mujeres e hijos, y los llevaron a prisión. Ante nuestra insistencia, nos fue concedida una prórroga de tres meses y en el transcurso de este tiempo, debíamos ganar la suma adeudada a las arcas reales; de lo contrario, mujeres e hijos serían vendidos a traficantes de la India, y nosotros, expatriados.

4. Esa es nuestra situación bajo el régimen de un tirano que a nadie considera humano, a excepción de él mismo y sus palacianos. Iniciamos nuestra gran peregrinación para pedir la suma a vosotros, ciertamente más bondadosos, a fin de que podamos pagar y recuperar a nuestras familias.”

5. El anfitrión dice: "Si este es vuestro problema, seréis ayudados fácilmente. Deseo aún saber si no estáis con hambre y sed.” Responde uno de ellos: “Bastante, pues venimos de la zona del Éufrates, y no hemos comido cosa alguna. Las ánforas que llenamos temprano con agua del río, las vaciamos en pocas horas.”

6. Apenado, el hospedero trae lo suficiente para comodidad de los dos hombres, y en seguida, Me pregunta a qué secta pertenecen. Le digo: todavía es pronto para que estos dos hombres hablen Conmigo. Continúa tú, que más tarde Me manifestaré.”

150. CONDICIONES RELIGIOSAS EN LA PATRIA DE LOS FORASTEROS

1. Luego, el anfitrión se dirige a los recién llegados preguntando cuáles son las deidades veneradas en su país. Uno de ellos respondió: "Amigo, allá no hay dios determinado, ya que los sacerdotes están en constante desacuerdo y cada uno defiende a su dios particular, propagando su poder y gloria.

2. Nosotros dos pertenecemos al tronco judío que, desde la prisión bajo la regencia del rey Nabucodonosor se estableció en nuestro país, por lo tanto, somos moiseístas, aunque carecemos de las Escrituras, Arca de la Unión y Templo. El Cielo y sus estrellas representan todo para nosotros. Creemos en el antiguo Dios que Moisés mostró a nuestros padres, y respetamos el sábado y demás Leyes; Sin embargo, Jehová parece no acordarse especialmente de nosotros.”

3. Contesta el dueño de casa: "Yo también soy judío y os aseguro que Él se acuerda de vosotros al conduciros hasta aquí. Mañana todo se explicará debidamente.” (Nota: hasta marzo de 1863 el manuscrito presenta la caligrafía de Lorber. Pasa el lapso de un año, y solamente el 11 de Abril de 1864 el dictado continuó. Como Lorber estuvo en cama por tres meses debido a la gota, se vio obligado a dictar lo que oía.)

4. Después vuelve a nuestra mesa y expresa su admiración por lo que había oído de los extranjeros. Le aclaro: "No tiene importancia”. Entre griegos, romanos y judíos, la situación en nada es mejor. Sus divinidades sólo se prestan para asustar y preparar al pueblo para pedirles ofrendas, a través de magias especiales. No poseen jusgladii, ni juspotiores et fortioris, mientras los dirigentes están de acuerdo con la actitud mistificadora de los sacerdotes, pues facilitan el dominio de la plebe, ahorrándose un gran ejército.

5. En general, los gobernantes poco o nada se preocupan de la Naturaleza divina. Acompañan las ceremonias para engañar a las masas. Ellos mismos siguen siendo epicúreos en cuanto a la manera de vivir, y en cuanto a su creencia, son cínicos o saduceos que no creen en la supervivencia del alma. Las ideas de los jefes corresponden a las de los sacerdotes.

6. Si un soberano pretende iniciar una guerra con uno vecino, los sacerdotes ya saben cómo preparar a las personas, a través de los acólitos, en el sentido de que es inevitable para cumplir la voluntad de los dioses que desean tal conflicto. De este modo se vuelven accesibles a pagar los impuestos necesarios y se consideran honrados en poder tomar las armas en defensa del rey. Esa es la situación, no solamente en el país de nuestros amigos, sino en el mundo entero, y pasará mucho tiempo hasta que los pueblos lleguen a comprender que han sido animales de carga de los potentados desde la época de Moisés, y aún lo serán por mucho tiempo.

151. LOS PROCESOS DE DIOS Y SUS EFECTOS

1. (El Señor): " Piensas igual que otros. Yo tengo el Poder para terminar con esos abusos, y no dejas de tener razón. En este caso, tendría que quitar el libre albedrío del hombre que, sin diferencia de nacimiento y posición, está destinado a la filiación de Dios, y en vez de razón e inteligencia, tendría que ser dotado de instinto animal, según esa tendencia. Además de eso, Yo tendría que cambiar toda la Tierra haciendo que produzca forraje para tales criaturas animalescas. Me vería obligado a hacer perecer muchas especies de flora y fauna, las que existen para que, de su evolución gradual, surja el alma humana, completamente libre.

2. Por ahí ya ves, no puede ser diferente la situación de esta Tierra. Y si fuese mejor, Yo no Me habría visto obligado a venir como Hombre a vuestro planeta, a fin de vivificar la antigua fe en los de naturaleza más accesible, debido a la influencia de la época de los patriarcas, e igualmente llevar a los demás a creer que las profecías no son invenciones semejantes al politeísmo. Toda la Humanidad necesitará más que algunos milenios para entrar en un conocimiento más puro.

3. Sabes que después del Diluvio, los pocos sobrevivientes caminaron por un camino más luminoso. El mundo y su materia, en la cual se encuentra el propio satanás, en poco tiempo los atrajo, de manera que en tiempos de Abraham, el ateísmo había progresado bastante. Cuenta los juicios por los cuales Yo visité tales pueblos, de modo sensible y doloroso. Cuánto tiempo duró el efecto de tan grande juicio? De manera general, en el máximo de tres o cuatro existencias, y todo volvió a su estado anterior, si no peor. Sodoma y Gomorra, Babilonia y Nínive serían hoy un verdadero paraíso en comparación a Jerusalén, a otras ciudades de la antigua Tierra bendecida y muchas grandes ciudades de los paganos.

4. Sobre todas ellas, vendrá muy pronto un juicio tras otro. Sin embargo, el efecto será idéntico a los anteriores. Por cierto tiempo, mucho se regenerarán. Tan luego comiencen a mejorar, el antiguo ocio se manifestará, y los astutos obligarán a otros a realizar trabajos varios, por falsas recompensas.

5. En esta situación, se iniciará la oscuridad psíquica. El Sol de la vida se sumergirá y la noche completa surgirá del lado opuesto y durará mucho tiempo hasta que surja el nuevo día. Confórmate con el relato de la situación actual de la Humanidad. En tiempo oportuno podrás hablar al respecto a los amigos fieles, instándolos a tener paciencia y perseverancia en Mi Nombre, dándoles seguridad de Mi Amor y Misericordia, que dentro de poco la situación mejorará tanto entre judíos como entre los paganos.”

152. CONSECUENCIAS DE LA DIVULGACIÓN DEL EVANGELIO.

EL REGRESO DEL SEÑOR

1. El anfitrión se da por satisfecho con Mi Explicación, mientras que algunos seguidores de Juan dicen: "Señor, si esta es la expectativa de la evolución de la Humanidad, la Tierra es antes una escuela para el infierno en lugar de serlo para el Cielo. Cuál es la ventaja de predicar el Evangelio para la conversión de las personas, si Satanás continuará con su política nefasta? A lado de los pocos apóstoles se levantarán muchos falsos profetas y maestros, haciendo de Ti lo que quisieren, y las criaturas se dejarán asustar por milagros y magias, al punto que Tus fieles ya no se encuentren seguros.

2. ¿Cuál será el beneficio de Tu Venida actual? Algunos abrazarán Tu Doctrina con gran temor, pero ¡ay de ellos si el mundo los descubre! La persecución durará hasta que tus pocos seguidores sean barridos de la Tierra. Si los israelíes fundieron un becerro de oro, en Tu Presencia, ¿cuánto más no harán los pecadores de hoy? Tenemos razón, Señor? "

3. Yo respondo: "En parte, porque a partir de ahora protegeré a Mis verdaderos confesores hasta el Fin de los Tiempos, al punto que el poder de Satanás en nada los podrá influenciar. Necesario es que cuidéis de no caer en desavenencias entre vosotros, porque también vuestro libre albedrío y libre conocimiento serán respetados. Habiendo desunión, seréis vosotros mismos quienes depositéis la primera piedra fundamental para la falsa profecía, produciendo varias discrepancias en Mi Doctrina.”

4. Opinan los adeptos: "Señor, por nuestra parte, nunca va a suceder, porque somos testigos de Tu Doctrina, y de Tus Acciones. "

5. Yo respondo: "Realmente así es. Sin embargo, no pasará un año que pronto os aburriréis por Mi Causa, negando y traicionándome. Digo más: Dentro de poco será abatido vuestro Pastor, vosotros, Mis ovejas, os dispersaréis. Si bien, os reuniré después de Mi Ascensión, y os enviaré por todo el mundo, premunidos de todo para divulgar Mi Evangelio de la Llegada del Reino de Dios en esta Tierra, haciendo muchos adeptos, de ellos surgirán seguidores que vendrán a predicar en Mi Nombre, como vosotros.

6. Los llamados no causarán daño, tanto más sin embargo, los otros, provocando discusiones y enemistades, y cada uno alegará estar doctrinando con la Verdad Pura y plena. Mi Doctrina, entonces, se asemejará a un cadáver percibido por los cóndores desde lejos, que volarán hasta él y lo consumirán hasta los huesos. Quedará sólo el esqueleto. Pero serán pocos los que perciban a través de Mi Espíritu, cuál era el aspecto de la carne que cubría los huesos. La mayor parte continuará royendo el esqueleto hasta morir de hambre.

7. Entonces habrá en la Tierra mucha contienda y crujir de dientes, y los hombres, hace tanto tiempo sumidos en la oscuridad, comenzarán a correr detrás de fuegos falsos, inmundos, creyendo que están recibiendo el justo conocimiento. La repetida extinción de tales luces, poco a poco los llevará a la convicción de que son engañados. Entonces, volveré cual rayo luminoso que todo iluminará de Levante a Poniente, y tiempo vendrá en el cual los falsos maestros y profetas nada conseguirán con los hombres iluminados por Aquél Rayo.”

153. EL DESPERTAR DE LOS FIELES EN EL DÍA DEL JUICIO FINAL

1. Se manifiesta Pedro: "Señor, en numerosas ocasiones afirmaste que los que creen en Ti y viven según Tu Doctrina, recibirán la Vida Eterna y Tú los despertarás en el día Final. No obstante las repetidas explicaciones, no estoy bien esclarecido.

2. ¿Cuál será el fin de aquellos que no saben nada de Tí? Acaso quedarán en la Tierra, a fin de abonar el suelo para una generación más perfecta? ¿No podrán pasar por la resurrección efectuada por Ti, porque no creen ni viven conforme mandas? Además de esto, el Día Final es un tema misterioso de Tu Doctrina; aunque hay varias explicaciones, ahora tiene el aspecto de un día común, sin embargo, especial para todo individuo que entra en la otra vida.

3. De todos modos, no entiendo la necesidad de otra resurrección para los vivos en Tu Nombre, sino únicamente necesaria para los muertos. Tal vez deban recibir el Evangelio después de la resurrección? Danos completa iluminación para no pensar que tienes destinado entre miles, sólo uno para la Vida Eterna.”

4. Yo digo: "Mi Simón Judá, creo que en este punto no llegarás a una comprensión perfecta, aunque estés en posesión de Mi Espíritu, debido a tus constantes dudas. Ya os dije varias veces que hay muchas cosas por deciros, incomprensibles para el intelecto. Por ello enviaré Mi Espíritu que, derramado sobre vosotros, os llevará a toda Sabiduría y Verdad.

5. Sería suficiente lo que ya expliqué sobre Mi Doctrina, pero en poco tiempo diríais: Explicaste tu Doctrina en parábolas y símbolos, mas, quién podría entenderlas?, y encontraréis Mi Enseñanza dura. Acaso ignoráis que, en relación al Evangelio, sois idénticos a los niños, alimentados con leche, porque sois incapaces de digerir alimento más substancial?

6. Cuando vosotros propaguéis Mi Evangelio, haréis lo mismo que Yo en relación con los oyentes. ¿Cuál sería vuestra opinión, si en la escuela primaria, un escriba comenzase a discutir acerca de los secretos de los profetas, que ningún alumno entendería? No sería él obligado a soportar la siguiente observación: Sabio amigo, necesario es que primero nos enseñes a leer, escribir y contar. Después podrás experimentar nuestra asimilación de tu profundo conocimiento. La misma objeción tendría que soportar Yo si disertase sobre Mi Evangelio, en la pura Luz Celestial. Si no entendéis las cosas de este mundo, que son casi palpables, cuál sería vuestra comprensión si hablase sobre asuntos puramente celestiales?.”

154. EL SEÑOR EXPLICA SU GRACIA

1. (El Señor): "Lo que acabas de preguntarme, Simón Judá, se origina en el mismo Más Allá, y no podrás comprenderlo enteramente, acusándome secretamente de cierta injusticia y crueldad tiránica. Eso no te queda bien, mucho menos cuando sabes Quién Soy y por haber venido junto a vosotros, simplemente por Amor, y no por ira y venganza, para poder revelarme en Toda Mi Profundidad y Magnificencia, sin hacer uso de la boca de un profeta para hacerles saber Mi Voluntad.

2. No estás de acuerdo con que Yo conozco mucho mejor el número de los que viven en la Tierra, que no han tenido una idea con respecto a Mí, y así pasarán por largo tiempo? Cómo podría juzgarlos y condenarlos, si ellos sin que sea su culpa no pueden creer en Mí, si entre los judíos que me oyeron y vieron operar milagros, jamás condené a alguien, con excepción de algunos pocos que intentaban matarnos?

3. En toda la Tierra, no existe un pueblo descendiente de Adán, que no posea ciertos detalles de la Era Primitiva de la Doctrina divulgada por los patriarcas. Es un hecho sabido que los sacerdotes y gobernantes ocultaban el conocimiento del Dios Único y Verdadero, debido a su egoísmo, suplantándolo por varios ídolos.

4. Si las gentes viven conscientemente dentro de tales doctrinas, su pecado es casi nulo ante Mí. Si bien viven en la oscuridad de varios engaños, cuando sus almas lleguen al Más Allá y encuentren todo iluminado por Mí, sentirán lo mismo que alguien que camina de noche y tropieza con todos los objetos, tomándolos por criaturas, animales, etc., menos por lo que realmente son.

5. Si el viajero nocturno da un paseo en plena luz del día, sin duda verá las apariencias peculiares como son, y se reirá finalmente de su propia torpeza, pues tomaba el tronco de un árbol por un asaltante, y una piedra por una hiena. De esto podrás deducir que tales almas se nivelan en la otra vida con mucha mayor facilidad, en la Luz de la Vida, que las informadas sobre Mí, que han asimilado que Soy Yo la Luz de la Vida y la Verdad, pero su egoísmo y mala voluntad no lo permitían. Dejemos que lleguen al Más Allá, pues huirán y aborrecerán la inapreciable Luz de la Vida y la Verdad, mucho más que aquí.

6. Soy acaso injusto diciendo: Despertaré también a esos muertos de espíritu cuando partan de esta vida, y los juzgaré dándoles el premio de sus acciones? Personalmente no serán juzgados por Mí. Pero la Verdad eterna que existe también dentro de ellos, que odiarán sobremanera, los juzgará llevándolos lejos de Mí. Acaso, Me cabe responsabilidad por esto?

7. No dicen los romanos: volenti non fit injuria? Acaso debería Yo deshacerme de Mi Luz y Verdad Eternas, por una especie de amor para con Mis enemigos, y ponerme el vestido de la mentira y el engaño? Ciertamente no hay quién lo desee entre vosotros. Sin embargo, tengo para tales almas pervertidas, dos consuelos: Les indiqué la parábola del hijo perdido y además de eso, existen en la Casa de Mi Padre, muchas habitaciones, quiero decir, institutos de corrección y enseñanza, donde los demonios humanos pueden ser educados y regenerados. Ahora concluirás, Simón Judá, cómo interpretar lo que tantas veces expliqué.”

155. LA IDEA DE ETERNIDAD

1. (El Señor): "Ciertamente vosotros recordaréis que nunca he hablado de un día general de resurrección y juicio, pero sí de un día especial para cada uno, en el momento en que su alma deja el envoltorio de prueba terrenal. Ese despertar no ayudará a todos para llegar de inmediato a la Vida Eterna, sin embargo, tampoco para la muerte sin fin, en lo que se debe considerar que la palabra “eterna” no representa un tiempo infinito. Del mismo modo, el Infinito de Mi Espacio Creador, no se relaciona exclusivamente a este Espacio, que realmente no tiene comienzo ni final, así como Dios Mismo, de Quien emana este Espacio, pleno de Obras de Su Amor, Sabiduría y Poder de Voluntad.

2. La Eternidad corresponde al tiempo en los mundos materiales; en el Más Allá, es ella lo que aquí es el tiempo. Esto no quiere decir que en ella no haya cambios, sólo indica que la Verdad y la Vida son eternamente e inmutablemente idénticas. El error y la mentira perduran igualmente eternamente, enfrentando a la Luz de la Verdad y a la Vida, sin que algún individuo sea obligado a permanecer eternamente en esta confrontación. Sabéis que es Dios el Eterno Amor, Sabiduría, Poder y Fuerza, constantemente activo, creando de Sí para todo o Siempre, y de este modo corporifica Sus Pensamientos, que nos llevará a la futura emancipación, a través de Su Amor y Sabiduría, para lo cual existen el tiempo y el espacio, en la Eternidad y en el Espacio Infinito.

3. Mientras exista cualquier Creación, habrá para el Espíritu Divino y Purísimo, un objeto material creado, de cierta forma, objeto de la vida experimental de las tinieblas en oposición a Dios. Esto no quiere decir que tal objeto negativo deba permanecer oscuro y malo para toda la Eternidad, tanto como esta Tierra y el Cielo visible con sus estrellas no perdurarán como son vistos ahora. Con el correr de los tiempos, desaparecerán y se disolverán completamente, dando lugar a una nueva Creación. Por eso, digo desde ya: Yo hago todo de nuevo, y vosotros seréis Mis nuevos ayudantes creadores.

4. Sois limitados en tiempo y espacio, aunque encerráis dentro de vosotros cosas eternas e infinitas, así como un grano de arena lo hace, lo que algún día habréis de comprender. Experimentad dividir un grano de arena y después decidme cuando estuviereis listos con la división. Os digo que para el más eximio matemático tal tarea se volvería cansadora, porque jamás tendría fin. Tanto en las cosas pequeñitas como en la Eternidad, se oculta el infinito. Si os hablo de Eternidad e Infinito, debéis comprenderlo en el sentido justo, y no según vuestra inteligencia materialista y miope. Acabo de daros un alimento varonil y más fuerte, viendo que algunos estáis más o menos aptos para digerirlo.

5. Cuando vayáis a difundir Mi Evangelio entre los pueblos, tenéis que ofrecerlo como papilla para niños pequeños. Si fueseis a iniciar con las enseñanzas arriba mencionadas, los hombres os tomarían por locos, y no os darían atención. Más allá de que a vosotros no os compete preocuparos en tal sentido, pues en la hora precisa sabréis qué decir, todo lo demás será hecho por Mi Espíritu, y todos quienes lo recibieren por vosotros, serán renacidos en espíritu. En esto estará la prueba evidente que Mis Palabras no son humanas, sino pronunciadas por la Boca de Dios. Estarás con esto más iluminado, Simón Judá?”

156. El JUICIO FINAL

1. Simón Judá respondió: "Señor y Maestro, ahora comprendí mejor. Pero confieso que Tu Infinita Sabiduría casi me ahogó. Para Tu persona es tan fácil hablar al respecto, como hablaría un dueño de casa de sus herramientas de labranza. Sin embargo, nuestra inteligencia siente el peso de tu Omnisciencia y nuestra completa ignorancia. Agradezco por la inmensa Gracia que nos entregaste. Veo, sin embargo, que no seremos capaces de transmitir todos los inmensos secretos del mundo natural y espiritual.”

2. Yo digo: "No es necesario, por ahora. Mi Espíritu lo hará entre los muchos llamados para tal tarea. Para los hijos de hoy, es suficiente que crean en Mí y que vine del Padre, en carne, para que todos lleguen al verdadero amor hacia Él y al prójimo, por lo tanto, a la Vida Eterna. Haréis el papel de trompeta oída por todos, incluso por los que están en los sepulcros, los que el mar mantiene aprisionados debido a sus infinitos errores y pecados, y todos se levantarán y se liberarán, recibiendo el vestido de la Vida.

3. Quien sea despertado por la trompeta, lo será para la vida y no para la muerte. Quien no quiera escuchar el sonido de la misma, no será despertado, pero quedará en la noche de su tumba y en la prisión del mar, hasta el momento en que la Tierra entera sea disuelta por el fuego. Al igual que en la época de Noé, se casarán y les permitirán casarse y no se preocuparán de escuchar la voz de Mis despertados. Estos serán inmediatamente llevados de esta Tierra, y los demás, entregados al fuego destructor, con sus afines, para cuyo surgimiento los materialistas impenitentes competirán en su mayoría.

4. Este, el último Juicio en esta Tierra, del cual se manifestarán pequeños indicios luego, después de vuestra existencia. Además, no debéis pensar que tal fuego irrumpirá en diversos puntos de la Tierra al mismo tiempo, sino sucesivamente, para dar tiempo y espacio a la regeneración humana. En vuestro interior, preguntáis por el destino de las almas indomables. Recordad lo que os expliqué referente a la Casa de Mi Padre, donde existen muchas habitaciones e institutos de corrección, por lo tanto, es fácil concluir cuál será el futuro de ellas.

5. Guardad para vosotros lo que acabo de hablar. Las criaturas de hoy no podrían comprenderlo. Fue el motivo por qué los judíos, cuando se volvieron más testarudos e ignorantes, no pudieron comprender los dos libros de Moisés, y los guardaron como apócrifos.

6. Los esenios supieron apoderarse de ellos en el tiempo, dejando sus riquezas materiales, lo que tampoco era de Mi Voluntad, porque podría concordar que los hombres se enterrasen en los pecados, olvidándose de Mí, debido a las capacidades otorgadas por Mí. Aun así, se enriquecieron con experiencias buenas y malas, volviéndose a Mí en diferentes épocas, y preparando caminos para la regeneración y la Vida. De este modo, los esenios traerán buenos conocimientos para muchos.”

157. ORIENTACION DEL SEÑOR PARA JUAN Y MATEO

1. Aquí pregunta Mi Juan: "Tengo que escribir algo en mis pergaminos sobre lo que tan magnánimamente nos enseñaste?. Podría ser útil para después.”

2. Respondo: No te preocupes. En tiempo oportuno revelaré tales cosas por medio de los siervos inspirados, videntes y profetas a los hombres de buena voluntad. En esta época, los resucitados y renacidos por Mí en Mi Espíritu, serán llevados a toda Verdad y Sabiduría.

3. Además de lo más importante de Mi Misión Doctrinaria en esta Tierra anotada en tu Evangelio permanente acerca de Mis Explicaciones y Milagros, mencionarás que Yo he enseñado y hecho muchas cosas no anotadas en este Libro. Aunque todo fuese escrito en libros, el mundo, quiero decir, los hombres, no lo comprenderían. (Ev. Juan 20, 30; 21, 25). Eso es suficiente.

4. Es suficiente para todos los que creen en Mí, Me aman y cumplen Mis Mandamientos por amor, Yo Me revelo Personalmente después del Bautismo en Mi Nombre y los fortalezco por Mi Espíritu de los Cielos.” Mientras Mis Palabras son de plena satisfacción para Juan, Mateo opina: “Señor, también yo hice una compilación de Tus Enseñanzas y Hechos, sin embargo, no aseguraste que perdurarían.”

5. Respondo: "También tus anotaciones subsistirán. Las hechas del propio puño existirán como escritos, en cualquier lugar, sin utilidad para los hombres. Tendrás un substituto que escribirá en tu nombre y cuya escritura persistirá. Por tanto, puedes estar satisfecho y contento. Ahora, vamos a descansar, pues ya es tarde. Mañana habrá otro programa.”

6. Los dos peregrinos son guiados según Mi Consejo, a un recinto aparte, mientras nosotros dormimos hasta el amanecer. Dirigiéndonos al aire libre, a unos cien pasos hay una colina que permite la vista de las llanuras del Éufrates, el Valle del Jordán hasta el Mar Muerto, una parte de Jerusalén, Belén, y una cantidad de lugares hasta el Líbano. El hospedero es quien explica y conversa con los apóstoles.

158. HECHOS HISTÓRICOS DE LA CIUDAD DE BASALTO

1. Cuando, al final, pretende asegurar que la colina que ocupamos es el Monte Nebo en el cual Moisés fuera transfigurado, contesto: “Mi querido amigo, te excedes en el conocimiento topográfico. La zona del Monte Nebo, desde la que se avista la aromática Jericó, está más distante hacia el Sur. Acaso conoces también el constructor de la ciudad de Basalto en que vives?.”

2. Él responde: "Señor y Maestro, tengo poca noción de la historia. Según me parece, fueron los gaditas los constructores. La zona norte habría sido propiedad del tronco de Gad, y el Sur, con una parte de la feliz Arabia, hasta el Río Éufrates, propiedad del tronco de Rubén. Los límites de ambos países habrían sido cambiados en la época de los Reyes.”

3. Yo digo: "Tu cálculo está errado en cerca de mil años. El constructor de ésta y varias otras ciudades fue Edon, que vivió antes que Abraham y fue el propietario de estas tierras, parte importante de Arabia hasta el Éufrates, pasando más allá de Damasco y gran parte de la actual Siria; por lo tanto, esta ciudad y muchas otras, son obras de Edon y de sus descendientes, por lo tanto, más recientes que Babilonia.

4. Ahora mismo, estamos en la colina sobre la que Abraham y Edon ofrecieron un sacrificio a Dios, conforme a su fe en el corazón, y marcaron los límites de sus tierras. La zona hacia el Occidente pertenecía a Abraham, y las tierras al Este, a Edon y sus descendientes, que más tarde se unieron a los de Abraham. Ahora sabes quién fue el constructor de esas ciudades negras, tan sólidas que en mil años no presentarán el paso del tiempo.

5. Su población sufrirá disminución y pobreza. Si bien en la actualidad estas tierras todavía están fértiles, se convertirán en desierto y darán escasa nutrición a los rebaños de los pueblos de pastores durante el invierno húmedo, y no será aconsejable vivir por mucho tiempo, en cualquiera de esas ciudades. Aun así, esta zona bastante desierta, debe florecer nuevamente hasta el Éufrates, dando cobijo bendecido a los hombres de buena voluntad.”

6. El hospedero dice: "Ya había leído una predicción semejante en el profeta Isaías. ¿Cuándo ocurrirá? Podrías indicar la época, Señor?”

7. Dijo: "Esto depende de la actitud de los hombres, es decir, cuando se desmarquen de sus gobernantes mundanos y acepten Mi Soberanía, como fue en tiempos de Moisés y de los Jueces. Sin embargo, te aseguro que no pasarán más de dos mil años.

8. En el continente, por ahora aún muy estéril que llamáis Europa, y cuyos pueblos ahora gobernáis vosotros, este estado de felicidad se producirá incluso antes. Aquí, en el viejo continente, existe gran cantidad de rocas muy duras, que no tan fácilmente se transforman en tierras productivas. Las piedras duras corresponden a los corazones endurecidos de los hombres, que de igual forma no se transforman en campos fructíferos en la aceptación de Mi Verbo, de un día para otro.

9. Digo más: antes que la décima parte de los habitantes del Viejo Continente se encuentre bendecida por la posesión de Mi Evangelio, la peor parte de Europa será más bendecida que el más pequeño y mejor de aquí. Se necesitará mucho fuego hasta que los numerosos habitantes de esta parte del mundo sientan los efectos de los rayos de Mi Sol de Vida que les permitirá entrar en calor para la Vida Eterna.”

10. Responde el hospedero: "¡Oh, Señor, qué triste! Fue sin duda ese el motivo por el que el profeta no especificó la época de tal estado feliz.”

11. Yo digo: "Mi amigo, en el tan lejano Oeste, el Sol se levanta mucho antes que el Oriente. En compensación, allá se hará de noche más temprano, hasta que surja nuevamente. En este cuadro natural se oculta un sentido espiritual. En Mi Persona, El Sol espiritual salió para vosotros más temprano. Debido a eso, desaparecerá más temprano. Cuando aparezca nuevamente, no llegará a vosotros del Este, sino de un país muy distante, quiero decir, del Oeste. Todo se cumple dentro de un determinado orden, sea material o espiritual. Tiempo vendrá en que lo comprenderéis mejor.”

159. LA NATURALEZA DEL SOL

1. Opina el hospedero: "Señor y Maestro, ni el más sabio de los serafines llegará a la total comprensión de lo que pronuncia Tu Boca. Hay un punto que deseo abordar con motivo del Sol que surge tan luminoso, lo que difícilmente ocurre debido a las neblinas que se produce en los valles. Acaso es el Sol un fuego, cuyas llamaradas son tan fuertes que no existe comparación? Sin embargo, si en el invierno su brillo es igual al verano, creo que no es propiamente fuego. Formamos una comunidad de romanos, griegos, árabes y egipcios, de manera que las opiniones son diversas.”

2. Yo digo: "Todos vosotros estáis rodeados por la oscuridad más densa de la superstición. Quien quiera entenderlo, que sepa que la salida y desaparición del Sol son sólo aparentes. Día y noche se producen debido a la rotación de la Tierra, que no es un disco, como pensáis; es una esfera bastante grande, produciéndose el día y la noche como consecuencia de su rotación, para lo cual la esfera terráquea necesita aproximadamente veinticuatro horas.

3. El Sol también es una esfera, un millón de veces mayor que la Tierra. Su tamaño pequeño es el efecto de su gran distancia. Si yo te digo el número de horas que el Sol dista de la Tierra, no podrás tener una idea exacta, porque te faltan conocimientos numéricos de la Arabia. Imagina una distancia de cuarenta y cuatro millones de horas, número que los árabes aquí presentes podrán explicar, y tendrás una leve noción de la distancia del Sol. Él no gira alrededor de la Tierra para producir el día y la noche o, según la superstición de romanos y griegos, para tomar un baño en el gran mar, a fin de volver con el mismo brillo. La Tierra hace su trayecto alrededor del Sol en trescientos sesenta y cinco días, y esto, según el movimiento del planeta, produce un año con las siguientes estaciones: primavera, verano, otoño e invierno.

4. El mismo Sol no es fuego, porque su fuerte luz proviene de la irradiación de la superficie atmosférica, producida por la rotación alrededor de su propio eje, y más aún, por la velocidad extraordinaria con la que gira alrededor de un Sol Central muy distante. A través de estos movimientos del Sol en El Espacio, se produce fuerte electricidad, y su brillo es idéntico al de un rayo, con la diferencia que en el Sol tal irradiación es constante, mientras que el rayo se desarrolla debido a la fricción de ciertas partes del aire, en grado diminuto y de poca duración.

5. Existen en la Tierra ciertas zonas que desarrollan la electricidad con mayor fuerza, iluminándose tales lugares durante horas. Quien se quiera convencer de esto, puede viajar al África, donde se elevan cordilleras enormes, y avistará esos fenómenos en cantidad. La observación de los mismos será más desagradable que las tempestades de estas zonas, cuando las criaturas se esconden en los sótanos, en vez de maravillarse con el fulgor de numerosos relámpagos y sus truenos.

6. No todos los fenómenos de la Tierra pequeñita se prestan para despertar tanta confianza en el hombre, como para hacerlo un firme observador, sin susto ni miedo. Si esto ocurre aquí, cuánto más en el Sol, cuerpo cósmico tan colosal. En espíritu observaréis todo esto con la mayor satisfacción. Mientras estéis encarnados, no será posible.

7. Con esto termino de explicar la razón de la luminosidad del Sol. Lo que aún no asimiláis a la perfección, Mis hijos en Europa serán capaces de calcular con los dedos, de aquí a mil y tantos años, disminuyendo y, finalmente, terminando con la antigua superstición. Para vosotros es suficiente que creáis en Mí y actuéis según Mi Doctrina. Todo lo demás, os será dado a su debido tiempo.”

8. El hospedero Me agradece por la Enseñanza, diciendo que concordaba con una visión proporcionada por el espíritu del Profeta Elías, de cuyos parientes él mismo descendía. “En este sueño”, prosigue él, me veía por encima de la Tierra, percibiéndola como una enorme esfera. Pregunté al espíritu lo que era aquello, y él me respondió: Esto lo sabrás de Aquél que fue antes que Yo y siempre Será. Luego, desperté.” Al terminar ese relato, un empleado nos llama para el desayuno.

160. EL SEÑOR PREDICE LA RECEPCIÓN DE LOS FORASTEROS POR EL REY

1. Cuando tomamos lugar en la cafetería, se acercan los dos peregrinos y se sientan, tímidos, a su pequeña mesa. Entonces, los llamo para que tomen el desayuno en nuestra compañía, inspirándoles valentía y consuelo, llevándolos a relatos extensos acerca de su rey y de los sacerdotes.

2. Agrego: "Para vuestros sacerdotes pronto sonará la última hora. El gobernante actual cambiará cuando dentro de algunos años tenga conocimiento de Mi Persona. Si debéis pagarle el impuesto multiplicado por diez, y él lo acepta, amablemente preguntará de dónde adquiristeis tanto oro y plata. Entonces, relatad con modestia dónde estuvisteis y lo que presenciasteis más allá del Éufrates.

3. Con mucho gusto oirá vuestra historia y hablará de Abraham, Moisés y los demás profetas, especialmente de Mi Persona, porque Soy Aquél, si bien, encarnado, de Quien profetizan todos los profetas. Dentro de algún tiempo le enviaré Mis mensajeros, que demostrarán todo lo que oyeron y vieron. Al llegar a vuestra ciudad, han de buscar primeramente a vosotros, para que sean conducidos al rey.”

4. Después de servirnos el alimento, Yo les digo: "Podéis partir tranquilamente, pues frente a la casa encontraréis lo indispensable para el viaje.” Ambos se levantan, y de pasada lanzan una mirada furtiva en la puerta, para ver lo que los esperaba en la calle. Cuál no sería su sorpresa al encontrarse con seis camellos. Cuatro estaban cargados con oro y plata, y dos, remolques que debían llevar a su patria. Aunque el viaje era largo y peligroso, debido a las bandas de beduinos, los peregrinos llegaron a su tierra, sanos y salvos. Inmediatamente buscaron al rey, quien los nombró procuradores del Estado, y les devolvió las familias ricamente vestidas.

161. LA DIFUSIÓN DE LA DOCTRINA EN BABILONIA

1. Algunos años más tarde, el apóstol Mateo y su compañero fueron bien recibidos por ese rey, durante el viaje a la India, y permanecieron en la corte por un año entero. En su partida, el soberano les otorgó escolta de seguridad hasta las fronteras de su reino. De este modo, Mateo fue uno de los primeros testigos de Mi Persona en ese reino, que quisieron ganar conversos entre los paganos , que en su mayoría eran sirvientes de Baal en la ciudad llamada Babilonia, mientras que la antigua Babilonia formaba sólo un gran montón de escombros, a buena distancia de allí.

2. El rey le advirtió diciendo: "Es suficiente con que yo y la corte sepamos cuál es nuestra creencia; de los demás, nos encargaremos mi hijo y yo, pues no os quiero exponer a la furia incontrolada de mis sacerdotes. Cuando con el tiempo se extingan, trataré de impedir sucesores, para poder actuar más fácilmente con el pueblo.” Satisfechos con la información, los apóstoles desistieron de propagar la Doctrina entre los pueblos de aquel soberano.

3. Siete años más tarde, Pedro y su hijo Marcos también llegaron allí, y fueron bien recibidos, sin embargo, insistieron en difundir el Evangelio al menos en la ciudad. El rey, un amigo de ambos, una vez más les aconsejó que no lo hicieran, por conocer cómo eran los sacerdotes de Baal, y dijo a Pedro: "Vivimos en un país que todo al Este hasta el río Ganges, está lleno de bestias y fieras, incluso de hierbas venenosas. Donde Dios, el Señor, permite esa acumulación de animales y plantas perniciosas, tanto el suelo como el aire están llenos de espíritus malignos y demonios, ávidos cuales leones, panteras y hienas de tragar almas humanas.

4. Estas bestias salvajes son peligrosas; mucho más, sin embargo, son los sacerdotes de Baal, que en su mayoría son judíos, griegos y romanos. Cada uno encierra en su interior, por lo menos mil demonios, y solamente yo he podido oponerme, actuando con y mis soldados con severidad. Yo mismo soy un vasallo de Roma, cuyo reinado llega hasta el Ganges, y donde comienza el reino indio, cuyos límites nadie conoce.”

5. Aunque el consejo le gustó a Pedro, sintió un fuerte deseo de hablar con algunas personas acerca de Mi Doctrina y de Mi Reino, hecho que naturalmente llegó a oídos de los sacerdotes, que enviaban a sus criados para pedirle al apóstol que les hable de su religión bienhechora. Por mucho tiempo, Pedro no se dejó tentar, especialmente por las advertencias de su hijo Marcos que siempre le decía: “Dejemos que el rey entregue la orientación, y de este modo, seguro que no actuamos contra la Voluntad del Señor.”

6. Pasado un par de años, Pedro, en cierta ocasión dio un paseo fuera de la ciudad, donde encontró varios mendigos y enfermos. A los primeros los ayudó, y a los enfermos los curó por la Fuerza de Mi Espíritu dentro de él. Presenciaron el milagro varios sacerdotes de Baal, que prontamente reconocieron al apóstol y le pidieron insistentemente que los acompañe a un suburbio.

7. Pedro cedió a sus ruegos, porque le dijeron que había un gran número de enfermos incurables, y si él los curaba, todos los sacerdotes tendrían que aceptar su religión, y que destruirían los templos con sus propias manos. Después de haber caminado media hora, llegaron realmente a cierto lugar donde vivían muchos enfermos y obsesos, todos curados por Pedro, incluso él resucitó un muerto. Los curados, naturalmente comenzaron a elogiarlo, diciendo: “Debes ser enviado por un dios verdadero, de lo contrario, no podrías lograr con simples palabras, lo que nuestros dioses nunca han podido hacer.”

8. Los sacerdotes se llenaron de odio, pero aparentemente amables, lo obligaron a visitar todavía otro lugar, al cual se llegaba atravesando un pequeño bosque de mirtos y rosas. En este bosque, ellos se lanzaron sobre el apóstol, lo desnudaron, lo mataron y lo colgaron de los pies, en un árbol de arrayan. En el tronco ataron una viga transversal, amarraron sus manos y así lo dejaron, volviendo luego a la ciudad por otro camino.

9. El rey, sintiendo la ausencia de Pedro, mandó que lo buscasen por todas partes, incluso fuera de la ciudad, y sólo el segundo día fue encontrado en el bosque de arrayanes, terriblemente mutilado. Mientras tanto, recibía noticias por los curados, que fue Pedro traído por los sacerdotes a la villa, donde operó gran milagro y hasta resucitó un muerto. Luego, lo invitaron a dar un paseo por otra zona.

10. Sumamente afectado, el rey mandó enterrar los restos de Pedro en la cripta real, con todos los honores, y ordenó trasladar allí el árbol de arrayán. De los dos mil sacerdotes, el rey no perdonó ni a uno, y ordenó que los llevaran a un desierto en cuatrocientos carros, donde quedaron expuestos a la voracidad de las fieras. Con la ayuda del soberano, Marcos y los dos procuradores del gobierno consiguieron convertir a casi toda la ciudad y, pasado un año, el país entero se adhirió a Mi Doctrina.

11. Acabo de daros conocimiento, dónde y cómo pereció el primer apóstol de este mundo; por lo tanto, no fue en Roma, mucho menos en Jerusalén, sino en la nueva ciudad de Babilonia, que posteriormente pasó a llamarse Bagdad. Este suceso no fue contado a los discípulos en casa del hospedero, sino solamente para vosotros, en esta época actual, de manera que podemos volver a la situación anterior, quiero decir, sentados a la mesa.

162. EL SEÑOR BENDICE LA ZONA DESERTICA.

1. En esto, el anfitrión pregunta si no podría quedarme algunos días en su hogar. Yo respondo: "Si crees en Mí, Me amas, y sigues Mi Doctrina, permaneceré siempre con vosotros en Espíritu. Físicamente no me quedaré mucho más en esta Tierra. Mi tiempo se acaba, y mucho tengo que hacer antes, de manera que partiré al Sur con Mis adeptos.”

2. Nos servimos un poco más de pan y vino y nos preparamos para partir. Después de haber bendecido al hospedero y a todos los que se encontraban allí, Me agradecen y él mismo nos acompaña por dos horas, tiempo en que le revelo varios secretos de la vida, dándole así un gran estímulo.

3. Seguimos por un suelo muy estéril y abandonado, donde encontramos sólo algunos pastores, que muy pronto nos pidieron limosnas, y a veces, las exigían con atrevimiento. Los apóstoles y adeptos, bastante numerosos, comenzaron a amenazarlos para que se alejen, de lo contrario, se enfrentarían a una calamidad mayor. Los pastores se juntaron en grupo de treinta y nos insultaban en árabe, lengua conocida por los Míos. Juan y Pedro, entonces Me dicen: “Señor, no dispones de rayos y truenos? Haz lo mismo que fue hecho a los sodomitas, para ahuyentar a esta gentuza.”

4. Yo digo: "¡Oh hijos del trueno y de la ira! Acaso debería castigar a estos desgraciados, más de lo que ya son? Es mejor hacerles el Bien, que rápidamente se mostrarán de modo diferente. Llamando a los pastores para que se acerquen a Mí, digo: “Nuestro grupo no dispone de oro ni plata, mucho menos Yo, El Señor. Y aun cuando les ofreciéramos dinero, de nada os serviría en este desierto. Puedo ayudarlos de otra manera. Tengo Poder para bendecir vuestras tierras, para proporcionar forraje y agua a vuestros rebaños, si fuese de vuestro agrado.”

5. Los hombres responden: "Si eres capaz de hacerlo, estaríamos muy satisfechos, porque el oro y la plata de nada nos servirían." A las palabras de los pastores, levanto las Manos, agradezco y bendigo la zona, que inmediatamente se cubre de pastos. Fuentes abundantes aparecen en varios puntos, y los habitantes son abastecidos de pan y sal. Ellos se arrodillan, Me alaban sobremanera, diciendo que Yo no era humano, sino un Dios. En seguida, nos ofrecen pan y leche, e incluso, cuando ya nos encontrábamos lejos de allí, oíamos los agradecimientos efusivos de los pastores.

6. En el camino, entonces digo a Mis seguidores: "Ahora juzgad personalmente, qué es mejor: Hacer el Bien a quienes nos quieren mal, o pagar el mal con el mal. Amad a vuestros enemigos, bendecidlos y haced el Bien a quienes os dañan, que juntaréis brasas en sus cabezas, y haréis muchos amigos.

7. Seguid Mi ejemplo, que pocas serán las piedras de escándalo en vuestro camino. Pero ay de vosotros, si enfrentáis a los que amenazan con piedras en las manos, con la misma reacción. En este caso, habréis de sufrir grandes tribulaciones en la Tierra. El amor genera el amor; ira y castigo, tendrán la misma reacción.”

8. Los discípulos guardan esta enseñanza en el corazón y prometen considerarla hasta el fin de sus vidas. Entonces, les digo: “La mayoría lo hará, sin embargo, veo algunos entre vosotros que, no obstante Mi Consejo, se servirán de amenazas y castigos en ocasiones reaccionarias. Con eso, jamás tendrán buen resultado en la difusión de Mi Doctrina.”

163. EL SEÑOR EN LA CIUDAD SITUADA EN EL MONTE NEBO

1. Durante mi explicación anterior, llegamos a otra antigua ciudad, habitada por romanos, griegos y judíos, y allá nos encontramos con algunos judíos y fariseos. Inmediatamente Me reconocen y comentan: "Aquí viene el Nazareno que durante la última fiesta en el Templo hizo varios milagros, desde luego copiados de los esenios, doctrinaba en el atrio y decía que era mayor que Abraham, etc.

2. Por poco no fue apedreado, porque nos molestó demasiado cuando pretendió calificarnos como idiotas delante del pueblo. Además de esto, dijo ser el Hijo de Dios, en lo que creían sus adeptos y la multitud. Sin embargo, él no respeta el sábado, es glotón y bebedor, comparte con publicanos y pecadores. Nosotros, siempre fieles a las Leyes de Moisés, fuimos ofendidos por parte de él, que nos aseguró la condenación eterna.

3. Se entiende que no somos amigos de este hombre, y además, conocemos su origen. De manera alguna es tonto, pues sabe muy bien cómo conquistar a los romanos y griegos, a través de sus discursos y magias, y quiere nuestro exterminio. Eso no lo conseguirá! Que no repita sus visitas al Templo, de lo contrario, se podría confirmar su supuesta filiación de Dios, de manera tal que jamás se alejará. Hace sus catequesis en estas ciudades paganas, con la intención de instigar a sus habitantes contra nosotros. Nada logrará con eso. Jerusalén seguirá siendo Jerusalén, aunque miles de hijos de Dios se opongan.

4. Cuando ya nos encontrábamos más cerca, oímos las últimas palabras, y los discípulos se quejan por qué Yo permito este abuso. Entonces les respondo: "Si esto os molesta, tratad de ataros la boca cada uno. Será mejor que pasemos silenciosos. Dejemos que los perros ladren; mientras eso hagan ellos, no muerden. Si pretenden atacarnos, les demostraremos que nuestras bocas tienen dientes, y las manos, uñas.”

5. Sólo consigo calmar un poco los ánimos de los simpatizantes, que sienten un fuerte deseo de contestar los insultos de los fariseos, sin embargo, se controlan y siguen Mi Ejemplo: pasamos sin dar importancia al grupo. Su curiosidad, sin embargo, los lleva a adelantarse, y cuando llegamos a la puerta de la ciudad, dos fariseos nos cierran el paso. El primero se dirige a Mí, con brusquedad, preguntando lo que tenía en mente, y si quería sólo pasar por la ciudad. Respondo: “Acaso eres delegado al que compete controlar a los extranjeros y hacerles presentar sus pasaportes?

6. Él dice: "No soy delegado, pero sí el rector de la comunidad judía, con derecho a controlar a los viajeros, especialmente a ti y a tus compañeros, porque te conozco de Jerusalén y sé que no eres nuestro amigo. No respetas nuestros principios y, además de eso, no podemos aceptar de nuestra parte lo que aseguras delante del pueblo. Eres inteligente, buen orador, y haces milagros que deslumbran a todos, sin embargo, eres nuestro enemigo y quieres exterminar a quienes buscamos respetar la ley.

Ve tú si al final logras llevar a cabo tu intención, pues los milagros aprendidos de los esenios serán descubiertos y entonces sabremos quién eres realmente. A los paganos fácilmente puedes engañarlos; a los amigos descendientes de Abraham, no! Si realmente tienes poder divino, danos una prueba para creer en tu superioridad, y convéncenos que eres más que todos los esenios y magos del mundo.”

7. Yo respondo: "Ya di las mayores evidencias, y en cantidad, que nunca un ser humano podría hacer lo mismo, sin embargo, afirmáis que Belcebú, jefe de los demonios, Me ayuda. Si vuestros antepasados, debido a la misma creencia apedrearon a casi todos los profetas, - como podría existir dentro de ti, una visión para poder percibir la Verdad de Mi Doctrina y Mis Hechos?

8. Belcebú es vuestro padre que os hace actuar de acuerdo a su inspiración, lo que fácilmente percibo. Fue la razón por la que tantas veces Me acerqué a vosotros, queriendo liberaros de sus cadenas, sin embargo, preferís continuar siendo sus siervos, en vez de haceros siervos de Dios Único y Verdadero, que nunca conocisteis. Continuad, por lo tanto, a su servicio. Yo continuaré en Mi Misión y dentro de poco haré ver a la Humanidad quiénes sois y Quién Soy Yo. No nos detengáis y pasadlo bien en nombre de aquél a quien servís.”

9. Mis Palabras ofenden a los fariseos de tal forma que quieren llevarme a la comisaría con Mis discípulos. Yo protesto, diciendo: " Soy Yo El Señor y haré lo que quiera. Tratad vosotros de no ser llevados a la comisaría antes que nosotros! Vine aquí, calmadamente, sin querer molestar a nadie, con palabras o gestos, aunque haya oído vuestra conversación respecto a Mi Persona. Tendría derecho de haceros responsables sobre las observaciones, que de modo alguno podrían agradar a Mis discípulos. Por eso, repito, Soy Yo El Señor y tengo el Poder de entrar en la ciudad sin dejarme detener por vosotros. Si esto no os basta, y queréis insistir en vuestra intención, sabré enfrentarla.”

10. Ante Mis Palabras, Dismas empieza a reflexionar y se dirige a sus compañeros: "Dejémoslo seguir, en el Nombre de Dios. Es mejor volver a nuestro grupo, pues por mi parte, no quiero entrar en polémica con personas dotadas de poderes ocultos. Si actúan contra la Voluntad de Dios, Él sabrá castigarlos; si no es así, nada haremos en contra de ellos.” El colega de Dismas no acepta la sugerencia y quiso llamar a los otros, quienes llegaron lentamente detrás, pues quiere que seamos llevados a la comisaría.

11. Con dureza protesto: “Hasta aquí, y no más allá actuará vuestra ira contra Mí y Mis discípulos! Llamaré vigías hasta mañana, que impedirán vuestra entrada por cualquier puerta. Y en esos vigías consistirá la prueba que Me exigís, y espero que reconozcáis que Soy Yo, en Plena Verdad, El Señor sobre toda criatura en esta Tierra, y mucho más de lo que podéis imaginar. Así quiero, y que así sea!

12. En el mismo momento, catorce leones se instalan delante de los dos fariseos, y uno de ellos agarra al compañero de Dismas, llevándolo junto a los otros. Dismas se tira a Mis Pies, pidiéndome que lo perdone, porque su opinión de Mi Persona lo llevó en distintas oportunidades a defenderme ante el sinedrio. El resultado era el mismo que tirar aceite al fuego, y finalmente fue obligado a ladrar con los perros. Podían los colegas distraerse con los leones, que poca importancia les daría. Le digo: “Llévanos a la ciudad, a un buen albergue; en seguida, busca al comisario Tito e infórmale que Yo estoy en aquel albergue.”

164. EL MILAGRO DEL VINO EN EL ALBERGUE ROMANO

1. Al entrar más tarde en el próximo albergue, el propietario, romano íntegro, nos recibe con amabilidad y pregunta qué queremos. Yo digo: "Aunque el Sol está cayendo y nosotros hayamos tomado sólo algo de pan por la mañana, aún es demasiado temprano para cenar. Manda a traer pan y vino, mientras tanto.”

2. Él responde: "Queridos amigos, tengo pan, carne de cerdo y cordero ahumado. Aves, pescado y vinos, hay pocas veces en esta ciudad. El Valle del Jordán está muy lejos y el camino bastante difícil, de manera que estamos obligados a comprar lo necesario de otras zonas. Nuestro suelo es estéril debido a la falta de agua porque tenemos solo estanques. Voy a traer algo de pan y leche. "

3. Dirigiéndome a él, le digo: "En lugar de leche, tráenos un poco de agua de tu cisterna.” Solícito, trae un gran cántaro de piedra, lleno de agua fresca, y algunos panes de centeno, explicando: “Es la única especie de cereal que crece aquí, pues el trigo no progresa, y estamos obligados a importarlo de Damasco o de Babilonia, aún más distantes. Daos por satisfechos con lo que tengo.”

4. Yo digo: "Todo es bueno, cuando es bendecido por Dios." Contesta el hospedero: "Veo que sois judíos, porque no aceptasteis la carne de cerdo. A mi ver, si existe un Dios, Él debería haber bendecido también la carne de cerdo. Soy romano, y cumplo con las leyes de Roma, muy buenas, aunque no tengan dioses como autores. De qué sirven algunas Leyes Divinas escritas en lenguaje incomprensible y aprovechadas por los sacerdotes, según su propio egoísmo? Para nosotros los dioses son los años ricos en cosechas y las fuerzas elementales que las produjeron. Os deseo buen apetito.”

5. Respondo: "Manda a traer una copa para cada uno de nosotros, y ven a beber con nosotros.” El obedece y bebe primero, pensando que es necesario animarnos a tomar agua. Después del primer sorbo, se detiene y dice admirado: “Pero, qué significa esto? Traje agua y ahora bebo vino, similar al que tomé alguna vez en la Isla de Chipre.”

6. Digo Yo, después de llenar Mi taza, "Toma sin temor, porque ciertamente dispones de un stock mayor.” Dice él: Sí, mi cisterna está por la mitad, y si contiene vino en vez de agua, estaremos abastecidos más de un año. Aquí se dio un milagro, y por primera vez creo en cosas fantásticas, sin embargo, nunca lo hubiese creído, porque sentía aversión por las obras de algunos sacerdotes y magos. Mi padre explicó cómo practicaban sus maravillas, y despertaba mi indignación. En cuanto a éste, es diferente, y con el tiempo voy a descubrir cómo fue hecho.”

165. CONJETURAS SOBRE EL MILAGRO

1. En esto, llega Dismas junto al oficial supremo de la ciudad y acercándolo a Mí le dice: “Este es el Señor que quiere hablar contigo”, lo que Me hace pedirle al hospedero: “Manda a traer dos sillas y dos tazas. Vine a esta ciudad para proporcionar precisamente a estos dos, una prueba completa de Mi Gloria.”

2. Ambos toman lugar en la mesa y cuando comienzan a beber, exclaman: "¿Dónde compraste este vino de Chipre? No sabíamos que tenías en tu hospedería este vino. Responde él, tímidamente:” Mis señores: este vino fue sacado de la cisterna, aunque no lo creáis " Estos huéspedes pidieron agua de la cisterna, que luego se transformó en vino. Sabéis que yo no soy de creencia fácil, pero aquí se produjo un milagro.”

3. Dice el delegado: "Quiero ir al pozo y probar el agua allí mismo, y veremos si es realmente milagrosa. " Junto con el hospedero, él prueba el agua y verifica que es vino. Sumamente contento, vuelve con el cántaro lleno a nuestra mesa y dice: “Nunca vi un milagro similar a éste. Y sólo puede ser hecho por Dios.”

4. Dismas, que ya había tomado la segunda copa y que se sentía un tanto eufórico, dice: "¿Cuál es el beneficio de los judíos fanáticos al haberse enfrentado al Verdadero Señor de la Gloria, con su estupidez?. Ciertamente, estarán sudando de pavor, delante de los catorce leones, mientras aquí nos saciamos de vino semejante al de Chipre. Por eso, afirmo, no es simple hombre Quien llamó en el instante a esas fieras y de modo semejante transformó el agua en vino, sino Uno pleno del Espíritu de Dios. Los de allá fuera, difícilmente lo comprenderán, pero tal vez los leones guardianes expulsen sus demonios, y los hagan más accesibles a la Verdad Divina. Tú eres El Señor, y podrás hacer lo que Te agrade.”

166. CONVERSIÓN DE LOS FARISEOS

1. Este discurso despierta la curiosidad del delegado, quien Me pide acompañarlo al otro lado de la ciudad, ya que tiene miedo de los leones. Lo calmo: "Ve con Dismas, y ningún animal te hará daño." Cuando llegan allí, los fariseos piden su liberación de aquella plaga, a lo que el delegado contesta: Dirigíos al Señor, a Quien ofendisteis tremendamente. Sólo Él podrá determinar una cosa así.” Contestan los otros: “pedidle vosotros que Él se apiade de nuestra aflicción, pues queremos creer en Él.”

2. Al transmitirme tal solicitud, respondo: “Es urgente no pagar el mal por mal, por lo tanto, deben ser liberados.” Al mismo instante, los leones se alejan y los fariseos se acercan llenos de fe, y son fortalecidos con agua de la cisterna. Aquél que en compañía de Dismas, intentara cerrarme el paso, dice: “Señor y Maestro, ahora creo que eres realmente Aquél a Quien esperan todos los judíos y gentiles.

3. Si hubieses venido conforme Te anunciaron casi todos los profetas, no habríamos hecho oposición. Tu aparición es tan sorpresiva, que de ninguna manera podíamos suponer que estaba el Mesías en Tu Persona. Casi todo el mundo en Jerusalén conocía Tu origen, porque muchas veces Tu padre vino a hacer servicios de carpintería, en los cuales Tú y Tus hermanos lo ayudaban. Repentinamente apareciste como Doctrinador, en medio de varios discípulos, y comenzaste a declarar en contra de nosotros. Eso explica el crecimiento del odio contra Ti, porque afirmabas delante del pueblo, que no éramos siervos de Dios, a Quien desconocíamos, pero sí lobos voraces en piel de cordero, que lanzábamos a los incautos a las tinieblas.

4. Además de esto, desviaste a la gente a través de milagros extraordinarios, reduciendo nuestra ganancia por dos mil libras de oro, en el transcurso de dos años y medio. Divulgaste que eres Hijo de Dios Vivo, con lo cual diste un fuerte golpe a la antigua Ley de Moisés, en la que consta: Solo Yo Soy vuestro Dios y Señor, en el cual debéis creer y confiar. Fuera de Mí no hay Dios, por eso no debéis adorar otros dioses.

5. David también dio otra versión de la Venida del Mesías, porque dijo: ¡Abrid las puertas para que pueda entrar el Rey de la Gloria. ¿Quién es ese Rey? Jehovah Zebaoth! – Dotado con la razón humana, comprenderás la dificultad de haberte reconocido como Rey de la Gloria, debido a Tu posición como carpintero, ni siquiera como un profeta, como también consta que no puede surgir uno de la Galilea.

6. Señor, perdóname si me expreso de manera tan abierta, exponiendo razones por las que los fariseos, sumos sacerdotes, levitas y otros judíos dependientes del Templo Te odian tanto, y por qué los milagros los irritaban sobremanera. Yo y otros pensábamos que habías aprendido tales cosas de los esenios, y querías otorgarles mayor terreno, debido a la política de Roma, que favorece y al mismo tiempo, se aprovecha de aquella secta.

7. Conocemos muy bien los milagros de los esenios y de ellos aprendimos algunas cosas secretamente, lo que explica nuestra antipatía contra Ti, pues nunca nos dimos el trabajo de analizar Tus Hechos. Confieso, por esto, que solamente ahora, en esta antigua ciudad pagana recibí el justo conocimiento.

8. Las dos pruebas hechas aquí, esclarecen las otras, alejan los milagros fútiles de los esenios, y Te representan como El Anunciado por David. En esta zona no hay leones; son comunes en el África, y se están perdiendo poco a poco en Arabia. A tu simple gesto, aparecieron catorce, realmente creados por Ti. Si eso hiciste, fácilmente pudiste transformar el agua del pozo en vino imperial de Chipre, del cual solamente una vez probé una pequeña copa en la mesa de Herodes. Me es indiferente si conoces mi nombre, pero te aseguro que yo y mis colegas jamás vamos a estar en desacuerdo Contigo ante el Sinedrio. En nuestro interior, creeremos en Ti, pase lo que pase.”

167. PREDICCION HECHA A BERNABE

1. Después de esta justificación por parte del fariseo llamado Bernabé, Yo digo: "Acepto tu confesión y te perdono los pecados. A quien Yo perdone, será perdonado en el Cielo como en la tierra. Un día serás un buen trabajador en Mi Viña y mucho tendrás que soportar por causa de Mi Nombre. Recuerda Mis Palabras cuando ello suceda, pero nada temas, porque no te dejaré solo. En estos días, el Reino de los Cielos pasa por la violencia y el que no lo conquiste por esa vía, no entrará en él.

2. El tiempo que pasaré aún entre los hombres, es corto. Seré Glorificado de un modo que para el mundo será muy desagradable y triste, y podré solamente entonces, fundar un Reino Eterno de la Vida para los que creen en Mí. Allá viviré con todos los Míos. Creedme, quien crea en Mí, viva según Mi Doctrina, Me ame por encima de todo y al prójimo como a sí mismo, recibirá en la Tierra la Vida eterna y nunca morirá, incluso si fuera posible morir cien veces. Su alma vivirá con Mi Espíritu dentro de ella, por siglos de los siglos, muy feliz gobernando Conmigo en la Eternidad. "

3. Todo el mundo está contento con Mi Promesa, que ellos creen fielmente. En esto, el anfitrión pregunta si debe preparar la cena. Respondo: "La cena preferida por Mí, es que haya reencontrado y conquistado a todos los de Mi Tronco. Pregunta a los demás si desean cenar”.

4. Bernabé se levanta y dice: "Señor y Maestro, también para nosotros, Tu Venida y nuestra fe en Ti constituye la mejor cena. De hecho tenemos pan y vino de sobra. ¿Qué más necesitamos? "

5. Me dirijo al anfitrión y digo: “Ve lo que tengas en la despensa que sea comestible para los judíos.” Dentro de pocos instantes, vuelve lleno de alegría, diciendo: “Es otro milagro! todos saben cuán difícil es encontrar peces en esta zona, sin embargo, la despensa está abarrotada de tal forma que tendremos alimento para tres días. Ya di las órdenes para su preparación.”

6. Dismas y Bernabé confirman: "Para Dios todo es posible, y nada nos sorprende en Su Presencia. Si pobló los mares, lagos y ríos con todo tipo de peces, fácilmente puede hacerlos aparecer aquí. Por lo tanto, confesamos que en este Jesús de Nazaret habita la plenitud de la Divinidad”.

7. Agrego: "Continuad en esta fe, y no os dejéis seducir por quien quiera que sea. Por esta fe en Mí seréis justificados ante Mi Persona, y os daré la Vida eterna, despertándoos en el Día Final. "

168. TESTIMONIO DE FE DEL DELEGADO

1. He aquí, que se levanta el delegado sentado a nuestra mesa: "Señor, sabes que yo soy un romano bien preparado en todas las ciencias, de lo contrario, no sería delegado de una de las mayores comunidades ubicadas en el monte Hauran. Debido a mis conocimientos, se entiende que yo desprecio el politeísmo desde pequeño, y le doy preferencia a cualquier hombre instruido antes que a nuestros dioses egipcios, griegos y romanos. Ya en tiempos del Emperador Augusto, se hizo mucho para terminar con el politeísmo, y se sabía que lo rodeaban hombres intelectuales de todos los países; por eso desterró al poeta Ovidio, que había escrito una especie de doctrina de los dioses bajo el nombre de "Metamorfosis", en lo que lo incentivaron los sacerdotes a cambio de una remuneración considerable.

2. El sucesor de Augusto siguió su ejemplo. Fui educado por él y debido a mi puesto de lucha contra la naturaleza politeísta alcancé puesto tan alto, porque aún no tengo treinta años. Pero con el rechazo del politeísmo, también negué la creencia en la inmortalidad del alma, lo que consideraba justo. Me convertí en epicúreo por la creencia, no sacada de libros de los intelectuales, sino como el resultado de varias experiencias. Con mucha atención estudié las obras de Sócrates, Platón y Orígenes. Sus pruebas de la supervivencia del alma se silenciaron con la muerte de ellos, porque no encontraban eco dentro de la naturaleza. Si no hubiese sido así, tales autores deberían haber dado pruebas de sus ideas, lo que habría sido de suma importancia para nosotros. Soy de la opinión que un alma debería preocuparse del efecto de sus obras intelectuales.

3. Sin embargo, tales hombres nunca dieron la más mínima señal de lo que afirmaban, mientras que las pruebas de la no-existencia del alma se presentan a cada momento. Todo lo que vemos existe solamente por un tiempo, no viene al caso su duración. Por lo tanto, en sintonía con esa verdad no tengo el menor temor a la muerte, sino que la deseo cada vez más. Mi conciencia me dice ahora que antes de mi existencia, eones han pasado sin que me hubiesen despertado el sufrimiento y el dolor, por no haber sido testigo de los mismos.

4. El destino y las fuerzas de la Naturaleza me trajeron a una existencia consciente, factor del que nunca descubrí causa y efecto. Seguramente quisieron despertar cierta admiración con su creación. Pero, qué tengo que ver yo con eso? Los mundos y sus milagros no existen para quien nunca vivió. Por ese motivo, no desprecio lo que encontré en el mundo. Es sólo inútil y sin valor. El mayor valor para mí es la no existencia, pues no existiendo, no pienso, nada quiero ni hago; no tengo conciencia, buena o mala, y no me hago responsable ante nadie, no estoy obligado a cumplir leyes y no temo castigos de los hombres, y mucho menos de los dioses.

5. Esa fue mi confesión y la de mis padres, de las cuales la naturaleza nos ofrece razones y pruebas irrefutables. Cuando veía a los judíos orar y hacer penitencia, me daban lástima por su ignorancia y por incentivar una superstición cuyos autores debían ser los sacerdotes que se dejan servir y alimentar por los hombres.

6. No me sentí satisfecho con esto y estudié los libros de los judíos. Confieso que son muy místicos e incomprensibles. Encontré sólo positiva la divulgación de un solo dios, bueno y justo, sin embargo, no faltan las amenazas de castigos eternos, similares a las enseñanzas de los egipcios, griegos y romanos. Los dejé de lado como obra de hombres débiles, semejantes a los libros de los dioses, que en Alejandría son numerosos. Gran Señor y Maestro, esa fue mi creencia hasta este momento. Tu Presencia me hizo sentir mi error, y Te pido esclarecimiento, sobretodo acerca de lo que afirmaste con Tu Despertar a la Vida eterna, en cierto día final.”

169. CRITICA MATERIALISTA

1. Yo digo: "He convertido a muchos creyentes como tú, porque los prefiero antes que los supersticiosos. Así podrá haber entendimiento entre nosotros. Después de la cena vamos a volver sobre el tema. "

2. Durante la comida, el delegado dijo: "La vida tiene sus fases buenas, considerando la felicidad de encontrar, a veces, un grupo de amigos que nos acompañan en cena como ésta. En tales circunstancias uno podría vivir para siempre, en vez de dejarse estrangular por la muerte, hecho con el cual nunca estuve de acuerdo.

3. Si es necesario que el hombre muera, podría ser de un modo más agradable. Pero no; tiene que ser martirizado al final de una vida incluso hasta angustiante, por parte de un destino poderoso, y dejará de existir para siempre. Este asunto es muy repugnante, hasta para quien cree en la supervivencia del alma, según su superstición.”

4. Le digo: “Si estás en desacuerdo con las condiciones de vida en esta Tierra, entonces eres un fuerte crítico de la Creación, ¿Qué otra cosa no te gusta? "

5. Él responde: "Pero, Señor, si se tratara de criticar todo lo que dentro de la justicia no me parece aceptable, sería tema para un año. Como amigo de la justicia, voy a mencionar sólo algunos puntos. Todo lo demás es sólo consecuencia. Ve el nacimiento miserable del hombre, seguramente coronación de las cualidades creadoras de la Naturaleza. Por qué no es semejante al nacer de los animales, especialmente de las aves, que en pocos días logran el uso perfecto de sus fuerzas y de ellas se alegran hasta el final?

6. Pero no, el hombre nace más miserable que cualquier animal, desnudo, indefenso, torpe como una piedra arrojada en el camino. Si los padres no estuviesen obligados, por el amor instintivo, a cuidarlo hasta hacerlo medio hombre, no viviría ni dos días después del nacimiento.

7. Dos o tres años de cuidados aún serían admisibles. Doce, a veces hasta 20 años necesita el hijo de los cuidados, para llegar a conseguir su propia manutención. Esto de ninguna manera demuestra la dignidad de las fuerzas de la Naturaleza, sino todo lo contrario. Si no le fue posible dar otra vida al hombre podría haber desistido de ella. De ninguna manera intento criticar tan grande error de la Naturaleza. Si fue su intención el surgimiento de una criatura para que reconociese, amase y honrase a Su Creador, debería haber determinado una situación que le permitiese tales consideraciones. En ese caso, surgiría en una solidez indestructible como la Tierra, la Luna o el Sol, y las estrellas que perduran inmutables.

8. El hombre llega a tal situación después de treinta o cuarenta años, tiempo en que comienza a debilitarse en sus fuerzas, y si alcanza los setenta u ochenta años, nadie lo debe envidiar. Esa edad ya no es vida, sino una enfermedad complicada, que poco a poco lo lleva a la muerte y a la no existencia.

9. ¿Con qué propósito? ¿Cómo puede una Fuerza Creadora y sabia pensar que es bueno, justo y útil lo que para cualquier mente humana despierta , debe ser condenable como que es malo y contrario a la justicia? . Esa es mi principal razón en base a la cual declaro cuestionable y poco sabio todo lo que crea la Naturaleza, y finalmente soy obligado a elogiar los que se dejan llevar por la superstición, porque en ella encuentran motivos de venganza por los sufrimientos en esta Tierra. Pero la felicidad esperada después de la muerte está de tal modo condicionado, que pone en duda si se logra alcanzar. Acabo de hablar, Señor y Maestro a mi manera de ver como oficial romano de justicia. Puedes tener la bondad de ofrecerme algo mejor a lo que dije?. "

170. PRUEBA DEL SEÑOR

1. Yo digo: "Hablaste como delegado, y la cuestión sólo se puede presentar a tus ojos tal como lo expresaste. Sin embargo, estás equivocado en cuanto a tu opinión con respecto a la vida del hombre y de todos los seres. Tendrías razón si lo juzgas por la apariencia, siempre engañadora; pues todo lo que ves con vida, es en su esfera mil veces más indestructible que todo lo que puedas imaginar.

2. Tu máxima se basa en la no-existencia del alma después de la muerte. En este punto, podría llevarte a la creencia contraria, con sólo una aparición del más allá. Para ello aún hay tiempo, y por ahora quiero llevarte a otra convicción. Haré pequeñas preguntas, fáciles de contestar, que cambiarán tu parecer con respecto a la Sabiduría del Creador, y que te dará motivos para desechar tu comprensión actual.

3. Has visto tal vez a un ignorante, que no sabe muy bien expresarse y mucho menos escribir, contar y dibujar, capaz de hacer un plano para un castillo deslumbrante? - Respondes en tu interior: No, el constructor tiene que estar en posesión de todos los conocimientos necesarios. Entonces deducirás que ese hombre de ningún modo podría ser tan ignorante como lo dije recién.

4. Un castillo no deja de ser obra meritoria de su constructor. Si es así, estarás de acuerdo con que la construcción de un mundo igual al nuestro, exige sabiduría y fuerza mucho mayores. Sea el nombre de esa fuerza cual fuere, capaz de hacer surgir la Tierra con todo lo que en ella existe, debe tener plena conciencia de su poder y conocimiento penetrantes, pues sin la continuidad de su obra, igual a la de un hombre, en poco tiempo se transformaría en ruina.

5. Si la fuerza creadora en plena posesión de su sabiduría ha realizado una obra tan espectacular, desde luego, no fue menos sabia en la producción de obras aparentemente pequeñas en este cuerpo cósmico. Acaso has visto algo ya completamente muerto e inexistente, proyectar una vida? Respondes: No, tal cosa es impensable y hasta ilógico. Muy bien. Acaso opinas que se necesita un poder menor para hacer surgir el más ínfimo gusano, que la Tierra, la Luna y el Sol? Si fueses capaz de crear la menor larva, serás igualmente capaz de proyectar un planeta perfecto, Luna, Sol, y los demás astros.

6. La función física de la larva más pequeña es tan artística que no puedes tener la menor idea; y si no fuese así. Cómo sería posible depositar en ella una almita sustancial que sirviera a su desarrollo futuro? Si el Creador del gusano no fuese Señor Perfecto de todas las fuerzas y de la Vida, cómo vivificaría tal mecanismo? Y si no fuese sólo Señor de las Fuerzas y de la Vida, sino incondicionalmente de la Vida Eterna, podría vivificar al propio gusano?

171. EL EFECTO DE LAS FUERZAS

1. (El Señor): "¿Has visto una fuerza en acción? Respondes: No. Las fuerzas se sienten, pero nunca se ven. Sentimos el efecto colosal de tormentas y huracanes, pero desconocemos en qué consisten sus fuerzas. Existe una cierta fuerza de atracción que mantiene a las criaturas en el suelo, de lo contrario, podríamos levantar vuelo. Esta fuerza actúa constantemente, sin que alguien la haya visto y sepa cuál es su acción.

2. Muy bien. Ahora pregunto si ya te diste cuenta de algún transporte que trajese la luz del Sol hasta la Tierra. O si ya has visto el lazo por el cual se hayan unidos los cuerpos cósmicos de forma tal que se vean obligados a girar en las mismas distancias en rededor de otros, más grandes? O acaso, ya observaste las fuerzas activas de la flora y fauna para la producción de su especie?

3. Tales interrogantes podrían haberse hecho al lado de tu filosofía y quizá habrías obtenido respuesta mucho más inteligente que las lucubraciones de la crítica. Ves, no existe un mecanismo de vida, por muy artístico que sea, creado para duración eterna, pues implicaría para el Creador, una división infinita de Sí Mismo, haciéndolo cada vez más débil e incapacitado para el proseguimiento de la Creación.

4. Si Él crea un mecanismo de vida sólo para que un instante de Su Vida Original se consolide y fortifique en una libertad y emancipación de semejanza divina, y en seguida se deshace del mecanismo, unificándolo por el amor y la sabiduría, nada se pierde de la Vida Original, y sí, el Creador y la criatura ganan cosas infinitas, por ahora incomprensibles para ti.

5. Cuando vuelvas a nacer en tu alma, por el Verdadero Espíritu de Dios, sentirás cómo el Amor de Dios, por el amor de Sus hijos para con Él, se hace siempre más Poderoso, e igualmente el Amor Divino en los hijos.

6. Dios fue, desde la eternidad, un Espíritu Purísimo y Perfecto, que no desea otra cosa que Sus criaturas se conviertan en lo que Él Mismo Es, por los caminos prescritos, con la diferencia que antes de Su Aparición material, fueron sólo Ideas y Pensamientos del Creador, y por Él fueron proyectados a través de los tiempos, por medio de Su Omnipotencia. Les dio un envoltorio en el cual podían analizar y reconocerse, obligados a hacer germinar la fuerza penetrante para la emancipación y libertad propias.

7. Amigo, si ese germen – del cual nada sabes, como hombre material, no existiese dentro de ti, no habrías hecho críticas al Creador. Fue el sentimiento vital, indestructible, dentro de ti, el que te incitó a hacerlo, y Yo vine especialmente por causa tuya a esta zona, a fin de demostrarte cuán alejado te encuentras de la columna de Vida y Luz. Acabamos de satisfacer nuestra tendencia oratoria y pasaremos a hechos concretos.

172. INTERCAMBIO CON DESENCARNADOS.

LA VISION INTERNA

1. (El Señor): "Dijiste que no puede haber vínculo entre los vivos físicamente y los desencarnados. Estás muy equivocado. A criaturas iguales a ti, realmente no es fácil; son desde el principio educadas dentro de la razón, agudizando su fuerza intelectual y visión material, descuidando la visión interna. Con ellas se da lo mismo que con un hombre que está fuera de casa y quiere mirar hacia adentro a través de las ventanas, porque oyó un fuerte ruido. Aunque mucho se esfuerce, nada descubre porque el reflejo de los vidrios lo impide. Si insiste en descubrir el motivo del ruido, estará obligado a abrir la puerta principal y las interiores, o en su lugar, tendrá que romper algún vidrio, quizás varios, para lograr lo que intenta.

2. Si en el momento del ruido, él hubiera estado dentro de la casa, fácilmente descubriría la causa del mismo. Así que él lo consigue sólo más tarde, y de un modo imperfecto, porque la causa y el efecto se habían perdido. Se vio obligado a buscar por todos los rincones para descubrir finalmente una loza quebrada, en el supuesto de que por cualquier movimiento se había proyectado al suelo. Aun así, no tenía plena certeza, porque la loza bien pudo haberse quebrado anteriormente. Se basó, por lo tanto, en una hipótesis por el simple hecho de no encontrarse dentro de la casa en el momento del ruido.

3. En este contexto, quiero llamar a tu atención, que un hombre sólo educado dentro del ámbito del razonamiento, nada o poco, y tal vez sólo indefinidamente, percibe y comprende lo que pasa espiritualmente dentro de sí.

4. El cuerpo es el hogar del alma. El espíritu dentro de ella le fue dado por Dios, con el fin de educar y despertar su interés en todo lo que es espiritual y ponerlo en contacto con el espíritu. ¿Cómo podría él actuar en este sentido, si el alma en posesión de la voluntad libre se encuentra generalmente fuera de casa, y se siente cómoda en la luz del mundo? Ella está tan cegada y perturbada hasta el punto de no ver ni percibir nada de lo que pasa en su casa.

5. Si con el tiempo, algo la advierte, hace una búsqueda dentro de casa, y se aflige mucho. Se encuentra averiada, intenta repararla, uniéndose a la materia de su casa interna y externa. Busca el espíritu que de cuando en cuando la llamaba con algunos ruidos. Muchas veces ella ni percibía estos ruidos, debido a su distracción con el mundo. Lanzaba una mirada furtiva hacia el interior, y al encontrar algo dudoso, prefiere volver de donde vino; pues su visión estaba ofuscada por la luz externa; y su audición interna, alejada por el ruido mundano.

6. Existen almas infantiles que se asustan con la luz y el ruido del mundo, dándole preferencia a la distracción con lo que encuentran dentro de casa. Si perciben algún rumor, pueden mirar desde dentro hacia fuera por las ventanas, que no se encuentran bloqueadas por la luz exterior, y descubren con facilitad la causa de la alteración, lo que les permite también percibir lo que ocurre dentro de la casa. Es así como se encuentra la capacidad visual y auditiva del espíritu, dentro de la criatura y nunca en los sentidos materiales. Si quieres conversar con algún alma y hasta verla, lo conseguirás solamente dentro de ti.

7. Si hubieras permanecido dentro de casa, desde hace mucho tiempo ya habrías podido hacer las mismas experiencias que otros, cuyo relato lo calificabas de ilusión; por eso, vivías de preferencia fuera de casa, una vez en ella, lanzabas una mirada pasajera, muy raramente, lo que te provocaba un creciente enojo, debido a la ofuscación de tu alma por la luz intelectual, que te impedía vislumbrar lo que se encontraba en tu casa vital. Con esto te dañaste tú mismo, porque considerabas, y aún consideras, la muerte y el no ser, el mayor beneficio para una criatura consciente.

8. Como Verdadero Señor de la Vida, tengo el Poder de reconducirte a tu interior y fortalecer por momentos tu visión interna, y así te podrás convencer, inmediatamente, cuál es la situación del alma después de la muerte. Dime a quién deseas ver y hablar, que te darás cuenta de que es tal cual lo conociste antiguamente.”

173. APARICIÓN DE UN ALMA

1. Dice el delegado: "Déjame ver a mi padre, que murió hace doce años y que por él mucho lloré, porque era muy buen padre. "Yo digo:" ¡Así sea! "; Al instante, la entidad aparece en la sala, visible para todos. El delegado lo reconoce y le pregunta: "¿Así que sigues viviendo después de la muerte?"

2. Responde el espíritu: "Crees, porque aparecí por el Poder de Quien está aquí, y porque Él te ha abierto la visión interna. Por qué no creíste a tu madre y tus tres hermanas que, luego después de mi paso a esta vida me vieron y hablaron, a quienes expliqué que es bien diferente la vida del alma de lo que imaginan las criaturas?

3. La peor situación sucede a quienes durante esa corta vida no creen en la supervivencia del alma. Conservan esta comprensión en el Más Allá, y sólo esperan por la eterna destrucción, que jamás se presentará. Debido a eso, son flojos y no tienen interés para emprender algo en favor de su evolución, viviendo a veces, varios milenios en esa creencia, de la que no se dejan rescatar por los espíritus más iluminados. Trata de no partir del mundo, dentro de ese error, hijo mío.”

4. El oficial responde: "Repetiste las mismas palabras dichas a mi madre y hermanos, que anoté y aún conservo como una reliquia, aunque hasta hoy no les di crédito. Sólo quería verte y hablar contigo, pero nunca antes me fue dada esta felicidad.

5. Contesta el padre: "¿Cómo podría? Cada vez que te visité, no estabas en casa, caminando en el ajetreado mundo exterior y su luz, en la cual no podemos aparecer y convencer a alguien. No somos aparición que la ejerza otra fuerza, sino la misma fuerza activa que existe en todos los elementos visibles al hombre materialista. La fuerza en sí, como vida verdadera es tan poco visible en comparación a la fuerza de la materia, a menos que el materialista volviese a su ser real y abriese la visión interior, y pueda entrar en contacto con las fuerzas activas"

174. EXPERIENCIA EN EL MAS ALLÁ

1. Dice, entonces el oficial: "¿Dónde acostumbras estar?" Responde el padre: "En nuestro reino no hay lugar del que se pudiese asegurar estar aquí o allá y tener tal o cual aspecto. Cada alma corresponde al lugar, según sus inclinaciones.

2. Según el cálculo terrenal, me encuentro en el Más Allá el tiempo necesario para ver y saber algo importante. Aún no he visto nada semejante a lo que se decía al respecto, en este mundo. Busqué el río Estige y al barquero Aqueronte; No vi nada. Por algún tiempo me aterré de miedo de ver cualquier furia, o a los jueces Minos, Aekus y Rhadamantus. No había motivo para tenerlo. Quise ir en busca del Eliseo, caminando en todas direcciones de un gran desierto, y no descubrí a dicho Eliseo. En resumen, nada encontré ni vi, sino a mí mismo y el suelo blando en que me hallaba.

3. Después de mucho tiempo, descubrí, a cierta distancia, un personaje que parecía estar en la misma situación que yo. Rápidamente me acerqué a él, preguntando: Parece que te encuentras en el mismo estado que yo. Bajo los pies, nada más que una planicie casi infinita; por encima de la cabeza, neblina oscura, y en la arena, las marcas dejadas por los pasos dados. No hay viento que sople, ni agua. He pasado cerca de dos años aquí vagando, sin encontrar nada para saciar mi hambre y sed. Sé que morí y que mi pobre alma se encuentra sola. Mucho me esforcé para descubrir aquello que creía en el mundo, pero no tuve éxito. En todo este tiempo, eres el primero que aparece. Tal vez me puedas informar cómo debo actuar para llegar a algún lugar más o menos estable? Estoy cansado de buscar en este desierto.

4. Respondió el personaje: Existen muchísimas criaturas en este reino en busca de lo mismo que tú, por varios siglos. Si quieres descubrir algo, no debes actuar como en la Tierra, en la cual se busca todo fuera de sí. Aquí no hay lugar o zona, aunque buscases en el Espacio Infinito.

5. Necesitas volver tus sentidos, aspiraciones y voluntad hacia dentro de ti, y pensar, averiguar y modelar internamente, y hallarás un lugar correspondiente a tu yo y a tu amor. Haz de cuenta que no ves este desierto ni la neblina oscura, sino vuélvete a la fantasía de tu alma, y todo se transformará. Hice que me encontrases, para revelarte esto.

6. Con estas palabras, el personaje me dejó, y me puse a reflexionar sobre lo que me había dicho, tratando de buscar en mi fantasía una zona cualquiera y, en poco tiempo, ella se presentó delante de mí. Consistía en un valle cruzado por un riachuelo. Por ambos lados había campos, arbustos y árboles, y más a lo lejos, un grupo de cabañas, a las cuales me acerqué.

7. En el mismo instante pensé: Si comienzo a andar, perderé al final lo que tanto me costó crear. Intentaré imaginar una casita cerca de mí, donde he de vivir. No bien usé mi fantasía, la casita surgió dentro de una buena huerta. Al entrar, vi que se encontraba totalmente vacía y rápidamente proyecté una cantidad de objetos de uso común, cama, mesa con pan y vino, etc. No dudé en servirme de todo, y me sentí con tanta energía al punto de hacer mi fantasía más exuberante.”

175. EVOLUCIÓN EN EL MAS ALLÁ

1. (El padre): "Salí de la casa, donde encontré todo como antes. Entonces pensé: Todo está bien. Pero estoy solo. Si el menos pudiese traer a ese amigo, para agradecerle por el buen consejo! Cuando miro hacia aquella dirección, veo a varias personas que se acercan, entre ellas, dicho personaje, que en seguida me dice: Despierta en ti el sentimiento de amor, misericordia, compasión y caridad, y así serás buscado por otros, en la situación en que te hallabas anteriormente. Comparte con ellos tu pan y vino de la vida y se convertirán en vecinos felices. Los que no quieran aceptar algo, permite que busquen otra acomodación, que pasarán por la misma experiencia que tú. Persevera en el amor creciente, en la misericordia y en la voluntad viva de hacer el Bien a los ciegos. Esto te enriquecerá y aumentará tu felicidad.

2. El grupo se alejó, y yo seguí el consejo recibido. Pronto llegó un gran número de almas necesitadas y yo les pregunté si estaban viendo y percibiendo algo. Respondieron: Hasta ahora, nada más que una estepa arenosa sin fin, y encima de nosotros, neblina oscura. Entonces, entré en mi cabaña para buscar pan y vino. Algunos vieron en seguida lo que les traía, mientras que otros no percibieron nada, entendiendo que yo solo estaba haciendo una broma de mal gusto, y así prosiguieron su caminata.

3. Los que habían aceptado el pan y el vino, descubrieron mi morada y el bello paisaje. Quedaron conmigo y yo les enseñé como yo mismo había sido orientado. Pasado algún tiempo, mi cabaña estaba rodeada de muchas otras, creando de este modo, un lugar para mí, donde quedé hasta que yo amplié mi interior a través de mi amor al prójimo. Esa dilatación tenía el mismo efecto en la zona, que se volvía cada vez más viva y bella, y yo crecí en felicidad y conocimiento. Cuanto más intensa se hacía la luz dentro de mí y me sentía con voluntad de proyectar cualquier cosa, todo surgía fuera de mí.

4. En este punto, comencé a recordar a los miembros de mi familia dejados en la Tierra, y en el pensamiento los orienté sobre la supervivencia del alma después de la muerte. No pasó tiempo, fui visitado por tu madre y hermanos y pude comunicarme con ellos como ahora lo hago contigo. Creyeron en mí y te contaron ese hecho. No les creíste porque te habías entregado al mundo exterior, con tu pensamiento, amor y voluntad.

5. Digo más, el buen amigo que en el desierto me dio aquel consejo, se parece mucho a ese que está a tu lado y tuve desde el comienzo, la intuición de que es Él El Señor de este y de otros mundos. Hablo contigo, sin embargo, me encuentro en mi mundo, de lo que deducirás que no es necesario abandonar mi paradero, pues donde estoy, también está mi zona. Además, te llamo la atención al hecho de que psíquicamente caminas en pleno desierto, y por sobre ti, esto es, en el intelecto mismo, sólo tienes neblina.

6. Esta Tierra y todo lo que ves, es también Creación de un Espíritu Elevado, así como en miniatura, proyecté un pequeño lugar. El Amor del Gran Espíritu, Sus Pensamientos Luminosos, Su Omnipotencia e Inmensa Misericordia, son los elementos básicos por los cuales Él crea lugares tan bellos y los conserva como quiere. Ves, por lo tanto, sólo un lugar proyectado por el Gran Espíritu, según Su Orden. Para tu alma, continuará visible y algo verdadero, mientras ella todavía está envuelta de materia.

7. Tan pronto como te saques el envoltorio, quedarás sin una ubicación, suelo firme y una luz segura, a menos que también hayas encontrado en ese mundo, el camino a tu corazón. En este caso, llevarás lo que necesitas, sin necesidad de recibir la orientación del amigo, respecto a conseguir una cabaña y amistades. Guarda bien esto, hijo mío.”

8. El delegado hace mención de continuar la conversación, en lo que su padre lo impide, diciendo: Lo que de aquí en adelante quieras saber, lo recibirás por la voz interior de Aquél que está a tu lado. Todas las cosas le son conocidas en este mundo y en el Más Allá.” Con esto, el espíritu desaparece.

176. EL INFIERNO Y SUS DEMONIOS

1. Dirigiéndome al delegado, le pregunto, “Fue o no el espíritu de tu padre? ", responde:" Gran Señor y Maestro, tan cierto como que yo soy su hijo. Si se tratase de una creación de la fantasía, no podría haber hablado tan sabiamente sobre asuntos extraños para mí. Creo firmemente en la supervivencia el alma. Sólo extraño, que él no haya tenido contacto con malos espíritus de los paganos y demonios de los judíos. Siempre se habla que los malos también sobreviven, con el propósito de practicar maldades, debido a su odio inextinguible. Qué aspecto tienen los lugares de los demonios?, y por qué mi padre no los vio?”

2. Yo respondo: "No te preocupes por eso. Los espíritus malignos, llamados demonios, también se vuelcan hacia dentro de ellos mismos, encontrando en ellos sólo maldad, o sea, su amor. Construyen su mundo, correspondiente a su ser interno, se aíslan en comunidades según el grado de su perversidad, y buscan dañar a todos. Si sienten a otros afines a ellos en esta Tierra, pronto encuentran los medios para acercarse a ellos, de la misma forma que tu padre se acercó a ti. Primero, se posesionan del cuerpo, saturándolo de todo lo que es malo y pernicioso.

3. Al comienzo se presentan muy tranquilos, intentando atraer al alma hacia la carne. Si esto sucede, está perdida para todo lo que es justo, puro, bueno y verdadero. Justamente, por ese motivo vine a este mundo, para terminar con tales antiguos abusos, para los que crean en Mí y acepten Mi Doctrina. Solamente Yo, Soy El Señor sobre todo lo que existe en el mundo y en el Reino de los Espíritus. Cree, que vivirás.”

4. El delegado agradece por la enseñanza, sin embargo, añade: “Pero, Señor y Maestro, cómo pudiste tolerar tales abusos, sin ponerles término?”

5. Yo respondo: "Siempre lo hice, y nunca se perdió una criatura más o menos aprovechable. Para lo que acontece ahora, la humanidad no estaba madura, y actualmente, aún está lejos de ese estado. Sin embargo, Me apiadé de las pocas de buena voluntad y les fundaré Personalmente, un Reino en el Más Allá, en el cual estarán eternamente Conmigo, y reinarán en Mi Compañía.

6. En el inmenso Más Allá se encuentran numerosos espíritus paganos y judíos de buen carácter. Cuando dentro de poco, Yo vuelva a Mi Ser Original y Eterno, todos ellos recibirán orientación verdadera para la Vida Eterna. A los malos les será dada la oportunidad de regeneración, para que se inserten en los caminos de la Luz, o continúen en su perversidad, pero sufriendo sus consecuencias para siempre. Si así lo quieren, no pueden quejarse de injusticia.

7. Así, el premio de los buenos será el Bien. De los malos, el mal; y cada uno se encontrará en su Día Final, después de la muerte física, cuando Yo los despierte, dándole el premio bueno o malo. Recibiste respuesta a todo lo que querías saber, y si diese explicaciones más profundas, no las entenderías. Por ahora, sois todos, psíquicamente, infantiles, y no pueden recibir un alimento más pesado. Por eso, sois tratados con leche. Una vez que estéis suficientemente fortalecidos, seréis capaces de soportar alimento más consistente de los Cielos.”

177. LOS ÍDOLOS EN LA CASA DE ACOGIDA

1. Todos, incluyendo los apóstoles, Me alaban, diciendo: "Una vez más nos iluminaste sobre la vida del alma después de la muerte, Señor y Maestro, y sólo podía ser dado por Ti, el esclarecimiento de hechos ocultos a la mente humana. Por eso, Te agradecemos de viva voz.”

2. Yo digo: "Está bien; acabemos la comida para que, pronto nos vayamos a descansar”. Ellos siguen Mi Consejo, aunque Yo no Me sirvo más, y sólo descanso. Cerca de la medianoche, comienzan a sentir sueño, razón por la que el delegado, los fariseos y los judíos vuelven a sus hogares. Al despedirse del hospedero, el delegado le recomienda no exigir de nosotros algún pago, porque todo sería pagado por él.

3. Le contesta el otro: “No te preocupes. En esta cena, soy yo el único deudor, y todos los huéspedes, mis acreedores. Si tuvieran que cobrar el servicio prestado, tendría que pagar una gran suma. Soy sólo amigo del Bien y de la Verdad, y espero volver a verte mañana.” Así, se despiden, y el hospedero se va a descansar, aunque todavía hubiera hecho muchas observaciones del hecho ocurrido, junto a su mujer e hijos.

4. La familia sigue siendo pagana, y mantenía en el dormitorio, una cantidad de ídolos griegos y romanos, de madera, piedra y cobre. El anfitrión, luego se vuelve hacia la mujer y dice: "Después de haber tenido la gran ventura de conocer, Personalmente a Dios, Único y Verdadero, mañana mismo haremos desaparecer estas estatuas.”

5. Al principio, ella no está de acuerdo. Pero el hijo mayor, libre pensador, reacciona: "Padre, lo habría hecho ya hace mucho tiempo. La creencia de las mujeres es dura cual piedra, y no acepta una palabra razonable, aunque deberían entender que estos ídolos no son nada más que materia. Además de eso, están mal hechos, y ofenden el sentido artístico. Has visto a la Diana de Éfeso, se parece más a un sapo, y la figura de Júpiter da margen para idealizar cualquier cosa.

6. Soportaría esas figuras si fuesen obras de artistas. Las que afean el cuarto de nuestra madre, son hechas por pastores griegos, que las hacen de madera y barro, piedras o plomo. Luego, son consagradas por los sacerdotes y entregados a precios exorbitantes, a los revendedores. Aquí llegan esos vendedores ambulantes, y nuestras mujeres tienen suficiente dinero para esas tonterías. En compensación, los alimentos son menos sabrosos, y los huéspedes no tienen motivos para elogios. Desde hace mucho me intriga la figura de Apolo, de tamaño natural, en un rincón del comedor, pues está enteramente seboso y negro, y despierta disgusto. Mañana mismo le daré fin.”

7. Asustada por el arrebato de su hijo, la progenitora dice: "Ten cuidado que no seas descubierto por el sacerdote de Apolo, que te castigaría como sacrílego.”

8. El hijo responde: "No tengo miedo de él. Aquel que tan milagrosamente nos abasteció con vino y pescado e impidió la acción de los fariseos con la aparición de los leones, ciertamente será capaz de protegerme ante un tonto sacerdote de Apolo. Es tan ignorante y sólo sabe relatar las fábulas antiguas de los dioses, buscando solamente un buen pasar. Debería yo sentir vergüenza, si llegase a tener miedo de semejante hombre.”

9. Satisfecho con la reacción del hijo, el anfitrión dice: "No te alteres. Mañana veremos las consecuencias de este acontecimiento extraordinario. "Todos se callan hasta la mañana siguiente, cuando él es el primero en levantarse.”

178. EN EL MONTE NEBO

1. Al encontrarme en la cafetería, el anfitrión pregunta con todo amor y respeto, si deseo agua perfumada para lavarme. Respondo: “Ahórrate ese sacrificio; si quiero lavarme, tengo agua fresca en todas partes. No lejos de esta ciudad existe un monte, conocido desde la época de Moisés, el que quiero escalar antes de la salida del Sol. En hebreo se llama Nebo; vosotros lo denomináis “Montaña de Moisés”. No debes preparar el desayuno muy temprano, pues demoraré tres horas.”

2. Él dice: "Señor y Maestro, todo se hará según Tus Órdenes. Permite que yo y mi hijo mayor Te acompañemos. Dentro de una hora estaremos en la cima. Yo lo concedo, y él entonces, da órdenes en la cocina. Al voltearnos, encontramos a los apóstoles, el delegado Dismas y Bernabé delante de la puerta. Ellos piden permiso para formar parte del paseo, y con ellos seguimos hacia el Monte Nebo, cuya meseta está plantada con rosas y árboles aromáticos, y además de eso, cuenta con bancos de basalto.

3. Por este lado de la ciudad, el monte se eleva sólo unas cien varas, mientras que en dirección al Valle del Jordán, tiene un declive de más de dos mil varas. Disfrutamos del vasto panorama sobre el desierto del Éufrates. Al Sur se ven algunos montes conocidos en la Biblia, como son, el Hor, en el cual Moisés, secundado por Aarón y su hijo Eleazar, tuvo que pedir por la victoria de los israelitas contra los amalequitas. Cuando él levantaba las manos, la victoria estaba del lado de los israelitas. Tan pronto las dejaba caer, vencían los amalequitas. Más distante se ve el Monte Hur, donde Aarón murió; y en el fondo, la cumbre del Sinaí y el Horeb.

4. En dirección al oeste se veían las cumbres del Líbano, y hacia el norte, los picos del Hermón, en una densa niebla. El delegado lamenta no poder divisar el paisaje del Valle del Jordán, a lo que debo indicarle que debe esperar la llegada del Sol para dispersar las neblinas. Por lo demás, se observaría la zona del Poniente.

5. En esto, se vuelve el fariseo Dismas hacia Mí, diciendo: "Señor y Maestro, sería este Monte en el que nos encontramos, el mismo del cual el gran profeta desapareció cual llama de luz, delante de todos los que lo acompañaban, dejando su cuerpo; y apareció en seguida a un lado el arcángel Miguel y del otro, satanás, luchando tres días por el cuerpo de Moisés, y al final consiguió llevarlo?

6. Cada conocimiento judío hasta la fecha no ha explicado la finalidad de aquel acontecimiento, y los profetas mismos no dieron explicación al respecto. Los cabalistas declararon el hecho de apócrifo, mientras que algunas antiguas castas de la Arabia confirman su veracidad. Qué dices a esto, Señor?”

7. Responde el delegado en Mi lugar: "¿Qué tan importante es esto, si el espíritu de Moisés está salvo y vive en medio de vosotros?. El cuerpo es sólo envoltorio del espíritu, y no viene al caso si fue llevado por satanás u otro espíritu cualquiera. Si yo estuviese en el lugar del arcángel, hace mucho que le habría dado el placer a satanás, tan ansioso del cuerpo de Moisés.”

8. Yo digo: "El delegado os dio una buena respuesta, porque Yo, El Señor de toda Vida, hace mucho que cambié el cuerpo pecaminoso de Moisés por otro. Satanás no habría podido tener poder sobre él, si el profeta en tiempos pasados no hubiese cometido pecado alguno. Habiendo pecado con su cuerpo, aunque su alma y espíritu fuesen celestiales, satanás quiso apoderarse de aquello que era suyo. Nada ganó con esto, sino que perdió casi todo poder, y desde aquel tiempo, no pudo aparecerse más a los mortales, perjuicio enorme para su acción. A partir de entonces, muchos paganos se adhirieron a la Doctrina de Moisés, y el oráculo de Dodoma, obra principal de satanás para seducir a los hombres, fue destruido para siempre y nunca se volvió a reconstruir. El oráculo más reciente en Delfos fue destruido después de la caída de Troya y no fue reconstruido. Basta de esas cosas, que no tienen valor para el interior de la criatura. Lo mejor de todo es reconocer a Dios, Único y Verdadero, amarlo por encima de todo, y al prójimo como a sí mismo. Dentro de poco saldrá el Sol, y dará motivos para ver cosas extrañas.”

179. LA SINGULAR AURORA

1. En el mismo instante, se ve un sol, muy por encima del horizonte y parecido al astro mismo. El delegado no pierde tiempo para preguntarme: “Señor y Maestro, cómo puede el Sol subir tan rápidamente sin que lo veamos, y sin que haya nubes que pudiesen impedir nuestra visión?”

2. Respondo: "Este no es el verdadero, sino el reflejo del que se encuentra abajo del horizonte en el espejo de una cámara de aire completamente en calma. Éste desaparecerá cuando surja el verdadero. Este paisaje se asemeja al conocimiento humano, que desaparecerá cuando, por Mí, surja el verdadero Sol de la Vida, y en parte ya apareció.”

3. El fariseo Dismas observa: "Yo creo, que nuestro Sol actual es más traicionero que esa luz ficticia al Este. No pretendo ser un profeta, aunque digo, para nosotros, la estrella aparente pronto va a desaparecer, surgiendo el justo Sol del espíritu y de la vida para los paganos.”

4. Yo digo: "Tienes razón, pues consta que Yo retiraré Mi Luz de los judíos, y se la daré a los paganos. Por eso digo, que restaré la antigua Alianza y el Viejo Testamento, para fundar una nueva, tanto para los judíos, como para todos los pueblos de la Tierra, según la Orden de Melquisedec. Fue rey de todos los reyes y Sumo Sacerdote de todos los sumo- sacerdotes, razón porque todos los gobernantes y patriarcas Le entregaron el diezmo, incluso Abraham.

5. Soy Yo el Rey Melquisedec, por el cual se hizo la Unión partiendo de Noé hasta Abraham, incluyendo la Gran Promesa. No pretendo positivar y mantener la antigua alianza, sino establecer una nueva con todos los pueblos de buena voluntad. Seré así un Rey, Señor y Sumo-sacerdote, eternamente, dentro del Orden perfecto de Melquisedec.

6. Los antiguos sacerdotes sacrificaban la sangre de animales para la extinción de los pecados de ellos y del pueblo; sin embargo, continuaban pecando, de lo contrario, Yo no habría dejado a Mi pueblo sufrir durante cuarenta años en el desierto. Aquel ritual era sólo un símbolo de aquello que dentro de poco tendrá que acontecer de manera diferente.

7. Aarón y Moisés hacían sacrificios anualmente, según se había prescrito. Esto no fue de provecho para ellos o para el pueblo, que continuaba en pecado. Yo Me sacrificaré una sola vez por todos, y los que crean en Mí, serán justificados y purificados ante Mí, y no habrá más pecados en ellos. Ahora sabéis cuál es vuestra situación delante de Mí.

8. Moisés tuvo que ver, sentir y saborear la muerte en esta montaña; por eso exclamó, en el último momento, en el punto en que Me encuentro: Señor, firmaste una Alianza con nosotros contra la muerte y el pecado; sin embargo, tengo que morir aquí, sin poder llevar mis pasos hasta la Tierra Prometida.

9. Una voz se oyó por encima de él: Vivirás, no por la ley de la Antigua Alianza, sino por la Gracia de la Nueva Alianza que firmaré con los pueblos de la Tierra. He aquí que Moisés se desintegró, y fue hecho a través de Mi Gracia, y no en virtud de su mérito. En este mismo lugar os digo, judíos y paganos, que acabo de firmar y, aún más, que positivaré, una Nueva Alianza con vosotros, y en un futuro cercano lo vais a presenciar. El Sol que debe surgir tendrá que dar testimonio de Mí, probando que Yo no he hablado en vano.”

10. He aquí que aparece el Sol, y encima de él se lee en letras luminosas: “Honor y Gloria a Dios, únicamente Verdadero, en las alturas y en las profundidades”, y debajo de él: “Melquisedec es el Verdadero Rey de Reyes y Sumo-sacerdote de todos, y Padre Único de Sus hijos, en el Cielo y en esta Tierra.”

180. FALSEDAD DE LA DOCTRINA JUDIA

1. Todos los presentes, especialmente los tres romanos y varios fariseos, están admirados sobremanera, pues algunos colegas de Dismas y Bernabé los habían seguido. Estos opinan: “Es maravilloso leer lo que dice ahí. La antigua Alianza con Abraham terminó y quedó sin efecto. Todos nosotros sabemos que el Arca de la Unión dejó de funcionar hace treinta años; solamente Simón y Zacarías conocían su poder sobrenatural. Pero la vara de Aarón no reverdeció más, y los siete panes de la proposición fueron carcomidos por las polillas. Existían las tablas de piedra. Las letras se apagaban cada vez más y fue necesario reconstruir el Arca con la misma madera, excluyendo el oro y los grandes querubines. Todo fue rehecho en la forma antigua, y en el centro se hizo un dispositivo que permitía la colocación de carbones encendidos, en los cuales se dejaban incienso y resina aromática, imitando la columna del Santísimo.

2. El entonces, sumo- sacerdote pensaba que la nueva Arca de la Alianza tenía la misma función que la primera, construida detrás de la prisión babilónica. Pero se equivocó. Por eso, los posteriores sacerdotes no se negaron a mostrarla a romanos y griegos, mediante un pago.

3. Los fariseos y escribas desde hace mucho tiempo, se convencieron del fin de la antigua Alianza. Es necesario mantener al pueblo en la vieja creencia, especialmente si no hay otra mejor, y además de esto, se debe conservar la renta del Templo y de sus siervos. Ese es el motivo principal porque el Señor y Maestro, que por nosotros es reconocido como el único Autor de la Alianza Nueva y Eterna es tan perseguido y odiado por los templarios. Bien saben que Su Doctrina es plena de Poder Divino, pero no pasan por alto su exterminio, tan pronto como la consideren y permitan su difusión entre la gente. Nosotros, aún en comunicación directa con el Templo, nada podemos hacer, pues tenemos que esperar llenos de fe, lo que el Señor de los Cielos y Tierra determine. Ponemos nuestros destinos en Sus Manos, y seguiremos con Él con todo amor.”

4. Dice el delegado: "Yo formo parte de los que vieron la Nueva Arca de la Alianza en el Templo, y me convencí que no hay verdad en la religión judía, así como tampoco existe algo real en el politeísmo. Este, por lo menos, es más engañoso con sus brujerías para engañar a las masas. Si los judíos percibieron el fraude con la columna de fuego en el Santísimo, los templarios harán bien en escapar.” En seguida, se vuelve hacia Mí: “Señor y Maestro, dinos si dice la verdad”.

5. Respondo: "Absolutamente. No hay fraude, que se mantenga por mucho tiempo; así como la noche tiene que desaparecer cuando sale el Sol. Puedes estar seguro que el Templo, sus siervos y la propia ciudad de Jerusalén, dentro de poco tiempo desaparecerán. No quedará una piedra sobre otra. Pueden los judíos pedir, solo, que su huida no se de en pleno invierno o en un sábado; pues entonces, tendrían que sufrir mucho más que en otra estación o en un día común.” Cuando termino de hablar, se apagan las letras encima y debajo del Sol, y las neblinas del Valle del Jordán se disipan por los rayos que se irradian en las zonas de la Tierra Prometida.

6. Dice el delegado: "Es una pena que los habitantes de Jerusalén no hayan visto la escritura, pues les habría despertado la atención.” Respondo: “Justamente, para impedir que la viesen hice que las neblinas cubriesen aquellas zonas. Quien se alegra con las tinieblas, debe recibir el pago de las mismas.”

7. En ese momento, vimos una gacela perseguida por un coyote. No demora en alcanzarla y a unos cincuenta pasos se entrega a su comida predilecta. Después, camina lentamente hacia el Sur, en la expectativa de encontrar otra presa. En esto, sobrevuela el lugar un enorme cóndor. Al divisar al coyote, se le precipita encima, lo agarra, no obstante la reacción del animal, y lo lleva a considerable altura. Desde allí lo suelta sobre un terreno pedregoso. El coyote muere instantáneamente. El cóndor desciende al suelo y nuevamente levanta vuelo con el cadáver para que en un lugar tranquilo, pueda saciarse del coyote y de la gacela. Pasada esa escena, el delegado dice: “Esa forma de destrucción recíproca entre animales, y las enfermedades graves de los hombres, siempre me parecieron crueles. Ciertamente sabrás el motivo de todo eso. Por nuestra parte, no logramos tener una idea clara al respecto.”

8. Yo digo: "Después del desayuno habrá oportunidad de entrar en detalles. Ahora vamos a dirigir nuestra atención a Moisés y al arcángel Miguel, que luchó por su cuerpo. "Al instante, ambos se presentan y alaban Mi Nombre; en seguida, desaparecen, y volvimos a la ciudad, donde el desayuno nos espera.

181. DESTRUCCIÓN DE LOS ÍDOLOS.

1. Al llegar al comedor, tomamos el desayuno y continuamos sentados a la mesa, pues Yo no quería aparecer en público sin necesidad, debido a que los paganos seguían aún aferrados a la idolatría. En ese momento se presenta el hijo del hospedero y Me cuenta que su progenitora tiene su dormitorio lleno de ídolos, y que en el salón mismo había una estatua de Apolo, y a los cuales deseaba ponerles fin. “Pues, dice él, desde que Te conocemos esas figuras no sirven para nuestra casa.”

2. Yo digo: "Querido hijo, tienes buenos sentimientos. Pero si tú mismo les pusieras fin, te harás de muchos enemigos entre los vecinos. Te voy a ayudar, y podrás ver si aún encuentras alguna estatua.”

3. El niño se dirige inmediatamente al punto donde solía estar la estatua de Apolo, sin que pueda hallar ni el más mínimo vestigio de ella; lo mismo ocurrió en el dormitorio de su madre. Dirigiéndose a la cocina, él cuenta el milagro, a lo que ella responde: “Hijo mío, qué dirán los vecinos, cuando no encuentren más un ídolo en nuestra casa?

4. Él responde: "Déjalo por mi cuenta, pues contaré que el Señor y Maestro, Autor de grandes milagros, les dio sumisión con un solo pensamiento. Además, tenemos a nuestro favor a la persona del delegado, y los vecinos se abstendrán de hacer comentarios.” Después de esta conversación, madre e hijo Me agradecen por haberlos liberado de algo en que nunca habían creído.

5. Yo respondo: "Ve a tu dormitorio, y encontrarás algo diferente en lugar de los antiguos ídolos. "Cuando ella llega a su habitación, descubre un cofre de cedro, equipado con cerradura con pestillo. Al abrirlo, ve que está lleno de monedas de plata. Por supuesto, vuelve para contarle a su marido del descubrimiento.

6. Él, entonces, dice: "En realidad, esto tiene mucho más valor para usarlo en nuestro hospedaje que todas las estatuas de ídolos que habían antes en el hogar. Sin embargo, Lo más grande de todo es la Palabra recibida del Señor y Maestro. Vamos a buscarlo, para que nos supla con monedas espirituales que necesitaremos en la otra vida.” Mientras tanto, el delegado me aborda haciendo la siguiente petición: “Maestro de Eternidades, prometiste responder a dos preguntas; una ayer en la noche, y la segunda, referente a la voracidad de los animales en el Monte Nebo. Querrías tener la amabilidad de iluminarme en eso?.”

182. CAUSA DE LAS ENFERMEDADES

1. Yo digo: "En cuanto a la pregunta de ayer, en referencia a las enfermedades perniciosas y, a veces prolongadas antes de la muerte, incluso la muerte prematura de niños, se trata sólo de situaciones permitidas por Mí para la mejoría de las criaturas, y no de una determinación surgida de Mi Omnipotencia.

2. Las criaturas primitivas, que permanecían en el orden y simplicidad demostrados por Mi Espíritu, nada sabían de enfermedades. Alcanzaban la vejez sin enfermarse, y finalmente, se dormían, sin que el alma sintiera dolores ni miedo a la muerte.

3. Su alimentación era siempre la misma; principalmente tomaban leche, pan y frutos maduros. Para calmar la sed bebían agua de la fuente. Por esta razón, los nervios eran alimentados por las mismas sustancias psíquicas, buenas e inofensivas. Esto les garantizaba una salud buena y fuerte, tanto espiritual como físicamente.

4. Comparad aquel alimento con los miles de golosinas con que se hinchan hoy el estómago, haciéndose evidente la cantidad de sustancias impuras y perjudiciales que se apoderan del cuerpo, y que comienzan a atormentarlo. Se da una constante lucha de elementos, que el físico logra calmar por cierto tiempo, a través del uso de hierbas y raíces.

5. Este estado de salud no es duradero, especialmente en personas ya mayores, a menos que vuelvan por mucho tiempo, a la comida muy simple, lo que, por lo general, no sucede. La mayoría, al sentir su cuerpo más aliviado por el uso de remedios de buena calidad, pronto sentirá apetito por las antiguas golosinas, enfermándose entonces más que antes, lo que le ocasionará una muerte dolorosa.

6. Por esta razón, Moisés estableció una lista de alimentos, a los israelitas liberados de la esclavitud de Egipto. Quien seguía esas directrices, continuaba fuerte y saludable hasta la vejez. La mayoría, en poco tiempo comenzó a sentir voluntad y apetito por los platos de carne, y como consecuencia, enfermaron, terminando sus días atormentados por varias enfermedades.

7. Lo más doloroso se presenta en los niños. Primero, los padres pecan a diestra y siniestra, acumulando así substancias psíquicas malas y perniciosas, de manera que el pecado fue transmitido a su descendencia. ¿Cómo podría estar sano? En segundo lugar, la progenitora es durante el embarazo, muy ávida de golosinas, y los familiares creen que deben satisfacerle estos deseos.

8. En esta ocasión, el hijo lleva el segundo golpe a su salud. No necesita haber nacido enfermo, ya que es fácilmente alimentado con leche débil. Si con la ayuda de diversos remedios logra salvarse, recibe el tercer golpe. Como todos saben, el niño crece con mucha gracia, y despertando el amor de los que lo rodean. No demora en ser mimado y cargado de bocados especiales, pues los padres no logran negarle nada que éste desee. Cuál es el efecto de esto? El estómago y los intestinos son de tal forma debilitados, que en poco tiempo se produce una enfermedad grave que le provoca la muerte.

9. Algunos mueren en el vientre materno. Un número mayor, luego, después del nacimiento, entre dos y tres años, y la mayoría, de cuatro a doce años. Los que superan esa edad, tienen que tener padres prudentes, llevar una vida casta y dietética, no se aburren ni se irritan. En tal situación, podrían alcanzar una salud de servicio hasta los ochenta años. A esta altura, la edad ya es enfermedad, en sí, herencia maternal y de pecados en la juventud.

10. De esta demostración ya sabes que no Soy Yo el causador de los males físicos, sino las propias criaturas, desde que comenzaron abandonar, volubles y voluntariamente, Leyes y Reglas dadas por Mí, siguiendo a su mente y su voluntad que a través de espíritus malignos en el aire, en la tierra y en el agua, se volvieron cada vez más oscuras y perturbadas.

11. Las personas mayores sabían que la noche al aire libre, no era amiga de los hombres; sin embargo, resolvían sus negocios durante la noche. Tales excesivas especulaciones se asemejaban al robo y asesinato, generalmente efectuados durante la noche.

12.El planeta es lo suficientemente grande como para alimentar a mil veces más criaturas de las que viven hoy en día. La ganancia, avaricia y especulación, demarcaron las fronteras, y los ricos avarientos importantes se adueñaron de los territorios mayores y mejores, persiguiendo a quien se opusiese. Así sucede que algunos poseen cien mil veces más terreno de lo que necesitan sus familias.

13. En compensación, miles se vieron forzados a buscar alimento pésimo a la orilla del mar. Así se inventó la navegación, que llevaba a los hombres a la caza de tesoros y riquezas marinas. De esta forma, grandes pueblos viven de los productos marinos, lo que no se daba con los primeros habitantes de la Tierra.

14. Si es así, ¿cómo puede un hombre inteligente suponer que las criaturas que se desviaron del orden anterior, pudiesen ser saludables, al igual que aquellos que nunca desobedecieron desde la concepción?. La enfermedad que precede a la muerte no es sólo consecuencia del abandono casi total del orden establecido sino, al mismo tiempo, un guía de almas todavía sanas. Poco a poco el alma se retrae de su carme dañada, se desvía de las cadenas de sustancias nocivas, y en el caso que comiencen a martirizarlo en demasía, ella se aleja un tiempo del cuerpo, con la ayuda de su espíritu en el Más Allá. Nunca más sentirá el deseo de volver a un cuerpo, a no ser que se haya desligado completamente mala y busque venganza física contra un ser que todavía vive en esta tierra, y entonces, entra en la carne de ese cuerpo humano, al cual martiriza de modo inclemente, hecho que ya habéis observado en los casos de posesión por malos espíritus. Acabo de responder tu pregunta de ayer, por eso, vamos a analizar el caso de los animales.”

183. LA LUCHA EN LA NATURALEZA

1. (El Señor): "Puedes caminar por todas las zonas de la Tierra, que encontrarás, aparentemente, sólo adversidades entre los irracionales. Observa el Sol, sin duda el mayor benefactor del planeta y de las criaturas. A través de su luz y calor, todo comienza a vivificar y germinar nuevamente. Las plantas emergen del suelo, trayendo frutos dentro del orden de su especie, y los árboles se vuelven frondosos, crían brotes, hojas, flores, a los cuales los sigue el fruto.

2. Innumerables insectos ponen sus huevos a la luz y el calor del Sol, para luego llenar el aire con millones de seres diminutos. Lo mismo ocurre con las aves, peces y otros animales, lo que despierta la alegría entre los hombres. Es, como ya dije, el Sol el mayor benefactor de la Tierra y sus criaturas, pero igualmente, el mayor enemigo.

3. Después de haber despertado todo ser vivo en el suelo terráqueo, él aumenta en luz y calor de manera tal, que mata en el verano todo lo que creó en el invierno y primavera. Esta zona es un ejemplo de eso: en la segunda parte del invierno hasta la primera de la primavera, todo reverdece, dándole un aspecto de paraíso. Y ahora? Ni bien, en la segunda parte del otoño, se transformó en una estepa en la cual no se ve nada verde. Todo se secó y murió.

4. Si fueses a África o al sur de Arabia, viajarías durante muchos días sin encontrar algo vivo. El calor del sol mata todo lo que en el invierno produjo. Las zonas moderadas son mejores. En compensación, la época del invierno dura mucho más que aquí, y la flora y fauna no progresan tan abundantemente como en los territorios calurosos.

5. Incluso el mar que se encuentra en los trópicos, está escasamente habitado cuando el Sol desarrolla su mayor fuerza. Los peces y otros seres marinos huyen al norte o al sur, según cómo el Sol desarrolle su mayor calor. En la misma relación del Sol con la Tierra, se encuentran todas las criaturas entre sí. Esto ya ocurre entre los elementos. ¿Acaso no es el agua el más grande benefactor, después del Sol? No es deseo de todo agricultor que una lluvia benéfica venga a regar los campos y huertas?. Y cuando vienen, cómo se regocija la propia Naturaleza!

6. Admitamos que en las grandes inundaciones, en lugar de una lluvia confortadora, nadie va a elogiar su utilidad. Destruyen todo, dejando terrenos desiertos de los cuales el hombre ni después de siglos logra sacar algún provecho.

7. Igualmente, los vientos son importantes benefactores para el suelo y la salud de todos los seres. Cuando desvirtúan en tempestades y huracanes, producen sólo daños, el punto de vista humano es incapaz de apreciar su tremenda utilidad.

8. Un fenómeno similar ocurre en la flora, que contiene plantas buenas, y venenosas, llamadas malezas. Una persona que posea praderas para la siembra de trigo y cebada, ambos van a germinar satisfactoriamente. Si viene un enemigo que sembrase por la noche cantidades de semillas nocivas, la maleza crecería entre las semillas buenas, y podría así asfixiarlas. Existen tipos de plantas que por ciertas cualidades propias, impiden el surgimiento de otras, cuando se han apoderado de un terreno.

9. Lo mismo ocurre en el ámbito de los animales. Uno sirve de alimento para otro, y el hombre, de especie animal, es el mayor animal salvaje. Una gacela, cabra, etc., huye cuando ve al lobo, oso, león, tigre, etc. El hombre, equipado con poderosas armas, les da caza para apoderarse de su piel y saborear su carne.

184. PROPÓSITO DE LA LUCHA EN LA NATURALEZA

1. (El Señor): "Quieres saber por qué permito tanta adversidad en un planeta como la Tierra, y Yo te respondo que existen innumerables, mucho más grandes que el nuestro, en los que poca o ninguna adversidad encontrarías.

2. ¿Por qué sólo en este planeta? Debido a que son sus habitantes, psíquica y espiritualmente, de tal forma constituidos que se vuelven hijos de Dios, pudiendo entonces, hacer lo mismo que Yo, razón por que ya fue dicho a los amigos, a través de la boca de los profetas: Sois Mis hijos, por lo tanto, dioses, como Yo, vuestro Padre, Soy Dios.

3. Para que esto sea posible, el alma tiene que ser concatenada de innumerables partículas psíquicas del reino animal de esta Tierra, después de largos períodos, hecho que los antiguos sabios denominaban “transmigración de las almas” (metempsicosis).

4. Aunque las formas materiales de los seres se devoren unos a otros, muchas almas se liberan y las que son afines, se unen para un grado más elevado, ingresando en nuevas formas, hasta llegar al hombre.

5. Lo que sucede con el alma, corresponde a su espíritu en el Más Allá, propiamente el generador, guía, escultor y conservador de la psique, hasta alcanzar la forma humana, cuya alma ingresa en ese momento, en su esfera completa de libertad, pudiendo desarrollarse en el sentido moral.

6. Cuando el alma se ha elevado a cierto grado de perfección espiritual, su chispa de luz y amor se une a ella, dándole una gradual semejanza con Dios. Tan pronto se desprende del cuerpo, ella es un ser perfectamente semejante a Dios, pudiendo entonces, proyectar todo, por sí misma, e igualmente mantener su proyección.

7. Lo que acabo de revelarte sucede solamente en esta Tierra, de un modo tan complejo, y esto, por la siguiente razón: Esta Tierra corresponde a Mi Corazón. Como tengo un solo Corazón, sólo puede haber un cuerpo cósmico que corresponda completamente a Él, es decir, a Su Punto Central de Vida.

8. Por supuesto que no lo comprendes en su totalidad, y si Yo quisiera explicárselo a tu inteligencia, llevaríamos más de cien años para que alcanzases a percibir mejor algo de Mi Sabiduría Interior. Basta con que te unas a Mi Espíritu en tu alma, y asimilarás en un momento, mucho más de lo que por el camino de la investigación agotadora, en mil años. Como Me encuentro aquí y todo Me es posible, te demostraré el resultado psíquico de la caza observada por ti.

185. EJEMPLO DE UNIFICACIÓN ANIMAL

1. (El Señor): ¿Viste cómo al final, el cóndor se apoderó del chacal que había ingerido a la gacela, lo llevó a una altura considerable de donde la dejó caer en terreno pedregoso, ocasión en que ese animal feroz encontró la muerte? En seguida, el ave de rapiña llevó su presa en dirección al Sur, donde tenía su nido. Nuevamente lo dejó caer porque no soportaba más su peso.

2. La presa se golpeó contra una piedra, para luego caer en un barranco, en la que pastores árabes pastaban sus rebaños. Pronto se dieron cuenta que el cóndor, un enemigo de las ovejas, bajaba para buscar su presa. Inmediatamente le tiraron sus flechas, siendo alcanzado por tres pastores, y capturado como trofeo victorioso. El cuerpo del chacal quedó entre las rocas, hasta que otras aves de rapiña lleguen para consumirlo.

3. Ahora, observa delante de la puerta una figura infantil, a la espera de ser acogido en un vientre materno. Detrás de esa aparición psíquica ves una figura luminosa. Se trata de su espíritu, a cargo de la encarnación, en una ocasión oportuna, de esta alma aún animalesca. Viste cómo de los tres grados anímicos, perfectos, aunque con miles de preparativos, surgió un alma humana?.

4. Será de sexo masculino, del cual se formará un hombre perfecto, si es bien educado. La sutileza de la gacela regirá su corazón; la astucia del chacal, la razón, y la fuerza del cóndor, su coraje y voluntad. Su tendencia predominante será bélica, que podrá ser moderada por el sentimiento y la prudencia, y de este modo será útil, sea cual fuere su posición. Volviéndose guerrero, será afortunado en virtud de su coraje, sin embargo, será presa de las armas de otros.

5. A fin de que puedas observar al niño desde su nacimiento, tu vecino será su padre el año venidero. Ahora sabes de hechos que hasta hoy no demostré a nadie. Vamos a fortalecernos con algo de pan y vino, después de esta conversación tan prolongada.

186. APARENTE PRIVILEGIO DE LOS PAGANOS

1. Apenas nos saciamos, los fariseos que estaban al lado, dijeron: “Ahora creemos indudablemente que eres el Señor y Verdadero Cristo, pues tales secretos profundos de la Naturaleza sólo pueden ser de Tu Conocimiento” A lo que algunos de los discípulos agregaron: “Señor y Maestro, nos demostraste cosa semejante, sin aún indicar los detalles, y se hace extraño Tu pronunciamiento más detallado entre los paganos.”

2. Yo digo: "Acaso sois aún tan miopes como para no comprender por qué? Nunca os profundizaste respecto de los fenómenos y no os despertaba el menor interés si un lobo despedazaba a un carnero, o si finalmente, un ariete abatía a un lobo. Aunque fuisteis seguidores celosos de la Ley mosaica, nunca os preocupaban las leyes de la Naturaleza, por eso traté de orientaros en aquello que los llevaría al justo conocimiento. El resto, poco a poco iríais aprendiendo Conmigo.

3. Al principio, algunos de ustedes tuvieron dificultades para tomarme por algo más que profeta. Habiéndose comprendido el asunto, aunque no de igual modo para todos, que Soy Yo El Verdadero Mesías, llegó el momento de revelaros ciertos hechos del campo de la Naturaleza. En su profundidad, el entendimiento se hará solamente cuando seáis penetrados por Mi Espíritu.

4. Entonces llegaréis a la conclusión que es imposible hablar de tales explicaciones en esta época de ignorancia, especialmente entre judíos completamente obtusos en lo que dice respecto del primer Libro de Moisés. Por eso, también habéis hecho lo suficiente para el despertar de la fe en Mí entre vuestros hermanos. Todo lo demás, tanto como sea necesario, les será dado por Mi Espíritu en ellos.

5. Los romanos tienen un conocimiento de la naturaleza debido a que han estado realizando experiencias y observaciones. Por lo tanto, deben recibir explicaciones acerca de los fenómenos psíquicos de la naturaleza, que entienden más fácilmente que vosotros. Por cierto, repito que la Luz principal será retirada de los judíos porfiados y entregada a los paganos, en abundancia.”

6. Contesta un adepto de Juan: "Tus Palabras nos entristecen, Señor y Maestro; nosotros somos el pueblo escogido por Dios, y Tú Mismo tienes Tu Origen en El Mismo. Ahora serán los gentiles los favorecidos, y nosotros, de cierta forma, dispersados entre los pueblos de la Tierra, sin país ni morada, sin hablarse de los descendientes del Rey David.”

187. EL AMOR DE JESÚS HACIA EL PUEBLO JUDÍO

1. Yo digo: "Mi amigo, hablas y juzgas como un ciego. Los judíos fueron el pueblo escogido por Dios – si se portaban de modo tal que continuaran en lo que fueron destinados desde Abraham. Externamente cumplieron con la Ley y alababan a Dios con sus labios, pero sus corazones permanecieron cerrados y alejados de Jehová. Innumerables veces fueron advertidos por los profetas y otros sabios, de cómo debían portarse delante de Dios. Acaso cumplieron Sus Mandamientos?

2. Ellos vivían en constantes arengas, peleándose por las posesiones terrenas. Una vez los castigué con la prisión babilónica, es decir, por la espada del rey pagano, Nabucodonosor. Los dejé sufrir humillaciones y miserias durante cuarenta años, sin embargo, no dejé de enviarles profetas y doctrinadores.

3. Cuando empezaron a regenerarse, os permití la vuelta al país, y pudisteis reconstruir Jerusalén y el Templo, con lo que volvían a ser el pueblo considerado. Poco a poco se olvidaron de Mí, y no quisieron oír a los profetas, por el contrario, los perseguían y varios fueron lapidados.

4. Desconsiderando todas Mis Advertencias, inspiré a los romanos para que invadieran no solamente la Tierra Prometida, sino gran parte de Asia e instituyeran tetrarcas sobre los judíos y otros pueblos, sin retirarles la Sagrada Escritura y el culto religioso.

5. Ahora vine Yo Mismo; visité muchas veces la ciudad de Jerusalén, doctriné en el Templo tratando de reunir a las personas bajo las alas de Mi Amor, Poder y Sabiduría, como lo hace las aves con sus hijitos. Cuál fue el resultado de Mi Aparición, Doctrina y Milagros? El odio creció día a día, Soy perseguido en todas las direcciones y hasta amenazado de muerte, hecho que les será permitido dentro de poco para que se cumpla el juicio anunciado en las Escrituras.

6. Dejará de existir la antigua Alianza, como fue predicho por Daniel, y una nueva Alianza será firmada. En ella participarán todos los paganos como herederos y poseedores del Reino de Dios. Poco tiempo después de Mi Paso, ellos la conquistarán nuevamente, destruyéndola de tal forma que, de las muchas ciudades, incluyendo Jerusalén, no quedará una piedra sobre otra; tampoco se podrá localizarlas.

7. Si aseguro que la Luz será retirada de los judíos y entregada a los paganos, acaso seré injusto?. Tratad de convertir a los judíos para que crean en Mí, que quitaré el último juicio y renovaré la Antigua Alianza para mantenerla hasta el fin de los tiempos. Pero tened cuidado con tal empresa. Lo pasareis peor que tu doctrinador Juan, que en el desierto recomendaba las obras de penitencia para el perdón de los pecados, y fue por Herodes arrojado a la cárcel, donde fue decapitado por exigencia de Herodiades.

8. Son los judíos de Jerusalén, amigos de Dios, cuando quieren encarcelar y matar a su Señor y Padre en Mí? Sería conveniente dejar que ese pueblo exista? Eso no es posible, debido a los innumerables escogidos, razón por la que reduciré el tiempo hasta el exterminio de Jerusalén y su pueblo, y traeré sobre ellos, el juicio.

188. INDICACIONES CON RELACION A LOS FALSOS PROFETAS Y A LOS MILAGROS.

1. (El Señor): "Habrá muchos judíos que crean en Mí, además, ya hay varios. Pero no pasará mucho tiempo, que esta cifra se elevará y cada individuo escribirá y pregonará otro evangelio, como ya sucede en varios lugares, haciendo surgir falsos Cristos. Esos falsos divulgadores de Mi Verbo, dirán a sus adeptos: Ved aquí al Verdadero Cristo, pues soy testigo ocular! Otro afirmará lo mismo.

2. Provocarán de igual manera una gran confusión entre los paganos, por el hecho de encontrar mayor crédito como judíos que algunos paganos inspirados por Mí. Además de esto, producirán falsos milagros, seduciendo a muchos en la aceptación de los falsos Cristos. Os prevengo de esto para que no creáis en ellos, sino que deben ser desenmascarados delante del pueblo. Castigad a los falsos profetas e impedid que ellos divulguen Mi Doctrina. Si en esa tarea fuereis indolentes, seréis semejantes a la sal que se deterioró, y se volvió sin ningún valor. ¿Cómo pues, darle sabor a los alimentos?. Por esto, enseñad, antes de todo, la precaución contra los falsos profetas y sus falsos milagros.

3. Vosotros mismos, evitad la discrepancia en palabras o acciones, pero enseñad la Doctrina en la Verdad plena y simple, como la habéis recibido de Mí. Si surge discrepancia entre vosotros, dejaréis la semilla desastrosa de la contienda en Mi Doctrina, y no podréis esperar honores y premios de Mi Parte. Seréis clasificados como Mis discípulos por el amor recíproco, como también Yo os amé, sin caer jamás en discusión y discrepancias. Esto sucederá en poco tiempo entre los falsos profetas, pues un Cristo desafiará a otro y hasta lo perseguirá con maldiciones y condenas, cuyo resultado sería idéntico, en lo que dice respecto a Mi Doctrina, a la destrucción de Jerusalén y otras ciudades.

4. Sabré mantener Mi Doctrina completamente pura hasta el fin de los tiempos. Pero ay de los anticristos! No llevarán sus abusos más allá del tiempo que los judíos hicieron contra Mí desde el tiempo de Moisés hasta Mí. Serán castigados por Mí por un juicio mundial, peor que el de Noé, Sodoma y Gomorra. Entre los Míos quedaré hasta el fin de los tiempos, visitándolos sin distinción, como Su Profesor en todos los asuntos. Vendré cual rayo que ilumina de Levante a Poniente, aclarando todo lo que era oscuro y nebuloso sobre la Tierra.

5. La fuerte Luz de este rayo diezmará a los adversarios, así la potente luz del rayo mata a los cangrejos al ser alcanzados por él. Me refiero a aquellos que temen el progreso espiritual, sintiendo la falta de la materia, como los israelitas a las cacerolas llenas de carne de Egipto nocturno. El cangrejo, común en aquel país, busca su alimento generalmente en el lodo. Si de vez en cuando sale a la luz, no demora en hacer un movimiento de retroceso para volver al lodo.

6. ¿Acaso no se parecen los judíos de hoy a los israelitas liberados por Moisés en el Egipto que, en vez de movilizarse en dirección a la Tierra Prometida, sólo ansiaban las ollas de carne e injuriaban al profeta que de allí los había sacado? No son semejantes a los crustáceos abyectos que no soportaron la luz del rayo y, para saciar su codicia, se movían hacia atrás en vez de avanzar?

7. Por eso determiné su completo exterminio, a través del juicio del fuego y de la Luz de Mi Rayo. Entonces, se cumplirá lo que afirmé en otra ocasión, cuando hablé que al final haría purificar la Tierra por medio del fuego. Creo que he demostrado en profundidad por qué la Luz será retirada de los judíos y entregada a los paganos.

8. Aunque los judíos sigan viviendo entre los paganos de todos los pueblos, esperando al Mesías que no vendrá, serán idénticos a los perros y cerdos que vuelven al vómito y al charco. La triple cubierta delante del rostro de Moisés continuará vendando sus ojos, porque no soportan la Luz clara de los Cielos, y por tal razón, no comprenden y asimilan el sentido de las Escrituras. Estás satisfecho con Mi extensa y fundamentada explicación?

9. Responde el adepto de Juan: "Tengo que estar satisfecho, Señor y Maestro, porque es evidente que no existe otra forma. ¿Por qué abusan los hombres de su propia voluntad, dejándose llevar por la influencia del demonio, en vez de seguir Tu Consejo para elevarse en plena libertad en la Conquista del Reino de los Cielos? Aun así, espero que tengas muchos recursos a Tu Disposición, pues no creaste los hombres para que permanecieran eternamente semejantes a los crustáceos.”

10. Yo digo: Se encuentra escondido en los Designios de Mi Amor y Mi Sabiduría lo que está reservado para las épocas futuras. Sin embargo, llevará tiempo hasta que el último Sol se extinga. El apagar de muchas estrellas será visto por los hombres, dando lugar a otras, sin embargo, los crustáceos poco habrán perdido de su forma abyecta. Para Mí, mil años son iguales a un momento, lo que no consigue una era larga, tal vez sea posible a la próxima o milésima.

11. Quien quiera ayuda, la recibirá en breve. Si prefiere continuar en su obstinación, - que lo haga, aunque sea durante milenios. Incluso la materia terrestre, así como los innumerables cuerpos cósmicos, necesitan de una alimentación que los conserve, pasará mucho tiempo hasta que un átomo interno logre subir a la superficie.

12. Seguro que no comprenderás lo que quiero decir con lo siguiente: El Hijo perdido ya se encuentra en camino de vuelta, pero pasará tiempo casi infinito hasta que lo haga íntegramente. En pequeña proporción, cada pecador se asemeja a un hijo perdido, cuyo regreso despertará mayor alegría que la presencia de 99 justos, que jamás necesitaron de penitencia.

13. La Palabra que ahora hablo, sirve no sólo para esta Tierra, sino que tiene relación con todo el Infinito. No se trata de palabras humanas, pero sí de Palabras Divinas, que son oídas por miríadas de ángeles para llevarlas de un punto a otro de Mis Creaciones Infinitas.

14. Por ahora no lo entiendes. Cuando hayas renacido en espíritu, podrás vislumbrar las infinitas profundidades de Mi Misericordia. Por ahora, satisfazte con lo que acabas de oír; asuntos de este tenor no serán más repetidos por Mí en este mundo. Guardadlo hasta el tiempo de vuestra iluminación interna, después de lo cual podréis también hablar a los comprensivos e inspirados, sobre todo lo que os dije. Delante de los incomprensivos, silenciaos y no tiréis Mis Perlas a los cerdos.”

15. Los discípulos así lo hicieron, guardaron esto para ellos mismos, y lo tomaron en consideración cuando esparcieron Mi Enseñanza; no revelaron otras cosas de Mí, especialmente a los judíos, además de Mi sufrimiento, Mi muerte y Mi Resurrección, y eso indicaba que era Yo verdaderamente El Mesías. Sobre esos acontecimientos finales no concordaron enteramente, esto llegó a aclararse para ellos cuando después de la noticia de la mujer, es decir, de Magdalena, unos pocos creyeron, mientras que otros tomaron las expresiones de la mujer por fábula, hasta que Yo Mismo aparecí Personalmente delante de ellos. Aun así tuve dificultades para convencerlos completamente que Yo había resucitado. Les dije a los discípulos que tuvieran cuidado de no entrar en contradicciones entre ellos. Pero con ellos y entre ellos pasaba lo mismo que con otros: el espíritu era voluntarioso, pero la carne, débil.

189. LAS DIFICULTADES PARA ENSEÑAR

1. Aunque todavía nos encontrábamos en la mesa, Bernabé, el fariseo, me dijo: "Señor y Maestro, si me encontrases digno para difundir Tu Doctrina, no quitaría ni agregaría una palabra siquiera.”

2. Respondo: "Eres judío y a través de una considerable fortuna lograste llegar a ser fariseo, probando tu descendencia del tronco de Leví. Sin embargo, fuiste educado entre griegos, adquiriendo así su terquedad, y en esos moldes no te llevarás bien con otro discípulo Mío.

3. Les digo a todos: El verdadero difusor de Mi Doctrina ha a ser igual a un médico muy experimentado, hábil y competente. Supongamos que un facultativo sea llamado a un lugar donde se encuentran muchos enfermos afectados de gota y otras enfermedades. Como ya había tenido casos idénticos, los cuales curó con varios remedios, él actúa de la misma manera. Se sorprendió de no tener éxito, y los enfermos perdieron la confianza en él y buscaron otro médico. Llega así, otro especialista, más inteligente que el primero. Éste se informa del sistema de vida, alimentación y cuáles fueron las enfermedades que tuvieron desde la infancia., etc. En seguida, prescribe los remedios, individualmente, y de esta manera consigue curar a todos.

4. Siendo ésta la única manera de curar, si no es demasiado tarde, lo mismo ocurre con un verdadero médico de almas, de las cuales una es de creencia fácil, otro difícil, el siguiente, soberbio, y otro más, codicioso y egoísta. Si ellos son buscados por un médico espiritual que, con energía, comienza a predicar Mi Doctrina, éste poco resultado obtendrá.

5. Quien no sabe llorar con los tristes, reír con los alegres, ser riguroso con los severos, no se prestará para la divulgación de Mi Reino sobre la Tierra, y se parecerá al campesino que pone sus manos en el arado, pero siempre dirige su mirada hacia atrás para observar la posición de los surcos, olvidándose del arado que, debido a su falta de atención, se desvió, obligándolo por ello a retroceder hasta el punto donde aún se hallaba recto, para recomenzar su tarea.

6. Esto es lo que sucede a los doctrinadores que pretenden enseñar a todos con un solo método, sean cuales fueren el carácter y cualidades de cada uno. Algunos asimilan algo, porque la enseñanza se presta para sus capacidades. Otros, ignorantes y torpes, abandonarán al profesor.

7. Hay que tener en cuenta el temperamento de los que serán orientados con Mi Doctrina, de lo contrario, tendréis poco éxito. El de fe fácil lo creerá todo, especialmente si la enseñanza fue positivada por algún milagro. Es conveniente considerar que quien acepta algo nuevo, con facilidad lo abandonará, especialmente si hay tentación para hacerlo. El trabajo con un incrédulo será mucho mayor, pero, una vez conquistado, persistirá en su concepto. En los de fe fácil no debéis confiar, pues en otra ocasión, ni la mitad se mantendrá guardando la Doctrina, mientras que la otra parte volverá a la creencia anterior, o se adherirá a falsos profetas.

8. Por lo tanto, sed unidos en relación a Mi Doctrina. En cuanto a su divulgación, es conveniente analizar la mentalidad de aquellos que la necesitan, para después predicarla según su estado individual. Así obtendréis buenos resultados en todas partes.

9. Además, tened en cuenta el proverbio romano que dice que no se transformará un tronco podrido en un dios, y que la tímida paloma jamás empolló un cóndor entre sus huevos. Como ya lo dije en varias ocasiones: sed cautelosos como la serpiente, pero llenos de mansedumbre como las palomas. El oficio doctrinario es uno de los más difíciles, y feliz quien sepa ejercerlo fructíferamente.”

10. Bernabé dice: "Acabas de decir la pura verdad, Señor y Maestro; también fui profesor y me di cuenta de lo difícil que era tratar con personas de distinto carácter. Acepto Tu Consejo y lo practicaré.”

11. Respondo: "Así harás. Sin embargo, serás uno de los primeros en estar en desacuerdo con uno de Mis apóstoles, y te separarás de ellos por largo tiempo. No te digo cuándo, dónde y con quién sucederá esto. En ese momento te recordarás de Mis Palabras.”

12. Responde él: "Sabiendo esto de antemano, podrías evitar que ocurra ese hecho desagradable. "

13. Respondo: "En cualquier planeta sois vosotros, Mis discípulos, los hombres más libres, y de ninguna manera os quiero aplicar ni la cadena más suave, saliendo de Mi Omnipotencia. Si os envío al mundo, a fin de liberar a los hombres del yugo de la Ley, en Mi Nombre, cómo podría enviaros como siervos maniatados? Si lo hiciese así, la liberación y salvación serían precarias; en este caso, os sería aplicado un yugo nuevo y más pesado que el anterior a Mi Venida.

14. Yo os inspiro para ser los Apóstoles y profetas de la nueva Alianza, y no la antigua, y de este modo sois los primeros en ser liberados, a fin de que por medio de vosotros Mi Doctrina llegue a todos, de manera justa y en el Orden Perfecto de Mi Amor Eterno, Sabiduría y Poder. Comprendisteis? Bernabé lo confirma junto a los otros. Agrego: “Entonces, permaneced en Mí, que estaré con vosotros hasta el Fin de los Tiempos, y despertaré a cada uno de vosotros en su día final, en Mi Reino.”

190. EL SACERDOTE DE APOLO PREGUNTA POR EL SEÑOR.

1. Mientras tanto, un sacerdote de Apolo, en compañía de dos colegas, envía un mensajero a preguntar si podía confirmar el aspecto del Dios judío. Les informamos que el albergue es público y puede ser frecuentado por todos. Los representantes politeístas no demoran en entrar en el salón, donde el primero se dirige al delegado, diciendo: “Dime, quién entre estos judíos es el Dios Milagroso, para poder honrarlo debidamente. Como sacerdotes de los dioses egipcios, griegos y romanos, sabemos alabar a los de otros pueblos, en la medida de su mérito.”

2. Con mirada inquisitiva, el oficial se vuelve hacia Mí, ante lo que le doy a entender que ofrezca una copa de vino, con la explicación de que se trata del agua del pozo. Entendiendo Mi Gesto, el delegado dice al sacerdote, de aspecto algo imbécil: “Sentaos a esta mesa y tomad un vaso de agua, la mejor de la ciudad.” Aunque no era amigo de agua, el sacerdote de Apolo la prueba y constata que es el mejor vino de Chipre, solamente ofrecido en los banquetes del Emperador. Por eso, pregunta por qué el delegado le ofrecía esta porción.

3. Contesta el mismo: "Id personalmente a sacar agua del pozo y luego me contáis si es vino. No consideréis al hospedero tan loco como para hacer llenar el pozo con varios cientos de odres de vino carísimo."

4. El sacerdote se levanta y el anfitrión lo acompaña a la cisterna, le da el balde y dice: “Saca tú mismo y luego, prueba.” Asegurándose incluso los colegas que se trata del mejor vino, los sacerdotes aconsejan al hospedero guardarlo en odres para poder venderlo a buen precio. Él responde: “Para eso no recibí permiso de Quien transformó el agua en vino, por lo tanto, todo quedará donde está.”

5. Ante esto, los sacerdotes no encuentran argumentos, volviendo al comedor, donde el sacerdote de Apolo, dice con énfasis al delegado: "Esto nunca ocurrió entre los dioses, comenzando por Júpiter hasta la más simple ninfa de fuente. Ya hemos tratado con centenares de magos realmente extraordinarios. Nunca alguno de ellos tuvo la idea de transformar el agua en vino. Por eso, te ruego me indiques a quién en esta ilustre asamblea debo expresar mi veneración y respeto.”

6. Responde el oficial, con Mi Consentimiento: “A mi derecha está El Señor de toda Gloria, Maestro de todos los maestros, y Dios de todos los dioses.” Dice él: “En este caso, sería Él el destino insondable a todos los dioses, de Quien dependen, así como el Sol, la Luna, todas las estrellas y la Tierra con todo lo que contiene. Según me parece, consta en un antiguo libro egipcio, que esa divinidad insondable, se iba a revelar a los dioses y hombres de este planeta.

7. Hoy temprano, alabé como siempre, al dios Apolo, cuando apareció el Sol, sin embargo, mucho me sorprendí cuando vi aparecer dos astros. Lo que me causó enorme estupefacción, fue el descubrimiento de palabras debajo del Sol, que lamentablemente no pude interpretar por desconocer el idioma hebreo.

8. No me cabía duda que esa escritura tenía una importancia excepcional. Cuando averigüé si alguien más se había dado cuenta del fenómeno, algunos huéspedes me dijeron que ayer en la noche, el Dios Judío había llegado con varios sirvientes. Si fuiste tú dicho Personaje, permite que te rinda mi veneración y respeto como pagano, y permite la construcción de un templo en el punto más elevado de la ciudad, para poder adorarte con dignidad.”

191. LA VERDADERA ADORACIÓN

1. Digo "Déjalo. Mi templo está en todas partes, especialmente en los corazones de los hombres que creen en Mí, ámame por encima de todo y cumple con Mis Mandamientos. Observa la Tierra con todo lo que la conforma, e igualmente el Firmamento. He ahí Mi Templo, construido por Mí Mismo; por eso no necesito de otro hecho por manos humanas. Si crees que Yo Soy El Señor, aléjate de los ídolos y templos hechos por los hombres. Si los constructores que prometieron ciertas ventajas a los hombres que les traían ofrendas, no tienen el poder de hacer nacer la más simple plantita de musgo, cuál sería el poder de sus dioses y templos?.

2. Los sacerdotes tienen un poder de maldad, es decir, de mentira e inspiración de la peor superstición, poder que deriva del jefe de los diablos, que por medios ocultos sabe oscurecer los corazones de las criaturas, a fin de enriquecer y ampliar su reino.

3. ¡Ay de aquellos que saben que no hay verdad en sus enseñanzas, mientras conducen a los hombres a la oscuridad para trabajar en beneficio de ellos y que con sus ofrendas les proporcionan una vida descansada y confortable. Os digo: Me apiadaré de los seducidos, pero nunca de los seductores. Saben lo que hacen, mientras que los otros lo ignoran.

4. Tú mismo, nunca creíste ni siquiera en uno de los dioses, sin embargo, obligaste a los hombres a creer en las fábulas de los antiguos. Si quisieras salvarte de la perdición, dale la espalda a los dioses y enseña a los traicionados por ti, el respeto al Dios Único y Verdadero, y de ese modo podrás participar de Mi Reino, que no es de este mundo, sino del Más Allá, del cual no tienes ningún conocimiento.”

5. Responde el sacerdote pagano: "Oh Señor, Maestro y Dios, esto será un trabajo pesado! Los hombres están demasiado compenetrados de la realidad de los dioses. Si empezamos a enseñar lo contrario, seremos perseguidos y maltratados. "

6. Yo digo: "Si creen en Mí, esa fe os dará la fuerza que os ayudará a realizar lo imposible.” Contesta el sacerdote: Tuvimos prueba que nada es imposible a Tu Omnipotencia. Podrías, por tanto, destruir nuestros ídolos en un instante. Así no seremos responsables ante el pueblo, y podremos entonces dirigirnos más fácilmente a él. Hay muchos testigos importantes que podrían dar su opinión al respecto.”

7. Yo digo: "Esto sería posible, sin embargo, es mejor enseñar primero al pueblo que pondrá manos en los templos y en los bosques que lo rodean, pues son sólo matorrales que no sirven.” Opina él: “Maestro, Señor y Dios…” Interrumpo: “Si quieres hablar Conmigo, trátame sólo de Señor y Maestro. Dios seré solamente cuando percibas en tu interior, lo que es la Divinidad. Puedes continuar”.

8. Dice él: "¿Cómo surgieron todos los dioses? No me refiero a los pequeños y semi-dioses, tampoco a las diosas. Pero debe haber algo detrás de los dioses principales, venerados hasta por los antiguos egipcios. Tú seguramente sabrás la causa de eso”.

192.EL SURGIMIENTO DEL PAGANISMO

1. Yo digo: "Los primeros habitantes de Egipto, descendientes de Noé, fueron los portadores del conocimiento del Dios Único y Verdadero para ese país, a Quien adoraron por más de setecientos años, y aún existe un templo tallado en roca de granito, construido por cuatro faraones.

2. En la parte inferior del templo se encuentra tallada la inscripción: Jabusimbil, que quiere decir, Yo fui, Soy y Seré. De esta manera, y dentro de esa concepción los antiguos adoraban a la Divinidad, al igual que lo hizo Abraham en este país, y el Espíritu de Dios estaba con ellos y les enseñó las cosas importantes. A medida que se acostumbraban a las fuerzas de la Naturaleza, se entregaban a meditaciones sobre la Naturaleza de Dios.

3. Cada fuerza descubierta por ellos era representada como cualidad propia de la Fuerza Original de la Divinidad. Con el fin de orientar con más facilidad a la gente, comenzaron a interpretar esas Fuerzas, por medio de figuras correspondientes, y que cada una, proyectada por el Único y Verdadero Dios, debería también ser venerada divinamente.

4. Construyeron escuelas, nombraron profesores. Allá se enseñaba el conocimiento de la Divinidad, de donde la enseñanza pasaba a las emanaciones aisladas, hasta que instituyeron escuelas y educadores especiales para cada Emanación. Tales Emanaciones tenían que ser estudiadas por todos los alumnos, a fin de que pudieran ser admitidos en la escuela principal, después de los exámenes rendidos.

5. Con el tiempo, estos profesores se convirtieron en sacerdotes, representantes de las fuerzas aisladas de la Divinidad, para obtener un mayor conocimiento. Con el crecimiento de la población, se construyeron varias escuelas y templos, y estos últimos estaban adornados con las figuras correspondientes. El descubrimiento de constantes proyecciones de fuerzas aisladas, alentó a la construcción de escuelas menores, cuyos templos nuevamente fueron adornados con estampas de la Misma Divinidad. Finalmente, se simplificaron las enseñanzas, de manera que bastaba con la veneración de una sola fuerza en cualquier templo, pues de este modo homenajeaban la Divinidad Principal, según Sus Proyecciones aisladas.

6. Con esto, el conocimiento original de la Divinidad Única y Verdadera se mantuvo sólo entre los sacerdotes, cada vez más perezosos y dominantes. El pueblo era instigado a la apreciación y devoción de varias emanaciones aisladas, y sólo pocos eran introducidos en los secretos más profundos, en escuelas superiores.

7. También hubo afluencia de extranjeros en Egipto, exigiendo la iniciación de la Verdad. Aunque los sacerdotes la llevaban de templo en templo, de escuela en escuela, enseñaban sólo la interpretación de los cuadros correspondientes. Los extranjeros compraron las estampas con algunas orientaciones, y en su patria también construyeron templos y escuelas, al estilo egipcio. Así surgió el politeísmo y la idolatría de estampas, y las criaturas eran llevadas a la creencia de haber hecho todo por la veneración de una o varias, conforme eran expuestas en el templo, ofreciéndoles sacrificios individuales.

8. La Misma Divinidad era venerada con temor y respeto, como el destino implacable, y los griegos Le erigieron un templo especial bajo la denominación: Al Dios Desconocido! En ese templo no había figuras, sólo un círculo cubierto con el velo de Isis, que nadie debía levantar. He ahí la explicación completa sobre los numerosos cuadros de ídolos paganos.”

193. EL ORIGEN DE LA VENERACIÓN DE APOLO

1. (El Señor): "Te calificas de sacerdote de Apolo sin saber cuál es la fuerza aislada que los egipcios representaban por esa figura, como Emanación de Dios. Entre los primitivos se manifestaba la necesidad de una división del tiempo más definida. Si bien que el día se dividía por el hecho que el Sol alcanzaba el zenit en la mitad del día, la noche les imponía dificultad. Algunas constelaciones servían de punto de partida, sin embargo, se daban cuenta que las estrellas no se presentaban siempre de igual modo. De esa forma, contar la duración de la noche era más difícil que la del día.

2. Por eso construyeron columnas elevadas en vastas planicies y observaban la marcha de la sombra, marcaron con piedras, Levante y Poniente, y partiendo de esos dos puntos, hicieron pequeñas divisiones en la línea de la sombra, calculando el tiempo que un hombre necesitaría en el transcurso de determinado trecho, a pasos moderados.

3. Esta ruta se llamó pista y hacía más o menos la cuarta parte de una hora de hoy. El tiempo de recorrido estaba marcado con pequeñas piedras, las de cuatro recorridos, con piedras más grandes la columna principal formaba el mediodía, partiendo de la cual, varias eran distribuidas. Dichos medidores de tiempo en los campos eran llamados Sa-pollo, quiero decir, “para el campo”, a fin de determinar la medición del tiempo para pastores y labradores.

4. La columna se adornaba con una estampa que sujetaba en una mano, el Sol formado de acero y que debería ser golpeado con martillo sujeto a un mango largo, por parte del supervisor, con los trazos correspondientes al paso de la sombra del Levante al Poniente. De esta forma, todos los labradores sabían la hora exacta.

5. Se subentiende que, posteriormente se hubiese cambiado la forma en la columna, a fin de ejemplificar a los hombres, al paso del tiempo. Poco a poco tal instrumento dejó de satisfacer, pues no permitía medir el tiempo durante la noche, y se dedicó una mayor atención a las constelaciones. Se inventaron doce y se les dio el nombre de Zodíaco, según los fenómenos acontecidos cada mes, en el cual aparecían tres denominaciones humanas: los gemelos, el sagitario y la virgen.

6. Cuanto mayor era la atención que se prestaba a las constelaciones, tanto más exacta se presentaba la calificación de la noche, de manera que construyeron en Diathira, un Zodíaco enorme de piedras esculpidas, aún hoy existente y es obra artística que despierta gran admiración de todos los astrónomos.

7. De Mi Explicación deducirás cómo surgió tu dios Apolo, y por qué posteriormente fue transformado en dios del Sol y de otras fuerzas y ciencias, concordando que en la realidad nunca hubo un dios Apolo. Habiendo sido el tiempo igualmente aceptado como una tendencia principal de la Fuerza Divina, el cuadro fue admitido entre los doce dioses principales, sólo proyecciones de la Misma. De esta enseñanza podrás concluir cómo surgieron los otros dioses e ídolos, y aprenderás de qué modo tendrás que enseñar a los paganos ignorantes, de manera que deseen volver a Mí, Entidad Original y Ser de todo ser y vida.”

194. EL AMOR Y LA PACIENCIA EN LA DIVULGACIÓN DE LA DOCTRINA

1. Responde el sacerdote de Apolo: "Oh Señor y Maestro, qué tontos fueron los paganos. El asunto es tan claro que tengo la impresión de haber vivido en la época remota de los egipcios, pero también me doy cuenta del gran trabajo que significará para los gentiles la intención de elevarse a la esfera de la Luz de la Verdad.

2. Confío en Tu Ayuda y quizás en tiempos futuros, se podrá registrar algún progreso. Lo mejor del politeísmo es que el gobierno no impone coacción, y cualquier romano puede creer lo que quiera, o seguir a los filósofos griegos y romanos. Basta que el hombre sea ciudadano fiel, y cumpla con las leyes del Estado, y el resto, no le interesa al gobierno. Así, creo que Tu Doctrina encuentra mayor comprensión entre paganos que entre judíos. No entienden su propia religión ni conocen las fuerzas de la Naturaleza, y aquello que asimilaron les fue dado por los paganos. Te agradezco, Señor y Maestro por la enseñanza tan profunda.” Interrumpe el delegado: “También yo me beneficié mucho en esta ocasión y sabré qué hacer en la conversión de los paganos.”

3. Digo Yo: “Todo lo que hiciereis en Mi Nombre, que sea hecho con mucho amor y paciencia. De ninguna manera debéis predicar Mi Evangelio con la espada en la mano. Opino que hay muchos que quedarán satisfechos por ser llevados de la oscuridad profunda a la Luz clarísima de la Vida.

4. Ved Mi Ejemplo. Siempre Me mantuve lleno de amor y paciencia entre vosotros, jamás pronuncié una palabra áspera, ni obligué a alguien a tener fe en Mí, a no ser por medio de algunas pruebas milagrosas de Amor. Esas pruebas también seréis capaces de realizar en Mi Nombre. Pero en ese caso, sed parsimoniosos lo más posible.

5. Los antiguos sabios griegos, egipcios y romanos no hacían milagros, sin embargo, lograron gran número de seguidores. Es mejor para todos que acepten Mi Doctrina según la fuerza de Su Verdad, de la que es muy rica, que aceptarla sólo después de haber sido forzado por distintos milagros. Os digo: La letra y todas las demás pruebas, no vivifican el espíritu del hombre, sino el Espíritu de la Verdad en sus propias palabras.

6. Mi Doctrina consiste sólo en lo siguiente: Reconocer y amar en Mí al Espíritu de Dios, Único y Verdadero, y entre vosotros, amaros de la misma forma que cada cual se ama a sí mismo. Con esta acción seréis conducidos por Mi Espíritu, a toda Verdad y Sabiduría, emanadas de Mí.

7. Físicamente, dejaré este mundo dentro de poco tiempo, pero en la Fuerza de Mi Espíritu quedaré con vosotros hasta el Fin de los Tiempos. Lo que pidieres al Padre, el Eterno Amor en Mí, en Mi Nombre, os será dado. No pidáis por cosas materiales, pues sé lo que necesitáis físicamente. Buscad ante todo, Mi Reino, en el Amor a Mí y a vuestro prójimo. Todo lo demás os será dado por añadidura.”

195. OMNIPRESENCIA Y OMNIPOTENCIA DEL SEÑOR.

EL PROCESO DE LA VISION

1. Todos agradecen con entusiasmo, y el delegado conjetura: “Ahora, reconozco plenamente que eres realmente El Señor y Creador del mundo material y espiritual. Quisiera preguntarte cómo puedes actuar a tanta distancia, mientras te encuentras aquí Presente.”

2. Respondo: "Este, Mi cuerpo, igual al vuestro de carne y sangre, propiamente aquello que se llama El Hijo de Dios, se encuentra sólo en medio de vosotros. La Fuerza del Espíritu de Dios que se proyecta de Mí, abarca todo el Universo y actúa según Mi Voluntad Fundamental, precisamente en el instante en que pronuncio “que así sea”, no audiblemente, sino en Mi Interior. Todo lo que ves, no es otra cosa que Mi Voluntad Firme e Inalterable.

3. Esa cualidad, de la que Tu Padre te dio información precisa, es inherente a todos los espíritus puros, en especial a Mis ángeles, siempre listos para servirme, en un grado más perfecto que los espíritus menos perfeccionados.

4. Mientras el mundo todavía tiene tu alma, no puedes entender y comprenderlo Cuando ella se libere a través de Mi Espíritu, el mundo visible desaparecerá, es decir, podrás verlo cuando quieras, pero su materia resistente y sus elementos no podrán imponerte más barreras. En tu propio interior crearás un mundo tan perfecto y estable, como tu voluntad lo quiera fijar.

5. Te daré un pequeño ejemplo que servirá para una mejor comprensión dentro de una justa observación. Tienes durante la noche un sueño muy nítido y estás consciente que eres tú mismo al soñar. Nunca tuviste un sueño en que no habías visto paisaje, un recinto con personas, con las cuales muchas veces conversaste, según tu conocimiento y modo de pensar. Donde estaban el paisaje, las personas, etc., sino dentro de ti?

6. Cuando tu alma durante el sueño físico, se siente libre de los lazos materiales, no puede dejar de ver lo que existe dentro de sí, igualmente fuera de ella. Sea lo que fuere, tal visión es pura realidad, donde el alma se encuentra tan cómoda, como si estuviera dentro del hogar.

7. El hecho de poder entrar en contacto con los vivos, y también con los desencarnados, se fundamenta en lo siguiente: Toda alma contiene el reflejo de todas las personas que vivieron, viven y aún vivirán en la Tierra, incluso el mundo total de los espíritus, en miniatura, así como un espejo recibe los cuadros exteriores sin que sean realidades. El espejo no deja de ser una comparación muy débil por ser muerto, y puede sólo representar las formas muertas de los objetos.

8. El alma es un espejo vivo. Por eso darle vida los cuadros conectados a ella, y tratarlos como si fuesen reales, con la enorme ventaja de poder entrar en contacto verdadero con ellos, con un mínimo de esfuerzo. Mientras ella vive en la Tierra, esa capacidad es imperfecta, y no sabe cómo utilizarlo. Cuando se ha desprendido totalmente, percibirá más nítidamente cómo aprovechar ese don.

9. En este punto se asemeja a un joven heredero que recibió de su padre muchas posesiones, y al principio no sabe qué aspecto tienen y para qué sirven. Con el tiempo se identificará con ellas y llegará a disfrutarlas. Lo mismo sucederá con toda alma más o menos perfecta, cada vez más consciente de aquello en lo que ella se basa, y aplicará sus dones.

10. A través de tus ojos, ves las zonas, las criaturas, los objetos, etc., como si estuviesen fuera de ti. Yo, sin embargo, aseguro que ves todo esto dentro de ti. Tu alma tiene relación sólo con los reflejos de las realidades eternas, y no con ellas mismas. Solamente tus sentidos entran en contacto con las realidades.

11. Ves una montaña a la distancia, sin embargo, no ves la propia cordillera, sino sólo su reflejo a través de la visión ocular, de tal forma que puede recibir objetos grandes, en proporción menor, transmitiéndolos inmediatamente a la visión del alma, por una organización física muy artística.

12. El cuerpo por sí solo, nada ve, y si no fuese así, el ojo no necesitaría de una organización tan fantástica, que sólo existe por el alma. Si vieses las realidades cómo son proyectadas por Mí, en su tamaño verdadero, no terminarías el estudio con una piedra de tamaño regular, durante un milenio. En su superficie tendrías que vislumbrar milagros tan extraordinarios, que ni después de muchos años te podrías separar de ella.

13. En el futuro, los hombres descubrirán una especie de lentes con los cuales podrán percibir las cosas mínimas, en proporción muy dilatada, extasiándose por Mi Poder y Sabiduría, sin embargo, no podrán ver un objeto, por menor que sea, en el tamaño en que por Mí fue creado.

14. Los más pequeños bichitos que tu vista mal puede lograr ver, podrán ser vistos en tamaño tan colosal como ves un animal realmente grande. Aunque viesen un infusorio en el tamaño de un elefante, ese aumento sería nada en comparación con el tamaño verdadero por el cual Yo creé el infusorio. Te doy esta explicación para que veas que el alma nada ve fuera, sino dentro de ti, a medida que su percepción es más perfeccionada.

15. Cuando ella esté unida al espíritu, podrá ver todo en su tamaño real, si esto le agrada. Una cosa te aseguro: los propios ángeles más perfectos tienen temor de ver Mis Creaciones, en su tamaño verdadero, percibiendo en todo Mi Supremacía Eterna e Infinita. ¿Has entendido algo?”

196. LA EVOLUCIÓN HUMANA

1. Responde el oficial: "Señor y Maestro, tengo la impresión que todo dentro de mí comenzó a ampliarse y veo la Gran Verdad de Tus Enseñanzas, tanto como los objetos de esta Tierra en la Luz de una brumosa mañana. Todavía hay mucha neblina en las regiones más profundas, y tendré que esperar hasta que surja en Mí, el Sol del espíritu. Tus palabras probaron más que suficientemente que dentro de Ti debe existir una Enormidad Infinita, como la Creación más pequeña. No hay fantasía humana capaz de elevarse a tan grandes alturas y alcanzar tales profundidades, a fin de proyectar cuadros que solamente pueden tener su origen en la Sabiduría Infinita y Omnipotencia del Único y Verdadero Creador de todas las cosas.”

2. Todos los presentes agregan: "Estamos anonadados antes Tu Sublimidad, que nos demuestras con tanta facilidad. Señor y Maestro, qué será cuando Te conozcamos cada vez más perfectamente?”

3. Yo digo: "Se dará con vosotros lo mismo que sucede a una semilla de mostaza, cuando es dejada en buena tierra: crecerá en poco tiempo hasta alcanzar el tamaño de un árbol, en cuyas ramas los pájaros del cielo harán sus nidos. El fruto de esta semilla se multiplicará hasta el Infinito, cualidad inherente a todas las semillas.

4. Por el momento, aún sois semillas muy simples. Mi Doctrina es el suelo bien abonado en el cual Yo os siembro, y si asimilares Su Fuerza vital, cosecharéis frutos abundantes, en Mi Reino. No hay ojo que haya visto, ni oído que haya escuchado y sentido que percibiese lo que espera en Mi Reino, a aquellos que creen en Mí, Me aman y cumplen Mis fáciles Mandamientos. Ahora ya pasó el mediodía, y es conveniente que cuidemos de nuestro cuerpo. Preocúpate tú, buen hospedero, en seguida Yo y los discípulos continuaremos la marcha.”

5. Después de la comida, que duró casi una hora, todos Me piden que quede hasta la mañana siguiente. Dirigiéndome a los apóstoles, digo: “Si queréis, podemos quedarnos.” Contestan ellos: “Oh, Señor, sabes que nos agrada todo lo que sea de Tu Voluntad. Además, ya es tarde y será difícil que alcancemos hoy, otra aldea.”

6. Dice el delegado: "En este caso, tus discípulos tienen razón, Señor y Maestro, el siguiente pueblo, situado en las fuentes de Armón, dista más de un día de marcha, y en el trayecto se encuentran sólo algunas chozas.”

7. Yo digo: "En lo que concierne a la distancia, fácilmente podría alcanzar esa ciudad con Mis discípulos. Pero como es vuestro deseo que permanezca con vosotros hasta mañana, así será. La tarde es hermosa y pura, y el resto del día lo pasaremos al aire libre, en el Monte Nebo. Vamos en seguida para allá.”

197. EL SUBIR Y BAJAR DE LOS ANGELES

1. Todos vacían sus copas de vino y nos levantamos alegremente para dirigirnos en seguida al Monte mencionado, donde murió Mi primer gran profeta Moisés. En media hora ya nos encontrábamos en la cima del Monte, donde la vista era mucho más agradable que en la mañana, pues el Oeste se veía libre de neblinas, y se podía divisar el Valle del Jordán, gran parte del Mar Muerto, la Cordillera del Líbano con gran cantidad de ciudades, aldeas y villas, igualmente la antigua ciudad de David, Belén, y más allá, Jerusalén. Conversamos más de una hora acerca de la Historia de la Tierra Prometida, y que debió haber sido uno de los países más bendecidos del planeta.

2. Al final, digo: "Tenéis razón, aunque dentro de poco tiempo su apariencia será bien distinta. Algunos de vosotros y vuestros hijos experimentarán personalmente cuando ese paraíso de los judíos sea transformado en desierto. No habiendo reconocido e igualmente no queriendo aceptar el tiempo de su gran prueba, la época de Gracia será seguida por un tiempo de Juicio. Muchos judíos serán dispersos por todo el mundo, habrá otros que se refugiarán en estas sesenta ciudades antiguas. Si os dierais cuenta que son de buena voluntad, debéis acogerlos. A los obstinados, dejad que sigan su camino. En compensación bendeciré esta zona en una gran extensión, a fin de que podáis mantener grandes manadas y cultivar cebada y trigo. Hasta la misma viña podrá ser cultivada, y os dará buen vino.”

3. Bernabé replica: "Según Tus Palabras, Señor y Maestro, tendrá razón el antiguo profeta que dijo: La zona de Hauran será destrozada por los gentiles; pero cuando veáis al Señor de la Gloria, ella reverdecerá nuevamente, convirtiéndose en tierra fértil.”

4. Agrego: "Así será, pero no de modo general, pues llevará un tiempo muy largo para que esa zona extensa de Hauran se haga tierra fértil. Durante algunos siglos será fertilizada en los puntos visitados por Mí, donde encontré corazones bondadosos. Tan pronto como se vuelvan a endurecer y secar, la tierra tomará nuevamente el aspecto anterior.”

5. Aporta el fariseo Dismas: "Yo también he leído en las Escrituras que cuando estuvieres en la Tierra, los Cielos estarían abiertos, y los ángeles subirían y bajarían para servirte. ¿Cómo debemos interpretarlo?

6. Yo digo: "Creo que esto no debería ser difícil de comprender de vuestra parte, por cuanto vosotros mismos visteis a Moisés y un ángel a su lado esta mañana aquí. Además, ese pasaje de la Escritura tiene otro significado, de algún modo, el único verdadero. Ved, el Reino del Cielo, es decir, el Reino de Dios, no existe exteriormente en todo su esplendor para los hombres, sino que está dentro del mismo hombre. Quienes hayan aceptado este Reino de Dios dentro de ellos mismos, el Reino que Yo Mismo traje para ellos, está en su corazón, pleno de amor a Mí y al prójimo. Primeramente, el mismo Cielo está ahora abierto, y el propio ángel que sube y desciende entre Mí y él, sirviéndome con su amor.

7. Lo que vosotros llamáis Cielo, no es el Cielo, sino el mundo mismo, creado por Mí para el tiempo de prueba de los hombres de acuerdo a su libre albedrío. Cuando os hayáis despedido de vuestro propio mundo con la muerte física, este mundo externo y visible prácticamente no existirá más para vosotros, convirtiéndoos en habitantes de otro mundo muy diferente, que no creé para vosotros fuera de Mí o fuera de vosotros, sino que será creado por vosotros mismos, según el amor de cada uno tenga hacia Mí y hacia su prójimo. Así como tú, Mi querido amigo y supremo oficial judicial de la ciudad, oíste ayer por la tarde de la boca de tu padre que murió hace unos 10 años, a quien permití aparecer ante ti.

198. APARICIÓN DE LOS ÁNGELES

1. (El Señor): "Para que veáis que puedo dejarme servir por Mis ángeles que habitan Mi Cielo, penetrando todo el Universo, voy a daros una prueba. Quiero que varios de ellos aparezcan aquí y designaré uno para que os sirva a vosotros. Yo Mismo, no necesito del servicio de ángeles ni criaturas. Quiero que en este instante, un buen número de ángeles nos rodee.”

2. Inmediatamente estamos rodeados por una legión de ángeles con vestiduras blancas, azules y rojas. Paganos, judíos y fariseos cruzan sus manos sobre el pecho y no se atreven a pronunciar palabra alguna, por tanta veneración. Algunos ángeles se acercan y dicen: “Queridos amigos y hermanos, por qué tenéis miedo delante de nosotros? Acaso es nuestro aspecto tan feo?

3. El oficial responde: "Amigos celestiales, no es eso, por el contrario, y me veo obligado a confesar que jamás había soñado con figuras tan sublimes. El Señor, ahora en medio de nosotros, es evidentemente también vuestro Señor, de lo contrario, no habríais obedecido tan rápidamente. Yo podría haberos llamado durante toda mi vida, sin que alguno de vosotros apareciese. Por esto, Él es El Señor, Todo en todo, y le obedecen Cielos y Tierra. Sólo la gran ceguera de los hombres no quiere reconocer la inmensa Gracia que Él les dio.”

4. En esto, se adelanta un ángel, precisamente el arcángel Rafael, y dice: "Hablaste cierto; sin embargo, lo que ahora aún no se cumplió, será en el transcurso del tiempo. Créeme, nosotros presentes aquí, e incontables seres semejantes, nunca estamos inactivos, mucho menos en este tiempo.

5. Viajamos por toda la Tierra y analizamos los corazones humanos, si son capaces de aceptar la Gracia vivificante del Señor. Si encontramos esos corazones, nosotros los volvemos más fuertes y tan pronto como la Palabra de Dios llega a ellos, en poco tiempo es aceptada con mucha alegría.

6. Por lo tanto, yo también os busqué antes y os fortalecí, según la Voluntad del Señor, y cuando Él Personalmente vino aquí, en poco tiempo Lo reconocisteis. Para eso no necesitamos mostrarnos ante los hombres, porque tenemos el Poder y Fuerza de Él, para servirlos de tal forma que no perjudiquemos el libre albedrío humano. Ahora, habiendo reconocido y aceptado al Señor en vuestros corazones, nuestra aparición no ejerce coacción sobre vuestra alma, y podéis hablar tranquilamente con nosotros.

7. El oficial responde: "Sublime amigo de los Cielos Divinos! Si en el futuro tuviese algo importante que resolver en Nombre del Señor, y necesitase de tu presencia, podrías aparecer en caso que te llamase?”

8. Rafael dice: “Sí. Pero sólo para tu persona. Para tus semejantes, sólo si mi aparición no provocase fe obligatoria. Puedes confiar en lo que te dije, y aún hoy tendrás pruebas de serte útil, en muchas cosas, con el Permiso del Señor.”

9. Entonces, Rafael se aleja, mientras Yo pregunto a todos si están satisfechos con la presencia de los numerosos ángeles. Ellos responden: “Señor, que Tu Voluntad se haga” Nos convencemos que los profetas no han predicho inútilmente respecto de Ti. Cada palabra se ha cumplido literalmente.”

10. Sólo entonces Me vuelvo a Rafael: "Quedarás visiblemente entre nosotros, hasta que te avise de otra misión.” El arcángel Me agradece por la tarea. Después de eso, digo a los otros ángeles: “Volved donde Mi Voluntad y Sabiduría determinaron un trabajo para vosotros. He aquí, entonces, todos desaparecen.

199. EL TRABAJO DE LOS ANGELES

1. Rafael queda con nosotros, y de pronto se viste con un traje gris oscuro y sus pies están equipados con zapatos. La cabeza está cubierta con un sombrero a la moda judía, que generalmente eran de seda o de pelo de camello, de cualquier color, pero claro. De esta forma, su figura no despierta la atención.

2. Luego digo al delegado: "Salúdalo como amigo y hermano, y confirma que es realmente de carne y hueso. "Él lo hace y no es pequeña su sorpresa por la figura humana de ese arcángel. Por esto, pide que se siente al lado de él, en la hierba. En ese momento se acerca el sacerdote de Apolo, saluda a Rafael y dice: “Seguro que no te alegras de verme, ya que fui por mucho tiempo sacerdote pagano. Pero ahora reconocí al Dios Únicamente Verdadero y haré lo que sea para terminar en mi ámbito, el paganismo.”

3. Responde el arcángel: "Puedes estar seguro que yo te ayudaré fortaleciéndote cuando sea necesario, pues también estuve contigo antes que aceptases al Señor, y amoldé tu corazón. Más adelante estaré nuevamente contigo y te haré un precursor entre tus paganos. No somos indolentes, cuando el Señor, Personalmente, pone Manos a la Obra. Como espíritus perfectos, somos de algún modo, los Dedos en la Mano del Señor. Bien sabes que los dedos de alguien siempre están en movimiento cuando emprenden un trabajo. Confía en la Promesa del Señor, y yo no te abandonaré. Lo crees?”

4. El oficial responde: "Acaso eres capaz de todo lo que el Señor hace, con Su Permiso, naturalmente?” Rafael dice: “Querido amigo y hermano, tu pregunta fue bien humana. Nosotros, los ángeles celestiales, somos tan poco capaces de realizar algo como vosotros, los humanos. Ya te dije que somos, de cierta forma, los Dedos de Su Mano y ejecutores de Su Voluntad. Como tales, somos seres libres, por cosa alguna limitados, por lo tanto, Emanaciones de la Fuerza Divina, y podemos realizar lo que esa Fuerza nos revela y quiere. Lo que hacemos, no es nuestra, sino sólo Obra del Señor.

5. Somos perfectamente independientes y en todo, igualmente libres. La mayor independencia que reside en la Sabiduría y Voluntad del Señor, se subentiende que tanto el hombre como un espíritu angelical, en sí también un hombre, será más y más independiente y libre, a medida que hace la Sabiduría y Voluntad del Señor como suya propia. Voy a hacer una prueba con un ejemplo terrenal.

6. Eres delegado encargado de ejercer un poder dado por el Emperador sobre esta y otras catorce ciudades, incluso, decides sobre la vida o muerte de sus habitantes. Cómo llegaste a tan importante poder?. Te explicaré. Por medio de estudios legislativos, probaste en los rigurosos exámenes en Roma haber adoptado la voluntad del soberano, de tal forma que sometiste la tuya a la de él, por lo que te volviste un hombre diferente a aquel del inicio de los estudios. Habiendo internalizado la ley imperial, incluso su voluntad, tan vivamente, y encadenando tu libre albedrío, nada perdiste, sino que te enriqueciste inmensamente. Si sigues tu voluntad propia, habrías continuado siendo esclavo de la voluntad imperial. Al aceptarla como tuya propia, te volviste enteramente libre, y podrás hacer lo que quieras, que no te cabrá responsabilidad. Si hay alguien que no quiere someterse a tu orden, dispones de jusgladii, y puedes obligar a los reticentes, a la obediencia por el poder y fuerza del Imperio.

7. Cuanto más te esfuerces por ejecutar rigurosamente la voluntad del soberano, lo que pronto él sabrá, tanto mayor el ámbito gubernamental otorgado por él, en el cual podrás actuar más libremente que ahora. De esta forma, podrás elevarte cada vez más, tanto como para ser atraído a la corte, donde actuarás como el propio emperador. Pregúntate a ti mismo, de qué manera llegaste a tanto poder, que la respuesta podrá ser sólo la siguiente: Renuncié de tal modo a mi voluntad, que nada quedó, sino el deseo de poseer la voluntad del soberano.

8. Lo mismo ocurre en los espíritus más perfectos. Nosotros también tenemos nuestra voluntad propia y libre. Sin embargo, ella está infinitamente más restringida que la Voluntad Libérrima del Señor Mismo. Cuanto más nos apoderamos de la Voluntad del Señor, como si fuera la nuestra, tanto mayor será nuestro poder, fuerza y autoridad, y podrán realizar todo lo que el Señor Mismo hace y proyecta. Ahora comprenderás que no somos nosotros quienes realizamos las cosas, sino el Propio Señor, en nosotros y a través de nosotros.

9. Si alguien en tu distrito ataca y mata a un viajero, en seguida es llevado preso, delante de tu persona, lo condenarás a muerte, y habrás actuado bien, porque empleaste la voluntad del emperador, y por lo tanto, estás fuera del alcance de la ley. El asaltante y asesino actuó según su propia voluntad, y por eso sucumbió. Comprendes que nosotros, espíritus angélicos y poseedores del Poder y Fuerza de Dios, hacemos libremente y sin responsabilidad todo lo que Él Mismo hace,?”

200. UNA PRUEBA DEL PODER DE RAFAEL

1. El oficial responde: "Acabas de aclarar el asunto en cuestión de tal forma, que imposibilita cualquier duda durante toda mi vida, y reconozco tu sabiduría, idéntica a la del Señor, que eres capaz de todo, como Él. Así, tu ayuda en mi trabajo será muy fructífera.”

2. Le digo al delegado: "Así que te agradó Mi siervo celestial?" Él dice: "Señor y Maestro, habla como si Tú Mismo estuvieras hablando y supongo que tiene poder divino como siervo de Tu Gloria y Majestad; Sin embargo, creo que Tu Sabiduría y Voluntad son mucho más poderosas que la más profunda sabiduría de todos Tus ángeles. "

3. Yo digo: "Mi querido amigo, ese concepto no provino de tu intelecto, sino de tu espíritu en el Más Allá, que viene de Mí. Busca apoderarte de Mi Voluntad, como lo hiciste con la voluntad del emperador, que dentro de poco te habrás unido con tu espíritu que viene de Mí, o sea, Mi Amor, Sabiduría y Poder, y podrás actuar igual a ese espíritu angélico que se llama Rafael. No tienes, por supuesto, la menor idea de lo que es capaz de hacer, sin embargo, podrás recibir algunas pruebas. Pide tú mismo una prueba delante de todos, para que tengáis una idea de lo que puede Mi Poder y Mi Voluntad a través de él.”

4. El oficial responde: "¡Oh Señor y Maestro, de repente me encuentro tan ignorante que ni sé pedir, y sería mejor que Tú Mismo dieras una idea para orientación nuestra.”

5. Respondo: "No, amigo mío, esto es imposible, porque Rafael está pleno de Mi Poder. Por eso, retraigo Mi especial Voluntad y Omnipotencia, para que él pueda querer y actuar de su propio tesoro recibido de Mí, y tú reconocerás lo que puede realizar Mi Reino en todos los ángeles y criaturas, sin que Yo me vea obligado a guiarlos por medio de Mi Omnipotencia. Escoge tú mismo lo que consideres justo realizar.”

6. El delegado quedó en silencio, frotándose la frente con una de sus manos, y con la otra se rasca detrás de la oreja, sin saber lo que pueda ser razonable delante de Mí y de Rafael. Finalmente, recuerda que Yo había hablado en la casa del hospedero, que esa zona debería producir vegetación, cebada, trigo, árboles frutales y viña. En ese sentido, se expresa al lado de Rafael.

7. El arcángel frota amistosamente en su hombro y dice: "Estimado amigo y hermano, formulaste una petición realmente razonable y será inmediatamente concedida. "

8. Él protestó: "No, no, ya no tiene que ser. Estaré satisfecho, si se da paulatinamente y con la ayuda de nuestro cuidado humano. "Rafael responde: "¿Acaso ignoras que quien da en el instante, lo hace doblemente y varias veces que proporcionando ayuda según su conveniencia y circunstancia favorables? Responde el delegado: “Realmente así es, y nosotros, romanos, tenemos en la legislación popular, una determinación muy similar, pero que no siempre es aplicada.”

9. Rafael dice: "Esto es común entre los ciudadanos de la Tierra, por tener su voluntad y fuerza de ejecución, cargadas de muchas debilidades. En los ciudadanos de los Cielos de Dios, eso no ocurre, y todo lo que deseamos y queremos, surge en el momento, en su perfección máxima. Levántate y haz un recorrido por toda la zona, para que te convenzas de la veracidad de mis palabras.”

201. LA ZONA TRANSFORMADA DEL MONTE NEBO

1. El delegado se levanta y dirige su mirada a la vasta tierra alrededor, sin reconocerla, porque ve cantidad de campos de trigo maduro, prados y amplios jardines alrededor de la ciudad y huertas fertilísimas. El mismo Monte Nebo está verde y presenta las higueras y viñas más hermosas. A los pies de la ciudad, descubre un gran lago, del cual varias corrientes fluyen en diferentes direcciones.

2. Llevando las manos a la cabeza, exclama: "Oh Señor, esto es demasiado y va más allá de mi comprensión! ¿Qué dirán los residentes de esta ciudad ante esta aparición? Sólo podrán concluir que algún dios cualquiera se ha compadecido de sus aflicciones, a través de la petición de los sacerdotes. Sabré cómo orientar al pueblo lo antes posible. Te pido, Señor, ya no realices otro milagro, porque éste me lanzó al mayor problema, y aún hoy tendré que enfrentar a los inoportunos con sus preguntas cansadoras.”

3. Yo digo: "No hay duda, sin embargo, cuidaré de ti para entregarte las respuestas adecuadas, de modo que todos irán contentos y agradecidos hacia sus hogares y podrán empezar a cosechar los frutos de los terrenos individuales. Con ayuda de tus subordinados podrás dar la orden de no hacer mucha algarabía, porque atraería envidiosos de otros lugares, y finalmente se verían obligados a tomar las armas para mantenerlos alejados.

4. También vosotros, judíos y Mis apóstoles, no hagáis propaganda entre los compatriotas. Muchos no os darán crédito, os ridiculizarían y os perseguirían. Otros tal vez crean en vosotros y en Mí, pero esa fe no sería sólida, pues dentro de poco tiempo se transformaría en superstición, por medio de adiciones, y además de esto, tal propaganda, sujeta a la antigua superstición, provocaría una fe dudosa por la discusión si habría sido mano humana la que operó tal transformación. Más adelante podréis hacer referencia a los que ya aceptaron Mi Doctrina y que por ella han ingresado en Mi Reino. Creerán, diciendo: Qué sería imposible al Omnipotente? PoseyéndoLo, lo tendremos todo!

5. Basaos en primer lugar, sólo en Mi Doctrina. Después podéis pasar a Mis Milagros que, con el correr de los tiempos, podrán o no ser creídos, no importando cuán verdaderos sean, dado que encontrarán la fe reducida. El raciocinio de los hombres dejará de criticar estos hechos, cuando sean iniciados en la causa fundamental de su existencia, y esa iniciación puede, para muchos, no suceder aquí en la Tierra, sino sólo en el Más Allá. Seguid Mi Consejo, que lograréis buenos progresos en cualquier camino. De otra forma, atravesaréis por muchos obstáculos. Así, lo bueno es bueno, pero mejor también es eternamente mejor, y lo mejor de todo es lo que Yo os digo.” Todos prometen obedecer, y el delegado pregunta si debe dar noticias al Emperador al respecto.

6. Respondo: "Por ahora deja de lado al Emperador. Después de un año, podrás informar a Mi amigo Agrícola, quien lo transmitirá oportunamente al soberano, en tu beneficio. Mientras tanto, es suficiente que orientes en tu distrito. En caso que veas a un vecino de las ciudades situadas al Norte, él mismo te dirá quién fue el autor. El capitán Pelayo puede ser informado, pues es el Jefe militar de esa ciudad y Me conoce.”

202. VELOCIDAD DE RAFAEL

1. Entonces, le pregunté al oficial, si en casa de su madre había algún objeto que quisiese tener aquí. Él responde: "Sí, Señor y Maestro, y es el título de patriciado que durante mi estancia en Roma fue de tal forma guardado que no ha sido posible encontrarlo. Estaba en una caja de oro que data de la época de Julio César, y mi compromiso por el título no ha sido tanto por mí, sino por mis hermanos menores.”

2. Rafael dice, sentado junto a él: "¡Helo aquí, ve si es el mismo.” Sumamente sorprendido, el romano abre el estuche donde se halla el documento, y exclama: “Cómo te fue posible esto?. Responde el arcángel: “Nuestra especialidad consiste, entre otras, en que podemos trasladarnos en un instante, de un lugar a otro, de manera que fui y volví de Roma.”

3. Dice el romano: "Si no conociese tan bien el estuche y el título, creería que lo habías creado, de la misma forma como transformaste la zona árida en una zona fértil. Creo que puedes moverte en un instante de un punto a otro; pero no te ausentaste. Así que creo que debes haber enviado a un ángel a tu servicio, que rápidamente ejecutó tu orden.”

4. Rafael dice: "No, mi amigo, fui personalmente. El tiempo puede, como todo lo que se refiere al Espacio, ser dividido en diminutísimas partes, de modo que el espacio por ti llamado de “un instante”, se divide en innumerables espacios más cortos. Para tu capacidad de entendimiento, tal instante es, tanto como nada, pero no para nosotros, espíritus angélicos perfectos. Yo puedo, en ese momentito, trasladarme innumerables veces a la mayor de las distancias, yendo y volviendo, sin que perciban mi ausencia, y los que se hallen en aquel lugar, tampoco sienten mi ausencia. Conoces la velocidad del pensamiento?.”

5. El oficial responde: "Sí, tengo pequeña noción al respecto, según la enseñanza del sabio Platón.” Prosigue Rafael: “ Cómo se llama el lugar más distante que conoces personalmente?” Dice el romano: “Britania; allá estuve en compañía de mi padre, y el viaje de ida y vuelta a Roma duró dos años, por mar.”

6. Rafael dice: "¿Cuánto tiempo necesitas para ir allá en pensamiento?” Responde el romano: “En un momento puedo estar aquí y allá, y aunque fuese mil veces más lejano, el tiempo no sería mayor.” Aduce Rafael: “Ves, mi amigo y hermano, la facultad que posees con tus pensamientos es igual a la nuestra, espíritus perfectos, en un grado mucho más perfecto en el Reino de Dios, y esa capacidad será también tuya, como espíritu puro y libre, en el Reino Celestial.

7. El Reino de Dios es de extensión infinita. Si los espíritus perfectos no se moviesen más rápidamente que los mortales en esta Tierra, la ejecución de La Voluntad del Señor sería problemática en los puntos más alejados de Sus Creaciones. Como Tiempo y Espacio no nos pueden poner barreras, La Orden del Señor en todo el Universo, jamás sufrirá la menor perturbación. Entendiste?” Contesta el delegado: “Entendí algo más que anteriormente, sin embargo, no seré capaz de asimilar por mucho tiempo la profundidad de este secreto.”

203. LA PIEDRA LUMINOSA DEL SOL

1. Rafael dice a continuación: "Observa el Sol en el Oeste. ¿Qué distancia crees que hay desde aquí a ese astro? Sé que la desconoces, y aunque te dijese el número en vuestra medida actual, de nada serviría, porque no tienes conocimiento de los números árabes, y en números romanos no se puede escribir un número tan extenso. Conoces la velocidad que una flecha necesita para alcanzar la distancia de cincuenta a cien pasos. No sobrepasa cuatro instantes, siendo el vuelo de una flecha, la más rápida para tu conocimiento. Si una flecha es proyectada en dirección al Sol y no encontrase resistencia por la atracción de la Tierra, necesita cerca de cincuenta años. Se subentiende que un viajero necesitaría varios siglos para realizar ese viaje a pie. Cuánto tiempo crees que yo necesito para ir al Sol y volver?”

2. El romano responde: "Por lo que veo, tu viaje no demoraría más que el realizado a Roma, de ida y regreso.”

3. Rafael dice: "Respondiste lo correcto, y cuando hablaba contigo, estuve allá y ya volví! Como prueba te traje un recuerdo.” Metiendo la mano en la túnica, él saca una piedra luminosa como el Sol, mostrándolo con las siguientes palabras: “Estas piedras no existen en la Tierra, pero sí en el gran cuerpo solar, especialmente en su esfera central, que posteriormente conocerás personalmente, hay esas piedras en tamaños diferentes y grandes cantidades.

4. Los habitantes del Sol las usan para iluminar los recintos interiores, pues el Sol en sí, es también oscuro. La luz que ves, se desarrolla en su superficie atmosférica, actuando en su potencia sólo para el exterior y en el propio Sol, un poco más fuerte que lo que ves en la superficie terrestre, iluminada.

5. Guarda esta piedra con la que podrás iluminar tus recintos, durante diez años. Pasado ese tiempo, perderá su luz paulatinamente. Si quieres prolongar sus servicios de iluminación, bastará que la expongas a los rayos solares, con los cuales se abastecerá, entregándote una luz mejor que cualquier lámpara de la mejor calidad. Una vez pasados cien años, cuando esté saturada del ácido de la atmósfera terrestre, no podrá ya servir para ese fin.”

6. Con respeto, el delegado envuelve la piedra en un paño limpio y la guarda en su bolsillo, agradeciendo al arcángel su regalo. Los discípulos envidian al romano, especulando: “Hace tanto tiempo que estamos en compañía del Señor, sin que jamás haya realizado un milagro semejante. Basta entrar a compartir un poco con romanos, y realiza los más grandes hechos y nosotros los veíamos solamente entre paganos, a quienes daba explicación directa, o por medio de Rafael. Cuando cerca de Jerusalén, Nicodemo preguntó por el Reino de Dios, Él respondió: No comprenderás las cosas del Cielo mientras no seas renacido. Al no comprender las cosas de esta Tierra, que son visibles, cómo entenderías los fenómenos celestiales, invisibles?. Por qué Él no dice esto igualmente a los judíos?

7. Al oír estas conjeturas, Me acerqué a los discípulos y dije: "¿Por qué os quejáis en secreto? Acaso no he permitido que seáis testigos de todo lo que hago entre paganos y no os dije , hace pocos días, el motivo por el cual puedo demostrar y explicarles más que a vosotros?

8. En lo que respecta a los conocimientos naturales, no sois orientados, mientras que los romanos poseen amplias nociones en tales asuntos. Eso os falta desde la época de los Jueces, conocedores de los fenómenos de la Naturaleza, tomados de los dos Libros de Moisés, que fueron rechazados por vosotros, prefiriendo crear la cábala, cuyo contenido es peor que el de cualquier filósofo pagano. De ninguna manera os privo de la participación de esclarecimientos más elevados y tales pruebas. Cuánto tiempo tendré que soportaros hasta que os volváis más comprensivos?

9. Dice Simón Judá: “Oh, Señor y Maestro, ten paciencia con nosotros. Vemos que nuevamente caímos en pecado ante Ti”. Respondo: “Está bien. Pero en el futuro, evitad tales quejas”. Ellos guardan Mis Palabras en sus corazones, volviéndose más humildes y pacientes en todo momento.

204. MILAGROS DE RAFAEL

1. Luego, abordamos asuntos más simples, y el hospedero observa que esa zona no tenía un competidor en cualquier punto del mundo, en lo que respecta a los maravillosos pastos. Sin embargo, los rebaños de la ciudad y lugares adyacentes eran escasos, y su número podría ser cien veces mayor.

2. Yo digo: "Vuestros rebaños podrían ser aumentados en forma milagrosa, como todo lo demás, pero llamaría aún más la atención de los curiosos. Quien tuviese diez ovejas, quedaría sobrepasado cuando su pastor reuniese mil, sabiendo que el establo sólo contendrá veinte. Por eso, procurad comprar animales, que dentro de dos años se habrán procreado. Los cereales los podéis almacenar, porque disponéis de buenos graneros.

3. Desde aquí podéis divisar un gran lago. Hay seis más en los alrededores, por medio de los cuales podéis regar los terrenos. Contienen también gran cantidad de peces, que pueden ser aprovechados por los vecinos. En cuanto a los peces de este lago, deben ser considerados propiedad del delegado, del hospedero, de los sacerdotes paganos y de los judíos, y tendrán cada uno el derecho de pescar la cuarta parte, según sus necesidades, a fin de que ninguno de ellos sea perjudicado por la ganancia del prójimo. Se trata de peces de buena calidad, que jamás apestarán las aguas.”

4. Todos Me agradecen por el regalo, y quieren cumplir rigurosamente con la distribución, y el delegado promete respetar la misma, con los demás lagos. Al comentar algunos aún el milagro del aprovisionamiento de los lagos, Rafael se levanta y dice: “Esto nos es tan fácil como hacer reverdecer un desierto, por la Voluntad del Señor. Tanto como crear animales de cualquier especie, como plantas, etc.

5. Todo lo que un espíritu piensa y quiere, siguiendo la Voluntad de Dios dentro de sí, surge de inmediato. Por supuesto que el pensamiento de un espíritu puro es diferente al de un mortal. El hombre sólo puede imaginar e idealizar formas externas. Nadie puede tener una idea y dirigir su voluntad a formas de lo más ínfimo a lo más sublime, y cual su construcción en la que sean capaces de vivir. Esto es inherente a un espíritu perfecto, tanto en grado mínimo, como en el más complejo.

6. Para expresarme como humano, es casi la misma diferencia que entre un artista eximio y un hombre sencillo, capaz de tallar una figura sacada de un pedazo de madera. Si hay en esta Tierra tan grande diversidad en la educación de los hombres, cuánto más en el Reino de los espíritus.

7. El elefante es actualmente el animal más colosal e inteligente, y puede ser usado en trabajos pesados, en caso que reciba cierta enseñanza por parte de los hombres, y hubo un tiempo en que esta especie habitaba en esta zona. Debido a los abusos de los hombres, las tierras se volvieron cada vez más estériles, de manera que los paquidermos emigraron para el Sur, hacia zonas más fértiles, ocasionando serias desventajas para esta zona.

8. Si tú, amigo delegado, lo desearas, puedo proporcionarte un par de elefantes, para los cuales encontrarás forraje de sobra. Mira en dirección al lago, donde avistarás dos paquidermos. Manda más tarde a tus empleados para que lleven algunos panes, que los elefantes los seguirán al establo, que es bastante espacioso. Corta el césped de tu campo, déjalo secar y átalos en fardos. Los empleados llevarán a los animales al pasto, y ellos mismos transportarán el heno para el establo. De esta forma podrás amaestrarlos para otros trabajos.”

9. El delegado expresa su agradecimiento a Rafael y dice: "Algunos agricultores son entendidos en la educación de estos animales, pues condujeron algunos de la India a Roma, y el emperador los mantuvo para el cuidado de los mismos. Más tarde aquí vinieron a estar al servicio de mi padre, y ahora me sirven fielmente.”

205. LOS ELEFANTES SON AMAESTRADOS

1. Después de esta conversación, el Sol había desaparecido y regresamos al hospedaje. Pronto entramos al comedor, y como Rafael había venido con nosotros, el hospedero pregunta si debe colocar un servicio para Rafael. Respondo: “Naturalmente, pues también está en un cuerpo físico, tomado del aire de la atmósfera de esta Tierra, y él igualmente necesita nutrirse de la Tierra como Yo, El Señor. En él, la nutrición es transformada de manera diferente a las criaturas terrestres; pero eso no importa. De la misma manera, él tomará alimento y beberá con nosotros, pero considerablemente en mayor cantidad, para lo cual deberíais estar prevenidos. Manda a traer pan y vino, y sólo después, pescado y cordero asado.”

2. El anfitrión responde: "¡Oh Señor y Maestro, no dispongo de cordero. Pero todavía tengo treinta ovejas, de las cuales mandaré a sacrificar la más joven, si el pastor las ha traído al establo.”

3. Yo digo: "No te preocupes. En la cocina encontrarás uno, listo para ser asado. Por eso, no debes sacrificar ninguna oveja, pues todas se hallan preñadas y, dentro de algunas semanas, tu rebaño se habrá duplicado.” Entonces, el hospedero inmediatamente se preocupó sólo del pan y el vino, y va a la cocina para ver el cordero listo para asar. Ya no se sorprende mucho, debido a que vio los milagros anteriores, y éste era muy comprensible para él. Pero su personal de cocina estaba muy impresionado, como también su esposa, porque mientras estábamos en la montaña, ella estaba en la huerta recogiendo algunas yerbas aromáticas para los pescados que prepararía por la tarde, y estaba ya volviendo a entrar, cuando ante sus ojos, la huerta que estaba cerca de la posada y que solía estar muy escasa, se puso de pronto verde nuevamente y abundante de todo lo que necesitaba para la casa.

4. La esposa no sabía cómo explicar al hospedero su confusión, pero finalmente concluyó que solamente podía ser obra del huésped milagroso que se encontraba en su hospedería, y junto con su personal, lo considerarían y honrarían como un verdadero Dios, y esto más aún porque los tres sacerdotes de Apolo se habían adherido a este dios. Entonces ella inmediatamente comenzó a preparar el pescado y a asar el cordero.

5. Mientras nos servíamos los alimentos en el comedor, entran los dos empleados del delegado, a quienes él había llamado en la montaña, vinieron hacia nosotros contando jadeantes todo lo que habían visto y vivido. Ellos estaban mayormente sorprendidos por el gran estanque que repentinamente estaba en el lugar donde antes había una pequeña fuente que daba agua sólo en ciertos períodos de tiempo. Uno de los sirvientes dijo al oficial supremo de justicia de la ciudad: “Y, oh gran señor, señor, otro gran milagro! Cerca de la fuente pastan dos elefantes, seguramente escapados de una caravana persa o hindú, por la falta de alimento en este lugar, donde por un milagro de Dios, toda clase de plantas, pasto y árboles crecen abundantemente. Estos dos animales se encuentran precisamente en tu pasto, y tienes derecho de ser su propietario. Como ya es de tu conocimiento, nosotros dos sabemos muy bien cómo controlar estos animales. Si quieres, podemos ir en seguida a buscarlos y luego guardarlos en tu establo grande. Y, una vez que los acomodemos allí, nos preocuparemos de que no escapen nunca de nosotros.”

6. El oficial responde: "Está bien, no os dejaré sin recompensa.” Los dos toman varios panes, se dirigen cerca de los elefantes y les hablan con ciertos sonidos. Los animales prestaron atención y el olor de los panes los atrae hacia los sirvientes. En seguida les dieron pedazos de pan, de manera que siguen a los hombres, mientras ellos caminaban hacia la ciudad que no estaba tan lejos. Por la ventana observamos cómo los elefantes seguían muy de cerca a los empleados, cuales ovejas pacíficas. De esta manera fueron traídos hasta el gran establo, donde reciben forraje y agua. Los demás sirvientes, ayudantes y vecinos observaban sorprendidos. Estos dos animales quedaron entonces en el establo y permitieron que los dos sirvientes cuidaran de ellos. Los otros sirvientes, sin embargo, no pudieron acercarse a los elefantes. Sólo más tarde les fue posible hacerlo.

7. Cinco años más tarde, nuestro oficial supremo de justicia de la ciudad recibió por intermediación del comandante Pellagius y el supremo gobernador de la ciudad Cirenius, un grado mucho más alto en la ciudad de Damasco, donde él protegió a los cristianos, y les dio grandes privilegios tanto como pudo. En esta oportunidad él dio estos dos animales y los dos sirvientes al emperador como regalo, por lo que éste estaba muy contento, y aparte de la gratitud, el emperador le asignó, igual a sus descendientes, suprema autoridad y manejo personal de esa ciudad donde hizo tantos buenos trabajos.

206. RAZON DE LA BIENAVENTURANZA DE LOS ESPIRITUS PERFECTOS

1. Durante la cena, alegres, Mis Apóstoles hablan de Mis Hechos en las ciudades y villas, así como Rafael también recibe grandes elogios por parte de ellos, porque su actitud excepcional es pública. Los demás amigos se sienten tan felices con los relatos, que el delegado señala: "¡Oh Señor y Maestro, si fuera posible continuar en Tu Compañía y de Tu siervo celestial, renunciaría a las bienaventuranzas más sublimes de Tus Cielos. Estar en contacto directo Contigo, lo considero como la situación más privilegiada. Estando Contigo se hace innecesaria la comprensión de los fenómenos naturales. Todo, desde lo más pequeño hasta lo más grandioso, desde lo primero hasta lo último, y desde el Alfa al Omega, son tus Pensamientos e Ideas traídos a la vida por Tu Voluntad y Tu Espíritu.”

2. Yo le digo: "Lo que has hablado es correcto y verdadero, pues también en el Cielo el hecho de que Yo esté con ellos, converse con ellos, o caminen Conmigo es la bienaventuranza suprema de todos los espíritus perfectos. Esa felicidad inmensa no deriva de Mi Personalidad modesta y simple, en la que Soy un ser humano como vosotros, y como Espíritu, tanto como el primer arcángel Rafael, sino que se origina del hecho de que cada vez más completamente claro y profundo pueden reconocer Mis muchas infinitas obras que no tienen número ni medida.

3. Se da más o menos lo mismo entre las criaturas de esta Tierra, inclinadas a las artes y las ciencias. Oíste, por ejemplo, hablar de un gran arquitecto y escultor, cuyas obras fueron objeto de la mayor admiración. Como no carecías de los medios necesarios, emprendiste el viaje al país lejano donde ese artista ejecutaba y exponía sus trabajos.

4. Pronto llegaste al sitio y con facilidad descubriste la dirección del artista, del cual durante el viaje te hiciste una idea fenomenal, incluso que era él personalmente de estatura impresionante. Cuando llegaste a conocerlo, ves que es un hombre sencillo y modesto, cuya personalidad no reflejaba lo que contenía en su interior. Conversas con él, pensando: Parece imposible que exista en este hombre tan simple, tan grande capacidad creadora, de la cual los entendidos se extasiaban. Sin embargo, te sientes feliz y te convences de la compañía del mayor arquitecto y artista, y puedes abordar varias de sus obras.

5. Por último, él señala: Habiendo emprendido el sacrificio de buscarme personalmente, quiero llevarte de aquí, de mi mansión que sólo es una pequeña cosa, a una ciudad antigua y mucho más grande, donde tendrás la oportunidad de alegrarte de mis obras. Acompañas al simpático artista, que durante el viaje continúa siendo hombre sencillo. Cuanto más te acercas a la mencionada metrópoli y desde lejos avistas los formidables monumentos, palacios y pueblos, tu fantasía con respecto a él, se agranda. La simplicidad personal desaparece, en la medida que su grandiosidad espiritual se pone de manifiesto por sus obras.

6. Finalmente, entras en la ciudad, donde una obra tras otra, cada vez más excepcional, artística y fenomenal, te dejan en silencio, y tu admiración sobre el arquitecto en tu compañía, crece cuando te das cuenta cómo todos los moradores lo saludan con amor y respeto. Dime, amigo, si tu opinión anterior, con la contemplación de las grandes obras no se modificó respecto del artista, e hizo más feliz a tu alma?”

207. LO IMPENSABLE DE LA CREACIÓN

1. El oficial responde: "Sí, Señor y Maestro, escogiste un cuadro perfecto que yo, naturalmente no en la misma proporción, observé en mi mocedad, cuando viajé con mi padre por la parte Norte del dominio romano y llegué a Venecia. Allá encontré un palacio formidable y perfecto dentro de las reglas artísticas, y sentí voluntad de conocer al arquitecto.

2. Logré llegar a su residencia y oficina, donde conocí a un griego simple, de la Isla de Rodas, y nunca sospeché que tuviera capacidad de contar con los dedos. Una vez que comenzó a hablar se notó que poseía, además de las matemáticas de Euclides, otros conocimientos de artes y ciencias, despertando en mí el mayor respeto. En comparación Contigo, Señor, no me doy cuenta de lo que quisiste indicar con relación a Ti Mismo.”

3. Yo digo: "Amigo mío, nada más que a tu supuesta gran felicidad al estar en Mi Compañía y en la de Rafael, todavía no alcanzaste el grado máximo, lo que sucederá solamente cuando te enteres de todas Mis Construcciones y Creaciones. Aunque sabías que en Mi se concentra la mayor capacidad creadora y de ella tienes un conocimiento elevado desde que Me viste realizar varios milagros, tu concepción cambiará cuando tu ámbito de visión interna se haya ampliado y elevado. Sólo entonces, lo realmente Divino en Mí se destacará en una Luz cada vez más pura, aunque jamás en la Luz Final Más Sublime, o sea, en Mi Yo Intrínseco, porque eso es imposible a un espíritu creado, no obstante haber alcanzado su máxima perfección.

4. Ahora conjeturas: ¿Pero cómo? En este caso, el espíritu más perfecto seguirá siendo una eterna nada delante de Ti! - Tienes razón. Todo Me es posible. Crear otro Yo, perfectamente igual a Mí, no puedo, como tampoco puedo generar otro Espacio Infinito y Tiempo Eterno. De esta manera, el más perfecto espíritu angélico no puede alcanzar la completa potencia de Luz dentro de Mí, ni los límites del Espacio Infinito, o contar las horas de las eras infinitas. Con respecto a esos tres fenómenos, él puede formar conceptos cada más amplios, sin alcanzar el final de los mismos. Ves la fuerza lumínica del Sol, y tomas su luz como la más potente. Qué dirías si Yo te presentase millares de soles de tamaño y luz idénticos?. No caería la claridad en esta Tierra, mil veces más fuerte?

5. El romano responde: "¡Oh Señor y Maestro, no hagas esto. Tenemos de sobra con la luz de un Sol durante el verano. Si mil soles iluminasen el firmamento, todos los seres se quemarían, y finalmente, la propia Tierra. Vi cierta vez en Alejandría lo que puede ocasionar la luz del Sol a través de un espejo cóncavo. El Sol es aumentado diez o veinte veces, y causa en el centro un enorme efecto para incendiar todo. Me imagino el efecto de mil soles!”

6. Yo digo: "En verdad, para la Tierra es más que suficiente con un Sol. Quería solamente indicarte que hasta la misma luz natural puede ser potenciada al infinito, cuánto más la espiritual! Por eso consta en Moisés, que ningún ser podría ver a Dios en Su Realidad Intrínseca, y continuar vivo.”

7. Dice el oficial, "Señor y Maestro, empiezo a sentir miedo en Tu Presencia, porque percibo mi nulidad y Tu Todo, y razón tenía Platón cuando dijo: En espíritu vi el pliegue de la Túnica de Dios. Todo estaba transformado en Luz, y yo en ella me encontraba como completamente disuelto. Solamente el amor a la Divinidad conservó mi conciencia.”

8. Yo digo: "Aquel filósofo tenía razón, pero solo para su tiempo. A partir de ahora, la cosa será diferente. Me envolví con un Cuerpo, para no presentarme más como Dios Incomprensible e Invisible, sino como Hombre, con el cual puedes hablar y enojarte, haciéndoos no solamente Mis hijos, perfectamente idénticos, sino, igualmente amigos y hermanos. Con esta dádiva de Mi Parte, pienso que estáis todos satisfechos, no preocupándoos que Yo sea jamás alcanzable en Mis Capacidades Eternas y Divinas. Aquí viene nuestro asado, con el cual nos ocuparemos, dejando todo lo demás de lado.”

208. EL MILAGRO DE LA COMIDA EN EL ALBERGUE

1. El cordero es compartido con todos los huéspedes, de manera que los trozos eran un tanto pequeños. Al anfitrión, que se da cuenta, se dirige a Mí diciendo: “Señor y Maestro, por lo que veo, este cordero es pequeño para tanta gente y tal vez ni sea suficiente para el propio Rafael.”

2. Yo digo: "No importa. Mis discípulos saben que satisfice a miles de personas con algunos panes y peces, de manera que sobraron varios cestos llenos de pedazos de pan. Siendo así, tenemos de sobra con este cordero.” El hospedero está de acuerdo. “Que se haga Tu Voluntad, Señor y Maestro. En seguida, se sienta a nuestra mesa, sin atreverse a participar del asado, con temor de perjudicar a alguien. Poniendo un pedazo en su plato, digo: “Amigo, cree en lo que te dije!. Aunque todos queden satisfechos, todavía sobrará para tus empleados.”

3. Los huéspedes se sirven a voluntad, y cuanto más comen, tanto más aumenta lo que tenían en sus platos. A final, sobra tanto que los pedazos no caben en la gran bandeja, en la cual el asado había sido traído a la mesa. Es necesario traer otra bandeja para llevar el resto a la cocina. La familia del anfitrión y los sirvientes no se cansan de comentar el milagro; agradecen y se sirven; sin embargo, aún sobra para el día siguiente.

4. Mientras aún tomábamos un poco de vino, el delegado se expresa de la siguiente manera: “Señor y Maestro, comprendo que te es posible, tanto como a Rafael, transformar un desierto en una tierra fértil, agua en vino, crear dos elefantes y catorce leones, etc., pues se trata de cosas fáciles a Tu Omnipotencia. Todo lo que quieres en esta Tierra fue creado por Ti, por lo tanto, es admisible que hayas dejado en flora y fauna, la capacidad creadora, según su especie.

5. El caso de este cordero es bastante diferente. Sólo había uno, que fue asado y traído a la mesa, y mientras se dividía, vimos que las partes serían pequeñas para todos. Cuando, sin embargo, se llevaba un pedazo a la boca, éste crecía. Cómo puede un organismo muerto aumentar, lo mismo que crece un cedro de año en año?. Confieso que no comprendo ese milagro.”

6. Yo digo: "Querido amigo, estos discípulos Míos que desde hace mucho me acompañan y presenciaron esas multiplicaciones de alimentos ya varias veces, y aunque son judíos, ninguno de ellos tuvo la idea de preguntarme especialmente acerca de ello. Y ellos no me preguntaron porque en su todavía ceguera judía, no pudieron descubrir la diferencia entre un milagro y otro que Yo haya hecho. Pero vosotros, romanos inteligentes, descubrieron la real diferencia entre Mis milagros, y la astucia de vuestra mente la hace merecedora de un análisis de aquello.”

7. Uno de Mis discípulos, que se llamaba Filipo, y que generalmente no abre fácilmente la boca, dijo: “Oh, Señor y Maestro, en diversas ocasiones hemos querido preguntarte algo más de una u otra cosa, lo que también hicimos algunas veces, pero esto no sucedió nunca sin recibir un reproche Tuyo, y por eso, desde entonces, hemos dejado que otra persona haga la pregunta y nosotros entonces, escuchamos lo que podrías decir sobre eso, y así nosotros podamos descubrir Tu Gran Luz en muchas cosas , sin esperar una amonestación de Tu parte.”

8. Contesto: “Si vosotros Me hubieseis preguntado esta clase de cosas, hubierais logrado que os explicara como cualquier otro, sin amonestación alguna de mi parte, pero vosotros siempre Me preguntasteis sobre cosas que Yo ya había explicado varias veces a todos vosotros. Y es por eso que Me forzáis a hacer la pregunta que de alguna manera es desagradable para vosotros: Cuánto tiempo todavía tendré que soportaros hasta que lleguéis a comprender?

A este romano no necesito hacerle esa observación. Su inteligencia descubre la menor diferencia entre una y otra Acción Mía. Realicé un milagro grandioso cuando sacié a varios miles de personas con unos pocos panes y peces, y ante vuestros ojos también realicé un gran número de hechos que nuestro romano calificaría como más naturales y comprensibles. Sin embargo, no dijisteis en esa ocasión: Señor y Maestro, nosotros entendimos cuando llenaste nuestras redes ya varias veces con peces, que has transformado zonas muy áridas en tierras fértiles, y que en la boda en Canaá en Galilea y en muchos otros lugares transformaste el agua en vino, pero cómo Te fue posible transformar panes y peces, ya muertos, hasta poder saciar a miles?. Mira Mi querido Filipo, si Me hubieseis preguntado de ese modo, no os habría hecho ningún reproche, pero no Me preguntasteis nada porque no distinguís ninguna diferencia entre Mis milagros y tiráis todo dentro de un gran saco. Pero nuestro amigo aquí, un romano verdadero de la más pura agua, encontró con la agudeza de su raciocinio, una real diferencia, y le explicaré en retorno a su pregunta sin una amonestación, que parce ser tan desagradable para todos vosotros.”

209. PROCESO DIGESTIVO EN EL CUERPO HUMANO

1. (El Señor): "Querido amigo delegado, a tu pregunta inteligente, daré una respuesta clara. Ve, aparentemente existe diferencia entre Mis Obras Milagrosas, sin embargo, no es así. Todo lo que ingieres y llega a tu estómago para la fortificación y vivificación del cuerpo, no es muerto como piensas. El alimento tiene tres capacidades. Primero: la parte material que puedes ver, y sentir. Y cuando el alimento está ya preparado, puedes también inhalar de antemano el agradable aroma con tu olfato. Mira, esta es la parte que vivifica tu cuerpo.

Segundo: Cuando los alimentos llegan al estómago, son de alguna forma, cocinados por segunda vez, y en este proceso se forman dos elementos principales, de los cuales, uno más grande, para nutrir los miembros y músculos. A través de la sangre que viene de estos dos elementos, es llevado a todas partes del cuerpo que necesitan ser nutridos y fortalecidos.

2. Una vez que estos dos elementos son extraídos en gran medida del estómago superior, de lo que acabas de comer, y son distribuidos en el cuerpo, comienzas a tener sed, y bebes. Así el alimento llega al estómago inferior, pequeño estómago que está dividido en 12 partes. Aquí, por medio de un proceso de fermentación especial, las partículas etéreas son separadas de estas pequeñas células del alimento que ingeriste, las cuales son necesarias para dar vida a los nervios. Por eso tú también puedes llamar a este elemento, “espíritu del sistema nervioso”.

3. El elemento sumamente etéreo que llamaremos "sustancia" es llevado por el bazo a lo largo de una vía muy escondida, al corazón, y desde allí pasa completamente purificada al alma del hombre, de manera que ella también absorbe del alimento las sustancias afines, siendo así nutrida y fortalecida en todos sus elementos separados, que corresponden completamente a aquellos del cuerpo.

4. Observarás que tus expresiones y criterios se manifiestan pesados y desconectados cuando tienes hambre y sed. Si has comido alimentos buenos y saludables, y tomado buen vino, tus opiniones y juicios tomarán otro carácter, lo que te demuestra la participación del alma. Si no comieras ni bebieras algo por mucho tiempo, las facultades de pensar, hablar y juzgar serán muy precarias.

5. Tan pronto como el alimento ha entregado lo esencial al cuerpo, a sus nervios y a su alma, la ahora impura parte de la materia que ingeriste para vivificar tu cuerpo, es expulsada del cuerpo por las vías naturales. Sin embargo, si la persona llega a ser glotona, y ha elevado a su estómago como un dios, los alimentos que digirió y el excesivo vino que bebió no pueden ser separados completamente en los dos estómagos que he explicado. Por eso, muchas partículas que tienen que vivificar el cuerpo, los nervios y el alma, pero que no fueron extraídos del alimento, entran a la gran barriga y los intestinos, y por otra parte vía el hígado y el bazo en la vejiga. Allí ellos provocarán una nueva fermentación fuera de la cual, en el transcurso del tiempo desarrollarán toda clase de enfermedades para el cuerpo, y que harán floja al alma, embotada e insensible.

6. Sin embargo, derivado de estas sustancias nocivas a veces surge otro problema. Porque cuando los espíritus naturales malos aún no fermentados, de la atmósfera de tal persona perciben de la irradiación de tal hombre que hay en el estómago e intestino cantidades de elementos afines, se infiltran en ese cuerpo y se unen a ellos. Con este evento, la situación del hombre es bastante peligrosa. No solamente el cuerpo físico es invadido de enfermedades incurables, sino incluso su alma que, cada vez más debilitada y perezosa, no se puede defender más contra estas influencias, penetrando más y más en su carne sensual y sufriente.

7. A fin de evitar la materialización del alma, sólo existe el recurso de la enfermedad. Esta criatura pierde el apetito e intenta expulsar los antiguos detritos a través de los medicamentos. A veces se puede curar, pero nunca completamente, porque basta que la persona olvide su situación enfermiza, y habrá reanimado los elementos de sufrimiento, convirtiendo el segundo estado, en uno peor que antes.

8. Este no es el único caso perjudicial que el glotón atrae sobre sí. Existe un tercero, mucho peor, y que consiste en la posesión de uno o varios espíritus realmente malos, que temporalmente pasarán su prueba de independencia en un cuerpo cualquiera. Para esta enfermedad no hay médico que salve al hombre, sino solamente Yo y aquél que de Mí haya recibido ese poder y fuerza.”

210. LOS ALIMENTOS MÁS IMPORTANTES PARA EL HOMBRE

1. (El Señor): "Quien quiera permanecer con el cuerpo y alma perfectamente sanos, tiene que ser alimentado desde la infancia, moderadamente, con alimentos puros. Ved Mi Ejemplo. Soy humano, pero Me alimento siempre de la misma especie de comida y vino, puro y bueno, pero dentro de la justa medida. Lo que ahora saboreo delante de tus ojos, ya lo hice cuando niño, incluso la mayoría de Mis apóstoles, casi todos pescadores que vivían de los peces. De la ganancia de los peces compraban ropas, pan, sal y vino, que bebían diluido. Pregúntales si alguna vez fueron afectados por enfermedades, con excepción de uno que no quiero mencionar.

2. Te aseguro que si los hombres hubieran permanecido en las normas alimentarias determinadas por Moisés, los médicos nunca habrían tenido ganancias. Sin embargo, comenzaron a llenarse como los paganos, ante el ejemplo de los epicúreos, con cientos de golosinas, cayendo así en enfermedades de todo tipo.

3. Peces de calidad que viven en aguas limpias son el mejor alimento, si se preparan como aquí se hace. A falta de esos, el pan de trigo y cebada, leches de vaca, cabra y oveja, son alimentos saludables. Entre los cereales, las lentejas toman el primer lugar, tanto como el maíz persa preparado en papilla. De las carnes, son buenas las de ciertas gallinas, palomas, ganado sano, cabras y corderos, completamente sin sangre, frita o cocida, siendo preferible la carne frita. La sangre no debe ser ingerida. Estos son los alimentos más simples, puros y saludables. Todo lo demás, especialmente ingerido en exceso, es nocivo, especialmente si no tiene la preparación por la cual los elementos perjudiciales sean enteramente extraídos.”

4. El oficial pregunta: "Señor y Maestro, cómo debemos proceder con las múltiples calidades de frutos y raíces?”.

5. Respondo: "Los frutos deben estar maduros para ser ingeridos; sin embargo, son más saludables cuando se cocinan, fritos o secos, porque con esos procesos son expulsados los elementos de la naturaleza no fermentados. Lo mismo sucede con las raíces.

6. Conoces las calidades de frutos y papas que sirven como alimento. Los hombres hambrientos e intemperantes no se satisfacen con ellas, pero inventan muchos otros alimentos de la flora y fauna, y la consecuencia es, naturalmente, las crecientes y más variadas enfermedades.

7. De Mis Palabras deducirás que es lo mismo para Mí, dotar a través de Mi Voluntad, un campo con cualquier tipo de cereales o llenar tus graneros con trigo maduro, o proporcionarte a ti o a cualquier otro, un pan cocinado, incluso, aumentarlo cuando fuera preciso. Lo mismo sucede con la carne. Si puedo crear animales vivos, seguramente Me es posible crear su carne, prepararla y también aumentarla, según las necesidades.

211. EL SEÑOR, COMO CREADOR TODOPODEROSO

1. (El Señor): "En tiempos remotos creé sólo un Sol, enorme, para tu idea. Sin embargo, observa el Firmamento durante la noche, y lo verás repleto de estrellas. Todas esas estrellas, con excepción de los planetas conocidos por ti, también son soles, alrededor de los cuales giran cuerpos como nuestra Tierra.

2. Además de las estrellas que divisas en la noche, debes imaginar miles de millones de otras en un Espacio Infinito, y todos los innumerables soles y planetas surgieron de aquel Sol original, por supuesto, no completamente maduros y listos, pero sí con la capacidad reproductora, como semillas de la espiga de un vástago. Ahora te pregunto: ¿Quién proveyó la sustancia para la formación y el desarrollo futuro de los grandes cuerpos cósmicos?”

3. Él responde: "¿Quién más, Señor, sino Tú?"

4. Sigo: "Si esto te es comprensible, estarás de acuerdo que Me es igualmente posible aumentar un asado de cordero, de la misma forma que en el correr de los Tiempos hice surgir del inmenso Sol original, innumerables otros soles y planetas, y organizarlos fuertes y activos, en determinados puntos del Universo. Según tu comprensión, una piedra es un objeto completamente muerto. Si tuvieses una en este instante, Yo podría aumentarla en un tamaño colosal, o disolver la más grande piedra existente hasta el punto de ser nada para tus sentidos, o podría transformarla en un suelo fértil.

5. No importa si organizo todo en un planeta cualquiera, de forma gradual dentro de un cierto orden, o de momento, si fuera necesario. El hecho de surgir todo en los cuerpos cósmicos paulatinamente, como consecuencia del suceso anterior, se basa principalmente en Mi Amor, Paciencia y Caridad para con las criaturas, especialmente de esta Tierra, y subsecuentemente, con las de otros mundos, donde pasan su prueba para vivir en libertad. Todo Espacio Infinito es Mi Morada Particular, donde existen muchas habitaciones que irás a conocer en Mi Reino. Comprendes ahora, cómo Me fue posible aumentar el asado?”

6. Con el alma contrita, el delegado responde: "¡Oh! Señor y Maestro, lo comprendo mejor que antes, sin embargo, me siento casi muerto delante de Tu Grandiosidad y Majestad. Siento que existo, pero me doy cuenta también que soy nada cerca de Ti”

7. Agrego: "Aun así, surgiste a la vida, como todos, de Mí, y por lo tanto, eres eterno. La forma en que esto pasó, lo sabrás solamente a través de Mi Espíritu despierto dentro de ti. Acaso deseas ser más?”

212. CONFESION DE PEDRO. LA PARÁBOLA DEL SEMBRADOR

1. Después de haber dado esta explicación, se levanta Simón Judá, llamado Pedro, y dice: “Señor, También nosotros Te agradecemos por la enseñanza tan maravillosa. Sólo ahora siento en la profundidad de mi alma, que eres Tú, físicamente, el Hijo de Dios, el Verdadero Cristo, de Quien predijeron los profetas desde Moisés, y hasta antes de él mismo, los patriarcas inspirados, comenzando por Abraham. No sabría qué más preguntarte, pues todo me parece claro como en un cuadro formidable delante de mis ojos.”

2. Yo digo: "Simón Judá, hablaste cierto, porque así es. Sin embargo, desertarás con las otras ovejas cuando el Pastor sea sacrificado. El hombre tendrá que dar varias pruebas de su fe, antes de perfeccionarse igual a su Maestro. Recuerda estas Palabras Mías. También para ti llegará el momento en que Me negarás de miedo ante el mundo. Aunque volverás a fortalecer tu fe débil, no lo harás por ti mismo, sino por Mi Espíritu en ti, que te tirará de los cabellos para eso.”

3. Dice Simón Judá: "Señor y Maestro, es realmente extraño que nunca nos predices algo bueno, sin embargo, Te acompañamos desde el comienzo y, por amor a Ti, abandonamos nuestras familias y posesiones.”

4. Yo digo: "Si Yo os hubiese creado y escogido sólo para este mundo, profetizaría sólo cosas mundanamente favorables. Habiéndoos escogido solamente para Mí y para Mi Reino en el Más Allá, por qué te preocupas si no puedo anunciarte hechos agradables y buenos? Bien sabes que el mundo malo y oscuro, ama y se alegra solamente de aquello que le es afín. Lo que fuera heterogéneo, es perseguido y condenado. Sois tanto como Yo, no de este mundo, sino de Lo Alto. Por esto el mundo nos persigue y odia. Siendo así, no te puedo predecir otra cosa, querido Simón. Comprendes?

5. Él responde: "¡Oh Señor y Maestro, he comprendido bien, pero ocurre conmigo lo que se dio con el amigo delegado. Me siento completamente aniquilado ante Tu Perfección Infinita y Presencia Personal. Como ya estuve hablando, deseaba pedirte mayor aclaración respecto de la parábola del Reino de Dios, dada en las proximidades de Betsaida. La explicación fue buena, sin embargo, no puedo hacerla concordar con el cuadro.

6. Era lo siguiente: El reino de Dios es semejante a un sembrador que fue a sembrar el trigo en su campo. Una parte cayó en caminos y carreteras. En poco tiempo, fue pisado y comido por los pájaros, por lo tanto, no germinó ni dio fruto. Otra parte cayó en rocas y piedras. Germinó cuando encontró humedad, pero dentro de poco se secó, y la semilla no tuvo oportunidad de dar fruto. Otra parte cayó entre los cardos y espinos. Germinó, pero fue aplastada por ellos, y no dio fruto. Solamente una parte cayó en buen suelo y produjo fruto centuplicado.

7. Cuando Te pedimos una explicación, dijiste: A vosotros es dado conocer los Secretos de Dios, mientras que a otros no, pues consta en las Escrituras: los de ojos y oídos abiertos, no verán ni oirán. En seguida explicaste el cuadro, cuya explicación nos satisfizo, pero él mismo, no.

8. Si querías decir que nosotros representábamos el sembrador destinado a sembrar Tu Doctrina, o sea, el Reino de Dios en la Tierra, el cuadro tendría su justificación. Si Tú Mismo Te Presentas como sembrador, el cuadro se vuelve algo extraño, porque no puedo imaginar un sembrador prudente, que deje caer tres partes de trigo noble donde la experiencia antigua enseña que no puede producir en caminos y carreteras, rocas y piedras, cardos y espinos, etc. Se subentiende que él tiene que preparar primero un campo adecuado para obtener fruto centuplicado.

9. Tú, Señor y Maestro, eres como el Sembrador Infinitamente más sabio que nosotros jamás seremos, y tengo la impresión de cometer pecado, si Te considerase un sembrador imprudente. Si fuéramos nosotros el supuesto sembrador, el cuadro es perfecto, porque cometemos muchas imprudencias y somos ignorantes.

10. Por otra parte, nos advertiste muchas veces, que no debemos tirar Tus Perlas, que son idénticas al trigo puro y al Reino de Dios, a los animales. Así llego a la conclusión que el sentido de la parábola es una advertencia de no dejar Tu Trigo en lugares donde no germinaría. He aclarado algo al respecto, Señor?.”

213. LA PREDICACIÓN DEL EVANGELIO A TODAS LAS CRIATURAS

1. Yo digo: "Finalmente, Mi Espíritu empieza a manifestarse dentro de ti. Si fuera vuestra memoria más fuerte, recordaríais que Yo Mismo os he dado oportunamente el Consejo de no actuar en la divulgación de La Doctrina como un sembrador imprudente, sino que convendría dejar la semilla en un buen suelo. No os dije anteriormente que todos deberíais dirigiros a todas partes del mundo para predicar Mi Evangelio a todas las criaturas? Cómo entendisteis aquello?”

2. Judá respondió: "Oh Señor y Maestro, con esta pregunta me tiraste una gran piedra al corazón. Tu Convocatoria hecha a nosotros, despertó, al menos en mí, el pensamiento ridículo de que querías realmente nuestra predicación no solamente entre los hombres adecuados, de cierta manera, un buen suelo, sino incluso a las montañas, matas, lagos y ríos, pájaros, en fin, flora y fauna. Por criatura se entiende todo ser creado por Ti, y si debemos propagar La Doctrina en todo el mundo, mi raciocinio sólo podía querer ejecutar Tu Orden.

3. Por otra parte, es muy cierto que pasamos ilesos entre fieras del desierto, durante ese trabajo. Tu Voluntad es Soberana sobre todo lo que existe, y en este caso, ciertamente, no habría motivo para miedo mayor que ante el orgullo y egoísmo de los materialistas. Había en La India, hombres capaces de hablar a los animales. Nunca vi algo así, por lo tanto, se puede creer o no en tal fábula.”

4. Yo digo: "Ahora el cuadro del sembrador con respecto a todos, en lo relativo a la imprudencia, se hizo más claro. Si interpretaste Mi Invitación a predicar el Evangelio a todas las criaturas, como lo acabas de explicar, diste prueba de no ser tu prudencia en la siembra muy acertada. Aun así, os hice una invitación cierta y real. Cuando prediquéis Mi Evangelio a criaturas verdaderas, ellas se harán sabias en todo, y fuertes a través de Mi Espíritu, y entonces ellas podrán educar a las menos adelantadas.

5. Coloqué al hombre en esta Tierra para que se hiciera rey y señor de todos los seres, lo que desde hace mucho tiempo ya no lo es. Por el contrario, tuvo que dejarse dominar por los irracionales. Volviendo a ser lo que debía, a través de Mi espíritu, será nuevamente señor y soberano de todos los seres, y ellos le prestarán servicios útiles.

6. Si él es capaz de hacerlo, no lo será tanto más cuando haya predicado Mi Evangelio a todos los seres? Si con Mi Poder en ti, podrás imponer tu voluntad a un tigre o a un oso, para que se dirija a su lugar, como ya lo viste varias veces hacer por Mí, comprenderás que Mi Palabra y Voluntad son entendidas por todos los irracionales.

7. No os dije, en repetidas ocasiones, que podríais decir a una montaña: tírate al mar!? y así sería, si tuvierais fe inquebrantable. Si para la montaña Mi Palabra en vosotros es comprensible, La será para todos los seres. Naturalmente, se entiende que para ello es necesaria la verdadera prudencia del sembrador. Así, querido Simón Judá, habrás asimilado mejor la parábola del sembrador. Si aún dudas en algo, como era con esta parábola, puedes expresarte.”

214. EL SIGNIFICADO DE VARIAS PARÁBOLAS

1. Dice Simón Judá: "Señor y Maestro, habría algo de la época de Tu Célebre Sermón de la Montaña, pero me avergüenzo de expresarme porque mi ignorancia se pondría en evidencia.

2. Yo digo: "Bueno, qué había dicho en aquella ocasión que aún no has digerido en tu alma?”

3. Avergonzado, Simón Judá respondió: "Fue el tema de arrancarse los ojos y cortarse las manos, si uno de ellos nos molestase, pues sería mejor entrar mutilado al Cielo, que perfecto en el infierno. Sé que lo hablaste en sentido espiritual, sin embargo, no conseguimos asimilarlo en la profundidad, y continuamos presos, por tres cuartas partes, en el sentido literal. El quedar ciego de un ojo aún sería posible. En cuanto a cortarse las manos, no siempre la persona dispone de un hacha afilada y, además, sería difícil cortarse la derecha, por ser la izquierda algo torpe.

4. Siento haber dicho una tontería. Pero de qué sirve que Tu hayas dicho algo así y yo no entienda su sentido espiritual, como tampoco comprendí Tu Orden en Capernaun, de comernos Tu Carne y bebernos Tu Sangre para entrar en Tu Reino?

5. Esta parábola fue explicada por el inteligente hospedero, y Tú Mismo confirmaste su sentido correcto. Con respecto a la mutilación física, no estaríamos equilibrados, y si fuésemos a dar a conocer aquel Sermón; podría suceder que personas de débil entendimiento pusiesen en práctica tal enseñanza, mientras que otras, más inteligentes, dirían que es cruel e impracticable.”

6. Yo digo: "Dirígete a Mi querido Juan, que luego después de haber dicho el Sermón, puede explicar el sentido, y sentirás claramente que Yo no he determinado una mutilación física, sino el control riguroso de la libre voluntad y de la mente humana. Comprendiste?”

7. Pedro respondió: "¡Oh Señor y Maestro, con estas pocas palabras me diste una explicación completa y puedo dejar en paz a nuestro hermano Juan. Veo perfectamente que es la mente del hombre la vista del alma, y, la voluntad, la mano activa. Sucede que el hombre tiene dos ojos y dos manos, por lo tanto, dos raciocinios y dos voluntades, quiero decir, buenas y malas, correspondientemente.

8. Cuando el pensamiento negativo molesta al positivo, el hombre debe reconocerlo y deshacerse del primero para siempre, haciendo lo mismo con la voluntad. Es preferible ingresar con seguridad en el Reino Celestial con raciocinio y voluntad positivos, que descender al infierno, dotado de ambos. Pienso que el hombre que, debido a las circunstancias de su inclinación al mundo, fácilmente se deja llevar a actuar, a veces siguiendo su mala voluntad, y otras, obedeciendo al bien, ya se convirtió en vida en un verdadero demonio.

9. Otro, que, debido a su formación original, dispone sólo de razonamiento y voluntad malos, y sólo puede actuar con malicia, no es propiamente un diablo perverso, sino tonto, para el que podríamos pedir que Tú lo perdones, pues no sabe lo que siempre hizo. Señor y Maestro, dime si razoné bien.”

10. Respondo: "Absolutamente. Naturalmente, habrás notado que este criterio no viene de ti, sino de Mi Espíritu dentro de tu alma. Trata de liberarte completamente de tu raciocinio y voluntad mundanos que el entendimiento celestial del espíritu y la fuerza de voluntad del Cielo, serán posesión tuya. Acaso tienes más dudas con respecto a las Enseñanzas dadas por Mí a la Humanidad? Hoy estoy dispuesto a aclarar todo para ti.”

215. LA JUSTA APLICACIÓN DEL AMOR AL PRÓJIMO

1. Dice Simón Judá: Habría otros puntos que para mi intelecto no se presentan tan claros, como deseara. Como los principales, aparentemente no entendibles fueron explicados con tanta facilidad, las líneas menos empañadas de mi razón se podrán aclarar con el tiempo.”

2. Yo digo: "Sigue con tus observaciones." Él dice, "lo haré, no muy satisfecho, porque demuestro delante de otros que soy más ignorante. Si es Tu Voluntad, voy a humillarme. En la ocasión en que enseñaste al pueblo respecto del amor a Dios y al prójimo, afirmaste que debemos amar hasta nuestros peores enemigos, bendecir a los que nos maldicen y hacer el bien a los que nos hacen daño, y si alguien nos da una bofetada, debemos ofrecer la otra mejilla, en vez de devolver la bofetada.

3. Creo que con esta conducta, la práctica del amor al prójimo toma una forma verdaderamente celestial, pues si debemos hacer todo lo que deseamos para nosotros, se justifica el amor hacia los adversarios, etc. Sin embargo, no se considera la defensa en caso de ataque, pues existen los que persiguen a los otros cuales archi demonios, y en tales situaciones debería haber una excepción.

4. No me refiero a la bofetada, porque quien quisiese darme una segunda, la aceptaría para que hubiese paz y unión entre nosotros. Pero, qué hago si mi adversario casi me mata con sus bofetadas?. No sería mejor tomar las debidas precauciones de legítima defensa? En esta enseñanza existe algo errado, según mi manera de pensar. No sé si hablé con prudencia o no. Pensando que mi raciocinio mundano debiera ser de naturaleza evolucionada, sin la cual yo no Te habría aceptado como Señor y Maestro, soy de la opinión que ella precisamente debe contener pequeños errores.”

5. Yo digo: "Tu pregunta es buena y correcta. Sin embargo sí noto que a pesar de tu intelecto, tienes mala memoria, en lo que responsabilizo a tu edad avanzada, por eso no recuerdas lo que en otra ocasión, fue explicado por Mí en enseñanzas anteriores.

6. Por supuesto, es imposible que se dé a un mal hombre, una mayor oportunidad para agravar su tendencia malvada. En este caso, sería la condescendencia consecutiva nada más que verdadera ayuda para la creciente maldad del adversario. Para ese fin, designé en este mundo jueces severos, y les di la autoridad para castigar a los malvados, y además de esto, formulé un Mandamiento por el cual deberéis ser sumisos a la justicia del mundo, sea condescendiente o severa.

7. Quien tenga la mala suerte de contar con un adversario de ese tenor, busque las autoridades y presente una queja para impedir la ocurrencia de los actos del malvado. Si no es posible a través de un castigo físico, la espada tendrá que entrar en acción.

8. Lo mismo ocurre con la bofetada. Si la recibiste de alguien que se dejó llevar por una reacción súbita, no reacciones, para que él se calme, y así podrán volver ambos a la amistad que antes tenían, sin un juez terrenal. Si fueres enfrentado por alguien con una bofetada asesina, tienes pleno derecho a la defensa. Si no fuese así, no os habría dicho que sacudierais el polvo de los pies, en el lugar en que las criaturas no sólo rehúsan aceptaros, sino que además os tratan con escarnio y amenazas de persecución.

9. Ten la seguridad que no he detenido el poder y fuerza de la espada por causa del Sermón del amor al prójimo, y no deben ser excluidos mientras la enemistad entre los hombres haya alcanzado el grado que justifique la clasificación de demoníaca.

10. Entre los patriarcas y los antiguos jueces constaba: Vida por vida, ojo por ojo, diente por diente! Entre nosotros, estas leyes no deben tomarse al pie de la letra, que dan igualmente a entender que el perdón no debe ultrapasar siete veces. Ese punto fue por Mí varias veces explicado, y por vosotros comprendido.

11. Pero, como ya he dicho, esto no sustituye la Ley de Moisés, de los jueces y profetas, sino que sólo las suaviza. En ella la aplicaban literalmente y castigaban con el mismo rigor a quien muchas veces dañaba a su prójimo casualmente, y no debido a una mala voluntad.

12. La consecuencia de eso fue que la gente en tiempos de Samuel, el último juez de Israel exigió un rey, con la esperanza de una legislación más apacible. El pueblo estaba muy equivocado con esto, especialmente con el rey Saúl, quien lo castigaba mucho más severamente que los jueces anteriores. Bajo el régimen de David y Salomón, todo se volvió más humano.

13. Posteriormente, cuando el reino fue dividido entre varios soberanos, la situación fue peor que durante los Jueces. Finalmente, se hizo cada vez más insostenible; sólo hubo una solución: entregar todos los judíos y muchos pueblos vecinos, con los que pelearon constantemente, al poderío romano, porque Roma tenía leyes más sabias y útiles. Con esto se restableció el orden y la calma.

14. Si los judíos comenzaran a levantarse y los sacerdotes acusaran a las leyes romanas de ultrajantes a Jehová, condenando a los judíos amigos de los paganos, éstos se levantarán y entrarán en este país para destruirlo hasta no dejar una piedra sobre otra. Serán los judíos dispersos a todos los rincones del mundo y se dará lo que os predije: deben orar que tal huida no sea en invierno, ni en un sábado. Sería peor que en otra estación y en un día cualquiera. Especialmente difícil será la huida de mujeres embarazadas.

15. En esa época, dos judíos dormirán juntos. Uno, conocido como amigo de los romanos, será salvo, pero el testarudo, condenado. Habrá hombres que muelen en un molino. Por la misma razón, uno será aceptado, el otro, rechazado. Quien esté trabajando en el campo, que no vuelva a la casa para buscar su abrigo, y quien estuviere reparando el techo, no debe querer buscar algún objeto dentro de su casa, pues le conviene saltar directamente al suelo y salvar su persona. He ahí, Simón Judá, lo que varias veces predije, incluso a muchos fariseos, y supongo que no encuentras nada equivocado.”

216. EL MAYORDOMO INJUSTO

1. Simón Judá respondió: "En estos puntos no hay nada que contradecir, sin embargo, existen aún algunos con los cuales no estoy conforme. Con Tu Amor y Gracia espero alcanzar el justo equilibrio.”

2. Yo digo: "¿Cuáles son?" Él responde: "Si es Tu Voluntad, voy a indicarlos. Se trata de Tu elogio hecho al mayordomo infiel y de la condenación del huésped que se presentó sin su vestimenta de gala. Suceden dos situaciones incomprensibles: primero, cómo fueron los huéspedes buscados por los empleados, en cercas y callejones y llevados a la cena y provistos con los vestidos necesarios. Segundo, el pobre diablo, igualmente obligado a la cena, tuvo que ser azotado por no haberse puesto vestido de fiesta. Este hombre y Tu elogio al mayordomo infiel constituyen para mí, errores que no logro borrar.”

3. Yo digo: "No os dije en aquella ocasión: imitad al mayordomo infiel y haced amigos con el dinero injusto, pues os recibirán, si aún estuviereis sin hogar, en sus moradas celestiales? Para que lo podáis entender, óyeme con los dos oídos, para que lo que entre por uno no salga por el otro, y conserves en el corazón lo que aprendas.

4. Cada hombre rico, dueño de propiedades y riquezas, más de lo que necesita para su sustento, es ante Mí, que Soy el Único y Verdadero Hacendado, más o menos un mayordomo infiel; y los bienes que alega son de su propiedad, constituyen el dinero injusto.

5. Si al menos busca ayudar a los pobres en caso de enfermedad, como Mensajeros Míos, le advierten: El propietario de esos bienes reclama de ti, debido a tu acción injusta, por lo tanto, dejarás de ser mayordomo! - él hará de los necesitados socorridos, amigos de él que se apiadarán y recompensarán su caridad, cuando él llegue a Mi Reino, desnudo y abandonado.

6. Cuando creé el mundo, no medí la Tierra ni le fijé los límites, por lo tanto, no dije: Esta parte es tuya, aquélla de tu vecino. Hice de la Tierra una posesión común para todos. Sólo con el tiempo, por ganancia y dominio de los hombres comenzaron a medirla y a determinar: esta área grande me pertenece a mí, y quien quiera trabajar y servirme, recibirá una pequeña parte del arrendamiento. Sin embargo, yo soy el dueño.

7. Esta fue la primera constitución patriarcal entre los hombres. Aunque fuese injusta, fue la mejor y más sabia. Siendo generalmente el patriarca hombre bueno y devoto de Dios, sus súbditos y pequeños arrendatarios vivían bien, pues él se preocupaba de beneficiar a todos.

8. Su propiedad era, naturalmente, mil veces más grande que lo necesario, por lo tanto, era un mayordomo injusto. Sin embargo, aplicaba su dinero injusto en bienes agradables a Mí, y de sus súbditos hizo gran número de amigos, según Mi Voluntad y Agrado, y Yo tuve que demostrar Mi Agrado y Elogio.”

217. EXPLICACIÓN DE LA PARÁBOLA DEL MAYORDOMO INJUSTO

1. (El Señor): "Así fue el patriarca Abraham, propietario de toda la Tierra Prometida, igualmente mayordomo injusto. Seguramente ya oíste hablar que él había organizado en Salem, donde vivía, una gran mesa en la cual diariamente eran saciados miles de pobres y necesitados, tanto que surgió el proverbio de ser bienaventurados los que tienen la felicidad de alimentarse en la mesa de Abraham.

2. Por ello fue él Mi predilecto, y Yo bendije varias veces toda su familia, por lo que podéis deducir que ha sido Abraham el primero y mayor amigo del Rey de los Reyes y del Sacerdote de los Sacerdotes, que no tiene comienzo ni fin, que se llamaba Melquisedec. Le dio Personalmente el diezmo, y entre todos los reyes, él únicamente tuvo la felicidad y el derecho de poder acercarse a la Casa de Melquisedec, Quien lo visitó en compañía de dos ángeles, y le predijo que su mujer anciana, Sara, le daría un hijo, lo que Abraham creyó firmemente.

3. Al mismo tiempo le reveló que las ciudades de Sodoma y Gomorra sucumbirían, y que de su tronco, Él Mismo vendría como Hombre, para la verdadera dicha de todos.

4. Dejemos a Abraham y Melquisedec, pues el Último se encuentra entre vosotros, en Mi Persona, y el viejo patriarca no está lejos de Él, en espíritu. Hablemos de otro mayordomo injusto que vive en las cercanías de Jerusalén y en cuya casa pronto estaremos. Se trata de Lázaro, un hijo de Simón, el leproso, a quien, sin él saberlo, curé a Mis doce años, antes de ir a Jerusalén. Hice eso porque, con toda justicia, practicaba grandes beneficios a millares, a través de su abundante fortuna, así como hace su hijo Lázaro.

5. Te recuerdas de todo lo que hizo cuando nos acogió varias veces, y que invierte su dinero injusto, de forma tal que seguramente tendrá muchos amigos en Mi Reino, Me es agradable y cuando muera Yo lo despertaré para la Vida, siendo su paso igual al de mi querido Enoc, que ahora está aquí a Mi Lado, como verdadero arcángel. Con esto, querido Judá supongo que te he demostrado claramente por qué dirijo Mi Elogio al injusto mayordomo, y transformo en ti, la línea curva, en recta. Queda aún la explicación de la cena, en que fue azotado el por ti clasificado como pobre diablo.

6. Los invitados que no asistieron y se disculparon con negocios mundanos son precisamente esos mayordomos injustos que de modo alguno merecen de Mí un elogio. Los otros, posteriormente convidados en calles, callejones y cercas son los que, materialmente pobres, se hallan interiormente vestidos de fiesta para la vida justa, según Mi Ley.

7. Aquel que también se presentó a Mi Cena, tomando un lugar en Mi Mesa, representa por su personalidad, el fariseísmo obtuso. Cuando Yo vine Personalmente, como ahora sucede delante de todos, vi que tu pobre diablo no tenía vestido de gala. Por eso, mandé que los otros sirvientes lo arrojaran a la más densa oscuridad.

8. Esta cena se ofrece en este momento y desde que Me presenté como Guía Doctrinador de los hombres de esta Tierra, y debes haberlo percibido varias veces, en muchas ocasiones se infiltraban en Mi Mesa tales huéspedes, que siempre hice castigar a través de Mi Palabra. Por qué? Por no tener ropa de gala. Entiendes ahora qué quise demostrar con esa parábola?”

9. Él responde: "Sí, Señor y Maestro, y agrego que en tu Mesa sin duda se encuentran muchas veces tales huéspedes sin vestidos de gala, y sería tiempo de echarlos.”

Digo Yo: “Ciertamente, pero en este mundo no siempre es posible. Por esto, daré otro cuadro del Sembrador por el cual os debéis orientar.”

218. LA PARABOLA DE LA CIZAÑA EN MEDIO DEL TRIGO

1. (El Señor): "Un agricultor, que posee muchas viñas, pastos, campos y huertas, recibió de su padre, un trigo especial. Dirigiéndose a los agricultores, dijo: limpiad el campo grande con mucho cuidado, para que no aparezca ninguna maleza después que yo haya sembrado el trigo más selecto.

2. Así lo hicieron, y el trigo germinó, para la alegría del agricultor, pues no veía ninguna maleza entre sus espigas. Después de cierto tiempo, cuando el trigo ya comenzaba a botar espigas, los campesinos buscaron al dueño y le dijeron: “Patrón, hicimos todo conforme lo ordenaste y tú mismo te alegraste con el trigo puro. Ahora que comienza a botar espigas, apareció gran cantidad de cizaña. Si quieres, podemos arrancarla.

3. El agricultor dijo: Dejadlo, para no dañar el trigo. Ya sabía que el enemigo hacía esto. Esperad que madure todo; cuando el trigo esté en época de cosecha, os mandaré a guardarlo en mis graneros, y sólo entonces la cizaña será acumulada en montones para secarla. En seguida, será quemada para la futura limpieza del campo.

4. Este es el ejemplo por el cual debéis aprender lo que deben hacer en relación a la cizaña en Mi Campo de Vida. El trigo puro representa a aquellos que en Mi Cena tienen traje de gala. La cizaña es en su totalidad, el huésped sin ropa conmemorativa. Se sirvió de los alimentos en la mesa hasta que el perspicaz anfitrión llegó al salón, lo que corresponde a la maduración del trigo puro y de la cizaña. Los huéspedes festivamente vestidos son acogidos, y los otros, tirados al fuego de la ira del anfitrión, sirviendo él mismo a la purificación del campo contaminado, por medio de la quema.

5. En este mundo encontraréis muchos huéspedes sin vestimenta especial, y percibiréis la proliferación de la cizaña entre el trigo puro. No os alteréis por esto, permitid que llegue todo a su maduración y esperad que el Gran Anfitrión venga Personalmente. Con Él vendrá también el tiempo cierto para la selección, y cada uno recibirá aquello por lo que su amor, bueno o malo, se esforzó. En Mi Casa existen muchas acomodaciones bienaventuradas, sin embargo, igualmente innumerables prisiones. Los que prefieren las últimas, tendrán lo que desean y nunca los llevaremos a la fuerza para contaminar nuestras habitaciones purísimas del Cielo. Si quieren resolver su regeneración, no les será impuesto ningún tipo de barreras. Comprendiste?”

219. IDENTIFICACION DEL FALSO PROFETA

1. Dice Simón Judá: "Entiendo perfectamente, sin embargo, confieso que esta comprensión es mucho más fácil para nosotros, los primeros discípulos que a través de Tu Gracia y Amor hemos tenido muchas oportunidades de oír explicaciones similares. Tales verdades no serán asimiladas por las criaturas enterradas en el materialismo, dándose lo mismo que sucede con Tus Enseñanzas trasmitidas por Daniel y Ezequiel., etc. que, cuanto más se leen, menos se entienden.

2. Tu Doctrina contiene carácter parecido, sobre todo cuando hablas en parábolas e interpretaciones espirituales. Ahora, nosotros las entendemos. Más tarde, habrá miles que aceptarán Tu Evangelio, sin embargo, interpretarán las enseñanzas de modo erróneo, dándose entonces, la falsa comprensión. Cómo podríamos evitar esto?”

3. Respondo: "No he dicho que a ustedes, Mis discípulos escogidos y doctrinadores les es dado el entendimiento de los Secretos de Dios? Todo profesor y maestro debe entender evidentemente, más que sus adeptos, de lo contrario, no lo sería. Si el maestro no fuese más inteligente que el alumno, se daría lo mismo que un ciego al guiar a otro hasta que ambos cayesen en el abismo. Por esto, pocos serán escogidos, aunque muchos los llamados.

4. Al principio deben ser alimentados con la leche simple de Mi Doctrina; una vez que se hayan hecho más fuertes, podrán recibir alimento más pesado y sustancial. Por esto, ten cuidado que no se levanten los simples llamados a decir al pueblo: También nosotros formamos parte de los escogidos, a fin de enseñarla, para obtener ventajas terrenales. En este caso, un ciego conduciría a otro.

5. Percibiréis quien es un elegido por el hecho de estar pleno de Mi Espíritu, así como vosotros, predicando el verdadero Amor a Dios y al prójimo. Si predica como hacen los fariseos en el Templo, será él también un escogido por ellos, formando parte del mundo como diablo. Quien no reciba de Mí el Verdadero Amor y Sabiduría, disipará y será falso doctrinador, lanzando a las criaturas a la superstición, de la cual ni todos los ángeles podrán llevar a la esfera de la pura Verdad que libera, especialmente cuando tales personas han alcanzado ya una edad avanzada y se ha enraizado en las tinieblas de la superstición. Os aseguro que es más fácil alejar todas las enfermedades de una criatura que de la superstición. En las otras enfermedades, el alma está sólo parcialmente presa. En la superstición tonta, lo está totalmente.

6. Por eso, os advierto de la aparición de falsos profetas, aún en vuestros días, doctrinadores falsos, e igualmente, cantidades de cristos falsos que le enseñarán al pueblo: Aquí está!, o Allá está él, o: Él vive en el Templo!, o: …en determinados recintos!. Avisad, sin embargo, que aquello es puro fraude.

7. Las gentes que os sigan serán bendecidas y bautizadas en Mi Nombre. Derramaré Mi Espíritu sobre ellos, que serán capaces de reconocer la Verdad y expulsarán los falsos profetas y cristos, de la comunidad. Si algunos seducidos por los mistificadores no os quieren oír y tal vez, aún os persigan en consideración del falso profeta y doctrinador, alejaos adonde Mi Espíritu os conduzca. Todo lo demás, entregádmelo a Mí. En tiempo oportuno sabré mandar sobre tales mistificadores, Mis Juicios, y en el Más Allá tendrán la misma suerte del huésped que en Mi Cena no se puso vestido de gala, y las almas por él desviadas serán sus perseguidores.

8. Bastará que Mi Doctrina se mantenga pura entre pocos, en lo que siempre se tomarán las medidas necesarias. La plebe materialista debe sumirse y revolcarse en el antiguo detrito y lodo, entrando en vigor Mi Mandamiento para vosotros, por el cual no debéis tirar perlas a los cerdos.”

220. LA ACCIÓN MILAGROSA

1. (El Señor): "Si bien Mi Evangelio debería ser divulgado sobre toda la tierra, no impongo el deber al verdadero profesor y profeta, en el sentido de llevarlo en Su Verdad luminosa, para todos. Es suficiente con que la Doctrina sea transmitida a las personas bien intencionadas y con tendencias espirituales, con el derecho de entregarla a otras. Felices las que la acepten; sin embargo, el profesor y profeta más perfecto no conseguirá el crecimiento de uvas en espinos y ni de higos en cardos.

2. Yo soy el Señor Mismo, y sabéis que para Mí no hay cosa imposible. Aun así, no puedo elevar a las criaturas de esta Tierra a la esfera de Mi Luz Eterna de la Verdad, por cuanto tiene que usar su libre albedrío, no obstante, todo Mi Amor y Buena Voluntad. Lo que Yo Mismo no puedo realizar, mucho menos será posible a vosotros.

3. Tienes la impresión de que este hecho sería posible a través de un milagro espectacular, y en parte tienes razón - pero no en su totalidad. Un milagro actúa en determinado lugar y sobre todo en el momento en que fue realizado. Cuando el relato del mismo es llevado a otros lugares, algunos creerán, mientras que otros dirán lo siguiente: Si el milagro se hizo para despertar la fe, por qué no se dio entre nosotros?

4. En el futuro, el milagro más extraordinario como cualquier otro hecho excepcional, encontrará menos fe en la medida de su propaganda, y pasará al ámbito de cuentos y fábulas históricas, sirviendo en su mayoría a la creencia fácil, para fortalecer la superstición. Las criaturas no logran discernir entre un milagro falso y uno verdadero, considerando ambos como extraordinarios, y se dejan coaccionar en la fe.

5. Por esto debéis hacer milagros lo menos posible, a no ser que se trate de curar enfermos por el pase y bautizar a los que se convirtieran firmes en la fe, para poder aceptar el Espíritu de la Verdad. Antes de todo, mantened la Verdad, pura. Sólo ella libera al hombre completamente. Todo lo demás deja una coacción en su alma más o menos fuerte, de la cual no se liberará tan fácilmente. Una fe coaccionada es generalmente mucho peor que ninguna.

6. Los estoicos no creen en nada, sin embargo, los prefiero a los judíos, tontos e ignorantes que todavía creen que el detritus del Templo, es el elemento vivificador para los campos, huertos, viñedos y pastos y los fertiliza. Aseguran que quien entrega su dinero como donación al Templo de Jerusalén, prestará un servicio mucho más agradable a Dios que favoreciendo a un pobre, a quien hubiera ayudado por un largo tiempo. Por eso, solamente predicad la Verdad y sed parsimoniosos con los milagros.”

7. Expresa Mi querido Juan: "Señor y Maestro, en cuanto a mí, poco me ocuparé de actitudes milagrosas, pues siento que no es la acción milagrosa tan útil como la simple palabra. Quien no se libera por la Palabra Verdadera, mucho menos se liberará por el milagro. No dejan de tener su beneficio las pruebas dadas por Ti, porque sabes mejor cuándo debes hacerlas y cuál su carácter.

8. Nosotros, Tus apóstoles, nunca comprenderemos por completo, mientras nuestras almas estén envueltas en estos cuerpos. Por lo tanto, soy de la opinión que es mejor que continuemos solamente con la Palabra que, a través de Su sentido verdadero se fortalecerá, dispensando otros recursos, lo que podemos probar con las matemáticas.

9. Acaso yo debería practicar un milagro a quien enseñe que dos más dos son cuatro, a fin de positivarle esa realidad? Creo que ese trabajo es inútil. Tu Doctrina muy simple es en Sí como un cálculo verdadero que cualquier hombre, dotado de sólo una chispa de buena voluntad, debe comprender y asimilar.

10. Todo hombre siente la necesidad de buscar a Aquel que creó el mundo y todo lo que en él existe, porque comprende que el Creador de tales maravillas debe ser sabio, poderoso y sumamente bondadoso, y quien Lo acepta de ese modo, tiene que respetarlo y amarlo, trasmitiendo ese sentimiento a sus semejantes, igualmente Su Obra Divina. He ahí dos verdades matemáticas contra las cuales no hay quien pueda argumentar. Además que comprende estas máximas, ipso facto confirma que Dios no hace surgir tantas cosas estupendas como una distracción del Creador, de hoy para mañana, sino que la más simple de sus Obras encierra una finalidad eternamente creciente. Esta Verdad será comprensible a cualquiera, sin que se tenga que operar un milagro. Depende de la manera como le es expuesta. Si cura a los enfermos, si libra a los obsesos de sus espíritus martirizantes, etc. son obras de caridad al prójimo; pero no deberían ser empleadas para positivar la Verdad, sino motivadas por el amor. Señor y Maestro, habré hablado lo correcto?”.

221. LA CONVERSIÓN A TRAVÉS DE MILAGROS

1. Yo digo: "Mi querido Juan, hablaste de modo justo y verdadero. Si de esta forma Mi Doctrina se lleva a los hombres, producirá frutos buenos y duraderos. Si es impuesta con milagros en profusión, se asemejará a un fruto prematuramente madurado que rara vez contiene verdadero sabor y no se puede guardar para el futuro.

2. Toda maduración artificial produce al fruto poca resistencia, por lo que éste fácilmente se deteriora. Lo que se logra realizar con facilidad tiene su paralelo con el constructor que edificó su casa en la arena, en el valle y con poco gasto, que durante las inundaciones no pudo ofrecer resistencia y fue arrasada. Lo mismo sucede si la Doctrina del Reino de Dios, que fue predicada e impuesta con ayuda de muchos milagros y pruebas.

3. Las criaturas la aceptan con facilidad, pero cuando se presentan tentaciones y pruebas, no disponen de nada para oponer a las tentaciones, quiero decir, a aquellas que buscan seducirlos con otra falsa doctrina, sin las pruebas que observaron personalmente. Si los tentadores, como los falsos doctrinadores y profetas, practican sus falsos milagros delante de los ojos de esos cristianos coaccionados, éstos no tienen recursos para positivar la Verdad intrínseca de Mi Doctrina, por eso la abandonan y aceptan a los profetas y profesores engañadores. Esos hombres, que aún no comprenden la Verdad, son comparables a una vara que se deja doblar por el viento.

4. Con robles y cedros los vientos no pueden practicar su abuso. Son comparables a los hombres que se convirtieron para Mí a través de la Verdad Pura de Mi Doctrina. Ante ellos podrán los falsos doctrinadores y profetas iniciar su juego traicionero, pues no se doblarán. La fuerza de la Verdad interna es más poderosa que todas las fuerzas de la Tierra.

5. Quien entre vosotros hiciere de esta enseñanza su principio en la predicación del Evangelio, se parecerá al sembrador que sembró trigo solamente en buena tierra. Si hace caso omiso de ese principio doctrinario, dejará su semilla en caminos y calles, piedras y rocas, entre espinos y abrojos, y poco resultado obtendrá en el momento de la cosecha.

6. De los milagros que Yo haga, no debéis tampoco hacer mucho alarde, pero sí preferid abrir la comprensión de los hombres para los milagros y pruebas que realizo diariamente delante de todos, y de este modo cosecharéis frutos mucho mejores y abundantes. Tan pronto como comprendan que Soy Yo el Señor y Maestro en todas las cosas desde eternidades, aceptarán con facilidad, que en el tiempo de Mi Pasaje en la Tierra no había nada imposible para Mí.

7. Quien lo entienda, que procure actuar en consecuencia, que Me proporcionará buenos frutos. Sin embargo, os digo que entre Mis discípulos, hay algunos que no lo entienden como Juan. Por esto, la palabra de él permanecerá hasta el Fin de los Tiempos, mientras que esto no se dará con la de otro, especialmente con quien abra su boca con el relato de Mis Milagros.” Este discurso Mío, así como el de Juan no agradan a los apóstoles presentes, sin embargo, ninguno se atreve a hacer objeciones.

222. ALMAS PREMATURAS POR LA COERCIÓN Y ALMAS COMPLETAMENTE MADURAS.

1. Se levanta el delegado y dice: "Señor y Maestro, yo, el hospedero y su personal, los tres sacerdotes de Apolo y los fariseos, fuimos convertidos a través de Tus Milagros, aunque estoy convencido ahora que Tus frecuentes Enseñanzas fueron mucho más útiles para mí, que los milagros. Fue en primer lugar sólo por Tus Milagros que prestamos atención en Ti, y pronto se hizo fácil conversar con nosotros, porque nos dimos cuenta que ningún ser humano en toda la Tierra es capaz de realizar tales milagros. Ahora, acaso debemos formar parte de los frutos forzados a madurar porque fuimos en primer lugar despertados en la fe en Ti por Tus milagros, y sería posible que un falso doctrinador y profeta con sus también falsos milagros y señales pudiese hacernos desistir de nuestra fe en Ti?

2. Por mi parte puedo decir que eso nunca sería posible con mi persona, porque conozco la naturaleza de tales milagros. Muchas veces tuve la oportunidad de observar magos, cuyo negocio consistía en engañar al pueblo. Fue muy buena aquella experiencia, porque me libró de la superstición y me indujo a las obras filosóficas.

3. Las pruebas dadas por Ti y Rafael probaron Tu Divinidad, y creo en Ti más firmemente que la solidez de un diamante. La fuerza de la Verdad de Tu Palabra me fortaleció en mi fe en Ti, mucho más que las pruebas, pues tuviste la bondad de explicarnos claramente la manera por la cual actúas. Sin embargo, deseo saber si nuestro grupo pertenece a los frutos prematuros.”

4. Respondo: "De ninguna manera, querido amigo, porque una prueba es la maduración forzada sólo para quien inmediatamente se vuelve creyente, sin preocuparse de cosa alguna. Eso no se da contigo. Después de Mis Milagros hiciste objeciones curiosas y hasta tuve cierta dificultad para llevarte al justo camino, y no fue realmente una tarea fácil. Y cuando en tu interior ya creías en Mí, hiciste una crítica fuerte contra Mi Proceder hacia todos los seres, especialmente para con los hombres de esta Tierra. Si Yo no hubiese sabido argumentar para darte una respuesta contundente con la Verdad de Mis Palabras, ni todos los Milagros te habrían llevado a la fe en Mí. Fuiste llevado a la fe verdadera en Mí por la fuerza de la Verdad de Mis Palabras, y los milagros que realicé antes y después que tú no los vieras como la confirmación de tu fe en Mí, sino sólo como un buen acto que hice para ti y esta ciudad. Y tú mismo ahora puedes comprender tan bien como Yo y Rafael, cómo pueden llevarse a cabo, y que pronto comprenderás aún mejor.

5. Lo que el hombre analiza, concibe y comprende con el corazón y el espíritu, no tiene efecto de coacción de fe sino que sólo fortalece su espíritu, y no es clasificado como fruto prematuro, sino que forma parte de los completamente evolucionados. Os aseguro lo siguiente: Todo aquel que acepta cualquier verdad sin conocer sus elementos básicos y tampoco se preocupa de ellos, pertenece a los frutos no maduros. Pero quien permite que las dudas surjan en su interior acerca de la verdad que está oyendo y esto, hasta haber asimilado todos sus elementos básicos que la sostienen, forma parte de los frutos completamente maduros.

6. Con respecto a Mí, el hombre debe ser completamente frío o caliente en el corazón, si quiere ser aceptado por Mí. Los tibios deben ser alejados hasta que se hayan vuelto o fríos o calientes. Un carácter decisivo es para Mí mil veces más agradable que millares de indecisos. Éstos se asemejan a los recipientes de barro, aún crudos e inservibles, hasta que son llevados al fuego. Así también los tibios tienen que pasar por varios fuegos de prueba y tentación hasta que se hagan útiles para Mí y para Mi Reino. Creo haberte dicho todo lo que sirve a tu comprensión y a la de todos. Podría agregar algo más; para qué?. Quien comprende la Verdad con un breve discurso, hace innecesaria una explicación mayor. Si no es así, no comprenderá la Verdad en una disertación prolongada. Estás satisfecho?”

7. Dice el delegado: "Muchísimo, y aún podría decir: mil veces más que completamente satisfecho, y lo único que queda por decir por mí y los demás, es agradecerte desde el fondo de nuestros corazones hasta el Fin de nuestra existencia terrenal. Tú, Oh, Señor y Maestro, por esta Gracia que nos diste, construiste en nuestro corazón un Templo para Ti, que ningún poder en el mundo podrá jamás destruir. Pero protege también este Templo Tuyo contra las grandes tormentas de tentaciones.” Respondo: “Lo que pidieres os será dado. Ya es más de medianoche y conviene que descansemos un poco. Antes de partir mañana, tendremos oportunidad de conversar.”

223. JUDAS ISCARIOTE

1. Todos estaban ya levantados temprano por la mañana; también Yo y Mis discípulos. Y el hospedero puso a trabajar temprano a su esposa y el personal de cocina para prepararnos la comida de la mañana. Pero Yo fui con Juan, Pedro y Jacobo al ya conocido Monte Nebo. Los otros discípulos estaban todavía vistiéndose y lavándose. También sus cabellos permanecían desordenados y tuvieron que fijarlo. Pronto el hospedero y su hijo vinieron tras Mío, al igual que el oficial supremo de justicia de la ciudad, esta vez con su esposa y sus hijos, quienes aún no eran muy grandes o muy viejos. Tampoco pasó mucho rato antes que vinieran también los 3 sacerdotes de Apolo. Un poco detrás de estos últimos, llegaron también los demás discípulos, a excepción de Judas Iscariote. Él Prefirió dar vueltas por la ciudad, donde elogió Mis Milagros y por los cuales le dieron más o menos dinero. Puso el dinero en su bolso, después de lo cual se encaminó a la posada, e inmediatamente, más de una hora antes del desayuno, ordenó pan y vino. En la montaña, el hospedero, dándose cuenta de la ausencia del discípulo, pregunta por qué no está.

2. Yo le contesté: "Déjalo. Su ausencia Me es más agradable que su presencia, y no es necesario decirte más. " Se manifiesta el delegado: “Señor y Maestro, cómo fue posible que Tú aceptaras a ese hombre como Tu discípulo?. Porque, mira, no Te pregunto esto sin ninguna razón. Con mi ojo agudo de juez, no me pasó desapercibido que él no puede mirar directamente a la cara de las personas y también que durante Tus Enseñanzas Divinas, continuaba indiferente, sin dar ninguna manifestación de admiración o aprobación. Tampoco dijo una sola palabra por medio de la cual podríamos haber notado su talento como orador, mientras todos los otros discípulos hablaban en ambos lados, compartiendo Contigo, compartiendo también entre los demás. En resumen, debo decirte que realmente ese discípulo tuyo no me agrada. Si yo tuviese un empleado como él, hace rato ya lo habría despedido. De dónde viene?

3. Yo digo: "Es galileo y ceramista de profesión. De todos Mis discípulos, él es el que conoce mejor las Escrituras y es talentoso orador como un profesor. Pero por otro lado, está lleno de avaricia, de cierto modo, un demonio dentro de él, del cual no se liberará. Todos los demonios y malos espíritus cuando toman posesión del corazón humano, son más fáciles de expulsar que el demonio de la avaricia.

4. En todos los demás espíritus malignos se encuentra un atisbo de amor al prójimo. El demonio de la avaricia es el más pertinaz y penetra al hombre de tal forma, que se le torna idéntico, y puede usarlo para las acciones más tenebrosas. Precaveros ante todo de la avaricia. Cualquier pecador entrará más fácilmente en el Reino de Dios que un avaro.”

5. Dice el delegado: "Si tiene ese vicio y Tú eres Todopoderoso, aléjalo de Ti. Qué hace él en Tu Compañía? "

6. Respondo: Precisamente porque Yo Soy el Señor Todopoderoso, tengo que soportar, sobre todo en esta Tierra, que es Escuela de Pruebas para Mis hijos, tanto a los demonios como a los ángeles. Ninguno se puede convertir en Mi hijo sin el libre albedrío y hasta al mismo demonio el camino de vuelta no está prohibido. Comprendes, por lo tanto, por qué tolero a un discípulo en el cual no siento agrado mientras desea estar en Mi Compañía?. Si se quiere alejar hoy, ninguno de Mi Grupo lo impedirá. Si no se corrige, dentro de poco recibirá su premio. Dejemos ese discípulo ausente. Aún hay otros asuntos que debemos conversar. Después del desayuno, partiré a la zona donde nace el conocido río Amón. Es el mejor camino que lleva al Valle del Jordán. Allá tengo que realizar muchas cosas y dentro de poco subiré a Jerusalén.”

224. ADVERTENCIA CONTRA LA PEREZA

1. El delegado dice: "Señor y Maestro, sin duda Tú conoces mejor que yo todos los caminos en esta Tierra, pero sé que desde esta ciudad, pero más al Norte, también se puede bajar al Valle del Jordán por medio de un sendero bastante bueno.”

2. Yo respondo: "Estimado amigo, estoy consciente de ello, sin embargo sé lo que ignoras. Entre todos Mis Conocimientos, sé igualmente cuál es el camino que debemos tomar, cuál el lugar a visitar y a qué hora tengo que llegar. Conmigo no se da lo mismo que entre los hombres que dicen ante una tarea: No necesito hacerla hoy, mañana o después aún habrá tiempo. Yo, sin embargo, digo: Lo que podéis hacer en el día de hoy, no debe dejarse para mañana. Si viniese un hambriento y pidiese comida, y recibe de ti la siguiente respuesta: Vuelve mañana, hoy no tengo tiempo! pensáis que él ha recibido algún beneficio? Tal prórroga de caridad acaso pertenece a la esfera del amor al prójimo predicado por Mí?

3. Si esta actitud no es parte del amor al prójimo, cualquier aplazamiento de trabajo que pudiera ser ejecutado el día anterior, no forma parte del amor al prójimo, sino de la flojera de los hombres, y la pereza es siempre el origen de todos los pecados y vicios. Un hombre siempre activo, poco tiempo tendrá para cometer pecados. Al paso que el perezoso reflexionará cómo alejar de sí el tedio, que nace de la inactividad. Si cada uno está rodeado de espíritus buenos y malos, se subentiende que los malos consiguen influencia en una criatura ociosa. Hecho esto, obstaculizan al alma con fantasías inútiles, atrayéndola cada vez más hacia esferas bajas y oscuras. Sabiendo ahora esto, no prorroguéis un trabajo que puede hacerse hoy.”

4. El oficial responde: "Señor y Maestro, agradezco también por esta Enseñanza, de la cual deduje que, como pagano, no estaba errado cuando desde hace ya bastante tiempo hice de esta lección Tuya como uno de mis más importantes principios de vida. Cada uno de Mis sirvientes tiene también que seguir ese principio de vida, y así nunca tenemos ningún atraso en nuestro trabajo.”

5. Yo digo: "Conozco las leyes romanas. Son buenas, y quien las respeta, no pasa mal en la Tierra. He ahí que sale el Sol y le prestaremos nuestra atención”. Todos comenzaron a observar nubecitas claras al Este, rosadas y cada vez más brillantes, lo que hace que los sacerdotes de Apolo quieran rendir honores a su dios. Se controlan a tiempo, Me alaban a Mí, diciendo que Soy Yo el Apolo verdadero y eterno, que hace salir y desaparecer el Sol, la Luna y todas las estrellas. Concluyo: “Amigos Míos, Me llamo solamente “Señor y Maestro”, por esto, quitadme el nombre de Apolo. Ya os expliqué el significado de ese nombre.” Satisfechos con eso, los sacerdotes de Apolo Me agradecen por esta advertencia.

225. LA ECONOMÍA

1. Pregunta, entonces el anfitrión: "Señor y Maestro, cómo debemos interpretar la tan elogiada virtud de la economía, también principio de vida de los romanos? Se dice que quien ahorra en la juventud no pasa necesidades en la vejez, y ese axioma es incluso más usado entre los judíos que entre los romanos.”

2. Respondo: "Los romanos también usan otro que recomienda término medio. La economía adecuada es virtud, mientras no se exceda perjudicando al prójimo. En este caso deja de ser virtud, pasa a la avaricia y se transforma en vicio. Por esto, prefiero un gastador de sus bienes no exagerado antes que uno demasiado económico. El gastador da algo al prójimo, y su defecto es sólo el imprudente derroche de sus posesiones, porque debido a eso, hace más malas que buenas cosas.

3. El hombre muy económico no favorece a nadie, guarda todo bajo pretexto de que es necesario cuidar de la familia. Sin embargo, digo: El fuego del amor hacia tu familia, es cual luz que se levanta durante la noche, pero el amor a los hijos de los pobres debe ser como un incendio colosal, por el cual se ilumina una vasta zona.

4. Quien respeta Mis Palabras al lado de su tendencia a ser económico, tendrá, por Mí suerte en todo y bendición plena, y esa felicidad y bendición continuarán en su casa y familia. Si no toma en cuenta Mi Principio de Vida, dentro de poco verá los hijos y familiares derrochar de modo inescrupuloso sus economías, y tendrá que enfrentar dificultades y miserias. Haced todo según Mi Doctrina, con prudencia y sabiduría, teniendo en cuenta las consecuencias y el final de las actitudes.”

5. El hospedero agrega: "Estoy muy agradecido, Señor y Maestro, y por otra parte, muy feliz de haber respetado esta norma desde joven, y en el futuro cuidaré aún más de ella"

6. Una vez más se manifiesta el delegado: "Yo también guardaré Tu Enseñanza en mi corazón y haré que mi amor hacia la esposa e hijos se transforme en verdadera luz; en cuanto a la educación de los hijos de los pobres, incendiará la ciudad completa para iluminar todos sus alrededores. Está bien así?

Respondo: “Eso lo sabrás por el cumplimiento de Mis Palabras, por esto, actúa y vive según lo dicho.

226. UN "BUEN DIA” DE LAS GRULLAS. EL AURA

1. En este momento surge al Este una gran bandada de grullas volando desde Occidente en dirección al Oriente, más específicamente, hacia las regiones del Río Eufrates. Cuando la bandada completa volaba alto justo arriba de nosotros, fue como si se detuvieran y haciendo círculos llegaron cerca de donde estábamos nosotros. Aquí el delegado dice: “Señor y Maestro, esto es una señal de que el tiempo cambiará. Qué piensas Tú, Señor”

2. Respondo: "Esto es lo que la gente ha llegado a creer por la experiencia, pero se trate de grullas o no, es natural que en la temporada de otoño, el clima suela cambiar, después del cual inevitablemente lo seguirá el invierno; el tiempo igualmente cambiará tarde o temprano, pero este año, la temperatura permanecerá como ahora está, durante un poco más de tiempo todavía. Estas grullas que dan vueltas sobre nosotros no son profetas del cambio del tiempo, pero sus almas sienten, por la cercanía de donde se encuentran, la Presencia de Alguien. Le demuestran una forma de honrarlo y presentar su “buen día”, porque sienten que Él es también su Creador.

3. Un perro apegado a su dueño, se da cuenta de su proximidad y demuestra por saltos y otras manifestaciones de alegría, su amistad y afecto. A un extraño él no se acerca, y si alguien se aproxima a su dueño, inmediatamente lo ataca, obedeciendo solamente su voz. Quién le dice que es precisamente su dueño? Esto no se origina en la carne del animal, pero sí en su alma, que se encuentra en estado más elevado de inteligencia.

4. Tanto el hombre como el animal poseen una esfera exterior que los envuelve y que es indispensable y afín con su alma. Las personas que llevan una vida simple perciben a veces horas antes, la aproximación de un amigo que ha estado por mucho tiempo ausente, y pueden determinar hasta la hora de su llegada.

5. Los irracionales poseen en grado mucho más fuerte la capacidad de presentir y percibir a gran distancia algo agradable o desagradable. Los perros y gatos tienen ese don en abundancia. Puedes enviar a tu perro a varios días de distancia donde deberías soltarlo, que en seguida volvería sin siquiera conocer la geografía. Quien le muestra el camino por el cual se guía, a fin de poder volver junto a ti?.

6. En primer lugar, es tu irradiación externa, de largo alcance, que él conoce que es tuya, a través de su fuerte capacidad de olfato, aunque se cruce con otras numerosas. Segundo, es su amor instintivo y la fidelidad que lo acercan a tu persona. El hecho de no errar el camino y saber que se está acercando cada vez más, él lo percibe por la mayor o menor distancia con respecto a la esfera vital irradiada por ti.

7. Se da con ella, aunque por razones psicológicas, lo mismo que con la irradiación de la luz, cuyo efecto es más fuerte en el lugar en que se encuentra. Cuanto más se aleja, se vuelve más débil y tenue, y a gran distancia poco se percibirá de la misma, especialmente si se trata de criaturas de visión débil. Del mismo modo perciben los hombres e irracionales las irradiaciones de amigos a gran distancia, especialmente los animales dotados de olfato agudo.

8. Soy el Señor de todas las criaturas en todo el Infinito, por lo tanto, también de la Tierra, y esas grullas Me saludan y a una señal Mía se dirigirán hacia el lago que ayer mandé crear con Rafael. Allá tomarán su alimento matutino y se proveerán de agua necesaria para continuar su vuelo.”

9. Tan pronto como termino de hablar, cerca de 300 grullas descienden junto a nosotros, batiendo alas y mirándome a Mí. Yo les indico en dirección del lago, hacia donde se dirigen y por medio del grullar demuestran su alegría por el alimento y el agua pura, llenando sus depósitos internos. Todos observan ese espectáculo de la Naturaleza con gran agrado, alabando Mi Amor, Sabiduría y Poder.

227. SUMINISTRO DE AGUA PARA LAS AVES

1. Luego, el oficial se vuelve hacia Mí, diciendo: "¿Por qué necesitan proveerse de agua estas aves? He observado que siempre toman diez veces más su tamaño, sin embargo, no orinan, o al menos, nunca vi ese fenómeno. En este caso, el agua sólo puede hacer peso durante su vuelo.”

2. Yo respondo: "Mi amigo, el Maestro de Sus Obras sabe mejor lo que ellas necesitan para su conservación y cómo está constituido su cuerpo para sus propósitos. Si deseas conocer la razón por la que un ave necesita de agua para el vuelo, dirígete a Rafael.”

3. El delegado repite la pregunta al arcángel, quien explica: "Cuando se sacrifica un animal, ya sea una oveja, cabra, ternera o buey, se le extraen los interiores - es decir, el estómago, los intestinos y la vejiga – se limpian y llenan de viento para que puedan secarse. Las partes más grandes son utilizadas para odres y sacos, las más pequeñas, para guardar semillas y otras cosas menores, etc.

4. Si tuvieses aquí una vejiga seca o cualquier otra piel seca, sería más fácil demostrar por qué las aves hacen uso del agua para su vuelo. Voy a tomar las medidas necesarias para tal fin. He aquí un envase bastante grande, lleno de agua, en el cual ponemos algunos ingredientes con capacidad de absorber el gas carbónico y el oxígeno, liberando hidrógeno puro. Aquí están los elementos deseados: fierro, azufre, cal, sal y carbón. Los coloco en el agua y se oyen ruidos especiales de efervescencia. Tomamos una vejiga vacía y seca para llenarla de hidrógeno. Asegúrala por la boca y sentirás cómo empuja hacia arriba. Ahora puedes soltarla y observa lo que sucede.”

5. La vejiga se llena de aire, se eleva rápidamente y pronto no se ve más. Otra mayor, y en cuya boca amarras una ramita, sube igualmente con velocidad. En seguida, se llenan doce vejigas con el hidrógeno restante, se amarran ramas pesadas, con los cuales también se elevan en el aire. Terminada la experiencia, Rafael dice al delegado: “Ahora tienes una pequeña noción de por qué las aves se sirven del agua para emprender el vuelo.” Responde él: “Más o menos, pues no percibo cómo usan el agua para volar.”

6. Dice Rafael: "Cada pájaro está constituido de ese modo para producir el abastecimiento de agua igual a la cantidad de hidrógeno indispensable para el vuelo, porque el instinto le faculta este cálculo. Con el hidrógeno llena en el momento todos los cañones, grandes y pequeños y el interior de los huesecillos, haciéndose tan liviano como el cabello humano, peso que vence con las alas y se levanta en el aire. Si tomas en cuenta este proceso, comprenderás de qué manera se efectúa el vuelo de las aves.”

228. EL VUELO DE LOS HOMBRES

1. Dice el delegado: "Lo entiendo perfectamente. Pero dónde las aves se suministran de los elementos necesarios? Éstos no deben encontrarse en cualquier parte"

2. Rafael le responde: "Querido amigo, están en toda la superficie de la tierra en cantidad de miles de millones de veces mayor que lo que todas las aves requieren en miles de años. Las aves son grandes minerólogas, tanto como las raíces y ramas de las plantas son entendidas e inteligentísimas en materia sustancial. Si no fuese así, no habría tantas especies de plantas y árboles, y los pájaros tampoco sabrían volar. Ves, por lo tanto, que cada animal y planta descubre lo que les es necesario y saben aprovecharlo.

3. Observa un huevo. La corteza es de cal y su contenido se compone de cal, sal, hierro y azufre. La cantidad de cada elemento, cada pájaro lo conoce por sí mismo, y dónde lo encuentra. Para ese fin, todo pájaro, animal o criatura posee los cinco sentidos, y las plantas tienen sus antenas en la raíz y en las ramas. Creo haber esclarecido este asunto tan difícil para los hombres.”

4. Opina el delegado: "Si los hombres conociesen el asunto de los ingredientes y su cantidad, podrían inflar odres colosales con hidrógeno y con ayuda mecánica, levantar vuelo como las aves.”

5. Rafael dice: "Lo que ahora no es posible, en el futuro lo será. Aunque es mejor para el hombre no saber volar, pues si tuviese esa capacidad, se transformaría en el animal más voraz de la Tierra, y no se preocuparía más de cultivarla. Es preferible que su alma se vuelva espiritualmente capaz de volar, aunque su cuerpo permanezca en el suelo terrestre, para lo que tiene la condición física adecuada. El hombre llega bien lejos y, a veces, demasiado lejos por medio de sus pies. Si hay necesidad de una mayor prisa, dispone de animales y también puede construir navíos que lo lleven sobre el mar, como si fuese tierra firme. En el futuro inventarán gran cantidad de medios de transportes que correrán a enorme velocidad. Ahora sabes más de lo que necesitas. Todo esto lo demostré para que puedas reconocer más fácilmente, que el Señor Es el Maestro Más Perfecto e Inigualable en todas Sus Obras.”

6. El romano Me agradece a Mí y a Rafael y dice: “Contigo, Señor, se aprende en una hora mucho más que de un profesor inteligentísimo en una vida entera. En Tu enseñanza no hay límites, y Tu Sabiduría no tiene fin. Todos nosotros Te damos las gracias y Te pedimos perdón por nuestras debilidades y pecados”.

7. Digo Yo: "Estos también os son perdonados, pero en el futuro tendréis que precaveros de no caer en ellos. Vamos a tomar nuestro desayuno para partir en seguida.” Durante el desayuno, fueron muchos los temas conversados, que no es necesario mencionar aquí, por tratarse de asuntos ya conocidos.

8. Después del desayuno, bendije la casa del hospedero y su familia, al delegado de justicia de la ciudad y a todos los que se encontraban allí presentes, y nos pusimos en marcha.

El hospedero, su hijo y el supremo oficial nos escoltaron por dos horas, y ellos se sorprenden de ver las tierras bien cultivadas. Cuando se despiden, Rafael también desaparece, porque ya no lo necesitaba.

229. EL SEÑOR CON SUS SEGUIDORES EN EL VALLE DEL JORDÁN

1. Cerca del mediodía llegamos a una pequeña aldea habitada por pastores árabes muy pobres, cuyo jefe, que poseía una situación algo mejor que los demás subordinados a él, pregunta a dónde queremos ir, porque de allí en adelante no existían otras ciudades y, si queríamos reconfortarnos, él nos ofrece sus servicios.

2. Yo digo: "Has hecho bien teniéndonos en cuenta en tu corazón, y acepto tu buena voluntad como si lo hubieras hecho. Sucede que hoy tenemos que llegar al Valle del Jordán, lo que nos impide quedar aquí por más tiempo.”

3. Él contesta: "Si ese es vuestro deseo, podéis seguir por un atajo que empieza desde mi choza. Aquí se encuentra la primera fuente del Arno, y no hay mucha pendiente. Las otras, que al final forman la corriente, tienen fuertes pendientes y los senderos son peligrosos.”

4. Respondo: "Serás recompensado igualmente por este consejo. Pero no con oro, plata ni piedras preciosas, sin embargo, con algo más útil. Este terreno que ocupas con tus vecinos se volverá fértil y tus manadas aumentarán, para que veas que Soy más que un simple hombre. En otra oportunidad podrás ir a la ciudad situada en el Monte Nebo, que los residentes del lugar te dirán Quién fui, Soy y siempre Seré.” El pastor Me mira con ojos sorprendidos y pide acompañarme al Valle del Jordán, pues conoce el camino.

5. Yo digo: "No es necesario, porque Yo Mismo conozco mejor todos los caminos de la Tierra. Debido a tu gentileza, puedes acompañarme cierto trecho.” Él toma la delantera y nos conduce por un buen camino hasta casi el Valle del Jordán, donde nos separamos. Tres horas después del crepúsculo llegamos a un pequeño lugar y encontramos un albergue. Al tocar a la puerta, el dueño llega a la ventana y pregunta enojado qué queríamos a esa hora. Respondo: “El dueño de un albergue está obligado por Ley a acoger a los visitantes, incluso de noche.” Tomándome por juez romano, él abre la puerta, enciende la luz y entramos. Cuando nos sentamos en el comedor, él pregunta si queríamos algo de comer.

6. Yo digo: "Nada hemos comido desde temprano, por lo que entenderás nuestra necesidad de alimento. Si tienes pan y vino, es suficiente". Él dice: "Tengo carne y caldo de pescado. Si quieres, puedo mandar a preparar algo. Los sirvientes aún no se han retirado." Contesto: "Tu carne no sirve para los judíos, porque no comemos carne de cerdo ni burro. Los peces están muertos hace cinco días y no están buenos para nosotros. Trae sólo un buen vino y pan”.

7. Él y su esposa nos sirven. Tomando el pan, lo divido en pedazos y los reparto entre nosotros. El hospedero llena las tazas con vino de pésima calidad. Dirigiéndome a él, le digo: “ Si tienes un buen vino, por qué nos ofreces el peor? Él contesta: “El vino bueno lo guardo para romanos y griegos. Para los judíos es demasiado bueno. Todos los judíos son malos pagadores, y los hospederos nos cuidamos de no salir perjudicados.”

8. Yo digo: "Toma otro cántaro, y tráenos agua". Molesto, obedece, diciendo: "Si no os gusta mi vino, bebed agua en nombre de Neptuno. "Yo Bendigo el agua y la convierto en vino, como lo hice ya muchas veces. Así nos reconfortamos. El darse cuenta que el agua nos agrada, dice: “Me extraña que prefiráis el agua pésima al vino. Nuestra agua es mala porque no disponemos de una fuente y tenemos que satisfacernos con el agua del Jordán, que no tiene buena agua para calmar la sed, porque está muy cerca del Mar Muerto.”

230. El HOSPEDERO MAL EDUCADO

1. Le ofrezco una taza llena de agua al hospedero, quien se sorprende sobremanera al darse cuenta que está tomando un vino especial. Por esto, dice: “Según me parece, sois magos y brujos. Con personas como ustedes no es aconsejable tratar.”

2. Respondo: "Con magos de nuestra especie puedes tratar, pero no con los que conoces, pues siempre tienen malas intenciones y son tramposos. Yo Soy La Verdad Misma. Y toda clase de fraude está muy lejos de Mí. En el futuro podrás comprenderlo mejor. Trae más pan. Protesta él: “Sólo tengo uno, y lo necesito para el personal. Los vecinos están durmiendo y no puedo pedirles prestado nada.” Nuevamente bendigo algunos pedazos de nuestra mesa, y hago pan de sobra, tanto que el hospedero llena una gran canasta.

3. Este milagro lo dejó atónito, de manera que dijo: “Transformar el agua en vino no es algo especial, porque algo similar fue realizado por los sacerdotes de Baco. Pero creaste algo, donde nada existe; eso tiene un sello divino, pues los mortales no podrían hacer tal cosa.”

4. Yo digo: "Eres griego y viajaste por varias ciudades de tu país. Nunca te preocupaste de las verdades que se propagan entre los hombres, y como hospedero no formas parte de los amables. Te gusta ganar, pero no has hecho una fortuna. Si no fuese tan tarde, Yo habría evitado golpear a tu puerta.”

5. Él responde: "Hubiera sido más cortés, si tu manera de actuar no fuese tan chocante. Te ofrecí carne y pescado. A esto hiciste una observación que no me agradó. Debes estar de acuerdo con que ningún judío, griego o romano se deja injuriar. Me doy cuenta que eres algo poco común, sin embargo, sólo puedo ofrecer lo que tengo a esta hora. Mi único engaño fue no haber ofrecido el mejor vino. Corregiré mi error e iré a buscar una jarra llena.”

6. Digo: "Nada de eso es necesario. Si Yo quisiese, todo el Jordán y el Mar Muerto los transformaría en vino. Tenemos pan y vino en cantidad, y puedes hacernos compañía sin causar daño a la bodega. Él se sienta a nuestra mesa y Me pide disculpas por el mal gesto, pensando que Yo era sabio, por lo tanto, no culparía a un hombre por su ignorancia. Agrego: “Está bien. Come y alégrate. Mañana Me dejarás partir con mucho más renuencia que como Me recibiste hoy.”

231. EL SEÑOR ANUNCIA LA LLEGADA DE UNA CARAVANA

1. Mientras tanto, la esposa y las dos hijas del hospedero se acercan, preguntando si íbamos a querer alimentos calientes, a lo que él contesta: “ Si hubieran querido ya te lo habría dicho. Sólo pidieron pan y vino, por lo tanto, pueden irse a dormir. Dice ella: “Será difícil que descansemos, pues tenemos solamente dos panes que de ninguna manera alcanzarán para tanta gente.” El hospedero dice: “Entonces id y haced buen pan para mañana”.

2. Interrumpo: "En lo que concierne a nosotros, no hay necesidad de hacer más pan, pues mientras estemos aquí no nos faltará. Toma algunos pedazos de pan de la mesa y llena 3 tazas de vino y dales a tu esposa y a tus dos hijas.” Así lo hizo, y las mujeres no dejaban de sorprenderse por la calidad del vino, preguntando de dónde salió, pues sabían que en la hospedería no tenían un vino como ese.

3. Él explica: "Los visitantes trajeron el vino. Mañana lo sabrás todo, pero ahora encomienda a los empleados que preparen pescado fresco para mañana. " Cuando la esposa escuchó eso, Me agradeció , pero no podía entender de dónde había salido tanto pan, porque la mesa estaba llena de él, y la mujer pensó que tal vez su marido había pedido el pan a sus vecinos. Pero el hospedero le dijo: “Esto no es algo que concierna a ustedes, pero mañana sabrás todo, por ahora haz sólo lo que te digo.” La esposa y sus hijas nos dejaron solos y no oímos ninguna pregunta más, por lo que quedamos en mucha tranquilidad. Cuando el hospedero se sentía muy a gusto debido al vino, pregunta Mi Procedencia y cuál era Mi destino. “Por ahora, te digo que vine de Lo Alto y seguiré por el Valle del Jordán hacia las cercanías de Jerusalén. Entonces, el hospedero pregunta si iremos pronto a descansar. Yo digo: Tus sillas son bastante cómodas, así que tomaremos nuestro descanso nocturno aquí.

El hospedero dijo: “Puedes descansar como desees, pero también dispongo de cómodas camas, aunque si tú quieres descansar aquí, también está bien para mí”. Dije: Con toda seguridad sé que dispones de cómodas camas y en número suficiente, pero las necesitarás para los integrantes de una caravana de Jericó, que dentro de una hora golpearán tu puerta. Prepárate, porque no es mentira.”

4. Cuando el hospedero oyó esto, corrió a la cocina a contarle a su esposa, quien se desesperó por la falta de pan para tanta gente. Entonces, el hospedero volvió a decirme lo que pasaba. Por esto, me dirijo al marido, diciendo: “Verifica si no tienes más que dos panes en la despensa.” Dirigiéndose para allá, porque sospechaba que Yo podría multiplicar los dos panes como ya había hecho con los panes en la mesa, él la encuentra abarrotada del mejor pan, y la mujer pregunta qué individuo sería Yo, que podía crear tanto pan de la nada y si era aconsejable que comieran de ese pan mágico, sin correr riesgo. Dice el marido: “Tú ya comiste de ese pan, también nuestras dos hijas, y yo y el que los multiplicó y todos han comido de él y aún están comiendo del pan milagroso. Puedes quedar tranquila, y ahora trata de ordenar el segundo cuarto de huéspedes, que deben estar por llegar. Enciende las luces para que al llegar encuentren todo iluminado y cuando estén sentados a la mesa, sírvanles muy correctamente, porque yo no podré hacerlo, pues permaneceré con los primeros huéspedes y los atenderé en lo que sea necesario”.

232. COMENTARIO DEL HOSPEDERO ACERCA DE LOS JUDIOS

1. Volviendo junto a nosotros, el hospedero se arrodilla delante de Mí, diciendo: “Oh, Buen amigo de los hombres, aún no hace una hora que te encuentras aquí y ya soy deudor tuyo. Debes ser un gran profeta entre los judíos y probablemente no Te reconocen. En mi opinión, los judíos son las peores personas, especialmente aquellos que viven en las ciudades. Y hasta donde yo sé, persiguen a todos los grandes hombres que surgen entre ellos, en especial los orgullosos sacerdotes, y consideran pecador a cada simple judío que se relacione con un romano o un griego. Pero ellos no rechazan el oro de los griegos y los romanos, lo que es bien conocido por mí.”

2. Yo digo: "Por eso te dije que vine de Lo Alto, cuando me preguntaste de dónde era; Esto todavía no lo entiendes, pero lo comprenderás. Pero Aquella rama de sacerdotes en la mayoría de las ciudades y mercados de esta Tierra, que fue tan elogiada antes, es una raza de víboras y serpientes y no vienen de arriba, sino de abajo. Entiendes eso?”

3. Él responde: "Querido amigo, probablemente el más destacado hombre que haya pisado el suelo sucio de esta Tierra, ahora se me hace un poco de luz. Tú eres uno de los mayores profetas de tu pueblo! Sin embargo, te aconsejo que no vayas a Jerusalén, cuyos habitantes son la peor gente, junto con sus sacerdotes y Rey Herodes. Nosotros, griegos, no comprendemos cómo los romanos, tan inteligentes, pudieron concesionar un reino como Judea a un hombre como ése.

4. Mira, yo soy de Macedonia y tuve la oportunidad de estar en la gran biblioteca de Alejandría. Entonces adopté la profesión militar y durante diversas pequeñas y grandes expediciones he estado hasta en la India, después en África, hasta las columnas de Hércules. Y en Europa, fui tan lejos que casi me congelé con tanto hielo. También visité Britania en realidad desde la Galia, pero, querido amigo, te aseguro que en ninguna parte encontré hombres tan despreciables como en Jerusalén.

5. Desde aquí se llega en unas tres horas hasta las orillas del Mar Muerto. Dicen de ese mar, que en tiempos pasados, por el Poder del Gran Dios de los judíos, diez ciudades con personas y animales fueron tragados por él, por la lluvia de fuego desde los Cielos, y como resultado de un enorme terremoto. Aun así, apuesto que aquellos infelices enterrados en el Mar Muerto, no pudieron ser peores que el pueblo extremadamente orgulloso de Jerusalén.

6. Soy un soldado común, pero siempre he sido amigo de los grandes y excepcionales hombres, aunque yo realmente nunca fui un adorador de los dioses, pero cada gran hombre ha sido para mí de alguna manera como un dios. Pero con quién podría comparar a estos jerusalenitas? Como soldados ellos son lo peor, pero como seres humanos son aún mil veces peores. Por lo tanto, perdona mi opinión no halagadora cuando llegaste aquí. No te conocía de cerca y te tomé por simpatizante de Jerusalén. Pero por Tus palabras y acciones probaron que eres totalmente diferente.

7. En este lugar hay cerca de sesenta residentes, sólo griegos. Una vez hubo un judío que también poseía un pedazo de terreno aquí, pero se lo compramos a un precio bastante elevado de dinero, para poder ser libres de los judíos en nuestra pequeña aldea.

Ahora vivimos muy unidos unos a otros, pero mientras el judío estuvo con nosotros, él sabía cómo estropear todo.

Aquí criamos ovejas, animales bovinos y cerdos. Esta última parición creció muy bien aquí cerca del Jordán y produjo mucho para nosotros. A fin de proteger los cerdos contra los animales de presa, también necesitamos un gran número de los llamados perros de cerdos. Yo por mi parte tengo 14 de ellos, pero te aseguro, mi noble, maravilloso amigo, lo peor de mis perros de cerdos es mucho mejor que los jerusalenitas. No quiero generalizar mi opinión, pues debe haber algunos más humildes y comprensivos, pero nunca tuve la suerte de encontrar ninguno de ellos, y por consiguiente, te alerto sobre Jerusalén y sus habitantes.”

Respondo: “No estás equivocado y mañana conversaremos este asunto, pero ahora la caravana que te anuncié llegará pronto. Así que debes preocuparte para recibirla y darles acomodación.”

233. CONTINÚA LA CONVERSACIÓN ENTRE EL SEÑOR Y EL GRIEGO

1. El hospedero fue a pararse delante de la casa para ver si la caravana venía, y no tuvo que esperar mucho antes que la caravana llegara, montada en camellos y burros También los ayudantes del hospedero estaban a mano para preocuparse de los animales, como también del equipaje con que estaban cargados, mientras el hospedero recibe a los dueños. La gente entró a la casa y el hospedero los llevó en seguida a la segunda habitación para huéspedes y les dijo: “Aquí están los sirvientes. Lo que deseen les será también servido.” Volviendo junto a Mí, el griego dice: “Oh, mi maravilloso y querido amigo, no me ocuparé demasiado de esos huéspedes que han llegado ahora, porque en seguida me di cuenta que son comerciantes de Jerusalén, y en el grupo también hay 3 levitas que son igualmente comerciantes.”

2. Yo digo: "Como no eran de tu agrado, no te advertí al respecto. Ahora sabes cómo tratarlos para que no haya fricción.”

3. Él dice, "podrán recibir el pescado restante, que se había salado y frito. No están del todo mal, porque inmediatamente después que fueron pescados, fueron fritos y bien salados. También tienen pan y vino y tendrán que estar satisfechos con eso. También tengo carne ahumada de ovino y de cabra. Si se quieren servir eso, entonces también se le podrá preparar, aunque los judíos no comen carne ahumada, especialmente cuando están entre ellos, pero cuando vienen a nosotros los gentiles y están realmente hambrientos, comen todo lo que se les sirve”. Digo: “Harán eso también ahora, e hiciste bien en asignarles otra sala.”

El dueño de casa fue a la cocina y le dijo a su esposa lo que tenían que servir a los huéspedes recién llegados. Pero la esposa ya había puesto los peces en un horno sobre el carbón y estaba ocupada en prepararlos. Uno de los huéspedes vino a nuestra sala para preguntar al hospedero si disponía de un vino mejor. El responde: “No hay otro mejor en las cercanías del mar Muerto, por lo tanto, daos por satisfechos.” El otro hace la observación que Jericó también se encuentra cerca de ese mar, sin embargo, allá tomaban vino excelente.

4. El propietario responde: "Este lugar no es Jericó, Tampoco tenemos los medios económicos para abastecernos del mejor vino de Chipre. Así que nos contentamos con la cosecha que nuestro pedazo de tierra puede darnos.” Dándose cuenta que nada consigue del hospedero, el huésped vuelve a su grupo. Entonces, el griego Me dice: “Tengo un vino mejor y lamento habértelo negado a Ti, por el mismo motivo que les negué a aquellos. Sin embargo, me di cuenta, como ya dije, que sois sólo judíos de apariencia, porque interiormente parecéis estar muy por encima del judaísmo actual.

5. Ah, los viejos judíos del tiempo de sus jueces, fueron muy diferentes a los de ahora. Tengo algunos conocimientos acerca de los judíos de la antigüedad, pero los judíos de ahora son peor que lo peor. Sólo codician los tesoros materiales y el prestigio terrenal, y el Dios de Abraham, Isaac y Jacob, junto con los profetas, ellos, como dicen, los abandonaron. Pero soy de la opinión que ni siquiera uno de esos especialmente altos jerusalenitas cree todavía en un Dios o en un profeta. Yo tampoco pertenezco a estas gentes que creen especialmente en alguna deidad, pero siempre tuve un justo respeto por la verdad de los hombres sabios de Egipto y Grecia, porque es sólo a través de la verdad que he llegado a ser un ser humano. Ocasionalmente también me dediqué a la lectura de los profetas, pero como no los entendía, los guardé nuevamente, debido a que no conocía bien el antiguo idioma hebreo, especialmente sus escrituras, comparado al griego con el cual yo nací. Las Obras hebreas aún no han sido traducidas al griego, sino sólo algunos párrafos en romano. Por eso, mi conocimiento sobre la sabiduría judía antigua es débil.

6. Una cosa me llamó la atención, hasta donde entendí: Los judíos esperan un nuevo rey que vendrá con todo poder y fuerza, para fundar un enorme reino, poderoso e invencible. Pienso que ese rey se hará esperar por mucho tiempo, así que mientras tanto tendrán que soportar el dominio romano. También sería lamentable que un hombre poderoso surgiese de Asia para liberar a la gentuza judía del dominio romano. No sé si tengo razón. Mi razonamiento, que agradezco a los filósofos griegos, me dice que mi parecer es correcto.”

Querido amigo, tú eres inequívocamente más sabio que yo, y tengo la esperanza que no me dirás que estoy equivocado, porque como ya te dije, esta gente está completamente inclinada a sacar finalmente a cada líder desde el trono y a lapidar a los que dictan leyes sobre ellos. Y es por eso que te sugerí no ir a Jerusalén a dar a conocer tu maravillosa sabiduría, porque la gente en Jerusalén no acepta a nadie que claramente es más sabio que ellos.”

234. EL SEÑOR DA TESTIMONIO DE SI Y SU MISIÓN.

1. Le digo al anfitrión: "Tienes toda la razón. Sin embargo, debes tomar en cuenta que albergas habitantes de Jerusalén en el otro recinto y tal vez alguno pudo escucharte, y puede causarte problemas.”

2. Él dice: "No te preocupes. La mayoría de los jerusalenitas de alta reputación me conoce y sabe que un soldado romano no les teme. Ya les he dicho algunas otras verdades en sus caras y han tendido que aceptarlas, porque ellos saben bien con quién están tratando. Así que tampoco mostraré temor por esos 20 judíos, porque tengo todavía mi espada, con la que me atrevería a perseguir a cien de esos jerusalenitas cobardes.”

3. Yo digo: "Conozco la honestidad, justicia y coraje de los romanos, como también la hipocresía de los judíos, que casi alcanza sus límites, especialmente los templarios. Aun así, son ellos el pueblo escogido del Dios Verdadero, en el cual los romanos también creen, pues le erigieron un Templo, llamado el Templo del Dios Desconocido. Sin embargo, agrego que el título de pueblo elegido le será quitado y entregado a los paganos. Los judíos serán dispersos por todo el mundo, y no tendrán país soberano para su raza, hasta el Fin de los Tiempos. Sé que esa gente Me odia y persigue, sin embargo, tendré que ir a Jerusalén, y no quiero ni puedo esquivar su gran ira y odio. El sacrificio que Yo haré abrirá para todos los hombres de la Tierra, la Puerta del Reino de Dios.

4. Hasta ahora regía la antigua muerte y el pecado, por los cuales la muerte vino al mundo, a través de la Ley que siempre fue dada a los hombres. Después de Mi Sacrificio, reinará la Vida a través de la Doctrina de Aquél que será sacrificado por la completa libertad de la fe. Todo aquel que busque la Verdad, la encontrará fácilmente, conquistando de esta manera la vida más libre y eterna en él.

5. Yo soy uno de los primeros en traer esta Doctrina al mundo. Vine para estar entre lo Míos, pero ellos no Me reconocieron ni aceptaron, pues Me persiguen por todos los caminos y calles. Por eso, de ellos alejaré Mi Mirada para dirigirla a los paganos. Eres pagano, y Yo, judío. No obstante, aquí Me hospedé con todos Mis discípulos, y como sabes, sólo te hice el Bien. Pero no eres el único, pues ya bendije a muchos de tus coterráneos y lo haré hasta el Fin de los Tiempos.”

6. Contesta el griego, "De tus palabras, maravilloso Maestro, fluye una vibración especial y tengo la impresión que eres mucho más que profeta del pueblo judío, de quienes también leí muchas grandes cosas. Sus profetas hacían cosas más o menos milagrosas, pero nunca oí que hayan hecho lo que hiciste. ”Los dos más grandes profetas de los antiguos judíos fueron indudablemente Moisés y Elías. Por el Espíritu de Dios que estaba en ellos, trajeron grandes enseñanzas a la gente de este mundo y también realizaron milagros que fueron grandiosos, pero comparados Contigo, ellos también parecen ser pequeños hombres que dieron a sus semejantes lo que recibieron ellos mismos. Pero parecen ser muy diferentes a Ti, porque Tú hablas como Tú Mismo y actúas completamente independiente por el poder y fuerza que están en Ti. Los otros profetas tenían que pedir la palabra y por la fuerza con ellos, podían realizar los milagros. Tú no tienes que pedirla, sino que actúas como un Señor quien no tiene que pedir a un ser divino superior para inspiración de La Palabra o la Fuerza para realizar milagros. Mira, maravilloso Maestro, yo, como un soldado romano con mucha experiencia, te digo, y pienso que mi opinión no está equivocada al menos en lo que respecta a Ti. Sin embargo, me agradaría escuchar de tu boca lo que dices de ti.

7. Respondo: "Mi querido amigo, mañana habrá tiempo para eso. Entonces tú y tus vecinos Me conoceréis mejor. Hoy no diré nada al respecto, por causa de los fariseos y los otros judíos que están en la otra sala de huéspedes y que todavía llenando sus barrigas, que son realmente sus dioses, con pan, vino y otros alimentos. Porque ninguno de ellos cree en el Dios Verdadero de Abraham, Isaac y Jacob, y como no creen en Él, tampoco creen en Moisés y en los profetas, y mucho menos en Mí. Es mejor que tomemos más vino, pan y algo de carne, cada uno de acuerdo a su necesidad, y cuando conversemos entre nosotros, hablemos de cualquier otra cosa y dejemos de lado lo que concierne a Mi.”

El hospedero está de acuerdo en eso y llena las copas con vino, y nosotros nos servimos nuevamente algo de pan y carne y bebemos vino.

235. LA APARICIÓN DEL MAR MUERTO

1. Mientras tanto, el anfitrión Me preguntó nuevamente si Yo podría decirle algo más de la naturaleza especial del Mar Muerto, y si es verdad que en tiempos antiguos existieron muchas ciudades que por decreto especial se hundieron profundamente en el suelo, formando el Mar Muerto en ese lugar. Respondo: “Escogiste buen tema, pues ese gran lago recibió desde aquel tiempo, el nombre de “Mar Muerto”, porque en sus profundidades se hayan enterradas dos grandes ciudades, Sodoma y Gomorra, y siete más pequeñas, con todos sus habitantes y animales.

2. En esa época, el Jordán tenía otro curso y desembocaba en el Mar de Arabia, llamado Mar Rojo. En tiempos de Abraham y de Lot, sucedió la gran catástrofe, según la Voluntad de Dios Único, Verdadero y Todopoderoso, y la región de los vapores del Jordán colapsó por sí sola y el propio lecho del Jordán recibió mayor profundidad. De este modo, el río Jordán nunca más desembocó en el Mar de Arabia, sino en el Mar Muerto. Si alguien navegase por las orillas en la época en que el lago no exhala vapores, podría descubrir varias ruinas de las ciudades menores, debajo del nivel del mar.”

3. Exclama el hospedero: "Entonces, es verdad lo que dijo Moisés en relación a la aparición de ese mar. Varios navegantes me habían dicho haber visto algunos vestigios de muros, etc. Desde lo alto de las orillas, que son bastante empinadas. Yo nunca tuve oportunidad de ir a las cercanías del Mar Muerto. Sólo se ven rocas escarpadas, tan estériles como el mismo Mar, donde no se encuentra ningún pez, ni siquiera en la desembocadura del Jordán.

4. Hay sólo algunos puntos donde con mucha dificultad se puede llegar bajo la superficie del agua, que continuamente desprende fuertes vapores de azufre. Fue el motivo por el que nunca me interesó ver de cerca la naturaleza del Mar Muerto. No soy un cazador y tampoco sabría por qué yo, como hombre anciano podría exponerme a un peligro trepando las rocas empinadas de ese Mar Muerto y que son bastante altas. Las costas planas donde se podría estar más cerca al mar están a unos pocos días de viaje desde aquí y pertenecen ya a la rocosa Arabia. Así que yo prefiero creer pacientemente lo que Tú dices, porque no soy amigo de la muerte y por consiguiente tampoco del Mar Muerto. Tuve la oportunidad de ir con un barco en el verdadero mar grande y se lo que se siente, y este ya me dio suficientes problemas. Así que el Mar Muerto no me verá. Cuáles fueron las razones que hicieron al Dios Verdadero hundir esas ciudades?”

5. Respondo: "Nada más que la desobediencia contra el Único, Verdadero y Gran Dios, que muchas veces le advirtió seriamente al pueblo que dejara sus grandes pecados y abandonara el lugar de las perversiones donde ellos vivían, porque toda aquella zona estaba situada sobre minas de azufre, y la Divinidad sabía muy bien cuándo iba a incendiarse.

6. La gente, sin embargo, continuó en sus grandes pecados, fornicaciones y orgías de todo tipo, desoyendo la Advertencia Divina, con excepción de Lot y su pequeña familia. Y así, se dio un enorme incendio en los alrededores del Mar Muerto, como ya viste en Italia y Sicilia. Todo el cielo estaba lleno de fuego, que caía en una lluvia copiosa de azufre y alquitrán sobre todas estas ciudades.

7. Ese fuego duró más de catorce días, formando debajo de la delgada capa de suelo de ese lugar, un espacio hueco, y todo el territorio se precipitó en las profundidades ardientes de la tierra con todo lo que había en él, y que solo poco a poco se llenaron con las aguas del Jordán y otros pequeños arroyos. Si esto no hubiese ocurrido, todo el Valle del Jordán se habría incendiado internamente y sucumbido, pues también está situado sobre azufre y petróleo. Este es un resumen de lo que leíste en Moisés, de manera más detallada.”

236. LA APARICIÓN DEL MAR CASPIO

1. (El Señor): "Siguiendo más allá del Valle del Jordán hacia el Norte, pasando más allá de la Cordillera del Asia Menor, encontrarás un gran lago, que los romanos llaman Mar Caspio. Este gran lago apareció en la época de Noé o, si lo entiendes mejor, en tiempos de Deucalion, de la misma manera que el Mar Muerto, con la diferencia que en el Mar Muerto se hallan enterradas sólo nueve ciudades, mientras que en el Mar Caspio, cerca de quinientas, incluso la gran ciudad de Hanoch, que existía también en ese tiempo.

2. Mira Mi querido amigo, tal vez preguntes: ¿Por qué permitió Dios que casi toda la población del mundo fuese exterminada?. A esto, respondo que Dios hizo enseñar y advertir a los hombres, especialmente a los hanochitas durante quinientos años, por medio de profetas y hasta por ángeles celestiales, que deberían abstenerse de hacer ciertas cosas, especialmente que dejar intactas las montañas de la Tierra, pero su testarudez y su soberbia hicieron caso omiso de las advertencias.

3. Los hanochitas inventaron una especie de pólvora, hacían profundas perforaciones en las montañas, y las llenaban, incendiándolas a través de largas mechas. La pólvora explotaba y reventaba las montañas. Los hanochitas ignoraban que se encontraban grandes compuertas de agua debajo de las montañas. Éstas, al perder su consistencia, se desmoronaron hacia dentro de las grandes cuencas, empujando las aguas hacia la superficie del suelo. Por otro lado, se incendiaron también las minas de azufre, carbón y petróleo, provocando en las planicies, incendios gigantescos, con lo que todo el suelo zozobró, ocasionando el surgimiento de este Mar.

4. Es fácil comprender que en aquella ocasión, grandes masas de agua salieran desde el interior de la Tierra y subieran hacia la superficie. Junto con el agua, también una gran masa de vapor y nubes subió a cierta altura y cayó en lluvias torrenciales por más de doce meses, lo que fue muy necesario, porque de lo contrario, la superficie completa de la Tierra se habría incendiado en unos pocos años, pues a una profundidad de dos mil brazas, y a veces mucho menos, existen materias incendiables, como son el azufre, el petróleo y el carbón, y en algunos lugares, grandes depósitos de nafta. Y esto era más que suficiente para provocarlo.

Como te darás cuenta, querido amigo, en aquella época una de las más grandes inundaciones de la Tierra, es decir, de la mayor parte de Asia, fue muy necesaria. Si no hubiese sido así, la mayor parte del planeta estaría hoy desierta, como es ahora el caso del Mar Caspio, hasta casi el extremo oriente de Asia en una región de un largo cercano a las 2.000 horas de caminata y con un ancho de alrededor de 500 horas de caminata.

5. Pero Dios, el Señor, Se preocupó de que la Tierra no fuese destruida, con el fin de que los hombres no perdiesen su Escuela de Prueba en la que deben ser educados para la Vida Eterna. Quien no pasa por la escuela de la Vida, encarnando en la Tierra, no puede alcanzar la Filiación de Dios, y quedará eternamente en el grado evolutivo de los animales. Es obvio por esto que la conservación de esta Tierra, como Escuela para llegar a ser hijo de Dios, es sumamente necesaria. No lo comprendes del todo todavía, pero mañana volveremos a conversar sobre este tema y lo comprenderás mejor.”

6. Contesta el griego: "Querido y Milagroso Maestro! Siento algo como quien al amanecer vislumbra los primeros rayos del Sol, y le iluminan su camino. Nosotros, entre los romanos tenemos un refrán que dice : No existe un gran hombre sin Inspiración Divina. Y Tú pareces ser el que recibió la mayor inspiración de la Divinidad, con lo que quiero decir: En Ti habita toda la Plenitud de Dios”. Agrego: “No fue tu carne la que te entregó esto, sino tu propio espíritu. Por hoy dejemos el asunto de lado. Los fariseos comienzan a prestar atención a nuestra conversación y es conveniente que cambiemos a un tema más casual.”

237. MOTIVO DE LA DESTRUCCIÓN DE BABILONIA Y NINIVE

1. Meditando por un momento, finalmente el hospedero continúa: “Buen amigo, dotado de la Fuerza y el Poder de Dios! Ya que puedes crear todo lo que quieras por Tu Voluntad, por favor explícame por qué el Dios de los judíos, a Quien Tu consideras el Único y Verdadero, permitió que ciudades como Babilonia y Nínive fuesen exterminadas de tal forma que hasta hoy no se las pueda localizar?

2. Por qué el Dios permite que estos trabajos con sello humano fueran destruidos? Es verdad que esos hombres que vivieron en esas ciudades no pecaron menos que los sodomitas, pero, qué es finalmente el pecado?. Nada más que cierta acción contraria a las leyes existentes de las cuales cada persona en un país determinado no conoció o muy poco, y también es bien cierto que todo pueblo debe tener leyes por ser necesarias para mantener el orden ciudadano, sin embargo, debería haber cierta educación sobre las leyes. Pero quién entrega esa educación?. Quiénes son los principales educadores de los niños? Son los padres, con excepción del idioma y ciertas experiencias, la mayoría es ignorante como sus hijos recién nacidos. Y los niños crecen sin ningún conocimiento, ciencia o experiencia. Hay leyes del Estado que son desconocidas por esos hijos ya crecidos, y este es el caso en las ciudades como en la zona campesina, y a menudo más en las ciudades que en las afueras de la ciudad. Cuando son adultos, esas criaturas se hayan presas de muchas pasiones, pero dotados de poca visión e inteligencia. Ejercen tal poder sobre ellas que caen presa de sus pasiones y pecan contra las leyes existentes que ellas desconocen.

3. Cuanto más se prolonga esta situación, tanto más tontos y pecadores se vuelven los pueblos. Y los gobernantes y sacerdotes se regocijan de la ignorancia popular, y ninguno de ellos se preocupa de la educación de la humanidad, ni siquiera la poderosa Divinidad. Pero cuando la situación ha llegado a un punto insostenible, Dios viene con Sus Juicios tremendos. No sería más sabio tratar de educarlos desde un principio, para que los hombres sepan cómo vivir?. Por más que yo medite al respecto, no concuerdo con el olvido de Dios Poderoso. Pero ahora sólo hay un eterno castigo en la Tierra y los educadores que son iluminados con el Espíritu de Dios aparecen sólo cuando la gente ya está tan enferma que no pueden ser mejores nunca más. Que tales criaturas se degenerarán tanto en el área campesina como en las ciudades es tan obvio que no necesita explicación, y los profetas y educadores que son inspirados por Dios no pueden producir ya milagros para esa gente que se volvió ignorante. Muy pocas personas buenas lo escucharán y aceptarán sus enseñanzas, pero gran parte de estas criaturas los agarrará y matará.

Mira, mi querido y milagroso amigo, puedo pensar tal vez lo que quiero, pero tal descuido en la educación de los pueblos, permitido por una Divinidad tan sabia y poderosa no es del todo correcto. Las leyes de esa Deidad pueden ser muy sabias pero cuál es su uso si la humanidad en general nunca recibe un conocimiento intensivo de éstas?

4. ¿Por qué hay mayor orden en Roma que en otros lugares? Porque el Gobierno se preocupa que todos los ciudadanos sean conocedores de las leyes, hasta que sean capaces de dar el examen. Sólo en ese momento reciben el derecho a la ciudadanía. En mi opinión, esto mismo debería introducirse en los otros pueblos, pero en este caso, la Deidad como el Estado a menudo dejan las naciones existir tan salvajes como el reino animal. Entonces, ellos sólo pueden actuar de acuerdo a sus pasiones y en vez de llegar a ser mejores, sólo llegan a ser más malvados y oscuros y de esta forma, pecan mucho más y cometen más crímenes. Y una vez que han alcanzado el límite en esta forma de vivir, los castigos vienen de arriba y de abajo, y ciudades y naciones son exterminadas y dejadas de existir.

No puedo en absoluto estar de acuerdo con esta manera de educar a los pueblos. Por eso es que pregunté por qué Dios permitió que ciudades como Babilonia y Nínive desaparecieran y dejaran de existir. La gente debe haber muerto sin saber la causa de sus muertes, pero las ciudades y la tierra que cultivaron aquellas personas no pueden haber tenido la culpa, sin embargo, ellas desaparecieron de la faz de la Tierra junto con esa humanidad pecadora. Cuando otra nación llega al mundo debe empezar nuevamente desde el principio, construyendo casas y cultivando la tierra. Y durante ese trabajo, esa gente nuevamente no tiene paz, pero son permanentemente amenazados por toda clase de enemigos de arriba y de abajo y éstos se aseguran que nunca aquéllos lleguen a un completo desarrollo de una verdadera moralidad y virtud puras. Nosotros los romanos en esta aldea, que somos en su mayoría viejos soldados, nos hemos desarrollado nosotros mismos, tanto como es posible para un hombre, y así damos a nuestros hijos tal educación que siguiendo nuestra costumbre, puedan vivir muchos años, tal vez por siglos, si alguien nos puede garantizar que nuestra pequeña aldea en este sector campesino no será amenazada ni destruida por ningún tipo de enemigo, lo que la poderosa Divinidad podría evitar si quisiese, pero ciertamente no lo hará.

Y así, mi querido, milagroso amigo, Tú que tienes mucho más profunda sabiduría que yo, seguramente puedes percibir que es extremadamente difícil en esta pobre Tierra ser una buena persona. Pero esto no sería tan difícil si un verdadero y poderoso Dios se preocupara que toda esa gente fueran buenas personas. Pero de esta manera en que se encuentra, la Divinidad deja que la gente se degenere totalmente ya desde hace mucho tiempo.

Sólo entonces despierta a algunos profetas y profesores entendidos para reconducir a un pueblo a la antigua moral y virtud, según se ve en la historia de los judíos.

5. Sólo después que los israelitas se pervirtieron bajo el dominio de los faraones Dios despertó a alguien como Moisés, quien tuvo que liberarlos de todos los pecados y malos hábitos. Pero pregunto, por qué la Divinidad no lo hizo antes, cuando los judíos aún no se habían desviado del camino correcto tenían mayor voluntad?. Muchas veces, mis vecinos y yo conversamos y discutimos al respecto, sin que alguien entre nosotros pueda encontrar una razón justificable. Por eso hice mi pregunta con todas mis objeciones a Ti y estoy convencido que podrás darme una información correcta sobre esto.”

238. LA PLAGA ESPIRITUAL DEL OCIO

1. Yo digo: "Querido amigo, tu pregunta está bien planteada. Sin embargo, olvidaste que Dios no creó esta Tierra y todo lo que la conforma, para una existencia imperecedera, y no puede crear para ese fin. En ella todo es mutable y perecible, y sólo es un punto de transición desde el Juicio Original y de la muerte, a la Verdadera y Eterna Vida imperecedera.

2. Dios podría actuar en el sentido de que el hombre se mantuviese en un cierto orden, cual planta o animal, pero en este caso no sería más hombre, porque no dispondría de intelecto, ni razón, ni libre albedrío. Al no ser ésta la Voluntad de Dios, por razones muy sabias, le dio al hombre, la razón, inteligencia y voluntad libre, y con ella la capacidad de lograr la semejanza Con Dios desarrollándose y perfeccionándose espiritualmente.

3. Que la humanidad se ha descuidado en la educación - por la que Dios siempre se ha preocupado de proveer desde el principio - es culpa de la pereza de los hombres. Si entre criaturas iguales a ti y tus vecinos existen honestos y justos, por qué otros no se parecen a vosotros? Porque son perezosos. Por eso Dios hizo exterminar esas grandes ciudades porque en ellas el ocio y la inmoralidad comenzaron a excederse, dominando todo.

4. Si esas ciudades y sus habitantes hubieran permanecido como vosotros, Dios no habría enviado enemigos contra ellos, sino que los hubiera protegido. El exterminio se motivó por la plaga del ocio, que finalmente habría contagiado y pervertido a toda la humanidad. Dios jamás privó a los pueblos de tener sabios doctrinadores. Y, por ellos, muchos hombres lograron salvarse, pero aquellos excesivamente perezosos tenían que ser exterminados junto con sus viviendas.

5. Un gobierno que desee mantener el buen orden a través de sus leyes, exigirá responsabilidad y castigará a los infractores de las mismas. Acaso, ¿no debería la Divinidad, aunque fuese Bondadosa e Indulgente, castigar a un pueblo depravado, despertándolo con el látigo de la Justicia, por su inmensa ociosidad, y guiarlo a la actividad?

6. Convendrás que esto es necesario. Considera, antes que todo, la voluntad enteramente libre del hombre, contra la cual la Divinidad no puede oponerse, y todo te será comprensible en este asunto. En un planeta en el cual una criatura no pueda caer en los peores vicios, en virtud de su libre albedrío y razonamiento, tampoco puede subir a una virtud más elevada, de semejanza divina. Si meditas un poco, recibirás claridad en todos los puntos que consultas. Para Dios es fácil crear la flora y fauna y protegerlas. La educación de los hombres es más difícil, pues sólo puede enseñarles, sin imponer una coacción interna. Comprendes?

7. "Sobre la pregunta en sí misma", dice el hostelero-, está claro para mí. Pero hay aún muchos puntos menores relacionados, que no son tan fáciles de comprender”. Contesto: "Quien logra una idea clara en el asunto principal, lo hará en los puntos convergentes. Mañana conversaremos más de este asunto. Ahora, mi querido amigo, no es momento para continuar conversando este tema, porque los fariseos nuevamente prestan atención a nuestra conversación, suponen que Yo y tú somos sabios. Mañana seguramente tendremos dificultades con ellos. Busca un tema que no tenga importancia para nuestra conversación.” Dice él: “Eso es difícil, justamente cuando se pretende abordar algo sin valor, aunque sea voluntariamente. Para los romanos, de naturaleza más pensante, seria e investigadora, no es fácil hablar de cosas superficiales. Pero, si es Tu Voluntad, trataré de expresar un tema de menor importancia.”

239. CRITICA A LA ALIMENTACION INDICADA POR MOISES

1. (El anfitrión): "¿Por qué los judíos no comen carne de cerdo, que es obviamente mejor que la del cordero? Por qué Moisés le prohibió a los judíos el consumo de esa carne? Nosotros los romanos sabemos cómo preparar la carne de cerdo, comemos de ella y vivimos mucho más que los judíos. Pienso que tal vez Moisés les hizo una broma. Él fue iniciado en todos los misterios egipcios y se dio cuenta que un grupo de judíos en Egipto llegó a ser realmente cerdos, y nosotros los romanos hicimos broma de eso y digo: Moisés vio que su gente cayó en los más bajos niveles de suciedad, y para evitar que fueran aún más sucios, les prohibió comer carne de cerdo, ya que ellos eran más sucios que los mismos cerdos. Y pienso que Moisés tenía toda la razón, porque esa gente sólo pensaba en atiborrarse de comida. Finalmente, ningún animal estuvo libre de su glotonería.

Pero Moisés, como era también judío tuvo compasión de su gente y les impuso reglas para todo, a fin de hacer que los judíos recuperaran su antigua salud y sensatez, porque él, que era iniciado en toda ciencia y secretos, supo muy bien que lo que tenía que hacer para salvar a su gente que languidecía completamente, y así también puso reglas para lo que podían o no comer.

2. En Egipto, como ya dije, ningún animal se salvaba de su glotonería, Toda clase de ave del aire, toda clase de animales en la Tierra y toda clase de animales del mar estaban en peligro, mientras que los antiguos israelitas y también los antiguos egipcios comían sólo carne de res, pollo, ovejas y cabras, algunas especies de pescado, pan y vino, y se mantenían completamente sanos. Si los antiguos egipcios y los antiguos hebreos hubieran sabido como nosotros los romanos cómo preparar la carne de cerdo, de tal manera que no hubieran sido un peligro para su salud física, , así como la carne de diferentes otros tipos de aves y animales como ciervos, corsos, gacelas y liebres, igual se hubieran mantenido con buena salud como nosotros.

3. Pero Moisés fue egipcio en lo que concierne a su educación, y así él también, después de haber sacado a su pueblo de la esclavitud del faraón, estableció reglas para la alimentación que eran muy comunes en el palacio del faraón, donde él vivió y fue educado. Así como Tú, querido amigo y yo sabemos, él agregó un tinte divino, ya que según sabemos, estuvo muy unido a Dios, y aún dijo, que aquel que no cumplía con los alimentos prescritos por él, contaminaría también su alma. Él seguramente dijo eso para mantener a su gente continuamente sensata y moderada. Sin embargo, más tarde en el desierto de Arabia, por más de 40 años, tuvo dificultades para educar a la gente a permanecer sólo con estos alimentos prescritos.

4. Poco ganó con esto, según vemos los romanos, porque la gente estaba demasiado fuertemente y también severamente dirigidos a respetar las normas externas y les dejó creer que, en relación a muy Puro, Bueno y Poderoso Dios, ellos hicieron más que suficiente cuando ellos sólo guardaron las leyes externas. Y yo debo decirte, mi querido y milagroso Amigo, que esto no era todo sino la mitad en beneficio de su gente. Las mejores leyes que él dio fueron las únicas que ayudaron a la gente a conocer nuevamente a su Dios de Abraham, Isaac y Jacob.

Pero en lo que concierne a dicha lista de alimentos y también la antigua circuncisión refrescante, no cumplió, en mi opinión, lo que era más importante, Pero generalmente él tenía buena voluntad y ciertamente estableció un memorial eterno como libertador de ese pueblo. Si hubiese enseñado al pueblo con la sabiduría de los antiguos egipcios, en vez de lo que hacía, habría logrado un final mejor para su pueblo que con la prohibición de la carne de cerdo. En mi opinión, creo que esa es la razón por qué en este tiempo presente, esta gente de Israel se hundió tan profundamente. Qué clase de advertencia, le darías Tú, Milagroso Maestro, a la gente, relacionado con la pregunta de lo que debe o no comer el hombre?”

240. ORIENTACIÓN SOBRE LA ALIMENTACIÓN

1. Yo digo: "Precisamente lo que acabas de decir. Lo que entra por la boca cuando es fresco y bien preparado, no daña al hombre y nunca perjudicará la salud si se ingiere con moderación. Sólo de la carne de animales estrangulados, como es habitual en algunos paganos, no debe comer porque en la sangre de los animales actúan ciertos elementos de la naturaleza sin fermentar, que para el cuerpo humano tienen un efecto tóxico. Sobrecargan la sangre y causan enfermedades que incapacitan para el trabajo.

2. Mira, después del proceso de fermentación, cuando ya no hay impurezas en él, el vino es mucho más recomendado para cualquiera para fortalecer su cuerpo, tanto internamente como exteriormente. Si alguien toma el mosto del cual los elementos impuros aún no se han evaporado por la fermentación, se enfermaría. Se debe beber vino viejo y puro, y dejar el mosto guardado hasta que se haya purificado, por lo menos dos o tres años.

3. Sé bien que Moisés cometió algunos errores, como su hermano Aarón. Por eso, ninguno de los dos llegó a la Tierra Prometida. Aarón llegó hasta el Monte Hor; le fue permitido ver la Tierra Prometida, yació en la montaña y murió. Moisés alcanzó el Monte Nebo, también vio la Tierra Prometida y después tuvo que morir. Tú, Mi amigo, conoces ambas montañas, porque se encuentran cerca de donde vives.

4. Moisés enriqueció con mucha sabiduría especialmente a la tribu de Levi, quienes estaban siempre en su cercanía constantemente. Él dejó los troncos restantes en su rudeza y dominó al pueblo con tiranía, cuando Dios no le dio Leyes para hacer tal cosa, razón por las que Dios a menudo lo amonestaba.

5. Este también fue el caso de todos los otros profetas, porque ninguno sentía verdadera alegría con su misión, y con toda clase de medios la Divinidad tenía que aparecer como corrector detrás de ellos y simplemente los forzaba a la acción. Este es un evento común en este mundo, porque la Deidad podría pero no reprime incluso al más sabio profeta, la libre voluntad, el amor, la razón y el intelecto, porque de lo contrario, éste quedaría reducido a un instrumento sin vida.

6. La Divinidad fuerza al profeta con Su Espíritu Poderoso, a hablar, escribir y actuar de acuerdo a la Voluntad de la Sabiduría Divina, en los momentos de la actividad requerida por Ella. En seguida, los libera, y él podrá hacer lo que quiera, y en esta ocasión, el profeta puede equivocarse como cualquier otro ser humano. ¿Entendiste eso, Mi querido amigo? "

241. LA IMPERFECCIÓN DEL CONOCIMIENTO HUMANO

1. El hospedero responde, "Sí, Milagroso Maestro, Esa breve respuesta fue para mí más comprensible que la anterior. Sin embargo, recuerdo un proverbio de los antiguos sabios que decía que nada hay perfecto bajo el sol, y que todo conocimiento del hombre, experiencia y saber es un trabajo a mejorar; y que el que lograra mucho progreso por sí mismo y un gran conocimiento, finalmente después de aprender, ver y experimentar todo, será más sabio cuando se dé cuenta que realmente sabe nada en absoluto, pues sólo un Espíritu Divino lo sabe todo, y el hombre, sólo tanto como ese Espíritu le haga saber a través de la inspiración.

2. Pero la vida humana es demasiado variable y demasiado corta para poder alcanzar un profundo desarrollo espiritual. Cuando el hombre es joven y fuerte físicamente, está lleno de toda clase de pasiones, buenas y malas, razón por la que para él es muy difícil elevarse a una luz más pura del Espíritu de Dios. Entre mil, tal vez haya uno que haga la excepción. Finalmente, envejece y llega a tener una visión algo más purificada, pero entonces, a menudo se sentirá enfermo, cansado y lento, guardará sólo las leyes externas, y por eso olvidará al Espíritu Divino. Si todo va bien, puede alcanzar los 60, 70 ú 80 años, pero en sus días de vejez empezará a pensar en la muerte, se sentirá cobarde y sin fuerzas y a veces no le será ya posible dedicarse intensamente con el Espíritu de Dios. Y así, la verdadera sabiduría entre los hombres está siempre en malas condiciones, esto debido a las tres razones mencionadas previamente. Sí, si el hombre en su verdadera fuerza humana, pudiera llegar por lo menos a los 300 años de edad, la verdadera sabiduría de los hombres estaría ciertamente en una mejor condición que ahora. Pero de esta manera, debido a su corta vida, sólo puede recordar cosas ahora y entonces, pero nunca puede concatenar perfectamente todos sus logros, porque le falta una vida más larga.

3. En Alejandría existe una de las mayores bibliotecas del mundo, en la que se encuentra una de las más grandes colecciones de libros en los cuales se ha escrito gran cantidad de conocimientos en todas las áreas de la experiencia humana. Pero dónde puedes encontrar al hombre que viviese el tiempo suficiente para leer todo sólo una vez en su vida? Y nosotros, un pueblo mejor, debe estar siempre satisfecho y cómodo con nuestro refrán: sapienti pauca sufficit , y yo soy de la opinión que aun los más grandes sabios de esta Tierra tuvieron que estar satisfechos con este principio y tendrían que consolarse con éste.

Como soldado pasé por varios países del mundo sin llegar al final y tampoco entendí algo de lo que vi. Mentalmente grabé muchas experiencias e imágenes, pero de qué me sirven, si no entiendo lo que son, cómo surgieron y cuál es su finalidad?

4. Los pueblos saben por experiencia que ciertas frutas son buenas para comer, que hay poder curativo en muchas hierbas, que el pasto es para los animales, a los cuales llamamos pastadores, que la madera es buena para hacer fuego y también para la construcción de casas y cabañas, pero la gente en general no sabe realmente mucho más que eso. Así, las criaturas son motivo de pena de un dios poderoso, ya sea que vivan en la más oscura noche de sus supersticiones o caminen como famosos hombres sabios por la Tierra, ya que ninguno de ellos sabe realmente por qué fueron puestos en este mundo, sin saber o quererlo. Y creo que Tú, que eres un Maestro muy sabio y milagroso no dirás que estoy equivocado.

5. Todos los hombres sabios en la Tierra que llegué a conocer, concuerdan que después de la caída del cuerpo debe existir una cierta continuación y supervivencia del alma del hombre, pero, de qué clase? Todavía no hay una claridad sobre eso. En este punto, tal vez tengas una de las opiniones más sabias, sin embargo, si la comparamos con la opinión de los demás sabios, no estarías de acuerdo con lo demás. Tengo razón, o no? “

242. LA TOLERANCIA DE LOS ROMANOS

1. Yo digo: "Tienes toda la razón dentro del concepto mundano. Pero espiritualmente no, en absoluto, porque hay sólo una Verdad para el espíritu, y esa es: Conocer al Único y Verdadero Dios, amarlo por sobre todas cosas y al prójimo como a uno mismo. Esto es mejor que todas las ciencias de la Tierra, y para este fin, la vida humana es suficientemente larga y buena para lograrlo.

2. Quien se inicia en esta Única Verdad a través del espíritu de amor en su corazón, de Dios en poco tiempo posee más sabiduría y conocimiento que todas las bibliotecas del mundo, lo que te puedo garantizar. Pero hoy no es tiempo para llevarte a esa esfera. Serás iniciado en todo mañana, especialmente en esa área. Y cuando estés enteramente iniciado en esto, no tendrás muchas cosas que preguntar.”

3. Mientras Yo y el hospedero romano conversábamos, un fariseo entra en la habitación y yendo directamente a nuestra mesa, dice: "Mi amigos, de acuerdo a nuestro reloj de arena tenemos todavía 1 hora y media antes de la medianoche, y debido a que oímos vuestra conversación acerca de Moisés y los profetas y también sobre muchas otras cosas, y por el hecho de que somos fariseos sabemos que los romanos son hombres muy astutos y experimentados que conocen nuestra historia judía mejor que nosotros mismos, me tomé la libertad de entrar a hablar también unas pocas palabras. Podríais calificarme de atrevido, sé, sin embargo, que los romanos sois personas respetuosas que también permitirán a un fariseo a conversar, por lo menos haciendo preguntas, sin dar instrucciones.”

4. El anfitrión responde: "Estamos abiertos a todas las opiniones, en la hipótesis que veamos espíritu y razón en sus palabras. Por otra parte, somos también amigos de todo ser humano que generalmente tenga buenas intenciones con nosotros y con cualquiera otras personas, y tendrá también el derecho de conversar en nuestro grupo, sean griegos, judíos, árabes, persas o hindúes. Pero vuestros conceptos en Jerusalén sobre el verdadero valor y la dignidad del hombre, difieren mucho de los nuestros, porque quien no es archi-judío como vosotros, lo consideráis pecadores despreciados por Dios. Nosotros los romanos estamos muy lejos de tal idea fundamentalista, pues para los romanos rige el dicho: vive honestamente, dale al prójimo lo que le pertenece y no perjudiques a nadie. Así que todas las personas son libres en su manera de pensar y actuar, sin importar de qué región de la Tierra son, sea ésta cercana o lejana. Para nosotros no hay pecadores, a no ser que se trate de ladrones, asaltantes y asesinos, y aquellos que actúan voluntariamente contra la ley.

5. En lo que concierne a la fe en algún Dios, dejamos que cada cual tenga su propia fe, sin importar si está basada en verdades o mentiras, porque cada uno debe vivir, morir y ser feliz con su creencia. Todo lo demás lo entregamos a las fuerzas que crearon la Tierra, la Luna, el Sol y las estrellas, y nunca ningún hombre sabio se levantó su voz contra nuestros principios básicos.

Se nos conoce como pueblo guerrero y muy valiente, y el cetro romano rige sobre casi toda Europa, mitad de África y mitad de Asia, pero nunca invadimos con armas a un pueblo que nos deje vivir en paz. Sólo cuando nos amenaza y provoca disturbios, caemos sobre él para dominarlo y hacerlo pagador de impuestos, como sucede con vosotros los judíos y otros pueblos asiáticos, hasta las fronteras de la India. En cuanto al culto religioso, permitimos la manifestación de todos, justamente como a vosotros los judíos, y construyendo hasta templos en Roma y Atenas para sus deidades, lo que no hicisteis vosotros los judíos. Quizás nos equivocamos con nuestra tolerancia, que en este caso forma parte del principio por el cual se debe permitir y favorecer a todos con lo que es suyo. Si estás de acuerdo con mi opinión, puedes hablar, estando en nuestra compañía. Todo lo que va más allá de lo que debiera estar en manos de una mayor y divina sabiduría. Si tú, un jerusalemita está de acuerdo con esta opinión mía, puedes hablar estando en nuestra compañía, si lo deseas, porque nosotros los romanos somos más receptivos a cualquier verdad y sabiduría que ninguna otra nación en la Tierra. Y una persona verdaderamente sabia e inteligente es igualmente aceptada entre nosotros, sin distinción de fe en esferas síquicas trascendentales.”

6. Responde el fariseo: "Mi querido amigable hospedero, ya hablé con muchos romanos, pero nunca encontré uno más liberal y razonable que tú. Pero qué dirías de nuestra situación religiosa, que en este tiempo está bastante amenazada? Porque surgió en Galilea un hombre que hace tres años viaja de un lado a otro predicando contra nosotros, actúa milagrosamente al estilo esenio y convierte a toda la gente a su doctrina, clamando que él es el Hijo de Dios y, basándose en las Escrituras, asegura que es el Mesías Prometido, y nosotros no sabemos qué hacer.”

243. LAS MALAS INTENCIONES DE LOS FARISEOS

1. El romano responde: "Yo también oí hablar de ese hombre y me daría una gran felicidad si quisiese venir a mí, porque es más sabio y sabe todo sobre las cosas más que ninguno de nosotros y podría aprender mucho de él. Si no es así, entonces lo escucharé y lo dejaré ir como llegó, y a lo más podré decirle: Amigo, si no eres más sabio que eso, harías mejor en quedarte en casa con tus enseñanzas y gánate la vida honestamente con tus manos. Pero como he o{ido, tu Galileo, también judío, debe ser extremadamente sabio y poderoso en milagros, y me haría muy feliz si viniera a verme.

Han venido aquí muchos sabios y también dotados de poderes milagrosos, y ve, cerca de mi , está sentado a la mesa un hombre sabio que acaba de llegar con su séquito desde el Oriente. Lo acogí con gusto y él podrá quedarse el tiempo que quiera. Haced lo mismo con tu Galileo, que ciertamente nunca les hará daño. Pero si lo persiguen y odian, os perseguirá también a vosotros, lo que yo consideraría completamente justificado. Sin embargo, preferentemente estoy convencido que no perseguirá a los romanos, porque amamos y respetamos a tales hombres sabios. Si me entiendes, acepta mi consejo, y así no tendrás enemigos. "

2. A esto, contesta el fariseo: "Nosotros tampoco somos enemigos de los hombres sabios y educados, pero no nos sirven aquellos que quieren privarnos de nuestro pan e ingresos porque es aún un principio básico de los romanos que uno debe vivir, pero debe también dejar vivir a los demás. Pero si un sabio aparece y nos hace sospechosos en frente del pueblo entero, no podemos mirar con otros ojos a tal hombre sabio, y ciertamente no cuando ese hombre, tanto como lo he oído, dice ser Hijo de Dios, sanando toda clase de enfermedades y atrayendo a toda la gente hacia él con los milagros.

3. Dicen que varias veces estuvo en Jerusalén para adoctrinar a los del Templo, enseñando en el templo y alejando de nosotros a muchos miles por sus palabrasy hechos y ellos siguen sus enseñanzas. Bien ahora, nosotros jerusalemitas no podemos mirar tales cosas con diferentes ojos. Pero si él dice que es el Hijo de Dios, claramente está hablando en contra de la religión mosaica que acepta un solo Dios, porque está escrito en nuestra ley: “Creerás en el Único, verdadero Dios y no tendréis otros dioses aparte de Mí, pero si él es el Hijo de Dios, nosotros obviamente tenemos dos dioses. Entonces, qué podemos hacer con esa doctrina que contradice nuestras enseñanzas antiguas venidas de Moisés? Vosotros, romanos nos permitieron mantener nuestra antigua creencia, pero él nos quiere quitar eso y por eso es que tenemos razón en perseguirlo.

4. Aparte de eso, es posible que sea realmente un profeta reciente, lo que se dio varias veces entre los judíos, pues siempre la Divinidad despertó hombres en el espíritu que predijeron al pueblo lo que tendrían que esperar si ellos no acataban las leyes de Dios. También se hicieron promesas al pueblo si ellos volvían al antiguo Dios de Abraham, Isaac y Jacob y que Dios entonces enviaría por una vez un Mesías al pueblo judío y los liberaría de toda clase de esclavitud y duras opresiones.

5. Pero el hombre sabio de Galilea se aprovecha de eso, diciendo que él es el propio Mesías. Sin embargo, nació en Nazaret de Galilea, como hijo de un carpintero, y sabemos que él practicó ese oficio con su padre, que está muerto ahora, y sus hermanos por casi 15 años. De dónde sacó su sabiduría y poder para realizar milagros, no lo sabemos. Estas son las razones principales por las que perseguimos a aquel hombre. Por querer él dejarnos en la ruina, será aniquilado, porque somos finalmente más fuertes que él y todos sus seguidores".

244. CRÍTICA DEL HOSPEDERO CONTRA EL SACERDOCIO JUDÍO

1. A esto, el anfitrión dijo: "Hablaste bien, pero tengo que objetar que nosotros los romanos auténticos que somos llamados paganos por vosotros, nunca oímos algo bueno de vuestros sacerdotes jerusalemitas, pues estáis llenos de orgullo, de amor propio y ambicionáis el poder, y perseguís a cualquiera que se atreva a encararos con la verdad pura, y soy de la fuerte opinión que vuestros profetas, a quienes vosotros mismos habéis lapidado porque os decían la verdad, no estaban equivocados y predijeron vuestra ruina por vuestra no muy loables cualidades.

2. Por lo que sabemos, muchas cosas que ellos predijeron para vosotros, han sucedido ya, y muchas otras cosas os esperan para que se hagan realidad, porque vuestro culto religioso sólo consiste en el hecho de que tenéis un templo, ricamente adornado con toda clase de tesoros, un altar y un así llamado Santísimo, dotado con el llamado Arca de la Alianza, que se supone viene de los tiempos de Moisés y Aarón, mientras vosotros destruisteis la antigua y pusisteis una nueva en su lugar y que no tiene ningún poder ni efecto, lo que es conocido por muchos romanos. Entonces, yo, como romano que ama la verdad, pregunto: por qué no sustentáis la verdad, prefiriendo en cambio, engañar al pueblo, al cual inducís a la fuerza, a la superstición, mientras que vosotros mismos nada creéis de lo que enseñáis?.

3. ¿No sería más razonable de vuestra parte, desde el momento que visteis que el Arca de la Alianza perdió su poder, decir al pueblo: Dios nos retiró Su Gracia a causa de nuestros muchos pecados. Hagamos penitencia justa y pidamos a Él que se compadezca nuevamente de nosotros. Pero mirad, vosotros no solamente no hacéis eso, sino que por causa de vuestras comodidades y honor mundanos, preferís traicionar al pueblo, en vez de volver con ellos a vuestro Dios.

4. Mira, este no es el caso de nosotros los romanos. Hay también muchas clases de supersticiones entre nosotros, pero un verdadero romano se mantiene en la verdad, y cuando encuentra a alguien que ha conocido y es iniciado en toda clase de verdades, lo acepta con amor y se enriquece con los tesoros espirituales de ese hombre que está pleno de verdad y sabiduría. Porque los tesoros espirituales son inmensamente más valiosos que los materiales, porque todos los tesoros materiales son perecibles y algún día desaparecerán, en cambio los espirituales continuarán existiendo y traen cosas buenas entre los pueblos. Por consiguiente, las cosas buenas y verdaderas deben siempre aumentar por toda la Tierra donde se mantenga habitada por seres humanos.

5. Si se forman sociedades que se oponen al bien y a la verdad, a causa del orgullo, poder y amor propio, es comprensible que esos hombres y sus seguidores se hundan más y más profundamente día tras día en las tinieblas, y persigan a los hombres que la Divinidad inspiró para enfrentarlos con la Verdad. Según me parece, este es el caso de los judíos, no sólo de ahora, sino desde hace mucho tiempo, porque siempre buscaron perseguir a aquellos que intentaban inculcar las Verdades de Dios.

6. Si los romanos no fuésemos tan poderosos como realmente somos, vuestro orgullo y ambición de poder nos hubieran expulsado de vuestro país ya hace tiempo. Pero somos fuertes y valientes, y respetamos a Moisés y los demás profetas; no os tememos y despreciamos en vosotros lo que ya hace tiempo debimos hacer. Digo más: No toleraremos vuestro juego engañoso por mucho tiempo, y cuando volvamos a las armas no será fácil para vosotros como antes, cuando entramos a vuestro país por primera vez y os dominamos. Cuando volvamos, no arreglaremos vuestras ciudades y sinagogas, como lo hicimos antes.

7. Por esto, os aconsejo no perseguir a hombres sabios y sinceros. Aceptadlos con amor, escuchadlos y ajustaos a ellos. Esto cambiará nuestra actitud. Estoy ansioso por conocer a ese galileo, y daría la mitad de mi fortuna si me diese la honra de su visita. Deberíais hacer lo mismo. Ciertamente será lo mejor para vosotros, si pensarais y deseareis lo mismo que yo y aceptáis al sabio Galileo amistosamente, lo escucháis y después de eso hacéis las cosas buenas y verdaderas que Él os dice. Y yo os digo, mi querido amigo, que todo lo que es bueno y verdadero finalmente se premia por sí solo, pero lo contrario también se castiga por sí solo. Estas son las mismas opiniones recogidas en todos mis viajes por el Imperio Romano. Sed de la misma opinión y tened la misma motivación que yo, entonces os sentiréis mejor que si insistís en vuestro afán de perseguir a todo aquel que imposiblemente puede estar de acuerdo con vosotros, ya que esto de por sí está mal, y persiguen a los hombres sabios, sin importar de donde vengan, como hacen casi todos vuestros compañeros y colegas. Si seguís mi consejo, lo pasaréis mejor que insistiendo en vuestro afán de perseguirlo. De acuerdo?”

8. Contesta el fariseo: "Mi querido hospedero, desde tu punto de vista, puedes tener razón, porque la Verdad y el Bien se deben buscar antes que nada. Pero ¿dónde están? Al final, el hombre está y permanecerá siempre limitado en una u otra creencia y hasta ahora, nadie ha podido levantar el velo de Isis. Por eso, para nosotros, lo mejor es dejar a un pueblo en su sistema de creencia religiosa, ya sea que sus principios básicos tengan mucha o poca verdad, en vez de entregarles demasiada información con nuevas verdades que ellos no puedan comprender completamente y que después abandonen la antigua fe y comiencen odiando y persiguiendo a los antiguos líderes de esa fe”.

Contesta el hospedero: "Estás muy equivocado en esto. Si nadie busca la verdad nunca más, todo lo que existe en esta Tierra se transformará en una suerte pudrición y muerte...”

Nota: Con estas palabras importantes Jakob Lorber termina el dictado del Señor el 19 de julio de 1864. Enfermo hace un buen tiempo, Jakob Lorber fue llamado por El Señor de sus labores terrenales el 23 de agosto de ese año.

— Fin del tomo 10 —

Información

El Gran Evangelio de Juan — Tomo 10
Título original: Großes Evangelium Johannes, Band 10
Traducción del portugués al español: Elsa Mansilla
Audiolibro © by LMC — Edición: 16.03.2020

Contacto

Vídeos: youtube.com/jakoblorber
Web: jakoblorber.webcindario.com
Blog: jakoblorberperu.blogspot.pe
Email: cienciayespiritualidad@gmail.com
Facebook: fb.me/cienciayespiritualidadperu